AGLI

Recortes de Prensa     Martes 29 Mayo   2007

Alarma. certeza y decepción
POR HERMANN TERTSCH ABC 29 Mayo 2007

NO seamos ilusos. Los resultados podrían haber sido peores, pero esperanzadores lo son muy poco. Seamos francos todos aquellos que, sincera y abiertamente, creemos que la legislatura actual bajo el presidente del Gobierno socialista, José Luis Rodríguez Zapatero, es la más nefasta, en lo humano, en lo moral, en lo político y en lo cultural, que hemos vivido los españoles desde el final de la dictadura. Aunque estemos convencidos de que no existe determinismo histórico alguno. Y otorgando que incluso gente de su calidad puede hacer algo constructivo, eficaz y beneficioso para los españoles, de no estar tan enfrentada a sus limitaciones, miedos y miserias ideológicas y personales.

No a muchos humanos les está dado el saltar por encima de su propia sombra. Rodríguez Zapatero es probablemente de los menos capaces para ello, orgulloso prisionero de su sombra menor como pocos. Nadie le puede negar su buena voluntad al comienzo de su inesperada e inverosímil singladura por el poder. Y nadie hoy puede ya cabalmente defenderla a la vista de sus resultados nefastos para la convivencia de la sociedad que juró defender, y tan corrosiva como tóxica para las instituciones y el sano fluir de las relaciones humanas que crean industria, economía, urbanidad y sociedad propia.

Malo es que en momentos de angustia, zozobra y mudanza los españoles nos dejáramos voluntariamente encelar en esa su sombra triste, pobre y escasa. Y esa culpa no es suya. Pero dramático sería que tuviéramos que depender de su patética figura para fugarnos de esa umbría que amenaza con lanzarnos directamente a oscuridades que los españoles hemos combatido con éxito y desde luego no merecemos. Pero nadie crea tampoco que negarle en un domingo un par de votos a quien tanta loza ha roto es un gesto de dignidad definitivamente liberador. Ni mucho menos. Nadie piense que el daño que se le ha hecho al tejido social, político y emocional bajo esta tropa de flautistas más o menos convencidos, más o menos bribones, será reversible a corto plazo. De ahí que, ante los resultados habidos, sólo cabe humildad y mucha cautela por parte de quienes creemos que José Blanco, José Luis Rodríguez Zapatero, Cándido Conde Pumpido, el ministro Bermejo y tantos otros acabarán en un pie de página de la historia de España mezclados con otros protagonistas de esta triste fase que nos ha tocado vivir, como son José Ternera, José Luis Eguiguren, Patxi López, Pernando Barrena y demás.

No nos dejemos, por tanto, llevar por esos entusiasmos que a algunos puedan generar 160.000 votos de españoles con que el Partido Popular de don Mariano Rajoy supera ahora la cosecha del Rey Arturo de la Moncloa. Nada supone en realidad para el estado de las cosas y ante todo para la salubridad del Estado que la calle Ferraz contara el domingo con un estadio Santiago Bernabéu y medio menos de votos que la calle Génova a las diez de la noche. Nada importa en este sentido darle la razón a cualquier tucán mequetrefe que intenta intoxicar. Seamos claros y duros con nosotros mismos, porque mucho nos importa lo que hay en juego. No son unas decenas de miles de votos tornadizos o guadianos entre convocatorias electorales las que harán tornar una suerte de España que muchos creen haber logrado ya cambiar con artificios y transformaciones que ellos se prometen irreversibles, pero injustificables, tramposos, ilegales y torticeros. Navarra parece condenada, en el País Vasco el terror tiene ya financiación oficial y el resto de España comienza a ver cómo el clientelismo ideológico da más miedo que las películas de serie negra checoslovacas. No lean a Pawel Kohout si no quieren, pero esta es aún la hora de las especies más mentirosas.

Muchas cuestiones que esta malhadada legislatura ha inventado e impuesto para mayor gloria de apaños y trueques políticos grotescos de tontilocos sí son alarmantes y nos van a hacer daño a nosotros y a nuestros hijos y nietos. Frenarlas es mero patriotismo. En las reformas institucionales basta con hablar del egoísmo, del ventajismo y la cobardía, pero ante todo de esa mentira tan reiterada como insultante que nacionalistas e izquierdistas han convertido en el motor de parcelar la realidad, la pasada en la historia y la presente. El espectáculo de falacia y chantaje que nos han ofrecido esas fuerzas que —sólo por respeto a Ignacio Camacho aún no llamo, de absoluto acuerdo a su perfecta vocación, «nacional-socialistas»— nos ha convertido a los españoles, incluidos aquellos que dicen no serlo, en absolutos peleles de un mensaje mágico en la política que apuesta por todo y por ello se convierte en una aventura involucionista, liberticida y quién sabe si muy gravemente peligrosa para la integridad física de los españoles. Las aventuras del poeta Georg Trakl en Múnich o del misionero bolchevique Bela Kun en Budapest, o tantas otras que en el siglo veinte desafiaron al sentido común, se aliaron con lo peor posible, se entusiasmaron con el experimento social y anunciaron grandes dichas siempre a cambio de terribles sacrificios hacen honor a Zapatero y a toda la para nada sagrada alianza de oportunistas, izquierdistas «new age», cobardes, rampantes del negocio y la palabra y otros seres siniestros que quieren compensar sus abismales imperfecciones de carácter y proyecto con la rotundidad de sus objetivos. No les pasa otra cosa a los asesinos y sus corifeos en el País Vasco, deprimidos hasta el ingreso terapéutico hace cuatro años. Entonces todos buscaban trabajos en la empresa privada o la diputación. Hoy con Zapatero, pletóricos de derechos en una ANV tan procaz, han vuelto a la épica. Nadie desmiente nada ya. Los peores periodistas que han ayudado a Zapatero a difamar a quienes criticaban el proceso titulan ya, sin complejos, «Batasuna irrumpe». Ni se acuerdan de sus mentiras. Eso es falta de respeto.

Con tanta miseria de desparpajo militando en defensa del terror ventajista, puede que algunos todavía divaguen sobre lo que sufre Zapatero en dejar en manos de los terroristas las listas de los censos y el dinero atribuible. Pero lo peor es la mala fe, la percepción del enemigo equivocado, el odio gratuito de quienes se sienten seguros en el coqueteo del guerracivilismo. Y los socialistas en el País Vasco, pero también en Cataluña y en la calle Ferraz. Y tanto medio periodístico y firma decrépita que sólo ve enemigos en José María Aznar, un hombre al que volaron dentro de su coche esos chicos de la paz. No han dejado durante toda esta legislatura malhadada de pregonar esa mala fe que dirige su mirada de odio hacia quienes denuncian sus mentiras. Zapatero es su Arturo mágico. El fracaso perenne.

A costa siempre del prójimo. Nuestros enemigos reciben ánimos, expectativas, fuerzas, dinero o mesas del buen comer. Dice Arturo Alicia que «una de las cosas buenas de la democracia es que permite estar a todos contentos». No todos están tan contentos y sin haber perdido, como en su caso, una y otra vez las apuestas a la posteridad, eso sí, siempre con moneda ajena, de todos los españoles. No nos alegramos siquiera de que su partido haya sido humillado, y sus decenas de miles de militantes de Madrid sacrificados en su esfuerzo y dignidad. Es increíble que haya ahora gente en España que hable de Kirov, el jefe comunista de Leningrado. La hay. La subcultura socialista de Zapatero no sabe nada de Sergei Kirov ni de nada que no sean ocurrencias propias. Por eso creen que lo inventan todo. A partir de la misteriora muerte de Kirov el partido dejó de existir como órgano de debate. Cierto, un candidato propuesto por Stalin no habría pasado el ridículo de Miguel Sebastián. Visto el capítulo De Juana y el de Otegui, el nuevo de ANV y las conversaciones clandestinas con ETA, mi confianza en el Gran Timonel, presunto defensor de las instituciones del Reino de España, es muy escasa. Pero grande es mi decepción por el hecho de que los españoles no hayan respondido con la reacción que pudieran a quien juega con nuestra suerte, dignidad y seguridad —para arrinconarlo en el triste lugar de la historia que merece.

Navarra, tiempos sombríos
POR JON JUARISTI ABC 29 Mayo 2007

POR mucha prudencia que prometan ahora los dirigentes del PSOE, y a pesar del silencio críptico del secretario de los socialistas navarros, la suerte del Viejo Reino está ya decidida por el estado mayor de Rodríguez, como aclaró José Blanco en la noche electoral. «El PP ha perdido Navarra» quiere decir «gobernaremos con los nacionalistas». Ni más ni menos. No voy, por tanto, a extenderme en especulaciones acerca de una intención no ya posible sino declarada. Creo que es más urgente prever las consecuencias que la coalición social-nacionalista que se avecina tendrá en toda la región que llamaré —para qué evitar el término— vasconavarra.

