AGLI

Recortes de Prensa     Jueves 24 Mayo   2007

Navarra es la clave
Santi Lucas elsemanaldigitall 24 Mayo 2007

Si las encuestas no se equivocan, el mapa del poder político territorial va a ser muy parecido al que había antes del domingo. Ni el PSOE ni el PP pierden comba en sus tradicionales feudos y mantienen el signo de los actuales gobiernos autonómicos, lo cual caldea aun más el ambiente de cara a las próximas elecciones generales. La excepción que confirma la regla es Navarra. Entre todas las comunidades autónomas en liza, Navarra tiene una significación y una singularidad que cualquiera puede apreciar.

Sólo una tenaz resistencia de la mayoría de los navarros, en torno al pacto UPN-CDN que lidera Miguel Sanz, ha impedido hasta ahora que Navarra fuera succionada por el nacionalismo vasco. Nunca han cejado los nacionalistas en ese objetivo estratégico, nunca ha desaparecido la amenaza, aunque la novedad en esta ocasión es el concurso más que probable del Partido Socialista de Navarra en la maniobra. El presidente del PP, Mariano Rajoy, ha dicho recientemente en Pamplona que la comunidad foral se enfrenta a un cruce de caminos en el que se debe elegir entre seguir siendo Navarra o pasar a ser una pieza de ese fantasmagórico proyecto llamado Euskal Herría. El presidente del Gobierno, Rodríguez Zapatero, también ha estado allí pero no ha despejado las dudas ni garantizado tampoco que la personalidad de Navarra no se pondrá en juego con ningún pacto de su partido.

Un acuerdo entre socialistas y nacionalistas en Navarra, si la coalición UPN-CDN no obtiene el día 27 la mayoría absoluta necesaria para impedirlo, siembra todas las incertidumbres y riesgos sobre su identidad y sobre su futuro. Por ello, Navarra es la clave y debe dar en las urnas una respuesta contundente, una vez más, a aquellos que la codician sin disimulo como tierra de conquista.

Un partido nacional
ANTONIO ELORZA /CATEDRÁTICO DE PENSAMIENTO POLÍTICO. UNIVERSIDAD COMPLUTENSE El Correo 24 Mayo 2007

El nuevo partido tendrá un ámbito nacional español inequívoco...». Tal es la primera de las líneas maestras del nuevo partido animado por Fernando Savater y por Rosa Díez. No se trata de algo secundario. En un tiempo en que la etiqueta de 'nacional' viene siendo monopolizada por el PP, mirando hacia el pasado, y el PSOE escapa de ella por todos los medios con tal de establecer alianzas con grupos nacionalistas periféricos, la opción viene a destacar que nada en España impide la adopción de una política proyectada desde y sobre el conjunto del país.

Es más, ese enfoque nacional, no necesariamente nacionalista español, resulta imprescindible si se aspira a superar las quiebras hoy observables en el orden constitucional por la política desarrollada en los últimos tres años, fundada sobre el principio de bilateralidad aplicado a Cataluña y a Euskadi. De ahí que sea muy acertado proporcionar de inmediato un contenido concreto a esa visión nacional de la realidad política española. Y afrontar la realidad planteando el tema de una reforma de la Constitución que sustituya a la orientación vigente de ir sumando reformas parciales de los Estatutos que en algunos casos, léase Cataluña, vacían artículo a artículo las disposiciones de la ley fundamental.

La idea de un 'partido nacional' no es nueva. Tiene más de un siglo de antigüedad. En mi conocimiento, la hizo suya Joaquín Costa al borde de 1900 y treinta años más tarde resurgió, desde planteamientos próximos pero no coincidentes, por iniciativa de pensadores como el liberal José Ortega y Gasset, el socialista Luis Araquistáin, luego mentor de Largo Caballero, y el demócrata Nicolás María de Urgoiti, ingeniero guipuzcoano fundador del diario 'El Sol'. Para Costa, el partido nacional debería ser el marco en que fueran reunidas las iniciativas de las clases productoras, mercantiles e industriales, frente al régimen de 'oligarquía y caciquismo' de la Restauración canovista. La movilización fracasó pronto; pocas fuerzas y de escasa cohesión para el esfuerzo pedido. En vísperas de la República, se trataba de forjar un partido nacional que sirviera de contrapunto al único bastión sólido de la República, el PSOE. Con matices diferenciados, desde el sentido humanista de Araquistáin a la burguesía democrática de Urgoiti y a la derecha modernizadora de Ortega. Personajes en busca inútil de autor. La derecha de la Segunda República no estaba dispuesta a jugar otras cartas que las que llevaran a la destrucción de una democracia reformadora.

De cara al presente, importa subrayar que todos esos ensayos procedieron de intelectuales, hondamente preocupados por las limitaciones que amenazaban a la instauración de la democracia en España. Ni la monarquía caciquil de Alfonso XIII, con el turno de partidos y las elecciones trucadas, ni el catolicismo político o el radicalismo lerrouxista en 1931 ofrecían base para el desarrollo de una vida política asentada sobre un régimen constitucional equilibrado. El nonato 'partido nacional' estaba en principio llamado a cubrir ese vacío. No fue así. Todo quedó en el papel.

La lección es clara a la vista de la entrada en escena del nuevo proyecto: en política, la función no crea necesariamente el órgano. En los momentos actuales, la política del Gobierno Zapatero en lo que concierne a la ordenación del Estado, y aquí y ahora de modo especial respecto de ETA, sigue una línea disparatada. Ya con anterioridad, la aprobación del Estatuto catalán no es que rompa España, pero sí introduce un componente confederativo que hará muy difícil la adopción de decisiones por el Estado (ahora estamos en fase de contención, a la espera del dictamen del Constitucional). Desde el atentado del 30 de diciembre, en vez de rectificar, ZP ha acumulado concesiones a ETA-Batasuna, así como inaceptables ocultaciones y mentiras de cara a la opinión pública, con una voluntad de manipulación que hace tambalearse al Estado de Derecho. Y antes están los ataques incontrolados por todo y sobre todo al Gobierno, y el apoyo a la delirante teoría de la conspiración sobre el 11-M por parte del PP.

Unos, dispuestos a cerrar filas sobre una visión unitaria de España de corte autoritario, derrochando violencia verbal; otros, embarcados en una especie de rifa del Estado de las autonomías disimulada bajo protestas vacías de constitucionalismo. Y todos empeñados en la estúpida tarea de degradar la vida política. ¿Hace falta algo más para que valga la pena ensayar una alternativa rigurosa desde el interior del sistema democrático? La vocación constructiva del 'nuevo partido' queda además refrendada por la propuesta federal, la iniciativa de reforma de la Ley Electoral y la exigencia de cambios en un sentido de regeneración democrática. Es un entramado mínimo, pero suficiente.

En el triste mundo de Otegi, Ibarretxe y Patxi López vale la pena intentarlo. Otra cosa es que el nuevo 'partido nacional' logre superar los obstáculos con que tropezaron sus predecesores. Ante todo, resulta imprescindible que los promotores asuman la responsabilidad, jugándosela a ser líderes políticos, cosa a que está acostumbrada Rosa Díez y no tanto Savater. Si, como el aldeano del cuento, esconden la mano una vez lanzada la piedra, nada es posible hacer. En política, como me dijo una vez Alfonso Guerra, hay que mojarse. Y desde ahora se hace imprescindible explicar a la opinión pública las carencias que han motivado este proyecto, las contradicciones de la política del PSOE, el apresuramiento agresivo del PP.

La fascinación de Savater ante la hípica es proverbial. Sabe así que una forma habitual de perder una carrera consiste en que te dejen encerrado en la curva. En esta hora de la vida política, ha de tener en cuenta que formar un partido es organizar y utilizar las escasas oportunidades que le serán concedidas para exponer su proyecto político. Los medios de comunicación próximos al 'nuevo partido' circulan en la órbita del PSOE y el trío ZP-Rubalcaba-Blanco está más por tácticas de destrucción a cualquier precio del adversario que por un debate abierto de ideas, de las que andan además muy escasos. En la medida de lo posible, tratarán de extender un manto de silencio sobre el nuevo grupo, mientras los segundones del partido del Gobierno se encargarán de volcar toda la basura posible sobre sus promotores. Razón de más para insistir. Como decían los rebeldes del hoy denostado 68, 'ce n'est qu'un debut: continuons le combat!'. Las piezas tienen que ajustar de nuevo dentro de nuestra vida política, en el sentido marcado por la Constitución.

