AGLI

Recortes de Prensa    Sábado 20 Mayo  2000
#Volver a Euskadi
CARLOS ALONSO ZALDÍVAR El País 20 Mayo 2000

#Ya no sé si soy vasco
JAVIER ORTIZ El Mundo 20 Mayo 2000

#Maniobras en la ambigüedad
ISABEL SAN SEBASTIAN El Mundo 20 Mayo 2000

#Equivocarse
Javier Sádaba* La Estrella 20 Mayo 2000

#Imprecación a los hijastros de Aitor
VIDAL DE NICOLAS El Mundo 20 Mayo 2000

#Condecoración para Miguel Ángel Blanco y otras víctimas de la banda
Madrid EL PAÍS 20 Mayo 2000

#Portugalete: los vecinos impiden un nuevo acto de violencia callejera 
BILBAO. Agencias ABC 20 Mayo 2000

#Otro ataque al Foro de Ermua: destrozan el «Bosque de Oma», de Agustín Ibarrola 
BILBAO. ABC 20 Mayo 2000

#Otro ataque a los defensores de la libertad en el País Vasco
IMPRESIONES El Mundo 20 Mayo 2000

#La patronal navarra confirma que ETA ha intensificado su campaña de extorsión
Pamplona Estrella Digital 20 Mayo 2000

#Lengua española
Ignacio Sánchez Cámara ABC 20 Mayo 2000  

#Burocracia Europea
Z Rana La Estrella 20 Mayo 2000

#El Parlamento Europeo suprime el boletín en español
BRUSELAS. Alberto Sotillo corresponsal  ABC 20 Mayo 2000

#Pío Cabanillas: «No sé si saldrá bien este experimento del Parlamento Europeo»
MADRID. M. C. ABC 20 Mayo 2000

#Nota del Editor:
20 Mayo 2000

Volver a Euskadi
CARLOS ALONSO ZALDÍVAR El País 20 Mayo 2000

Esta vez, Clinton, Putin y otros personajes que lo hacen con frecuencia no aparecerán en estas líneas. Ceden el espacio a José Luis López de Lacalle. La historia también se hace desde abajo. Con una muerte noble se hace más historia que con un asesinato indigno. A José Luis lo ha matado ETA para que él y otros no escribieran más sobre Euskadi; escribir sobre Euskadi es mi respuesta a ETA. Se lo debo a José Luis, amigo de esa clase de amistad única que se fragua compartiendo la esperanza y el riesgo. Amigo desde los tiempos de la clandestinidad antifranquista. Se lo debo a tantos vascos que participaron en aquella lucha. Se lo debo a los españoles que, quizá recordando aquellos lejanos tiempos en los que ser vasco era casi sinónimo de ser un luchador por la libertad, manifiestan el buen sentido de gritar "¡vascos, sí; ETA, no!", pese a que ETA ya ha empapado en sangre no sólo su nombre falso, sino el de todo el nacionalismo vasco y el propio nombre de Euskadi. ETA (Euskadi ta Askatasuna) significó un día "Euskadi y libertad", hoy significa "Euskadi sin libertad". La libertad vasca se llama ahora "Euskadi sin ETA".

No hay que darle más vueltas. La discusión es tan vieja que volver a ella me da pereza. Poco antes de la muerte de Franco pregunté a ETA: ¿se callarán las pistolas que hoy disparáis en nombre de la libertad de Euskadi, cuando el pueblo vasco pueda hablar por sí mismo? Está publicado en Hemen eta Orain, una revista que era clandestina, pese a lo cual nadie te mataba por escribir en ella. Franco se murió, el pueblo vasco ha hablado repudiando una y otra vez a ETA y ETA ha continuado matando porque dice que está en guerra. ETA se ha convertido en Franco. Eso no es un insulto forzado. Cuenta Villalonga en sus Memorias que, "durante la guerra civil, Franco le dijo a un legionario: 'Si no te gusta el rancho, no te lo comas'. El soldado tiró el rancho al suelo y Franco le pegó un tiro en la cabeza". Eso es lo que ETA le ha hecho a José Luis. Franco empezó la guerra diciendo que respetaba la República. Supongo que alguien le creyó, igual que hoy hay gentes en Euskadi que creen a ETA cuando dice que lucha por la autodeterminación. Ahora que cientos de crímenes han contestado a la pregunta que le hice a ETA hace un cuarto de siglo volveré a hacerle otra: ¿si en un referéndum la mayoría de los vascos se manifestaran contra la independencia dejaríais de matar? Y esta vez adelantaré la respuesta. No, ETA continuaría matando por la independencia. Después de seguir matando desde que hay democracia, quién puede creerse que ETA iba a responder diciendo: "¡Ah, no queréis la independencia, pues nos disolvemos!". Desde luego, no Xabier Arzalluz, que una vez me explicó que la idea de autodeterminación es ajena al nacionalismo vasco porque sus aspiraciones soberanas se asientan en derechos históricos forales, y no en el resultado que pueda arrojar una consulta electoral coyuntural. Entonces, ¿por qué situar al PNV en el terreno de la autodeterminación, llámesele "ámbito vasco de decisión" u otra cosa? ¿Quizá pensando que en un referéndum que se celebrara hoy los vascos se pronunciarían mayoritariamente por la independencia?

Xabier Arzalluz conoce de sobra Euskadi para pensar eso. Es cierto que, durante los años noventa, en Europa se han creado un puñado de Estados nuevos, algo que no había ocurrido en el medio siglo anterior, y que eso ha reverdecido las aspiraciones independentistas de algunos nacionalistas vascos. Pero también es cierto que la creación de esos Estados está costando tanta sangre, penurias y sufrimientos que otros muchos vascos (y entre ellos también nacionalistas) han comprendido que intentarlo es jugar con fuego. No puedo citarle literalmente, pero no hace mucho Xabier Arzalluz dijo que, aunque no sabía cuánta gente de su partido lo era, él es favorable a la independencia. Ahora le haré una pregunta a Xabier Arzalluz: ¿por qué no organiza un referéndum en el PNV? Así sabrá lo que opinan sus afiliados y, si le parece conveniente, podría dividir el partido en dos: el PNV-independentista y el PNV-no-independentista. Eso contribuiría a aclarar la política vasca. ¿Le parece conveniente? Hágalo. ¿No le parece conveniente? Entonces, ¿por qué quiere hacerlo en Euskadi?

