AGLI

Recortes de Prensa    Martes 8 Julio 2008

Rajoy en Barcelona ¿habló del idioma común?
Fernando González Urbaneja Estrella Digital 8 Julio 2008

Mariano Rajoy pasó por la clausura del complicado congreso de su partido en Cataluña haciendo caso omiso de ese 43% que ha quedado excluido de la Ejecutiva. El mensaje oficial es que la mayoría, aunque sea exigua, es suficiente. Puede que sea lo más pragmático y que en política la oposición de la oposición carece de posibilidades, pero no es lo más estético.

Aunque llama más la atención que algunos mensajes fuertes, como el del Manifiesto del Idioma común, que es uno de los ejes de crítica a los socialistas, estuvo ausente del discurso de Rajoy, si bien estuvo presente en las intervenciones anteriores de los dirigentes catalanes.

Donde hay que exponer el Manifiesto no es en los territorios donde sólo se habla castellano, sino precisamente donde hay una situación de arrinconamiento del idioma común. Hay que hablar y debatir este asunto en Cataluña y en las demás comunidades con dos lenguas.

El Manifiesto dice lo que dice y no dice lo que no dice, aunque algunos pretendan que dice lo que les convine o lo que les gustaría que dijera. Rajoy debería haber asumido, defendido y explicado en castellano, e incluso en catalán, la esencia de ese manifiesto. Seguramente a las bases del PP en Cataluña, en Valencia, en Galicia, en Baleares y en el País Vasco, les gustaría que en sus congresos y ante sus electores el Partido Popular defienda lo mismo y con el mismo énfasis y argumentos que en Madrid.

No es fácil de entender que La Vanguardia pueda titular “el líder del PP evita en su discurso la polémica por la lengua” porque entonces todo suena a táctica y coyuntura, a enredos varios de la política de menor cuantía. El PP de Cataluña no levanta el vuelo, la dirección madrileña pudo haberse ahorrado el trabajo de consenso entre los candidatos y dejado a la militancia que resolviera sus problemas por los procedimientos democráticos y no en el cabildeo de despacho.

Quizá hubieran llegado al mismo resultado y se hubieran ahorrado los abucheaos a los dirigentes nacionales que fueron a hacer la componenda habitual, esta vez con resultados insuficientes: hubo elección libre, hubo contestación contundente y no pasó nada aparentemente, pero los dirigentes han quedado entre regular y mal.

fgu@apmadrid.es

Los descuideros de la política
Lorenzo Contreras Estrella Digital 8 Julio 2008

En su discurso de cierre del XXXVII Congreso del PSOE, Zapatero ha acusado al PP de fatalismo oportunista. No lo ha dicho así, pero así podría traducirse su referencia a la supuesta satisfacción que al primer partido de la oposición le producen las llamadas dificultades económicas. El presidente condena horrorizado tales actitudes. Además, ante las evidentes “dificultades económicas” actuales y próximas, ZP se abona al sursum corda y al gaudeamus igitur, que en términos usuales significa, en general, ¡arriba los corazones! Le ha faltado decir: “Hombres (y mujeres) de poca fe, ¿por qué dudáis? Me tenéis a mí”.

Si la oposición popular se alegra de la crisis, que es a fin de cuentas el nombre que a las “dificultades” les cuadra, es porque, según el líder socialista, el PP espera que por ese camino puede circular hacia la recuperación del poder. El reproche no deja de ser cínico. Precisamente una situación difícil, la del 11-M, fue explotada al máximo por el PSOE, con gran aparato de recursos técnicos, entre ellos los teléfonos móviles y ciertas emisoras como instrumento de convocatorias masivas de protesta para llegar a la Moncloa. En aquellos trágicos días y momentos, lo que al zapaterismo todavía inédito le interesaba era gobernar y no vendar heridas de la sociedad afectada.

Y era lógico que intentase rentabilizar políticamente las dificultades ajenas, y más con unas elecciones inminentes. Que ahora, ante una coyuntura económica y social que arrebata el sueño a demasiados ciudadanos, el PP intente pasar factura de revancha a quienes en el 2004 vieron clara su oportunidad, no debe sorprender. La política es como es y no de otra manera. En toda competición nadie perdona una debilidad o apuro del rival.

Podría cualquiera preguntarse de dónde extrae el zapaterismo ese fondo de optimismo que, dígase lo que se diga, ignora la esencial realidad. Y, por supuesto, aprovecha la realidad circunstancial, incluidos los eventos deportivos, para anestesiar a toda opinión, y no falta la suficiente, que se deja anestesiar. Zapatero y sus afines directos son pícaros o pillos de la política que, ante el variable acontecer, se comportan como descuideros. En los éxitos deportivos han encontrado un filón. Gana la selección española de fútbol la eurocopa y, al conjunto del torbellino de entusiasmo, el zapaterismo te roba la cartera. Es él, que nada especial ha hecho por mejorar el nivel del deporte español, quien se apunta el gol de Torres, como también probablemente el último raquetazo de Rafa Nadal. Nuestro júbilo tiene una deuda con ZP. Una harto discutible casta dirigente del deporte, plagada de caciques y experta en escenificaciones electorales, es la otra franja sociológico-política que rentabiliza el éxito que no esperaba y que le llega como lluvia de mayo.

Mientras la realidad aguarda su ocasión para resarcirse de tanta estafa política, el zapaterismo se da mañas para aprovechar, como ya queda indicado, hasta las últimas briznas de la coyuntura. Incluso el episodio de las corbatas les ofrece una ridícula porción de gloria demagógica, en nombre, como se sabe, del ahorro de la costosa refrigeración. Prescinda usted de la corbata, siguiendo el ejemplo de Miguel Sebastián, y habrá regalado a la economía nacional algo meritorio y digno de alabanza. Desde la parábola evangélica del ochavo de la viuda no se había brindado al paladar político una golosina tan apetitosa.