La otra campaña
Editorial HERALDO DE ARAGÓN 24 Mayo 2007

HAY otra campaña que nada tiene que ver con la que llevan a cabo estos días los partidos políticos democráticos en busca del voto ciudadano. Es la campaña de acoso y derribo que practica la izquierda radical vasca para tratar de hacerse presente en el debate de las ideas con el único idioma que parece conocer: el de la agresión y el insulto. Las intervenciones violentas de los miembros de Batasuna y el entorno de ETA, contrariados por las dificultades que han encontrado para concurrir a las elecciones como querían, es decir, sin acatar la legalidad, se dirigen a hostigar a los candidatos de otras formaciones y a interrumpir por medios coactivos los actos electorales ajenos. El último y vergonzoso episodio tuvo lugar ayer, cuando unas cuarenta personas, entre las que se encontraban los ex concejales de la ilegal Batasuna Íñigo Balza y Joseba Ibazeta, interrumpieron el pleno del Ayuntamiento de San Sebastián y llamaron, paradójicamente, "fascistas" a todos sus componentes, hasta que fueron desalojados, uno a uno, por agentes de la Policía Municipal.

Ha habido muchos más actos violentos, como el ataque a las dos candidatas del PP que tuvieron que ser rescatadas por la Policía del centro comercial donde las cercó un grupo de violentos en un angustioso lapso de tiempo en el que temieron por su integridad física; el abucheo al ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo; las pintadas con los números de teléfono de los candidatos del PSE, PP y EB-IU en Andoain; y, sobre todo, el miedo invisible y sigiloso que ha vuelto a adueñarse de muchos vecindarios. La campaña electoral discurre en un clima de presión opuesto a la normalidad democrática, con la polémica sobre la limitada presencia en los comicios, mediante partido interpuesto, de la ilegal Batasuna. La decisión de un destacado grupo de socialistas vascos, críticos con la política del presidente Rodríguez Zapatero, añade dramatismo a la situación. El presidente debería reflexionar sobre este gesto que revela hasta qué punto su gestión en este delicado asunto de Estado crea significativo desaliento entre sus propias filas.

El nuevo partido político
Pablo Sebastián Estrella Digital 24 Mayo 2007

Después de la exitosa, aunque moderada, iniciativa de Ciutadans de Catalunya en las pasadas elecciones autonómicas catalanas, dos de los dirigentes promotores de la plataforma vasca Basta Ya, Fernando Savater y Carlos Martínez Gorriarán, han anunciado su intención de buscar apoyos para la formación de un nuevo partido político, al que se sumaría la eurodiputada del PSOE Rosa Díez, y que podría establecer lazos con los representantes de Ciutadans y por el posible desarrollo, a nivel nacional, de la iniciativa catalana en el resto del territorio español. El punto de partida de la nueva iniciativa, que ahora se encuentra en periodo de gestación, está en la discrepancia fundamental de todos estos promotores de un nuevo partido con la política territorial del presidente Zapatero y del PSOE, partido al que se sentían estrechamente ligados, bien de manera directa, como en el caso de Díez, bien como colaboradores de su entorno cultural.

La iniciativa de Savater —un personaje que ha cambiado reiteradas veces de ubicación política, hacia posiciones muy contrapuestas y contradictorias—, Gorriarán y Díez, que podría ser secundada por otras personas allegadas al partido socialista vasco, ha causado inquietud en el seno del PSOE, pero curiosamente también en el PP, porque el partido que lidera Rajoy considera que el nacimiento de un nuevo partido político por el flanco derecho del PSOE también le resta votos a los populares por el centro izquierda, sobre todo mientras en la dirección del partido permanezcan dirigentes tan radicalmente conservadores como Aznar, Acebes y Zaplana. De ahí que desde el PP se hayan oído voces invitando a los nuevos promotores del partido vasco a sumarse al PP, con el mal argumento del voto útil y de no dispersar esfuerzos frente a la crisis institucional que emana del Gobierno de Zapatero.

Que en España hace falta un nuevo partido político, democrático y de centro, es una realidad y un proceso imparable que, tarde o temprano, acabará por llegar, pero no da la impresión que ello ocurra de manos de Cituadans o de Basta Ya, que son partidos que han nacido contra el acoso del nacionalismo entre Cataluña y País Vasco y que carecen de un proyecto nacional de regeneración democrática nacional, que tampoco pondrán en marcha el PSOE y PP porque sus gigantes aparatos políticos y clientelistas viven del actual sistema partitocrático y ninguna de estas dos grandes formaciones se atreverá, por la cuenta que les trae a sus dirigentes, a reformar un sistema —en separación de poderes del Estado, libertades, unidad nacional y ley electoral— del que viven, a sabiendas de que está en el origen de la crisis democrática, territorial e institucional que vive España.

Un sistema que sirvió para pacificar el inicio de la transición, que está agotado y que ha sufrido, a lo largo de los últimos treinta años, serias sacudidas: el golpe de 23F en los gobiernos de Suárez; la corrupción y los GAL con González; el autoritarismo, la guerra de Iraq y las mentiras del 11M con Aznar; y la ruptura de la convivencia y de los signos de unidad nacional y territorial con Zapatero. Pero, a la vez, un sistema no democrático en su plenitud que no piensan reformar los que viven de la política y no para la política.

De ahí la importancia de un nuevo movimiento o partido político que España necesita, pero que al día no hoy no se ve en Ciutadans o en Basta Ya, aunque sus iniciativas sean respetables, si bien resultan absolutamente incompletas e incapaces de movilizar a esa mayoría silenciosa y al centro democrático que tarde o temprano sí aparecerán en el arco político español con un partido moderno y esencialmente democrático, como el que sin lugar a dudas hace falta en España y que acabará por llegar.

Algo habrá hecho
FÉLIX OVEJERO LUCAS El País 24 Mayo 2007

Buena cosa. Hace unos cuantos años, los asesinatos o las listas de amenazados se sellaban con aquella justiciera apostilla de "algo habrán hecho". No está de más recordar los supuestos morales implícitos en el retintín: ETA administraba justicia; algo peor: era infalible. Para quienes crean que esa historia es antigua les convendrá saber que todavía resuenan en boca de un entrevistado, en tiempo presente, en un reportaje reciente de TV3 sobre Terra Lliure: "En un determinado momento las cosas se tienen que parar y, por tanto, hacía falta un cierto nivel de violencia respecto a esa gente".

Aunque con el tiempo la apostilla se abandonó, hay un hilo que conduce desde aquel "algo habrán hecho" hasta una extendida crítica a los que se descalifica como "provocadores". Un hilo que se prolonga en la justificación de bastantes dejaciones de sus obligaciones por parte de las autoridades porque "no hay que provocar o dar excusas a los radicales". Que las expresiones son vecinas lo ilustra su impecable sustituibilidad como delirante disculpa de las agresiones sexuales: "algo habrán hecho ellas" funciona sin pérdida de información como "es que van provocando".

El ejemplo nos recuerda algo más. Si nos repugna la disculpa es porque no estamos dispuestos a aceptar como justificación de la barbarie el comportamiento de las víctimas. No hay nada que entender moralmente en las razones de los agresores sexuales. Exactamente lo que no sucede cuando, en el caso de ETA, se da curso a la mercancía de "la provocación", sea para recriminar los comportamientos "provocadores" sea para justificar la propia disposición ambigua y contemporizadora. Dicho en plata: en tales casos se asume que hay algo de justicia en la causa de ETA, que las apelaciones "a la opresión del pueblo vasco" no son desatinos completos. La misma convicción, por cierto, late en la exigencia de "respuestas políticas" ante "el conflicto", "respuestas políticas" que naturalmente no consisten en la crítica política de los supuestos de nacionalismo.

Sin duda, las reacciones de estos días son otra cosa. Lamentan la suerte de los señalados. Con todo, hay algo llamativo en la mayor parte de ellas: son apolíticas. No difieren de la que a veces se transmite a los enfermos, las víctimas de un terremoto o de una hambruna. Pareciera que a los afectados les haya caído una desgracia. Gente con mala suerte.

