AGLI

Recortes de Prensa    Lunes 7 Abril 2008

Eguiguren nos da la razón: Zapatero mintió
EDITORIAL Libertad Digital  7 Abril 2008

Hace tiempo que el diario El País lleva dando la razón a todos los que hemos denunciado las negociaciones políticas llevadas a cabo por el PSOE con ETA, iniciadas antes de que Rodríguez Zapatero anunciase en junio de 2006 su intención de reunirse con los terroristas.

Así ocurrió cuando pocos días antes de que el presidente del Gobierno solicitara la autorización del Congreso para realizar contactos con ETA, el diario de Prisa publicó un informe que revelaba que las negociaciones habrían comenzado en 2002, un año después de la firma del Acuerdo por las Libertades y contra el Terrorismo. El designado para llevar a cabo esta labor fue Jesús Eguiguren, presidente del Partido Socialista de Euskadi y condenado por maltratos a su esposa, algo que nunca ha importado a las feministas de carnet. Con esta información, El País confirmaba todos los indicios aparecidos en otros medios de comunicación y que señalaban a Eguiguren como el muñidor de conceptos como "doble vía" y "alto el fuego permanente". Que lo que otros dijeran entonces fuera objeto de las más crueles descalificaciones por parte de El País sólo demuestra el vergonzoso seguidismo político del otrora "diario independiente de la mañana".

Desde que José Blanco afirmara que "todo el mundo lo sabía" refiriéndose a las negociaciones de los socialistas con ETA, el Gobierno, el PSOE y sus terminales mediáticas han venido corroborando punto por punto todas las denuncias formuladas entre otros por la AVT y Libertad Digital. El último en demostrar que mientras otros buscaban la confusión nosotros simplemente contábamos la verdad es el mismo Eguiguren, quien en una entrevista exclusiva publicada ayer en El País daba cuenta de las mentiras de Rodríguez Zapatero a propósito del mal llamado "proceso de paz", como la reanudación de conversaciones con los terroristas tras el atentado en la T-4 de Barajas y el carácter "político" de las reuniones. Esperamos que tras estas informaciones el actual equipo dirigente del PP haya disipado todas sus dudas sobre la conveniencia o no de oponerse a la nueva investidura del Presidente del Gobierno. Que sean otros los que elijan creer que, como afirma Eguiguren, "han escarmentado" y todo "está superado".

Tan sólo 24 horas antes de la publicación de la entrevista, Ana Iríbar, viuda de Gregorio Ordóñez, dedicada duras palabras al lehendakari Ibarretxe y pedía que cualquier fuerza política con responsabilidad de Gobierno asumiera como "primer compromiso derrotar a ETA en todas sus fuentes". Por desgracia, las manifestaciones de Iríbar, que se corresponden con la opinión de la inmensa mayoría de los españoles, no han sido escuchadas ni por el PNV ni por el PSOE, que desde 2002 optó por una táctica muy diferente, agravada por el uso sistemático de la mentira.

Nos gustaría pensar que tras su segunda victoria electoral, Rodríguez Zapatero rectificará y asumirá la política antiterrorista de gobiernos anteriores. Sin embargo, hasta la fecha carecemos de evidencias que lo prueben. Eguiguren, con su mezcla de sinceridad parcial y disculpas a medias, intenta lavar la imagen de su jefe y convencer a la ciudadanía de que lo suyo sólo fue un desafortunado error. Pero ni su entrevista ni las que puedan publicarse en los próximos días desviarán la atención de lo que ya nadie puede negar: Zapatero mintió, mucho y muchas veces, y a él compete asumir la máxima responsabilidad por los errores y dar las oportunas explicaciones. El martes comienza la sesión de investidura, ocasión perfecta para que la oposición sea fiel a sus promesas y comience a pedirle cuentas. Momento de escuchar, pero también, y sobre todo, de exigir.

Debate en la derecha
Tiempo político
Agapito Maestre Libertad Digital 7 Abril 2008

No es tiempo de estrategias. No, no, en modo alguno es tiempo de estrategias, según desearían las almas bellas del análisis político. No se trata de rebajar los tonos, las maneras y los discursitos para que se entiendan los dirigentes del PSOE con los del PP sobre cómo llevar a esta nación a la miseria. El PSOE sólo tiene un aliado y lo explotará al máximo: los nacionalistas. La creencia de que el PSOE cambiará su principal socio, como sugieren las almas bellas, si el PP rebaja sus principios de defensa de la nación española es filfa. Engaño. Palabrería para ocultar el vacío de las bellas almas. Por el contrario, es tiempo de política, de gran política, de discusión de ideales políticos, porque el sistema democrático está agonizando bajo el pacto entre el PSOE y los nacionalistas, con el visto bueno de los terroristas.

En esa circunstancia, sin duda alguna dramática, la democracia no funcionará mejor porque el líder del PP trague con las imposiciones del PSOE o, sencillamente, porque haga dejación de su principal principio: la defensa de la nación española. No nos engañemos. El PP lo tiene difícil porque, en el fondo, su líder envidia la capacidad de pacto de Zapatero con los nacionalistas. Esa es la tragedia. Rajoy envidia el régimen que quiere consolidar Zapatero con su silencio cómplice. Estamos ante líderes, antes jefes de partido, que no son tales, porque uno, el socialista, ha impuesto un régimen pactando con los nacionalistas. Y el otro, el derrotado Rajoy, no parece tener otra preocupación que imitar al primero.

