AGLI

Recortes de Prensa     Jueves 9 Enero  2003
Las cuentas de «Nunca Máis»
Editorial La Razón 9 Enero 2003

Nunca mais: más de lo mismo
José Ignacio del Castillo Libertad Digital  9 Enero 2003

Un trámite absurdo
Germán Yanke Libertad Digital  9 Enero 2003

Terror sin fronteras
Breverías ABC 9 Enero 2003

Poder y deber no son lo mismo
IGNACIO SÁNCHEZ CÁMARA ABC 9 Enero 2003

La juez y los etarras
Francisco MARHUENDA La Razón 9 Enero 2003

ETA y la necesidad
Carmen GURRUCHAGA La Razón 9 Enero 2003

Comienza la cuenta atrás
CARLOS MARÍA DE URQUIJO ABC 9 Enero 2003

El PP y la EITB
Iñaki EZKERRA La Razón 9 Enero 2003

Mensaje de Ibarretxe
Cartas al Director ABC 9 Enero 2003

La Prensa se suma a la denuncia de LA RAZÓN
Redacción - Madrid.- La Razón 9 Enero 2003

Al menos seis responsables de la plataforma son dirigentes del nacionalismo gallego
Redacción - Madrid.- La Razón 9 Enero 2003

El PNV usa el folleto de un tranvía para «colar» símbolos proetarras
Redacción - Madrid / Bilbao.-La Razón 9 Enero 2003

Autodeterminación
Cartas al Director El Correo 9 Enero 2003

Las cuentas de «Nunca Máis»
Editorial La Razón 9 Enero 2003

Los representantes del Bloque Nacional Galego, el partido separatista radical que se encuentra camuflado en la plataforma «Nunca Máis», mantienen su peregrina tesis de que en ningún momento dijeron que el dinero y las ayudas recibidas fueran a ser destinadas para ayudar a los afectados por la catástrofe del «Prestige». El argumento, a pesar del cinismo que comporta, podría sostenerse si la dichosa plataforma se hubiera presentado ante la opinión pública española tal y como lo que es: una de las múltiples tapaderas tras las que suele ocultarse el separatismo radical gallego. Pero no fue así. Ni en su página de internet, ni en las convocatorias hechas a través de los medios de comunicación, ni en las intervenciones públicas de sus representantes se advertía de esta significativa circunstancia. Tampoco se especificaba, bajo el número de una cuenta corriente bancaria ampliamente publicitada, que el destino que pretendían dar a los fondos no era para ayudar a los mariscadores, a los pescadores y al resto de los principales perjudicados por el vertido, sino para hacer campañas de agitación contra la Xunta y el Gobierno, ambos del Partido Popular.

Por otra parte, parece difícil que la plataforma consiga mantener la ficción de que se trata de un movimiento cívico independiente «abierto a todas las fuerzas políticas y sociales», ya que, a medida que se investiga en su entorno, se van descubriendo nuevas conexiones tanto con el movimiento separatista radical que lidera el BNG, como con la sección sindical del mismo. Desde sedes del Bloque se enviaban las convocatorias, hay coordinadores comarcales del BNG que realizan idéntica función en «Nunca Máis» y algunas alcaldías bajo control nacionalista son los puntos de distribución de banderas y pancartas. Así las cosas, es el BNG quien debe dar cuenta exacta de qué ha hecho con el dinero. Un dinero enviado de buena fe desde toda España. Un dinero que suponía destinado a aliviar una tragedia y no para la agitación y propaganda separatista.

Nunca mais: más de lo mismo
José Ignacio del Castillo Libertad Digital  9 Enero 2003

Parece que el ínclito Arenas (el amigo de las Comisiones Obreras y el centrismo reformista) se ha caído del guindo. Califica de preocupante la manipulación que, a través de la plataforma Nunca Mais viene haciendo el BNG en los últimos meses. Existen además denuncias de que los fondos recaudados por esta plataforma no están yendo a los pescadores y demás damnificados, sino a financiar las actividades de la propia plataforma.