Pero no, no son unos desgraciados. No es verdad que tengan mala suerte. En realidad, se lo han buscado. Les resultaría muy fácil escapar a su infortunio. Bastaría con que cambiaran de opinión para que su mala suerte desapareciera. Entonces podrían pasear por la calle sin escolta, opinar "libremente". Como les sucede a tantos otros. Entre ellos, a muchos de los que expresan su solidaridad. Podríamos decir que está en su mano ser libres, que, aunque estén oprimidos, son libres de ser libres. Una curiosa paradoja, sin duda.

Como acostumbra a suceder, por detrás de la paradoja hay asuntos de hondura. En este caso dos ideas distintas de libertad. Según la primera, popularizada por Isaiah Berlin, hay libertad cuando no hay interferencia, cuando nadie restringe mis cursos de acción mediante una acción u omisión deliberada. Soy libre si nadie me impide hacer lo que quiero hacer. Por ejemplo, soy libre de viajar si nadie me lo prohíbe. Para esta concepción, la máxima libertad vendría a ser la de Robinson Crusoe: como no hay nadie con él, nadie se entromete en su vida. Una idea demasiado exigente, que nos impediría calificar como plenamente libre a una sociedad que encarcela a los asesinos. Pero también una idea demasiado pobre, que llevaría a considerar como libre al siervo cuyo amo, generoso, le deja hacer lo que quiere, por más que siempre esté en su mano la posibilidad de impedírselo.

La otra idea es la de libertad como ausencia de dominación. En este caso, hay libertad cuando no se está sometido a la voluntad arbitraria de otro. Las interferencias justificadas, no arbitrarias, no menguan la libertad. Por eso no es menos libre una sociedad que encarcela a los criminales. Antes al contrario, hay libertad porque no pueden imponer su voluntad. A la vez, el esclavo con un amo consentidor, sigue siendo un esclavo. Es una persona sometida a los caprichos de su amo.

Hay una interesante asimetría entre las dos ideas de libertad. La de Robinson se puede disfrutar en soledad. No es política. Unos pueden ser libres, aunque otros no lo sean. Mientras nadie se entrometa con ellos, lo serán. La libertad de uno puede aumentar con independencia de la de los demás. Cierto es que cuando llega compañía la cosa se complica. Hay que establecer leyes, acuerdos, resignarse a perder parte de la libertad. Pero como es inevitable, lo único que queda es minimizar las intromisiones, reconciliar los encontronazos. Al final, para juzgar si la sociedad es libre, se echan las cuentas, una suerte de balance total de la libertad.

Para la otra idea, una sociedad no es libre si alguien no lo es. Lo de Marx en el Manifiesto Comunista: "La libertad de cada uno es la condición de la libertad de todos". Si alguien puede, según le plazca, impedir a algún otro hacer o decir lo que quiere, no hay libertad. La libertad de uno aumenta con la de los demás. La propia "libertad" de quienes hacen lo que quieren será una libertad consentida. Los consienten. Les perdonan la vida, por pensar lo que piensan. No son libres de querer cosas distintas de las que quieren. Incluso ellos mismos tendrán razones para dudar de si lo que dicen creer lo creen honestamente o es porque es lo que les dejan creer. Tal vez deberían empezar a preguntarse si "algo habrán hecho" para que les perdonen la vida.

Según esta segunda idea, no hay más libertad en el País Vasco ahora que cuando eran más los amenazados. Mientras haya uno solo que no pueda expresarse libremente, no hay libertad para nadie. La lucha por la libertad es por la libertad de cada uno. Incluidos, por cierto, esos ciento cincuenta mil que se marcharon en los últimos años, una "realidad" con no menos peso ontológico -por no hablar del moral- que los votantes de HB que tantas veces se invocan.

Para quienes creen que la libertad importante es la segunda, muchas de las cartas a Fernando Savater, antes que otra cosa, entristecen. Sobre todo porque no llegaron para los otros amenazados. Savater no tiene un problema personal. Si tal fuera, sería un imbécil porque su solución ya la sabe: hacer como esos otros a los que les perdonan la vida.

¡Ah, por cierto!, un purismo: la idea libertad de Robinson es la del liberalismo. La otra es la del republicanismo. Según dicen, la fuente de inspiración filosófica del presidente de Gobierno. Pero, la verdad, me cuesta creerlo.

Félix Ovejero Lucas es profesor de Ética y Economía de la Universidad de Barcelona.

Campaña electoral
De brazos caídos ante la violencia
Cristina Losada Libertad Digital 24 Mayo 2007

En los primeros años de la democracia se decía aquello de "condenamos la violencia venga de donde venga". Solía pronunciarlo gente de izquierdas que no deseaba condenar el terrorismo sin paliativos. Y que lo había justificado, seguramente, hasta poco antes. Desaparecida la dictadura, no había clavo del que colgar la comprensión. Por no aceptar la evidencia, se buscaba una escapatoria en ese "otro lado" de donde pudiera haber venido o venir también la violencia, representado por los residuos del régimen franquista. Cuando éstos dejaron de existir, se acabó el cuento. Tal vez por ello dejó de utilizarse la frasecita. No perecería, en cambio, el ánimo escurrebultos que expresaba. Todavía sigue haciendo estragos.

La violencia política ha de condenarse con sus señas de identidad incluidas. Y hace tiempo que el grueso de ella sólo viene de "un lado". Pero la izquierda establecida y acomodada, ergo la dirección del PSOE, ya no formula siquiera aquella condena coja, lastrada entonces por un pasado de té y simpatía con la "lucha armada" y por la perenne convicción de que el sistema siempre es ilegítimo y provocador cuando no lo gobiernan los ungidos. De la violencia que iba a irrumpir de la extrema derecha, cuyo auge vaticinaban no ha mucho con voces tremebundas los círculos de poder zapaterino y sus medios a medias, de momento, nada se sabe. Habrá que preguntar chez Polanco.

Desde el Prestige hasta el 14-M, el partido de Zapatero no se molestó en tirar de hipocresía para deslegitimar las violencias que entonces se practicaron, bien con su respaldo, bien sin él. Puesto en el trance de pronunciarse salió con que había que entender la indignación de la gente. Un dislate similar al que sirvió de palangana a los próceres de la República para lavarse las manos ante el incendio de iglesias del 31 y los desmanes in crescendo que jalonaron su periplo. Del Zapatero que justificaba los acosos y agresiones que culminaron en los tres días de marzo de 2004 llegamos así, por la espiral predecible, al Zapatero presidente que ha conseguido avivar el fuego de la violencia política en el País Vasco y extender la llama a otros lugares. Todo ello con el discurso de la paz: dejemos en paz a los que la violentan.

La campaña electoral está dibujando el mapa. Allí donde hay nacionalismo, se hace fuerte el matonismo. Y donde no lo hay, como en Madrid, surge también. Intimidaciones, agresiones, asaltos, coacciones a manifestantes pacíficos, compiten por las portadas de los informativos. Menos los de TVE, claro, que han de preservar la ficción de que aquí paz y después gloria. Al que manda. Las diferencias son de grado. Hay nazis profesionales, como los proetarras, con pistoleros detrás; nazis con ganas de aprender; nazis de imitación. En Galicia empieza a soltar sus embriones el huevo de la serpiente. Nadie lo impide. Nadie les molesta. Nadie les persigue. Ha habido una detención en el País Vasco. Una sola. La impunidad de que gozan los apaleadores de candidatos, los reventadores de mítines y actos, los asaltantes de sedes, no es fruto de la casualidad ni de la negligencia. Hay quien piensa que una dosis de violencia política resulta útil para desanimar al adversario. Para que las víctimas de las agresiones aparezcan como provocadoras a los ojos de un público que no quiere líos. Mensaje uno: si no salieran a la calle, no se meterían con ellos. Mensaje dos: si no existieran, no habría problemas. Esta política de brazos caídos ante la violencia forma parte de la estrategia de liquidación del oponente.

Lo que Bermejo y Pumpido dicen estando sobrios
EDITORIAL Libertad Digital 24 Mayo 2007

Tiene razón Eduardo Zaplana al denunciar que la denigrante expresión de "Guantánamo electoral" para referirse a la ley de partidos no es original de los proetarras de ANV, sino del Fiscal General del Estado, Cándido Conde Pumpido. Sin embargo, también hay que recordar que cuando el Fiscal General dijo aquello de que la "Justicia no debe obstaculizar procesos políticos" no hacía más que recurrir a una subversiva expresión que la propia ETA había utilizado poco antes en uno de sus comunicados donde exigía garantías de que "ninguna ley, ni ordenamiento jurídico ni Constitución fuera obstáculo" a los trapicheos entre el Gobierno del 14-M y la organización terrorista que ambos califican de "proceso de paz".