Por lo tanto, no es el tiempo de las estrategias sino de la gran política. Es el tiempo de discutir si las minorías dirigentes son un mal necesario o, por el contrario, una necesidad benéfica. Es el tiempo de un Congreso del PP a cara de perro. Bien, al fin, por Esperanza Aguirre que ha exigido claridad en los principios y los proyectos, y contar con los mejores de un partido que no puede quedar reducido a un Ministerio de la Oposición.

Es el tiempo, sí, de la política. Es el tiempo de levantar acta de las grandes palabras, en realidad, del sorprendente discurso de una víctima del terrorismo, Ana Iríbar, la viuda de Ordóñez, para saber distinguir la política de la estrategia, los fines de los medios. Es el tiempo de poner a los nacionalistas en su lugar, en el ámbito de la miseria política y la cobardía moral, como ha hecho la señora Iríbar. Lea, lea, señor Alonso, el nuevo dirigente del PP nombrado por Rajoy, ese que quiere "modular" la acción del PP en El País Vasco, el discurso de la señora Iríbar y guarde silencio, o sea, guarde un poco de compostura política hasta que su puesto sea respaldado por un congreso que se hará con mucho debate o no valdrá para nada.

En fin, es el tiempo de la política, porque tenemos que discutir antes que de estrategias y tácticas, o de fines y medios, sobre principios políticos, entre los que ocupa un lugar prominente el siguiente: un hombre inteligente no debe permitir ser dirigido por uno imbécil. En esto no puedo dejar de reconocer que soy un seguidor de Rousseau, cuando concluía, en el Discurso sobre el origen de la desigualdad entre los hombres, afirmando: "Es contrario a las leyes de la naturaleza, comoquiera que se definan, que un imbécil guíe a un hombre sabio".

Del maltrato al abismo
POR HERMANN TERTSCH ABC 7 Abril 2008

Diviértanse señores con las malas bromas del patio nacional si se cansan del lamento por lo pasado, les asusta lo que llega y las muy justificadas náuseas ante el presente no se lo impiden. Mientras los perdedores de las elecciones descubren el esperpento, los vencedores se dedican a la ofensa con un virtuosismo al que se le puede sacar gracia con cierta dosis de humor negro. Ofrezco a los que no tuvieran ayer la posibilidad, por costumbre o estómago delicado, una de las muchas joyas que contiene la entrevista del presidente del Partido Socialista de Euskadi, Jesús Eguiguren a «El País». Se las hace a un periodista que compitió con el presidente, la vicepresidenta y el ministro de Interior en la difusión de la mentira de que las negociaciones con ETA se habían roto definitivamente tras el atentado de la T-4.

Pero aquí hablan de algo que resulta casi más repugnante que la mentira a la que, al fin y al cabo, aquí nos hemos acostumbrado. En plena apoteosis de prestidigitación con las palabras -ellas siempre al servicio de la política, como dice el Gran Timonel Zapatero-, Eguiguren se permite un brinco retórico maravilloso y en un solo párrafo niega y confirma el mismo hecho. Demostrado que a gran parte de los españoles no les importa que su presidente del Gobierno les mienta y después les venda como honestidad reconocerlo con impudicia, es probable que la profanación de la palabra y su sentido nos lleve a niveles que ni Orwell podía intuir.

Pocos españoles parecen haber sentido como ofensa la certeza de que el «Gobierno Z» les mintió respecto a las negociaciones con ETA. Quizás parte de la sociedad española aún encuentre capacidad de indignación al conocer más indicios, por boca de Eguiguren, de lo que fue una inaudita coordinación clandestina entre los socialistas vascos y la organización terrorista para lograr acuerdos políticos en beneficio mutuo. Desde antes de que Zapatero llegara al poder y mientras éste firmaba con el Gobierno de Aznar el pacto contra el terrorismo.

Pregunta: «¿Hubo diálogo previo con ETA para propiciar la tregua?» Respuesta: «Diálogo como tal no hubo hasta después de la tregua. Lo que hubo antes fueron contactos sobre los métodos para propiciarla. (...) Convinimos en que aquella no era una tregua más, sino permanente. (...) Teníamos la convicción de que iba a serlo. (...) Lo decían los representantes de Batasuna y ETA en las conversaciones previas». Recapitulemos. Según Eguiguren, no hubo diálogo previo «como tal». Pero Batasuna y ETA -valga la redundancia- le habían dicho a Eguiguren en «las conversaciones previas» que aquello iba a ser una tregua fetén. Lo cierto es que aun bajo el Gobierno de Aznar en un momento de éxito masivo en la lucha antiterrorista y con la «kale borroka» en vías de extinción, Eguiguren comienza a coordinar -llámelo como quiera cada uno- la política de los socialistas vascos con Batasuna, es decir con ETA, para cambiar una situación que ambos coincidían que no les convenía.

A espaldas del Gobierno se negoció con el enemigo del Estado. Esta conducta tiene nombre. Pero da igual. Aquí somos muy nuestros. Especialmente en las tribunas exquisitas de la superioridad moral izquierdista. La eterna doble vara de medir. ¿O se imaginan al citado diario o a la vicepresidenta, o al Zapatero feminista, aplaudiendo el protagonismo de un líder vasco del PP condenado en firme por malos tratos a su mujer? Pues éste merece dos páginas de heroísmo y la por nadie cuestionada presidencia del PSE. Para no concluir abatido en este páramo moral en el que los Zetas profanan todo lo que nombran y tocan, quiero homenajear a una de esas almas nobles que nos honran y dignifican con su palabra, presencia y obra. Ana Iríbar habló en el Parlamento vasco en homenaje a su marido Gregorio Ordoñez. Y despreció lo despreciable. Podía haber dado bastantes nombres más.