¿Dónde queda, entre tanto, el modelo nacionalista de enseñanza de las lenguas en detrimento del castellano o español, que, según ZP, “goza de buena salud” en Cataluña? ¿Dónde está el eco eficaz o la promesa de acción contra el anuncio de desobediencia a los jueces que ordenan a la Generalitat la tercera hora lectiva semanal del idioma del Estado? ¿Dónde se garantiza de veras una respuesta oficial contra el desafío de Ibarretxe a cualquier prohibición judicial de su referéndum soberanista? Esos y otros de notable calado son para el ocupante de la Moncloa asuntos menores. Ni siquiera memorizables.

Indudablemente, el zapaterismo sabe vender su producto. El drama es que no hayan aprendido quienes acuden al mercado político el arte de comprar. Hay un precio que se paga inconscientemente. Hay una mercancía averiada que se coloca sin problemas en el Gran Bazar del PSOE. Las futuras urnas, en todo un proceso político hasta el remate del 2012, tienen la palabra. El ciudadano, en aplicación de su alarma, debería afinar, y afilar, su criterio de votante, más allá de las organizaciones políticas.

PSOE
¿Partido o escuela filosófica?
Yo siento una enorme atracción intelectual hacia el pensamiento de Blanco y no puedo evitar prolongaciones mentales de sus asertos.
Juan Carlos Girauta Libertad Digital 8 Julio 2008

Consta que el congreso del PSOE ha trascendido la política para tocar la filosofía y aun la teología, con especiales incursiones en la metafísica del ser en cuanto ser, la bioética o la escatología. Cuándo y cómo agradecerá el finado el adelanto –¡por su bien!– de su deceso acaso sea la cuestión más punzante de las abordadas por la sectorial de Ultratumba del partido.

Favorables a la desconstrucción (no aceptaré el galicismo "deconstrucción"), vienen administrando buenas dosis de Derrida a la nación e instituciones españolas y, lo que es más meritorio, lo han hecho desde la intuición, lo que quizá pluguiera al bueno de Jacques. Fuera cual fuera la vía de acceso al argelino, la interiorización de la doctrina del autor de Torres de Babel o El monolingüismo del otro tenía que notarse.

Rechazar las posiciones de Savater –a quien el pensador Blanco reconoce "buena voluntad"– no les ha tomado mucho tiempo: el Manifiesto es un arma de confrontación. Cree el PSOE que el modo de garantizar los derechos de todos los catalanes en materia lingüística es abundar en la inmersión en catalán y la política de multas. Acepta el claustro, pues, las posiciones del experto Montilla, sin objeción.

Pero el núcleo intelectual que rige el socialismo español no iba a dejar ahí el tema de la lengua, donde a fin de cuentas tiene la lupa puesta el postestructuralismo como la tuvo el estructuralismo. Sigue Blanco: "El patrimonio más importante de España es que tenemos muchas lenguas". Pues sí, señor; tenemos muchas lenguas. Están en la mente de todos y, si no, para algo están las enciclopedias. Pero Blanco nunca dice sólo lo que parece. Blanco no ha podido formular la proposición "tenemos muchas lenguas" sin más, sin un understatement, porque sería una estupidez, y eso nunca.

Yo siento una enorme atracción intelectual hacia el pensamiento de Blanco y no puedo evitar prolongaciones mentales de sus asertos. Voy. Está la lengua de madera, originalmente la jerga del PCF, pero, por extensión, lo que pone en boca de Z expresiones así: "Esta es una ocasión para ensanchar y confirmar derechos que hemos reconocido a favor de todas las personas". O bien: "El socialismo es un proyecto deconvivencia, con vocación de incluir e integrar".

Está la lengua de estropajo o de trapo, la de la persona que pronuncia mal; Blanco tiene aquí muchas cosas que decir. Está la lengua viperina, serpentina, afilada o larga: piénsese en "España no merece un gobierno que mienta", del profesor Rubalcaba. O, del mismo autor: "¿Señores del Gobierno, a ustedes no les dijo nunca el CNI que podía haber radicalismo islámico detrás de esto? Yo sostengo que sí, el jueves por la tarde." (Cotéjese con las recientes informaciones de El Mundo sobre Dezcallar y Ana Palacio.) Cómo no entrever al Nietzsche de: "Yo sólo quiero una igualdad: la que nos proporciona el más extraordinario peligro y el humo de la pólvora. Allí todos tenemos el mismo rango."
Juan Carlos Girauta es uno de los autores del blog Heterodoxias.net.

APROBADA UNA MOCIÓN CONJUNTA DEL PP, PSOE Y GRUPO MIXTO
El PSOE de Vélez-Málaga se adhiere al Manifiesto por la Lengua Común
 Libertad Digital 8 Julio 2008

Pese a la enmienda aprobada en el congreso del PSOE que rechazaba el Manifiesto por la Lengua Común, el Grupo Socialista del Ayuntamiento de Vélez-Málaga se ha sumado a la moción presentada conjuntamente con el PP y el Grupo Mixto para adherirse al manifiesto. La moción reconoce que "el castellano sufre marginación institucional" en algunas comunidades.