Aunque Conde Pumpido también parafraseara en su día a Arnaldo Otegi al mostrar su rechazo a la sentencia del Supremo en el caso de Henri Parot alegando que "iba a traer problemas", lo relevante ahora no es la originalidad de las expresiones, sino la denuncia del surrealista e infame grado de alineamiento entre la Fiscalía y ETA, que ya se ha producido en otras muchas ocasiones en sede judicial y que alcanza incluso el terreno del lenguaje.

Asimismo cabe señalar que, tras la detención de ayer de un candidato de ANV por irrumpir violentamente en un programa de la televisión autonómica ETB, no han sido los proetarras los que han tenido la desfachatez de alegar que "no están haciendo nada en campaña muy distinto a los demás". Quien ha dicho literalmente eso, estando además completamente sobrio, es el mismísimo ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo.

Decimos lo de "sobrio", no sólo porque, como en el caso de Conde Pumpido, ese era el estado de Bermejo en el momento de sus infamantes y delirantes declaraciones, sino también porque en ellas el ministro de Justicia venía también a insinuar que Aznar estaba ebrio cuando, el martes, criticó en Calatayud la política "anti-terrorista" del Gobierno.

Lo que vino a constatar Aznar en Calatayud –cuyos vinos, ciertamente, tienen denominación de origen– no fue más que una dramática realidad, como es que la presencia de ANV supone una vuelta de ETA a las instituciones y que, al día de hoy, el único partido que se ha comprometido con la ilegalización de este reactivado disfraz de los proetarras es el Partido Popular. Constatar esto no es síntoma ni de embriaguez; ni siquiera de exageración.

Por el contrario, decir que los proetarras de ANV "no están haciendo nada en campaña muy distinto a los demás" es un cómplice dislate, a no ser que esté reconociendo inconscientemente la culpabilidad de otros partidos políticos distintos al disfraz de ETA-Batasuna en las agresiones que han sufrido algunas sedes y candidatos del Partido Popular fuera del País Vasco. Unas agresiones cuya condena han eludido tanto Bermejo como el Gobierno de ZP con tantas evasivas como las que han utilizado los maquillados candidatos de ANV para no tener que condenar la de ETA.

La realidad, en definitiva, es que estamos gobernados por unos radicales que, pese al aforismo latino de in vino veritas, no dirían la verdad ni borrachos.

Cuajada de incidentes
SANTIAGO GONZÁLEZ El Correo 24 Mayo 2007

De entre la surtida muestra de incidentes con que Batasuna y sus marcas alternativas van jalonando la campaña electoral, la mano de mi llanto escoge uno, como escribió Miguel Hernández. Ha habido de todo: agresiones a dos concejalas en el centro de Bilbao, boicoteo en mítines, incendio de una furgoneta electoral del PNV y otra de EA, acoso a candidatos, al alcalde de Bilbao (2 veces) y al mismísimo ministro de Justicia, exhibición pública de dazibaos con los nombres, domicilios y teléfonos de candidatos e irrupción en la grabación de un programa de debate entre candidatos con la pretensión de participar en él. Actos todos de una campaña en la que ANV se ha convertido en protagonista, gracias a la desacomplejada actuación de su militancia prestada, a la benevolente figura consentidora de Conde Pumpido y a la incapacidad de extraer conclusiones de los partidos con responsabilidades de gobierno. La Ertzaintza ha impedido en ocasiones males mayores, ha llegado tarde alguna vez y, por lo general, se ha limitado a dispersar a los acosadores, que gracias a ello, podían repetir actuación más tarde.

El pasado martes, el funcionamiento democrático del Ayuntamiento donostiarra se vio alterado por la interrupción de unos cuarenta miembros de la izquierda abertzale que, a eso de las ocho y media de la mañana, desplegaron pancartas con los lemas habituales e interrumpieron con gritos el desarrollo del pleno que celebraba el Consistorio. Ni la autoridad municipal ni su policía pensaron en que la entrada de 38 muchachotes a los que acompañaban dos ex concejales de Batasuna podía esconder nada raro.

La presidenta del pleno, la socialista Susana Corcuera, les pidió que se retirasen y ellos se sentaron en el suelo. La Policía Municipal fue sacándolos uno a uno y el pleno siguió como si tal cosa, pese a que la concejal popular, María José Usandizaga, quiso que se debatiera el incidente. No hubo manera y su protesta fue considerada electoral por la presidenta y una falta de «vergüenza» por parte del alcalde. «Hala, tontita», diremos a la víctima de una violación, «tú a lo tuyo, que ya hemos ahuyentado al agresor y no es cosa de que montes esta bronca por diez minutitos de nada».

Más implacable se mostró la portavoz del Gobierno vasco, dolida porque la izquierda abertzale «tiene especial habilidad para pedir siempre 'cosas' a los demás», pero no tanta para una reflexión y una autocrítica y «plantear qué es lo que puede aportar y ofrecer a la sociedad vasca». Se desconoce el efecto que las contundentes palabras de Miren Azkarate han causado en la moral y las convicciones de Otegi y los suyos. Bakea behar dugu, ¿jolín! El candidato del PNV a diputado general, en cambio, se ha expresado con mucho acierto: «Cuando el nacionalismo se expresa con violencia es fascismo».

Así están las cosas. A partir del día 28, cuando tengan plaza en los ayuntamientos, irán a peor, ya lo verán. Habrá más violencia, más fascismo.

s.gonzalez@diario-elcorreo.com

La cabrera y los cuarenta (¿sólo?) maricones
Pío Moa Libertad Digital 24 Mayo 2007

La ministra Cabrera (¡predestinado apellido!) tira al monte, y se propone mariconear a los niños como parte de su peculiar concepto de la educación. Nada más lógico. Un gobierno que colabora con los asesinos, los premia y los privilegia; el gobierno de un partido dominado por bandas de cacos aliados con las "civilizaciones", como gustan llamar a los tiranos más peligrosos para España, y con los grupos separatistas que odian a España y la democracia, ¿qué podía hacer en el terreno de la enseñanza? Pues transmitir sus "valores", para formar "ciudadanos" a su imagen y semejanza. En el lenguaje común, maricón no significa simplemente homosexual –o más bien un tipo de homosexual–, sino también persona indigna, abusona y corrompida, un poco como "cabrón". La descripción perfecta de un gobierno insondablemente miserable, en suma.

Miseria manifiesta también en el hecho de que para esa pornografía –liberadora y pedagógica a su progre entender– contratan a profesionales o recurren a dibujos. Pero ¿qué mejores profesionales que ellos mismos, esos políticos? ¿Por qué no salen en videos, folletos y páginas web fornicando unos con otros en las más diversas posturas, o con algunos animalitos, que también tienen derechos, los pobres? ¡Lo menos que puede pedirse a cabras y cabreros es que den ejemplo!

El gobierno se defiende arguyendo que el panfleto de la mariconería es obra del Comité Español de la Campaña Europea de la Juventud contra el Racismo, la Xenofobia, el Antisemitismo y la Intolerancia (uno de tantos montajes estafadores de los que viven unos cuantos aprovechados), y está "enlazado" desde la web del Ministerio, "al menos, desde 2001". Es decir, desde que gobernaba el PP. No me extraña. En el PP existe un ansia irrefrenable de demostrar que, puestos a ello, son más "progres" o más "avanzados" o más maricones, como se prefiera, que nadie. Solo hay que mirar a sus "nuevas (de)generaciones", sus estatutos autonómicos, algunos de sus mítines repletos de puterío o algunas de sus concejalas pornógrafas. Qué tiempos.

Votar al PP para salvar al PSOE
Francisco Rubiales Periodista Digital 24 Mayo 2007

El argumento es enrevesado, pero no carece de lógica. Algunos socialistas, angustiados por la política errática y equivocada de Zapatero y conscientes de que su partido, prisionero de la disciplina, del servilismo a los líderes y del miedo a perder elecciones, no será capaz de desembarazarse de ZP, empiezan a reconocer que la única manera de salvar al PSOE es votando al PP para que un Zapatero derrotado en las urnas sea expulsado de la secretaría general de su partido.

