AGLI

Recortes de Prensa     Viernes 14 Abril  2006
ETA no ha cambiado ni de fines ni de métodos
Editorial Elsemanaldigital 14 Abril 2006

España, pan y circo
Federico Quevedo El Confidencial 14 Abril 2006

Cartas de fogueo para una tregua de saldo.
Antonio Javier Vicente Gil Periodista Digital 14 Abril 2006

Intelectuales contra la izquierda
Esteban Hernández El Confidencial 14 Abril 2006

Dedicado a Zapatero: la memoria histórica que no se impone por Ley
Pascual Tamburri elsemanaldigital 14 Abril 2006

Ni hay pruebas, ni las habrá
Luis del Pino Libertad Digital 14 Abril 2006

El PNV está preocupado
JOSÉ MARÍA CALLEJA La Voz 14 Abril 2006

Empresarios navarros reciben cartas de ETA en las que se les «invita» a dar dinero para «la paz»
L. Martínez La Razón 14 Abril 2006

Que perdone a sus «deudores»
Jesús María ZULOAGA La Razón 14 Abril 2006

«Crisis política» en España y en Francia, «leña»
J. M Zuloaga La Razón 14 Abril 2006

La «Tercera República» de Zapatero
Enrique Fuentes La Razón 14 Abril 2006

«No vamos a consentir un referéndum sobre Navarra como concesión a ETA»
ALMUDENA MARTÍNEZ-FORNÉS ABC 14 Abril 2006

García de Cortázar: «Absurdo e inoportuno»
ABC 14 Abril 2006

EEUU advierte a Irán de que instará a la ONU a aprobar una resolución que incluya la intervención militar
Agencias Libertad Digital 14 Abril 2006

Un observatorio vasco tramita 4.000 quejas contra médicos, jueces y policías por no hablar en euskera
SERVIMEDIA El Mundo  14 Abril 2006

Denuncia ante el juez Grande-Marlaska la reunión anunciada entre Ibarretxe y BATASUNA para el día 19 de abril, e insta al Lehendakari a anular dicha reunión
COMUNICADO DE PRENSA DEL FORO ERMUA  14 Abril 2006
 

ETA no ha cambiado ni de fines ni de métodos
Editorial Elsemanaldigital 14 Abril 2006

La banda terrorista ETA no ha suspendido sus actividades, no ha cambiado de métodos y no ha renunciado a sus objetivos. En los últimos días han aparecido pruebas de todo esto.

14 de abril de 2006. La banda terrorista ETA no ha suspendido sus actividades, no ha cambiado de métodos y no ha renunciado a ninguno de sus objetivos. En los últimos días han aparecido pruebas de todo esto, firmadas por la misma ETA.

El martes se conoció el contenido del último boletín interno de ETA. En este Zutabe, los dirigentes terroristas explicaban a sus militantes –y a toda la población, ya que el texto se filtró interesadamente- que ETA sigue exigiendo la entrega de Navarra, la retirada de las Fuerzas Armadas y de Seguridad y la autodeterminación, todo esto precedido de la excarcelación de los criminales detenidos y de la legalización de Batasuna. Sin cambios.

El presidente de la Confederación de Empresarios de Navarra, José Manuel Ayesa, reveló el pasado miércoles que empresarios vascos y navarros están recibiendo cartas amenazantes de ETA, en las que, siguiendo la costumbre del llamado "impuesto revolucionario", los terroristas exigen cantidades de dinero para "financiar el proceso de paz". Aunque cambien las palabras empleadas, tampoco en esto ETA ha cambiado.

Cuando ETA anunció el vigente alto el fuego, el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero se comprometió, antes de dar cualquier paso, a asegurarse de que los terroristas cesaban realmente todas sus actividades. ETA no ha matado ni atentado en estas semanas, pero sigue organizándose, armándose y, según se ve, financiándose. El grupo terrorista sigue actuando, y sigue recurriendo al miedo para coaccionar a los ciudadanos vascos y navarros.

ETA no sorprende. Siempre ha actuado de la misma manera, y naturalmente aprovecha los periodos de inactividad armada para reforzarse. Así sucedió con la "tregua trampa" de 1998 y 1999, durante la cual los terroristas no abandonaron el chantaje ni el terrorismo callejero.

El nuevo ministro de Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, tiene la tarea institucional de garantizar la seguridad de los españoles. Mientras que en grandes partes de la sociedad vasca y de la navarra no haya libertad, se sufran coacciones o no se puedan expresar todas las opiniones, el alto el fuego no pasará de ser una mascarada. Deben prevalecer los intereses de los ciudadanos sobre las conveniencias pasajeras de los partidos políticos.

España, pan y circo
Federico Quevedo El Confidencial 14 Abril 2006

Ya sé que no es lo más apropiado en esta Semana de Pasión en la que los pasos, las procesiones, los oficios, el ayuno y abstinencia, invitan, llaman, al examen de conciencia y dolor de los pecados..., pero es que estoy que me meo de la risa, por no ponerme a llorar, porque en esta España de zambomba y pandereta, de pan y circo, de chirigota y cuchufleta, lo aceptamos todo como lo más normal, como si nunca nos hubiera abandonado esa obsesión franquista de entretener al personal con toros en la tarde del sábado y fútbol en la del domingo para que a nadie se le ocurriera pensar que vivía en un país sin libertad. Aquí el juez Del Olmo da la luz a un sumario sobre el 11-M que a la legua se nota que está hecho de prisa y corriendo para que no le pillara el toro y verse obligado a poner a los encausados en la puta calle, y no pasa nada. No, si por eso algunas cosas, como la de nombrar a Rubalcaba ministro del Interior, detener a la Campanario e inculpar nada menos que a nueve delincuentes de primer orden españoles de un atentado de Al Qaeda a través del Movimiento Salafista Yihadista de Marruecos, sólo ocurren en Semana Santa. Si es que es para darse golpes en el pecho, ¿se puede ser tan poco juiciosos?

Algo tiene que ver, con todo esto, el asunto de Marbella. Más del 80% de los lectores de El Confidencial, preguntados sobre si creían que el escándalo había florecido a la luz del Estatuto y la tregua-trampa de ETA –ahora les diré por qué creo que es una trampa-, contestaron que sí. Vamos, que Marbella vino a correr el tupido velo de la corrupción sobre la ventana abierta de la desintegración del país y la claudicación ante los terroristas. Eso no quiere decir que lo que allí ocurría no debiera ser objeto de investigación y actuación de la Justicia. Por algo en el año 2000 el entonces ministro de Fomento, Francisco Álvarez Cascos, le arrancó de las manos al GIL en Melilla las competencias de Urbanismo. No fuera que cayera en la tentación de hacer en la ciudad norteafricana lo mismo que ya estaba haciendo en la malagueña. Para los que se pregunten por qué no hizo lo mismo con Marbella, tiene una explicación: Melilla no depende de ningún gobierno autonómico, y está tutelada –igual que Ceuta- por el Estado. Pero Marbella sí. A Jesús Gil lo indultó Belloch siendo ministro de Justicia e Interior, y de aquellos polvos vienen estos lodos... pero Chaves tendrá que explicar porqué, sabiendo lo que se sabía, no le quitó al GIL las competencias de urbanismo en Marbella y evitarnos, así, el espectáculo al que estamos asistiendo.

Si este fuera un país serio, ahora los políticos se habrían puesto manos a la obra en la búsqueda de una solución, no sólo al asunto de Marbella –punta del iceberg de una sociedad corrompida y adormecida-, sino al problema de fondo del porqué en los ayuntamientos españoles se ha instalado desde hace décadas –desde los ayuntamientos franquistas- la corrupción y el amiguismo por la vía del ladrillo. Si de verdad queremos una democracia moderna y desarrollada, y no esta especie de batiburrillo partitocrático en el que todo está sujeto a la santa voluntad de algún que otro patrón, los partidos ya estarían trabajando en la reforma de la Constitución, no para calarse más la boina nacionalista, sino para atajar el problema por la vía de la plena liberalización del suelo y la asunción por parte del Estado de las competencias de urbanismo, a la par que una reforma de la ley electoral para establecer un sistema de elección directa de alcaldes y concejales, y otra de la Ley de Régimen Local para configurar un nuevo sistema de financiación de las Corporaciones Locales que no las haga depender del urbanismo como ocurre ahora.