Costurones de España
POR EDURNE URIARTE ABC 7 Abril 2008

Las batallas de estos días traen el aroma de que los costurones de la sonriente España plural de Zapatero comenzarán a desgarrarse en lugares muchos más ordinarios y menos épicos que el referéndum de Ibarretxe o el de los catalanes. Descarnadas peleas porque necesito agua o porque quiero cobrar lo mismo más que duelos gloriosos porque yo soy español y yo vasco. Que es lo que ha ocurrido con la huelga de funcionarios de Justicia y está pasando y está por pasar con la sequía en Cataluña.

Eso sí que es una España que se rompe mucho más nítida para los ciudadanos que las consultas por el derecho de autodeterminación que ni entienden ni se quieren creer. Con el esperpento del agua y con la desigualdad salarial de los funcionarios, la falta de Estado y de nación toca el bienestar cotidiano, el bolsillo. El ciudadano pone una imagen de grifo cerrado y otra de discriminación salarial a la renuncia a hacer política para toda la nación.

Si la huelga de funcionarios se ha prolongado tanto se debe a la torpeza de Bermejo pero más aún a la percepción de profunda injusticia compartida por los huelguistas. A la fe en una causa de igualdad más que de dinero. Y con la comprensión de la mayoría de los españoles que lo que no entiende es la desigualdad autonómica de salarios entre ciudadanos que realizan el mismo trabajo.

Si en Barcelona se secan mientras el Ebro se vacía en el mar, las miradas se vuelven a la derogación socialista del Plan Hidrológico Nacional. Y se burlan de ese Montilla que ahora pide soluciones a Zapatero cuando él mismo asumió la oposición al trasvase y cuando la España plural que le deja secarse Barcelona es la que él ha liderado junto a Zapatero. Esa España plural que consiste en que la mayoría de cada Comunidad hace e impone lo que le parece. Y el Estado se calla y la nación desaparece. Hasta que falta el agua o estallan los funcionarios y algunos comienzan a echarlos de menos.
Al Estado para que garantice la igualdad y el agua. Y a la nación para que esto sea un Estado de las autonomías y no un Estado de las minorías, acertada expresión de Manuel Jiménez de Parga.

Paradojas del castellano
Sancho Michell de Diego Minuto Digital 7 Abril 2008

Nos encontramos a las puertas de un importante acontecimiento como es la elaboración de La Enciclopedia del Español en los Estados Unidos. En la misma tomarán partido unos ochenta estudiosos, analizando la presencia del castellano en ese país, desde el siglo XVI hasta nuestros días.

Será el próximo mes de octubre cuando El Instituto Cervantes edite una enciclopedia dedicada al español que se habla en Estados Unidos, como anunciara recientemente el director del centro que la institución tiene en Nueva York, el castizo Eduardo Lago.

El nuevo acercamiento a la historia y a la realidad del español en tierras estadounidenses pretende ahondar en el camino que abrió “La Enciclopedia del Español en el Mundo”, elaborada por el Cervantes en 2006 y que trataba sucintamente sobre la situación de la lengua de los más de 40 millones de hispanohablantes que hay en Estados Unidos.

Realmente se trata de una enciclopedia necesaria, porque Estados Unidos es el segundo país con más hispanohablantes del mundo, por detrás de México. Sorprende por ello que nunca antes se haya realizado un trabajo sobre el estado de una lengua en un momento tan delicado como el presente.

Lo importante de esta cuestión es que no sólo se tratará el punto lingüístico, sino también la producción literaria, las traducciones y la presencia del español en los medios de comunicación, la publicidad, el cine e incluso en la música y el teatro comercial.

Son muchos los especialistas hispanos en EEUU los encargados de repasar la influencia de los grupos migratorios provenientes de México, Puerto Rico, Cuba, República Dominicana y otros puntos de Latinoamérica -como los más recientes de Argentina, Venezuela o Centroamérica- en Estados Unidos.

Llegados a este punto sería bueno recordar que el termino “hispano” se utiliza en el mundo entero para denominar no a una raza, sino a una cultura y a una lengua; pero ¿cuál es la argamasa que une a más de 400 millones se seres dispersos por lugares tan distantes? No hay duda que es la lengua española. “Lenguaje –dice Unamuno– de blancos, indios, negros, mestizos y mulatos; lenguaje de cristianos y ateos; lenguaje de hombres que viven bajo los más diversos regímenes políticos”.

Ahora que comienza una nueva legislatura, el Partido Popular tendría que insistir en pedir explicaciones al Gobierno de Rodríguez Zapatero por la atroz persecución lingüística existente en Cataluña por usar el castellano, así como en otras comunidades autónomas, como es el caso de Galicia o el País Vasco. Y lo habrán de hacer reiteradamente, desde el primer pleno del nuevo periodo de sesiones.

Desde luego, el respeto constitucional a la pluralidad lingüística de España no se compadece en absoluto con las prácticas del actual Gobierno de la Generalitat, ése combinado de Montillas, Sauras y Roviras. Es una atrocidad que en pleno siglo XXI pueda haber personas cuyos derechos básicos y libertades sean perseguidos hasta ese punto.

Paradójicamente esa gran Nación denominada España se encuentra hoy negada hasta en sus símbolos por ciertos partidos políticos -nacionalistas y no nacionalistas-; es triste, pero lo es aún más que los demás españoles les dejemos hacerlo con total impunidad.