Hay miles de socialistas preocupados por la conducta de Zapatero y de su equipo, en especial de Pepiño Blanco, del que dicen que tiene un coeficiente intelectual lastimoso, y de fenómenos como la pérdida de la calle, las alianzas antinaturales y desideologizadas con nacionalistas extremos, los pactos secretos y el entreguismo ante ETA, las mentiras de Zapatero negando una negociación con ETA cuyos 25 capítulos ya son púlicos, la utilización de Navarra como moneda de cambio, la aprobación de estatutos autonómicos de dudosa constitucionalidad mediante referenda, sin apenas votantes, la apropiación, por parte de la derecha, del concepto de nación y de símbolos comunes como la bandera y el himno y, en general, por la terrible pérdida de prestigio y de imagen del socialismo español.

Sin embargo, esos miles de descontentos no se atreven a enfrentarse a las elites de su partido por miedo a beneficiar al adversario, a ser expedientados o a perder privilegios y ventajas.

Algunos empiezan a pensar que la única manera de escapaz de la trampa mortal en la que ha caido el PSOE, conducido por Zapatero, es perdiendo las elecciones y sustituyendolo en la cúspide del partido por personas que tienen demostrada hasta la saciedad su solvencia intelectual y capacidad política, gente como José Bono o Joaquín Almunia, ambos críticos profundos del "Zapaterismo".

Voto en Blanco

Izquierda y educación
A propósito de Savater
Alicia Delibes Libertad Digital 24 Mayo 2007

El pasado martes, Fernando Savater, en el diario El País, se lamentaba de su triste y "zapatética" situación. Resulta que el intelectual más reverenciado por los españoles progres no tiene a quien votar. Se declara socialista, pero le gustaría un partido socialista que en el asunto del terrorismo se apuntara a la política de firmeza del Partido Popular. Por otra parte, votar al PP le resulta imposible, según dice, porque "la derecha está empeñada en el terreno educativo en preferir feligreses obedientes a ciudadanos conscientes".

Con todos mis respetos a la sabiduría y a la inteligencia del señor Savater, debo decir que, o no dice realmente lo que piensa, o no sabe nada de lo que ha pasado con la educación española. Así que me voy a permitir, yo también, una pequeña confesión personal para explicar cómo fue mi camino de desencanto de la izquierda española.

En 1982 voté a Felipe González convencida de que de mano de la izquierda iba a llegar a España la libertad, la democracia y la modernidad. Muchas son las razones que a mí, como a otros, me movieron a dejar de votar a los socialistas, pero si tengo que señalar una de ellas, como profesional de la enseñanza, debo decir que fue su política en el campo de la educación. La Ley Orgánica General del Sistema Educativo, conocida como la LOGSE, fue la ley más sectaria e ideológica que jamás haya conocido España. En nombre de no sé qué extraña interpretación de la igualdad y de la justicia social se decidió que todos los individuos debían saber lo mismo, condenando a la ignorancia a una generación entera.

Pero es más, en el año 2004 los socialistas de Zapatero tuvieron la oportunidad de reconocer lo que ya todo el mundo sabía, que ese modelo igualitario impuesto en España era un fracaso. Pero su sectarismo fue tal que retiraron la Ley de Calidad del Partido Popular para implantar otra suya, la LOE. Una Ley que, por un lado, obligará a los profesores a aprobar a los alumnos "como sea" con tal de evitar las impresentables cifras del llamado fracaso escolar que su LOGSE está dejando en España; y que, por otro, impondrá una asignatura cuyo objetivo fundamental no es formar ciudadanos críticos, sino "zapateritos" preocupados por el cambio climático y la alianza de civilizaciones, es decir, feligreses obedientes y receptivos a una doctrina partidista.

¿Acaso no se da cuenta Savater de la responsabilidad que tiene la izquierda en la educación nacional socialista que desde hace 25 años están recibiendo los niños y jóvenes vascos? ¿No sabe Savater que Esperanza Aguirre, cuando fue ministra de Educación, sufrió la persecución más dura y absurda que haya visto yo sufrir a un político por parte de los nacionalistas y pedagogos, sólo por tratar de que la cordura volviera a la educación española? ¿No quiere enterarse Savater de que la izquierda de este país considera fascista a quien dice que un niño debe aprender a leer, escribir y hacer cuentas o a quien cree que los alumnos deben respetar a sus profesores?

Créame señor Savater, si yo en 1996 decidí, por primera vez, votar al Partido Popular fue, entre otras cosas, porque mi conciencia me exigía castigar a un partido, el PSOE, que prefería borreguitos serviles a ciudadanos instruidos y porque quería colaborar, al menos con mi voto, a que ese partido dejara de una vez de organizar la educación en España. Y créame también si le digo que voté con sensación de angustia, porque abandonar la tribu progresista no es cosa fácil, sobre todo cuando abandonarla exige reconocer que la derecha es la que defiende los valores en los que uno realmente cree, como la verdad, la lealtad, la generosidad, la responsabilidad o la libertad.

Alí Babá y los 40 maricones
Educar en valores socialistas
Álvaro Vermoet Hidalgo Libertad Digital 24 Mayo 2007

Lo más preocupante de la guía didáctica del Ministerio de Educación sobre la que ha alertado Libertad Digital es que confirma lo que es para la izquierda "educar en valores": tratar de cambiar la sociedad desde el Estado a través del monopolio estatal de la educación moral. Esta idea rousseauniana supone despreciar y violar los derechos de los padres en relación a la formación moral de sus hijos.

Desde las Cortes de Cádiz, los liberales españoles siempre han defendido el fundamental papel de la instrucción pública como herramienta de movilidad social, y ello exige que ésta proporcione una formación cultural que haga más libres a quienes la reciben. Pero la izquierda no pretende que la escuela favorezca la movilidad y la libertad individual y, por eso, no está interesada en la instrucción sino en la "educación en valores". Eso explica que, a pesar del altísimo fracaso escolar que hay en España, la única medida adoptada por Zapatero haya sido la Educación para la Ciudadanía, impidiendo la entrada en vigor de esas medidas aprobadas en la Ley de Calidad que incentivaban el esfuerzo, la exigencia y la disciplina.

Si el objetivo del Gobierno fuera acabar con la analfabetización política, hubiera creado una asignatura de introducción al Derecho español como propuso UDE. Si el objetivo fuera favorecer la reciprocidad entre derechos y obligaciones o impulsar el patriotismo constitucional, hubieran propuesto actividades de voluntariado como también hizo UDE. Pero el fin de la "educación en valores" es deslegitimar desde la escuela las convicciones de media España, de la media España que no les vota, que es lo que ya hace el nacionalismo a través de la lengua y de la manipulación política de los planes de estudio. Y como ese es el objetivo, por mal que funcione la escuela pública siguen perdiendo peso las matemáticas o la lengua frente a nuevas asignaturas repletas de ecologismo, pacifismo, feminismo, anti-liberalismo, interculturalidad, ciudadanía global y demás etiquetas del socialismo post-soviético.

Es cierto que el ministerio sólo ha recomendado el uso de materiales pornográficos a los profesores, pero no debe olvidarse que miles de familias, precisamente donde gobierna el PSOE y donde peor funciona la escuela pública, no pueden elegir el tipo de centro educativo que quieren para sus hijos y que, por tanto, la escuela pública debe limitarse a la transmisión de conocimientos dentro de la neutralidad ideológica, que es su razón de ser: dar a quienes menos tienen una oportunidad de salir adelante. Hace falta que la escuela recupere su función principal, librándose de la influencia de los políticos anti-liberales que pretenden usarla para perpetuar el pensamiento único, y eso sólo se conseguirá dando a los padres verdadera libertad para elegir, es decir, a través del cheque escolar.

Álvaro Vermoet Hidalgo es presidente de la Unión Democrática de Estudiantes y consejero del Consejo Escolar del Estado y del Consejo Escolar de la Comunidad de Madrid.