Menos que Xabier Arzalluz, pero algo conozco mi país y sé que un referéndum daría un resultado ampliamente contrario a la independencia. Éste es el momento en el que Xabier Arzalluz me podría preguntar a mí: "Entonces, ¿por qué se niegan a hacerlo?". Ya lo he contestado: porque ETA no aceptaría el resultado y continuaría matando. Pero Xabier Arzalluz es un gran polemista y probablemente me diría: "Bien, supongamos que ETA ha dejado de matar, que se celebra un referéndum y que la mayoría dice sí a la independencia. ¿Aceptaría Madrid que Euskadi se separase de España?". Un político no debe pronunciarse sobre situaciones hipotéticas, pero, como yo no lo soy, contestaré con otra pregunta: ¿cómo aceptarían los vascos ese resultado? Y también voy a responder a mi propia pregunta. Esa hipotética mayoría independentista se desglosaría de la siguiente manera: mayoría en Guipúzcoa, mayoría raspada en Vizcaya y clara minoría en Álava. Los independentistas de todos los sitios argumentarían que el resultado de Álava era irrelevante y debía subsumirse en el conjunto del resultado de Euskadi. Pero los no-independentistas alaveses dirían que el resultado en su territorio les facultaba para desgajarse de la Euskadi que se independiza y, consiguientemente, para quedarse en España. A fin de cuentas, si Euskadi es una nacionalidad reconocida, Álava es un territorio con fueros igualmente reconocidos, histórica y actualmente. No sería difícil que esa discusión condujera a una pugna sobre el control del territorio y que la Ertzaintza tratara de hacerlo efectivo. Pero los alaveses no-independentistas pedirían a la Guardia Civil y al Ejército español que permanecieran en Álava. ¡Delicada situación, verdad! Tanto que se parece a lo que ocurrió con las Krajinas en Yugoslavia. Pero lo más interesante empieza cuando, en pleno litigio sobre el futuro de Álava, en Navarra, más precisamente en la zona de Alsasua, aparecen fuerzas que plantean la separación de España para unirse a una Euskadi independiente. Como reacción, en el centro de Navarra, digamos Estella, se extiende un movimiento navarrista que quiere mantener su pacto foral histórico y, como ultrarreacción, en la ribera del Ebro, digamos Tudela, se inflama un sentimiento de unión con España sin más matices. Estamos hablando de Euskadi, pero es fácil reconocer una acusada similitud con lo que pasó en Bosnia.

Todo esto es política ficción, claro, pero descubre una realidad. La realidad es que la simple posibilidad de convocatoria de un referéndum, no la convocatoria en sí, sino la simple posibilidad de que pudiera producirse, generaría una dramática fragmentación política y social del País Vasco y de Navarra en las direcciones indicadas. Yo creo que Xabier Arzalluz sabe que pasaría eso y que no le gustaría ver un enfrentamiento así entre vascos. Esperaré el día en que deje la política para que me diga si es así, porque en su posición actual no puede hacerlo. ¿O sí puede? No sé, es cosa suya. Por mi parte, y un poco por mi profesión, le diré una cosa. Un Estado democrático que no contempla la autodeterminación en su Constitución no puede aceptar la posibilidad de convocar un referéndum de autodeterminación. Ni siquiera en el caso de que en uno de sus territorios surja un movimiento respaldado durante mucho tiempo por una mayoría muy amplia reclamando la independencia. Ante una situación así, el Estado sólo tiene dos opciones. Una es la que ha seguido Rusia con Chechenia, que yo no recomendaría nunca. La otra, negociar con los independentistas la separación obteniendo garantías para los ciudadanos de ese territorio que no quieren la independencia. Si algún día en Euskadi, después de que haya desaparecido ETA, un partido nacionalista con un programa que reclame directamente la independencia gana una y otra vez mayorías muy amplias, yo recomendaría moverse por la segunda vía. Así pues, si el PNV quiere de verdad la independencia, lo primero que tiene que hacer es decirlo sin subterfugios, y lo segundo, ganar consistentemente para esa posición, digamos, a la mitad de esa mitad de vascos que hoy claramente no quieren la independencia. Entretanto, los vascos que no queremos la independencia, como es natural, trataremos de convencer a la mitad de esa otra mitad de vascos que no tienen claro si la quieren o no la quieren de que la independencia es lo peor para Euskadi. Puede resultar largo, pero entretanto tenemos una tarea que una gran mayoría de vascos podemos hacer juntos: acabar con ETA. Carlos Alonso Zaldívar es diplomático.

Ya no sé si soy vasco
JAVIER ORTIZ El Mundo 20 Mayo 2000

ETA dice que en el proceso democrático de Euskadi sólo deben participar los vascos, entendiendo por tales los residentes en tierra vasca que, al margen de su origen, respeten «los derechos de Euskal Herria». «Tendrán que elegir entre la nacionalidad española, francesa o vasca», añade.

Les hablaba yo el otro día de Euskadi y del modelo que puede representar para ella el ejemplo del proceso de paz de Irlanda. ¿Se imaginan ustedes que el IRA pretendiera que en las elecciones que se realicen en el Ulster sólo puedan participar a partir de ahora quienes previamente admitan que no son británicos? Se iría todo a freír espárragos, por supuesto.

Desde que tengo uso de razón -doy por supuesto que lo tengo, aunque tal vez me exceda- he defendido el derecho de autodeterminación de Euskadi. Que los vascos podamos decidir si queremos formar parte de España o no. Pero, para que quepa tomar esa decisión, hace falta que tantos los partidarios de una cosa como los de la otra podamos defender con igualdad de derechos nuestras posiciones respectivas. Si los contrarios a la constitución de un Estado vasco separado quedaran excluidos del debate, la votación sería ociosa. Lo que propone ETA se resume así: sólo deben tener derecho a decidir si quieren ser españoles o no aquellos que antes hayan decidido que no quieren serlo. Eso no es una propuesta política, sino una broma macabra.

ETA traza otra línea divisoria alternativa: «el respeto de los derechos de Euskal Herria». Sin detenerme demasiado en el sistemático y seguramente nada casual deslizamiento verbal del MLNV, que cada vez habla menos de «Euskadi» y más de «Euskal Herria» (es decir, menos de «la nación vasca» y más de «el pueblo de habla vasca»), se me ocurre dos preguntas elementales. Primera: ¿qué autoridad fijará cuáles son exactamente «los derechos de Euskal Herria»? Y segunda: ¿qué tribunal juzgará quién los respeta y quién no? La verdad: no sé si yo mismo pasaría el examen. Probablemente no.

En tiempos, ETA se avenía al viejo criterio tópico y consideraba vascos a «los que viven y trabajan en Euskadi». Comprendo que el galopante incremento del paro obliga a poner en cuestión ese «...y trabajan». Pero aquél era al menos un criterio de determinación de la nacionalidad basado en datos objetivos. Ahora opta por el subjetivismo voluntarista: es vasco quien elige ser vasco -y nada más que vasco, claro está- y quien, a juicio de los guardianes del fuego sagrado de la vasquidad -o sea, ellos mismos-, respete los derechos de Euskal Herria.

