AGLI

Recortes de Prensa     Lunes 18  Diciembre  2006

Los terroristas siguen desnudos
Raúl González Zorrilla Periodista Digital 18 Diciembre 2006

La negociación política con la banda terrorista ETA impulsada por el presidente José Luis Rodríguez Zapatero ha dado luz en Euskadi al surgimiento de una ética indolora, acomodaticia y dúctil que, efectivamente, habla vacuamente en favor de los derechos humanos, demanda la paz, exige el fin definitivo de los crímenes y reclama la conclusión de la extorsión y de las amenazas, pero lo hace siempre con emplastos argumentales que difuminan la autoría de los asesinatos, que evitan señalar con nombres y apellidos a los responsables de los delitos, que abogan por extender la responsabilidad de la barbarie a toda la sociedad, que obvia a los muchos cómplices políticos de la atrocidad y que llora por las víctimas del horror al mismo tiempo que solloza por la existencia de los victimarios.

El talante negociador del Presidente del Gobierno conecta a la perfección con la corriente políticamente correcta que marca la vida diaria en el País Vasco desde hace más tiempo del que podemos recordar. El sentir “soft”, la moral light, el pensamiento débil, la ideología de bajo coste, los principios blandos y las actitudes más condescendientes son las que dibujan los ritmos de la actualidad en Euskadi y, por ello, todos aquellos discursos que defiendan un compromiso frívolo, etéreo e incorpóreo con la paz, con el fin de la violencia y con la convivencia “para todos” siempre están abocados al éxito. De hecho, el indudable tirón popular que en Euskadi tienen personajes como el lehendakari Juan José Ibarretxe o como el propio presidente del Ejecutuvo, José Luis Rodríguez Zapatero, ambos adalides incuestionables de esta forma de contemplar la realidad, es una prueba irrefutable de esto que señalamos.

Según esta cantinela “buenista” impulsado por el Ejecutivo socialista con el apoyo incondicional del PNV y de otros nacionalistas “moderados”, mostrar resistencia a comulgar con los postulados monolíticos de los patriotas vascos, renunciar a abrazarse con quienes han apoyado directa o indirectamente cientos de asesinatos, negarse a trabajar políticamente junto a los que todavía no han condenado ningún acto de terrorismo, pedir que se cumpla la legalidad actualmente vigente y demandar que las fuerzas de seguridad detengan a los criminales son comportamientos graves e inmovilistas que, según nos han explicado grandes pensadores como José Blanco, Iñaki Anasagasti, Carod Rovira o Gaspar Llamazares, merecen la repulsa de toda la sociedad.

Pues bien, qué le vamos a hacer. Hay, efectivamente, un gran entramado político, social, mediático y culturalmente surrealista y fariseo que no se cansa de acusar a los demócratas de inmovilismo y que permanentemente coloca en la extrema derecha a quienes solamente exigimos que el Estado de derecho siga en activo, que se termine policial y judicialmente con los criminales, que se condene a los cómplices de éstos, y que se aísle absolutamente a quienes no solamente son incapaces de condenar la violencia, sino que además, aún abogan por el tiro en la nuca y el coche bomba como métodos válidos para imponer sus ensoñaciones aberrantes.

La Administración socialista, cuando mira a la banda terrorista ETA, quiere ver, por error, por terquedad, por prepotencia y por perversión ideológica, a los asesinos vestidos con los oropeles flamantes del parlamentarismo, del diálogo, de la legalidad y de la tolerancia. Pero, por mucho que les pese a los abanderados de la negociación política con los etarras, quienes jamás han cometido casi un millar de asesinatos, y quienes jamás han condenado ninguno de estos atentados, siguen desnudos.

Absoluta y totalitariamente desnudos.
Blog de Raúl González Zorrilla http://gonzalez-zorrilla.blogspot.com/

Egunkaria, la impunidad que quiere ETA
Editorial ABC 18 Diciembre 2006

EL cambio de criterio de la Fiscalía en el «caso Egunkaria» es la decisión más grave tomada por Conde-Pumpido desde que decidió implicar al Ministerio Público en el proyecto político del presidente del Gobierno para negociar con ETA el fin de la violencia. En 2003, el juez Juan del Olmo ordenó el cierre del diario Egunkaria por los indicios que apuntaban a su pertenencia a ETA. En noviembre de 2004, Del Olmo procesó a los responsables de esta publicación, incluido el omnipresente Xabier Alegría, enlace principal de la cúpula terrorista con algunos de los frentes de ETA, por los que está siendo juzgado actualmente. En enero de este año, la Audiencia Nacional confirmó el procesamiento de los imputados alegando que el diario «estaba sometido a la dirección de ETA». Todas estas decisiones fueron tomadas con el apoyo expreso o la petición directa del Ministerio Fiscal, el mismo que ahora ha solicitado el sobreseimiento provisional de la causa porque los indicios de las relaciones con ETA no son suficientes para abrir juicio oral.

Esta actuación de la Fiscalía merece una aclaración institucional exhaustiva -sin descartar otras actuaciones- porque implica una desautorización injustificada a sí misma y a las decisiones que el propio Ministerio Fiscal ha ido solicitando a los diversos tribunales que han conocido la causa contra Egunkaria. Es sorprendente que en el mismo proceso en el que había fundamentos suficientes para cerrar un periódico, procesar a sus responsables y confirmar su procesamiento hace sólo once meses, de repente haya desaparecido hasta el más mínimo indicio de la relación de Egunkaria con ETA. El fiscal no ha esperado siquiera a la celebración de la vista oral para justificar, ya con pruebas en sentido estricto, el cambio de criterio.

Obviamente, los abogados del entramado batasuno han celebrado esta decisión de la Fiscalía como un éxito y exigen que se aplique a todos los sumarios abiertos contra el entramado de ETA. El fiscal les ha dado una gran baza y lo ha hecho en el momento crítico del «proceso de paz», cuando suenan campanas de ruptura y el Gobierno no tiene más margen de actuación que el de ofrecer estas cesiones de impunidad judicial a través de la Fiscalía, pero suficientemente dañinas para perjudicar tanto el crédito del Ministerio Público -adelantado por las acusaciones populares en defensa de la legalidad antiterrorista- como la eficacia de la acción judicial al entramado de ETA, causa directa del declive definitivo que sufrieron los terroristas durante el segundo mandato de Aznar. Dijo Zapatero que no iba a cometer los errores del ex presidente del Gobierno durante la tregua de 1998. Y es cierto. Está cometiendo otros y mucho más graves, porque los estragos judiciales que está causando la Fiscalía son muchos más perjudiciales e irreversibles que cualquier acercamiento de presos.

Los guiños de la mentira al crimen
EDITORIAL Libertad Digital 18 Diciembre 2006

Pilar Ruiz, la madre del edil socialista asesinado por ETA, Joseba Pagazaurtundua, ya se lo dijo en mayo de 2005 al secretario general de los socialistas vascos: "Patxi, ya no me quedan dudas de que cerrarás más veces los ojos y dirás y harás más cosas que me helarán la sangre, llamando a las cosas por los nombre que no son". Lo cierto es que los dirigentes socialistas –y no sólo Patxi López–, tras prenegociar de manera clandestina el "alto el fuego" con los terroristas y disfrazar de "proceso de paz" el "pacífico" chantaje etarra, han hecho y dicho muchísimas más cosas que deberían helar la sangre a cualquier demócrata.

Si para preparar a los ciudadanos ante lo que iba a ser la primera entrevista pública con la ilegalizada Batasuna Patxi López dijo aquello de que "habrá que admitir parte de las razones del adversario" –y no se refería al PP, sino a ETA–, con tal de "conseguir un acuerdo histórico para lograr que desaparezcan 40 años de violencia", este domingo Rodolfo Ares ha ido todavía más lejos dando por bueno, no ya parte, sino todo lo propuesto por la ilegalizada representación política de ETA en su declaración de Anoeta de 2004.

