AGLI

Recortes de Prensa     Viernes 8 Febrero  2002
La guerra civil pendiente
Enrique de Diego Libertad Digital 8 Febrero 2002

De cena con Nicolás
Carlos MARTÍNEZ GORRIARÁN ABC  8 Febrero 2002

Explota un artefacto casero en la estación de Renfe de Barakaldo
EFE Libertad Digital  8 Febrero 2002

Los ediles del PSE de Mondragón dicen que seguirán «luchando por la libertad»
OLATZ BARRIUSO BILBAO El Correo  8 Febrero 2002

Garzón advierte de que la dirección de la banda «puede estar en España»
AGENCIAS MADRID El Correo  8 Febrero 2002

La Justicia ataca ahora al frente de los presos de Eta y prohíbe las visitas de proetarras procesados
F. Velasco - Madrid.- La Razón  8 Febrero 2002

Blair propone un examen de inglés a los inmigrantes que aspiren a la ciudadanía
IRENE HDEZ. VELASCO. Corresponsal El Mundo  8 Febrero 2002

Instrucciones para disponer de un Presupuesto
FELIPE SERRANO/CATEDRÁTICO DE ECONOMÍA APLICADA DE LA UPV/ EHU El Correo  8 Febrero 2002

La guerra civil pendiente
Enrique de Diego Libertad Digital 8 Febrero 2002

Cualquier proyecto totalitario implica una pulsión genocida, de exterminio. En un doble sentido, hacia fuera de la tribu, respecto al resto de la especie humana; hacia dentro, en un depuración incesante porque uno de los errores intelectuales de base es el adanista: la búsqueda del hombre nuevo, del puro. Una entelequia.

En el País Vasco se está básicamente en el estadio de intento de genocidio de los constitucionalistas, de forma que su lucha por la libertad impide y retrasa la guerra civil pendiente dentro del nacionalismo; entre Caín y Abel, si rememoramos algunos artículos sonados de dirigentes del PNV.

Por supuesto los dirigentes del PNV son objetivos de la banda terrorista, al margen de su inclusión o no en las listas de los terroristas en este momento concreto. Lo curioso es que Arzalluz lleva engañándose y engañando a sus militantes con la cínica ocurrencia de que los etarras son chicos descarriados de la misma pasta aranista y que, incluso, los del PNV son “tan listos” -o tan amorales- que sacan provecho de la sangre derramada. Hay cientos de declaraciones de Arzalluz en esa dirección. No puede aducir que se hacen juicios malévolos sobre sus intenciones. Él se manifiesta en ese sentido un domingo sí y otro también.

La independencia, o ese eufemismo pseudohegeliano de la construcción nacional, no es la llegada al paraíso terrenal perdido, ni un horizonte de paz, por mucho que se intente utilizar un subliminal síndrome de Estocolmo colectivo, sino el momento de los campos de exterminio, de los ajustes de cuentas, del asesinato colectivo de los “cipallos” de la ertzaintza, de los impuros militantes del PNV.

Cada una de las víctimas ha “evitado” la muerte de miembros del PNV. Son tan ciegos los del EBB que ni tan siquiera se han dado cuenta, ni han tenido la decencia de rendirles el homenaje que ellos -más que nadie- les deben.

De cena con Nicolás
Por Carlos MARTÍNEZ GORRIARÁN ABC  8 Febrero 2002

Aunque los aficionados a la sospecha no se lo van a creer, la verdad es que la cena-homenaje a Nicolás Redondo ha sido idea de algunos pocos militantes socialistas y simpatizantes del dimitido secretario general. Me consta que es así porque algunos de los promotores más activos, con o sin carnet, son gente de Basta Ya. Ni la dirección guipuzcoana del partido, ni la gestora de Jáuregui, ha dado facilidad alguna para organizar el acto, ni por supuesto ha dado un euro. No sabemos si intentarán alguna represalia contra los asistentes. Esto último dependerá, claro está, del éxito y la proyección posterior de la iniciativa, sobre todo de cara al próximo congreso extraordinario del PSE-EE, donde los constitucionalistas están empeñados en dar la batalla y conseguir la mayoría ejecutiva que Redondo no pudo tener. Si sale bien, lo más probable es que vuelvan a relucir las escopetas y a escucharse los ladridos de la jauría. Para saber si la alegre cuadrilla de cazadores juzga una amenaza para sus designios este acto del «redondismo» habrá que oír a los infatuados analistas de la cadena Ser y leer a ciertos columnistas de otros medios hermanos de la prepotente radio cinegética.