He escrito recientemente que cada vez veo más alejada la posibilidad de una solución razonable y negociada del conflicto vasco. Sumo y sigo.

Dos no se entienden cuando ninguno de los dos quiere.

Maniobras en la ambigüedad
ISABEL SAN SEBASTIAN El Mundo 20 Mayo 2000

Entre las muchas incógnitas que debería despejar el PSOE en su próximo Congreso Federal del mes de julio, ocupa un lugar destacado la que se refiere a sus intenciones con respecto al PNV, al PP y a la convocatoria o no de elecciones anticipadas en el País Vasco. Porque mientras en la sede de la madrileña calle de Ferraz discuten sobre si son galgo o podencos -léase guerristas o renovadores- los responsables del descalabro electoral del 12 de marzo, o si para concurrir a la Secretaría General del partido hay que tener el respaldo de una parte mayor o menor del aparato, en el escenario político vasco la situación se deteriora a marchas forzadas y exige compromisos claros que pongan fin a las maniobras en la ambigüedad que ha practicado el PSE/PSOE desde los albores de la Transición.

El partido les debe ese ejercicio de claridad a sus propias bases, aunque sólo sea porque para liquidar ese coqueteo histórico entre socialistas y nacionalistas llamados democráticos, asegurándose la fidelidad de estos últimos, ETA insta al PNV a decantarse, pero asesina a socialistas de trayectoria inequívoca, como Fernando Buesa, mientras incrementa los ataques a militantes a través de la kale borroka.

Ya no es tiempo de poner una vela a Dios y otra al diablo, ni parece que las circunstancias lo permitan, por mucho que algunos dirigentes se aferren al empeño voluntarista de «tender puentes» hacia un PNV en el que se quieren advertir indicios esperanzadores de disidencia interna y voluntades significativas de regreso al consenso constitucional y estatutario, ignorando el hecho de que ese mismo PNV y esas mismas gentes, en las cuales se depositan tantas esperanzas, reeligieron a su actual dirección, encabezada por Xavier Arzalluz y Joseba Egibar, hace menos de cinco meses y por una abrumadora mayoría del 98% de los votos.

El PNV es lo que es y está donde está, aunque haya demostrado con creces su maestría en el juego del bueno y el malo (Juan María Atutxa y Arzalluz, por ejemplo) y en el aprovechamiento político de una bicefalia cada vez más desequilibrada, en la que el poder institucional está ya totalmente subordinado al del partido. Es el mismo PNV que negoció con la organización terrorista ETA en secreto, a cambio de la tregua, un camino soberanista que la banda terrorista le exige ahora emprender sin demora. Un PNV atrapado en su propia trampa y presionado por sus socios de la izquierda abertzale, que vuelve a lanzar su anzuelo al Partido Socialista en busca de tiempo y oxígeno político, mientras intenta recomponer su hoy resquebrajado frente nacionalista.

Ante ese anzuelo hay dos posiciones en el PSOE: La de quienes opinan que el PNV, con su actual dirección, carece de credibilidad, con lo que cualquier acuerdo futuro pasa por la sustitución de Arzalluz al frente del partido, y la de los que confían todavía en la posibilidad de atraer a ese PNV al bando constitucional y estatutario. Entre los primeros destacan personajes como Juan Alberto Belloch, máximo defensor dentro del PSOE de la necesidad de suscribir un pacto con el PP para llevar a Ajuria Enea a un lehendakari no nacionalista; el presidente de Castilla-La Mancha, José Bono, que comparte esta tesis con entusiasmo, y el propio secretario general de los socialistas vascos, Nicolás Redondo Terreros, quien hasta hace poco tiempo se había mostrado menos dispuesto a cerrar esa puerta.

Donde estaba Redondo se encuentran hoy otros personajes deseosos de encontrar en el PNV un argumento, una percha a la que agarrarse para «recomponer el consenso». Es el caso de Ramón Jaúregui, actual portavoz en la comisión de Justicia e Interior del Congreso, el del presidente del PSE, José María Benegas, o el del alcalde de San Sebastián, Odón Elorza, que no necesita ni pretexto. Otra vasca de renombre y prestigio, Rosa Díez, candidata a la Secretaría General del partido, debe aún desvelar con claridad su posición exacta, que constituye una incógnita.

EL SECRETO
El «do ut des» del PP y el PNV

El pacto del TC. Uno de los pactos secretos suscritos en la legislatura pasada entre el PP y el PNV, cuando todavía eran fluidas las relaciones entre ambos, fue el que cocinaron Alvarez Cascos y Anasagasti en torno a la presidencia del Tribunal Constitucional. Según se cuenta en mentideros judiciales, el primero influyó en el voto de dos miembros del TC para que retiraran el apoyo prometido a Jiménez de Parga y respaldaran a Pedro Cruz -partidario de la excarcelación de la Mesa de HB-. A cambio, el PNV votó los presupuestos del 99.......

Equivocarse
Javier Sádaba* La Estrella 20 Mayo 2000

Los tres principales actores del drama de Euskadi no han cometido, si se les hace caso, error alguno. El Gobierno muestra su estima propia contándonos que ha tenido razón, que se ha colocado en donde tenía que colocarse, que ha hecho resplandecer los bienes del estado de derecho y que nada más hay que añadir. El nacionalismo que se enrosca a través del PNV nos dice que ha jugado con valentía y honestidad, proponiendo metas, evitando falsos atajos y haciendo patente que la democracia es el riesgo que no siempre tiene por qué ser compensado de inmediato. ETA, finalmente, ha escrito sobre su propia coherencia, la incoherencia del mundo del PNV y la intratabilidad de un gobierno que no es capaz de reconocer los derechos que no le pertenecen y que se arruga ante unas urnas que no sean las que la Constitución sancione.

Son, efectivamente, los tres protagonistas principales de un escenario en el que los demás forman, más bien, el decorado. Ninguno de ellos, repito, afirma haber cometido un error, haber cometido, por la razón que sea, un fallo. Otros, por el contrario, lo primero que confesamos es, precisamente, que nos hemos equivocado. Y una equivocación considerable que va al núcleo del problema es la siguiente. Pensábamos que se estaba dando una transición, en una de las partes del conflicto, a posiciones que, a falta de mejor expresión, llamaremos europeas. ¿En qué sentido europeas? En el sentido de no creer en modelos que están en relación con la lucha que, con mayor o menor fortuna, se desarrolló en las últimas décadas desde América hasta Asia, pasando por África.