Tan antiguas como el leninismo, las organizaciones fachada han venido sirviendo al movimiento comunista como “correas de trasmisión” desde hace ya más de ocho décadas. Tontos útiles, compañeros de viaje y en general toda suerte de inocentes bienintencionados, han podido así ser atraídos y manipulados por el Partido para sus propios fines.

El número de organizaciones-fachada creados y/o controlados para servir la causa de las subversión ha sido siempre impresionante. La fachada siempre varía, los objetivos últimos de los promotores –que siempre son los mismos–, no. Stepehn Koch en su libro El fin de la inocencia repasaba algunas de las plataformas con más éxito que la KOMINTERN puso en marcha a través de Willi Münzenberg en el periodo de entreguerras: “Sacco y Vanzetti”; las “Asociaciones por la Paz” o las “Asociaciones contra el Fascismo”, entre otras. La idea es muy simple. Allí donde la gente no se deja arrastrar por el verdadero programa del Partido, una buena fachada casi siempre permitirá “trabajar con las masas”. Una pequeña ruedecilla –un grupo de disciplinados militantes– puede mover un gran vehículo –amplias capas de población. Sólo es necesario el engranaje adecuado. En unos casos adoptarán la forma de una asociación para la defensa de los derechos de los inmigrantes o de las minorías, en otros, el de una asamblea de científicos por la paz y el desarme nuclear (de la OTAN por supuesto, no de Corea del Norte, la India o el Pakistán). Aquí una ONG contra el hambre en el mundo, allí, otra por la conservación del planeta...

Cualquier militante de campo tiene siempre presente los objetivos últimos de toda organización fachada y de toda campaña. No en vano, aparecen en cualquier manual de leninismo. Así la organización de campañas y plataformas debe articularse atendiendo a las siguientes prioridades:

¿Es posible influenciar a un gran número de personas a través de la misma? En el caso del Prestige, estamos hablando no de miles o centenares de miles, sino de millones o decenas de millones...

¿Está implicada alguna autoridad –mejor cuanto más importante y opuesta a la subversión sea– que pueda ser debilitada o calumniada? ¿Qué tal Fraga y Álvarez Cascos?

¿Pueden salir fortalecidas otros proyectos comunistas que están siendo llevados a cabo en ese momento? Al ecologismo mal no le viene.

¿Puede el Partido conseguir reclutamiento a través de esta campaña? Recordad siempre que la agitación de masas siempre está ligada a la construcción del Partido. Miles de jóvenes voluntarios e idealistas que “encuadrar”.

¿Pueden obtenerse fondos para el Partido? Sin comentarios.

Sería ingenuo pensar que una ocasión así no iba a ser aprovechada por IU-BNG y otros. Quienes son capaces de movilizar a su gente incluso con ocasión de una reunión del Consejo Europeo en cualquier capital o de ir a dar vítores a Fidel Castro en reuniones latinoamericanas, no acostumbran a dejar pasar oportunidades como estas.

El Gobierno ha cometido numerosos errores en la gestión de este catastrófico accidente. Además, sus miembros y los militantes en general del PP, navegan hace tiempo en la indigencia ideológica de abrazar cualquier política destruccionista con tal de que la inteligetsia mediática la califique de “progresista, centrista o social”. Ahora bien, lo único seguro es que la solución no la va a traer Nunca Mais. Eso es sólo más de lo mismo.

Un trámite absurdo
Germán Yanke Libertad Digital  9 Enero 2003

Si los trece miembros de la Policía autonómica vasca que este miércoles han declarado en el Tribunal Supremo "no consiguen vincular a Batasuna con ETA" –como, por cierto, informa El País en su versión digital– es que son unos cínicos o unos tontos. Pero, de todos modos, no ha ocurrido eso en el proceso de ilegalización de Batasuna sino que, sencillamente, a un trámite absurdo sigue un resultado de igual naturaleza.