Lenguas
ROSA MONTERO El País 8 Julio 2008

Es obvio que el castellano no es una lengua en peligro. Mejor dicho, el español, porque el uso exclusivo y machacón de la palabra castellano me parece una pamema políticamente correcta cuya inutilidad resulta evidente cuando sales del país: intenta decir en inglés a una audiencia extranjera que hablas castellano, por ejemplo. El español, pues, no es un idioma en peligro, ni en el mundo ni en España. Al contrario, es una lengua tan fuerte y monumental que puedo entender el miedo que produce en lenguas más pequeñas, el recelo ante su sombra poderosa. El famoso manifiesto habla bien claro de la potencia del castellano ("nuestro idioma goza de una pujanza envidiable y creciente"), pero eso ha quedado emborronado en el fragor de la campaña, que a veces parece una cruzada en defensa del español.

La mayoría de los promotores del manifiesto son personas a las que admiro y quiero mucho, desde Savater a Vargas Llosa. Sin embargo, cuando me propusieron que firmara no lo hice: me incomodaba algo que no supe explicar. Hoy creo que se trataba del tono del texto e incluso del título, Manifiesto por la lengua común. Yo hubiera preferido algo más modesto: manifiesto por los derechos lingüísticos. Ese es el meollo del asunto y lo que reivindican los firmantes. Y sin duda es una vergüenza que haya ciudadanos que, por ejemplo, no puedan educar a sus hijos en español. Me sumo a la denuncia de esos abusos. Pero las lenguas son sustancias radioactivas que hunden sus raíces en nuestro corazón más primitivo, en la oscura e irracional memoria de la horda. Por eso hay que tener mucho cuidado y no enardecer el tono en torno a ninguna lengua, porque eso puede acabar avivando los más bajos instintos nacionalistas. Como tal vez esté ocurriendo con el manifiesto y con los disparates que se están diciendo a favor y en contra.

polémica lingüísitica
Galicia Bilingüe denuncia ante la Xunta que el castellano ha sido erradicado de los entes públicos

La Voz 8 Julio 2008

La asociación Galicia Bilingüe denunció ayer ante la Secretaría Xeral de Política Lingüística que el castellano ha sido «prácticamente erradicado» de la mayor parte de los organismos públicos en la comunidad gallega, extremo que rechazaron las autoridades autonómicas.

La presidenta de la entidad, Gloria Lago, fue recibida por la secretaria xeral de Política Lingüística, Marisol López, a quien le pidió que apueste por la libertad de los ciudadanos y la anteponga a las políticas de «imposición del idioma gallego que desarrolla actualmente la Xunta de Galicia».

Galicia Bilingüe informó a Política Lingüística de «700 casos de discriminación», canalizados por medio de la entidad, durante este último año. La asociación sostiene que los responsables del PSOE han asumido el mensaje «identitario e impositivo nacionalista» basado en la lengua.

Lago hizo entrega a Marisol López de una carta dirigida al presidente de la Xunta para que se avenga a expresar su rechazo público a las «agresiones y amenazas que están sufriendo los directivos de la asociación».

Este colectivo explica que, «a pesar de estos y otros argumentos expuestos, la directora general de Política Lingüística ha defendido la imposición en la enseñanza, negando la libertad de elección de la lengua vehicular que existe en todos los países democráticos con más de una lengua oficial».

Favorecer la lengua propia
Política Lingüística comunicó a Galicia Bilingüe que la Administración gallega garantiza la atención en gallego y castellano, y que la Xunta tiene la obligación de favorecer la lengua propia de Galicia. La Xunta indicó además a esta entidad que «aínda queda moito que avanzar na Administración do Estado», en el sentido de garantizar el empleo del idioma gallego.

El departamento que dirige Marisol López comunicó también a Gloria Lago que el modelo lingüístico gallego busca la plena competencia del alumnado en las dos lenguas oficiales, lo que garantizaría que los ciudadanos fuesen libres de expresarse en una u otra, según su propio criterio.

La Mesa del Turismo denuncia que relegar el castellano daña la imagen del sector
B. TORQUEMADA. MADRID. ABC 8 Julio 2008

La Mesa del Turismo, entidad de la que forman parte empresarios destacados del sector «locomotora» de la economía española, emitió ayer un comunicado en el que expresa su respaldo al Manifiesto por la Lengua Común en razón de que, según se recoge en la nota, «la diversidad lingüística autonómica ocasiona problemas en cuestiones como la señalización de carreteras y aeropuertos» y porque «en varias comunidades autónomas no se respeta la cooficialidad de los idiomas, lo que supone una dificultad en los viajes tanto para los turistas nacionales castellanohablantes como para los extranjeros». Problemas a los que se suma, denuncian, «los perjuicios ocasionados por el carácter disperso de la legislación autonómica relacionada con el turismo».

«Pensando en los clientes»
Félix Arévalo, secretario general de la Mesa del Turismo, ha explicado a este diario que la iniciativa parte de un razonamiento «de sentido común. El comunicado no responde a planteamientos técnico-académicos que no nos corresponden, ni a un papel político que, por supuesto, tampoco nos atañe. Simplemente, nosotros debemos dar las mayores facilidades posibles a nuestros clientes, lo que es extensible a cualquier empresa privada, y en esa obligación nos topamos con dos cuestiones objetivas que suponen una rémora: las señalizaciones de carreteras, estaciones o aeropuertos. El turista llega con su guía y sus mapas y se encuentra con carteles que no se corresponden con su información. Además, lo habitual es que el visitante tenga alguna noción de español, que es una lengua con cientos de millones de hablantes, y no con conocimiento de las otras lenguas peninsulares. Por eso queremos dejar constancia de que el hecho de que en muchas ocasiones no se respete la cooficialidad del castellano, que es lo que está ocurriendo, no beneficia a nuestro sector».