Según tales modelos, la lucha armada y el grupo que aglutina a todos los que se rebelan debe ser intocable. La otra lucha, la de la resistencia civil, la de la radicalidad democrática o la que es capaz de perder precisamente porque nunca deja de ser autocrítica, estaría tan en segundo plano que desaparece. Y en este punto nos hemos confundido. ETA aún no es el IRA (que quede claro que no estoy diciendo, en modo alguno, que el IRA sea un ejemplo de humanidad. No hace falta sino leer lo que recientemente estamos conociendo sobre los desaparecidos a manos del mismo IRA). ETA está más cerca de los ejemplos que vienen de otros lugares. Y, para decirlo por última vez, el error ha consistido en creer que rápidamente se iba a producir un traslado de todas las energías a la vida cotidiana política. Porque, por otro lado, tal traslado de energía no significa que haya que dar por bueno que la democracia europea sea un dechado de virtudes.

Ahora bien, si nos hemos equivocado en lo que acabamos de exponer, no nos hemos equivocado mucho en la actitud que iba a dominar en el gobierno. O, para decirlo con más claridad, en los partidos políticos gobernantes que se reparten el poder. Tampoco parece que estén muy maduros como para aceptar una vida democrática sin restricciones y abierta a cualquier cambio popular. No pueden saber ustedes cuánto desearía que me confundiera ahora en lo que estoy diciendo. *Catedrático de Ética de la Universidad Autónoma de Madrid

Imprecación a los hijastros de Aitor
A José Luis, nuestro amigo asesinado; al bosque de Oma, de Agustín, hollado por la bestia
VIDAL DE NICOLAS El Mundo 20 Mayo 2000

Este poema ha sido enviado a este periódico por el presidente del Foro Ermua, Vidal de Nicolás, tras el asesinato de José Luis López de Lacalle y el ataque al bosque de Agustín Ibarrola:

Cuánta patria de sangre
nos estáis legando,
qué banderas de luto enarboláis
qué tenebroso mundo habéis desenterrado
desde las brumas de la prehistoria;

qué carcomido credo
alimenta vuestra ira;
cómo habéis mancillado
la luz de nuestro idioma
al convertir la lengua
en hacha de verdugo.

Habéis resucitado la dialéctica atroz
de origen falangista:
el puño airado
y la letal pistola,
y nos habéis trocado
la paz en violencia.

Hasta habéis inventado
perversos enemigos en hombres de otras tierras,
y fantasmas históricos
que nunca han existido.

Profetas de la nada,
oráculos del miedo,
nunca podréis vencernos
porque amamos la vida.

Sacerdotes del odio,
jamás aceptaremos
vuestra cerril doctrina,
ni pondréis vuestro yugo
en nuestras libertades.

No queremos que advenga
vuestra patria terrible,
ni que sobre los muertos
erijáis vuestro reino
de sangre y violencia.

Parad, parad las armas,
detened vuestra furia,
dejadnos que vivamos
nuestra paz, nuestra vida.

Y vosotros, quedaos con vuestro fanatismo,
con vuestra intolerancia,
con vuestra necrofilia,
y con vuestro universo de mitos y mentiras.

Condecoración para Miguel Ángel Blanco y otras víctimas de la banda
Madrid EL PAÍS 20 Mayo 2000

El Consejo de Ministros viene concediendo en cada reunión la Gran Cruz de la Real Orden de Reconocimiento Civil a todas las víctimas del terrorismo, no sólo el de ETA. Pero no se concede a todas en la misma sesión, se hace poco a poco. Y ayer fue el turno, junto a otras 12 personas asesinadas por ETA, de Miguel Ángel Blanco, una de las víctimas más simbólicas de la banda.

Blanco, que era concejal del PP en el Ayuntamiento de Ermua (Vizcaya), murió el 13 de julio de 1997, unas horas después de que un pistolero de ETA le disparara en la cabeza. Más de dos millones de personas pidieron entonces a ETA que dejara de matar. Luego se creó el Foro Ermua, uno de cuyos miembros, José Luis López de Lacalle, fue asesinado el pasado día 7.

También fue condecorado ayer el que fue máximo responsable de la Ertzaintza, Carlos Díaz Arcocha, asesinado por la banda terrorista en 1985 al hacer estallar una bomba colocada en su automóvil. Y también Tomás Caballero, que era portavoz de Unión del Pueblo Navarro (UPN) en el Ayuntamiento de Pamplona. Caballero fua asesinado en mayo de 1998, cuatro meses antes del alto el fuego.

Además de estas tres personas, el Real Decreto aprobado concede la Gran Cruz de la Real Orden del Reconocimiento Civil a las siguientes víctimas: Pedro Carbonero; Julio César Castrillejo; Pedro Galnares; Antonio Ángel López Martínez; Wenceslao Maya; Gregorio Posada; Eugenio Recio; Arturo Ruiz; Luis Santos y Antonio Velasco.

Portugalete: los vecinos impiden un nuevo acto de violencia callejera 
BILBAO. Agencias ABC 20 Mayo 2000

Varios vecinos de la localidad vizcaína de Portugalete han impedido un nuevo acto de violencia callejera al increpar a varios encapuchados cuando se disponían a incendiar una sucursal de La Caixa de esa población.

Los hechos ocurrieron anteayer por la tarde, aunque no trascendieron hasta ayer, cuando seis desconocidos cortaron una carretera de la localidad con varios contenedores de basura. Llevaban capuchas blancas en la cabeza y portaban diversas garrafas de gasolina y cohetes pirotécnicos para atacar una oficina de esa entidad bancaria que se encuentra en las proximidades.

Varios viandantes increparon a los encapuchados cuando estaban cortando el tráfico y avisaron a la Ertzaintza que poco después llegó al lugar. Los encapuchados, que en ningún momento hicieron frente a los vecinos, se marcharon del lugar al oír los reproches de los ciudadanos.

Por otro lado, la Policía Autónoma vasca ha logrado identificar y detener a los pirómanos que venían actuando en lo que va de año en varias localidades de la margen izquierda de Bilbao, próximas a Barakaldo. Según informó el Departamento de Interior, las investigaciones llevadas a cabo por la Ertzaintza han desvelado la existencia de al menos tres grupos de pirómanos que incendiaban vehículos estacionados. Varios de ellos han quedado ya a disposición judicial, informa Efe.

PRISIÓN PARA UN JOVEN
Además, el juez de la Audiencia Nacional Guillermo Ruiz Polanco ordenó ayer prisión incondicional para uno de los jóvenes detenidos esta semana por la Ertzaintza en las localidades guipuzcoanas de Hernani, Lasarte y Hondarribia acusados de diversos actos de violencia callejera. Según informaron a Efe fuentes jurídicas, el juez también decretó libertad bajo fianzas de entre 200.000 pesetas y un millón para otros cuatro detenidos, y dejó en libertad sin cargos a una quinta persona, la joven de 20 años de edad I.A.C.