Lo que ha ocurrido es que han dicho que en las manifestaciones de Batasuna se dan vivas a ETA; aunque no pueden determinar si, en algunos casos concretos, los gritos los dan los dirigentes de esa mafia. Lo que ha ocurrido es que un viva a ETA que muchos oyeron no aparece en el vídeo del atestado. Lo que ha ocurrido es que, constatándose que cuando hay manifestaciones de Batasuna aparecen pintadas amenazadoras contra los partidos y militantes no nacionalistas, no pueden afirmar, en el uso policial de la Ertzaintza, que unas y otras estén directamente relacionadas. Lo que ha ocurrido es que si unos encapuchados aparecen en un acto de Batasuna y queman una bandera de España, no pueden asegurar que el encapuchado no caiga del cielo y nada tenga que ver con los convocantes.

No es que Iruin sea más listo que los demás por muy listo que sea. Lo único cierto es que el trámite era absurdo.

Terror sin fronteras
Breverías ABC 9 Enero 2003

El plan de ETA de atentar contra la juez antiterrorista francesa Laurence de Vert, revelado ayer, representa un salto cualitativo dentro de la estrategia de la banda. El cerco policial y judicial desplegado en Francia contra los pistoleros etarras ha llevado a la organización terrorista a reaccionar contra el país que tradicionalmente le ha servido de guarida. ETA apunta a Francia y responde a la presión internacional a la que está sometida con un salto hacia el terrorismo sin fronteras.

Poder y deber no son lo mismo
Por IGNACIO SÁNCHEZ CÁMARA ABC 9 Enero 2003

La excarcelación de dos presos de ETA condenados por delitos de terrorismo, como consecuencia de la concesión del tercer grado penitenciario, dictada por la juez de Bilbao. Ruth Alonso, ha sido calificada como escandalosa por el ministro de Justicia, José María Michavila, y ha producido una indignada reacción ciudadana. Aunque el Derecho no se identifique sin más con el sentimiento popular de la justicia, y menos con la venganza, mala cosa es que las decisiones judiciales se opongan al sentir mayoritario de la sociedad. La resolución ha tenido lugar en contra del criterio de la Fiscalía y de la Junta de Tratamiento de la prisión. Sólo un informe psicológico le era favorable.

La puesta en libertad, por otra parte, ya ha tenido lugar, pues la interposición del recurso presentado por la Fiscalía ante la Audiencia Nacional no suspende la ejecución de la medida. No se trata, por lo tanto, de la última palabra del Derecho, aunque la excarcelación ya se haya producido.

La decisión de la juez tiene cobertura en la actual legislación penitenciaria, pues la reducción del cumplimiento de la pena, bajo ciertas condiciones, queda confiada a la discrecionalidad judicial. Pero discrecionalidad no es lo mismo que arbitrariedad. Que sea posible, que encaje en la ley, no quiere decir que sea la decisión mejor, la más justa. Igualmente, como mínimo, encaja en la ley la solución contraria. No es por ello cierto que, como ha declarado la juez, se haya visto «obligada» a excarcelarlos en cumplimiento de la ley. Se trata de un beneficio penitenciario discrecional, pero no obligatorio. Y la negativa a concederlo habría sido también conforme a Derecho.

Lo que debería haber pesado sobre todo, o al menos también, en la conciencia de la juez es la protección de la sociedad, la lucha contra el terrorismo, el dolor de sus víctimas y la posible alarma social que produciría la excarcelación. La reinserción es, según la Constitución, el objetivo al que debe ir orientado el cumplimiento de las penas, pero no es el único fin de ellas ni tampoco una patente para acortar su duración.

La juez podía tomar esta decisión como también podía haber tomado la contraria. Pero poder no es lo mismo que deber. En cualquier caso, lo que no ha hecho es justificar suficientemente su resolución ni convencer a la mayoría de los ciudadanos.

La juez y los etarras
Francisco MARHUENDA La Razón 9 Enero 2003

Cuando alguien pregunta por qué es necesario reformar el Código Penal y cuántas leyes sean precisas para lograr que los asesinos de ETA cumplan íntegramente las penas no hay más que observar las actuaciones de la polémica juez Ruth Alonso. Ahora, en medio de la polémica por sus últimas actuaciones, ha decidido liberar a otros dos etarras con todos los informes en contra. Estos pistoleros estaban implicados en los asesinatos de un agente de la Guardia Civil y otro de la Policía Nacional. La condena de Luis María Azcalgorta y Ángeles Pérez era de 45 y 27 años de cárcel, pero sólo han cumplido 14 y 10 años respectivamente. Es evidente que estamos ante una injusticia monumental y una burla a las familias de los asesinados.