SUMARIO FRANCÉS CONTRA EL 'IMPUESTO REVOLUCIONARIO'
ETA recurrió a secuestros exprés para cobrar a empresarios navarros
La banda obtuvo 700.000 euros en 2002 al emplear este método con tres industriales navarros La justicia gala utiliza los papeles de 'Susper' para procesar por primera vez por extorsión a dos ex dirigentes etarras
FERNANDO ITURRIBARRÍA/CORRESPONSAL. PARÍS El Correo 24 Mayo 2007

Contabilidad de la tesorería general de ETA intervenida por la Policía gala en Francia revela que el aparato de extorsión, denominado 'Gezi' en clave interna, ha puesto en práctica un nuevo sistema recaudatorio bajo el nombre de secuestro exprés consistente en retener durante una horas a un empresario y obligarle a firmar un pagaré bajo amenazas. Los archivos confiscados a finales de 2002 en Tarbes (suroeste) a Ibon Fernández Iradi, 'Susper', testimonian que 'Gezi' obtuvo una suma global de 700.000 euros durante el trimestre de ese año en que el entramado de cobro del 'impuesto revolucionario' estuvo bajo la presunta resposabilidad del citado supuesto ex dirigente del aparato militar.

En los papeles de 'Susper' figuran tres víctimas del expeditivo procedimiento de chantaje del que no existe constancia pública de denuncias oficiales en España. Se trata de tres empresarios navarros a quienes los cobradores eligieron como objetivos de sus recordatorios personalizados de las deudas contraidas en concepto de 'impuesto revolucionario'. A S.A.G, un chatarrero, le reclamaron 300.000 euros; a J.M.G.M, un industrial, le pidieron otro tanto; y a M.P.S, otro industrial, le exigían 210.000 euros.

Los especialistas antiterroristas franceses subrayan que el nuevo modo operatorio sustituye a los secuestros convencionales de móvil económico que requieren una logística importante y presentan riesgos elevados para los activistas encargados de vigilar al cautivo -el último fue el de Cosme Delclaux, liberado el 1 de julio de 1997, el mismo día que Ortega Lara-. Durante la retención momentánea en el monte o un lugar despoblado, la víctima se ve forzada a firmar un reconocimiento de deuda con ETA y es informada de las modalidades de saldarla, así como de las represalias en caso de impago.

El secuestro exprés es una de las evidencias que maneja la Justicia francesa para procesar, por primera vez, a dos presuntos ex dirigentes de ETA por el delito de extorsión de fondos en banda organizada con fines terroristas, delito penado con un máximo de 30 años de prisión. Esta inédita doble imputación, en dos sumarios diferentes, obedece al descubrimiento de pruebas documentales sobre el cobro en Francia del 'impuesto revolucionario' a empresarios españoles, cuyos datos han sido transmitidos a la Audiencia Nacional. La juez antiterrorista Laurence Le Vert ha dictado autos de apertura de juicio oral, aún sin fecha, ante un tribunal especial de París por estos y otros hechos contra 'Susper' y contra Iñaki Esparza Luri, 'Ana', supuestos ex jefes de los aparatos militar y logístico.

Hasta la fecha los juzgados antiterroristas franceses, centralizados en París, sólo habían llegado a la imputación de receptación de fondos producto de la extorsión por hallazgos de elevadas sumas de dinero en metálico en algún zulo de ETA. Pero los magistrados especializados no habían dado el paso de procesar por extorsión activa pese a ser de dominio público que la recaudación del 'impuesto revolucionario' se realiza mayoritariamente en Francia.

Detenidos en Las Landas
El salto cualitativo en la máquina represiva está motivado por la acumulación de evidencias en operaciones practicadas en los últimos tiempos. Un claro ejemplo se produjo el 10 de enero de 2003 cuando fueron interceptados en Las Landas tres presuntos cobradores en posesión de 72.000 euros que acababan de recibir de un industrial del sector naval, caso aún en instrucción.

Entre los sumarios ya cerrados, 'Susper' inaugura la nueva dinámica con su imputación por 16 expedientes de extorsión a otras tantas empresas por un importe total superior a los cuatro millones de euros. Las fichas correspondientes se encontraban en los archivos que le fueron intervenidos en Tarbes (suroeste de Francia) el 19 de diciembre de 2002. Entre un centenar de casos, la acusación sólo ha retenido las operaciones imputables al presunto mandato de Fernández Iradi durante el otoño de aquel año.

Todas las inculpaciones son por haber «obtenido o intentado obtener mediante violencia, amenazas de violencias o coacción la entrega de fondos» en suelo francés entre finales de setiembre y el 19 de diciembre de 2002. Esta formulación no despeja la duda acerca de si los afectados cedieron al chantaje, cuestión que deberá resolver en Madrid el Juzgado Central de Instrucción número 5, que tiene incoado por los hechos de su competencia el sumario 431/05, declarado secreto.

La ambigüedad no existe en el sumario de Esparza. Al presunto jefe logístico, desde setiembre de 2001 hasta su arresto en Las Landas en abril de 2004, se le atribuyen dos operaciones consumadas por una suma global de 42.000 euros. El propietario de un garaje guipuzcoano le hizo llegar 30.000 euros y unos constructores vizcaínos le aportaon 12.000, con otros 24.000 pendientes de pago.

Respecto a estos últimos, 'Gezi' explicaba a 'Ana' en una carta que tenían que haber pagado una suma mínima de 18.000 euros, y no 12.000, para evitar represalias. Esta 'confusión' motivaba al remitente una reflexión alusiva al refrán 'el cliente siempre tiene razón'. En ETA, escribía, «el que recibe el dinero siempre tiene razón y el que paga se hace el remolón».

En los registros policiales también se halló el recibo del pago de los 30.000 euros para que 'Ana' lo hiciera llegar al interesado, en prueba de que su contribución a la financiación de ETA había sido recibida en su totalidad y pudiera presentarlo «en caso de necesidad». En esta caso, el tesorero precisaba que el extorsionado pagó toda la suma sin rechistar porque uno de sus amigos había sido asesinado y estaba «acojonado».

REITERA QUE NO SE INTEGRARÁ EN EL NUEVO PARTIDO DE SAVATER
Gotzone Mora pide el voto para el PP en toda España porque estas elecciones "no son normales"
La todavía edil del PSE en Guecho, Gotzone Mora, pidió este jueves el voto para el PP en toda España por considerar que estas elecciones autonómicas y municipales no son "normales", sino que "suponen un referéndum" para "avalar" o no la política del Gobierno de "mano tendida" hacia ETA y el nacionalismo radical. Además, reiteró que no entrará en el nuevo partido que planifican Fernando Savater y Rosa Díez, por considerar que "hay suficiente pluralidad" en el espectro político y porque "es el momento de pensar en España". Este jueves, los proetarras colocaron un artefacto en el coche de un candidato del PSE en Zarauz.
Agencias Libertad Digital 24 Mayo 2007

Mora efectuó estas declaraciones en una rueda de prensa celebrada en la localidad pacense de Almendralejo, en la que le acompañó el candidato popular a la presidencia de la Junta de Extremadura, Carlos Floriano. En su intervención, dijo ser consciente de que con esta decisión se ha "suicidado políticamente", si bien a preguntas de los periodistas aclaró que nunca abandonará el PSOE, ni en el "caso" de que la expulsaran. "Soy socialista pero no rodríguezapaterista", apostilló.

La también profesora de la Universidad del País Vasco pidió especialmente el voto para el PP en Extremadura y Andalucía, al sostener que el pensamiento de izquierdas es favorable a la "alternancia", y por las muestras de solidaridad recibidas por las personas que sufren el acoso de los radicales en el País Vasco desde estas dos regiones.

"Estas comunidades son las que nos han mostrado la solidaridad más abierta y continua a lo largo de estos tres años donde las cosas han ido poco a poco pero cada vez más a peor", explicó Mora, quien, respecto a la presión que supone vivir en la comunidad vasca, añadió: "matar se mata de muchas formas; las enfermedades graves, los suicidios, se están incrementando allí como no había ocurrido nunca, curiosamente más en nuestro lado que en el de ellos".

Gotzone Mora, concejala hasta ahora en el municipio vizcaíno de Guecho, precisó que incluso no se ha presentado a estas elecciones por no "darle ni un solo voto" al PSOE a través de aquellos que pudieran votarlo por su presencia en la lista. "Y quiero, igual que Azaña, que por encima del Partido Socialista o de cualquier partido, todos nosotros consideremos que está España y la ciudadanía española, y por eso estoy aquí para defender, como ustedes ven, la alternancia", indicó Mora

De este modo, reiteraba que no entrará en el nuevo partido que planifican Fernando Savater y Rosa Díez, por considerar que "hay suficiente pluralidad" en el espectro político y porque "es el momento de pensar en España". "No es el momento de pensar en nuestra singularidad, en nuestro problema personal, sino que es el momento de pensar en la ciudadanía a nivel colectivo, es el momento de pensar en España, y pensar en España es ser generosos, y ser generosos no es buscar nuestra salida personal", manifestó.