La pedagogía necesaria
En Euskadi, los nacionalistas gobernantes han hecho creer que quienes no cumplen las leyes 'españolas' son unos héroes
TONIA ETXARRI t.etxarri@diario-elcorreo.com El Correo 7 Abril 2008

Si han tenido que pasar trece años desde que ETA asesinó a Gregorio Ordóñez para que el Parlamento vasco se haya dignado a homenajear al político popular, habrá que reconocer que en Euskadi hace falta una catarsis colectiva sobre la necesaria tolerancia cero con cualquier expresión de terrorismo. Hará falta una pedagogía democrática sobre las diferentes ideologías que existen en Euskadi y sobre las que el nacionalismo no tiene la patente exclusiva. Y si el alcalde de Bilbao, Iñaki Azkuna, en un gesto de ingenuidad, llegó a creer que si hacía la 'bilbainada' de colocar una enseña local diez veces mayor que la bandera española iba a apaciguar los ánimos de los exaltados (tan fomentados desde su propio partido, por otra parte, durante tantos años) habrá que tomarse en serio la necesidad de fomentar la educación democrática en el País Vasco, en donde los gobernantes han hecho creer que quienes no cumplen las leyes 'españolas' son unos héroes.

Egibar, hace tan sólo unos días, justificaba su negativa a apoyar una moción de censura contra la alcaldesa de ANV, en Mondragón, por «pedagogía». Habrá que preguntarse qué clases de pedagogía necesita el lehendakari que no acudió al acto de homenaje de Ordóñez en el Parlamento vasco. Su viuda, Ana Iribar, que en estos trece años de travesía ha estado acompañada de sus amigos pero también ha tenido que morder el polvo de la indiferencia nacionalista, volvió a ser, el pasado sábado, el testigo incómodo de esa parte abominable de la historia del País Vasco. Su acusación sonó atronadora contra un lehendakari que había optado por acompañar a Pilar Manjón en un acto en memoria del atentado del 11-M pero que no estuvo en su lugar cuando había que rendir homenaje a un parlamentario vasco asesinado por ETA. Ibarretxe fue el depositario de la crítica más descarnada que le pueda dirigir una víctima del terrorismo. Porque Ana Iribar habló del «desprecio» que sentía hacia él por su «cobardía». Unas palabras que le dolieron al dirigente del PNV en Vizcaya, Andoni Ortuzar, que sólo acertó a decir que eran injustas porque el acto del Parlamento tenía que haber sido, en su opinión, un acto «de la unidad». ¿Qué unidad se puede esperar de un acto al que no acude la principal autoridad de la comunidad para rendir homenaje a una víctima del terrorismo de ETA? Es cierto que se detectaron otras destacadas ausencias, la misma de Patxi López o la de los populares Alfonso Alonso o Ramón Rabanera, pero las críticas de la viuda de Ordóñez se centraban en las actitudes de hipocresía de buena parte de los representantes nacionalistas cuando se trata de ponerse el velo de la solidaridad con los perseguidos por el terrorismo.

En su 'yo acuso' demoledor, Ana Iribar, que reconoció que la placa en memoria de su marido tendría sentido si «detrás del gesto, el PNV hubiera accedido a desalojar de Mondragón a ANV», venía implícita una lección para todos. Porque la sombra de Mondragón está pesando como una losa no sólo al PNV. También al Partido Socialista. La presión ejercida por sus propias bases ante la perplejidad que generó la nula exigencia inicial del PSOE al PNV en la negociación en el Congreso y en el Senado, ha provocado actitudes de difícil comprensión. Seguramente la moción de censura contra la alcaldesa de ANV en Mondragón prosperará. Ahora sí. Si Egibar no lo impide. Pero, mientras tanto, no se entiende que los socialistas hayan optado por ausentarse de los plenos del Ayuntamiento mientras no se debata la moción de censura contra la alcaldesa porque, lejos de entenderse como una medida de presión, ofrecen una imagen de dejación de responsabilidades. Como si los socialistas de Mondragón estuvieran tentados de caer en el desistimiento.

Si los socialistas mantienen una línea coherente con este gesto, ¿han pensado ausentarse también del Parlamento de Vitoria? Al fin y al cabo, EHAK tampoco condena a ETA. Y en esa actitud llevan toda la legislatura. Esta va ser la semana de investidura del presidente Zapatero y, tal como están las cosas, su designación se efectuará sin depender de vínculos inconfesables con grupos como CiU y PNV. O ésa es la intención. En el PP son cada vez más evidentes las presiones sobre Rajoy para que ayude a Zapatero, con la abstención de su grupo, a que empiece su legislatura sin tener que pagar un precio a los nacionalistas. Habrá que verlo. Las negociaciones en el Congreso suelen desbloquearse en el minuto de prórroga.

Si ZP ofrece un pacto contra ETA es para tapar que está ya negociando con ETA.
Antonio Javier Vicente Gil Periodista Digital 7 Abril 2008

Las hemerotecas, paso previo para la historia, nos informan, incluso la del propio El País que cuando Zapatero andaba predicando hace años la firma de un pacto antiterrorista en el que se prohibía hablar con ETA, él estaba hablando con ETA hacía ya meses. Hoy se anuncia que en su discurso de investidura Zapatero va a ofrecer un acuerdo contra el terrorismo que excluye el diálogo con ETA, pero como ven no es un pacto firmado, es un acuerdo tipo hombres buenos, se darán la mano y nada quedará por escrito ni firmado. Esto, visto los antecedentes de Zapatero, nos puede llevar a la convicción de que ZP ya está a día de hoy charlando con ETA de sus cosas mutuas y necesita de una cortina antiterrorista que tape las guarradas que seguro está haciendo con ETA en la cama suiza compartida.