Nafarroa Bai es un conglomerado independentista, no sólo nebulosamente soberanista. Su líder y más que probable presidente autonómico, Patxi Zabaleta, procede de Batasuna, pero, a mi juicio, esto no resulta determinante para entender el alcance de su futura designación. Fue de Batasuna, ya no lo es. Resultaría absurdo y estúpido reprochar a los socialistas que se aliaran con él alegando su pasada militancia en el movimiento de apoyo a ETA. Por el contrario, que Zabaleta haya tomado distancia del mismo le hace acreedor a una respetabilidad democrática, algo que nada tiene que ver con la simpatía o antipatía que pueda inspirar su pasado.

En cambio, su concepción de la relación de Navarra con España es del todo pertinente para la crítica de un acuerdo gubernamental del PSN con Nafarroa Bai, porque Zabaleta sostiene que Navarra es una colonia de España, lo que dista de ser, en su caso, una metáfora. Zabaleta se refiere abiertamente a Navarra como la más antigua colonia europea aún no emancipada. No es un planteamiento el suyo soberanista o confederal, como el del PNV, sino anticolonialista, como el de la ETA alucinada de los orígenes. Y, en ese planteamiento, España es el enemigo imperialista del que hay que desembarazarse.

El otro rasgo distintivo de Nafarroa Bai dentro de la familia nacionalista vasca es su navarrocentrismo, que, sin duda, le traerá problemas con el PNV en el futuro. Digamos, en términos muy generales, que así como el nacionalismo vasco ha pretendido siempre la anexión de Navarra a Euskadi, el nuevo nacionalismo navarrocéntrico preconiza la disolución de Euskadi en Navarra, siguiendo una argumentación historicista a la que Zabaleta y otros nacionalistas navarros son proclives. En síntesis, este nuevo nacionalismo apela, como fundamentación histórica de sus reclamaciones anticolonialistas, a la existencia de un estado navarro medieval que, en su momento de mayor expansión territorial —el reinado de Sancho el Mayor— habría incluído la Gascuña y las provincias vascas. En principio, tal historicismo no es privativo de los nacionalistas. Con mayor o menor grado de megalomanía puede encontrarse en casi todas las corrientes del navarrismo histórico, aunque, a efectos políticos, nunca ha tenido importancia en el seno del tradicionalismo o del liberalismo. Sin embargo, para el nuevo nacionalismo navarro, Euskadi es la Navarra doblemente irredenta (porque, además de soportar una opresión colonial, está separada del núcleo primigenio de la nación vasca o vascona). Todo esto suena a romanticismo periclitado, pero conviene darse una vuelta por la obra de Zabaleta para comprobar hasta qué punto constituye el núcleo de su proyecto político. En tal sentido, Nafarroa Bai se aparta de una tradición aranista, la del PNV, que fue exclusivamente vizcaína en sus orígenes y que no concibe una futura nación vasca soberana con el centro político desplazado hacia Navarra. El panvasquismo forma parte de la retórica del PNV, pero, en la práctica, Navarra es una patata demasiado caliente para el partido de Imaz, en el que los cuadros navarros forman una minoría exigua. El experimento de Garaicoechea —la promoción a lehendakari de un navarro navarrocentrista, al que no se le caía de la boca Sancho el Mayor— terminó catastróficamente en los años 1985 y 1986 con la expulsión de la ejecutiva navarra del partido y la creación de una comisión gestora. Desde entonces, el PNV no ha levantado cabeza en Navarra.

Con dos gobiernos nacionalistas con proyectos distintos en Vitoria y Pamplona, la negociación del modelo de integración territorial dará un papel decisivo a Batasuna (y a ETA), por encima incluso de Eusko Alkartasuna, que, si bien tiene un peso importante en el nacionalismo navarro, es minoritario en las provincias vascas respecto al PNV, su socio de gobierno, y no cabe suponer que llegue a enfrentarse con éste por la cuestión de la centralidad geopolítica de la Euskal Herría unificada y euscaldún. La iniciativa quedaría entonces en manos de Batasuna. Probablemente, la presencia institucional de Batasuna (ANV) en la Comunidad Autónoma Vasca permitiría a ETA relajar la actividad terrorista en las provincias para incrementarla en Navarra, fundamentalmente sobre las únicas fuerzas opuestas a la integración auspiciada por el nacionalismo étnico; es decir, UPN y CDN, contra las que se emplearía a fondo (ETA, sobra decirlo, nunca le ha hecho ascos al navarrocentrismo).
Contra el PNV es dudoso que se decidiera a emplear una violencia que rebasara los ataques vandálicos a batzokis, como ya hemos visto estos días —los atentados mortales contra nacionalistas romperían la comunidad política en ciernes—, pero los socialistas vascos y navarros se convertirían en objetivos del terrorismo si pusieran trabas al proceso independentista, además de abrir una crisis política que daría al traste con la coalición en Navarra.

La salida más inteligente para el PSN sería aceptar el pacto ofrecido por Miguel Sanz o negociar otra salida que hiciera posible la gobernabilidad de Navarra, bien por una coalición de UPN y CDN con acuerdos con los socialistas, bien por una Grossekoalition UPN-PSN, como la que ha propuesto a lo largo del último año Víctor Manuel Arbeloa. Pero, precisamente por ser la más inteligente y sensata, fue la primera que descartó, el domingo, ese genio de las finanzas metido a político que se llama José Blanco. Se acercan tiempos más sombríos todavía.

Navarra en Estella
EDITORIAL Libertad Digital 29 Mayo 2007

La infame realidad es que a los proetarras no les faltan motivos para sentirse "más fuertes que hace cuatro años", tal y como abiertamente ha reconocido este lunes el dirigente batasuno Pernando Barrena a la luz de los resultados cosechados por Acción Nacionalista Vasca.

Hace cuatro años, ciertamente, no sólo se cumplía una ley de partidos que dejaba fuera del juego democrático y de la subvención pública a los disfraces políticos de ETA, sino que también se respetaba, aparentemente, un Acuerdo por las Libertades y contra el Terrorismo por el que el Partido Popular y el Partido Socialista se habían comprometido a no alcanzar acuerdo político alguno con ninguna formación nacionalista que, aun teniendo amparo legal, no renunciara a las tesis soberanistas de Estella.

Hoy, por el contrario, lo que está sobre la mesa ya no es tanto si el PSOE se va a aliar con los separatistas para desbancar del gobierno navarro a UPN –partido más votado en la comunidad foral y firmante del pacto por las libertades–, sino si en los previsibles acuerdos de gobierno con los separatistas los socialistas van a incluir también a las nuevas siglas electorales de ETA, algo imprescindible para desbancar a UPN también del ayuntamiento de Pamplona.

Aunque José Blanco trate de tranquilizar a la opinión pública al afirmar categórico que los socialistas "en ningún caso vamos a participar de una mayoría en la que esté ANV", no deberíamos contribuir a su estrategia de insensibilización pasando por alto la nueva fractura del pacto antiterrorista que supondría, aun sin la participación de ANV, desbancar del gobierno foral al partido más votado, que es UPN, mediante un acuerdo con las formaciones separatistas que en su día suscribieron el Pacto de Estella y que integran Nafarroa Bai. Dicho previsible acuerdo no solo sería una nueva traición socialista al ya hace tiempo traicionado pacto por las libertades, sino especialmente para la libertad de Navarra, cuya "euskaldunización" es reclamada con tanto ardor por los miembros de Nafarroa Bai como puedan hacerlo los batasunos de ANV-ETA.

Por muchos que sean los votantes –incluso miembros– del Partido Socialista que en Navarra prefieran formar gobierno con UPN, un acuerdo constitucionalista como este supondría una sorprendente contradicción con lo que ha sido la trayectoria de los socialistas desde que Zapatero decapitara políticamente a Redondo Terreros. Una contradicción que ahora, además, haría saltar por los aires ese "proceso" colaboracionista que, a día de hoy y por muchos que sean los reproches mutuos, sigue teniendo a ETA y al Gobierno del 14-M de coprotagonistas.

Por mucho que los batasunos no agradezcan ni agradecerán nunca a Zapatero "el sentirse hoy más fuertes que hace cuatro años", la verdad es que, gracias a la negativa fiscal y gubernamental de someter a juicio del Tribunal Supremo la ilegalización de ANV, los proetarras van a volver a tener acceso a una información y unos recursos que se cifran en 110.901,86 euros por sus 437 ediles, a los que podría sumar hasta un máximo de 50.000 euros en concepto de ayuda por voto.

Por indignante que sea, no hay que sorprenderse que el batasuno Parrena se permita, además, amenazar a los ediles de todos los partidos a que no tomen posesión de "cargos que no le corresponden", en los municipios en los que las listas de ANV fueran anuladas. Por lo visto no es bastante con los ingresos públicos a los que va a volver a tener acceso ETA; no piensan renunciar al impuesto revolucionario.

Y todo gracias a un Gobierno que, antes de volver a tener como socios a los que el propio PSOE tuvo en el pacto por las libertades, prefiere a los firmantes de un pacto involucionista que, no por nada, los separatistas vascos celebraron en la localidad navarra de Estella.