Pues bien, en lugar de eso y de procurar que sean los ciudadanos de Marbella los que tomen la decisión en las urnas de cambiar o no la composición de su corporación municipal, el Gobierno y la Junta de Chaves se han dado prisa en organizar una gestora que en nada se parece a la composición actual del Ayuntamiento, es decir, con una proporción de 6 PSOE, 6PP, 2 PA y 2 IU, sin incluir al GIL y metiendo con calzador a IU que hasta ahora no tenía representación en la corporación, y todo porque se les ha puesto a Chaves y al presidente de la Diputación, Salvador Pendón, en las narices, y porque quieren gobernar Marbella –el presidente de la Gestora será socialista, claro- a espaldas de los ciudadanos y sin que estos hayan tomado parte. Se burla la democracia, se pervierte hasta el punto de pisotear los derechos de los ciudadanos reconocidos en la Constitución. Marbella la va a gobernar el partido de Isabel García Marcos, les guste o no. Es decir, el partido de la corrupción en España, que eso es lo que ha sido el PSOE a lo largo de sus cien años de honradez y otros quince de apropiación indebida y fraude democrático. Pura obscenidad teatral, puro chalaneo para tapar las vergüenzas del pacto con ETA y con los nacionalistas para torpedear el consenso constitucional y humillar a las víctimas del terrorismo.

Así que así están las cosas. El Gobierno busca marbellas con las que tener entretenido al personal, mientras Pérez Rubalcaba, Rasputín Rubalcaba, toma posesión de su cargo como ministro del Interior entre paso y paso, entre Cristo en la Cruz y la Magdalena empapada en llanto, que es lo que nos espera cuando el hombre que maneja todos los hilos de la conspiración en España negocie con ETA la salida de los presos de las cárceles y la legalización de Batasuna para que se presenten a las próximas elecciones municipales, que ya lo avanza El País, el Pravda del Nuevo Régimen, de la III República Confederal de España a la que nos conduce Rodríguez. Eso como primer paso, para luego abordar la parte más oscura y tenebrosa, el premio a ETA por dejar de matar después de los atentados del 11-M que llevaron a Rodríguez al poder, es decir, la autodeterminación del País Vasco y la consulta en todo el territorio de Euskal Herría para la anexión de Navarra, que esa es la trampa, porque si el referéndum se hace sólo en Navarra, sale que no, pero si se hace también en las tres provincias vascas, entonces ya veremos. ¿Verdad, Rubalcaba, que por ahí van los tiros de la claudicación? Tu sabes que sí, porque lo llevas negociando desde hace tiempo, casi desde que negabas la existencia de los GAL mientras compartías mesa y mantel con Rafael Vera.

La ETA que no aparece en el sumario del 11-M del juez Juan del Olmo es, sin embargo, la ETA que estaba detrás de la organización de los atentados que costaron la vida a 191 personas. Nada se dice de la casualidad de que ETA robara un coche en la misma calle de Avilés donde Emilio Suárez Trashorras tenía su garaje, ni de cómo éste ex minero contó a la Policía y al CNI que los etarras de la llamada caravana de la muerte eran amigos de El Chino, ni de cómo Antonio Toro, otro de los procesados, le pasó a Trashorras sus contactos con ETA, ni de ese compinche de ambos que trajo armas para ETA desde Francia. Nada de esto se dice en el sumario. ¿Por qué? ¿Quizás porque no se quería que se dijera? En lugar de eso, se encausa nada menos que a una decena de ciudadanos españoles en unos atentados que supuestamente había cometido Al Qaeda. ¿Nos han tomado por lelos? ¿Nueve españoles y una pandilla de delincuentes comunes detrás de unos atentados que se llevaron por delante la vida de 191 personas y herido a cerca de 2.000? No. No fue así, por mucho que nos leamos el sumario y hagamos del mismo la Biblia en verso. Nada de lo que está ocurriendo tiene sentido al margen de lo que ocurrió el 11-M. Siento que parezca una obsesión, pero quiero saber lo que ocurrió de verdad, y el sumario del juez del Olmo no me saca de mis dudas. Como no me saca, sino que me produce una enorme desazón y mayor desconfianza, el hecho de que Rubalcaba esté ahora al frente de quienes tienen en sus manos la capacidad de coartar nuestra libertad. Rasputín Rubalcaba sabe de lo que hablo, porque no es la primera vez.                    fquevedo@elconfidencial.com

Cartas de fogueo para una tregua de saldo.
Antonio Javier Vicente Gil Periodista Digital 14 Abril 2006

El PSOE, o concretando más, Zapatero y su equipo de buscadores de la paz de mentirijillas o de temporada, siguen haciendo de la abyección virtud mediática.

Cuando Zapatero dijo que un asesinato de ETA durante la tregua de saldo sería un accidente, estaba haciendo de la abyección virtud.

Cuando Zapatero dijo en la última entrevista en la tele, que si ETA seguía cobrando sus extorsiones eso sería un “elemento preocupante” eso es hacer de la abyección virtud.

Cuando José Antonio Pastor, portavoz parlamentario del PSE-EE, dice que las cartas de extorsión de ETA recibidas por los empresarios navarros pueden no ser de ETA, está haciendo de la abyección virtud.

Cuando al mentado Pastor le preocupa solo la fecha de la carta de extorsión, porque si es anterior a la tregua de saldo eso las haría algo irrelevante, pero no se preocupa de si hay gente pagando a día de hoy, sea de cuando sea la carta recibida de ETA, eso es hacer de la abyección virtud.

Cuando los chicos progres sufren y padecen pensando que si ETA está mandando cartas de extorsión con fecha posterior a la de la tregua de saldo y no dicen que eso es un delito, sino que dicen que eso seria “una mala noticia” están haciendo de la abyección virtud y a esas misivas puras cartas de fogueo.

Cuando alguien hace de la abyección virtud, no solo es un abyecto sino además un falsario, e igual de abyectos quienes colaboran en la labor de hacer de la abyección virtud.

Cuando alguien dice verdades con fecha de caducidad, al vencimiento de la cual pasan a ser mentiras, es un mentiroso no caducable. Como el secretario general del PSE/EE de Guipúzcoa, Miguel Buen, que ha dicho que, si se comprueba que las cartas de extorsión recibidas por empresarios navarros fueron enviadas tras el alto el fuego, el Gobierno y el PSOE "no abrirán ningún procedimiento de intercambio de opiniones" Ya verán como le dan la vuelta a las palabras y seguirán negociando. Les importa una higa el que ETA siga cobrando el impuesto extorsionador, solo les importa a los chicos progres del gobierno y del PSE la fecha de las cartas de fogueo.

Cuando a la negociación con ETA, y negociación es puesto que así la llaman los negociadores de una parte y los de la otra le dan mil nombres, y puesto que como resultado de ella ya han obtenido concesiones o han cobrado lo que llaman un precio político, pues bien, cuando a una negociación con asesinos la llaman los chicos progres “procedimiento de intercambio de opiniones” están haciendo de la abyección virtud mediática.

Cuando el primer informe que el Ministerio del Interior facilitó a José Luis Rodríguez Zapatero, se avalaba la inactividad de ETA nos muestra el camino de lo que vendrá. ETA robando dinamita, vehículos, matriculas en Francia, y para Alonso está inactiva. ETA cobrando el impuesto extorsionador y para Alonso está inactiva. Quieren tanto concederle a ETA lo que pide que aquí los tienen, encubriendo delitos en sus informes de inactividad.

La hoja de ruta de Zapatero al infierno ahora esta quemando las llamadas “Etapas de confusión”, y que bien que saben quemarlas.

PREDICCIÓN A CORTO PLAZO: dentro de no mucho oirán a los chicos progres con sueldo oficial decir alguna variante de esta frase “bueno, lo que realmente importa es que ETA haya dejado de matar”

Intelectuales contra la izquierda
Esteban Hernández El Confidencial 14 Abril 2006

El nacionalismo se ha convertido en el principal punto de discrepancia entre los intelectuales y la izquierda. Así cabría interpretar la iniciativa colectiva encabezada por Arcadi Espada, Albert Boadella, Félix de Azúa y Carlos Trías, entre otros, a la búsqueda de un partido de izquierda no nacionalista en Cataluña, y las posiciones que algunos pensadores progresistas, como Fernando Savater, han sostenido respecto de la situación en el País Vasco. Sin embargo, las divergencias del mundo de la cultura con la izquierda comienzan a cobrar caracteres internacionalmente notables. No sólo nacionalistas.