Los cinco jóvenes contra los que se mantiene la acusación de terrorismo son E.A.O., de 20 años, X.V.D.V. y X.Z.H., ambos de 18 años, un menor residente en Lasarte y A.B.L., de 22 años, quien fue detenido el pasado miércoles tras presentarse voluntariamente en una comisaría de la Ertzaintza horas después de que la Policía Autónoma vasca hubiese arrestado a los demás en sus domicilios. Entre las acciones de las que se acusa a los detenidos figuran varios ataques a vehículos de concejales del PP y del PSOE en Hernani.

Otro ataque al Foro de Ermua: destrozan el «Bosque de Oma», de Agustín Ibarrola 
BILBAO. ABC 20 Mayo 2000

«El bosque de Oma», una de las obras de mayor proyección del pintor y escultor vasco Agustín Ibarrola, miembro del Foro de Ermua, ha resultado seriamente dañado por la acción de unos desconocidos que, provistos de hachas, arrancaron las cortezas pintadas de unos cien pinos y talaron dos árboles. Además, los proetarras realizaron pintadas amenazantes: «Ibarrola, facha de honor», «Los abertzales quieren la muerte del Foro de Ermua». 

«Han destrozado lo más emblemático y conocido de los quinientos pinos pintados por Agustín y catalogados del “Bosque de Oma”. Se han ensañado con un odio tremendo, sin que sepamos por qué. Estamos muy afectados». De esta forma Mari Luz Bellido, esposa del pintor y escultor vasco, resumía el ataque que, en la noche del jueves, unos desconocidos perpetraron contra una de las obras artísticas más significativas del País Vasco. De hecho, imágenes de él fueron recogidas en el anuncio «Ven y cuéntalo», filmado como reclamo turístico de la Comunidad autónoma.

Esta último ataque que sufre el bosque ha sido de tal envergadura que los daños son muy elevados en cuanto a su valoración artística, debido a que dos de los árboles han sido talados y cien pinos han quedado sin pintura, tras ser eliminada a hachazos la corteza sobre la que se encontraban.

Además del destrozo de una obra emblemática y conocida mundialmente, los autores de esta salvaje acción pintaron sobre los árboles, en el suelo y en el muro que hace de panel indicativo, a la entrada del «Bosque de Oma», frases de «Gora ETA», «Ibarrola, facha de honor», «Los abertzales quieren la muerte del Foro de Ermua», así como las siglas del PP dentro de una diana.

Tras descubrirse los efectos del ataque, la Ertzaintza procedió a acordonar la zona a fin de llevar a cabo una inspección ocular, sin que hasta el momento haya trascendido la existencia de indicios sobre la identidad de los autores de tales hechos.

Diputaciones, instituciones y partidos políticos expresaron ayer su condena. El Parlamento vasco calificó el ataque se «acción intolerable contra el patrimonio cultural del país, contra la libertad de creación y expresión y contra el pluralismo político y cultural de Euskadi».

El presidente del Foro de Ermua, Vidal de Nicolás, tras expresar su solidaridad con Ibarrola, dijo que lo ocurrido constituye «un insulto a la convivencia democrática» y agregó que se suma al asesinato del también miembro del Foro José Luis López de la Calle.

La Diputación de Vizcaya ha presentado una denuncia oficial ante la Ertzaintza por el ataque, mientras el rector de la Universidad del País Vasco ha anunciado un acto de desagravio y solidaridad con Ibarrola. El Rectorado condenó el ataque y aseguró que «tan responsables como los autores son aquellos que les animan, que les comprenden, aquellos que miran hacia otro lado y callan».

El diputado general de Vizcaya, Josu Bergara, calificó los hechos como «una acción bárbara y un insulto a la inteligencia».

También, el PP ha repudiado la agresión y ha reclamado a la Diputación de Vizcaya que ponga las medidas de seguridad necesarias para proteger el bosque. Aseguró que el acto vandálico era «previsible» después de las reiteradas amenazas dirigidas contra el artista, miembro del Foro Ermua.

«El acta de defunción que la den ellos»  
El artista vasco Agustín Ibarrola afirmó ayer que «no daré yo el acta de defunción de este bosque, que la den los que han pretendido acabar con él». «Los que han destruido eso lo han hecho con pleno conocimiento» para «eliminar el aporte de una cultura profundamente vasca que no está hecho por un nacionalista».

Ibarrola ha exigido a las instituciones vascas y al lendakari «que me den alguna explicación, que se dirijan a mí y, sobre todo, que intenten la reconstrucción». Agregó que espera que «se apliquen rápido porque un artista no desea testimonios, desea conservar una obra que es significativa y que es un aporte al arte contemporáneo». Asimismo, dijo que de no proceder a su restauración, el bosque «no se talará y quedará así para la memoria de los agresores», para recordar «lo que se es capaz de perseguir por el nazismo vasco en este momento». Señaló que ésta no ha sido la primera vez «que han intentado acabar con el bosque» ya que hace quince años se talaron 230 árboles «con autorización y permisos oficiales, con la colaboración de instituciones y de un nacionalismo que se autotitula de democrático». Explicó que con esta obra pretende recrear «la memoria milenaria de las pinturas de Santimamiñe, del mundo toténico, del mundo de las formas» y construir «un arte vasco en relación con las grandes corrientes estéticas de carácter universal».

Otro ataque a los defensores de la libertad en el País Vasco
IMPRESIONES El Mundo 20 Mayo 2000

ETA y sus adictos saben muy bien que sus enemigos son los enemigos de todas las dictaduras. Si la última víctima de la larga lista de asesinados es José Luis López de Lacalle, anteayer fue atacado el bosque pintado de Agustín Ibarrola. Ambos se opusieron al franquismo y padecieron la cárcel por defender la democracia. No es otra la razón por la que son considerados ahora enemigos por los que tienen como programa el totalitarismo excluyente y como argumento la violencia. La destrucción a hachazos del bosque pintado, un conjunto artístico reconocido internacionalmente, duele por lo que tiene de sinrazón y de acción violenta contra todo lo que representa la vida y la inteligencia. Pero es, sobre todo, un ataque fascista contra un hombre que, por su compromiso con el Foro Ermua y por su constante apoyo a las víctimas del terrorismo (es el autor del logotipo de su asociación), se ha convertido en un símbolo de la lucha contra la barbarie en el País Vasco. Otro de ellos, el poeta Vidal de Nicolás, presidente del Foro Ermua tras una trayectoria similar de sufrimientos por defender los derechos humanos antes y después de Franco, ha expresado toda la consternación y la rabia en un poema en homenaje a López de Lacalle e Ibarrola que hoy publica EL MUNDO. Estos versos se enfrentan a los que pretenden una «patria de sangre» con las «banderas de luto» y el «carcomido credo» del nacionalismo violento: «nunca podréis vencernos porque amamos la vida». Nadie que la ame de verdad puede dejar de estar de su lado, del de quienes protagonizan en el País Vasco la resistencia civil contra el fanatismo terrorista.