Esto tiene buena pinta
POR M. MARTÍN FERRAND 29 Mayo 2007

ANTEAYER, ya avanzado el recuento de los votos emitidos en la jornada, el secretario de organización del PSOE, José Blanco, se asomó a las televisiones para decirnos con autoridad y desparpajo: «Esto tiene muy buena pinta». No aclaró para quién, con lo cual su media verónica pudo entrar en las antologías de lo anfibológico. Los más ancianos del lugar no recordaban cosa parecida desde que Pío Cabanillas —el político, no el relaciones públicas—, con ocasión de una de las confrontaciones parlamentarias que vivió con UCD, nos dijera: «Hemos ganado, pero todavía no sabemos quiénes». Las diferencias entre lo uno y lo otro son, meramente, las que van de Palas del Rei a Pontevedra, cunas respectivas del todavía aspirante a prócer y de quien lo fue varias veces y por distintos méritos.

Esto, en verdad, tiene buena pinta. Sin entrar en la fiebre comparativa que trata de discernir cuál de los dos grandes partidos nacionales «ganó» las elecciones del domingo, para lo que hay que ciscarse en las propiedades de la suma, me atrevo a afirmar que, salvo lo que a Navarra respecta y al margen de que ETA haya vuelto a las instituciones —y a la teta del Presupuesto—, los resultados son benéficos para la Nación, que es lo que debiera importarles a los ganadores, sean quienes fueren, y nos interesa a los ciudadanos-electores-contribuyentes.

La disfrazada altanería de José Luis Rodríguez Zapatero, el hombre que usa la memoria de su abuelo mejor que la suya propia, ha recibido un serio varapalo que alcanza su mejor expresión en el fracaso de Miguel Sebastián, el gran capricho de su endiosamiento monclovita. Si el shock con la realidad no le ha mermado reflejos —si no ha perdido el instinto de conservación— adelantará las elecciones legislativas previstas para dentro de diez meses. Encontrará enfrente a un PP resucitado de su pesimismo anterior y a un Mariano Rajoy reforzado por los éxitos rotundos de, en Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón y Esperanza Aguirre y, en la Comunidad Valenciana, de Rita Barberá y Francisco Camps.

Esas elecciones, independientemente de su resultado, pueden ser la única medicina capaz de curar la enfermedad en curso que, atemperada por la buena marcha de la Economía, además de ser grave, resquebrajar la Constitución, reabrir el guerracivilismo ya olvidado, aventar tumbas y propagar rencores, tiene ensimismado al presidente del Gobierno en un «proceso de paz» que no es otra cosa que un pago a ETA, anticipado y a plazos, por una mercancía que ETA no tiene y que, de tenerla, no podría entregársela a su comprador sin hacerse previamente el haraquiri. Así que, insisto, esto tiene buena pinta. Mejor aún si Rajoy adelanta su Congreso de otoño al mes que viene y prescinde en él de todo lo que le sobra de la envenenada herencia que le dejó su predecesor. Tiene en las bases lo que le falta en la cumbre.

¡Que nooo, que no fué ETA, que noo!, pero... ¿por qué comete perjurio la policía?
Alejandro Campoy Periodista Digital 29 Mayo 2007

A los de Diegos y comparsas, a los Vocentos y Prisaicos, a los que tratan de mantener vivo a Zapo como sea: declaro solemne y taxativamente que les creo y presto mi más fiel juramento de fidelidad a sus tesis islamistas sobre la autoría del 11-M. ETA jamás tuvo nada que ver, ni Marruecos, ni ninguno de los protagonistas de eso que ustedes llaman conspiranoias. Dicho esto, deseo fervientemente que me contesten a una sola pregunta, ustedes que saben tanto y tienen tantísimas fuentes de información: ¿POR QUÉ COMETE PERJURIO LA POLICÍA?.

Porque eso y no otra cosa es lo que hizo ayer la ¿perita? ¿perito? ¿perit@? ¿perite? (si alguien puede ayudarme en este trance con el lenguaje estúpidamente correcto, lo haga por favor) jefe de los Tedax, que por la mañana apoyó la teoría de la contaminación para explicar la aparición de rastros de DNT en los restos de los explosivos, y por la tarde explicó con todo lujo de detalles la forma de almacenaje y custodia de esos mismos restos, y cómo era completamente imposible que se hubieran contaminado así.

(Inciso para cortos de entendimiento: que no ha sido ETA, que nooooo)

Por lo tanto, para los de Diegos y demás buitres de las audiencias y los OJDs, mi pregunta se formula en términos muy simples, simplísimos: si la perit(-) (añádase lo que proceda) declara por la mañana que el tren era rojo, y por la tarde declara que el tren era verde, en una de las dos ocasiones ha mentido, y por lo tanto el juez Gómez Bermúdez podría haberla imputado automáticamente como presunta autora de un delito de perjurio. Mi opinión es que debió haberlo hecho, a ver si los que faltan por declarar se lo piensan dos veces antes de venir a contarnos el cuento de caperucita roja a todos los españoles.

(Inciso para cortos de entendimiento: que no ha sido ETA, que nooooo)

Pero resulta que este no es el primer espectáculo demencial con el que nos han obsequiado nuestros policías a lo largo de este juicio, sino que es el último episodio de una serie tan descomunal de incompetencia, contradicciones, negligencias, ocultaciones y manipulaciones que aquí más que investigar quienes pudieron haber sido los autores intelectuales y materiales de los atentados, parece que hay que comenzar una purga y depuración de responsabilidades dentro de nuestras fuerzas de seguridad tan gigantesca que no alcanzamos a atisbar las dimensiones de la misma. Y que no venga ahora de Diego a llorar sobre la tumba de Torronteras, ni el tipejo de la GeSUPtapo amenazando con habitaciones cerradas.

(Inciso para cortos de entendimiento: que no ha sido ETA, que nooooo)

Por lo tanto, la cuestión de si son las redes de Al Quaeda, los marroquíes, los chinos, los tunecinos o los euskalherrikislamistas los responsables del crimen es algo que ahora no me interesa. Eso sí, para los que leen los artículos literalmente diré que por supuesto me gustaría saber quién mató a casi doscientas personas, claro está, pero algunos iluminados han prohibido esta pregunta y se enfurecen ante la misma hasta el extremo de sufrir convulsiones semiepilépticas y ataques de histeria, cuando no les alcanza alguna especie de síndrome pepiñesco que les invierte la percepción sensorial y les anula el juicio por completo.

(Inciso para cortos de entendimiento: que no ha sido ETA, que nooooo)

Lo único que me interesa ahora y me gustaría sacar en claro de todo este juicio es porqué sacrosanta razón nuestras fuerzas y cuerpos de seguridad llevan tres años mintiendo, ocultando, falsificando y manipulando pruebas, que es lo único que ha quedado meridianamente demostrado en lo que llevamos de juicio (abro paréntesis para hacer notar a los legos en proceso penal que ahora mismo no hay ninguna prueba inculpatoria definitiva sobre los encausados que demuestre su culpabilidad de forma inapelable, salvo en el caso del tráfico de explosivos de los asturianos). Si se consiguiera saber esto con total seguridad, el resto del hilo de la madeja se desenredaría por sí sólo. Pero por si acaso alguien todavía no se ha enterado de lo que no se trata en este artículo, terminaré recordando que no ha sido ETA, que nooooo

Navarra, el PSOE desmiente el pacto, luego habrá pacto con nacionalistas.
PAntonio Javier Vicente Gil Periodista Digital

Han repetido antes de la campaña, en la campaña y después de la campaña que el PSOE no pactaría con los nacionalistas para gobernar aquella comunidad autónoma, pero lo que nunca dijeron es que no harían los habituales esfuerzos que permitiesen la gobernación de ese territorio. Hoy El País da el dato irrefutable que confirma que Zapatero pagará a ETA el plazo que toca ahora, Navarra.

En El País aparece un artículo en cuyo titular nos dejan muy claro que en Navarra se hará lo que se la prometido a ETA hacer.

“El PSOE recela de pactar con los nacionalistas en Navarra y se lanza a la conquista de Baleares y Canarias

Blanco asegura que "diferencias antagónicas y de fondo" hacen "imposible" un acuerdo entre populares y socialistas”

La historia nos dice que siempre que los socialistas han recelado de algún proyecto de su Zapatero favorito al final han pasado todos por el aro y los recelos han servido de abono para llevar a la practica la cosa recelada, vean lo que pasó con el estatuto catalán del que recelaba desde Felipe González, a Bono, Guerra y un montón más que luego votaron a favor y se embaularon sus recelos.

Pero es que El País con su famosa técnica de titular en el titular que la pared esta pintada de azul y asegurar en el subtitulo que la pared está pintada de amarillo, vuelve hoy a decir que los socialistas rojos de izquierdas del PSOE comandados por Zapatero el muñidor de ETA recelan de pactar con los nacionalistas, y a continuación subtitulan que Blanco afirma que un acuerdo con los del PP es imposible de toda imposibilidad. O sea que en Navarra no van a pactar con el PP y recelan de los nacionalistas. Maravilloso.