¿Qué significado tiene este homenaje a Nicolás Redondo, un político que, cómo él mismo admite, habrá decepcionado a muchos que esperaban mayor resistencia al desgaste y acoso de los vientos que mueven las veletas de Ferraz? Algo muy sencillo: este homenaje es, para empezar, lo que se dice: un acto de reconocimiento a un político tan decente como maltratado por ese cruel avatar del enemigo que son los «queridos camaradas del partido». En segundo lugar, es una prueba de fuerza del sector socialista y de la izquierda vasca que se reconoce en la política practicada por Nicolás Redondo, esto es, en la alianza estratégica con el PP para defender la Constitución y el Estatuto de los atropellos y aventuras nacionalistas.

La fuerza que el sector «redondista» pueda tener en el PSE-EE es cosa de ese partido. Pero el destino y evolución de un partido político tan importante como el PSE-EE interesa y concierne a todas las personas implicadas en la defensa de la libertad. Por eso resultan particularmente reprobables declaraciones como la de Jáuregui en el Comité Federal del PSOE, declarando muy ufano que los intelectuales y los movimientos cívicos vascos serán muy admirables, pero que de ningún modo van a decidir la política socialista. Sin el apoyo de esos movimientos cívicos, espontáneos u organizados, el PSOE se quedaría sin partido en el País Vasco en un par de meses. Lo indica la dimisión de nada menos que diecisiete de sus concejales en los últimos meses. Un goteo que puede convertirse en riada si el próximo Congreso socialista no da satisfacción y esperanza a las personas que se juegan la vida.

Y en este sentido, las cosas no parecen por desgracia muy prometedoras. Las «medidas imaginativas» propuestas por algunos asesores de Zapatero para apoyar a los cargos socialistas amenazados parecen dignas de una comedia de Darío Fo. Lo que tienen que hacer los altos cargos socialistas es viajar a las ciudades y pueblos vascos tanto, por lo menos, como lo hacen a México, Marruecos o Argentina, en vez de proponer -¡a un concejal de urbanismo o de tráfico, santo cielo!- que se quede en casa, evite la calle, no hable con nadie y vote por internet lo que le digan sus jefes.

Pero solamente imbéciles y sectarios semejantes a los que se han cargado a Nicolás Redondo desde su propio partido pueden alegrarse de la crisis del socialismo en el País Vasco. La cooperación entre socialistas y PP es fundamental para obligar al PNV a corregir su trayectoria delirante. La cena de homenaje es un modo de expresar esa convicción y de contar las fuerzas de cada cual en el combate que se avecina, forzado por las malas artes de algunos emboscados que se pavonean por el mundo dando conferencias sobre mejora de la democracia mientras evitan como la peste esas calles del País Vasco donde esa misma democracia es pisoteada todos los días mediante la humillación y violencia permanente que sufren sus propios compañeros y votantes.

Explota un artefacto casero en la estación de Renfe de Barakaldo
La estación de cercanías de Renfe de Baracaldo, en Vizcaya, ha resultado dañada como consecuencia de la explosión de un artefacto de fabricación casera. El explosivo estaba oculto en una mochila y se componía de varios petardos de gran potencia, una garrafa de gasolina, otra de ácido y rodamientos para que actuaran como metralla.
EFE Libertad Digital  8 Febrero 2002

La bomba casera, colocada en el vestíbulo de la estación de tren, explosionó hacia la medianoche de este jueves y causó daños en dos máquinas expendedoras y en el techo así como rotura de cristales. Esta estación ha sido en otras ocasiones objeto de ataques relacionados con la violencia callejera.