Creo que la juez Alonso debería mostrarse más sensible hacia estos últimos en lugar de actuar con una generosidad que causa auténtico estupor. La ventaja es que con la reforma de la legislación se impedirá que jueces como Ruth Alonso no puedan campar a sus anchas en un tema tan delicado.

No es justo que esta juez actúe de esta forma y aplique la legislación vigente desde una perspectiva que es más favorable para los asesinos de la banda ETA. Al igual que se escuda en las normas vigentes, que permiten un cierto margen a los tribunales de justicia, podría actuar de una forma más restrictiva y hacer caso de los informes contrarios a la excarcelación. Es significativo que todos rechazaran la aplicación del tercer grado.

Frente a ETA, cabe insistir, se ha probado todo, incluso equivocadamente desde el terreno de la ilegalidad con el GAL, pero faltaba lo que ha hecho el Gobierno. Era necesario poner al PNV en su sitio. Frente a ETA sólo cabían tres acciones. La primera era la eficacia policial, donde la colaboración con Francia ha sido enormente positiva y la banda ha perdido una buena parte de su capacidad de reacción. La segunda era la modificación de la legislación para acabar con situaciones intolerables como el que no se cumplieran las penas. Y, finalmente, la colaboración internacional. Esto explica por qué la banda terrorista ETA está en horas bajas, aunque intentará seguir con su execrable carrera criminal que ha golpeado a cientos de hogares españoles.

ETA y la necesidad
Carmen GURRUCHAGA La Razón 9 Enero 2003

En los últimos días se vienen produciendo algunas e importantes noticias de ETA aunque, afortunadamente, ninguna cruenta. Gotean los comentarios sobre el cumplimiento íntegro de las penas, de pronta vigencia tras los trámites parlamentarios. En tanto, los etarras siguen produciendo ecos de sociedad: 11 terroristas, supuestamente en activo, se presentan en San Sebastián en un acto de la rama batasuna Bai Euskal Herriari. Entre ellos Ángel Alcalde, que en 1989 obtuvo permiso de excarcelación del Tribunal Supremo para tomar posesión del acta de diputado en Madrid y escapó. Y Askatasuna ya ha anunciado homenajes en sus respectivos pueblos a esos 11 presuntos etarras huidos de la Justicia. Sin embargo, ahora, anuncian el regreso a sus poblaciones de origen. Bien seguros deben de estar de su situación jurídica, propiciada por la bonanza legislativa en vigor.

El pasado martes se conoció el desbaratamiento de un plan de fuga de al menos cinco terroristas internados en la prisión parisina de La Santé. Entre los frustrados aspirantes a la libertad, está García Gaztelu, con uno de los más siniestros historiales de la banda, que fue jefe militar de ETA y estuvo implicado en los asesinatos de Gregorio Ordóñez, Miguel Ángel Blanco y Fernando Múgica, entre otros hechos de sangre y barbarie. Y también está Asier Oiarzábal, ex responsable del aparato logístico. El desafío al sistema policial y penitenciario de Francia se antoja de una osadía rayana, simplemente, en la urgente necesidad. No sólo en la necesidad de estar libres, común a todo encarcelado, sino en la motivada por la carencia de mandos para dirigir la organización asesina. Normalmente, todo mando etarra en presidio deja de ser importante en la corporación terrorista porque no es operativo. Queda situado en una especie de excedencia forzosa. Y, obviamente es sustituido en sus funciones. Mal debe de andar la banda en calidad de suplentes de jefaturas como para un intento de semejante escarnio a Francia.