En la hoja de ruta de Zapatero al infierno pactada con ETA figuran una serie de pagos aplazados que vencen cuando llega su fecha de vencimiento. Es llegada la fecha de vencimiento del pago titulado Navarra, y Zapatero será un inicuo traidor a España, pero hasta ahora ha demostrado que es un buen pagador a ETA. Así pues ahora toca entregar Navarra a ETA diciendo que todo es culpa de Aznar y del PP.
Enlace permanente 3 comentarios • Trackback (0)

Gano el PP pero...
Paco Sande Periodista Digital 29 Mayo 2007

Bien, otra vez lo mismo, hemos pasado unas elecciones, esta vez locales y en algunos sitios, también autonómicas y hemos vuelto al punto cero. Es decir, haces un hueco en tu día libre para ir a votar, pudiendo dedicar este tiempo a algo mas importante, como por ejemplo: tumbarte toda la mañana sin hacer nada, mientras miras tus películas antiguas de Santo el Enmascarado de Plata, Maciste el Coloso o alguna de Steve Reeves, y dejas todo eso y vas a votar, pensando que es tu derecho y tu deber de buen ciudadano el poner tu granito de arena para contribuir al buen gobierno de tu autonomía o tu alcaldía, y vas y depositas tu voto, mientras piensas, ya está, ahora que gane el que desee la mayoría. Y ya por la tarde, escuchando la radio del coche, te enteras de que ha ganado el partido político que tú habías votado y además ha ganado en un montón de sitios, peero… no va a gobernar ni en la mitad de ellos.

Y así es, estas elecciones las ha ganado el PP, pero los socialistas en una infumable alianza con los nacionalistas-separatistas y ayudados por una absurda ley electoral, que parece estar hecha expresamente para los amantes del tocomocho, les van despojar de mas de la mitad de ellos, y es que, como están las cosas en España en este momento, al PP no le es suficiente con ganar, si no que además tiene que ganarle a todos los demás juntos. Esto es como si el Real Madrid o el Barcelona tuviesen que jugar la liga contra todos los demás equipos españoles y los otros solo tuviesen que jugar contra ellos, demencial, ¡vamos! Y esto solo puede ocurrir en España.

Y aquí quiero ponerles como ejemplo lo que ha ocurrido aquí en Galicia.
De 315 ayuntamientos que tiene Galicia, el PP ha sido la fuerza más votada en 216, de estos, 152 con mayoría absoluta, -que será los que gobierne-, el PSOE en 74, 39 de mayoría absoluta y el BNG en 17, 8 de mayoría absoluta, -¡una fartura! Luego dicen que representa al pueblo, (Representan a o pobo) ¡hay que joderse!-. Y es que como se puede apreciar fácilmente el PP ha ganado por goleada, ha tenido un “landslide” que dicen los ingleses y sin embargo el PSOE gobernara en 110 y el BNG 32.

Y es que justo al momento siguiente de saberse los resultados comenzó el cambalache nacional, un vergonzante mercadillo del trueque en que se cambian dos alcaldías pequeñas por una mediana y tres medianas por una grande y cuándo el BNG termina su saldo y ya no le quedan mas alcaldías, entonces entran los puestos, -¿que me das por un concejal?, -¿y que te voy a dar?, un puesto para tu hermano en el ayuntamiento, -¿y aquí, por dos concejales?, -pues… urbanismo, -urbanismo no, que eso con lo de Marbella esta muy vigilado, que sean obras publicas y el tema de la lengua, que le quiero tocar los… moral a mis paisanos, poniendo todas las señalizaciones del pueblo en gallego normativo, (o sea de laboratorio) –obras publicas no, eso cuesta al menos tres concejales, -bien sea, pero también teniente alcalde ¿eh?, -bien pero no te metas mucho, no hagas como el Quintana que tiene eclipsado a Touriño. ¿Vale?, -vale. Y así es, más o menos, como va la cosa y es que viéndolo se le quitan las ganas de votar a cualquiera, y digo votar, no votar en blanco que esa es otra. He leído por ahí que los que votaron en blanco, número considerable que en muchos sitios aventajo a los votos obtenidos por IU, eran gente descontenta con nuestra política y políticos, nada mas lejos de la verdad, los que votan en blanco suelen ser, por regla general, radicales, radicales de derechas que creen que Rajoy no es duro bastante, radicales de izquierdas que dicen lo mismo de Zapatero y que creen que éste debería mirar mas hacia los comunistas, y por nacionalistas que no aceptan que se vote para algo que no sea la independencia de sus utópicos paisitos.

Y es que en realidad aquel que ya se ha hartado de nuestra política de “monopoly”, pasan ampliamente de ir a votar.
Y eso es lo que yo voy a hacer uno de estos días.

Navarra, tiempos sombríos
POR JON JUARISTI ABC 29 Mayo 2007

POR mucha prudencia que prometan ahora los dirigentes del PSOE, y a pesar del silencio críptico del secretario de los socialistas navarros, la suerte del Viejo Reino está ya decidida por el estado mayor de Rodríguez, como aclaró José Blanco en la noche electoral. «El PP ha perdido Navarra» quiere decir «gobernaremos con los nacionalistas». Ni más ni menos. No voy, por tanto, a extenderme en especulaciones acerca de una intención no ya posible sino declarada. Creo que es más urgente prever las consecuencias que la coalición social-nacionalista que se avecina tendrá en toda la región que llamaré -para qué evitar el término- vasconavarra.

Nafarroa Bai es un conglomerado independentista, no sólo nebulosamente soberanista. Su líder y más que probable presidente autonómico, Patxi Zabaleta, procede de Batasuna, pero, a mi juicio, esto no resulta determinante para entender el alcance de su futura designación. Fue de Batasuna, ya no lo es. Resultaría absurdo y estúpido reprochar a los socialistas que se aliaran con él alegando su pasada militancia en el movimiento de apoyo a ETA. Por el contrario, que Zabaleta haya tomado distancia del mismo le hace acreedor a una respetabilidad democrática, algo que nada tiene que ver con la simpatía o antipatía que pueda inspirar su pasado. En cambio, su concepción de la relación de Navarra con España es del todo pertinente para la crítica de un acuerdo gubernamental del PSN con Nafarroa Bai, porque Zabaleta sostiene que Navarra es una colonia de España, lo que dista de ser, en su caso, una metáfora. Zabaleta se refiere abiertamente a Navarra como la más antigua colonia europea aún no emancipada. No es un planteamiento el suyo soberanista o confederal, como el del PNV, sino anticolonialista, como el de la ETA alucinada de los orígenes. Y, en ese planteamiento, España es el enemigo imperialista del que hay que desembarazarse.

El otro rasgo distintivo de Nafarroa Bai dentro de la familia nacionalista vasca es su navarrocentrismo, que, sin duda, le traerá problemas con el PNV en el futuro. Digamos, en términos muy generales, que así como el nacionalismo vasco ha pretendido siempre la anexión de Navarra a Euskadi, el nuevo nacionalismo navarrocéntrico preconiza la disolución de Euskadi en Navarra, siguiendo una argumentación historicista a la que Zabaleta y otros nacionalistas navarros son proclives. En síntesis, este nuevo nacionalismo apela, como fundamentación histórica de sus reclamaciones anticolonialistas, a la existencia de un estado navarro medieval que, en su momento de mayor expansión territorial -el reinado de Sancho el Mayor- habría incluído la Gascuña y las provincias vascas. En principio, tal historicismo no es privativo de los nacionalistas. Con mayor o menor grado de megalomanía puede encontrarse en casi todas las corrientes del navarrismo histórico, aunque, a efectos políticos, nunca ha tenido importancia en el seno del tradicionalismo o del liberalismo. Sin embargo, para el nuevo nacionalismo navarro, Euskadi es la Navarra doblemente irredenta (porque, además de soportar una opresión colonial, está separada del núcleo primigenio de la nación vasca o vascona). Todo esto suena a romanticismo periclitado, pero conviene darse una vuelta por la obra de Zabaleta para comprobar hasta qué punto constituye el núcleo de su proyecto político. En tal sentido, Nafarroa Bai se aparta de una tradición aranista, la del PNV, que fue exclusivamente vizcaína en sus orígenes y que no concibe una futura nación vasca soberana con el centro político desplazado hacia Navarra. El panvasquismo forma parte de la retórica del PNV, pero, en la práctica, Navarra es una patata demasiado caliente para el partido de Imaz, en el que los cuadros navarros forman una minoría exigua. El experimento de Garaicoechea -la promoción a lehendakari de un navarro navarrocentrista, al que no se le caía de la boca Sancho el Mayor- terminó catastróficamente en los años 1985 y 1986 con la expulsión de la ejecutiva navarra del partido y la creación de una comisión gestora. Desde entonces, el PNV no ha levantado cabeza en Navarra.