Poco antes de esta explosión, un grupo de terroristas callejeros arrojó cócteles molotov a los cajeros automáticos de oficinas que la Kutxa y la Caixa tienen en el barrio de Larratxo, de San Sebastián. Los dos cajeros quedaron calcinados, el acceso a las sucursales dañado y también se produjo rotura de cristales.

Los ediles del PSE de Mondragón dicen que seguirán «luchando por la libertad»
Los concejales no contemplan «ni por asomo» abandonar sus cargos tras el atentado perpetrado ayer contra su sede Radicales hicieron estallar un artefacto en el local, atacado en treinta ocasiones
OLATZ BARRIUSO BILBAO El Correo  8 Febrero 2002

«No nos van a amedrentar». Los cuatro concejales del PSE-EE en el Ayuntamiento de Mondragón continuarán en sus cargos pese a la «presión de los terroristas», que atentaron ayer contra la casa del pueblo de la localidad guipuzcoana, atacada en una treintena de ocasiones en los últimos diez años. El portavoz socialista en el Consistorio, Paco García, aseguró, en su nombre y el de sus compañeros, que no contemplan «ni por asomo» la idea de abandonar sus responsabilidades municipales, pese al «constante» acoso de ETA y su entorno.

«Este último ataque no hace sino reafirmarnos en nuestras convicciones, es un acicate para seguir luchando por la paz y la libertad», explicó, tajante, el corporativo, que acusó a los autores del sabotaje de ser «unos cobardes que quieren imponer sus ideas por la fuerza del terror y no los libertadores de Euskadi que dicen ser».

El ataque se produjo a la una y veinticinco de la madrugada, cuando el local -ubicado en la primera planta de un bloque de viviendas en el que residen ocho familias- se encontraba vacío. Los radicales se ensañaron especialmente y atacaron tanto la fachada delantera como la trasera de la sede, que sufrió graves desperfectos materiales, valorados en unos 18.000 euros (3 millones de pesetas).

Los atacantes colocaron en la terraza -fácilmente accesible desde la vía pública-, un artefacto explosivo que, al estallar, hizo añicos los cristales y arrancó de cuajo la estructura de madera de las ventanas, si bien el enrejado metálico que protege el local evitó daños mayores, explicaron fuentes socialistas. El Departamento vasco de Interior, que en un principio informó sólo del lanzamiento de cócteles molotov , confirmó más tarde la explosión. Pese a que no se hallaron rastros de la bomba, los destrozos provocados hacen suponer que se trataba de un artefacto «de gran potencia». Los cócteles , arrojados contra la pared delantera, impactaron en en los dos pisos superiores y causaron un pequeño incendio, sofocado por los propios vecinos del inmueble.

Concentración de repulsa
Por la tarde, el PSE convocó una concentración de repulsa frente a la casa del pueblo, a la que asistieron el secretario general de los socialistas guipuzcoanos, Manuel Huertas, acompañado por Javier Rojo, Jesús Eguiguren y Gemma Zabaleta, además de representantes de todos los partidos vascos, a excepción de Batasuna. Huertas destacó que la imagen de ayer en Mondragón «simboliza lo que debe ser la lucha contra el totalitarismo» y abogó, en este sentido, por recomponer la unidad de los demócratas. Los quince minutos de silencio sólo se vieron enturbiados por la presencia de un reducido grupo de radicales que profirieron gritos a favor de los presos e insultos contra los concentrados.

García lamentó, no obstante, que esa imagen no se reproduzca en la corporación local, donde los tres concejales de EA y el de IU participan en la comisión de gobierno con Batasuna, que ostenta la alcaldía, por lo que instó a estos partidos a «retratarse» en el pleno extraordinario que el Consistorio celebrará a las dos de esta tarde. «Ahí se verá quiénes están con el terror y quiénes con la democracia».