La patronal navarra confirma que ETA ha   intensificado su campaña de extorsión
Las cantidades exigidas oscilan entre 10 y 25 millones de pesetas
Pamplona Estrella Digital 20 Mayo 2000

El presidente de la Confederación de Empresarios de Navarra (CEN), José Manuel Ayesa, confirmó ayer que ETA ha intensificado en las últimas semanas las presiones a los empresarios navarros aunque calificó de "barbaridad" la difusión de este tipo de noticias.

Ayesa quiso sin embargo pedir a los empresarios "que se mantengan firmes" ante esta nueva campaña con la que, según informó la COPE, ETA ha intensificado la presión que ejerce para exigir dinero llegando incluso a contactar personal o telefónicamente con la víctima.

Los "enviados de ETA", que según esta emisora podrían constituir un "comando de extorsión", contactan con empresarios que ya han sido víctimas del chantaje terrorista en otras ocasiones en lugares poco frecuentados, como garajes, donde les instan a que paguen o se marchen a otro lugar. Por este motivo, dicha fuente asegura que cuatro empresarios han abandonado ya la comunidad foral.

En cuanto a las llamadas telefónicas, la emisora precisa que en estas comunicaciones ETA exige a los empresarios que paguen las cantidades fijadas por la organización, cuyo importe varía en las últimas fechas entre los 10 y los 25 millones de pesetas.

Esta información fue confirmada por Ayesa, quien, en declaraciones a EFE, manifestó que "globalmente es cierto" pero se negó a dar más detalles al afirmar que "me parece una barbaridad que se esté amedrentando a la gente, ya que en la medida que se habla de eso la gente se asusta más".

"Cuanto menos se hable, mejor"
"Cuánto menos se hable de la extorsión a los empresarios mejor, porque la gente está muy preocupada desde la ruptura de la tregua, porque efectivamente hay presión y en el tema de ETA nunca se sabe cual va a ser la respuesta", agregó Ayesa, quien subrayó que "la irracionalidad de esta gente es de tal calibre que la gente teme que cometan alguna burrada".

En este contexto, insistió en que "hablar, comentar o decir si se aumenta o no se aumenta la presión desde los medios de comunicación me parece de una absoluta irresponsabilidad, porque lo único que hacen es crispar a los que están siendo extorsionados y a lo mejor quien tenía tomada la decisión de no pagar, pues naturalmente su voluntad se resquebraja y termina por ceder".

En cualquier caso, pidió a los empresarios "que se mantengan firmes en su sitio" y les animó a "que se dirijan a las autoridades" para denunciar la extorsión.

"Si existe una mayor presión, bueno será que las autoridades la conozcan y bueno será que tomen las decisiones que en cada momento sean oportunas en atención a la defensa de las personas y de los intereses de las personas extorsionadas", concluyó.

Lengua española
Por Ignacio Sánchez Cámara ABC 20 Mayo 2000

SE diría que la Providencia estimó que el idioma español era una cosa demasiado seria para dejársela exclusivamente a los españoles y tuvo a bien permitir su difusión en el mundo, en especial en América, para garantizar su supervivencia. Al parecer nuestro fútbol goza de mejor salud en Europa que nuestro idioma. Difícil resulta entender, cuando tantos y tan fructíferos desvelos cuesta al presidente del Gobierno y a instituciones como el Instituto Cervantes, tan certeramente dirigido, cuidar de la salud y difusión del español en el mundo, que el grupo parlamentario popular en el Parlamento europeo apoye una resolución que lo hará desaparecer en las relaciones de la Cámara con la Prensa, en beneficio del inglés, francés y alemán.

Sorprende también que la decisión fuera aceptada por el vicepresidente español de la Cámara, Alejo Vidal-Quadras, a quien no se le pueden disputar méritos en la defensa de la idea de España y del derecho de todos los españoles a recibir la enseñanza en castellano, y que precisó que se trataba sólo de una medida experimental que admitía marcha atrás. Mejor resulta no aceptar lo que se ha de rectificar más tarde. Mientras tanto, los alemanes han conseguido introducir su idioma en la Comisión. A partir de ahora, y hasta que se demuestre la errónea extravagancia del experimento, el inglés, el francés y el alemán serán los únicos idiomas en los que el Parlamento difundirá sus comunicados y los resúmenes de los debates y de las votaciones que tengan lugar en su seno.

No es extraño que la medida haya producido un hondo malestar en el seno del PP, pues no son sólo razones de patriotismo herido las que pueden aducirse en favor de que el español sea una de las lenguas oficiales de la Unión Europea. Sólo el inglés le supera en difusión universal. Mientras la Liga de Campeones habla español a través de sus dos finalistas, la lengua de Cervantes pierde la categoría y desciende a Segunda División. Unos, en su aldeanismo hispanófobo, aspiran a desalojar al castellano de las escuelas y de las instituciones. Otros toleran con la anuencia de su voto su postergación europea. Acaso el destino de nuestra lengua sea americano. No se trata de exhibir un fatuo orgullo patriótico herido ni presagiar nubarrones sobre la salud de un idioma que no depende de reglamentos burocráticos, pero mal pueden defender la enseñanza en español en las escuelas catalanas, gallegas o vascas quienes abdican de su defensa en Estrasburgo. Se trata quizá sólo de un síntoma, pero de un síntoma muy significativo que revela cierta desidia a la hora de reivindicar el protagonismo en la construcción europea al que España se ha hecho legítimamente acreedora. Sería discutible que el español debiera ser la lengua que, en el caso de ser sólo una, rompiera la Babel comunicativa. Pero no es discutible que entre las tres lenguas dominantes en Europa el español debe ser una de ellas. Al menos, semejante decisión no debería haber contado nunca con la aprobación española. Existen experimentos cuya inconveniencia no necesita esperar a su consumación para ser dictaminada.

No se trata de emprender en Europa una absurda guerra de las lenguas, pero sí de ejercer el sentido común. Sería una sonrojante paradoja que la lengua española gozara de mejor salud en Miami o San Francisco que en Estrasburgo o Tarrasa. No es éste de la defensa del idioma el menor de los objetivos de nuestra acción cultural en el exterior, por otra parte tan excelentemente servido.