Con dos gobiernos nacionalistas con proyectos distintos en Vitoria y Pamplona, la negociación del modelo de integración territorial dará un papel decisivo a Batasuna (y a ETA), por encima incluso de Eusko Alkartasuna, que, si bien tiene un peso importante en el nacionalismo navarro, es minoritario en las provincias vascas respecto al PNV, su socio de gobierno, y no cabe suponer que llegue a enfrentarse con éste por la cuestión de la centralidad geopolítica de la Euskal Herría unificada y euscaldún. La iniciativa quedaría entonces en manos de Batasuna. Probablemente, la presencia institucional de Batasuna (ANV) en la Comunidad Autónoma Vasca permitiría a ETA relajar la actividad terrorista en las provincias para incrementarla en Navarra, fundamentalmente sobre las únicas fuerzas opuestas a la integración auspiciada por el nacionalismo étnico; es decir, UPN y CDN, contra las que se emplearía a fondo (ETA, sobra decirlo, nunca le ha hecho ascos al navarrocentrismo). Contra el PNV es dudoso que se decidiera a emplear una violencia que rebasara los ataques vandálicos a batzokis, como ya hemos visto estos días -los atentados mortales contra nacionalistas romperían la comunidad política en ciernes-, pero los socialistas vascos y navarros se convertirían en objetivos del terrorismo si pusieran trabas al proceso independentista, además de abrir una crisis política que daría al traste con la coalición en Navarra.

La salida más inteligente para el PSN sería aceptar el pacto ofrecido por Miguel Sanz o negociar otra salida que hiciera posible la gobernabilidad de Navarra, bien por una coalición de UPN y CDN con acuerdos con los socialistas, bien por una Grossekoalition UPN-PSN, como la que ha propuesto a lo largo del último año Víctor Manuel Arbeloa. Pero, precisamente por ser la más inteligente y sensata, fue la primera que descartó, el domingo, ese genio de las finanzas metido a político que se llama José Blanco. Se acercan tiempos más sombríos todavía.

Esto tiene buena pinta
POR M. MARTÍN FERRAND ABC 29 Mayo 2007

ANTEAYER, ya avanzado el recuento de los votos emitidos en la jornada, el secretario de organización del PSOE, José Blanco, se asomó a las televisiones para decirnos con autoridad y desparpajo: «Esto tiene muy buena pinta». No aclaró para quién, con lo cual su media verónica pudo entrar en las antologías de lo anfibológico. Los más ancianos del lugar no recordaban cosa parecida desde que Pío Cabanillas -el político, no el relaciones públicas-, con ocasión de una de las confrontaciones parlamentarias que vivió con UCD, nos dijera: «Hemos ganado, pero todavía no sabemos quiénes». Las diferencias entre lo uno y lo otro son, meramente, las que van de Palas del Rei a Pontevedra, cunas respectivas del todavía aspirante a prócer y de quien lo fue varias veces y por distintos méritos.

Esto, en verdad, tiene buena pinta. Sin entrar en la fiebre comparativa que trata de discernir cuál de los dos grandes partidos nacionales «ganó» las elecciones del domingo, para lo que hay que ciscarse en las propiedades de la suma, me atrevo a afirmar que, salvo lo que a Navarra respecta y al margen de que ETA haya vuelto a las instituciones -y a la teta del Presupuesto-, los resultados son benéficos para la Nación, que es lo que debiera importarles a los ganadores, sean quienes fueren, y nos interesa a los ciudadanos-electores-contribuyentes.

La disfrazada altanería de José Luis Rodríguez Zapatero, el hombre que usa la memoria de su abuelo mejor que la suya propia, ha recibido un serio varapalo que alcanza su mejor expresión en el fracaso de Miguel Sebastián, el gran capricho de su endiosamiento monclovita. Si el shock con la realidad no le ha mermado reflejos -si no ha perdido el instinto de conservación- adelantará las elecciones legislativas previstas para dentro de diez meses. Encontrará enfrente a un PP resucitado de su pesimismo anterior y a un Mariano Rajoy reforzado por los éxitos rotundos de, en Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón y Esperanza Aguirre y, en la Comunidad Valenciana, de Rita Barberá y Francisco Camps.

Esas elecciones, independientemente de su resultado, pueden ser la única medicina capaz de curar la enfermedad en curso que, atemperada por la buena marcha de la Economía, además de ser grave, resquebrajar la Constitución, reabrir el guerracivilismo ya olvidado, aventar tumbas y propagar rencores, tiene ensimismado al presidente del Gobierno en un «proceso de paz» que no es otra cosa que un pago a ETA, anticipado y a plazos, por una mercancía que ETA no tiene y que, de tenerla, no podría entregársela a su comprador sin hacerse previamente el haraquiri. Así que, insisto, esto tiene buena pinta. Mejor aún si Rajoy adelanta su Congreso de otoño al mes que viene y prescinde en él de todo lo que le sobra de la envenenada herencia que le dejó su predecesor. Tiene en las bases lo que le falta en la cumbre.

Una vez mas, ZP no sabe estar a las duras
Miguel Cancio Periodista Digital 29 Mayo 2007

El presidente ZP, antes de las elecciones municipales y autonómicas del 27M (27 mayo 07), en una entrevista en la televisión Antena 3 con Gloria Lomana, directora de informativos de dicha cadena, dijo que el partido, la fuerza política que ganase en votos las elecciones municipales que se iban a celebrar seria el vencedor de las mismas.

Al presidente ZP, Blanquito (secretario de organización del PRISOE) y otros que lo atiborran a encuestas y estudios electorales varios y él que se deja atiborrar, le hicieron creer (y él se lo creyó completamente claramente afectado por el Síndrome de la Negación, es decir, por la negación constante y compulsiva de la realidad, los hechos y las ideas que no le convienen) que, de nuevo y como en las elecciones municipales anteriores, ganarían las elecciones del 27M y por un margen bastante mas amplio, pues, ahora tienen a su favor el control del gobierno de la nación y otras muchas instancias y medios.

Instancias, emisores, escuderías y todo tipo de redes y circuitos que se vienen mostrando muy sectarios, politiqueros, clientelares y partidistas para penalizar material e inmaterialmente (derecha extrema, memoria histórica completamente sectaria, manipulada, contaminadora y guerracivilista, etc.) a los electores de las autonomías y ayuntamientos que no los han votado y para premiar material e inmaterialmente (³somos los mas buenos, progres, avanzados, modernos, liberados ­Alibabá y los 40 maricones, etc.-Š²) a los que los han votado.

Además, la mayor parte de los medios de comunicación, de los grupos mediáticos, de las televisiones vienen apoyando de forma descarada al gobierno ZP de PRISOE & Socios & Lobbies y han publicado encuestas, estudios, ³análisis² como los de los grupos PRISA, La Voz de Galicia y otros en los que se viene descalificando y criticando muy duramente al PP (especialmente al mas combativo y al que no se deja llevar al huerto) mientras que el PRISOE sale muy bien tratado y claramente vencedor en dichas elecciones.

El presidente ZP, que señalo que estas eran unas elecciones locales para dirimir asuntos locales pero él y su gobierno, con el apoyo de los tribunales y otras muy importantes instancias del Estado que controlan, legalizaron y legitimaron a otro brazo de la ilegal banda terrorista ilegal ETA-Batasuna, a ANV, y permitieron que se presentase a las elecciones del 27M y que siga dándose en la autonomía española del País vasco una muy grave violación de los derechos humanos, democráticos y políticos incluso el mismo día de las elecciones y cuando van a votar los principales candidatos (conviene recordar en este punto que en Italia, Alemania, Yugoslavia, Venezuela, Marbella, etc. los Mussolini, Hitler, Milosevic, Chavez, Gil y Gil ­con el apoyo del felipismo guerrismo- llegaron al poder por los votos y gracias a las elecciones, y se mantuvieron en el mismo con la colaboración de buena parte de la ciudadanía -verdad Gunter Grass que se alisto voluntario a las SS mas violentas, elitistas y criminales mientras otros jóvenes como él eran torturados y fusilados por luchar activamente contra el totalitarismo nazi vigente-, del campo de la justicia y otros muchos campos sociales); el presidente ZP, como decíamos, sin embargo, él y su gobierno se volcaron de forma completamente partidista (con aviones y otros medios públicos) en la campaña electoral de las elecciones del 27M y celebraron numerosos mítines y actos electorales por toda España incluidos todo tipo de inauguraciones, anuncios del Consejo de Ministro y del Gobierno de marcado carácter electoralista, etc.

El furor campañero y partidista del gobierno de ZP alcanzó extremos tan chuscos y lamentables como el de la muy partidista, sectaria, politiquera y maleducada (³Plan Galicia de mierda², etc., etc.) ministra de Fomento Magdalena Alvarez (tan aficionada a los aviones con cargo a lo público), la cual, acompañada de los candidatos electorales del PRISOE por Madrid, Simancas (el de los chalés que, entre otras bagateliñas, cobra 11.000 euros al mes y esta a todas horas haciendo demagogia barata sobre los pobres y los ricos, sus viviendas, el urbanismo, etc.) y Sebastián (el de la cacería del actual presidente del BBVA, el de la OPA politiquera y nomenklaturista de izquierdas ­para acceder a la riqueza, posición y distinción desde el poder político- de Endesa, el de Intermoney y los escándalos de la CNMV, el titular de la Oficina económica del presidente ZP, el socio de Arenillas, Taguas, Segura y demás, el que enchufo a su joven amigo en un puestazo público en Barcelona, etc.) inauguro, se fue a sacar la foto partidista y electoralera en una obra que había realizado la comunidad autónoma de Madrid presidida por Esperanza Aguirre.