Aumento del terrorismo callejero
Así mismo alertó sobre la situación en las calles del País Vasco, en las que, aseguró, "el incremento de la kale borroka en las últimas cuatro semanas es impresionante". Explicó que hace unas tres semanas su hermana recibió en plena calle, a manos de tres jóvenes, una paliza que le supuso la pérdida de cuero cabelludo. También subrayó que durante la madrugada desconocidos amontonan bolsas de basura en la puerta de su casa y que sus hijos han tenido que irse fuera porque ETA "decía que si no podía con la madre igual si mataba a algunos de los hijos hacía que la madre terminara en el psiquiátrico y con eso se terminaba el símbolo".

También se refirió a agresiones ocurridas en las dependencias de la Universidad del País Vasco, como el bloqueo de la cerradura y la rotura de cristales en la puerta de un aula en la que su marido estaba dando clases o la suelta de "gases tóxicos" que obligó a un rápido desalojo y al rescate de dos alumnos que se desplazan en silla de ruedas y habían quedado dentro de una clase.

"Olvidados" por el Gobierno
"Por parte del Gobierno de la Nación y de los dirigentes socialistas se ha decidido olvidar a quienes estamos resistiendo a la barbarie terrorista en el País Vasco", lamentó Mora, quien explicó que por tal motivo está apoyando a las candidaturas del PP en Extremadura y Andalucía, tanto a nivel local como regional, porque son las dos regiones en las que a los que están en su situación, "por encima de las siglas", se les ha ofrecido siempre "cama" y "comida".

"El señor De Juana Chaos es mejor cuidado que cualquiera de nosotros", añadió Mora, quien subrayó que los coches que se facilitan a quienes como ella necesitan viajar con escolta "se están cayendo", algunos con más de 300.000 kilómetros de uso. "Mientras que el señor De Juana tiene un coche nuevo a su disposición", precisó, quien también aseguró que sus escoltas se ven obligados a usar sus móviles personales porque los que le facilitan "desde Interior empiezan a no funcionar" y no se los reponen.

A preguntas de los periodistas, insistió en que no se ha planteado "en ningún momento" dejar de pertenecer al PSOE. "Soy hija de socialista, mi padre estuvo en un campo de concentración, estuvo condenado a muerte, es lo que he vivido en mi familia, y voy a seguir siendo socialista aun en el caso de que echaran del partido", sentenció.

Tudela, ni rastro de Batasuna
Carmen Gurruchaga La Razón 24 Mayo 2007

Tudela- La Ribera Navarra es, según la Ley Foral, la zona no vascófona de la Comunidad Foral en la que tradicionalmente triunfa uno de los dos partidos constitucionalistas. La capital de la Ribera es Tudela, la segunda en importancia de la Comunidad. Desde hace más de 10 años gobierna UPN y, en las dos últimas legislaturas, con mayoría absoluta de 12 concejales sobre 21. Los socialistas tienen cinco y Batzarre e IU, dos cada uno.

La Ribera se halla en el sur del Viejo Reino, colindante con Aragón, y exhibe una orografía llana, que nada tiene que ver con la zona montañosa del norte, próxima a la comunidad vasca. Su nombre se debe al hecho de ser ribererña del Ebro. La presencia de este río y sus afluentes convierte a La Ribera en un verdadero vergel, de gran tradición hortícola, con la salvedad del paisaje semidesértico de las Bárdenas Reales.

No obstante, contrariamente a lo que desde lejos pueda hacer creer la fama de sus verduras, su economía se basa en la Industria que, tras el sector servicios, es la principal fuente de empleo. Existe mucha pequeña industria, propiedad de empresarios de la localidad, de forma que si un sector entra en crisis, «no nos hundimos», comenta el alcalde Luis Casado, de UPN.

Luterano
El PP tiene mayoría absoluta desde 1995, una superioridad que se la arrebató al PSN, después de que este partido tuviera problemas internos por la corrupción urbanística que protagonizó el fin de los gobiernos de Urralburi en la Comunidad Foral. El líder socialista luterano de aquellos tiempos, José Antonio Pérezsala, no quiso asumir las órdenes que le llegaban desde Pamplona respecto a la recalificación de terrenos y que él consideraba contrarias a los intereses de su ciudad. La consecuencia fue que disolvió la agrupación y el PSN de la localidad se dividió. Corría el año 1995 y fue en esas circunstancias cuando la derecha navarra, con el apoyo de dos concejales independientes, antiguos militantes socialistas, se hizo con la alcaldía.

Los problemas actuales de Tudela son los de cualquier otra ciudad de 33.000 habitantes, con un 14% de inmigración empadronada para tener derecho a la Sanidad y a la Educación. La torre de Babel que convive sin problema alguno en la capital de La Ribera tiene un antecedente de siglos en la larga coexistencia habida sin contrariedades entre cristianos, musulmanes y judíos. Actualmente se relacionan social y laboralmente los habitantes autóctonos con colonias de magrebíes que trabajan en la agricultura y en la construcción y grupos de procedencia iberoamericana que se dedican al sector servicios.

En Tudela no hay lista de ANV y se nota. No se percibe la crispación que genera el grupo afín a ETA en otras localidades en las que sí se presenta. En Tudela, la normalidad no se ve alterada y las paredes del pueblo tampoco están empapeladas con carteles del partido testaferro de Batasuna. El día a día y la batalla electoral no se ven enfangadas ni conceptual ni estéticamente.

En cambio, sí se presenta Nafarroa Bai con Milagros Rubio de Batzarre como cabeza de lista. Esta mujer goza de una magnífica imagen entre sus convecinos, hasta el punto de que todos reconocen que tiene 1.700 votos propios. En 1999 abandonó EH porque esta coalición no condenó la violencia, tras la ruptura de la tregua de ETA de aquel año. «Gracias a ella, las opciones más radicales no han tomado fuerza en Tudela, y esto es algo que debería ser valorado y estudiado», señaló el alcalde de UPN.

En otras poblaciones navarras como Tafalla, Estella, Burlada o Sangüesa, los socialistas gobiernan con los nacionalistas, lo que ha influido en la penetración del euskera en la zona. La población mayor de 16 años que habla esta lengua en La Ribera ronda el 5%. Algunas teorías afirman que se perdió en la época romana, en la que el latín se impuso. Hoy en día, las ikastolas que existen en algunas poblaciones ribereñas como Tafalla, Lodosa o Fontellas tratan de introducir este idioma entre la población infantil. En Tudela existe el movimiento asociativo Tuterako Euskaltzaleak (amigos del euskera de Tudela), que también se ocupa de la enseñanza de la lengua de Aitor.

Colocan un artefacto explosivo bajo el coche de un candidato socialista al Ayuntamiento de Getaria y miembro de Gesto por la Paz
Agencias El Confidencial 24 Mayo 2007

Aumenta la escalada de amenazas contra los partidos democráticos. Un artefacto de fabricación casera ha sido colocado bajo el vehículo particular de un candidato socialista al Ayuntamiento de Getaria (Guipúzcoa) José Antonio Elola, que estaba estacionado en una calle de la vecina localidad de Zarautz. El aparato explosivo falló y no llegó a explotar, por lo que no causó daños en el turismo.

Según precisó el departamento vasco de Interior, el ataque se produjo hacia las 10.40 horas en la calle Mintegi de Zarautz, donde estaba aparcado el vehículo de José Antonio Elola, más conocido como Joseba, cerca de la ikastola en la que es profesor, informa Efe.

El artefacto no explotó como estaba previsto, por lo que apenas se escuchó ruido alguno y simplemente salió humo de los bajos del turismo, lo que motivó que una persona alertara a la Policía vasca de lo ocurrido y se temió una explosión. A la espera de la investigación que llevan a cabo artificieros de la Ertzaintza, el artefacto casero podría estar compuesto por aerosoles y papeles y sería similar a los utilizados en otros actos de violencia callejera.

Josean Elola figura como número 2 en la lista del PSE/EE de Getaria, fue también candidato socialista por Zarautz en las pasadas elecciones municipales, localidad en la que reside, y es hermano del portavoz de este partido en este último municipio, Patxi Elola. Tanto Josean como Patxi Elola son miembros activos de Gesto por la Paz, cuyos integrantes han sido víctimas de la persecución de los violentos en Zarautz en numerosas ocasiones.