Burocracia Europea
Z Rana La Estrella 20 Mayo 2000

La "desaparición" del español del Parlamento Europeo podría ser una catástrofe lingüística, pero es algo todavía más grave e inquietante. Tradicionalmente, las notas de prensa de ese parlamento se venían produciendo en quince versiones distintas, redactadas en once idiomas, para adaptarlas al gusto e idiosincrasia de cada uno de los países miembros de la UE.

Era una buena idea de concentrar esa proliferación de notas en una sola que sintetizara un hipotético interés europeo y traducirla, ya para su uso, a los once idiomas de la Unión; pero el problema de fondo reside en que el ritmo de traducciones en tan excelsas y costosas oficinas no alcanza un folio cada dos horas. Conclusión, no se traduce. Ni tan siquiera se trata de una malévola acción para primar el francés, el inglés y el alemán, los tres idiomas "principales" del invento.

La construcción de Europa, tan esperanzadora, tiene su talón de Aquiles en la máquina burocrática, incluyendo en ella a los eurodiputados y la Comisión, que ha cuajado en una nueva raza de paniagudos llena de derechos, bicocas y muy poco dados a la responsabilidad de su propio trabajo. Funcionarios que no funcionan, pero que nos cuestan un ojo de la cara. Una política que no arranca de planteamientos serios, sino de la voluntad laboral de unos traductores es, en el mejor de los casos, un cachondeo. Con el visto bueno del cripto-editor Aleix Vidal Quadras.

El Parlamento Europeo suprime el boletín en español 
BRUSELAS. Alberto Sotillo corresponsal  ABC 20 Mayo 2000

La polémica merma «experimental» del español en las relaciones del Parlamento Europeo con la Prensa supone, como primeras consecuencias, la desaparición del boletín en español y que nuestra lengua pierda el carácter de referencia en favor del inglés y francés. La merma, además, deja a los parlamentarios españoles en la Cámara sin cobertura mediática inmediata.

La decisión de la Mesa del Parlamento Europeo de modificar la política de información de la Cámara, y que implica la eliminación del español al menos durante seis meses en las relaciones con los medios de comunicación, supone como primeras consecuencias la desaparición del boletín en español y que nuestra lengua pierda el carácter de referencia.

El paso dado por el Parlamento Europeo y respaldado por el popular Aleix Vidal-Quadras ha generado un gran malestar en el Grupo Popular en la Cámara, que entiende que es una decisión que ellos no han asumido porque le correspondía a la Mesa. De hecho, Vidal-Quadras se encuentra en la más absoluta soledad tras haber tomado la decisión de prescindir del español en las relaciones de la Cámara con la Prensa. El grupo del Partido Popular en la Eurocámara insiste en que mantendrá una cerrada defensa del idioma español en la UE; y su portavoz, Gerardo Galeote, reconoce que Vidal-Quadras «ha tomado solo la decisión».

ARENAS, SIN INFORMACIÓN
Por su parte, el secretario general del Partido Popular, Javier Arenas, confirmó ayer a ABC que Gerardo Galeote no tenía información sobre la polémica votación. Galeote, a su vez, indicó que se enteró de la actuación de Vidal-Quadras en los postres de una cena. Además, la actitud del Partido Popular es buscar una postura conjunta con PSOE e IU, que se abstuvieron, y, en cualquier caso, no haber pasado por esa decisión.

Hasta ahora, en el boletín en español se recogían las principales cuestiones en discusión con aséptica imparcialidad, pero desde un doble enfoque: europeo y español. Se daba cuenta así de las múltiples incidencias que acompañan a la construcción europea, pero también se reflejaba la peculiar sensibilidad española en el debate. La reforma aprobada, en cambio, considera que lo europeo es incompatible con la sensibilidad propia de cada país. Y propone la elaboración de un boletín conjunto en el que se uniformará el tratamiento de la información. Un gazpacho en el que desaparecerá la diversidad y pluralidad de una Unión Europea hasta ahora basada en la conciliación de las peculiaridades de cada país. Es lo que Vidal-Quadras denomina «el deseo de articular una opinión pública europea global».

Este plan, sin embargo, no es compartido por los representantes de nuestro país en la UE ni por los compañeros de partido de Vidal-Quadras en la Eurocámara. Galeote subrayó así que «el PP siempre se ha distinguido por su compromiso con la defensa del español» y que, en adelante, mantendrá su determinación de «no tolerar una reducción del uso de lenguas en la UE, que vaya en demérito del español». Explicó que, si de cara a la ampliación, se decidiera una reducción del número de lenguas, su partido lo defenderá siempre que, «como mínimo, se utilicen el español, inglés, francés, italiano y alemán». Recordó que la medida adoptada se llevará a cabo sólo a modo de prueba durante un semestre. Y enfatizó que, «si se percibe que en este acuerdo hay un ataque al español, no se esperarán seis meses, sino que su grupo adoptará todas las medidas necesarias para restablecer la situación».

Nuevo en esta plaza, apenas aterrizado en el complejo Parlamento Europeo, Vidal-Quadras no midió la sensibilidad que rodea al uso del español en la UE. Consideró que la reforma del servicio de Prensa de la Eurocámara y la desaparición de su actual división en once lenguas era una mera cuestión técnica. Le pareció el camino adecuado para «articular una opinión pública europea global». Y no consultó la decisión con sus propios compañeros de partido, que no tenían conocimiento de la misma y que se mostraron atónitos al enterarse.

«VIDAL-QUADRAS NO CONSULTÓ»
«Mi opinión es que, cuando se trata del español, no puedes ceder; tienes que defenderlo aunque te quedes solo», afirmó el secretario general del Partido Popular Europeo, el español Alejandro Agag, a quien la decisión de Vidal-Quadras también le cogió por sorpresa. Asimismo, desde la Representación Permanente Española ante la UE se insiste en la necesidad de no retroceder ni un milímetro en la defensa del español en la UE. Se felicitan de que «se haya denunciado a tiempo la maniobra». Y subrayan que prestarán todo su apoyo para seguir dando la batalla en todos los frentes europeos en los que se presente como una prioridad insoslayable.

Aleix Vidal-Quadras se ha quedado solo. Aunque persiste en defender su postura, fuentes parlamentarias señalan que su ánimo, más que alzado a la beligerancia, está «hundido», al comprobar el escándalo provocado por su error. Sus colegas en el Parlamento le expresan las condolencias por la calamidad que le ha ocurrido, añaden las fuentes. No obstante, en el Parlamento Europeo se está buscando a toda prisa una salida al enredo. Galeote ha señalado así que ha recibido la garantía de que la redacción de urgencia del nuevo boletín uniformado de Prensa se hará en la lengua del eurodiputado que actúe como ponente en la materia en discusión.

