AGLI

Recortes de Prensa    Jueves 21 Enero  2010

 

Dos objetivos irrenunciables del pacto educativo
EDITORIAL El Mundo 21 Enero 2010

RAJOY ha presentado un documento sobre la reforma de la educación con propuestas bastante concretas, provocando la protesta del PSOE que acusa al PP de salirse de la mesa de negociación. No hay para tanto. El ministro de Educación restó trascendencia a la polémica y expresó su confianza en la consecución de un pacto en materia educativa que exige la sociedad española casi por unanimidad: más del 90% de los ciudadanos según los sondeos. Hasta el momento, y seguramente movidos por este estado de opinión, Gobierno y PP han reiterado su voluntad inequívoca para acordar las bases de una reforma educativa en profundidad. Aunque la perspectiva no es tan optimista si nos detenemos en el análisis de los contenidos concretos -algunos imprescindibles- que debe tener el acuerdo.

Sin ánimo de agotar todas las necesidades de la educación -que son muchas- el pacto podría resumirse en dos objetivos que deben ser irrenunciables para el PP: la mejora de la calidad de la enseñanza y la garantía de igualdad de derechos para todos los españoles. Empezando por esto último, el PP propone garantizar la enseñanza «del español y en español» en todas las comunidades, derecho que como se sabe no se respeta ni en Cataluña, ni en Baleares. El PP no puede renunciar de ningún modo a garantizar, con todas las consecuencias, el derecho de los padres de escolarizar a sus hijos en su lengua materna. Dado que la política lingüística es la piedra de bóveda del pacto de los socialistas catalanes y baleares con sus socios independentistas, es imprescindible que el PSOE se comprometa a que en Cataluña y Baleares exista la posibilidad de elegir la lengua vehicular. Si no lo hace, el hipotético acuerdo será papel mojado. Lo mismo cabe decir de la reforma de los currículos, para que los contenidos de asignaturas como la Historia sean comunes -al menos en su mayor parte- para todas las autonomías.

La otra gran cuestión que debe abordar el pacto educativo es la mejora de la calidad de la enseñanza y la recuperación de la autoridad del profesor y de valores como la disciplina y el esfuerzo en las aulas. En este sentido, el PP propone ampliar a tres los años de bachillerato -ahora son dos- y disminuir la secundaria en un curso. El objetivo de esta reforma sería permitir que los alumnos de 15 años que no quieran o no puedan continuar sus estudios hasta la enseñanza superior puedan optar por la formación profesional, aunque con posibilidades de incorporarse posteriormente al bachillerato y la universidad. El PSOE ha puesto el grito en el cielo sobre esta posibilidad, argumentando que es discriminatoria y contraria a la igualdad. Sin embargo, el actual modelo educativo ha demostrado que la presencia forzada en las aulas de alumnos que no quieren seguir estudiando dificulta el trabajo de los que sí quieren hacerlo y baja el nivel de la enseñanza. De una o otra forma, este asunto ha de contemplarse en el futuro acuerdo, con la garantía, eso sí, de una reforma en profundidad de la formación profesional para que no siga siendo la hermana pobre del sistema. La imposibilidad de pasar de curso con más de dos suspensos nos parece asimismo una reforma necesaria para primar el esfuerzo. Por lo que se refiere a Educación para la Ciudadanía, nos parece correcto que el PP no convierta la asignatura en casus belli, siempre que exista disposición a pactar su contenido.

El pacto de Estado sobre educación tiene que contemplar todo esto si de verdad se quieren atajar los males del fracaso escolar. No puede ser un acuerdo de generalidades, porque la frustración será aún mayor. El PP no puede permitirse otro fiasco como el Pacto por la Justicia que firmó de forma atolondrada cuando gozaba de mayoría absoluta, con el resultado de todos conocido.

Réplica a Girauta
La imposición bilingüe
Albert Esplugas Boter Libertad Digital 21 Enero 2010


El nuevo decreto lingüístico de Núñez Feijóo impone la paridad del castellano y el gallego en las aulas. No contenta a los defensores de la inmersión lingüística en gallego, ni a los partidarios de la libertad de elección entre ambas lenguas. Algunas voces han salido, no obstante, en su defensa, de entre las que destacan dos furibundos críticos de la inmersión lingüística en Cataluña: Pepe García Domínguez y Juan Carlos Girauta.