El presidente ZP, que recorrió miles y miles de kilómetros para intervenir en la campaña electoral de las elecciones del 27M, al darse los resultados oficiales de que el PP le había ganado al PRISOE por mas de 150.000 votos en las elecciones municipales que se celebraron en toda España, sin embargo, no se digno a salir a la palestra en Madrid, junto a sus candidatos, especialmente junto a su protegido Miguel Sebastián y que impuso como número uno para el ayuntamiento por Madrid y junto a Simancas, candidato por el PRISOE a la autonomía de Madrid, para realizar una valoración de dichas elecciones municipales y habida cuenta que había participado, que se había volcado muy activamente en su campaña, elección de candidatos y desarrollo.

Una vez mas, el presidente ZP no sabe estar a las duras, es un cobarde (ya lo vimos en el caso del incendio de Guadalajara, de los incendios y riadas de Galicia, de las riadas de Castilla-La Mancha, etc.), se esconde y no se atreve, como es su obligación, a dar la cara y valorar, pública y oficialmente ante los españoles y una vez que se conocen los resultados oficiales, unas elecciones en las que participó muy activamente.

Se trata de una total falta de respeto a la ciudadanía, a todos los españoles. Lo cual es tanto mas inadmisible en un presidente de gobierno como ZP y al que a todas horas se le llena la boca de alusiones a la democracia participativa, al necesario respeto de la ciudadanía, a la mejora de los derechos civiles, etc. El candidato ZP en su programa electoral para las elecciones generales del 14M, y que ganó gracias al atentado terrorista del 11M y a los piquetes ilegales, golpistas (Savater dixit) y de agiprop del 13M y 14M, dice en la página 10 del mismo:

³Hace ya cuatro años que me comprometí a poner en práctica otra forma de hacer política. Una forma de hacer política que renuncie al engaño, al doble lenguaje, a la manipulación de las opiniones. Que no subordine los intereses generales a los intereses electorales o de partido. Una forma de hacer política abierta a la participación, al diálogo, al consenso. Este programa es también mi programa de Gobierno, si una mayoría suficiente del electorado lo apoya. Es el Programa Electoral del Partido Socialista y, si los ciudadanos lo votan, mi compromiso personal con ellos. En él empeño mi palabra.² ¡Ahí queda eso!. Mas adelante en su página 46 y 47 decía: ³Todos contra el terrorismo; todos contra sus víctimas²; ³Nos comprometemos al cumplimiento escrupuloso y estricto del Pacto de Estado por la Libertad y contra el Terrorismo suscrito entre el Partido Socialista Obrero Español, el Partido Popular y el Gobierno de la Nación; nos comprometemos a mantenerlo vivo y en vigor hasta la derrota total de ETA o su disolución efectiva.²

El ciudadano de a pié tiene el elemental derecho democrático de que el presidente del gobierno de la nación española, su presidente, después de participar muy activa e intensamente en la campaña electoral de las elecciones municipales y autonómicas (como fue el caso de ZP en las elecciones del 27M), salga públicamente el día de la celebración de dichas elecciones, una vez que se conocen los resultados electorales, para hacer una valoración oficial de las mismas y como sucede en los países democráticos serios y rigurosos y con líderes, con gobernantes serios y responsables que saben dar la cara, que saben estar no solo a las maduras sino también a las duras.

España, los ciudadanos, los españoles honrados, responsables, respetuosos y trabajadores de la nación española, partidarios de la reconciliación española, el consenso y la concordia que se consiguió con la constitución española del 78, partidarios de una democracia de juego limpio, con seguridad, garantías y principios, no se merecen un presidente (y otros dirigentes y cargos públicos) tan irresponsables, partidistas, sectarios, politiqueros, irrespetuosos, manipuladores y contaminadores (del alimento y medio espiritual, la peor contaminación) como estos, y que, por el poder y en plan guerracivilista, vienen llevando a España y a los españoles a lo peor, están rompiendo España, su constitución, unidad y solidaridad, negando la existencia de la nación española, legitimando a la ilegal banda terrorista ETA-Batasuna y su política, así como a sus socios antiespañoles, separatistas, guerracivilistas y anticonstitucionales, sembrando odio, enfrentándolos entre sí y enfrentando a los muertos de unos contra los de los otros. Lo cual, además de ser inadmi

Bermejo un Ministro sin complejo. La semántica del idioma
Vicente A.C.M. Periodista Digital 29 Mayo 2007

En política la palabra sustituye a la realidad. Los significados se amoldan a las circunstancias y las definiciones se retuercen hasta hacerlas incomprensibles . Y todo con ánimo de faltar a la verdad. Todo con ánimo de tapar las vergüenzas y justificar las actuaciones mezquinas. Ahora nuestro académico Ministro de Justicia Sr. Bermejo, no tiene ningún reparo ni complejo en decir que BATASUNA-ETA no está en las Instituciones y que "no hay que confundir a la Izquierda Abertzale con ETA".

Pues para ser Ministro de Justicia, poco se acuerda de las sentencias del Tribunal Supremo donde a la mayor parte de la izquierda abertzale, como el la llama emulando a los etarras, se la ilegalizó. ¿Y por qué se hizo tal cosa? pues simplemente porque quedó demostrada la integración de esas formaciones en el entramado terrorista, unos actúan con los mítines, con la kale borroka, con las herriko tabernas, con el mando en concejalías y ayuntamientos, mientras otros ponen las bombas y asesinan con las pistolas.

No sé si un Ministro de un Gobierno de España debe usar esa terminología que es la que frecuentemente usan los integrantes de BATASUNA-ETA y sus afines. Porque se empieza admitiendo que existen diferencias y luego se permitirán términos como gudariak, represión del Estado español, tortura policial, Udalbiltza, mesa de partidos, ámbito de decisión del pueblo vasco, independencia, etc.

Este Ministro intenta desesperadamente usar la semántica para tapar lo que es un acto de rendición del Estado de Derecho. Intenta blanquear a unos grupos presentándolos como demócratas, cuando solo son el brazo no armado de una organización terrorista, pero que forma parte del mismo cuerpo y cerebro que manda asesinar. Y eso, es querer engañar con la palabra para definir lo contrario de lo que la realidad nos presenta.

Podrá quizás engañar a unos pocos incautos y fieles devotos de su partido, pero a los demás solo nos puede producir un profundo rechazo por su actitud, contraria a la que se debe esperar de quien está encargado de vigilar por el cumplimiento de la Ley.

NO PUEDE IMPONERSE UNA LENGUA DISTINTA DEL CASTELLANO"
Enrique Múgica dice que el término "Nación" invalida el Estatuto y "preludia la desvertebración del Estado"
A Enrique Múgica no le ha amedrentado el linchamiento al que le han sometido en Cataluña y en el Congreso de los Diputados –con la excepción de PP y CC- por el recurso contra el Estatuto de Cataluña. En su informe anual, Múgica insiste en que el término "Nación" no sólo encierra "una inconstitucionalidad manifiesta" sino que "invalida gran parte de la normativa estatutaria" al tiempo que, como modelo a seguir por otros estatutos, "preludia la desvertebración del Estado" concebido por la Constitución. También señala que no puede imponerse el deber de conocimiento de una lengua distinta del castellano a los residentes.
Agencias Libertad Digital  29 Mayo 2007

 En su informe, el Defensor del Pueblo fundamenta el recurso de inconstitucionalidad presentado contra el texto catalán aprobado en el Congreso de los Diputados. Así, afirma que al definir Cataluña como 'Nación' en el preámbulo así como "los derechos históricos del pueblo catalán", la cuestión pasa a ser la de la impugnabilidad del citado preámbulo. Asimismo, apunta que los Estatutos de Autonomía "no son Constituciones, ni el Estado de las Autonomías es un Estado federal" y por tanto, concluye, "no vale apelar al derecho comparado para justificar la inclusión en el Estatuto de una declaración de derechos propia".

En cuanto a la cooficialidad lingüística, precisa que, conocido el criterio constitucional, "no parece posible entender que por la vía de los Estatutos de Autonomía pueda imponerse el deber de conocimiento de una lengua distinta del castellano a los ciudadanos residentes en el territorio de una Comunidad". También cree "constitucionalmente cuestionable" el concepto "lengua propia" y que se le dote de una "sustantividad jurídica superior a la del concepto 'lengua oficial' para pretender justificar así una posición superior de la lengua cooficial respecto al castellano".

Sobre el uso de la lengua catalana el establecimientos públicos, la Institución que dirige Enrique Múgica señala que es admisible constitucionalmente "imponer" a los titulares de establecimientos catalanes el deber de estar en condiciones de atender a los consumidores y usuarios sea cual sea la lengua oficial que emplee, pero añade que "no lo es considerar que tal deber incluye la obligación de mantener todas las comunicaciones orales y escritas en esa lengua, ni que la condición de consumidor o usuario pueda amparar el derecho correlativo a tal obligación".