Fuentes de la Guardia Municipal precisaron que la calle Mintegi, se encuentra a unos 500 metros del centro de Zarautz y no es muy frecuentada a la hora en la que se produjo el ataque. José Antonio Elola aparcó su coche en este lugar, que está situado a unos 300 metros de la ikastola en la que trabaja, ubicada en una calle paralela.

La zona se encuentra todavía acordonada por la Ertzaintza, cuyos artificieros tratan de determinar con exactitud la composición del artefacto casero. Fuentes del PSE/EE aseguraron que ésta es la primera vez que se produce un ataque de violencia callejera contra Joseba Elola.

Su hermano Patxi recordó a Efe que él ha sido víctima de varios ataques por parte de los violentos, uno de ellos en octubre de 1999, "en plena tregua", según comentó, cuando le quemaron su furgoneta, un almacén y maquinaria, y posteriormente también ha sufrido amenazas y han aparecido pintadas en su contra.

La alcaldesa de Zarautz, Maite Etxaniz (EA), ha convocado a las 13.30 horas una junta de portavoces en el consistorio para analizar este ataque.

Salvador Ulayar, Portavoz de la AVT en Navarra
«Zabaleta es autor de la banda sonora de la justificación política del asesinato»
Por Alfonso Goñi Reportero Digital Navarra

¿Qué siente una víctima cuando ve al asesino cenando tranquilamente en un restaurante?
El problema no es verlo cenar. El problema es que se suele conducir con la chulería propia del miserable que no se lo pensó dos veces cuando disparó a un hombre indefenso en presencia de su hijo de trece años. Alguien que actúa como si ningún reproche se mereciera, sin vergüenza alguna por aquella monstruosidad.

¿En algún momento ha mostrado el mínimo signo de arrepentimiento?
En absoluto. Siempre se ha mostrado chulesco y desafiante en los encuentros que hemos tenido los tres hermanos con él. Su actitud le reduce a un despojo humano.

¿De qué trabaja ahora mismo el asesino?
Redimió muchos días de pena por esos títulos que tan alegremente han repartido en la Universidad del País Vasco a los etarras. Es una estafa y una burla al sistema democrático y a las víctimas. Ahí le ven, junto a Gonzalo Boye, otro individuo que cumplió 10 años de cárcel por el secuestro de Emiliano Revilla y del que tampoco se conoce signo alguno de arrepentimiento, muy al contrario. Ambos colaboran en el despacho de Patxi Zabaleta, ese siniestro fundador de HB que se fue de Batasuna un minuto antes de que la ilegalizaran; su único argumento para fundar Aralar fue que la "violencia" ya no era útil para sus objetivos.

¿Le veremos en el Gobierno si Zabaleta pacta con el PSN?
Nafarroa Bai (la unión de Aralar, EA, PNV y Batzarre) se haría con parcelas de poder sólo si el PSN comete la indecencia de pactar con este personaje siniestro. Le recuerdo al señor Puras que el ayuntamiento de Echarri-Aranaz, con ediles de HB EA y PNV nombró hijo predilecto del pueblo a Vicente Nazábal. Entonces Zabaleta estaba dentro de HB. De prosperar un pacto entre PSN y NA-BAI, el asesino Nazábal bien podría ser llevado a un puesto, de mayor o menor rango, de la mano de Zabaleta y la sonrisa “Profident” de la señora Barkos. Recordemos a Ternera en la Comisión de Derechos Humanos del Parlamento Vasco. Una canallada.

¿Actuará Zabaleta de diferente manera en Nafarroa Bai que en HB?
Detrás de Zabaleta sigue estando Zabaleta: azote de las víctimas, autor de la banda sonora de la justificación política del asesinato de nuestros familiares. A Zabaleta le pasa como a Nazábal, que no se arrepiente de su pasado. En un reciente acto de NA-BAI criticó el Monumento a las Víctimas del Terrorismo que se inauguró recientemente en Pamplona. Aunque estaba invitado, lógicamente no apareció. Me pregunto si Zabaleta estará molesto por alguna carencia del conjunto escultórico. En él se representa a un padre que cae asesinado ante la mirada de su hijo. ¿Qué podrá faltar? Claro, puede que eche de menos la figura asesina de su compañero de despacho Nazábal, parado con las piernas abiertas, empuñando con ambas manos aquella pistola negra mate de 1979, descerrajando cinco tiros a un hombre que se decía vasco, navarro y español: Jesús Ulayar Liciaga. Debe de ser ese el enfado de Zabaleta y NA-BAI.

Biografía
* Salvador Ulayar nació en Pamplona hace 41 años.
* Su padre Jesús fue asesinado por ETA a las puertas de su casa en Echarri Aranaz.
* Cuando en 1996 salió de la cárcel el etarra fue nombrado “hijo predilecto” del pueblo.
* Salvador ejerce en estos momentos como delegado de la AVT en Navarra.

Pilar Elías, concejal del PP en Aizkoitia
«Desde que Zapatero se ha vendido a ETA estamos peor, pero no nos rendiremos»
Miguel Pato Periodista Digital 24 Mayo 2007

En las pequeñas pedanías de País Vasco, roza el surrealismo el modo en el que los candidatos de los partidos nacionalistas están obligados a desempeñar la campaña electoral.

Pilar Elías, que se presenta por cuarta vez para revalidad su concejalía en Azkoitia, relata cómo la campaña por el PP la hacen dos personas mientras hacen la compra.

Dígame usted si una campaña con dos personas es democracia.
Sí que tenemos simpatizantes pero no lo dicen abiertamente. Si lo hacen entran en la lista negra.

La situación que se vive en aquella región en vísperas de las elecciones, subraya Pilar, es culpa de Zapatero. Antes de la negociación, explica, las cosas estaban medianamente tranquilas.

Pero desde que Zapatero se ha vendido a ETA estamos peor, pero no nos rendiremos.

La campaña electoral que desempeñan en su pueblo, donde Pilar es concejal, la define como “clandestina”.

Nadie se puede acercar a nosotros porque entra en la lista negra. La gente tiene mucho miedo.

Lo que más entristece a Pilar es que tras la impugnación de la mitad de las listas de ANV los batasunos se han crecido más todavía y sentencia que Los batasunos volverán a los ayuntamientos.

A pesar de este y otros reveses, Pilar Elías asegura que “nunca jamás ha pensado en abandonar” y confiesa, a la vez que desafía, que cada día está más fuerte.

La vista de Rajoy es un apoyo moral que nos fortalece.

Biografía
* Nació el 10 de octubre de 1942 en Azkoitia (País Vasco).
* En 1980 ETA asesinó a su marido, Ramón Baglietto.
* Concejal del Partido Popular en Azkoitia.

Denuncia que radicales rompieron el cristal de la puerta de su aula en la UPV
M. F. V./BILBAO El Correo 24 Mayo 2007

Un profesor de la UPV ha denunciado en una comisaría de Policía de Bilbao el altercado protagonizado por un grupo de jóvenes radicales en el campus de Leioa el pasado 17 de mayo, que llegaron a romper el cristal de la puerta del aula en la que impartía clase. El docente, Victor Urruela, es marido de Gotzone Mora, catedrática de la UPV y concejal socialista en el Ayuntamiento de Getxo.

El incidente ocurrió en la Unidad de Relaciones Laborales. Según el relato de Urruela, entre 50 y 75 jóvenes llevaban a cabo una protesta -al parecer 'anti Bolonia'- a las puertas del aula en la que él impartía clase. Los manifestantes gritaban y hacían ruido con cacerolas. «Era imposible dar la clase», relata Urruela. El profesor se acercó para comprobar lo que ocurría. Cuando volvió a la tarima, el cristal de la puerta saltó en pedazos. «Los trozos de cristal cayeron dentro del aula. Podían haber alcanzado a algún alumno».

El profesor, que presentó su queja al vicerrector del campus, censura que la UPV «no tome medidas» ante estas acciones, «que ocurren a menudo en el recinto universitario». «Es preocupante que se ataque la libertad de las personas, se rompan instalaciones, se generen situaciones de tensión y la Universidad lo vea como algo normal», dice. El pasado día 9 el lanzamiento de un bote de humo obligó a desalojar a 300 alumnos de Ciencias Sociales y de la Comunicación durante una protesta de Ikasle Abertzaleak contra el proceso de Bolonia.
Recortes de Prensa   Página Inicial