Garzón advierte de que la dirección de la banda «puede estar en España»
AGENCIAS MADRID El Correo  8 Febrero 2002

Baltasar Garzón afirmó ayer que, aunque ETA ha preparado históricamente sus atentados en el extranjero, la dirección de la banda «no tiene por qué estar actualmente fuera de España». El juez de la Audiencia Nacional hizo esta aseveración en el curso de una conferencia ante estudiantes celebrada en el Colegio Mayor San Juan Evangelista, en Madrid, donde defendió que la lucha contra el terrorismo sea abordada desde una perspectiva internacional.

Durante su intervención, el magistrado se refirió a lo que denominó el «aparato ideológico de ETA», e insistió en sus argumentos: «Considerar que la actividad terrorista se limita a los atentados y a otras acciones contra la integridad física y la libertad de las personas es una visión simplista».

Garzón señaló que «los terroristas no nacen como setas», sino que «necesitan un aprendizaje», por lo que «es esencial una fase de preparación». Asimismo, mencionó la existencia no sólo de un entramado ideológico o financiero de ETA, sino de un «frente de masas, institucional o político».

Estos distintos organismos dentro de ETA, a la que el juez de la Audiencia Nacional calificó como «organización de organizaciones», evidencian según el magistrado una actividad «global pero diversificada, con los mismos fines, pero con diferentes procedimientos».

Por último, Garzón se refirió a ETA como una organización terrorista internacional, porque opera no sólo en España, sino también en otros países donde sus miembros ponen en marcha «mecanismos para proteger su retaguardia». Por ello, defendió que la lucha contra el terrorismo sea abordada desde una perspectiva internacional.

La Justicia ataca ahora al frente de los presos de Eta y prohíbe las visitas de proetarras procesados
En varios autos de la Audiencia de Madrid, a los que ha tenido acceso LA RAZÓN, argumenta que es para evitar que obtengan información para utilizarla contra los funcionarios Yuste dice que se corta una «fuente de riesgo»
La Justicia está dispuesta a poner todos los medios necesarios para que personas que han sido condenados por su relación con la banda terrorista Eta no dispongan de ningún tipo de información sobre lo que ocurre en el interior de las prisiones ni de los funcionarios que en ellas trabajan. Por ello, la sección quinta de la Audiencia Provincial de Madrid ha denegado a varios presos relacionados con la banda terrorista recibir visitas de ex reclusos que estuvieron privados de libertad también por su vinculación con Eta. El juez Garzón ya destacó en la resolución por la que ilegalizó Gestoras Pro-amnistía que el «frente de Makos» (cárceles) es un elemento «fundamental en la mecánica de funcionamiento del Mlnv».
F. Velasco - Madrid.- La Razón  8 Febrero 2002

La Audiencia Provincial de Madrid no tiene dudas de que permitir a los presos de Eta recibir visitas de ex reclusos de la banda puede llegar a poner en peligro la propia seguridad de las prisiones y afectar a la de los funcionarios que están destinados en ellas.

Por este motivo, los magistrados de la Sección Quinta, Francisco Javier Vieira, Arturo Beltrán y Jesús Ángel Guijarro, han establecido en recientes resoluciones el criterio de no autorizar esas comunicaciones solicitadas por varios presos vinculados a la banda.

Así, se recoge este criterio en el auto por el que se deniega el recurso interpuesto por Francisco Javier Chimeno Inza contra la decisión del juez de vigilancia penitenciario de denegar la comunicación con Iker Beristain Urizabarrena, inculpado en la Audiencia Nacional por colaboración con banda armada y en libertad provisional desde 1999 tras pasar 18 meses en prisión provisional. Garzón le imputó por su presunta relación con el entramado financiero de la banda Eta.

En la resolución de la Sala, a la que ha tenido acceso LA RAZÓN, se afirma que la imputación que pesa respecto a la persona cuya visita pretende recibir el recluso es «razón suficiente para denegar la comunicación con un preso integrante de igual organización ¬Eta¬».

Lo anterior, añade el Tribunal, «no es una invocación genérica del principio de seguridad, pues esa idea de seguridad no puede desvincularse de una historia llena de crímenes, de la que sería estúpido prescindir».