Lo bueno y lo malo que tienen estos socialistas solidarios buscadores de nuestro bien y nuestra paz es que tienen querencia por la única idea que un día se les ocurrió y no se preocupan de cambiar la cosa. ¿Qué ha hecho ZP para que hoy le creamos cuando ofrece luchar contra ETA y no dialogar con los asesinos y nos desvanezca la convicción de que ya está en estos instantes metido en la cama con la ETA?. No ha hecho nada, ni siquiera ha anulado la autorización que le dio el Congreso para charlar con ETA sin concesiones políticas.

Tras las elecciones ya han dicho varias veces los mandamases socialistas que solo se volvería a hablar con ETA si ETA demostraba fehacientemente que habían decidido decir adiós a las armas. Como ven al final todo es volver a las andadas, se dice que no se va dialogar con ETA, se dice a la vez que se volverá a hablar con ETA cuando ETA haga los mismo de la otra vez, decir que han decidido no volver a matar, se propone un pacto contra ETA, nihil novum sub sole.

Se han pasado los progres rojos socialistas de izquierdas sacando pecho y acusando al PP de catastrofismo por haber predicado que ZP iba a vender Navarra a ETA cosa que era falsa y la demostración es que han permitido que gobierne en Navarra el partido del PP allí, UPN. Hoy se aclaran muchas cosas al publicarse que tras matar ETA a dos personas en la T4 de Barajas, que tras romperse sin descomponerse el proceso, que tras decir ZP y Rubalcaba que no se volvería a dialogar con ETA, fueron los chicos de Zapatero a la cama compartida y le ofrecieron a ETA entregarles Navarra en cómodos plazos, pero ETA quería la cosa en una sola entrega y sin rodeos y dijeron los asesinos que nones. Ya sabemos a que precipicio se refería ayer Eguiguren.

Negocian políticamente con ETA y nos mienten, proponen ahora un pacto contra ETA y es seguro, tan seguro como que a ZP le encanta como canta Sonsoles que nos están mintiendo y solo quieren ese acuerdo contra ETA para tapar el hecho de que ya está ZP pelando la pava con ETA.

Y seguro que el PP volverá a picar, porque no le dirán a Zapatero que no se fían de el, que es un mentiroso que solo dice la verdad cuando miente y que con sus antecedentes no pueden ya creerle nada que afecte a la lucha antiterrorista. No se lo dirán porque temen los del PP que les digan que crispan y utilizan la lucha contra el terrorismo como arma política y eso se lo dirán quienes usan todos los días que sale el sol la lucha amorosa contra el terrorismo como arma política.

Es más que probable que para animar a ETA a aceptar las propuestas no políticas, como la entrega de Navarra, y acabar el proceso ZP les ofrezca un plan de pensiones en el que por cada mes de pertenencia a la banda se les considerará cotizado al máximo a la Seguridad Social un año, y cada mes en prisión a dos años de cotización. Y si no al tiempo.

La hoja de ruta de Zapatero al infierno sigue abocándonos al precipicio.

Ana Iríbar: una valiente condena para el PNV, un ejemplo para el PP
Santiago Abascal elsemanaldigital 7 Abril 2008

El heroísmo, a veces, sólo consiste en decir la verdad, en optar por hacer lo más difícil y lo más incómodo. La viuda de Gregorio Ordoñez nos dio a todos una lección en el Parlamento vasco.

El momento que Ana Iríbar nos regaló este sábado en el Parlamento vasco es de los que permanecerán en la memoria imborrable de muchos de los que tuvimos el honor de vivirlo en directo.

Quienes habíamos visto el féretro de Gregorio Ordóñez, mientras entraba –vitoreado- en el Ayuntamiento de San Sebastián aquella noche lluviosa de febrero de 1995, y -anteayer-, 13 años después, asistimos al primer acto de reconocimiento del Parlamento vasco a su parlamentario asesinado por el terror separatista, presenciamos lo que a partir de ahora será un nuevo recuerdo histórico, de esos que quedan para siempre.

Ana Iríbar, la viuda de Goyo, aceptó la invitación del Parlamento vasco a la inauguración de la placa que pretende homenajear la memoria de su marido, a la vez que lavar la cara de la institución y del nacionalismo vasco en particular.

Ana tenía tres opciones ante la invitación: no asistir y señalar por escrito su desconfianza hacia el compromiso del nacionalismo con las víctimas; asistir y limitarse a agradecer el homenaje; y asistir con armas y bagajes y decir lo que pensaba. Eligió la opción más incomoda, la más difícil y la que menos aplausos le iba a granjear.

Allí estaban esperándola la gente que quería a Goyo y que la queremos a ella, entre los que destacaban María San Gil, Carlos Iturgaiz y Jaime Mayor Oreja. Pero junto a ellos, entre compungidos y presurosos, se encontraban Urkullu, Egibar, Azkarraga, Balza y muchos otros que sólo esperaban que el acto fuera rápido, indoloro e inocuo, para irse -con la foto junto a la viuda bajo el brazo- a darle una palmada en la espalda a la alcaldesa de ETA en Mondragón.