¿Quiere decir esto que los socialistas ahora dan por bueno que Batasuna siga sin condenar la violencia, tal y como los proetarras se negaron a hacer en esa declaración previa al alto el fuego? ¿O que sigan exigiendo como "resolución del conflicto" un falso e ilegal "derecho" de autodeterminación con el eufemismo de "respeto a lo que decidan los vascos"? Eso, por no recordar lo de la impunidad de los crímenes y las exigencias anexionistas de Navarra y una parte de Francia.

Entonces, y siguiendo con las preguntas retóricas, ¿por qué hacen "trampas" los socialistas, empezando por el Gobierno, haciéndonos creer que ETA ha dado la menor muestra de querer renunciar a cobrar políticamente por dejar de matar? ¿Por qué hacen "trampas", tanto con lo que dice la declaración de Anoeta como con lo que dice la chantajista tregua de ETA?

En una alarde de engañosa firmeza, Rodolfo Ares ha instado a los proetarras a "no buscar triquiñuelas" para poder presentarse a las elecciones "sin respetar las reglas de juego". Pero, ¿es que a este indigno compañero de tantos socialistas asesinados le parece ahora una muestra de "respeto a las reglas de juego" la declaración proetarra de Anoeta? Y en cuanto a las "triquiñuelas", ¿acaso no es la "izquierda abertzale" la más interesada en presentarse a cara descubierta a las elecciones, sin tener que condenar ni renunciar –eso sí– ni a la violencia ni a los totalitarios objetivos de siempre?

¿Qué legitimidad, por otra parte, tienen ahora los socialistas para reprochar las "triquiñuelas" a sus todavía compañeros de viaje? ¿Acaso los socialistas han instado a su servil fiscal general a que proceda contra esa mascarada batasuna conocida por PCTV? ¿Acaso no fue el propio ministro de Justicia el que, este verano, propuso una triquiñuela similar a los batasunos, desvirtuando, de paso, el artículo 3 del Código Civil? Eso, por no recordar lo "pacíficos" que ha visto Zapatero a Otegi, a Josu Ternera o a De Juana Chaos en unas declaraciones que deberían "helar la sangre" a cualquier persona con una distinción mínimamente clara del bien y del mal.

En cualquier caso, y aunque los socialistas quieran curarse ahora en salud, digamos una vez más que los tramposos son ellos, y lo seguirán siendo incluso cuando los etarras dejen en evidencia, no ya de palabra sino también de obra, que siguen siendo los mismos criminales de siempre.

Pernando y compañía avisan: el proceso contra España entra en barrena
Santiago Abascal elsemanaldigital  18 Diciembre 2006

El día 21 llega el frío invierno para un Gobierno ciego, sordo y mudo que no quiere enfrentarse a la realidad ni contar la verdad. Ese día es posible que ocurra algo.

18 de diciembre de 2006. Juan Mari Olano, portavoz de la ilegal Askatasuna, escoltado por la plana mayor de ETA-Batasuna (Otegi, Permach y Rufino Etxebarria), aseguraba el miércoles que "el proceso de paz está a punto de hundirse".

El jueves era el inefable Pernando Barrena el que advertía al mundo –y sobre todo a sus bases- lo que se veía venir: "El proceso está en vía muerta y no tiene posibilidades de avance". Es decir, que el proceso abierto por ETA y ZP contra España entra en... barrena. Y esta caída libre no la para ya el Gobierno por mucho que insulte a los discapacitados que acuden a las manifestaciones de la AVT.

Ya el jueves, fue el mismísimo capo Otegi el que habló en una rueda de prensa-manifestación frente a la sede socialista en Bilbao afirmando que el proceso de paz "es inviable" porque el PSOE "ha roto las condiciones"

Este domingo los terroristas callejeros han vuelto a hacer de las suyas calcinando por completo un autobús urbano. Y el sinuoso socialista Rodolfo Ares exige a Otegi "ir pueblo a pueblo, barrio a barrio, a parar y a desmontar este tipo de acciones".

El panorama, visto desde fuera, visto por los que no traficamos ni negociamos con las libertades y la seguridad de los españoles, está claro; ambos bandos contendientes en la negociación comienzan a echarse culpas y a advertirse públicamente de los movimientos que se hacen o los que se dejan de hacer. Y ésa es una estrategia lógica en los que esperan un suceso grave y se preparan unos a otros para echarse la culpa. Ese suceso no es otro que la ruptura del parón etarra y el reinicio de los atentados.

Para empezar, el día 20 concluye el otoño y con el fin de estación concluye, al parecer, el plazo dado al Gobierno por los terroristas. Por eso, ETA-Batasuna y asociados han convocado para ese día concentraciones pueblo a pueblo en todos los puntos del País Vasco. Para preparar algo, para anunciar algo, para justificar algo, para escenificar algo.

El día 21 se inicia el que puede ser el frío invierno para un Gobierno ciego, sordo y mudo que no quiere enfrentarse a la realidad. Ese día, con mucha probabilidad, ocurrirá algo; o la ruptura definitiva, o la suspensión de un alto el fuego que nunca existió, o el inicio del principio del fin con un durísimo comunicado etarra que advertiría al Gobierno con alguna suerte de ultimátum.

Pero el Gobierno de Zapatero ya no tiene margen de maniobra. Es un Gobierno petrificado por la sociedad española, una sociedad-pancarta, un nación viva, un pueblo sublevado contra la traición que ha hecho suya la máxima unamuniana y la ha lanzado contra su propio Gobierno: "No me prediques la paz que la tengo miedo. La paz es la sumisión y la mentira. Ya conoces mi divisa: primero la verdad que la paz".

La mayoría de los españoles queremos pues saber la verdad, derrotar a ETA en la guerra cobarde, sucia y terrorista que nos ha declarado. Sólo así serán posibles la paz y la libertad.

Garzón, el hombre que las veía venir cruzado de brazos
Antonio Javier Vicente Gil Periodista Digital 18 Diciembre 2006

La Ley de Partidos de junio de 2.002 establece en su artículo 12, apartado 1, párrafo a, que “Tras la notificación de la sentencia en la que se acuerde la disolución, procederá el cese inmediato de toda la actividad del partido político disuelto. El incumplimiento de esta disposición dará lugar a responsabilidad, conforme a lo establecido en el Código Penal”.

Que sepamos Batasuna está ilegalizada y por tanto cualquier actividad que realice es un delito. Hoy El País informa sobre las actividades de Batasuna, que como veremos dice que son muchas y variadas y sin embargo no hemos visto a Garzón ni a ningún otro juez de la Audiencia Nacional, a la que compete este asunto, mover un dedo ni para impedir estos delitos anunciados hasta en los periódicos ni para imputar a sus responsables una vez cometidos.

El País deja bien clara la situación en un artículo titulado “Batasuna reconoce que puede "hacer más" para salvar el proceso”

“La izquierda abertzale se prodigó ayer una vez más en intervenciones y actos públicos. De hecho, es probablemente el partido que pese a su ilegalización más presentaciones de precampaña ha realizado: tanto en Navarra, comunidad donde dio el pistoletazo de salida con un acto el 28 de noviembre, como en las principales capitales vascas.”

Garzón está muy apenado por la muerte de Pinochet, pero por haber escapado a la justicia, sin embargo va diciendo que va a seguir investigando a Pinochet y sus cuentas, pero al parecer tanta actividad a nivel mundial no le deja tiempo para leer El País e informarse de que ETA Batasuna están delinquiendo diariamente y que el ni se entera o si se entera se adapta a los nuevos tiempos del proceso.