Según detalla su presidente, Juan Andrés Melián, la Mesa del Turismo agrupa a empresarios y directivos de todas las ramificaciones del sector (ya sean agencias de viaje, compañías de transporte u hoteles) «que no constituyen una patronal, sino un grupo de opinión». Ampliamente representativo, eso sí, por cuanto entre los nombres de los socios figuran el del actual presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán (que no está en la Mesa como cabeza de esa organización patronal, sino en calidad de presidente de Viajes Marsans) o el del presidente de Ifema, Fermín Lucas, además de los de destacados representantes de compañías de primera línea como Iberia, Air Berlín (que ya libró su particular batalla lingüística en Baleares), Hertz, Avis, Amadeus, Renfe, Occidental Hoteles o Binter. Con estos mimbres, explica el secretario general, Félix Arévalo, la entidad funciona desde hace años «con el fin de favorecer el turismo en general. No somos portavoces de reivindicaciones sectoriales, porque ésas estarían segmentadas en las que afectan a agencias de viajes, hoteles o transporte y las gestionan las asociaciones de cada uno de esos ramos». También relata Arévalo en qué medida han participado los socios (algunos de ellos especialmente relevantes) en la elaboración y difusión del comunicado: «Las cuestiones que nos interesan y conciernen las debatimos en reuniones periódicas a las que, lógicamente, hace tiempo que no asiste Gerardo Díaz Ferrán, absorbido por sus ocupaciones. Y notas como la que ahora hemos lanzado las elabora la directiva de nuestra entidad como «toque de atención» que sabemos que está en sintonía con las preocupaciones de los socios» de la entidad.

También en la Guardia Civil
Simultáneamente, ayer la asociacion de guardias civiles UniónGC hizo público un comunicado de adhesión al Manifiesto por la Lengua Común que va en la misma línea que el suscrito conjuntamente por los cinco sindicatos del Cuerpo Nacional de Policía. La entidad declara en él que «defendemos el uso del castellano».

ERC quiere obligar por ley a Telecinco a utilizar el catalán
M. J. CAÑIZARES ABC 8 Julio 2008

BARCELONA. Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) arremetió ayer contra Telecinco, después de que esta cadena privada haya decidido firmar el Manifiesto por la Lengua Común, y ha presentado una proposición no de ley en el Congreso con la única intención de obligar a la cadena televisiva -líder de audiencia en Cataluña- a utilizar el catalán en su programación. «No es de recibo que, además de suscribir un manifiesto favorable al monolingüismo, Telecinco esté al mismo tiempo incumpliendo lo que prevé la ley», aseguró ayer el portavoz de ERC en el Congreso, quien, junto al diputado Joan Tardà firma el texto presentado en la Cámara, en el que se insta al Gobierno español a desarrollar la disposición adicional tercera de la Ley 10/2005 de Medidas Urgentes para el impulso de la Televisión por Cable y de Fomento del Pluralismo «a fin y efecto que las cadenas de televisión privadas contribuyan al fomento y difusión de las lenguas cooficiales de aquellos territorios del Estado en los cuales existe una lengua oficial distinta a la lengua española».

Según los independentistas, «no parece que Telecinco, al sumarse la manifiesto referido, cumpla con el compromiso de servicio público» que le exige la ley «ni se ajuste a los objetivos expresados por el Congreso de los Diputados en cuanto a como construir un futuro de convivencia cultural y lingüística en el Estado español».
Los republicanos aseguran que el Manifiesto está «firmado por supuestos intelectuales que con el más absoluto desprecio por las distintas lenguas cooficiales» pretende «arrinconar, como ya pasara antaño, a las lenguas oficiales del Estado español». En el texto se afirma que «de sobras es conocida la orientación política y pensamiento de los firmantes del documento, que parte de unas falsedades y de una falta de conocimiento, quizás doloso, de la realidad cultural y lingüística de los territorios con lengua distintas a la española».

hantaje permanente
EDITORIAL El Correo 8 Julio 2008

E l envío masivo de nuevas cartas de extorsión a empresarios vascos somete a este colectivo a una exigente prueba moral en un momento especialmente delicado. Coincide, por un lado, con una investigación abierta por la Audiencia Nacional sobre la financiación de ETA, en el marco de la cual han trascendido las identidades de algunas empresas y sus titulares que son objeto de las pesquisas del juez Baltasar Garzón. Por otro lado, las peticiones de fondos para financiar la indeseable continuidad del terror llegan a este sector profesional en un periodo de incertidumbre económica. Euskadi resiste hasta el momento mejor que el resto de España la fuerte desaceleración. Pero no existe seguridad de que la tendencia pueda mantenerse si la coyuntura se prolonga en el tiempo, o si el terrorismo redobla su amenaza sobre un sector clave en la inversión productiva, la creación de empleo y la generación de confianza en el conjunto de la sociedad.

En su delirio criminal, la banda terrorista aspiraría a que la recepción de una carta de chantaje, en la que exige dinero precisamente para poder continuar con la amenaza que la víctima desearía evitar, se redujera a una 'relación privada' entre ETA y sus objetivos en el seno del colectivo empresarial y profesional. Los ciudadanos y sus organizaciones representativas de todo tipo no pueden mostrarse indiferentes ante un drama que se ha llevado por delante vidas, puestos de trabajo, empresas y la tranquilidad de tantas familias enfrentadas a un dilema endiablado: negarse a pagar a costa de un eventual sufrimiento propio, o sucumbir al chantaje a sabiendas de que esa decisión perpetúa el terror sobre todos los ciudadanos. En momentos como el presente, cuando la banda terrorista renueva de forma explícita su única razón de ser y trata de comprometer una vez más el futuro del País Vasco, las instituciones deben dar su apoyo expreso y proteger a los amenazados mediante la persecución del denominado 'impuesto revolucionario'. El Estado de Derecho ha de esforzarse en impedir que ETA consiga sobreponerse a la debilidad en la que la han sumido la actuación policial y judicial y el desprecio de los ciudadanos. Resulta imprescindible, además, que los amenazados se nieguen a pagar, porque a estas alturas de la lucha democrática contra el terrorismo no cabe albergar duda alguna de que la banda busca en la extorsión económica el oxígeno que necesita para fingir, por un tiempo que sabe limitado, que puede eludir la derrota política y social.