Ana, sin embargo, hizo que el acto fuera incómodo, que la situación resultara violenta. Y no porque buscara tal cosa, sino porque en este caso la incomodidad era la única compañía posible de la verdad. Ana les cantó las cuarenta a los señores nacionalistas que sólo buscaban el lavado de imagen; y no lo hizo por carta, ni a través de las cámaras de televisión. Lo hizo a la cara, dirigiéndose a personas. Tuvo, sin duda, un gran valor, sólo por atreverse a decir la verdad: que Ibarretxe sólo merece su más absoluto desprecio por su deslealtad, su hipocresía y su cobardía.

Tras las palabras de Ana, los amigos y compañeros de partido de Goyo nos quedamos junto a ella y los miembros de la Fundación Gregorio Ordóñez. Prácticamente solos, exceptuando a la presidenta del Parlamento. Era de esperar.

El PNV ha dicho que discrepa de la intervención "injusta" de Ana Iríbar. ¿Qué iban a decir? El PSE, por su parte, se ha puesto de perfil, limitándose a decir que la respeta. Es normal en quienes saben que se han librado del rapapolvos por los pelos. Pero las palabras auténticas y sinceras de Ana, que fueron una condena para el PNV, fueron también un ejemplo para el Partido Popular.

El PP, en estos tiempos de tribulación, ha de mirarse en el espejo de Ana Iríbar. Ella ha de ser el mejor referente para el PP, el ejemplo entre los ejemplos, una lección para el futuro. Porque a veces en política hay que elegir la opción más difícil, la más incómoda, la que nos conduce a la soledad aparente para acertar de verdad. Tras un PP solo, culpabilizado y acorralado por los maestros del Tinell -tentado de caer bien a todo el mundo a costa incluso de reconocer las trampas del PNV y Urkullu en Mondragón como avances "en la línea adecuada"-, siempre resonará la voz de la conciencia, la voz de Ana Iríbar, de las víctimas del nacionalismo, para recordarnos que, por encima de todo, nuestro compromiso es con la verdad y con nuestros principios. Nunca con un falso consenso o con una victoria vacía de convicciones. Nuestro camino, hoy, sólo lo puede alumbrar la voz firme, serena y cierta de Ana Iríbar, la voz de Gregorio Ordóñez.

Maragall, Montilla, las cosas del PHN y el estado de aridez mental
Antonio Jiménez elsemanaldigital 7 Abril 2008

El estado de emergencia que se empieza a vivir en Barcelona por la escasez de agua, es la penúltima demostración de una política de gestión desastrosa y deficiente de los tripartitos.

Si por algo se ha caracterizado en los últimos años la llamada clase política catalana gobernante ha sido por su incapacidad para atender los problemas reales de los ciudadanos al anteponer, por puro intereses partidista, asuntos ajenos a las necesidades y prioridades de la gente; cosa que no ha evitado que el partido que lidera el gobierno de la Generalitat haya obtenido el mejor resultado electoral de su historia en los pasados comicios generales. Hay un refrán muy español que dice que "sarna con gusto no pica" y que cada pueblo tiene el gobierno que se merece.

Al PSC de Montilla, cuya gestión en el gobierno de la Generalitat es descriptible por mediocre e ineficaz , los catalanes en general y los barceloneses en particular le han premiado en las urnas con unos resultados envidiables a pesar de todos los desastres de gestión que en cascada se han sucedido en los últimos años: desde el hundimiento del Carmel a la crisis en los servicios ferroviarios de cercanías pasando por los apagones y los problemas en el aeropuerto de El Prat.

El último desastre que se revela como una emergencia nacional es la falta de agua para cubrir las necesidades de millones de barceloneses y por ello cabe preguntarse qué ha hecho el "tripartito" para prever una situación como la actual tras muchos meses de sequía. La respuesta es nada, absolutamente nada. Ni siquiera han construido las plantas de desalinización previstas en el litoral catalán. Paradójicamente esta situación de emergencia coincide con el desbordamiento del Ebro y de algunos de sus afluentes cuyos embalses han abierto sus compuertas para tirar el agua que no pueden almacenar y que inevitablemente se pierde desaprovechada en el mar. Significa que en España no falta agua para hacer frente a situaciones extremas como la que sufre Cataluña; lo que se echa en falta no es agua sino sentido común y una política de Estado imprescindible para aprovechar los recursos disponibles. Los mismos dirigentes políticos catalanes que rechazaron el trasvase del Ebro en beneficio de Valencia, Murcia y Andalucía, además de la propia Barcelona, al grito de "ni una sola gota de agua saldrá de este río", reclaman ahora un trasvase del Segre al Llobregat de tapadillo y bajo el eufemismo de "captación puntual y temporal de agua" para cubrir las necesidades de la Ciudad Condal.

Montilla, Carod y Saura están siendo víctimas del populismo y la demagogia que derrocharon contra el Plan Hidrológico Nacional (PHN) de Aznar porque entonces les convino electoralmente . Freud decía que somos dueños de nuestros silencios y esclavos de lo que hablamos. Los socialistas que ahora claman por un trasvase antes ejercieron, por puro interés partidista, una beligerancia irracional contra los mismos hasta el extremo de "blindar" estatutariamente los ríos que pasan por sus comunidades para impedir la tentación del Estado de decidir sobre sus aguas, opción sobre la que tendrá que pronunciarse el Tribunal Constitucional.