Obtener información
Igual criterio se recoge, incluso con argumentación más extensa, en la denegación a que Serafín Blanco González mantuviese una comunicación en la cárcel con Jesús Peña González, quien quedó en libertad en 1989 tras estar en prisión por pertenencia a la banda terrorista Eta.

Así, se alude a que la Ley Orgánica General Penitenciaria establece restricciones a las comunicaciones periódicas de los internos con familiares o amigos por razones «de seguridad, de interés de tratamiento y del buen orden del establecimiento».

En relación con lo anterior, los magistrados sostienen que permitir ese tipo de visitas puede repercutir de forma directa sobre la seguridad en el centro penitenciario . En primer lugar, hacen referencia a que «la vinculación con la banda terrorista Eta de la persona con la que pretende mantener comunicación, puede afirmarse, aunque sólo sea a los efectos de garantizar la seguridad del centro penitenciario, por la imputación realizada contra ella en un procedimiento abierto por pertenencia a banda armada».

Esta vinculación con Eta, afirman los magistrados, «constituye motivo suficiente para entender que la seguridad del Centro Penitenciario podría verse menoscabada si se permitiera a esas personas acceder al mismo, pues así conseguirían información de las instalaciones y de los funcionarios, susceptible de ser utilizada contra ellos».
Por contra, fuentes de la Audiencia Provincial indicaron que, en cambio, sí se autoriza a que esos presos vinculados a Eta puedan ser visitadas, con la periodicidad establecida en la legislación, por representantes de asociaciones políticas o sindicales que estén legalizadas por el Ministerio del Interior, aunque se consideren próximas a la banda.

«Fuente de riesgos».
Por su parte, el director general de Instituciones Penitenciarias, Ángel Yuste, valoró muy positivamente las pautas establecidas por la Sección Quinta de la Audiencia Provincial de Madrid respecto a las comunicaciones de los presos etarras.

Al respecto, en declaraciones a LA RAZÓN, Ángel Yuste señaló que la Administración Penitenciaria siempre ha mantenido ese mismo criterio, pero que, en cambio, los jueces de vigilancia no siempre lo han secundado. Por ello, afirmó, «es muy positivo que la Sección Quinta unifique los criterios» que se deben aplicar en esos supuestos.

Además, destacó que la visitas de ex presos relacionados con Eta a reclusos de esa organización supone una «fuente de riesgo» para la seguridad de la prisión y de sus funcionarios, «con independencia de que se concrete o no». Son «situaciones de riesgo que hay que evitar».

Por otro lado, el director general de Instituciones Penitenciarias puso de relieve que las resoluciones de la Audiencia acreditan que la Administración no actúa «con arbitrariedad», sino con «respaldo judicial», ya que con esos ex presos pueden tener otro tipo de comunicación «que no supongan el contacto físico con la realidad penitenciaria».

Blair propone un examen de inglés a los inmigrantes que aspiren a la ciudadanía
IRENE HDEZ. VELASCO. Corresponsal El Mundo  8 Febrero 2002

LONDRES. ¿Qué funciones tiene el Parlamento de Westminster? ¿Quién escribió El sueño de una noche de verano? En breve, los inmigrantes que deseen obtener la nacionalidad británica deberán responder a preguntas como éstas. Porque, tal y como anunció ayer en la Cámara de los Comunes el ministro de Interior, David Blunkett, los extranjeros que aspiren a ser titulares de un pasaporte del Reino Unido deberán superar un duro examen de lengua inglesa y una prueba de cultura e instituciones británicas.

El proceso de obtención de la nacionalidad británica se completará con un solemne juramento de lealtad: «Respetaré los derechos y libertades del Reino Unido. Defenderé sus valores democráticos. Seguiré sus leyes fielmente y cumpliré con mis deberes y obligaciones como ciudadano británico», habrán de prometer, en el curso de una ceremonia de naturalización, todos aquellos inmigrantes que deseen disfrutar de un pasaporte del Reino Unido.