Desobediencia
FLORENCIO DOMÍNGUEZ El Correo 8 Julio 2008

El Boletín Oficial del País Vasco ha publicado en los últimos días las leyes aprobadas en el pleno del Parlamento vasco celebrado el pasado 25 de junio por lo que tiene que estar a punto de aparecer la ley de la consulta que recibió el visto bueno de la Cámara el viernes 27. Es el trámite que falta para que se presenten ante el Tribunal Constitucional los dos recursos anunciados contra esa ley por el Gobierno de la nación y por el PP mediante la firma de cincuenta de sus senadores y diputados.

Dentro de la polémica que ha acompañado tanto a la aprobación de la ley como a los anuncios de recursos son destacables las declaraciones que han venido realizado el máximo dirigente del PNV, Iñigo Urkullu, y el presidente de la ejecutiva vizcaína del mismo partido, Andoni Ortuzar, indicando que acatarán lo que determinen los jueces, pese a su desacuerdo con una eventual prohibición de la consulta.

No parece que el PNV esté dispuesto a atender los cantos de sirena que invitan a poner en marcha algún tipo de campaña de desobediencia civil en caso de una decisión desfavorable del Constitucional. Sobre este tipo de iniciativas existe en Eusko Alkartasuna una teoría elaborada ya desde hace tiempo. Los dirigentes de este partido hace años que vienen hablando de echarle ese pulso definitivo al Estado mediante la desobediencia civil, pero no es ese el caso del PNV.

Si el Tribunal Constitucional suspende de manera cautelar la norma impugnada, atendiendo a la petición que va a presentar en este sentido la Abogacía del Estado, y más tarde confirma la anulación de la ley de consulta se pondrá fin a cualquier iniciativa de desobediencia que pueda plantearse, al menos realizada desde las instituciones y con dinero público. Destinar un solo euro a seguir adelante con la consulta podría ser constitutivo de un delito de malversación de fondos. A ver qué interventor está dispuesto a dar su visto bueno para realizar un gasto de esa naturaleza en desarrollo de una ley declarada ilegal, poniendo en juego su carrera profesional y su trabajo.

Se vio con claridad cuando el Tribunal Supremo ordenó suspender el grupo de Sozialista Abertzaleak en el Parlamento vasco y cortar la financiación pública de esta formación. El interventor acató la orden al momento, consciente de lo que se jugaba personalmente, y Batasuna dejó de ingresar un solo euro de la Cámara. Los dirigentes políticos, en cambio, rehusaron obedecer con la misma inmediatez las órdenes del alto tribunal y el conflicto terminó con una sentencia condenatoria


Que gane el mejor
SANTIAGO DE PABLO CATEDRÁTICO DE HISTORIA CONTEMPORÁNEA DE LA UPV-EHU El Correo 8 Julio 2008

Con estas palabras, pronunciadas poco antes del éxito de España en la final de la Eurocopa, rectificaba de alguna manera el presidente del PNV su anterior deseo de que la selección española fuera derrotada por Rusia en las semifinales del torneo. Este cambio de actitud, todo lo matizado que se quiera, es significativo, pues forma parte de la difícil relación que el nacionalismo vasco ha mantenido a lo largo de su historia con la selección española de fútbol y con el deporte en general. Así, si el nacionalismo radical no ha tenido ningún reparo en rechazar de plano cualquier identificación con el deporte español, la relación del nacionalismo moderado o democrático no ha tenido más remedio que ser mucho más ambigua.

En efecto, el deporte ha jugado y juega todavía hoy un papel destacado en las identidades nacionales. En Irlanda, por ejemplo, la 'Gaelic Athletic Association', fundada en 1884, fue uno de los instrumentos más importantes del nacionalismo irlandés, hasta el punto de que algunos unionistas llegaron a calificarla más tarde como el «ala deportiva del IRA». En Irlanda del Norte la complejidad de la organización deportiva y la existencia de selecciones norirlandesas en algunos deportes han llevado consigo una gran ambigüedad en su representación internacional. De hecho, los deportistas pueden representar a Irlanda del Norte, al Reino Unido o a la República de Irlanda, o incluso algunos pueden haber jugado en dos selecciones distintas.

El caso vasco es menos enrevesado que el norirlandés pero, también en el terreno deportivo, Irlanda ha sido el espejo en el que durante buena parte de su historia se ha mirado el nacionalismo vasco. Ya en 1934 la prensa del PNV hablaba del deporte como de un medio para la expansión del sentimiento nacional, pues podía ser «una característica que de forma tan concluyente aumente a nuestro favor, respecto de España, el 'hecho diferencial' (...). ¡Qué ejemplo nos dio Irlanda al constituir su Federación de deportes netamente irlandeses, frente a la que Inglaterra allí tenía como embajada de su dominación».