Y por supuesto que Zapatero no es ajeno a este espectáculo de incoherencia, irresponsabilidad y egoísmo exhibidos por el PSOE en Cataluña, Aragón o Andalucía ,al derogar de un plumazo el PHN antes que sentarse con Rajoy en la anterior legislatura y llegar a acuerdos sobre uno de los asuntos que dan sentido a España como nación y que exige a los políticos que se comporten como hombres de Estado. Mal haría Zapatero en desaprovechar el estado de necesidad planteado en Cataluña para no desterrar la aridez mental que le aqueja a él y a su gente y aprovecharlo para negociar con los populares un definitivo plan sobre el agua que solucione emergencias presentes y futuras en cualquier parte de España. Cualquier cosa menos que se pierdan en el mar los miles de hectómetros cúbicos que se reclaman al norte y al sur de Tortosa

El acoso al castellano
Ibarretxe castiga a los padres que piden castellano con los colegios más conflictivos

Educación les amenaza con dejarles sin plaza en los centros escolares elegidos para el curso 2008-2009
La Delegación Territorial de Educación estudiará caso por caso a los que soliciten estudiar en castellano.
Carmen Morodo La Razón 7 Abril 2008

Madrid- Cada nuevo curso escolar se da otra vuelta de tuerca por parte de la Administración vasca para imponer la enseñanza exclusivamente en euskera, pese al auto del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco que reconoce el derecho de los padres a elegir la lengua vehicular para sus hijos.

Según ha contrastado LA RAZÓN, en el curso 2008-09 los padres se han encontrado al ir a formalizar las matrículas en los colegios concertados, incluso en los religiosos, con una nueva estrategia de intimidación por parte de Ajuria Enea. Es decir, que la cuerda se ha tensado hasta el punto de que se puede elegir si se estudia o no religión, pero ya no se puede ni siquiera solicitar en qué lengua se quiere que se haga.

Si se condicionaba la oferta, ahora también se censura la demanda, ya que la nueva instrucción coarta incluso de antemano la elección, sobre todo si se apuesta por la casilla del modelo A (enseñanza exclusivamente en castellano).

Hasta ahora, lo habitual era que los padres pudieran elegir un modelo distinto a la inmersión en euskera, bien el castellano o el bilingüe, aunque no existiese oferta en el colegio, y luego éste decidía la admisión del alumno en función de todos los baremos exigidos.

De cara al próximo curso, quien pide el modelo A es derivado directamente a la Delegación Territorial de Educación, para que allí se estudie individualmente cada una de las solicitudes. «En aquellos casos en que se solicite exclusivamente modelos lingüísticos no ofertados por el centro, las solicitudes se remitirán a la Delegación Territorial para su tramitación, por lo que no aparecerán en las listas de este centro», dice textualmente la orden emitida por el Departamento de Educación, Universidades e Investigación del Ejecutivo vasco. A modo de separata informativa se adjunta a las hojas oficiales de solicitud de inscripción en los centros escolares.

En la práctica, la consecuencia es que las solicitudes que no se ajustan al modelo de homogeneización en euskera acabarán siendo derivadas a los colegios más problemáticos. Es decir, a centros públicos copados en buena medida por hijos de inmigrantes o de familias desestructuradas. Por tanto, no sólo no se respeta el derecho a elegir la lengua de la enseñanza de los hijos, sino que quien pide hacerlo se queda también sin ninguna posibilidad de acceder al colegio seleccionado en primera instancia.

Desincentivar
La advertencia de remitir las solicitudes de enseñanza en castellano a la Delegación Territorial de Educación busca, según el parlamentario del PP Santiago Abascal, desincentivar la petición de los modelos B y A, a la vez que camuflar su amplia demanda en algunos centros escolares concretos.

En esta batalla de la lengua, el PP ha decidido hacer causa, entre otras reivindicaciones, con que se conozca fielmente la demanda exacta de los padres en todos los centros educativos del País Vasco. Y que en donde la de un modelo no ofertado sea suficiente, se abran las líneas educativas correspondientes para cubrir las peticiones. En esa dirección apunta la última iniciativa parlamentaria al respecto registrada en el Parlamento vasco.

De perfil ante el problema
Entretanto, los socialistas están de perfil ante este problema: si no les queda otro remedio que posicionarse con cierta firmeza en el País Vasco, lo hacen, pero su actitud es pasiva e intentan evitarlo porque se sienten incómodos. Saben que si tienen que negociar con el PNV un Estatuto, este asunto estará encima de la mesa, ya que los nacionalistas quieren la obligatoriedad del conocimiento del euskera en el nuevo texto, igual que ocurre con el catalán.

Según Abascal, «el PSE mantiene una posición contradictoria. Por un lado aparenta en el Parlamento vasco defender la libertad lingüística de los padres, pero, por otro, tolera que, por ejemplo, en el Ayuntamiento de San Sebastián se condicione y se dirija a los padres hacia la inmersión lingüística». Los socialistas vascos también han evitado que las Juntas Generales de Álava se posicionen con nitidez en la defensa de los derechos lingüísticos de los castellano-hablantes.

La situación está llegando a tal extremo que ha empezado un goteo de padres que huyen del País Vasco para escolarizar a sus hijos en comunidades limítrofes, como es el caso, por ejemplo, de los alaveses que han elegido la localidad burgalesa de Miranda de Ebro.

«El euskera crecerá tanto como sus hijos»
Consistorios vascos «venden» por carta a los padres las bondades del «modelo D»
En las misivas explican que el estudio del vasco puede aportar ventajas culturales y laborales a los niños.
Alicia López Serrano La Razón 7 Abril 2008

MADRID- La imposición por el estudio del euskera en el País Vasco cada vez adquiere más fuerza. Y a los planes del lendakari Ibarretxe se suman ahora con renovada insistencia los ayuntamientos de la comunidad. Con motivo del comienzo del período de matriculación en los colegios, al menos 44 municipios han organizado una campaña en la que se distribuirán 15.500 folletos sobre los distintos modelos educativos que se ofrecen en el País Vasco, una carta emitida por cada ayuntamiento y un regalo para los niños.