Homenajes a excarcelados en el País Vasco, intentos de fuga en Francia y anuncio de urgencia en el endurecimiento de condenas por parte del Gobierno de Madrid. En tanto, la juez Ruth Alonso sigue aplicando con el máximo rigor la benignidad de la ley en la concesión de la semilibertad por medio del tercer grado penitenciario. Aunque alguna vez, según ha dicho, ha denegado tal gracia a algún miembro de este colectivo (sic). Lamentos en el Gobierno y en el Consejo General del Poder Judicial. Pero respeto a la interpretación, límite aunque ortodoxa, de la norma. Venturosamente, dentro de poco, esta magnánima juez verá clarificada, para su pureza interpretativa, la legislación en materia de puestas en libertad para este colectivo.

Comienza la cuenta atrás
Por CARLOS MARÍA DE URQUIJO. Parlamentario vasco del PP ABC 9 Enero 2003

Trece agentes de la Ertzaintza han sido los primeros en declarar ante el Tribunal Supremo en el proceso de ilegalización de Batasuna. Ha comenzado el juicio más importante de la democracia española en el que, por fin, se demostrará que Batasuna, lejos de ser un partido político, no es sino una estructura destinada a dar apoyo y cobertura a la banda terrorista.

Quienes siempre hemos tenido la certeza moral de que Batasuna y ETA son idéntica cosa, asistimos esperanzados al comienzo de este juicio. en el que, con todas las garantías para Batasuna, esperamos que las pruebas aportadas por el Gobierno y la Fiscalía sirvan para dejar al margen de la ley a una organización que jamás, ni por estructura ni fines, tuvo que ver con la democracia.

Otegi ha tenido la desfachatez de calificar de ópera bufa este proceso. Por desgracia, los únicos que han interpretado un papel protagonista en una obra, dramática que no bufa, han sido precisamente Otegi y sus acólitos. Baste recordar que más de cuatrocientas personas vinculadas a Batasuna han pasado por la cárcel por pertenecer o colaborar con la banda terrorista. Batasuna, estupideces de Otegi aparte, gozará en este juicio de las garantías procesales previstas en un Estado de Derecho, las que sus compañeros de la banda terrorista negaron al millar de personas asesinadas. La mayoría de los españoles que creemos en la democracia y queremos salvaguardarla de sus liberticidas, nos mostraremos satisfechos si, finalmente, Batasuna es excluida del juego democrático al terminar el proceso. Ninguna democracia europea habría tolerado que el brazo político de una banda terrorista se aprovechara impunemente de ella. La bisoñez o quizá el complejo de nuestra democracia ha permitido que en España, durante demasiado tiempo, el brazo político de ETA se sirviera del Estado de Derecho para intentar destruirlo, pero el tiempo de la impunidad se ha acabado.

Después de 25 años de oportunidades para desmarcarse de los asesinos, los únicos responsables de la ilegalización serán los propios militantes de Batasuna. Por tanto se les acabó el chollo. Con Batasuna en trance de ilegalización y ETA contra las cuerdas gracias a la fortaleza de nuestro Estado de Derecho, la sociedad española ve la luz al final del túnel de uno de los períodos más negros de nuestra historia reciente.

El PP y la EITB
Iñaki EZKERRA La Razón 9 Enero 2003

Algo gue no se acaba de entender del PP en el País Vasco y que desalienta a sus propios votantes es que, siendo un partido capaz de adoptar ante ETA y los nacionalistas una actitud coherente que deja en evidencia a los socialistas y le redime ¬todo hay que decirlo¬ de otras chapuzas y errores graves, muestre, sin embargo, una asombrosa ineptitud para hacer lo elemental incluso en ese mismo terreno vasco en el que sabe acertar haciendo lo más difícil. El mismo PP que saca adelante la Ley de Partidos, que plantea la ilegalización de Batasuna y el cumplimiento íntegro de las penas para los terroristas; que se niega a sacarse la foto de la paciencia con Ibarreche incluso cuando a Ibarreche le aterrorizaría dicha foto porque le desacreditaría ante el voto etarra que quiere heredar; el mismo PP que tiene claro que ha llegado la hora de romper todas las inercias de la claudicación heredadas del ucedismo y del socialismo, calla ante una Radio Televisión Vasca (EITB) que es para cualquier demócrata absolutamente ignominiosa y uno de los grandes castigos añadidos al triste hecho de no haber sabido echar del poder al nacionalismo.