«Nuestra futura cohesión social, prosperidad económica e integridad depende de cómo afrontemos el desafío global que supone la inmigración en masa», aseguraba Blunkett a los miembros del Parlamento al justificar las nuevas medidas. «Es importante que las personas que vivan en el Reino Unido de manera permanente sean capaces de desempeñar un papel pleno y activo en nuestra sociedad», añadía.

Según datos del Ministerio del Interior, los inmigrantes que dominan la lengua inglesa tienen un 20% más de posibilidades de encontrar trabajo que los que no. Y por eso...«Vamos a pedir a los solicitantes de la nacionalidad británica que demuestren que tienen un buen nivel de inglés», anunciaba Blunkett. «Así mismo, a aquéllos que la obtengan también les exigiremos conocimientos sobre la sociedad británica y sus instituciones, lo que nos servirá para conseguir la integración dentro de la diversidad».

Además, los inmigrantes que se conviertan en titulares de un pasaporte del Reino Unido deberán pronunciar un juramento de lealtad. Algo que, según Blunkett, también tiene importancia. «Debemos valorar, promover y dotar de contenido real a la adquisición de la nacionalidad británica y al proceso de integración», señalaba el titular de Interior, subrayando que obtener un pasaporte británico no puede reducirse a recibir «junto con la factura del gas, un pedazo de papel metido en un sobre marrón».

Así, las ceremonias por medio de las cuales los inmigrantes se convertirán en ciudadanos del Reino Unido se celebrarán en oficinas del registro, centros sociales y colegios.

Tanto conservadores como demócratas liberales se mostraron de acuerdo con las propuestas del Gobierno. Las pocas voces que se alzaron contra las nuevas medidas procedían de las filas laboristas y se quejaban del sospechoso tufillo nacionalista que destilaban las mismas.

El paquete de propuestas presentado por el Gobierno se interpreta como la respuesta a los disturbios interraciales registrados el verano pasado en varias poblaciones del norte del país y al apoyo que muchos musulmanes residentes en el Reino Unido muestran hacia Al Qaeda.

El año pasado, 80.000 personas solicitaron asilo político en Gran Bretaña. Se calcula que, anualmente, entran en el país de manera ilegal unas 300.000 personas.

Instrucciones para disponer de un Presupuesto
FELIPE SERRANO/CATEDRÁTICO DE ECONOMÍA APLICADA DE LA UPV/ EHU El Correo  8 Febrero 2002

Tengo la impresión de que el sainete parlamentario en que ha degenerado la discusión de los Presupuestos del Gobierno vasco para el ejercicio de 2002 puede deberse al desconocimiento del guión del que han dado muestra algunas de las primeras figuras del reparto. Tuve esa misma impresión cuando el anterior Gobierno vasco olvidó presentar al Parlamento las previsiones de ingresos y gastos que pensaba gestionar en el año 2001. Pues bien, tomando como supuesto de partida que un gobierno tiene la obligación de elaborar un proyecto de presupuesto y remitirlo al Parlamento, el procedimiento a seguir es el siguiente.

En primer lugar, es preciso contar el número de parlamentarios que apoyan al gobierno (y) para, en un segundo momento, comparar este resultado con el número de parlamentarios que tiene la oposición (x). Podemos prescindir, para no hacer más compleja la exposición, del número total de diputados que tiene la Cámara. Pues bien, siempre que y sea mayor que x el gobierno dispone de mayoría. Si el resultado es el contrario, el gobierno se encuentra en minoría. La ventaja que presenta el primer resultado es que hace innecesario seguir con el resto de etapas a que me referiré más adelante. En este caso se aplica lo que popularmente se conoce como rodillo . El gobierno se guisa y se come él solo, sin ayuda de la oposición, las partidas de ingresos y gastos que desea gestionar. Así, hemos conocido la época del rodillo socialista durante los años ochenta y, más recientemente, la del rodillo popular . Cuando esto ocurre, la oposición languidece en sus escaños, mientras contempla el devenir de los acontecimientos y cultiva la melancolía.