El último ejemplo reside en el nuevo libro de Andreï Makine, escritor ruso nacionalizado francés y ganador del premio Goncourt. En su nueva obra, Esa Francia que olvidamos amar (Ed. Flammarion, Col. Café Voltaire), critica algunos de los defectos de un país que cree en la recesión moral. Y sus diatribas se dirigen contra algunas de las constantes ideológicas sostenidas por la izquierda en los últimos tiempos. Así, frente a las tensiones con los inmigrantes y los problemas entre culturas, señala como imprescindible que en su país exista una sola colectividad, “la comunidad nacional”. Igualmente, arremete contra la discriminación positiva, “concepto que conlleva una actitud infantilizante e inferiorizante hacia el discriminado”, y contra el olvido de la responsabilidad individual por el Estado social francés.

Esta clase de reprobaciones son cada vez más comunes en el ámbito público, enunciadas por voces que provienen de medios culturales o académicos. Mientras que en otras épocas eran las posiciones progresistas las que mayor respaldo encontraban entre la intelectualidad, hoy parece ocurrir a la inversa, y son esos mismos postulados los que se encuentran con mayor resistencia en la esfera pública.

Muchas de esas voces críticas provenían de los sectores de izquierda y terminaron alejándose de ellos para combatir posiciones que entienden particularistas y segregadoras. Incluso algunos de los intelectuales más hostiles para con el progresismo, caso de, en diferentes órdenes, Jon Juaristi, Mikel Azurmendi, Gabriel Albiac o Pío Moa también provienen de ese entorno. Del mismo modo ocurre fuera de nuestras fronteras, donde son las intervenciones públicas de pensadores y académicos que una vez militaron en la izquierda las que tienen un carácter más audaz o temerario.

A favor de la guerra de Iraq
Así, en Francia fueron los intelectuales quienes más ardorosamente defendieron la necesidad de la intervención militar en Iraq o la respuesta que Sarkozy dio a las revueltas en los banlieues. Y las reflexiones de creadores y pensadores como Alain Finkielkraut, Bernard-Henri-Lévy, Philippe Sollers, André Glucksman, Alain Minc, Pascal Bruckner, Luc Ferry o André Comte-Sponteville nutren buena parte del pensamiento conservador.

En la pasada campaña electoral italiana, cineastas como Franco Zeffirelli o Pupi Avati se han significado del lado de la iglesia católica, dentro de ese movimiento que se ha dado en llamar ‘teocon’. Y en EEUU, cuna del resurgimiento de la intelectualidad conservadora, hay numerosos seguidores en medios académicos y sociales de las tesis de Daniel Bell, William F. Buckley, Irwin Kristol, Norman Podhoretz y Nathan Glazer, siendo los más famosos Francis Fukuyama (ahora retirado) y Samuel Huntington.

Las bazas que todos ellos manejan suelen ser similares: emplean un tono firme (incluso agresivo) y el mensaje que transmiten (y las formas que utilizan) no busca dirigirse a los sectores académicos, sino al público en general y especialmente a los sectores populares. En sus escritos suelen hablar en nombre de postulados éticos o morales y muestran cierto desdén por la política y por los políticos profesionales, acogiendo algunas diatribas antisistema. En su intención (generalmente explícita) de devolver las cosas a su justa medida, lejos de los excesos en que dicen haber incurrido los progresistas, suelen reclamarse como políticamente incorrectos y como combatientes contra el pensamiento único (de izquierda).

Para Salvador Clotas, director de la Fundación Pablo Iglesias “estamos en un momento, en todo el mundo, en el que las ideas de la derecha se expresan con mucho descaro, lo que antes no era tan frecuente. Los intelectuales de derecha tienen la sensación de estar de moda”. Y eso coincide con un “cierto retraimiento de la izquierda. Quizá están faltando nuevas ideas. Y quizá se han abandonado demasiado deprisa esquemas tradicionales. Alfonso Guerra siempre comenta que antes la igualdad social era una premisa para el pensamiento de izquierda. Hoy, cuando se refieren a la igualdad, se habla sólo de la igualdad de género”.

Medios de comunicación de derechas
Otro de los factores que han aumentado la presencia de los intelectuales conservadores es, según Clotas, “que los mensajes no nos llegan a través de los libros, sino de los medios de comunicación, y éstos son más receptivos en la actualidad a las posturas de la derecha”. Y eso ocurre en un entorno donde se ha dado un “cambio de problemática. Las grandes diferencias sociales se han trasladado a un nivel global; no digo que no haya desigualdades en cada país, pero lo importante es que existen a nivel de regiones enteras (África, Asia...). Además, están los nuevos problemas de la inmigración y de la integración”.

Para el diputado del Partido Popular, José María Lasalle, vinculado a la Fundación para el Análisis y Estudios Sociales (FAES), “la misma autonomía moral y de pensamiento que el liberalismo defiende para la sociedad civil es la que el intelectual reclama para su tarea, por lo que no es extraño que se sienta identificado, en muchas ocasiones, con el liberalismo, máxime si proviene de un entorno en el que pudo experimentar el constreñimiento intelectual del marxismo. Es un fenómeno global. Ocurre en España, pero también en Italia y en EEUU, donde los ‘neocon’ están asociados al desencanto respecto de lo que los liberales estadounidenses encarnaban. Allí se dice que un ‘neocon’ es un progresista atacado por la realidad”.

Según Lasalle, el viraje de la intelectualidad hacia posiciones de derecha ha quedado reforzado por los inconvenientes propios del progresismo: “El problema que tiene la izquierda es que vive instalada en la incertidumbre por el desmoronamiento de sus mitos. Y, por otro lado, está el fenómeno del resentimiento. Como el mundo en el que viven no les gusta, pero no tienen la capacidad de análisis ni de acción necesaria para transformarlo, viven en ese rencor inconsciente que deja la impotencia”.

Como resultado, han tejido un discurso al que, según Lasalle, “le falta cosmovisión y sistematicidad: su propio fracaso les ha dirigido hacia la sentimentalización irracionalista. En lugar de evolucionar, como ha ocurrido con la izquierda en EEUU o en Inglaterra, hacia posiciones políticas que se alimentan de la experiencia y del empirismo, el mundo continental se ha alejado de ellas. Aquí no ha habido posibilidad de que surgiese un Tony Blair que abriera una nueva vía en la izquierda”.

Dedicado a Zapatero: la memoria histórica que no se impone por Ley
Pascual Tamburri elsemanaldigital 14 Abril 2006

Entre banderas y símbolos anticonstitucionales, la extrema izquierda impone como dogma lo que el Gobierno quiere recordar del pasado, y prohibe lo que quiere olvidar.

14 de abril de 2006. La memoria es una parte de la inteligencia y de la personalidad. Una parte necesaria, una capacidad que nos hace humanos y de la que no podemos prescindir sin graves consecuencias. Cada persona tiene un pasado, vivo en la medida en que es recordado, y ese recuerdo tiene consecuencias presentes y futuras. También las familias tienen una memoria colectiva, y toda comunidad humana es un sujeto de memoria. Cosa distinta es la historia, que se ocupa de lo que realmente sucedió, y que intenta ser ciencia y no puro subjetivismo. Es preocupante que la historia sea regulada por normas externas; es malo que los políticos pierdan tiempo en regular por ley la memoria.

Hoy es 14 de abril, y la izquierda española casi sin excepción se ha lanzado a cultivar la memoria histórica, o por mejor decir su lectura parcial del pasado. No se trata ya de que el PSOE y sus socios recuerden lo que sucedió hace setenta o más años; no se trata siquiera de que prefieran para sí mismos un recuerdo embellecido y edulcorado. Lo que se está planteando es imponer por Ley como dogma histórico lo que del pasado la izquierda quiere recordar, y de prohibir lo que quiere olvidar. Lo más grave es la división en la memoria de los españoles.

Mientras sea posible, recordemos lo que Zapatero olvida o niega. Hace setenta y cinco años la Segunda República fue proclamada violando la legalidad. Tras unas elecciones municipales que la coalición republicana perdió, salvo en las grandes ciudades, los republicanos se echaron a la calle y plantearon un ultimátum al Gobierno monárquico. Alfonso XIII se había enajenado las simpatías de la derecha sin ganar las de la izquierda, y huyó de España. Las izquierdas crearon una República a su imagen y semejanza, a través de unas Cortes Constituyentes de las que la derecha estuvo ausente. La Constitución de 1931 reflejaba las ideas de la coalición gubernamental, el Pacto de San Sebastián de 1930, que preveía y logró una República laicista y anticatólica, una "República para los republicanos" en la que los principios y valores de media España tenían muy difícil cabida.