La reivindicación de selecciones nacionales propias ha sido una aspiración constante del nacionalismo vasco, aunque los primeros partidos jugados por un combinado vasco de fútbol, desde 1915, carecieron de una explícita reivindicación nacional. Sólo en 1937, en plena Guerra Civil, el Gobierno vasco creó el equipo Euzkadi, que llevó a cabo una importantísima labor de propaganda en Europa y América, estrechamente ligada a la causa nacionalista vasca. Tras la muerte de Franco, el primer partido amistoso de la selección vasca de fútbol se celebró en 1979, precisamente contra Irlanda. A partir de esa fecha, los sucesivos partidos de la selección de Euskadi han ido unidos a la reivindicación de su carácter oficial, lo que en este caso significaría obligar a los jugadores vascos a optar entre la nueva selección y la española.

Sin embargo, en la práctica un gran número de futbolistas vascos, algunos de ellos nacionalistas, han seguido participando sin ningún problema en la selección española. Incluso el mito de la 'furia española', gestado en la victoria de la selección de España contra Suecia en las Olimpiadas de Amberes de 1920, tuvo su origen en un gol del nacionalista vasco José María Belausteguigoitia (Belauste). De esta forma, la mítica 'furia', utilizada como lema para construir una identidad nacional española durante la monarquía de Alfonso XIII, la II República y el franquismo, y recuperada tras el reciente triunfo en la Eurocopa, tiene mucho que ver con un estilo de juego que se identificaba en aquella época con el fútbol vasco. El propio presidente de la República española en el exilio, Diego Martínez Barrio, utilizó en 1949 este símil en una carta al nacionalista vasco Manuel Irujo, publicada recientemente por Ludger Mees, en la que concluía que «la furia española no es otra cosa que la furia vasca elevada al cubo».

De hecho, entre 1934 y 1936 el seleccionador español de fútbol fue el médico y entrenador vitoriano Amadeo García de Salazar, miembro del Consejo Nacional de ANV, el pequeño partido nacionalista de centro-izquierda fundado en 1930. Entre los jugadores de la selección española de esos años había también varios vascos de ideología nacionalista, tal y como se demostró por su actuación posterior en la Guerra Civil. Así, hablando de los componentes del equipo nacional español en junio de 1932, el diario deportivo de Bilbao 'Excelsius', ligado el PNV, destacaba que «en casi todos ellos fructifica la semilla vasca». De esta forma trataba de unir la identidad nacional vasca, defendida por 'Excelsius', con la realidad fáctica de las selecciones nacionales que, salvo algunas excepciones como la británica, son en realidad equipos de los Estados establecidos.

Esta ambigua relación entre el deseo de una selección vasca de fútbol y la realidad de una selección española ha continuado hasta nuestros días. Por ejemplo, siguiendo la estela de García de Salazar, el seleccionador español de los años noventa, Javier Clemente, nunca ocultó sus simpatías por el PNV. Siempre podrá alegarse que también Rusia tiene un entrenador holandés, pero la cuestión no es exactamente la misma, puesto que la posible confusión identitaria entre España y el País Vasco no existe entre Rusia y Holanda. Por ejemplo, los partidos nacionalistas, que no pusieron ninguna pega para la llegada del Tour de Francia a San Sebastián en 1992, rechazaron explícitamente en el Parlamento vasco en 2006 que la Vuelta Ciclista a España regresara a Euskadi. Sin embargo, posiblemente muchos de sus simpatizantes no tendrían inconveniente en volver a ver una nueva 'etapa reina' de la Vuelta en el País Vasco, como las que hasta los años setenta ascendían a Orduña, Urkiola o Herrera, de la misma forma que muchos aficionados españoles aplauden sin reparo alguno en las carreteras a los ciclistas del Euskaltel Euskadi, con independencia del especial rasgo identitario de este equipo.

Todo ello indica que la relación entre deporte, política e identidad nacional en el País Vasco es mucho más compleja de lo que a primera vista puede parecer. Así, aunque carecemos de estudios al respecto, algunos indicios, como el propio seguimiento en el País Vasco de los recientes éxitos de la selección española en la Eurocopa, reflejan que tal vez esas claras líneas de separación de identidades, tantas veces manejadas por los políticos, sean en la práctica más permeables de lo que pensamos.

Afganistán: el frente central
Afganistán: el frente central
FLORENTINO PORTERO ABC 8 Julio 2008

El atentado contra la embajada de la India en Kabul subraya algo ya sabido: que el yihadismo está trasladando el centro de sus operaciones de Irak a Afganistán.
La nueva estrategia norteamericana diseñada por el general Petraeus está funcionando, la alianza entre suníes y Al Qaida se ha roto, las bajas de los islamistas crecen sin cesar y la victoria definitiva se siente más cercana. Dos hechos parecen probar esta afirmación: la movilización de efectivos de Al-Qaida desde Irak hacia la zona fronteriza de Pakistán con Afganistán, y el giro dado por el candidato demócrata Obama, que trata de olvidar su compromiso de una rápida retirada de las tropas estacionadas en Irak, lo que implicaba el reconocimiento de la derrota, para asumir las posiciones defendidas por la senadora Clinton de un redespliegue mucho más gradual.

La tensión en Afganistán crece por la derrota del yihadismo en Irak, pero también por la incapacidad de las fuerzas de la OTAN allí desplegadas para imponer el orden. La ausencia de solidaridad entre los distintos gobiernos involucrados en la operación, la indecisión a la hora de reconocer que se está librando una guerra y la falta de voluntad a la hora de perseguir y destruir al enemigo han provocado que la población desconfíe de las fuerzas internacionales y que las guerrillas talibán penetren hasta el norte del país, apoyándose en los grupos dedicados al narcotráfico.

En Afganistán no caben excusas. Ésta sí es una guerra justa, bendecida por el Consejo de Seguridad y el Consejo Atlántico. Tiene todos los avales imaginables. Sólo falta la voluntad de vencer.