El Sindic de Greuges y el Defensor del Pueblo
Por otro lado, para el Defensor resulta "evidente" que en el caso de la regulación del Sindic de Greuges, pretende "expulsar del ámbito competencial autonómico y del local al Defensor del Pueblo al que sólo le quedaría el ámbito territorial de Cataluña el escaso resquicio de la administración estatal presente en dicho territorio". Recuerda, además, que la Constitución autoriza al Defensor del Pueblo a supervisar la actuación de la Administración Local.

En referencia al Consejo de Justicia de Cataluña, recogido en el Estatuto, señala que altera "la naturaleza y competencias del Consejo General del Poder Judicial". De otra parte, para el Defensor del Pueblo, el "blindaje competencial" contemplado en el Estatuto es una "reforma encubierta de la Constitución" que "predetermina" la decisión de "los restantes legisladores" del resto de CCAA que "de no utilizar la misma técnica de blindaje por descripción, quedarán vinculados por interpretación de la Constitución llevada a cabo por el Estatuto de Cataluña".

También resalta su oposición al principio de bilateralidad y enfatiza que "si la Generalitat participa en la elaboración de normas y en la adopción de decisiones que afectan al conjunto del territorio español sin que otras comunidades puedan hacer lo propio, se están configurando territorios de mejor y peor derecho".

Remarca que la Comisión Bilateral Estado-Generalidad "más que un órgano de colaboración mutua es, si se atiende a sus funciones, un órgano de defensa de las competencias de la Generalidad y la afirmación de la proyección de estas sobre el ejercicio de las suyas por el Estado". Añade que no da al Estado "un tratamiento recíproco como tendría necesariamente que hacerse si lo que efectivamente se pretendiera fuera asegurar una colaboración interinstitucional efectiva".

Concluye explicando el apartado del recurso contra la representación de Cataluña en la UE. Arguye que el Estatuto no se limita a reconocer a la Generalidad el derecho de participar en los asuntos relacionados con la Unión Europea que afecten a sus competencias y "no duda en imponer al Estado y autoridades deberes concretos, lo que constituye un exceso, al menos terminológico". Más grave considera la "función unilateral de los términos en que esos deberes que se imponen al Estado habrán de ser cumplidos por éste" como hace al afirmar ( el Estatuto) "que su participación en la formación de las posiciones del Estado en los asuntos europeos que le afectan exclusivamente, debe realizarse, precisamente, de forma bilateral".

Los españoles pagamos la propaganda de los partidos además de la organización de las elecciones
En total, la previsión de gasto de los tres grandes partidos (los datos definitivos deberán ser remitidos al Tribunal de Cuentas) asciende a 50 millones de euros, es decir, 1,5 euros por elector. Buena parte de esa cantidad (42,5 millones de euros) la recuperarán vía subvenciones del Estado.
Minuto Digital 29 Mayo 2007

Tres euros de coste por cada voto emitido es el gasto derivado de pagar los servicios extraordinarios del personal que interviene en el proceso electoral (miembros de las juntas y mesas electorales, representantes de la administración, funcionarios municipales, jueces de paz y personal colaborador y el de la confección de impresos, sobres y papeletas de votación, cabinas, urnas, carteles y señalizadores de colegios y mesas). En definitiva, los 114 millones de euros que los últimos Presupuestos Generales del Estado recogen como partida para la celebración de elecciones en 2007. Pero esa cifra sólo afecta a los comicios locales (los autonómicos los sufraga cada comunidad).

Pero en esa partida se ha incrementar con lo que se llevan los partidos. Cada voto que haya emitido un ciudadano dará 0,51 euros al partido que lo haya recibido. Eso sí, solo si alguno de los miembros de sus candidaturas hubiera sido proclamado concejal. El Estado, es decir todos nosotros, premiará a los partidos con 253,78 euros por cada concejal electo en las municipales del domingo. La gran tajada por lo tanto se la llevan PP y PSOE. Hemos elegido 8.111 alcaldes, 65.347 concejales y más de 3.000 cargos. Hagan cuentas.

También pagaremos a los grandes partidos su propaganda electoral. Al menos en parte. Por envíos electorales, el Estado subvenciona los gastos originados por envíos directos y personales de sobres y papeletas electorales o de propaganda y publicidad electoral, con 0,20 euros por elector, en cada una de las circunscripciones en las que se haya obtenido representación en las corporaciones locales de que se trate. Esta subvención está condicionada a que la candidatura de referencia hubiese presentado listas en el 50% de los municipios de más de 10.000 habitantes de la provincia correspondiente y haya obtenido, al menos, representación en el 50% de los mismos. Para acreditar la realización del buzoneo es suficiente con la certificación expedida por los secretarios de Organización y Finanzas de una formación política, en la que conste el número de envíos efectivos a electores, cuando se haya hecho el envío con los medios propios de la entidad política. Además por cada provincia, aquellos que concurren a las elecciones en al menos el 50% de sus municipios pueden gastar, además, otros 140.877,24 euros por cada una de las provincias en las que se cumpla la referida condición. En cuanto a la justificación de los gastos, deberá aportarse factura de la empresa con la que se contrate, o bien del servicio de correos, en la que conste el número de electores destinatarios por circunscripción.

Además los partidos por su cuenta han gastado del orden de 50 millones de euros en esta campaña electoral. El PP encabeza la factura, con una previsión de 25,6 millones de euros: 16,7 millones de gasto conjunto en autonómicas y locales, más 2,2 millones de euros para el envío de propaganda en las trece comunidades en las que hay comicios y 6,7 millones para el mailing en los municipios.

La campaña del PSOE ha tenido un coste de 21,5 millones.15,5 millones de euros para las elecciones municipales y de 6 millones para las autonómicas. Los comunistas todavía no ha hecho las cuentas, I.U. no tiene una estimación conjunta del gasto previsto de todas sus organizaciones federadas. La dirección federal ha invertido unos 3,5 millones.

En total, la previsión de gasto de los tres grandes partidos (los datos definitivos deberán ser remitidos al Tribunal de Cuentas) asciende a 50 millones de euros, es decir, 1,5 euros por elector. Buena parte de esa cantidad (42,5 millones de euros) la recuperarán vía subvenciones del Estado.

Condenados los etarras Vicario Setién y Ordóñez por el secuestro de Delclaux
F. Velasco La Razon 29 Mayo 2007

Madrid- La Audiencia Nacional condenó ayer a los etarras Gregorio Vicario Setién y José Ordóñez Fernández a 17 años de cárcel a cada uno de ellos por el secuestro del empresario y abogado guipuzcoano Cosme Delclaux, quien permaneció 232 días en un zulo de 90 centímetros de ancho por tres metros y 1,94 metros de altura, «si ventilación ni comunicación con el exterior».

La sentencia relata cómo los dos procesados, junto con una tercera persona, se alojaron en la vivienda de los también etarras Francisco Javier Ramada y Sagrario Yoldi -condenados por estos mismos hechos-, y comenzaron a realizar seguimientos a Cosme Delclaux para comprobar sus itinerarios y llevar a cabo el secuestro. Mientras tanto, Ramada ya había adquirido un local en Irún donde construyeron el zulo.

El 11 de noviembre de 1996, cuando Delclaux se disponía a recoger su coche en el Parque Tecnológico de Zamudio, fue abordado por Vicario Setién y Ordóñez Fernández, quienes, tras amenazarle con un arma, le obligaron a introducirse en el maletero de su propio coche.

232 días sin salir nunca
El empresario fue traslado al zulo de Irún, donde permaneció 232 días «sin salir en ningún momento al exterior» y «sin más iluminación que una bombilla de 40 W, sin disponer de dicha ni de otro mobiliario más que una pequeña mesa de camping, una silla, un colchón en el suelo y realizando sus necesidades fisiológicas en un water químico».

Durante el secuestro, los etarras le proporcionaban tres días al día y ventilaban el zulo con un pequeño ventilador eléctrico. Durante las 5.568 horas, 344.080 minutos, 20.044.800 segundos que duró su cautiverio, tuvo además que escuchar una radio mal sintonizada.

Su familia abonó seis millones de euros, en dos pagos, para lograr su libertad. Cosme Delclaux fue liberado por los terroristas el 1 de julio de 1997, y, a consecuencia de la «dura y traumática vivencia», padece una «grave secuela psíquica, que ha incidido de manera significativa en su vida personal, social y profesional».

ETA utiliza un vídeo con prácticas de tiro y bombas para captar militantes
En la película se escenifica el asesinato de una persona a la que se dispara y después se remata en el suelo ? Los terroristas hacen estallar un potente artefacto explosivo
J. M. Zuloaga La Razon 29 Mayo 2007

Madrid- «Nada nos desviará del camino de la lucha por la liberación de Euskal Herria». El mensaje, dirigido a futuros militantes de ETA, está contenido en un video, difundido ayer por Tele 5, destinado a la captación de nuevos pistoleros para la organización criminal.