Esta solución permitiría que rotasen todas las lenguas. Pero, si se mantiene el propósito, el periodista se encontrará con un boletín redactado, entre otras, en neerlandés, finlandés, sueco, danés o griego. Ya puede hacer sortilegios para que el asunto que le interese haya sido presentado por un ponente cuya lengua sea de las de uso más extendido en la Comunidad.

Queda la promesa de traducir el informe en un plazo de dos horas. Dos horas son una eternidad. Pero es que el ritmo habitual para un traductor de la UE es de una página cada dos horas y los famosos boletines tienen una extensión de seis o siete páginas.

Los problemas de unificar la información 
La construcción europea es un eterno debate entre los defensores de la cooperación entre los socios europeos y los «integracionistas» que abogan por la necesidad de compartir soberanía. El resultado de ese debate es que la actual Unión Europea es una compleja y casi milagrosa combinación de las dos escuelas.

Los artífices de la reforma del servicio de Prensa del Parlamento Europeo, sin embargo, han prescindido de complejidades y, en un rapto de «integracionismo», intentan eliminar de un plumazo cualquier interés del informado basado en la sensibilidad de su propio país. Se proponen centralizar el servicio de información del Parlamento, actualmente dividido en función de las once lenguas de la Unión, en una unidad integrada y formada por especialistas por materias que prescindan de peculiaridades nacionales.

Aunque un ejército de traductores corra para demorarse el menor número posible de horas en la versión del boletín a las once lenguas de la UE, éste tiene el propósito de regirse por un concepto de Europa basado en la uniformidad.

Las disputas con sabor comunitario suscitadas por las televisiones digitales o por los costes de transición a la competencia (CTC) a las eléctricas difícilmente tendrán cabida en esta nueva política de información. Las intervenciones de los eurodiputados nacionales tendrían el mismo valor informativo que los de cualquier otro país.

Pío Cabanillas: «No sé si saldrá bien este experimento del Parlamento Europeo»
MADRID. M. C. ABC 20 Mayo 2000

El ministro portavoz del Gobierno, Pío Cabanillas, señaló ayer, respecto a la merma del español en el Parlamento Europeo, que «no sé si saldrá bien este experimento» y solicitó respeto para la lengua española. Cabanillas subrayó en su intervención que «hay que ser cautelosos y extremar los cuidados para no perjudicar los derechos propios de la lengua y defenderlos en la Cámara».

Pío Cabanillas, trató ayer de quitar hierro a la merma del español en los servicios de Prensa de la Eurocámara y no quiso hacer comentarios sobre el respaldo de Aleix Vidal-Quadras a esta medida. No obstante, insinuó que el Gobierno vigilará de cerca el desarrollo de este «experimento», que suprime el multilingüismo en la difusión simultánea de los comunicados en el Parlamento Europeo y da primacía al inglés, francés y alemán frente al español. «No sé si saldrá bien», comentó con escepticismo Cabanillas, quien recordó que el ensayo durará seis meses, es decir, que aún hay solución.

No obstante, Cabanillas pidió respeto para la lengua española y subrayó que «hay que ser cautelosos y extremar los cuidados para no perjudicar los derechos propios de la lengua y defenderlos en el Parlamento Europeo». En la rueda de Prensa posterior al Consejo de Ministros, Cabanillas se refirió a los «malentendidos» que ha habido sobre una «cuestión técnica» del funcionamiento del Parlamento Europeo y señaló que el boletín informativo de esta Cámara continuará publicándose en las once lenguas oficiales. El portavoz del Ejecutivo explicó que el multilingüismo en la redacción original de comunicados podía ser contraproducente para la coherencia informativa de los mensajes, por lo que se ha optado, como medida experimental, por difundir los boletines en la lengua en que hayan sido redactados (inglés, francés y alemán son los que se utilizan cuando se prescinde de los demás). Añadió que los medios de comunicación seguirán teniendo las once versiones distintas de los comunicados en un tiempo útil para su trabajo informativo.

Por su parte, Vidal-Quadras, quien atribuyó desde distintos medios de comunicación a una «mano negra» la polémica suscitada por su respaldo a la merma del español, reiteró que «tan sólo es un experimento», y que «no hay motivo de alarma» en la reestructuración en la unidad de Prensa de la Eurocámara. Además, señaló que «no hay intento de supresión de lenguas de trabajo, sino que la pluralidad linguística y la igualdal se respetará de manera escrupulosa». Apuntó también que es una propuesta de reforma que hizo la Dirección de Información y Comunicación del Parlamento Europeo, y los servicios técnicos de la Eurocámara, del boletín que se sumistra a los periodistas en los plenos. A su juicio, «la diferencia es que en vez de 15 contenidos distintos, que no tienen nada que ver uno con otro, ahora se va a intentar dirigirse a una opinión pública europea global».

COMUNICADO DE LA EUROCÁMARA
Por su parte, la Dirección General de Información de la Eurocámara también emitió una nota explicando la reforma, en el que se indica que los comunicados seguirán publicándose en las once lenguas oficiales de la UE «un servicio sin parangón en ninguna otra institución europea». El nuevo sistema, argumenta la Dirección General, «mejorara la calidad y la coherencia de la información que el Parlamento Europeo ofrece a los periodistas».

DEBATE DE INVESTIDURA
En medio de esta polémica, cabe recordar la firmeza con la que el presidente del Gobierno, José María Aznar, siempre se ha referido al papel que ha de jugar el español. En su discurso en el Congreso de los Diputados durante el debate de investidura del pasado 25 de abril, Aznar dijo que «España cuenta hoy con el español, lengua de alcance universal que ofrece oportunidades extraordinarias para mejorar nuestra presencia en el mundo. En los próximos cuatro años, el Gobierno intensificará la proyección de la cultura española, en la que el Instituto Cervantes desempeñará un papel central».

Nota del Editor:
20 Mayo 2000

Nuestros queridos lectores saben perfectamente que somos defensores de Alejo Vidal-Quadras, y en estos momentos, seguimos con más ímpetu y fuerza en el tajo. Los jugadores de ajedrez, saben que a veces hay que ofrecer una pequeña pieza para ganar una mucho mayor. El efecto revulsivo que está provocando la opción ejercida por Vidal-Quadras de sacrificar durante seis meses el idioma común español en los boletines urgentes de la Unión Europea  tendrá efectos tremendamente beneficiosos tanto en España como en Bruselas para el idioma de Cervantes. Así que, políticos y periodistas, por favor, continúen dando caña al "error" de Alejo, para que su desgaste político haya valido la pena.


Recortes de Prensa   Página Inicial