La República de la izquierda fue acumulando enemigos, incluso entre quienes, como los militares, la habían acogido sin hostilidad. La corrupción y los crímenes del Gobierno de Manuel Azaña –baste recordar los asesinatos de Casas Viejas- llevaron a unas elecciones anticipadas en 1933. Entonces, para sorpresa y escándalo de los republicanos, la derecha democrática, la CEDA de José María Gil Robles, resultó ser el partido más votado. La izquierda advirtió que no toleraría un Gobierno derechista, y el presidente de la República Niceto Alcalá Zamora entregó el poder a los centristas de Alejandro Lerroux. La CEDA, en nombre de la prudencia, consintió. No obstante, cuando Lerroux se planteó entregar dos ministerios a los vencedores de las elecciones, la izquierda organizó un golpe de Estado, que en octubre de 1934 tuvo que ser combatido por el Ejército (incluyendo al abuelo de Zapatero), con miles de muertos en Asturias y Cataluña sobre todo.

Tras el bienio revolucionario de la izquierda, transcurrió el bienio gris del centro derecha, en el que se intentó evitar males mayores y se cayó en la inacción. Reorganizada en un Frente Popular, la izquierda venció en las elecciones del 16 de febrero de 1936 con la intención, unos, de hacerse establemente con el poder, y otros de proseguir hacia una revolución social. El PSOE, los comunistas y los anarquistas usaron, sí, la democracia, pero su meta no era defender la república burguesa, como demostró ampliamente el clima de violencia del primer semestre de 1936. A una república sin republicanos se superpuso una democracia sin demócratas, y los partidos organizaron sus milicias armadas y sus conspiraciones violentas, siguiendo el ejemplo del PSOE en 1934. En julio de 1936, tras el asesinato del líder parlamentario de la oposición José Calvo Sotelo por policías de la escolta del líder socialista Indalecio Prieto, diversas conspiraciones derechistas confluyeron con el proyecto del general Emilio Mola, y derivaron en un intento de golpe de Estado. Los golpistas, que pretendían una dictadura temporal que restableciese el orden pero que no tenían como meta liquidar la República, fracasaron, y su fracaso derivó en una guerra civil y en la multiplicación de los odios y las crueldades durante tres años. Y no uniformemente en toda España, por cierto.

Tras advertencias para terminar. Primera, a los políticos que hoy se envolverán en la bandera tricolor que presidió esta masacre: piensen qué respuesta pueden dar con la razón y no con las vísceras al ejercicio de "memoria" anterior. Segunda, a quienes insisten en hablar sólo de unas víctimas, de unos valores y de unas ilusiones: no olviden que dividir la memoria tiene muchos peligros, como ha señalado monseñor Blázquez; todos tenemos memoria, aunque la Ley vaya a imponernos a todos anteojeras. Tercera, a los alumnos de 2º de Bachillerato que en vacaciones estudian precisamente estos asuntos: sed libres al pensar y al sentir, pues la base de la libertad es la verdad, como la de la paz es la justicia.

Ni hay pruebas, ni las habrá
Luis del Pino Libertad Digital 14 Abril 2006

Supongo que quienes lo fían todo a la manipulación mediática no son conscientes de ello, pero la repetición de mensajes que se terminan revelando falsos acaba por destruir la credibilidad de las manipulaciones.

En diciembre de 2004, un contundente Rodríguez Zapatero aseguraba en la Supuesta Comisión de Investigación del 11-M que todo estaba claro. En las semanas posteriores a estas declaraciones los medios de comunicación desvelaban las habilidades de Haddad jugando al dominó en Tetuán, las declaraciones de Zouhier sobre las conexiones de la trama asturiana y ETA, las nuevas desventuras del confidente Lavandera, nuevos datos sobre las actividades de tráfico de droga de El Chino, la afiliación al PSOE de Mouhannad Almallah, la condición de espía de Huarte, la primera lista de dudas sobre la mochila de Vallecas, las conexiones entre Kalaji y los hermanos Almallah, la ocultación al juez Del Olmo de los verdaderos motivos por los que la mochila de Vallecas no había explotado, ...

En julio de 2005, el PSOE y sus socios volvieron a proclamar que todo estaba claro después de cerrar vergonzantemente la Comisión 11-M. Semanas después, los españoles conocíamos, de nuevo gracias a los medios de comunicación, las primeras dudas sobre la furgoneta de Alcalá, los primeros enigmas sobre las detenciones del 13-M, las notas del confidente Cartagena, las diferencias entre el 11-M y el 7-J, la posible utilización de explosivo militar en los trenes, la ausencia de metralla en las bombas, las idas y venidas de la mochila de Vallecas, las relaciones entre El Chino y ETA, el levantamiento de los seguimientos a los terroristas pocos días antes del 11-M, ...

Vuelve ahora el PSOE a lanzar el mismo mensaje ("todo está claro"), como si el auto de procesamiento (de los cuales puede haber varios a lo largo de una misma investigación) fuera la sentencia del Juicio Final. Bueno, pues la opinión pública volverá a ver, en las próximas semanas, que de nuevo el PSOE miente. Y volverá a preguntarse por qué. ¿De qué tienen miedo?

Repiten los socialistas los mismos mensajes vez tras vez. Lanzan con insistencia machacona las ideas de que todo está claro y de que no hay ninguna prueba de que ETA haya participado en la masacre. Sólo les falta añadir que no hay ninguna prueba... ni la habrá (como dijo González en su día acerca de los GAL). Bueno, pues allá ellos con sus mensajes, porque las revelaciones continuarán de nuevo en las próximas semanas.

Pero aprovecharé que estoy de buen humor tras la lectura del Auto de Del Olmo para dar dos consejos al nuevo Ministro de Interior. Primero: no infravaloren tanto la inteligencia de los españoles. Segundo (y verdaderamente crucial): no saquen a pasear a Pepiño Blanco; o, al menos, lean antes el artículo de José García Domínguez. Magistral. http://www.libertaddigital.com/opiniones/opi_desa_30887.html

El PNV está preocupado
JOSÉ MARÍA CALLEJA La Voz 14 Abril 2006

LA ACELERACIÓN de la política vasca permite observar algunos síntomas portadores de futuro. Parece evidente que el PNV está preocupado. Se observan, de forma cada vez más nítida, dos líneas enfrentadas en su interior. Por una parte, el presidente del PNV, Josu Jon Imaz; por la otra, Joseba Egibar e Ibarretxe. Imaz está dispuesto a colaborar con Zapatero y sus palabras animan a la esperanza: lo importante es acabar con el terrorismo, no es tiempo de mesas, hay que evitar el frentismo. Impecable. Y cediendo el protagonismo a Zapatero. Del otro, patético Ibarrexte. Su rueda de prensa al salir de la Moncloa, la semana pasada, marca un hito imposible de superar en las actuaciones de los políticos que no tienen nada que decir, se mueren por decirlo y, cuanto más hablan, más claro dejan que están al margen del proceso. Su lenguaje corporal y su lenguaje verbal proporcionan tal cantidad de información que casi no hace falta preguntarle cuál es su papel en todo esto. Egibar ya saben que es ese señor funcionario del PNV, que viste, calza y habla en términos más radicales que el Otegi de hoy.

Los dirigentes del PNV están preocupados por la deriva batasuna de los jóvenes de su partido (EGI). Ahora se sorprenden de que el mensaje radical que les han inculcado en los fuegos de campamento durante años haya calado hasta el punto de que sus cachorros estén dispuestos a ir a una manifestación de HB, a pesar de la prohibición expresa de Josu Jon Imaz. Esto es como el eterno retorno. ETA surge, en 1959, de las juventudes del PNV, hartas de la pasividad de sus mayores, que no movieron un dedo contra Franco . Ahora, en el 2006, con un PNV formado en su mayoría por una flota de burócratas soviéticos, aferrados a la poltrona funcionarial del Gobierno vasco y de sus terminales clientelares, los jóvenes nacionalistas vascos quieren poner a limpio lo que han oído en casa desde pequeños, y les sale irse con Batasuna, percibidos como nacionalistas comprometidos, frente a sus padres apoltronados.