No aparece ni una sola referencia a «procesos de paz» ni abandono de las armas. Todo lo contrario: en la película se observan práctica de tiro y el ensayo, con explosión incluida, de una bomba lapa.

Imágenes inéditas
Expertos antiterrorisas dan autenticidad al video ya que aparecen unas imágenes, tomadas a corta distancia, del acto celebrado en el monte Aritxulegi de Oyarzun el pasado mes de septiembre, en el que dos fusileros etarras realizaron una serie de disparos al aire con «cetmes». En el lugar no había medios de comunicación por lo que esas imágenes, que no habían sido difundidas hasta ahora, tuvieron que ser tomadas por individuos de la propia organización.

El video, en el que se escucha la txalaparta (instrumento tradicional de percusión) y música vasca, comienza con el montaje, por un individuo encapuchado y vestido completamente de negro, de una bomba lapa.

Se ve como manipula los elementos contenidos dentro de una fiambrera y, a continuación, se observa una gran explosión.

Meses pasados han aparecido en varios lugares de Francia automóviles destrozados en los que se había ensayado el uso de este tipo de artefactos.

La siguiente practica consiste en el tiro con pistola. Se trata de escenificar el asesinato de una persona a la que se remata en el suelo. Otro individuo vestido de la misma manera se acerca tranquilamente a unos dos metros de una diana situada entre dos árboles a la altura de la cabeza de una persona. Realiza un disparo y, a continuación, un segundo sobre otra diana, colocada en el suelo. Con la misma aparente tranquilidad se retira del lugar. La escena es escalofriante por lo que representa. También se ven prácticas con fusiles de asalto.

La película aparece salpicada de tomas de manifestaciones celebradas en el País Vasco, en las que se grita ·Gora ETA militarra» (Viva ETA militar), con pancartas alusivas a «torturas». Con ser preocupantes las imágenes, no lo son menos los mensajes que se lanzan a los futuros etarras:

«La formación de nuevos militantes, la transmisión, aprendizaje y desarrollo de la experiencia acumulada y la participación directa, hacen que la victoria sea imparable, dando todo cada cual en su ámbito de lucha».
«Creemos en Euskal Herria con toda la fuerza de la determinación y la entrega militante».
«Nada nos desviará del camino de la lucha por su liberación».
«Libera tú también toda tu energía, lucha sin miedo, implícate en las tomas de decisión haciendo resurgir Euskal Herria con toda tu voluntad, fuerza y determinación».
«Implícate, únete a la lucha en el camino hacia la independencia y el socialismo».
«Euskal Herria habita en nosotros y nosotras».

En la película aparecen hasta cinco encapuchados vestidos de negro. A uno de ellos, en una escena un tanto ridícula, se le ve empujando una gran bala de paja de forma circular en una supuesta demostración de fuerza.
El video termina con un «irrintzi» (grito tradicional de los pastores vascos), la imagen de una estrella roja , el canto del «Eusko gudariak» (himno del soldado vasco) y el anagrama de ETA. Se cree que ha sido rodado en territorio francés.

Salvador Ulayar: "Zabaleta tiene a sueldo al asesino de mi padre"
Juan C. Osta  Periodista Digital  29 Mayo 2007

El panorama pinta desolador para una Comunidad de Navarra que, si el partido socialista no lo remedia, va a sufrir el azote nacionalista vasco con toda su fuerza. Al frente de Nafarroa-Bai está Patxi Zabaleta. ¿Y quién es este tal Zabaleta? Indagamos un poquito en la figura y actitud de este personaje para entender por qué el PSN pone como condición casi única para pactar ocupar la presidencia del Gobierno Foral, la cabeza visible. Primer dato: Zabaleta tiene en su bufete de abogados trabajando a un asesino etarra.

Se trata de Vicente Nazabal, terrorista de ETA que asesinó a Jesús Ulayar en 1979.

Éste trabaja como abogado en el despacho del candidato Patxi Zabaleta. El terrorista conseguió terminar su carrera de Derecho durante sus años de estancia en la cárcel en la Universidad del País Vasco. Hace unos diez años el terrorista etarra salió de prisión y volvió a Pamplona. Patxi Zabaleta le acogió en su despacho con los brazos abiertos.

Todavía se recuerda entre las gentes de Pamplona con repugnancia y vergüenza la ocasión en la que este tipo se encontró con un hijo de su víctima, José Ignacio Ulayar, y le agredió. Reportero Digital Pamplona ha hablado con otro hijo de la víctima de la barbarie etarra, Salvador Ulayar.

EL RECUERDO ATORMENTADO DE UN NIÑO
Antes de que Fernando Puras -emopujado por Zapatero- sucumba a la tentación de compartir coche oficial con Patxi Zabaleta, el socialista debería prestar a lo que repite, como una letania, Salvador Ulayar, coordinador de la AVT en Navarra:

"El asesino de mi padre trabaja a sueldo de Zabaleta".

El facineroso pagado por Zabaeta es Vicente Nazabal, el etarra que acribilló a Jesús Ulayar en 1979.

En aquel entonces -como se escucha en el vídeo- Salvador tenía 13 años.

Ahora, casi tres décadas después, recuerda con viveza la escena de la que fue testigo a la puerta de su casa en la localidad navarra de Echarri-Aranaz. La recuerda, y le duele, como si hubiera ocurrido hoy mismo.

Gracias a uno de esos títulos falsarios que ha venido expidiendo la Universidad del País Vasco, el pistolero Nazabal cursó Derecho en la cárcel y ahora trabaja en el bufete de Zabaleta.

Cuando el eje del sistema educativo es únicamente enseñar catalanismo
Bitácora Criterio  29 Mayo 2007

El colegio Montseny de Vic recibirá el próximo jueves el premio Baldiri Reixac otorgado por la Fundación Lluís Carulla . Esta fundación tiene como objetivo potenciar la lengua catalana para que sea el instrumento primordial de la "cohesión e identificación nacional".

Carme Carbonell ha explicado recientemente, a un periódico local, el objetivo principal de la escuela que dirige y que es el motivo principal por el que ha sido otorgado el premio a este centro educativo:

"Intentamos que todos los niños, cuando acaban P3, jueguen entre ellos en catalán".

¿Vigilan constantemente a los niños en el patio para saber en qué idioma se expresan? ¿Qué hacen los profesores cuando dos niños hablan español, o cualquier otro idioma que no sea el catalán, entre ellos? ¿No suena esto a épocas pasadas cuando se obligaba a la utilización de un solo idioma en las escuelas?

Esta situación es algo normal en las escuelas catalanas donde la libertad lingüística -de idiomas oficiales- es inexistente y donde se confunden opciones individuales con imposiciones. Por ejemplo, un caso de sutileza conceptual, el colegio premiado se define en su web -exclusivamente en catalán- como:
La escuela Montseny es una escuela pública de Educación Infantil y Primaria de una sola línea, se declara una escuela catalana, laica y democrática...

Laica y democrática son opciones; las mejores, seguramente. Pero declararse "una escuela catalana" no es opción, es evidente. No puede ser otra cosa. Igual que es una escuela española y vicitense. En realidad lo que quieren decir es que en esta escuela se imparte catalanismo, o en el peor de los casos nacionalismo.

Esta es la Cataluña del siglo XXI.

La niña china
radikaleslibres.blogspot.com 29 Mayo 2007

Tal como me lo cuentan, se lo cuento:

La niña china se esfuerza denodadamente por aprender español. La han metido así en la clase, sin adaptación previa, sin enseñarle antes el idioma. El profesor sospecha el motivo: la administración no quiere integrarla en castellano y sabe que la inmersión en gallego causará estupor

La niña china no protesta, ni se queja. Trabaja, trabaja, trabaja. Empieza a entender el castellano, empieza a escribirlo. Pero pronto descubre que algunos libros no están en el idioma que ha comenzado a dominar. Le explican que eso es gallego.

Ella no desconoce el concepto de lengua regional. De hecho, ella y todos los chinos hablan su propio dialecto. Pero en el colegio ha estudiado el mandarín, la lengua común de los chinos, la lengua de los libros y la tradición cultural. La lengua de Shangai la usa en casa, en la calle y en el patio del recreo.

Se sorprende de que aquí tenga que estudiar en la lengua regional. Ella vive en una ciudad y apenas la escucha. Y se hace un lío con ella. Confunde las palabras. Se pierde cuando el profesor -el de ética por ejemplo- le habla en gallego.

Pero ella no se queja. Estudia países y capitales y accidentes geográficos en gallego. El profesor -otro más amable y caritativo- no tiene ánimos de explicarle que esas palabras que estudia con tanto ahínco no se usan jamás (Moscova, fiorde, Alacante, arquipélago), que nadie las habla y las dice. Las acaba de inventar un comité con el único objeto de que sean distintas a las del castellano.

El profesor de ciendias sociales explicará hoy en clase el deber de respetar a los inmigrantes. El de ética hablará de los derechos humanos....

Recortes de Prensa   Página Inicial