Y luego dicen que a ETA no se le hacen concesiones, el hecho de dejar a ETA Batasuna campar a sus anchas al parecer solo es eso que llaman un respeto escrupuloso a la legalidad vigente y pasota.

Podemos todos dormir tranquilos sabiendo que Garzón vela por nuestra seguridad viendo amanecer mientras busca pruebas para enjuiciar miles de crímenes que se cometen fuera de nuestras fronteras, que son los que nos intranquilizan.

Que El País ya diga que la justicia está corriendo un tupido velo sobre los delitos diarios de ETA Batasuna vuelve a obligarme a alabarles por su valentía.

Don Jesús de Polanco gracias por segunda vez en dos días, y debo decirle que si no fuese por la abyecta aberración que han cometido con el poliomielítico de la manifestación de la AVT en Sevilla al que están utilizando para uno de sus vomitivos montajes, hubiera vuelto a comprar El País, a oír la SER y a ver La Cuatro. Lo siento.

Desafortunado comportamiento del PSOE, tras el "error" de Gabilondo
Editorial Elsemanaldigital 18 Diciembre 2006

El secretario de Organización del PSOE, José Blanco, y el portavoz del Grupo Socialista en el Congreso de los Diputados, Diego López Garrido, se han apoyado en lo que tiene toda la apariencia de un montaje informativo del periodista Iñaki Gabilondo para atacar a la Asociación de Víctimas del Terrorismo. Pero su ataque ha rebasado los límites hasta ahora vigentes en la política, y ha causado sonrojo a muchos dirigentes del mismo PSOE.

Como se recordará, el pasado jueves en el espacio informativo que Gabilondo dirige en una cadena de televisión nacional se trató como noticia la presencia de una persona en silla de ruedas en la primera fila de la manifestación celebrada por la AVT, en Sevilla, el pasado 1 de octubre. Blanco y López Garrido se hicieron eco de todo esto para atacar a la AVT, al Partido Popular y para defender la actuación del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero en su negociación con la banda terrorista ETA.

Sin embargo, la Asociación de Víctimas del Terrorismo ha demostrado que se trataba de un caso de abierta manipulación, ya que la persona objeto de la polémica es un discapacitado, marido de una concejala del PP, a quien se facilitó una silla de ruedas por razones de seguridad aplicadas en todas las grandes concentraciones de masas. Gabilondo, Blanco y López Garrido tenían medios sobrados para informarse de la situación exacta, y si no lo hicieron así, desde luego, dañaban la imagen de las víctimas de ETA ante la opinión pública.

En política no todo es admisible; el PSOE podrá defender dentro de la Ley las políticas que considere más adecuadas, pero no puede recurrir al insulto, a la falsedad o a los ataques personales como éste. Es natural que la existencia de la AVT y su capacidad de denunciar lo que consideran claudicaciones del Gobierno movilizando a millones de personas pongan nerviosos a algunos representantes socialistas, pero no todo vale. Y menos contra personas que ya han sufrido mucho a causa del terrorismo.

José Blanco no puede aspirar a ser un hombre de Estado mientras no se disculpe con las víctimas y con el discapacitado a quienes ofendió injustamente; el PSOE no puede desahogar su nerviosismo electoral y sus frustraciones políticas con los más débiles, a quienes ETA ya hizo pagar un precio demasiado alto por defender nuestra democracia.

Moraleda
La censura de Zapatero
Isabel Durán Libertad Digital 18 Diciembre 2006

Zapatero se erigió ante el mundo entero como un firme partidario de la censura cuando, en plena crisis de las viñetas, firmó junto con el copatrocinador de la Alianza de Civilizaciones, Recep Tayyip Erdogan, un asombroso artículo impropio de un presidente del gobierno democrático, en defensa de la autocensura frente al Islam. "La publicación de estas caricaturas puede ser perfectamente legal, pero no es indiferente y debe ser rechazada desde un punto de vista moral y político", condenó el socialista español en las páginas del International Herald Tribune.

Al margen de las públicas reivindicaciones de censura y sumisión al islamismo radical, que no revelan sino una cobardía manifiesta y una grave negación de los valores occidentales, existe hoy en España un déficit democrático preocupante. Nacido bajo el lema "Queremos saber", los 56 meses de andadura del Gobierno de Zapatero constituyen un florido rosario de tics autoritarios, algunos de ellos de extrema gravedad, digeridos con cierta naturalidad por gran parte la opinión pública. Es una suerte de mal endémico que no debería ser pasado por alto y tendría que hacer saltar las alarmas.

Zapatero, capaz de hurtar al Parlamento toda información sobre sus negociaciones con los terroristas, de impedir las preguntas de los periodistas en viajes de Estado, con un gabinete cuyos ministros eluden a su antojo y cuantas veces les viene en gana su deber de informar sobre sus respectivas obligaciones, cuyos titulares ministeriales recriminan a periodistas o les dicen impúdicamente lo deben preguntar, tiene en la larga mano de Fernando Moraleda la vara de la censura más allá de lo fácilmente detectable por la opinión más o menos informada.

Un control, el ejercido por el ex sindicalista agrario, que se desarrolla entre bambalinas, en el oscuro juego de intereses soterrados pactados de espaldas a la opinión pública; un mercadeo, en definitiva, que salpica incluso a los aparentemente más beligerantes con el Gobierno, que juegan a la política del palo y la zanahoria, o a los presuntamente equidistantes con el Poder. Pero lo grave no es la voluntad de control del Poder sobre la Prensa, inherente prácticamente a cualquier Gobierno, lo peor es la capacidad real de control que hoy tiene La Moncloa en los medios de comunicación españoles.

La Constitución consagra la libertad de expresión y el derecho a la información. Zapatero y Moraleda "vigilan", "crean lazos" y trapichean. Tejen con su red de "favores personales" el traje de la censura monclovita a su medida.

Desconcierto socialista
Manuel Molares do Val Periodista Digital

Un número creciente de socialistas se queja de que Rodríguez Zapatero insista en negociar con una ETA envalentonada por las nuevas camadas de agresivos batasunos que lo desafían con insultos y humillaciones.

Es dificilísimo que ZP consiga que ETA desaparezca, aunque si la banda se mantiene en estado latente, "quizás no nos dañe demasiado", creen esos militantes.

“Pero por mucho que culpemos al PP del fracaso, como haya sangre, se nos tambalea el PSOE, desacreditado también por el descontrol autonómico provocado por el Estatuto de Cataluña”, dicen los más aventurados.

Para ellos el balance del Gobierno es vulgar y triste: la política económica es derechista, y la social no se distingue mucho de la del PP; con los homosexuales coinciden en todo menos en llamar a su enlace matrimonio, en el del machismo discrepan sólo en que los populares no culpaban automáticamente al hombre de todas las agresiones.

Buena parte de las ayudas que propugna la Ley de Dependencia ya las concede el PP en Madrid, y la corrupción es igual bajo administraciones izquierdista, derechista o nacionalista.

La estrella de su mandato, la ley de Memoria Histórica, hace pasar por vencidos a los descendientes de ambos bandos de la guerra: pero el mismo ZP, por parte de madre, desciende de vencedores.

En política internacional España ya no cuenta ni en Europa, pero ni siquiera en Latinoamérica. Sólo la retirada de Irak, cuyo impacto se agotó, todavía tiene cierto valor simbólico.

Sus iniciativas son contraproducentes: la Alianza de Civilizaciones es una Alianza de Religiones, incompatible con la Ilustración, y sus intentos de lograr protagonismo en el Oriente cercano reciben rechazo israelí, estadounidense y de media Europa.

Sólo queda ETA, resumen numerosos socialistas: si el final es infeliz, Rodríguez Zapatero y el mismo PSOE quedarán estigmatizados.