Hace unos días, los jóvenes del PNV sacaron pancartas con el lema Independentzia (independencia), cuando fueron rodeados en su sede por gentes simpatizantes de ETA. Qué nivel.

De manera que entre el más que previsible beneficio electoral del HB porque ETA deje de matar, la deriva radical de las juventudes del partido y el eventual acercamiento entre PSOE y HB, cuando se haya ventilado la habitación de miedos, el PNV empieza a pensar que los años de poltrona pueden estar en peligro. Llevan tantos años viviendo del aparato que cualquier síntoma lo interpretan en clave de conspiración por quitarles el poder.

Empresarios navarros reciben cartas de ETA en las que se les «invita» a dar dinero para «la paz»
- El presidente de la patronal de la Comunidad Foral, José Manuel Ayesa, revela que la banda sigue con el envío de misivas amenazadoras - Hacen referencia al «proceso de paz», lo que hace suponer que se remitieron después del alto el fuego
L. Martínez La Razón 14 Abril 2006

Pamplona- Empresarios de Navarra han recibido en los últimos días nuevas cartas de extorsión de ETA, fechadas en el mes de marzo, cuando están a punto de cumplirse tres semanas del alto el fuego permanente de la organización terrorista, según informó ayer «Diario de Navarra». El presidente de la Confederación de Empresarios de Navarra, José Manuel Ayesa, confirmó la existencia de misivas de este tipo en la Comunidad Foral.

Al parecer, se han detectado dos tipos de cartas diferentes. En unas, fechadas en marzo (el alto el fuego permanente se hizo público el día 22), «más que exigir, se invita al empresario que la recibe a participar en el proceso de paz a través de una contribución económica», señala Ayesa. «Pero siguen siendo cartas enviadas por ETA». En las otras, este tono «amable» se ha sustituido por la extorsión directa, clásica de las cartas usadas por la organización terrorista para obtener fondos con los que financiarse.

Después del 22-
El hecho de que en algunas de las cartas se haga referencia al llamado «proceso de paz» parece acreditar que han sido remitidas después de que ETA anunciara el alto el fuego, el pasado 22 de marzo, y diera comienzo, de «forma oficial» dicho proceso. Las cartas enviadas con anterioridad tenían un carácter amenazador y algunos de los empresarios que se negaron a pagar sufrieron atentados en sus negocios.

La existencia de estas misivas de extorsión cambiarían los datos ofrecidos en los últimos días por el Gobierno. El pasado día 5, el Ministerio del Interior entregó al presidente del Gobierno el primer informe de verificación del alto el fuego en el que se constataba la total inactividad de la organización terrorista, tanto en acciones armadas como en kale borroka y extorsión económica.

La banda terrorista había aprovechado los últimos meses previos al alto el fuego para seguir extorsionando a los empresarios. En las últimas cartas enviadas, hasta el mismo mes de marzo, llegaron a incluir fotografías y detalles de las rutinas diarias de familiares de los empresarios, al tiempo que exigían cantidades que oscilaban entre los 30.000 y los 120.000 euros.

Para José Manuel Ayesa, estas misivas permiten asegurar que «el terrorismo continúa, porque la extorsión es una forma de terrorismo, y lo que pedimos a los empresarios es que no cedan al chantaje y menos ahora». Asimismo, invitó a los amenazados a «seguir confiando en las Fuerzas de Seguridad» y a «denunciar los intentos de chantaje».

Respecto al Gobierno de Rodríguez Zapatero, señaló: «tenemos que decirle que mientras existan las coacciones es algo muy importante a tener en cuenta para que no tome decisiones respecto a un posible diálogo con ETA, diálogo que entendemos que no debe haber mientras no cese la violencia».

El secretario general del PP del País Vasco, Carmelo Barrio, aseguró ayer que la banda terrorista «desmiente su intención de disolverse y desaparecer como le exige la sociedad democrática». Además, cuestionó el informe del Centro Nacional de Inteligencia (CNI) que acreditaba la inactividad de ETA y se preguntó «qué fiabilidad tiene el citado informe cuando sabemos ahora que la extorsión de ETA no ha cesado». «Cada carta de ETA a un empresario es un atentado», subrayó.
Por su parte, el secretario general del PSE/EE de Guipúzcoa, Miguel Buen, afirmó que, si se comprueba que las cartas de extorsión fueron enviadas tras el alto el fuego, el Gobierno y el PSOE «no abrirán ningún procedimiento de intercambio de opiniones» con ETA.

Hasta 130 cartas al mes. ETA ha enviado durante los últimos años entre 70 y 130 cartas de extorsión mensualmente, según fuentes de la lucha antiterrorista.

De la realización de estas tareas se encarga una estructura especial existente dentro de ETA denominada Gezi, que tiene también entre sus funciones la de realizar atentados contra las empresas que se han negado a ceder a la extorsión.
Entre los años 2001 y 2003, la banda terrorista registró ingresos por extorsión de alrededor de 130.000 euros al mes, como media de todo el periodo. En 2004, los ingresos se hundieron de forma espectacular y cayeron a la mitad de los años anteriores.

Que perdone a sus «deudores»
Jesús María ZULOAGA La Razón 14 Abril 2006

Esto de la «verificación» del alto el fuego, encargado a nuestros guardias y policías, otrora comisionados a la persecución de los terroristas, se está convirtiendo en un asunto que causa sonrojo. Por lo visto, lo vital es que las cartas que, según el presidente de la patronal navarra, ha enviado la banda, hayan sido depositadas en el correo antes del 22 de marzo, cuando se anunció el «alto el fuego permanente de las acciones armadas», sin hacer ninguna referencia a los chantajes.

Si las misivas son anteriores, aunque sólo sea por un día, la cosa va bien, y, si son posteriores, pues... ya veremos. Pregunto al Gobierno qué ha de hacer un empresario que haya recibido la extorsión antes de la citada fecha.

Está claro que no debe ceder pero ¿quién le garantiza que la amenaza no se mantiene? ¿Se le puede dar la seguridad de que la banda no va a intentar cobrar el dinero que le exigió? Porque, también sería mala suerte -para los chantajeados- que por un día o dos, por un mes o dos, tuvieran que pagar. Si ETA, como se quiere hacer creer, ha renunciado por completo a las actividades terroristas, tiene muy fácil demostrarlo y, además, ahorraría trabajo a los agentes: que haga público un comunicado en el que perdone todo el dinero que le «deben» sus «deudores». ¡Qué adecuada contrición en estas fechas de Semana Santa!

«Crisis política» en España y en Francia, «leña»
- ETA celebra en su boletín interno que nuestro país no haya «superado» aún las consecuencias del 11-M mientras París exhibe una postura de dureza - Los terroristas subrayan la «notoria posición de fuerza del PP» pese a perder el poder
J. M Zuloaga La Razón 14 Abril 2006

Madrid
- ETA hace, en el último Zutabe, al que ha tenido acceso LA RAZÓN, un análisis de las distintas formas con las España y Francia afrontan en la actualidad el llamado «problema vasco». Mientras que nuestro país se hallaría sumido en una crisis como consecuencia de los «sucesos del 11-M y los posteriores cambios políticos, en territorio galo dicho «problema» ni existe y se aplica la «leña a quien se mueva».

Reformas
-En España, según la banda, se están dando pasos «hacia una nueva reforma del Estado, planteándose como cumbre de esos cambios la reforma de la Constitución Española (...) Cataluña y Euskal Herria son los elementos principales que están en el punto de mira de ese proceso de reforma. Porque saben que especialmente sin superar el conflicto que tienen con Euskal Herria no podrán estabilizar cambio alguno de Estado».

La banda no parece fiarse demasiado del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, del que dice que «sabe que la principal condición para mantenerse en la Moncloa y para estabilizar sus proyectos es desactivar las interferencias que provoca en la actividad política española el conflicto con Euskal Herria y la situación de enfrentamiento con ella. Parece claro el objetivo del PSOE. Recuperar a los “nacionalismos democráticos” en esa reforma del Estado, convertirles en sus aliados e integrarles en la gestión del Estado. Y, al mismo tiempo, neutralizar o capar a los “nacionalismos radicales”». «Ha dado -agrega- muchos pasos en ese sentido a lo largo de los últimos meses, en estos dos años que han transcurrido desde que alcanzó el poder».