Esta primera regla, aunque sencilla, no está exenta de reflexiones extrañas. El profesor Pérez Royo, días atrás, nos ofrecía un magnífico ejemplo. En un artículo de prensa nos señalaba que los partidos que apoyan al Gobierno vasco tienen la mayoría política absoluta y que los demás deberían aplicarse el cuento y permitirles utilizar la regla del rodillo . Me parece encomiable, en un catedrático de Derecho Constitucional, esta exploración de las posibilidades que ofrece la ciencia jurídica para redefinir las bases de la matemática.

Una vez constatado que no se dispone de mayoría parlamentaria, entramos en la segunda fase. Los problemas a resolver ahora ya no son tan abstractos como antes; más bien están relacionados con las tragaderas de cada uno y son de tipo psicológico. Es el momento en que el gobierno debe plantearse la necesidad de negociar con la oposición. Normalmente esta segunda fase se inicia con lamentaciones y reproches que se formulan de manera preferente en pretérito de subjuntivo. En fin, todos, en algún momento de nuestra vida, nos hemos visto en situaciones de naturaleza similar como para hacernos cargo del calvario por el que atraviesan los gobiernos minoritarios. El presidente Aznar llegó a hacer sus pinitos en lengua catalana para atraerse los favores de Pujol en su primera legislatura. En todo caso, es obligado reconocerlo, el actual Gobierno vasco tiene algunas ventajas para superar esta etapa sin grandes laceraciones, habida cuenta de la vocación negociadora reiteradamente proclamada por el lehendakari Ibarretxe en todos los foros en los que participa.

La tercera etapa exige un mayor gasto de energía y se asienta sobre un principio básico: la obligación de disponer de presupuesto la tiene el gobierno, no la oposición. Este punto es muy importante. La responsabilidad política de la oposición en este asunto es muy etérea, ya que los partidos perdedores lo son por no haber obtenido el respaldo suficiente para realizar las labores de gobierno. La cosa sería muy distinta si, por ejemplo, hubiese elecciones para gobernar y elecciones para hacer oposición. En estas circunstancias sí tendría sentido hablar de responsabilidades de la oposición y responsabilidades del partido gobernante, ya que ambas se dirimirían en elecciones diferentes y con criterios distintos.

Es evidente que negociar unos presupuestos con la oposición no es ningún plato de gusto. Para evitar el mayor número de sinsabores posibles lo primero que hay que hacer es aproximarse al que más comulga con tus ideas. Esto facilita sobremanera las cosas. Si esta opción no es posible, la evidencia empírica señala que no suele resultar difícil encontrar otros partidos dispuestos a sacar tajada de la debilidad del gobierno. Recuerden, por ejemplo, el gran momento político de Convergència i Unió, e incluso del PNV, durante los gobiernos minoritarios de Felipe González y de José María Aznar. El coste de la colaboración, éste es otro punto importante, depende de la situación relativa en que se encuentran ambas partes. Cuando las diferencias son pequeñas, el margen de maniobra de la oposición aumenta y, en caso contrario, la posición del Gobierno se refuerza. También es muy importante que el gobierno minoritario no olvide que es él quién ha contraído la responsabilidad con la ciudadanía y que, por tanto, es quien tiene que ceder principalmente. Su obligación, no lo olvidemos, es disponer de un presupuesto para gestionar lo que ha prometido a los votantes que iba a gestionar. Si no consigue tener presupuesto, el fracaso es suyo, no de la oposición.

Y con esto llegamos a la cuarta y última etapa. Si la tercera se ha cubierto correctamente, es decir, si el Gobierno ha cedido en lo que la oposición le demandaba, habrá presupuesto, ya que lo que resta no es más que un ejercicio físico en el que los diputados suben y bajan las manos. Si el Gobierno, por el contrario, no ha hecho bien sus deberes se encontrará sin presupuesto o con un engendro como el alumbrado en el Parlamento vasco hace unos días. Por lo visto, la capacidad negociadora del lehendakari no da para más.

Recortes de Prensa   Página Inicial