La guerra civil en Palestina
EditorialABC 18 Diciembre 2006

LOS territorios palestinos están en llamas. No se trata de un eufemismo, sino de una descripción exacta de un estado de cosas que no cesa de empeorar y del que lamentablemente todavía faltan por verse las peores páginas, pese al anuncio de un precario alto el fuego. La llegada al poder de un grupo como Hamás ha terminado impulsando la violencia, y el hecho inicialmente alentador de que su acceso al Gobierno hubiera sido por medios democráticos se ha revelado como una circunstancia irrelevante que no ha servido para transformar en activistas razonables de la negociación, a los líderes de un partido que está con razón en la lista de organizaciones terroristas.

El presidente de la autoridad palestina, Abu Mazen, ha tomado la única decisión que cabe cuando una situación política está bloqueada: apelar a los electores a que se pronuncien sobre la dirección que deben seguir. Puede haber muchas opiniones jurídicas o estratégicas sobre si éste era o no el paso que debía darse; lo único que no cabe es esa compulsión que unos y otros muestran a utilizar la fuerza para dirimirlas. Y mucho menos cuando se trata de una lucha fratricida entre quienes tanto necesitan el apoyo internacional.

Para su desgracia, en la medida en que avanzan en la asunción de sus propias responsabilidades, los palestinos están dando la peor imagen de sí mismos. Era más sencillo intentar justificar su desesperación antes de que decidieran demostrar al mundo lo difícil que puede ser para cualquiera que lo intente hablar de paz con quien elige siempre el lenguaje de las armas. La verdadera solución tendría que empezar por que Hamás tomase la única decisión que la comunidad internacional le exige para normalizar sus relaciones: que reconozca el derecho de Israel a existir, en lugar de seguir enrocado en las posiciones maximalistas.

Parece evidente que las fuerzas radicales en todo el cercano oriente, tras las que no es difícil ver las manos de Irán y Siria, han decidido lanzarse a una ofensiva en toda regla. El caso de Palestina no es el único donde se están produciendo estas llamaradas de fanatismo. Es imposible no relacionar esta actitud suicida de Hamás contra aquel sector de los palestinos que puede ser identificado como partidario de la negociación con la que lleva a cabo Hizbolá contra el Gobierno libanés de Fuad Siniora, igualmente señalado por Europa y Estados Unidos como moderado. No es un secreto de dónde vienen el dinero y las consignas con las que se sostienen estas dos ofensivas de los radicales.

Estas son señales extremadamente preocupantes para Occidente. Si en todas partes donde tienen capacidad de hacerlo estas fuerzas influyen en la misma dirección de la violencia y la confrontación contra Israel y lo que a sus ojos representa, aunque sea a través de la sangre de sus propios compatriotas, es evidente que nos esperan a todos tiempos de grandes tribulaciones.

Palestina: islamismo iraní contra nacionalismo árabe
José Javaloyes Estrella Digital 18 Diciembre 2006

En Palestina, el modelo teórico de un conflicto entre islamismo y arabismo cursa ya como realidad práctica. El islamismo de Hamas choca con las armas contra el nacionalismo de Al Fatah. Los incidentes del domingo habían estado precedidos por las colisiones del sábado en Gaza y Jan Yune, y éstas por el ataque armado contra la comitiva de Ismail Haniye, en el paso de Rafah —interceptado durante varias horas por el Ejército de Israel—, en el que fue herido un hijo suyo y muerto uno de sus guardaespaldas.

Contundente ha sido la respuesta de los islamistas al anuncio de elecciones legislativas y presidenciales, en la primavera próxima, por el presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmud Abbas, a los nueves meses de celebrados los anteriores comicios, vista la imposibilidad de conseguir un Gobierno de concentración nacional que haga frente a las gravísimas dificultades a que se enfrenta la gobernación del territorio.

El presidente de la ANP intenta cortar con este drástico anticipo de la convocatoria electoral el nudo gordiano que atenaza la política palestina, toda vez que ha fracasado esa iniciativa de un Gobierno de concentración nacional, y del hecho de que el primer ministro Haniye, desde el integrismo chií, hubiera manifestado en Teherán —cuyo régimen le financia y apoya— que Hamas, su partido, jamás reconocería el Estado de Israel: paso obligado para que los palestinos puedan acceder a su propio Estado.

Pero hay más, mucho más, al margen de esta cuestión de partido. Ni la Administración ni la actividad económica palestina funcionan porque la calificación de entidad terrorista que en Occidente se aplica a Hamas ha cortado en seco el suministro de los fondos internacionales con que se subvencionaba a la ANP. Esto llevó a Ismail Haniye a una cuestación cerca de los gobiernos de Sudán, Qatar e Irán. Se dice que colectó 250 millones de dólares, suma que no pudo Haniye ingresar en Palestina por la oposición de Israel y la resistencia de Al Fatah y del mundo de la 0LP (Organización para la Liberación de Palestina).

Los choques entre los partidarios de Hamas y los de la OLP, ya con resultados de muertes y numerosos heridos, en manifestaciones que traen causa también del asesinato de un juez perteneciente a Hamas y del atentado que costó la vida a los tres hijos de un coronel perteneciente a los servicios de Inteligencia de la ANP, parecen el umbral de una guerra civil entre los palestinos.

Por si algo faltara, el Gobierno de Israel ha expresado su apoyo a la iniciativa electoral de Mahmud Abbas, puesto que parece, a medio plazo, la única salida practicable a la actual situación de bloqueo político en Palestina. Un cambio en la mayoría parlamentaria es condición necesaria para el acuerdo con Israel y el establecimiento de un Estado palestino.

En todo caso, la toma de posición por parte del Gabinete de Ehud Olmert tiene una alta significación cualitativa. Al apoyar lo que en el fondo son las pretensiones de Al Fatah, es decir, la posición opuesta al islamismo representado por Hamas, prefigura muy significativamente un posible ajuste angloamericano en su compartida valoración actual del nacionalismo árabe, visto el peso que ha tomado el islamismo, tanto en la versión suní representada por Al Qaeda como en su expresión chií, que maneja pro domo sua, en Palestina y en Líbano, la República Islámica de Irán.

De alguna manera, resulta incuestionable a la vista del choque entre Hamas y Al Fatah en Palestina, que ha sobrevenido una conflictiva nueva en Oriente Próximo: la del islamismo iraní con el nacionalismo árabe. Se trata de algo que dejó de ser modelo teórico, hipótesis de pizarra. Y Siria cae diplomáticamente del lado persa del chiismo, pero en el fondo de la cuestión está más próxima al nacionalismo de Al Fatah.     jose@javaloyes.net

Socialismo
FRACASA EL INTENTO DE CONTROL DEL MOVIMIENTO CÍVICO VASCO POR PARTE DE PATXI LOPEZ

Según han contado a Minuto Digital todos estos movimientos podrían situarse dentro del intento de formar un partido al estilo Ciutadans en el País vasco que debería estar capitaneado por Savater y que debería atraer votantes de la derecha.
Redacción minutodigital 18 Diciembre 2006

Las horas bajas del filósofo socialista Fernando Savater han llegado. Tras las polémicas declaraciones en las que afirmó que la unidad de España "se la sudaba", no dudó un momento en abandonar el movimiento cívico que hasta el momento había capitaneado para aceptar un puesto en la TVE socialista.

Las decenas de miles de personas que lo habían seguido por las calles de toda España -sobre todo vascas- no han entendido hasta el momento la toma de posiciones del filósofo.

Según parece, la reaparición de Savater el pasado día 6 de Diciembre en Vitoria en un acto conmemorativo ha sido un intento más por parte del PSE de colocar a Savater dentro de la estructura cívica para intentar desarticular el movimiento asociativo vasco que hasta el momento se situa de forma clara en contra de la negociación con ETA.