En el Consejo de Administración de EITB hay cuatro miembros del PP y tres del PSOE cuya gestión es nula. Los informativos son de una tendenciosidad tan repugnante que sólo resultan aptos para masoquistas. Los locutores hasta ponen caras de malos del cine mientras manipulan las noticias a favor de la causa soberanista. Hay una chica con ojos de envenenadora que sale a todas horas y dice «alternativa demokarrátika al conflicto» con el mismo acento que los militares nazis y los espías soviéticos de las pelis. Las tertulias políticas son una comedia empezando por la amañada descompensación entre voces nacionalistas y constitucionalistas. En esa televisión hubo un programa que sometió a debate ¬¿«demoka- rrátiko»?¬ la pregunta de «si Aldaya merecía estar secuestrado» y hace unos meses tuvo que ser la carta de un particular en la Prensa ¬no ese inútil y entreguista Consejo de Administración¬, la que denunciase el caso de un concurso organizado por ese medio oficial que había premiado a un disco apologético de ETA.

Ya que estos casos no son suficientes habrá que recordar la negativa de esa televisión a retransmitir el mensaje del Rey. ¿Qué significa el silencio de los populatas ante ese hecho? ¿Otorgan? ¿Por qué no dimiten para al menos dejar claro su desacuerdo ya que no pueden cambiar las cosas? ¿Siguen ahí mudos sólo para no renunciar a unas apetecibles dietas? Uno habla de los populatas porque a los sociatas los deja por imposibles. Son los que tienen el copyright de ese silencio.

Mensaje de Ibarretxe
Cartas al Director ABC 9 Enero 2003

Señor presidente autonómico Ibarreche: He leído su mensaje de fin de año, que tiene colgado en su web oficial. Me negué a seguirle en directo en Nochevieja en la ETB porque usted me niega mi derecho a ver en su televisión, a pesar de que dispone de dos canales, el mensaje de Navidad de Su Majestad el Rey de España.

Leída su declaración, veo que no me la dirigía a mí, ni tampoco a ese 50 por ciento de vascos que no somos nacionalistas. Sigue usted encaminando esta región hacia donde los más radicales de la amplia prole nacionalista de Sabino desean llevarnos a todos, aún a la fuerza, algunos con la fuerza de la dinamita y las pistolas.

He aprovechado para releer en su web las otras trece declaraciones desde junio de 2000; nos habla machaconamente de una «paz» por la que usted apenas hace algo: «un camino para la paz», «una iniciativa para la paz y la convivencia», «un compromiso ético en defensa del derecho a la vida y de las libertades de todas las personas», «por un compromiso social a favor de la no violencia y el diálogo; un camino de solución», «pacificación, normalización política y diálogo», etcétera. ¡Para qué continuar!; pero sigue sin poner los inmensos medios económicos, materiales y humanos de que dispone para terminar de una vez con la banda criminal y propiciar su derrota definitiva en todos los terrenos... y además desde la aparente legitimidad añadida de hacerlo desde el propio campo nacionalista; pero no, se queda usted en las palabras, palabras que se lleva el viento soberanista nada más ser pronunciadas. Fernando Sánchez.  Bilbao.

La Prensa se suma a la denuncia de LA RAZÓN
Redacción - Madrid.- La Razón 9 Enero 2003

Gran parte de la prensa se ha sumado en los últimos días a la denuncia realizada por el diario LA RAZÓN los pasados días 5 y 6 de enero. Periódicos como «La Vaguardia», «ABC» y «La Voz de Galicia», entre otros, se han hecho eco de las informaciones publicadas durante los últimos días en las que se ponía de manifiesto la verdadera cara de «Nunca Mais». Primero fueron las afirmaciones de los pescadores, que levantaron la polémica sobre cuál era el destino del dinero procedente de donativos que se ingresaba en las cuentas de la plataforma «Nunca Máis». Ellos mismos reconocieron que los fondos no se destinaban a la lucha contra el desastre, como era lógico esperar, sino que se destinaba a financiar sus propios movimientos reivindicativos y las distintas marchas. De hecho, desde el movimiento se aseguró abiertamente que «los cuartos» servirían para protestar y aconsejaban a los pescadores afectados que «exijan lo que le corresponde en vez de mendigar».