Por lo que se refiere a Francia, ETA señala que «continúa situando su postura en la negación de la existencia del problema mismo: no hay “problema vasco”, sino el “riesgo de contagio del problema vasco” de España. Francia presenta el conflicto de Euskal Herria como un problema que viene del extranjero». «Y podemos decir que la mayoría de los partidos aceptan esa tesis sin demasiada contradicción. En el fondo, en el Estado francés el consenso entre los principales partidos en torno a esta cuestión continúa en vigor».

«La respuesta represiva de Francia hacia la lucha de liberación de Euskal Herria, la negación y el desprecio se mantienen. Pisoteo de los derechos del pueblo y leña a quien se mueva. Francia ha convertido en instrumento en contra de la Izquierda Abertzale la euroorden».

Los pistoleros consideran que, pese a haber perdido el poder, el PP mantiene una «notoria posición de fuerza. Sumado a ella, las incapacidades internas del PSOE, el PP tiene una gran capacidad para condicionar la acción política de España y para condicionar la propia línea del PSOE, dirigiendo hacia ello su estrategia». Por lo que respecta al PNV, ETA de jacta de haber conseguido una importante acumulación de fuerzas a favor de la autodeterminación lo que «ha llevado al declive los proyectos del PNV, habiendo perdido fuerzas el Plan Ibarretxe, que fue prioritario en los años anteriores y los intentos de imponer otro nuevo fraude a Euskal Herria. Ello ha supuesto una reubicación del partido de Sabino Arana, pese a que no se ha implicado, desde una perspectiva de Euskal Herria, en el sentido correcto, para bien de los partidarios de los proyectos de España y Francia».

Por el contrario, Eusko Alkartasuna recibe los elogios de los terroristas por encontrarse entre «las fuerzas favorables a la autodeterminación (...) Saben que los brazos de la izquierda abertzale estarán siempre abiertos para la cooperación que tenga como objetivo la soberanía de Euskal Herria».

IU devaluada- Tampoco recibe críticas Izquierda Unida por situar «la palabra y la decisión de los vascos como claves para la resolución». Sin embargo, ETA subraya que su papel «aparece como bastante devaluado en los últimos meses».

La banda arremete contra Aralar, y contra los franceses Abertzalen Batasuna, dos grupos que disputan el mismo electorado que el brazo político de la banda. Señala que «están sin un sentido claro. Tanto uno como otro se asientan en función de la línea de unos pocos «sabios» marcan dentro de esos partidos, hoy aquí y mañana allí».

>Mientras España se encuentra en crisis, en Francia ni se contempla el «problema vasco» y al que se mueve se le «da leña».
>En Francia, el consenso entre los partidos políticos en torno a la cuestión vasca es absoluto. Lo ven como un problema que viene del extranjero.
>Zapatero sabe que si quiere seguir en La Moncloa tiene que desactivar el conflicto que enfrenta a España con Euskal Herria
>Pese a haber perdido el poder, la posición del Partido Popular es de gran fortaleza e influye en las decisiones que toma el Gobierno.
>Los proyectos del PNV se encuentran en declive y el Plan Ibarreche ha perdido fuerza.

La «Tercera República» de Zapatero
El jefe del Ejecutivo lo tiene claro: los «valores y anhelos sociales» recogidos en la Constitución republicana de 1931 son el espejo donde se miran las iniciativas de su Gabinete
Enrique Fuentes La Razón 14 Abril 2006

Madrid- Después de convertir el «talante» en una imagen de marca, mezclar el optimismo con la antropología y presumir de «rojo» en una revista femenina, a José Luis Rodríguez Zapatero sólo le faltaba reinterpretar la letra del famoso tango para dejar sentado que, en lo referente a su modelo político, «75 años no es nada». Ése es el tiempo que ha pasado, justamente hoy, desde que se proclamó la II República, pero para el presidente del Gobierno el espíritu del 14 de abril de 1931 ha llegado intacto hasta la España de 2006... gracias a sus iniciativas de Gobierno.

En política, dicen, ya está todo inventado. Y puestos a escoger un «espejo» en que mirarse, a Zapatero el que más le gusta es el de la II República. Lo dejó claro la pasada semana en el Senado con un discurso que hubiese firmado el mismísimo Azaña: que si sus «principios y valores» están vigentes hoy, que si es «el único periodo democrático del pasado», que si la Ley de Igualdad del Ejecutivo socialista recoge el testigo del derecho de voto femenino que consagró el periodo republicano, que si la Constitución de diciembre de 1931 «iluminó» la Carta Magna de 1978... Vamos, que alguno de los presentes empezó a silbar entre dientes el himno de Riego y pensó en coser una franja morada a la bandera rojigualda.

Bromas aparte, lo cierto es que el jefe del Ejecutivo se declaró fan incondicional de los «anhelos sociales» y el «proyecto de país» del periodo republicano. Tanto que, salvando las lógicas distancias entre ambos momentos históricos, reconoció la «vigencia» de muchos de los planteamientos de la Constitución de 1931 en su acción de Gobierno. Pero, ¿hasta qué punto puede basarse la hipotética «Tercera República» de Zapatero en los postulados de una Carta Magna promulgada hace 75 años? El repaso a los 125 artículos del texto arroja un puñado de ideas comunes, varios preceptos de difícil aplicación en una democracia del siglo XXI y alguna que otra sorpresa:

- Lengua. El debate está de plena actualidad por obra y gracia del Estatut, y la posición del PSOE ha quedado totalmente definida tras el trámite parlamentario: el derecho y deber de conocer el catalán, incluidas las relaciones con la administración, se convierte en «mérito determinante» para conseguir una plaza de juez o fiscal en Cataluña. Sin embargo, ni siquiera Azaña y los suyos se atrevieron a llegar tan lejos. El artículo 4 consagra el castellano como único «idioma oficial» de la República, y para evitar «tentaciones» territoriales puntualiza que «a nadie se le podrá exigir el conocimiento ni el uso de ninguna lengua regional».

- Competencias del Estado. En este asunto, Zapatero sí ha tenido más en cuenta la filosofía de la Constitución republicana, que reserva ciertas competencias exclusivas al Estado y regula las que pueden cederse a las «regiones autónomas» que presenten un texto estatutario. Eso sí, de nuevo el Estatut adelanta por la izquierda a la doctrina política de los primeros años 30, que consideraba terreno vedado a las comunidades las atribuciones que tendrá Cataluña en inmigración, aprovechamientos hidráulicos o hacienda.

- Relaciones Iglesia-Estado. Saber que la Carta Magna republicana es poco menos que el libro de cabecera político de Zapatero puede explicar el por qué de la tensión que ha presidido las relaciones entre el Gobierno y la cúpula eclesial española, sin olvidar los tira y afloja con la Santa Sede. En 1931, España «no tiene religión oficial» (art. 3), pero sí una ley especial para regular «la total extinción del presupuesto del clero» y otra que prohíbe a las órdenes religiosas -las que quedan: las que imponen los tres votos canónicos quedan disueltas por decreto- «adquirir o conservar más bienes que los que se destinen a su vivienda» y «ejercer la industria, el comercio o la enseñanza». «La libertad de conciencia y el derecho de practicar libremente cualquier religión» quedan garantizadas.

- Educación. El giro copernicano que para la asignatura de Religión supone la recién aprobada LOE ya se podía adivinar echando un vistazo al artículo 48 de la norma básica de la II República, que tras consagrar la gratuidad y obligatoriedad de la educación primaria señala que «la enseñanza será laica». Dentro de esa norma general, a las iglesias se les permite enseñar sus respectivas doctrinas en sus propios establecimientos, un derecho «sujeto a inspección del Estado». ¡Ah!, también en este asunto la «avanzada» Constitución del 31 palidece ante el nuevo Estatut, ya que considera «obligatorio» el estudio del castellano, «instrumento de enseñanza en todos los centros de instrucción primaria y secundaria de las regiones autónomas». Es decir, nada que ver con el panorama educativo de la Cataluña de 2006.

Del «blindaje» de campesinos al de los diputados
Aparte de los principios generales, y por mucho que se empeñe el presidente del Gobierno, lo cierto es que 75 años no pasan en balde y la sociedad de entonces tiene muy poco que ver con la de ahora. Hay cosas que no cambian, como la inmunidad de los diputados «salvo en caso de flagrante delito» (artículo 56 de la Constitución republicana), pero la «Tercera República» de Zapatero tendría muy difícil defender que la propiedad privada pueda ser «socializada» (art. 44) y debería abrir el abanico de su especial protección a un colectivo más amplio que el de los campesinos, «blindados» por el artículo 47.