Según ha podido saber Minuto Digital, la idea podría haber partido del mismísimo Patxi López, que ha visto como desde el primer momento las asociaciones cívicas se han opuesto al "proceso de cesión".

El mismo día de su reunión con Batasuna miembros de España y Libertad acompañaron a Pilar Ruiz, madre de Joseba Pagazaurtundua, en una protesta frente al hotel de reunión en San Sebastián. Desde ese mismo momento se han sumado infinidad de protestas e iniciativas judiciales contra el proceso de rendición.

RECOLOCAR A SAVATER
La maniobra habría partido desde personas cercanas a Basta Ya!. Concretamente habría sido Carlos Martínez Gorriarán, persona de peso en Basta Ya!, a quien se habría encomendado la misión de contactar con movimientos cívicos vascos para intentar que se sumaran a la convocatoria y situar a Savater como protagonista central del acto.

Según ha podido saber Minuto Digital no todo fueron respuestas positivas a los sondeos de Gorriarán y dos asociaciones con fuerte implantación en el País Vasco y representación en toda España -Plataforma España y Libertad y DENAES- declinaron la invitación y no acudieon.

Por otro lado sí que acudieron Ciudadanía y Libertad, COVITE, Foro Ermua, Fundación para la Libertad y Ciudadanía Democrática.

DE FRACASO EN FRACASO, HASTA EL FRACASO FINAL
En todo caso los actos han sido calificados como un 'rotundo fracaso', ya que sólo unas cincuenta personas se sumaron a los mismos.

Esta es la segunda ocasión en la que se intenta recolocar a Savater. Hace unos meses la moribunda Basta Ya! se lanzó a la arena cívica convocando un acto en San Sebastián al que solo acudieron unas 200 personas mientras rediseñana su página web e intentaba tomar aliento sumando algunas plumas de peso como la de Rosa Díez o José María Calleja.

Según han contado a Minuto Digital todos estos movimientos podrían situarse dentro del intento de formar un partido al estilo Ciutadans en el País vasco que debería estar capitaneado por Savater y que debería atraer votantes de la derecha tal y como ha ocurrido en Cataluña.

"INTENTA ECHAR LA CULPA" DE SU FRACASO "AL PP Y LA AVT"
Mayor Oreja cree que el PSOE insulta a las víctimas porque su proceso "está condenado a un callejón sin salida"
La campaña contra la AVT y el PP por la presencia de un discapacitado en la pasada manifestación confirma, a juicio de Jaime Mayor Oreja, que el "mal llamado proceso de paz está en un callejón sin salida". "Están condenados a mentir", ha dicho el presidente del grupo popular europeo, en alusión a las acusaciones de José Blanco o López Garrido a remolque de un reportaje emitido en Cuatro. El PSOE, a juicio de Mayor Oreja, "intenta recomponerse" en "clave electoral" ante una negociación que naufraga. La solución pasa, según ha explicado, por atacar al PP. Mientras, el PSE recurre a Anoeta para recuperar el diálogo con Batasuna-ETA.
Libertad Digital 18 Diciembre 2006

En una entrevista para La Mañana de la COPE, Jaime Mayor Oreja ha dicho que "cuando se negocia políticamente" quienes participan "están condenados a mentir". "Como el proceso está en un callejón sin salida", sus protagonistas, en alusión al Gobierno y ETA, intentan "recomponer sus entornos naturales". El PSOE lo hace "en clave electoral", ha indicado.

Mayor Oreja está "seguro que si" la negociación "fuera bien, no necesitarían insultar ni contra mentiras" sino que "estarían esperando rentabilizar" sus resultados en forma de votos. "Pero como está condenada a un callejón sin salida, ahora intenta echar culpa al PP y la AVT", ha explicado el eurodiputado, para quien esta situación "es la demostración de que ya se percibe el callejón en el que se han metido".

El dirigente del PP ha instado a "no perderse en el día a día" de las campañas "desinformativas", en alusión a las declaraciones continuadas del entorno de ETA y de sus interlocutores. Aludía así a las últimas palabras de Rodolfo Ares, de la Ejecutiva del PSE, que hizo un llamamiento a Batasuna-ETA para centrarse en la política y recuperar el discurso de Anoeta. "De lo que tratan es de que ETA no rompa de forma brusca" la negociación, pero como ha recordado, "es absurdo intentar adivinar lo que van a hacer los terroristas".

"ETA no cambiará nunca"
Sí hay "indicios", sin embargo. Mayor Oreja ha recordado que "Batasuna y ETA son los mismo", y ahora Otegi "dice que el proceso es inviable". "La concreción" llegará con el próximo comunicado de ETA, respecto a si "va a haber ruptura" o "suspensión" del diálogo. Según el eurodiputado, mientras que ETA es responsable de los crímenes, el Gobierno es "corresponsable" de una negociación que puede acabar en fracaso. Por ello, "van a intentar recuperar sus posiciones en clave electoral" y "se meten con el PP".

Mientras, ETA "romperá de una manera que no impida la presencia de sus concejales en municipios", en alusión a la participación de Batasuna en los comicios de 2007. "ETA no puede cambiar, siempre será violenta", ha dicho antes de indicar que "buscará siempre el poder" porque es "una organización totalitaria". "La cima" del proceso, según la banda, "también es el poder", es decir, "la independencia". "ETA no ha cambiado, no cambiará nunca", ha vaticinado.

Entrevista: CÉSAR ALONSO DE LOS RIOS
“Zapatero recurre a la guerra y la república para refundar un PSOE destruido por el GAL, la corrupción y los nacionalismos”
Pedro Fernández Barbadillo minutodigital  18 Diciembre 2006

El periodista César Alonso de los Ríos ha pasado de escribir en las publicaciones de la izquierda a hacerlo en el ‘ABC’. Una trayectoria común a varios de los mejores intelectuales españoles. Lo que en él no ha cambiado es su pasión por España. Su último libro, ‘Yo digo España’ (Libros Libres) reúne muchas de sus últimas columnas y les ha añadido un interesante ensayo introductorio. Este viejo castellano trata de responder a la pregunta de por qué la izquierda española odia a España.

En Italia, la izquierda derrotó en referéndum la propuesta de Silvio Berlusconi de implantar un Estado federal y lo hizo en defensa de la nación y la igualdad de los ciudadanos. ¿Qué ha hecho diferente a la izquierda española para que dirija el movimiento que establece diferencias entre los españoles y da un trato de favor a Cataluña?
- Primero la historia de la izquierda italiana es completamente distinta a la de la izquierda española. El partido socialista español prácticamente no existió durante el franquismo. El partido comunista y la democracia cristiana fueron los partidos más fuertes de la Italia democrática. En este sentido, era muy difícil que la izquierda aceptara una configuración de Italia que barriera las conquistas de la Nación italiana desde el siglo XIX hasta hoy. Son historias muy diferentes que hacen más vergonzoso aún el comportamiento de la izquierda española, ya que el Estado español tiene cinco siglos de historia como tal, mientras que la creación del italiano, fue prácticamente ayer.

Visto en comparación con Italia el trato preferente que se ha dado a Cataluña con el Estatuto y el que se pretende dar al País Vasco, es muy difícil de aceptar por cualquier demócrata del mundo, que piense que España es una nación y un estado. El hecho del País Vasco hoy es ya excepcional por el Concierto Económico. Un paso más es la autodeterminación. En Europa no lo entienden. Cuando en Alemania atraviesa un proceso de unificación después de la Guerra Fría, en España estamos en un proceso perverso de desintegración. Yo siempre digo que las divisiones territoriales son las mas perversas porque cuentan con lo más primario de las personas, lo mas bajo, con la sangre con la tierra. Y claro, que se esté excitando esto, las diferencias territoriales, económicas, culturales e históricas es una provocación.