A estas informaciones le siguieron aquellas que vinculaban directamente a la plataforma con los movimientos independentistas gallegos y más directamente con el BNG después de las afirmaciones que se han realizado desde el Partido Popular, sobre todo en la persona de su secretario general en Galicia, Jesús Palmou.

No obstante, el Bloque lo ha negado siempre rotundamente y el coordinador nacional del BNG, Anxo Quintana, ha asegurado que «con estas afirmaciones se está insultando a miles de ciudadanos libres» y acusa a Palmou de «querer hacer méritos para que le nombren el próximo presidente de la Xunta». Los socialistas, ajenos a la plataforma, refutan sin embargo las tesis de los 0populares. Mientras tanto, los nacionalistas se han hecho con el dominio de la plataforma.

Al menos seis responsables de la plataforma son dirigentes del nacionalismo gallego
Muchos de ellos utilizan las oficinas del BNG para difundir los comunicados de «Nunca Máis»
La vinculación politica del BNG con la plataforma ciudadana «Nunca Máis» está cada vez más clara. El diario regional «La Voz de Galicia» publicó en sus páginas de ayer algunas de las conexiones del partido independentista y el movimiento cívico así como sus ramificaciones en las grandes ciudades. Alcaldes, concejales y antiguos dirigentes de corte nacionalista se han hecho con las riendas de la plataforma en ciudades como La Coruña, Ferrol, Lugo, Orense, Pontevedra y Vigo aunque muchas de las protestas no se encabecen con ninguna de las señas identificativas.
Redacción - Madrid.- La Razón 9 Enero 2003

La gestión de la plataforma «Nunca Máis» ha desatado una verdadera tormenta política después de que el Partido Popular, sobre todo su secretario general en Galicia, Xesús Palmou, haya asegurado en reiteradas ocasiones que los dirigentes nacio- nalistas están utilizando de modo partidista este macromovimiento social, creado tan sólo dos días después de que se hundiese el petrolero «Prestige». La edición de ayer del periódico «La Voz de Galicia» desveló algunas de las conexiones del nacionalismo gallego con la plataforma cívica y sus ramificaciones en las siete grandes ciudades.

La primera rueda de prensa ofrecida por la nueva organización se celebró en la sede del BNG, en La Coruña. Según asegura el diario regional, «entre las caras que siempre figuran en las convocatorias aparecen, entre otras, las del secretario comarcal del sindicato independentista CIG, Paulo Carril; el concejal nacionalista en el Ayuntamiento de Miño, Miguel Anxo Abraira; el edil en Oleiros, Anxo Tenreiro y Francisco Peña, también nacionalista». En el caso de la ciudad de Ferrol, la conexión está aún más clara. El antiguo responsable del Bloque comarcal, Manuel Rodríguez Doval, figura como uno de los impulsores de esta plataforma en la que además forman parte asociaciones de vecinos y padres de alumnos junto con intelectuales y músicos, entre otros.

Reparto de banderas
Según afirma la propia «Voz de Galicia», «el reparto de banderas para la manifestación celebrada a finales de diciembre en la ciudad se llevó a cabo en el despacho del secretario del alcalde, un nacionalista. Además, las convocatorias de prensa para los actos públicos se mandan desde una oficina del BNG». En la ciudad de Lugo, los máximos responsables son, a su vez, dirigentes de organizaciones tanto nacionalistas como de izquierdas. Aunque las manifestaciones que se celebran no aparecen encabezadas por ninguna sigla, «banderas gallegas con una estrella roja asoman siempre tras las primeras filas.