Tampoco sería un juego de niños conseguir que el Estado no reconociera «las distinciones y los títulos nobiliarios» (art. 25), aunque en este asunto el presidente siempre podría contar con la ayuda entusiasta de Gaspar Llamazares...

«No vamos a consentir un referéndum sobre Navarra como concesión a ETA»
«Los violentos tienen que aceptar que su proyecto político es automáticamente rechazado en Navarra, no con un referéndum nuevo sino con una trayectoria de 25 años de democracia»
ALMUDENA MARTÍNEZ-FORNÉS ABC 14 Abril 2006

MADRID. Las negociaciones del Gobierno con ETA han llenado de inquietud a los navarros, que temen ser utilizados como moneda de cambio en este proceso, ya que una reivindicación histórica de los nacionalistas es la anexión al País Vasco de esta Comunidad que siempre ha sido leal a España. Pero esta inquietud se dispara al ver el giro que ha dado el PSOE en los últimos dos años hasta el punto de acercarse a los partidos nacionalistas más radicales, como ha hecho en Cataluña y en cinco grandes Ayuntamientos navarros, con tal de estar en el poder.

El presidente de Convergencia de Demócratas de Navarra (CDN), Juan Cruz Alli, cuyos cuatro parlamentarios dan la mayoría absoluta a Unión del Pueblo Navarro (23 escaños), advierte en esta entrevista que «el afán de poder del PSOE le puede llevar a hacer concesiones» e incluso a recurrir a «subterfugios» en nombre de la paz. De momento, el que fue presidente de Navarra entre 1991 y 1995 alerta sobre la nueva postura del PSOE, que siempre había defendido el proyecto de una «Navarra diferenciada» del País Vasco, y ahora ya no se compromete.

-El Gobierno de Navarra ha denunciado guiños continuos al nacionalismo por parte del Partido Socialista en algunos ayuntamientos.
-El Partido Socialista tiene un modelo dentro de España, que hemos visto particularmente en Cataluña. En Navarra están experimentándolo en algunos Ayuntamientos importantísimos, donde hay Alcaldía socialista apoyada por los nacionalistas. En Sangüesa, los socialistas gobiernan con el apoyo de los nacionalistas y de un grupo independiente donde está la gente que era de Batasuna. En Navarra, con once diputados, están en mínimos históricos por los escándalos de corrupción de Urralburu y compañía, y son conscientes de que la única posibilidad que tienen de presidir un gobierno es contando con todos los demás: IU, Nafarroa Bai -que agrupa a EA, PNV y Aralar- y lo que salga de la alternativa Batasuna. Esto no debe sorprendernos porque seguiría el modelo catalán, donde para quitar del medio a CiU, se pactó con los nacionalistas más radicales. Estoy convencido de que la operación de Cataluña la quieren reproducir en el País Vasco para eliminar al PNV. Se trataría de todos contra el centro-derecha y en Navarra eso significaría todos contra UPN-CDN.

-En ese contexto ¿cree que Navarra podría ser utilizada como moneda de cambio en las negociaciones con los terroristas?
-Van a pedir la territorialidad, pero el problema es saber hasta dónde estarán dispuestos a darles. Lo que vamos a hacer UPN y CDN está claro: negarnos a que en Navarra se proceda a un referéndum como concesión a ETA, porque eso es un precio político a los violentos y los violentos tienen que aceptar que su proyecto político es automáticamente rechazado en Navarra, no con un referéndum nuevo sino con una trayectoria de 25 años de democracia. Pero frente a esa postura firme de UPN y CDN, nos encontramos la ambigüedad del Partido Socialista, que se ha agudizado tras el anuncio de ETA. Además, los socialistas justificarán su postura diciendo que se trata de solucionar un problema de Estado, y nos acusarán de insolidarios. Ahora, si quieren convocar un referéndum, que no cuenten con nosotros, y si quieren respetar la voluntad del Parlamento de Navarra, les diremos que no.

-El Amejoramiento del Fuero navarro es el único estatuto histórico que en su día no se sometió a referéndum. ¿Tampoco cree usted que deba ser sometido ahora a una consulta, como piden los nacionalistas vascos?
-Ahora, al cabo de 25 años, el PSOE también quiere someter el Amejoramiento a referéndum como subterfugio. Pretenden hacer cualquier modificación del Amejoramiento y someterlo a referéndum. Parece que esto es lo que podrían darles (a los terroristas) en una negociación: un referéndum que aunque formalmente fuese sobre un aspecto puntual del Amejoramiento, se convirtiese en el fondo en un referéndum sobre el Amejoramiento, de forma que quienes lo apoyaran votarían a favor de Navarra diferenciada y quienes votaran en contra votarían a favor de Navarra integrada (en el País Vasco). Es decir, darle la vuelta a la disposición transitoria cuarta de la Constitución.

-¿Por qué es tan importante mantener esta disposición?
-Porque es la garantía en la Constitución de que nadie puede tomar decisiones al margen del Parlamento y del pueblo navarro. El PSOE, que fue uno de los coautores de la transitoria, ahora la quiere modificar porque esta disposición no es un camino para llegar a Euskadi, sino un obstáculo. No hay mejor garantía de que nadie puede imponer ninguna decisión al pueblo navarro que el reconocimiento por la Constitución de ese derecho de autodeterminación. También hay otro argumento. Suprimir ese hecho diferencial de Navarra nos uniformiza más con el régimen autonómico. Para modificar su régimen, las demás tienen que hacerlo como ha hecho Cataluña (ir a las Cortes, negociar, modificar una Ley orgánica...) y nosotros lo podemos hacer sólo por una iniciativa en el Parlamento de Navarra y someterlo a referéndum, aunque el referéndum lo tenga que autorizar el Gobierno de Madrid.

-¿Apoyaría en estos momentos la resurrección del órgano común vasco-navarro?
-Los convenios de gestión y acuerdos de cooperación entre Comunidades caben en el marco de la Constitución y se contemplan en el Amejoramiento y en el Estatuto vasco. Lo que pasa es que hoy tendrían un significado distinto, porque se trataría de transmitir también como un precio político y nosotros partimos de que un órgano puede ser viable en el marco constitucional pero no puede ser nunca un precio por la paz.

García de Cortázar: «Absurdo e inoportuno»
ABC 14 Abril 2006

El catedrático de Historia Contemporánea de la Universidad de Deusto Fernando García de Cortázar es concluyente ante la posibilidad de que se rescate la fórmula de un órgano de cooperación vasco-navarro: «Sería completamente inoportuno, sería entrar en una dinámica un poco inocente de atender sólo las exigencias proetarras», dijo a ABC.

García de Cortázar se mostró contrariado porque cuando se habla de pacificación y normalización «sólo quiere decir que se atiende lo que pide ETA: legalizar a Batasuna, sacar a los presos de la cárcel y ahora, un órgano para unir el País Vasco y Navarra».

A su juicio, después de 25 años de democracia y de Estado de las Autonomías, «recurrir a una solución así está fuera de la realidad; sería un absurdo, aunque fuera planteable en los años setenta dado el carácter vasco de una parte de Navarra». Así, propone «estar atentos y resistentes a cualquier maniobra de este tipo».

CRISIS ABIERTA POR EL PROGRAMA NUCLEAR DE TEHERÁN
EEUU advierte a Irán de que instará a la ONU a aprobar una resolución que incluya la intervención militar
El Gobierno de EEUU ha advertido al régimen de Irán de que estudiará la "gama completa de opciones" de que dispone el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas para responder al constante desafío que el Gobierno de Teherán lanza a las resoluciones adoptadas para poner fin a su programa nuclear. Una de ellas, destacó la secretaria de Estado Condoleezza Rice, es el Capítulo VII de la Carta de la ONU que prevé una intervención militar para garantizar la seguridad mundial. En medio de la tensión diplomática, el director de la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA), Mohamed El Baradei, concluyó su visita a Irán sin lograr que las autoridades iraníes depongan su actitud. El contencioso, dijo, es "difícil y complicado".
Agencias Libertad Digital 14 Abril 2006

En declaraciones a la prensa tras entrevistarse en Washington con el ministro canadiense de Asuntos Exteriores, Peter MacKay, la secretaria de Estado de EEUU, Condoleezza Rice, ha advertido de que Washington estudiará "la gama completa de opciones" de que dispone el Consejo de Seguridad de la ONU para responder al desafío constante de Teherán a las resoluciones para poner fin a su programa nuclear.