Otra faceta de la izquierda española, compartida ésta con la del resto de Europa, es su comprensión con los musulmanes, que a veces parece una alianza. ¿Es por odio a Europa y al cristianismo, por desorientación ideológica? ¿Qué conduce a la izquierda en unas pocas décadas de impulsar el colonialismo a fomentar la descolonización, de promover el desarrollo económico a creerse el calentamiento global y pedir la paralización del crecimiento?
- Es una desorientación ideológica consciente. Todas se dan en el partido socialista y en la izquierda en general. Todas las características que podríamos decir del paleoizquierdismo y del paleocomunismo: Un antiamericanismo ferviente que se acepta como una seña de identidad. El antisemitismo y el propalestinismo, también de una forma militante. Para esta izquierda, Israel es el bastión de América en Oriente Medio y por tanto rechazable porque es la expresión del imperialismo en la zona. El palestinismo significa la expresión de lo perseguido por el imperialismo y por el judaísmo internacional. La antiglobalización es otra característica, ya que inicialmente la globalización va unida por la izquierda al capitalismo, cuando resulta que la izquierda había estado defendiendo siempre la internacionalización y el movimiento obrero, etc. Ahora resulta que todo tipo de internacionalización es mala, es una consecuencia del capitalismo.

Hay muchos complejos de inferioridad en este sentido. Provienen del derrumbamiento de la URSS, del socialismo real. Todas las características que ya se han superado por la izquierda europea, se dan en la actualmente en el socialismo español de una forma más aguda que cuando estaba el partido socialista después de la transición, que corrigió las aristas más primitivas del movimiento obrero. El PSOE se ha convertido en la residencia de los disparates.

En referencia al laicismo, la postura del PSOE es más cercana a un ateismo militante, Un movimiento que quiere arrancar las tradiciones y la religión católica de nuestra vida pública.

¿A qué atribuye el radicalismo de Rodríguez Zapatero y las invocaciones a su abuelo militar fusilado en 1936? ¿Cómo un hombre que tenía 15 años cuando murió Franco, cuyo padre no tuvo ningún problema para ejercer la profesión de abogado y cuyo suegro era un oficial del Ejército franquista, puede mantener tanto resentimiento y estar obsesionado con la guerra?
- Rodríguez Zapatero se encuentra con un partido socialista destruido. Después de los GAL, la corrupción, sus concesiones a los nacionalistas... el partido no sabe qué tiene como señas de identidad . Cuando Zapatero llega al poder, el partido no tiene patrimonio ideológico. Entonces él intenta recuperar una serie principios a partir de los cuales reorganizar el partido; también con una estrategia ideológica. Tiene que recurrir a toda la izquierda. Incluso a aquélla que había mantenido marginada Felipe González, concretamente a los restos del PCE.

En esa situación de refundación de la izquierda, tiene que volver a las fuentes anteriores de la etapa de González, por lo tanto a la guerra, a la Segunda República, A los movimientos comunes de la izquierda republicana, a unas consideraciones muy primitivas, propias de un partido obrerista, como eran tanto el PSOE como el PCE, volviendo a los mitos de la clase obrera de la guerra civil. Recurriendo a todos los elementos que un día aglutinaron a la izquierda.

Como han demostrado Isabel Durán y Carlos Dávila en su libro La gran revancha, el abuelo de Zapatero, estuvo con la izquierda represora de Asturias en 1934 y luego va a León ,donde le fusilan por haber sido espía, aunque desde luego también hubiese sido fusilado por los mineros asturianos, porque era un agente doble. Es realmente ridículo sacar la historia del abuelo para defender la vuelta al pasado español, que los españoles de ambos lados hemos querido olvidar.

¿Por qué los altos funcionarios –magistrados del Tribunal Constitucional, presidente del Consejo de Estado, catedráticos de universidad- participan en la destrucción del Estado del que cobran sus sueldos y sus pensiones?
- La categoría de alto funcionario no determina que uno pueda ser más libre. Por ejemplo, el Fiscal General del Estado ¿quiere colaboración Zapatero porque le ha nombrado y quiere cobrar un determinado sueldo?. Yo no entro en eso. La fiscalía tiene que sintonizar de alguna manera con el Gobierno. Va mucho más allá. Se comporta de una manera servil con el poder político. Menos mal que en la carrera judicial, siguen quedando algunos ejemplos de independencia que siguen poniendo trabas al proceso de paz, gracias a los cuales está bloqueado.

¿Cree que la Monarquía tiene responsabilidad en la actual crisis nacional? ¿Puede intervenir en el proceso?
- Si nosotros pensamos que el rey no debe, no puede gobernar constitucionalmente, él y la institución tienen que mantenerse al margen de las luchas entre partidos, sino estaría invadiendo el proceso político.

La situación es tan delicada , que hay ciudadanos que piensan que el rey debería ser más beligerante. Honradamente creo que debemos criticar el proceso de paz los ciudadanos, pero no tenemos que pedir ayuda a la Corona. Creo que la sociedad española es suficientemente fuerte para que no implique la Corona en actividades que no le corresponden.

¿Es cierto que la Monarquía se siente más a gusto con la izquierda que con la derecha?
- Esto es muy subjetivo. La gente ha podido partir del supuesto de que la Monarquía y la Corona son instituciones tradicionales y conservadoras, con unas mejores relaciones con la derecha. Es una situación muy difícil la que está viviendo la corona, pero no por gusto del propio rey, sino porque el partido socialista nos ha llevado a una posición tan difícil que la gente pide árnica a la Monarquía, pero, repito, aparte de las relaciones personales, en las que el rey se haya podido entender mejor con Suárez y con González que con Aznar, que no son más que hechos basados más con la simpatía o antipatía personal, yo no creo que hoy se pudiera escribir ni un folio diciendo que la Monarquía ha sido más beligerante a favor de la izquierda y más contraria a la derecha.

A la vista del fracaso del Estado autonómico y de los pactos con los nacionalistas –sistema electoral proporcional, cesión de la enseñanza-, ¿se puede considerar que la Transición se hizo mal por parte de UCD?
- La autora de la Transición no fue sólo la UCD. Fue el protagonista más importante. La izquierda suele olvidar que la transición comienza en 1976 con la Ley de la Reforma Política. Y eso fue una iniciativa, efectivamente, de Suárez, pero no era el único responsable. El apoyo inestimable del PCE en los Pactos de la Moncloa fue fundamental, más que el de la UGT y el PSOE.

La Transición fue muy alabada, porque fue incruenta, aunque ahora en el PSOE surgen voces reclamando una segunda transición, porque les parece que la primera fue “insuficiente”, aunque aquello le permitió acceder al poder a Felipe González durante 13 ó 14 años y consolidó al PSOE para siempre.

¿Es posible frenar la desmembración de España y la siembra de odio en las generaciones jóvenes que han hecho los nacionalistas en Cataluña y el País Vasco? ¿Qué podemos hacer los ciudadanos?
- Va a ser muy difícil echar abajo el Estatuto catalán. No sabemos cómo va a terminar el llamado ‘proceso de paz’, pero como termine tal como se propone Zapatero en el asunto de la autodeterminación, ya me dirá cómo recomponemos la situación en el País Vasco.

Dos o tres generaciones de chicos vascos se han educado en la barbarie histórica. Se tendría que haber aplicado hace muchos años el articulo 155 de la Constitución, que devolvía a la Administración central, por incumplimiento de la ley, las competencias cedidas a la comunidad autónoma. Y que en este caso se han educado en el odio a España los españoles.