Otra de las principales ciudades en donde se han encontrado conexiones de los nacionalistas con la plataforma ha sido Orense. Un eterno sindicalista de la CIG, Etelvino Blanco, figura como portavoz de «Nunca Máis». En Pontevedra, es el mismo que encabeza la plataforma, José Manuel Abraldes, quien coordina el Bloque en la comarca. No es diferente el caso de Santiago, donde el responsable del BNG, Manuel Vázquez, es una de las cabezas visibles de la plataforma, entre cuyos miembros también figura el secretario de Galiza Nova. Por último, el periódico gallego se refiere a Vigo, en donde el responsable comarcal del Bloque, Francisco Xavier Alonso, fue uno de los principales impulsores de la protesta más numerosa celebrada en la ciudad.

El PNV usa el folleto de un tranvía para «colar» símbolos proetarras
En una foto que publicita el «Euskotran» ha incluido carteles a favor del acercamiento
Redacción - Madrid / Bilbao.-La Razón 9 Enero 2003

El Partido Popular de Bilbao criticó ayer que se haya utilizado la imagen del recientemente inaugurado tranvía para hacer publicidad «con cargo a los fondos públicos» de reivindicaciones políticas del entorno de la banda terrorista ETA.
 
Los populares denunciaron ayer que en la publicación promocional del Euskotran se incluye una fotografía cuyo fondo está constituida por pancartas proetarras en favor del acercamiento de los presos de la banda terrorista.
El portavoz municipal de esta formación, Antonio Basagoiti, solicitó al consejero vasco de Transportes del Ejecutivo de Vitoria, Álvaro Amann, a través de un comunicado, que aclare si la publicación de esta fotografía representa «un peaje pactado con los radicales para evitar ataques en los nuevos vagones del tranvía».
El edil del Partido Popular en el País Vasco añadió que «en todo caso, no se entiende que el Gobierno vasco aproveche la promoción de este medio de transporte para incluir de forma clara y diáfana proclamas en favor de los presos de ETA».
 
La revista publicitaria de Euskotran, dependiente del Gobierno vasco que preside el «lendakari», Juan José Ibarreche, se publica bajo el nombre de «Bide Berdea», y el número al que hace referencia el Partido Popular se publicó el pasado 6 de diciembre.

«Creemos que existe intencionalidad política en la publicación de esta fotografía, y exigimos al responsable del Departamento vasco de Transporte que aclare las razones por las que se tomó la decisión de publicarlas», afirmó el edil popular.

El portavoz del Partido Popular instó a los responsables del Tripartito vasco para que «alguien explique por qué se tomó la decisión de incluir una fotografía que, en ningún caso, es fundamental para conseguir el objetivo de promocionar la nueva línea del tranvía bilbaino, y que, más que publicidad del nuevo transporte, es publicidad de reivindicaciones políticas del entorno de la banda terrorista ETA».

Autodeterminación
Gerardo Martín Miranda/Bilbao Cartas al Director El Correo 9 Enero 2003

Los nacionalistas vascos están orquestando una campaña pidiendo el derecho de autodeterminación. Y algunos como el señor Ibargutxi, que se proclama patriota, citan derechos establecidos por la ONU, aunque sin concretar el texto, ya que como final está la resolución 2525 en la que, como no podía menos de suceder, coincide con el derecho internacional en que una parte de un Estado no se puede separar de él unilateralmente, y si lo intenta será declarada en secesión y rebeldía, como ha sucedido varias veces durante la Edad Moderna. Pero si tan seguros están de que tienen derecho a la autodeterminación, planteen la correspondiente reclamación en la ONU, como hizo el pueblo saharaui, que consiguió una resolución favorable de la ONU y la orden de celebración del correspondiente referéndum. Yo voté a favor del actual Estatuto, por considerar que corresponde a los derechos históricos de los vascos, que provienen de las antiguas leyes escritas o fueros. En ninguna de ellas se contempla nada parecido a posible separatismo y mucho menos a las delirantes fantasías del señor Ibarretxe, que se ha creído que está en la Edad Media, donde sí ocurrieron cosas parecidas. Y no se ha dado aún cuenta de que estamos en el siglo XXI y de que en estos tiempos en que se camina hacia la formación de macro-Estados no es creíble la formación de un Estado enano e inviable.

Recortes de Prensa   Página Inicial