Los europeos sueñan con la llegada de Obama, sobre quien proyectan sus fantasías. Pero el candidato demócrata no ha parado de repetir que Afganistán es el teatro de operaciones principal, incluso ha aventurado la posibilidad de extender las operaciones militares a Pakistán. Lo primero que tanto Obama como McCain plantearán a los aliados europeos será un compromiso real en Afganistán. Del resultado de esta campaña dependerá el futuro de la Alianza Atlántica.

Alto y claro
Luis del Pino Libertad Digital 8 Julio 2008

Pues ya tenemos sentencia del famoso caso del ácido bórico. Y esa sentencia no ha defraudado las peores expectativas: el 11-M debe ser cerrado judicialmente y ni la lógica, ni el sentido común pueden interferir en los planes.

Reconoce el tribunal que los hechos son como en su día relatamos los escasos medios que intentamos que alguien nos aclare qué pasó el 11 de marzo de 2004 en Madrid:

1. Unos peritos del laboratorio de la Policía Científica elaboraron un análisis pericial acerca de la sustancia encontrada en el piso del presunto islamista Hassan El Haski, a quien la Fiscalía acusaba de ser uno de los autores intelectuales del 11-M. Esa sustancia resultó ser ácido bórico.

2. Los peritos incluyeron en su informe la identificación de la sustancia y los antecedentes, es decir, las veces que esa sustancia se había encontrado anteriormente, en relación con delitos de terrorismo. Entre esos antecedentes, mencionaban que el ácido bórico había aparecido en un piso franco de ETA.

3. Los jefes de esos peritos exigieron a éstos que quitaran de su informe la mención a ese antecedente relacionado con ETA, a lo que los peritos se negaron.

4. En vista de ello, el jefe de los peritos mutiló el informe, lo firmó como sí él hubiera realizado esos análisis y se lo envió al juez Del Olmo.

5. Para borrar el rastro de la participación de los peritos originales en la realización de las pruebas, se borró con typex la correspondiente entrada en el libro de registro y se rehizo el sobre en el que se contenía el informe.

Todo eso ha quedado acreditado en el juicio, y así lo reconoce el tribunal. De hecho, el tribunal afirma textualmente que los jefes de los peritos incurrieron "en algunas irregularidades administrativas". Sin embargo, afirma el tribunal que no existe delito de falsificación, porque esos párrafos mutilados no eran relevantes para la investigación.

No deja de ser curioso el razonamiento del tribunal: si los jefes de los peritos no consideraban que esos párrafos tuvieran relevancia, ¿para qué se tomaron tanto trabajo para eliminarlos? ¿Para qué mutilar un informe, alterar un libro de registro y alterar el sobre de guarda del informe? ¿Para qué arriesgarse a cometer un delito para eliminar algo que consideraban irrelevante?

Evidentemente, el argumento es tan insostenible, que el tribunal añade una razón por la cual los jefes de los peritos deseaban eliminar las referencias a ETA: por "las repercusiones mediáticas del tema".Es decir, que unos mandos de la Policía Científica excluyen esas referencias a ETA después de valorar cómo iba a "repercutir mediáticamente" el tema. Y eso justifica, a ojos del tribunal, que mutilaran el informe y que cometieran esas "irregularidades administrativas" que el propio tribunal reconoce.

No está mal como doctrina jurídica, señores miembros del tribunal: a partir de ahora, antes de enviar a un juez un informe pericial, primero hay que valorar las "repercusiones mediáticas" del contenido del informe y modificarlo convenientemente. Debe de ser que hemos entrado en el Estado de derecho posmoderno.

¿Me permiten unas preguntas, queridos miembros del tribunal? Nada tengo que objetar al hecho de que el que alguien altere un informe para eliminar de él cosas irrelevantes nunca puede ser constitutivo de delito. Pero eso exige, claro está, que quien mutila unas informaciones por considerarlas irrelevantes cumpla dos condiciones:

1. Que sea competente para decidir sobre la relevancia o irrelevancia de esas informaciones

2. Que cuente con los elementos de juicio que le permitan tomar una decisión al respecto

¿Me pueden decir, señores miembros del tribunal, en qué sentido eran esos mandos de la Policía Científica competentes para decidir qué indicios eran relevantes o no para el juez Del Olmo, que cuatro meses antes había ordenado que se le informara de todos los posibles vínculos entre ETA y el terrorismo islámico?

¿Y me pueden decir en qué pudieron basar su decisión esos mandos de la Policía Científica, si el 95% del sumario estaba bajo secreto?

El razonamiento del tribunal es inherentemente perverso, porque ni esos mandos tenían atribuciones para juzgar qué era relevante y qué no, en cuanto a esa mención de antecedentes de hallazgo del ácido bórico, ni esos mandos policiales podían conocer qué líneas de investigación estaban siguiendo las distintas unidades de los distintos servicios de información, dentro de una causa que se encontraba bajo secreto de sumario.

Pero en esas estamos. Hay que cerrar el 11-M y nada mejor para ello que enviar un mensaje alto y claro a todos los funcionarios policiales: no se molesten ustedes en denunciar ninguna posible falsificación en relación con el 11-M, porque si lo hacen, les vamos a crucificar. Y además, ya nos encargaremos de matar judicialmente el asunto como convenga.

Aunque eso exija proscribir el sentido común dentro de una sentencia.