La ciudadanía se debe organizar a través de partidos políticos para luchar contra esto, pero va a ser una tarea tremenda. Se trata de una labor institucional, lo que sólo se puede hacer con unas mayorías determinadas para hacerlo democráticamente. Pero va a ser muy, muy difícil darle la “vuelta al calcetín” que nos ha dejado Zapatero, pero ésa es la tarea que tenemos muchos ¿no?

En el caso de que el PP ganase las próximas elecciones generales, ¿cree que sería capaz de enfrentarse a los nacionalistas?
- En primer lugar tendría que ganar por mayoría absoluta para formar gobierno. Aún y así, le va resultar muy difícil corregir ciertos hechos relativos al estatuto catalán, porque tendría que tener una mayoría suficiente, a no ser que se contentara con la mayoría que han tenido los nacionalistas y el partido socialista, pero me temo que aún en ese caso, en Cataluña, se pueden dar situaciones institucionales de desobediencia civil; en el Parlamento catalán, en la judicatura, los tribunales y sectores de la sociedad civil. Va a haber un enfrentamiento tremendo.

Esta es la herencia que nos dejará Zapatero. Una herencia demoníaca.

El trabalenguas del tripartito catalán
JANOT GUIL ABC 18 Diciembre 2006

BARCELONA. Con un flamante presidente andaluz de la Generalitat que admite que habla mal el catalán, parecía que muchas de las recurrentes polémicas lingüísticas que estallan en Cataluña llevaban rumbo de naufragio. Ante cualquier denuncia de una supuesta marginación del castellano, Montilla tenía fácil la réplica, como ya demostró en su sesión de investidura. «Yo soy la prueba de que no hay tal marginación del castellano ni tal conflicto lingüístico», podría decir, en estas o parecidas palabras, y sin duda callaba más de una boca.

Pero ni con José de «president» se pone fin al conflicto en torno a la lengua en Cataluña, como se ha visto tras la aprobación la semana pasada, por parte del Gobierno de Zapatero, de un decreto de mínimos que obliga a las escuelas catalanas a aumentar de dos a tres las horas semanales que se imparten en castellano en primaria.

Paradójicamente, el nuevo torpedo hacia la delicada línea de flotación del equilibrio lingüístico en Cataluña le ha llegado a Montilla del Gobierno que comanda su supuesto «amigo» y compañero de partido Zapatero. Y el impacto ya ha hecho tambalear al tripartito.

En un primer momento, el consejero de Educación, el socialista Ernest Maragall, tildó de positivo el citado decreto, si bien es cierto que anunció que su departamento encargaba un dictamen al Gabinete Jurídico Central de la Generalitat ante la sospecha del que la citada normativa pudiera invadir las competencias que el nuevo Estatuto otorga al Gobierno catalán en materia de educación.

¿Todos a una?
Por su parte, de buen principio los socios de gobierno del PSC -ERC e ICV- se rasgaron las vestiduras en público ante la nueva normativa, que incluso calificaron de ilegal. El pasado jueves, tras reunirse Ernest Maragall con los representantes parlamentarios del PSC, ERC e ICV, el discurso de su departamento, expresado en lacónico comunicado, fue más contundente. Ya el propio consejero reconoció sin matices que el decreto de primaria «implica un riesgo de invasión competencial», y anunció que el Gobierno catalán tomará una medida al respecto cuando tenga el dictamen encargado, algo que podría suceder esta semana. Llegados a este punto, Montilla tiene dos problemas. Si el dictamen concluye que hay invasión de competencias, sus socios de gobierno le presionarán para que abandere la lucha en defensa del Estatuto ante el Ejecutivo central. Por contra, si el dictamen avala el decreto, tendrá que buscar la manera de aplicarlo sin herir las susceptibilidades de sus socios de gobierno y de todos aquellos, incluidos CiU y otros agentes sociales como algunos sindicatos de profesores, que defienden el actual «statu quo» que reina en las escuelas catalanas por obra y gracia de la Ley de Política Lingüística vigente desde 1998.

Difícil solución
«¿De dónde saldrá esta hora de más de castellano o impartida en esta lengua?», se pregutan muchos. Actualmente, en Cataluña se imparte durante la primaria 2 ó 1,30 horas semanales de Lengua y Literatura Catalana (según si es el ciclo inicial, medio o superior), y 2 ó 1,30 horas semanales de Lengua y Literatura Castellana.

Además, existe la asignatura de Estructuras Lingüísticas Comunes -una hora semanal-, que puede impartirse en cualquiera de las dos lenguas, pero que en la inmensa mayoría de casos se hace en catalán en coherencia con lo que dicta la Ley de Política Lingüística, que concibe el catalán como lengua vehicular de toda la enseñanza obligatoria. Por mandato de esta misma ley, el resto de asignaturas que no son de lengua también se dan en catalán, una inmersión lingüística que partidos como el PP y Ciutadans rechazan.

Así las cosas, ganar una hora en castellano será difícil. Si se imparte en esta lengua la asignatura de Estructuras Lingüísticas Comunes se rompe el favoritismo hacia la lengua catalana hasta ahora establecido.

Otra opción es dar en castellano otra asignatura, como Matemáticas, aunque la propia CiU, en boca de su diputada Irene Rigau, ejemplificó lo absurdo de la medida. «Hay más de una hora semanal de Matemáticas. Si una de ellas se da en castellano, eso significará que 4 más 1 es «cinco» o «cinc» según el día de la semana en que estemos».

ABC
El conflicto en Cataluña en torno a la lengua es uno de los principales «retos» del Gobierno presidido por el socialista José Montilla

ERC alega que las competencias en educación son compartidas
ABC 18 Diciembre 2006

CiU se desenvuelve bien en la defensa de la causa identitaria y el decreto del Gobierno que permite ampliar las horas de castellano en los colegios le ha dado argumentos para criticar la supeditación del Gobierno de Montilla al PSOE en general, y la de ERC en particular. Tras conocerse las intenciones del Ministerio, la formación que lidera Artur Mas ha emprendido una ofensiva a nivel parlamentario y municipal consistente en impugnar la normativa estatal. Paralelamente, los convergentes abusan de las advertencias respecto a la posible disolución de Cataluña como nación.

Especialmente beligerante ha sido el ex presidente Jordi Pujol, quien ayer mismo dijo que sería una «gravísima renuncia» abandonar el modelo de inmersión lingüística que aplicó CiU mientras gobernaba Cataluña. Un modelo que, según Pujol, está en peligro. Asimismo, Artur Mas acusó al tripartito de no defender suficientemente la lengua. Por su parte, ERC no está dispuesta a que se cuestione su defensa patriótica, por lo que el vicepresidente de la Generalitat, Josep Lluís Carod-Rovira, aseguró que el ejecutivo de Montilla defenderá el modelo de inmersión lingüística, las competencias y el modelo educativo, pero que las competencias en materia de educación son compartidas con el Gobierno central como dice el Estatuto aprobado con el beneplácito de CiU.

POLÍTICA
Radicales queman un autobús en Bilbao tras obligar al conductor a descender
El vehículo, valorado en 180.000 euros, quedó reducido a chatarra y otros tres turismos resultaron dañados
ÓSCAR B. DE OTÁLORA o.b.otalora@diario-elcorreo.com/BILBAO EL Correo 18 Diciembre 2006

Los radicales volvieron ayer a poner la kale borroka en primer plano de la política vasca al incendiar un autobús de la empresa Bilbobus en el bilbaíno barrio de Santutxu, a plena luz del día y tras obligar a su conductor a descender del vehículo. Las llamas destrozaron por completo el autocar, reducido a un esqueleto calcinado, y dañaron también a tres turismos estacionados en las cercanías. No hubo heridos.