Entre las opciones, destacó Rice, se encuentra la capacidad de obligar a Irán a deponer sus ambiciones nucleares en virtud del "Capítulo VII" de la Carta de las Naciones Unidas, que prevé sanciones o incluso una intervención militar. Añadió que "tendrá que haber alguna consecuencia" para el rechazo de Irán a suspender sus actividades de enriquecimiento de uranio, tal y como exigió el Consejo de Seguridad en una declaración a finales de marzo.

La jefa de la diplomacia estadounidense reiteró que "no existe ninguna duda de que Irán sigue desafiando la voluntad de la comunidad internacional a pesar del hecho de que la comunidad internacional le ha dicho muy claramente que pare (de enriquecer uranio".

En tanto, el director de la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA), el egipcio Mohamed El Baradei, concluyó su visita de un sólo día en Irán, en la que intentó convencer a los líderes de este país de que suspendan su plan nuclear. Según informa la agencia oficial iraní de noticias, ISNA, el egipcio partió la madrugada de este viernes hacia Viena tras haberse reunido en Teherán con el director del Organismo de la Energía Atómica de Irán, Gholamreza Aghazadeh, y con el principal negociador en el caso nuclear y secretario del Consejo Supremo de Seguridad Nacional, Ali Lariyani.

Durante sus conversaciones en Teherán, el director de la AIEA intentó llegar a un entendimiento para resolver el contencioso iraní, al que calificó de "difícil" y "complicado". Su visita se produce antes de que presente su informe respecto a las actividades nucleares iraníes tras el plazo fijado por la ONU para que Teherán responda a las exigencias de la comunidad internacional y ponga fin al enriquecimiento de uranio.

TIENE APOYO ECONÓMICO DEL GOBIERNO VASCO
Un observatorio vasco tramita 4.000 quejas contra médicos, jueces y policías por no hablar en euskera
SERVIMEDIA El Mundo  14 Abril 2006

MADRID.- Una entidad lingüística financiada por el Gobierno de Juan José Ibarretxe ha tramitado 4.000 quejas en los últimos cinco años contra profesionales vascos, como médicos, jueces o policías, por no hablar euskera o por no utilizar esta lengua en su trabajo.

Esta entidad es el denominado Observatorio de los Derechos lingüísticos "Behatokia", creado en 2001 y que ha recogido y enviado a distintos organismos públicos y privados lo que denomina "vulneraciones de los derechos lingüísticos" de los ciudadanos vascoparlantes del País Vasco, Navarra y Francia.

"Behatokia" es una fundación impulsada y dirigida por el Consejo de los Organismos Sociales del Euskara ("Kontseilua"), de quien obtiene su financiación. A su vez, este Consejo cuenta con el apoyo económico de las Administraciones Públicas del País Vasco, que subvencionan un 18% de sus gastos.

Según informaron a Servimedia fuentes de este Observatorio, estas instituciones públicas que financian el Observatorio son el Gobierno vasco, las Diputaciones Forales, los ayuntamientos de Bilbao, San Sebastián y Vitoria y "varios municipios del país Vasco".

Por otro lado, Behatokia "mantiene relaciones con el Consejo de Europa en lo respectivo a la implementación de la Carta Europea de las Lenguas Regionales o Minoritarias", en colaboración con el Observatorio de la Lengua Catalana y la Mesa por la Normalización Lingüística gallega, entre otros organismos.

Teléfono del Euskera
Asimismo, el Observatorio ofrece a los vascohablantes un servicio gratuito de atención telefónica, al que pueden acudir para denunciar lo que consideren vulneraciones de su derecho a utilizar el euskera.

A lo largo de los últimos cinco años, este teléfono ha recopilado más de 4.000 quejas e iniciado otros tantos expedientes. Asimismo, a partir de éstos se han elaborado cinco informes anuales, en los que se explicitan los casos más relevantes ocurridos en País Vasco, en Navarra (donde la lengua vasca es cooficial, en algunas zonas) y en Francia.

La mayoría de estos casos se refieren a procesos fiscales, judiciales y burocráticos, estos últimos, sobre todo en relación con trámites realizados en los ayuntamientos, que suponen un 33,7% de las quejas recogidas en el ámbito público. Se trata de procesos en los que los interesados han demandado comunicarse, oralmente o por escrito, en vasco, y se les ha negado esta posibilidad, al tiempo que se recogen casos de señales viarias, notificaciones de multas y servicios telefónicos disponibles "sólo en castellano".

Asimismo, hay casos de pacientes de la red pública sanitaria que no pudieron ser atendidos en vasco (9,5% de los casos registrados en el ámbito público), pese a solicitarlo expresamente. En concreto, fuentes de Behatokia destacaron el caso de un niño que, al acudir a Urgencias (servicio al que no puede pasar en compañía de sus padres), tuvo graves dificultades de comunicación, puesto que el médico sólo hablaba castellano y el menor sólo hablaba euskera.

En algunos casos, Behatokia ha personalizado recursos judiciales. Tal es el caso del recurso contencioso- administrativo contra el Ayuntamiento de Lesaka (Navarra) "por haber rebajado el nivel de conocimiento de euskera necesario en varios puestos de trabajo municipales".

Otro caso es el de un ciudadano de Vizcaya al que, tras ofrecerse a declarar como testigo en un juicio, "se le acabó abriendo un proceso penal" por negarse a declarar en otra lengua que no fuera la vasca, según señalaron las citadas fuentes.

Denuncia ante el juez Grande-Marlaska la reunión anunciada entre Ibarretxe y BATASUNA para el día 19 de abril, e insta al Lehendakari a anular dicha reunión
COMUNICADO DE PRENSA DEL FORO ERMUA  14 Abril 2006

Bilbao. 14 de abril de 2006. El FORO ERMUA ha presentado hoy una denuncia ante el juez de la Audiencia Nacional Grande–Marlaska solicitando que tome las medidas oportunas para evitar la quiebra de la medida cautelar de suspensión de BATASUNA que supondría la celebración de la anunciada reunión del Lehendakari con BATASUNA el próximo día 19 de abril. Asimismo, en el día de hoy, ha requerido al Sr. IBARRETXE para que anule la citada reunión con BATASUNA.
BATASUNA es una asociación declarada terrorista por la Audiencia Nacional, la U.E. y los EE.UU. y considerada instrumento de ETA por el Tribunal Supremo mediante Sentencia firme. Se encuentra ilegalizada y suspendidas sus actividades por el Tribunal Supremo y la Audiencia Nacional, respectivamente.

El Sr. IBARRETXE, al promover la quiebra de la medida cautelar dictada y la desobediencia a la sentencia de ilegalización dictada por el Tribunal Supremo, no sólo nos aporta un claro ejemplo del tipo de compromiso con el Estado de Derecho y la Democracia que tiene el Gobierno vasco, sino que puede incurrir en una actuación delictiva. El FORO ERMUA trabajará todo lo necesario para que se cumpla la Ley y para perseguir los delitos que se cometan al obviar las prohibiciones de actuación de BATASUNA.

Por su parte, la pasividad de la Fiscalía General del Estado y de la Delegación del Gobierno ante el anuncio público de la reunión de una organización terrorista es un elemento más para quebrar la confianza que inicialmente depositamos en el Gobierno ante la tregua de ETA. Esta pasividad hay que sumarla a la misma pasividad en estas recientes semanas frente a las anteriores actuaciones públicas de BATASUNA, al ensalzamiento o justificación de la figura de OTEGI por parte de Presidente RODRÍGUEZ ZAPATERO y del Secretario de Organización del PSOE, Sr. BLANCO, y a la calificación de “accidentes” de los asesinatos por parte del mismo Sr. ZAPATERO, entre otras.

Todas estas actitudes permisivas y claudicantes generan una profunda preocupación en el FORO ERMUA y nos hacen perder la confianza en la determinación que pudiera tener el Gobierno de España para aprovechar la situación actual para perseguir la derrota final del terrorismo.

No se nos puede pedir que confiemos en las declaraciones del Gobierno afirmando que no pagará un precio político a ETA por dejar de matar, cuando vemos como no hace nada porque se aplique la Ley a una organización declarada terrorista e instrumento de ETA, como es BATASUNA. Tal actitud es ya el pago de un nuevo precio político.

Para más información: Mikel Buesa, Presidente del Foro Ermua. 650 97-42-04

Recortes de Prensa   Página Inicial