Nueva oleada de cartas de extorsión de ETA en las que exigen hasta 120.000 euros
Los terroristas piden cantidades más altas y con un tono más agresivo
Las fuerzas de seguridad creen que esta remesa está relacionada con los etarras detenidos en Burdeos
Tras los últimos interrogatorios a empresarios vascos por ceder a la extorsión de ETA, ahora la banda ha enviado una nueva remesa de cartas en las que exige el pago de entre 70.000 y 120.000 euros. Según informa el periódico El Correo , las misivas comenzaron a llegar durante el mes de junio a empreraios que antes no estaban amenazados y a antiguos chantajeados
Estrella Digital El Correo 8 Julio 2008

Bilbao
Las hipótesis policiales apuntan que la concurrencia en el tiempo de esta nueva misiva y la detención de un empresario por supuesto pago de chantaje no sería casual, ya que los documentos utilizados por el juez que lleva la investigación, Baltasar Garzón, como las cartas, podrían tener el mismo origen; el piso de Burdeos donde el pasado 20 de mayo detuvieron al jefe político de ETA, Francisco Javier López Peña, conocido como 'Thierry'.

Según el diario, las fuerzas de seguridad sospechan que estas cartas fueron enviadas a finales de mayo y podrían estar destinadas a financiar actividades que realizaban los terroristas detenidos. Existen diferencias entre las cartas dirigidas a empresarios hasta el momento que no había sido amenazados y antiguos extorsionados. Para estos últimos las cartas tienen un tono más agresivo por negarse a pagar.

PREVIA AL xii congreso DEL pp vasco
Abascal recupera en sus enmiendas la crítica de San Gil al PNV por no colaborar en la derrota de ETA
Extiende la responsabilidad a EA y EB y pide que en el Congreso haya un "reconocimiento expreso" a María San Gil
BILBAO EUROPA PRESS 8 Julio 2008

El parlamentario del PP vasco Santiago Abascal recupera, en una de las enmiendas que ha presentado a la ponencia política que se debatirá en el XII Congreso de esta formación, las críticas de la presidenta del PP, María San Gil, al PNV por "no colaborar" en la derrota de ETA y las extiende a EA, EB y Aralar. Abascal Ha explicado el contenido de sus siete enmiendas, cuando, precisamente, hoy concluía a las seis de la tarde el plazo de presentación de las mismas.

Abascal ha indicado que en una de esas enmiendas reincorpora la referencias y críticas que la presidenta del PP del País Vasco, María San Gil, había hecho al PNV en la ponencia del PP nacional. En la redacción original se decía que "el PNV condena el terrorismo pero, al mismo tiempo, todos sus actos desmienten sus palabras" y se aseguraba que este partido "no colabora" en la derrota de ETA. El parlamentario popular recordó que en la ponencia que finalmente aprobó el PP nacional, en ese párrafo, se sustituyó la palabra PNV por la de "algunos partidos y sectores". En su enmienda, Abascal ha recuperado el párrafo original pero, en lugar de PNV, pone "PNV, EA, EB y Aralar".

En la justificación de la enmienda, el parlamentario popular afirma que la inclusión de este texto ayudaría a solventar los "malentendidos" que surgieron en el Congreso del PP nacional, donde, para rechazar la inclusión de las críticas al PNV, "se argumentó que no sólo se podía acusar al PNV, que eran más". Otra de sus enmiendas está relacionada con la definición ideológica del partido. Abascal ha recordado que en tres párrafos de la ponencia se habla de "centrismo, de centro político-social, del proyecto centrado". El parlamentario popular, tras señalar que resulta "muy reiterativo", indicó que le parece "bien" que se insista en la centralidad política, "como vocación de representar a todos", pero que, con su enmienda, ha querido expresar "con más exactitud cuál es la vinculación ideológica del PP", ha señalado.

En este sentido, hace una referencia al PP "como heredero de las tradiciones políticas liberales, conservadoras y democristianas" y como un partido "con el que se identifican a las personas que se ven a sí mismas como de centro reformista o derecha moderada". Asimismo, realiza una reivindicación del PP "como partido nacional al servicio de la sociedad vasca y la nación española". En concreto, Abascal dice en sus enmiendas que ser un partido nacional es "su principal seña de identidad" y, en la justificación del texto, señala que, de esta manera, "el PP representa a más personas, es más coherente con lo que el partido ha venido siendo, haciendo apelaciones al centro derecha, no exclusivamente al centro".

Además, añade que, teniendo en cuenta que en el Congreso del PP nacional se aceptó la definición de "centro reformista o derecha moderada", sería "lógico que aquí se incorporara también". Por otra parte, en otra de las enmiendas, Abascal expresa su rechazo a "toda negociación" con ETA, no sólo a "la negociación política".

San Gil
Al margen de las enmiendas, el parlamentario del PP ha defendido que el Congreso del PP vasco incluya un "reconocimiento expreso" a la presidenta del PP de San Gil, que abandonará esta responsabilidad por sus discrepancias con la dirección del PP nacional. "No puede no haber un reconocimiento expreso a María San Gil, el PP no puede no mirar hacia detrás y pensar que no existen las personas que nos han representado, que nos han liderado y que lo han con éxito y con acierto, precisamente, hasta el último momento", ha añadido.

En relación a la designación de la nueva dirección del PP vasco, ha afirmado que respaldará al candidato a presidir el partido, Antonio Basagoiti, "para continuar con la línea ideológica y la orientación estratégica del PP del País Vasco marcada por los anteriores presidentes desde hace 18 años por Jaime Mayor Oreja, Carlos Iturgaiz y María San Gil". "Esa orientación estratégica y esa línea ideológica fue la que nos sacó del testimonialismo en la política vasca y la que nos hizo ser alternativa al nacionalismo como segunda fuerza en el País Vasco y como fuerza de Gobierno en Álava y en Vitoria", agregó.
 

Recortes de Prensa   Página Inicial