El ataque se produce en un momento en que la kale borroka se ha convertido en uno de los principales obstáculos a cualquier avance en el proceso, según ha recalcado de manera expresa el Gobierno de Zapatero en las últimas semanas. Pero, a pesar de sus llamamientos, los radicales no han dejado de llevar la violencia a las calles. El episodio de ayer, en este sentido, es el segundo que se produce en apenas seis días, después de que otro grupo de encapuchados calcinara un autobús en Azpeitia tras desalojar por la fuerza a las personas que viajaban en su interior.

En el sabotaje de Santutxu, los pasajeros ya habían abandonado el vehículo, que a las ocho y media de la mañana estaba estacionado en la calle Iturriaga, junto al colegio Luis Briñas, la última parada de su recorrido. A esa hora, el conductor se encontraba en la cabina, a la espera de nuevos clientes, cuando cuatro jóvenes con la cara cubierta entraron y comenzaron a verter líquido combustible por los asientos y el suelo. Los radicales amenazaron al empleado para que se marchase a toda prisa del autobús e, instantes después, comenzaron a arrojar 'cócteles molotov' dentro del vehículo.

Explosiones
Apenas había descendido el conductor cuando las llamas se extendieron por el autocar. En unos segundos, se convirtió en una bola de fuego. Las altas temperaturas comenzaron a fundir el techo de la marquesina de la parada, así como los elementos de plástico de tres turismos estacionados en las inmediaciones. De la misma forma, las ruedas y los focos del vehículo estallaron con grandes explosiones que se pudieron escuchar en todo el barrio.

En menos de diez minutos, los bomberos de la capital vizcaína llegaron hasta la calle Iturriaga para sofocar las llamas. Sin embargo, su rápida intervención no consiguió evitar que la unidad urbana quedase calcinada. Tras el incendio, los agentes de la Ertzaintza que se desplazaron hasta la zona comenzaron a recoger evidencias para iniciar una investigación sobre los autores del ataque.

Según explicó ayer el Ayuntamiento de Bilbao, los daños ocasionados por el sabotaje ascienden a más de 180.000 euros. El autobús destrozado es uno de los últimos modelos que había adquirido la Corporación y, por ejemplo, estaba dotado con una plataforma especial para permitir el acceso de discapacitados.

Tras el incendio, el alcalde de Bilbao, Iñaki Azkuna , preguntó a la izquierda abertzale si quemar autobuses «va dentro de su programa electoral». El primer edil bilbaíno instó a los dirigentes de Batasuna a aclarar «si van a tener los bemoles suficientes de una vez para quitarse la violencia de encima». De otra forma, continuó, «no hay proceso de paz que aguante con kale borroka todos los días».

Por su parte, el delegado del Gobierno en Euskadi, Paulino Luesma, señaló que los sabotajes «demuestran que algunos siguen instalados en el tiempo de la violencia, una violencia que no admite falsas justificaciones ni silencios». «La izquierda abertzale debe dejar de repartir culpas entre los demás y dedicarse a acabar con estos actos violentos», concluyó.

EL 25% DE LOS EXTORSIONADOS CEDE
ETA aprieta la soga a quienes no pagan el "impuesto revolucionario"
Elsemanaldigital 18 Diciembre 2006

Las Fuerzas de Seguridad del Estado han advertido un incremento de las cantidades exigidas y del número de empresarios, profesionales y dueños de pequeños negocios a quienes se les reclaman.

17 de diciembre de 2006. Alarma entre los mandos policiales a cuenta de lo que parece ya una evidencia: el aumento de la presión de la organización terrorista ETA sobre los que se niegan a pagar el mal llamado "impuesto revolucionario". Los responsables de las Fuerzas de Seguridad del Estado consultados por Elsemanaldigital.com están convencidos de que el 25% de los extorsionados paga el "impuesto".

En las últimas semanas, la banda terrorista viene desplegando una enorme presión para cobrar la extorsión. "A pesar de lo debilitada que está la banda, de un tiempo a esta parte ha aumentado el miedo que invade a la clase empresarial", asegura una fuente policial a este diario. "Los afectados no saben qué hacer. Muchos se ponen en contacto con la Ertzaintza; la mayoría acude al Cuerpo Nacional de Policía. ¿Qué podemos hacer?", continúan nuestras fuentes. Con periódica regularidad, ETA envía una nueva remesa de cartas amenazadoras, acontecimiento del que se entera toda la familia del chantajeado, como una forma más de presionarle para que pague.

La banda prosigue en su empeño por recaudar fondos a través del chantaje y, además, viene incrementando notablemente la cantidad exigida: de los 60.000 euros que había llegado a requerir en las penúltimas remesas ha subido a más de 100.000, que se pide a industriales, pero también a profesionales liberales. Porque el impuesto no se reclama sólo a los empresarios, sino que alcanza también a profesionales liberales, abogados, médicos, arquitectos, etc., que pasan a formar parte de listas etarras de "contribuyentes", "morosos" o "enemigos de Euskal Herria".

Por otra parte, grupos proetarras han incrementado la extorsión, de "baja intensidad", a comerciantes y hosteleros de diversas localidades del País Vasco. El modus operandi de estos grupos consiste en entregar al propietario o responsable del negocio en propia mano un sobre sin ningún tipo de indicación, y vacío, con la explicación de que el destino de su aportación económica son los presos o la "reconstrucción nacional". En el momento de entregar el sobre, los proetarras advierten, eludiendo la amenaza expresa, que en pocos días regresarán para recoger la "cuota". De esta forma, evitan dejar pistas.

Por lo demás, las Fuerzas de Seguridad se hallan metidas de hoz y coz en la maltrecha salud de un llamado "proceso de paz" que según ETA-Batasuna "se ha hundido". Es el gran temor del momento en medios policiales: la vuelta a las andadas de la banda. Y sin embargo, la postura del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, sigue siendo inamovible y ahora ha echado mano de "las tres T". Ya saben, aquello de que la paz necesita "tiempo, temple y tenacidad", según sus propias palabras.

Terrorismo
CONDENAN A DIRIGENTES DE BATASUNA POR AGRESIÓN A CIUDADANOS MADRILEÑOS
El Juicio se celebró sin la presencia de los acusados que, una vez más, desatendieron su obligación de comparecer ante el Juzgado para responder de sus agresiones.
Redacción minutodigital 18 Diciembre 2006

El Juzgado de Instrucción Núm. 22 de Madrid, en Sentencia de 23 de Noviembre de 2.006, ha condenado a los independen-
tistas vascos Imanol Iparraguirre Arrechea, Patxi Jayola, Jaime Iribarren, Carmelo Landa, Mikel Aznar y Santiago Orue como autores responsables de dos faltas de lesiones del art. 617.1 del Código Penal, a la pena por cada una de ellas de UN MES DE MULTA CON CUOTA DIARIA DE SIETE EUROS (420 Euros), así como al pago de las sumas resultantes en concepto de RESPONSABILIDAD CIVIL (211 Euros), a raíz de la agresión sufrida por dos ciudadanos el pasado 29 de Marzo de 2.006 en la Cafetería RIOFRÍO de Madrid, en la que fueron confundidos y agredidos, sin aviso previo, por estos radicales vascos.

Como recordarán nuestros lectores, y tal y como resulta explicado en los hechos probados de la Sentencia, "sobre las 21,30 horas del día 29 de Marzo de 2.006, DFM y JFG se encontraban en el establecimiento de hostelería "RIOFRÍO" cuando accedieron al local los referidos condenados... quienes anteriormente y delante de la Audiencia Nacional habían sido increpados por un grupo de personas por ser independentistas vascos; sin motivo alguno, empezaron a pegarles dándoles puñetazos y patadas, tirándoles sillas y causándoles lesiones"

El Juicio se celebró sin la presencia de los acusados que, una vez más, desatendieron su obligación de comparecer ante el Juzgado para responder de sus agresiones.

Recortes de Prensa   Página Inicial