Según el contenido de las misivas de Guecho y San Sebastián, a las que este periódico ha tenido acceso, los consistorios pretenden potenciar el estudio del vasco frente al castellano. Por ello intentan convencer a los padres de que apuesten el próximo curso por el modelo educativo en euskera. En el primer caso, el ayuntamiento explica que estudiar euskera puede aportar más ventajas culturales y laborales, y además, señala que según investigaciones realizadas por varios países, los niños que estudian varios idiomas demuestran un mayor rendimiento escolar que los monolingües. En San Sebastián, las argumentaciones y explicaciones han sido más pobres. Simplemente, se dedican a ilustrar el éxito del modelo educativo en vasco durante los últimos cinco años con una tabla elaborada por la Delegación Territorial de Gobierno Vasco en la que se muestra cómo los procentajes de niños que estudian en esta modalidad van incrementándose hasta alcanzar el 69,7 %.

Pero los intentos de persuasión por parte de los ayuntamientos ha llegado aún más lejos. Acompañando a su escrito, el Ayuntamiento donostiarra regala un DVD con juegos en euskera dirigido a los padres para que inculquen a sus hijos el idioma jugando con ellos, ya que, como explican en su carta, «si ellos crecen en euskera, el euskera crecerá tanto como ellos y ellas».

La plataforma por la Libertad Lingüística, integrada por 2.000 padres ha mostrado en frecuentes ocasiones su indignación ante la imposición del vasco que los ciudadanos están sufriendo. Según Eva Díaz, presidenta de la asociación en San Sebastián, «las personas que no están de acuerdo con esta situación ven reducido el número de colegios a los que pueden asistir sus hijos, incluso tienen que llevar a sus hijos a Francia, por lo que no podrán estudiar la historia de su país». Por otro lado, asegura que la situación es más tensa en pequeños municipios, ya que en las grandes ciudades hay una mayor conformidad.

La postura de los ayuntamientos de la región choca con la realidad, ya que la población continúa utilizando el castellano como lengua principal en sus conversaciones cotidianas. En las calles de País Vasco podemos ver cómo tan sólo el 19 % de los comercios presentan sus rótulos en euskera, tres de cada diez conversaciones son en esta misma lengua y la mitad de las empresas con atención directa al público no lo usa nunca.

Bajo la apariencia de un sistema trilingüe con el que las autoridades justifican que conocer más lenguas es ventajoso para el conocimiento cultural y la preparación profesional de los ciudadanos, se esconde la intención de la reforma educativa: fomentar el euskera como lengua dominante y reducir la presencia del castellano.

La Justicia limita su uso en el funcionariado
 La Razón 7 Abril 2008

La Justicia vasca considera que hay que tener en cuenta la «realidad» laboral de los funcionarios de esta comunidad autónoma a la hora de reclamarles un nivel de euskera, ya que una exigencia elevada de este idioma puede ser «desproporcionada» si el trabajador no lo usa para desempeñar su labor. En una sentencia a la que tuvo acceso Servimedia tras el recurso de una funcionaria a la que se exigía el nivel máximo de euskera pese a que trabajaba principalmente en español e inglés, los jueces concluyen que la «legitimidad constitucional» de la exigencia del euskera en la Administración vasca «se halla necesariamente vinculada» a que esté de acuerdo «con la naturaleza de las funciones asignadas a cada uno de los puestos».

PROCESO DE NEGOCIACIÓN
"El Mundo" levanta los enjuages político-territoriales de ZP con ETA
Elsemanaldigital.com 7 Abril 2008

El diario de Pedrojota Ramírez ha puesto sobre la mesa los ofrecimientos del Gobierno en Navarra y País Vasco para conseguir que ETA abandonase las armas.

"Se creará un órgano institucional común entre el País Vasco y Navarra. Se modificarán los estatutos de ambas comunidades, de modo que los dos corpus legislativos cedan competencias, acordadas previamente, a la institución común de las dos autonomías. Y se creará una comisión interparlamentaria, compuesta por un número paritario de representantes cedidos por ambos parlamentos autonómicos, con el fin de administrar y gestionar los contenidos estatutarios asumidos". Esa es una parte de las condiciones que estaba dispuesto a ceder el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero para lograr que ETA pusiera fin a sus actividades terroristas, según publica El Mundo.

El periódico de Unidad Editorial señala, además, que dicho órgano constitucional común habría tenido capacidad ejecutiva y de propuesta legislativa. "Todo ello, siempre y cuando así lo decidan los ciudadanos vascos y navarros. Respecto al País Vasco francés, el asunto deberá quedar resuelto con la creación de una eurorregión", señala.

El ofrecimiento del Gobierno acabó generando un debate interno dentro de la banda terrorista, en julio de 2006, cuando en una reunión de su comité ejecutivo, Josu Ternera se enfrentó a López Peña, Thierry. En el encuentro triunfaron las tesis más duras de este último, que fue apoyado en su decisión de romper las negociaciones.

Para ello, Batasuna, como correoa de transmisión de ETA, intentó forzar en reuniones con el PSE y PNV el establecimiento de una autonomía única integrando País Vasco y Navarra. La intervención de Josu Jon Imaz, negándose a ello, permitió salvar la cara a los negociadores.

Recortes de Prensa   Página Inicial