Girauta felicita a Feijóo por intentar un nuevo enfoque y alterar los parámetros del debate, ofreciendo al PP la oportunidad de cambiar la estrategia en Cataluña. El nacionalismo catalán utiliza la inmersión lingüística en las aulas como instrumento de homogeneización. En teoría se puede poner fin a la discriminación por dos vías: la de la elección de lengua, o la imposición bilingüe. La segunda, en el contexto de Cataluña, tiene la ventaja de atender una inquietud de muchos catalanes: que un porcentaje de castellano-hablantes y, sobre todo, un creciente número de gente venida de fuera, elija la escuela sólo en castellano y aumente el número de monolingües. Siendo el catalán más difícil de aprender en la calle (porque tiene menos presencia en la mayoría de ámbitos sociales), el número de interacciones en castellano se multiplicaría hasta desplazar el catalán. Una educación bilingüe ahuyentaría el fantasma de la progresiva extinción del catalán.

Los críticos con el decreto de Feijóo apelan al derecho a elegir la lengua. Es una cuestión de libertad, de que los padres puedan elegir escolarizar a sus hijos en su lengua materna con independencia de cual sea ésta. Pero, como advierte Girauta, esa libertad no existe en el resto de España, donde la educación es obligatoriamente en castellano. ¿Por qué debería ser distinto en Cataluña? La lógica es la siguiente: lo que para España es el castellano, para Cataluña es el castellano y el catalán. En España nadie venido de fuera del territorio puede educar a sus hijos en otra lengua materna que no sea el castellano. No hay libertad para elegir el inglés, el chino o el árabe. El caso de Cataluña es más singular, porque tiene dos lenguas propias (ahí es donde el nacionalismo catalán disiente, afirmando que la única lengua realmente propia es el catalán, pese a que hablan castellano la mitad de los catalanes). Dada esta particularidad, y aplicando el principio que rige en el resto de España, es coherente que en Cataluña se imponga una educación bilingüe. Si en España el idioma propio es de obligado conocimiento, ¿por qué en Cataluña no tendrían que ser de obligado conocimiento los dos idiomas propios?

Muchos de quienes critican que en Cataluña se imponga el catalán a los que vienen de otras partes de España no tienen ningún problema en imponer el castellano a los que vienen de fuera de España. Protestarán diciendo que los españoles que se desplazan a Cataluña no son inmigrantes, pues Cataluña es parte del mismo Estado. Pero esta réplica evade la pregunta de por qué los inmigrantes llegados a España tienen que adaptarse. ¿Es porque se trata de "otro Estado"? ¿O es porque la nación o comunidad cultural a la que inmigran tiene una lengua distinta y deben integrarse? Si es la primera, están dando un motivo importante a los independentistas para reclamar un Estado propio. Si es la segunda, nótese que no viene condicionada por las fronteras políticas.

Parapetar el derecho a elegir detrás de la oficialidad de las lenguas hace patente, como bien explica Carlos López, la imposición de que son objeto. La libertad de elegir entre opciones está coartada desde el momento en que la oficialidad limita las opciones.

El posicionamiento de Girauta es, por tanto, coherente con la fórmula practicada en el resto de España. Pero no es liberal. Imponer una educación bilingüe atenta contra los derechos individuales de las personas, que son los que cuentan aunque la Constitución no lo diga. Las consecuencias agregadas de la elección de lengua (como el futuro del catalán o el uso de la lengua con fines nacionalistas) son secundarias. ¿Contra quién atenta el padre que quiere escolarizar a sus hijos solo en castellano (o en inglés o en chino) porque ya habla catalán con la familia y consideran que tiene que reforzar mucho más el otro idioma? ¿A quién agrede el padre que quiere que su hijo se eduque sólo en catalán porque cree que el castellano ya se aprende fuera de las aulas? La libertad de uno acaba donde empieza la de los demás, y la elección de lengua de los padres no interfiere en la de nadie.

La cultura es también un mercado, y es mejor que opere sin imposiciones ni distorsiones artificiales. La coacción como medio para integrar o educar a la gente repulsa a los que pensamos que el uso de la fuerza sólo es legítima en defensa propia. La presión asimiladora del mercado laboral y la industria mediática, el activismo cultural, las fundaciones y organizaciones privadas y, sobre todo, la actitud comprometida de los propios hablantes, son métodos de inmersión y promoción lingüística proporcionales a la causa.

El argumento de Girauta, con todo, se dispara en el pie, al conceder la premisa nacionalista de que los padres no tienen derecho a elegir y la imposición es necesaria para garantizar el conocimiento de las dos lenguas. En este marco, el nacionalismo catalán sólo tiene que introducir una variación razonable para defender la inmersión lingüística: si de garantizar el conocimiento de las dos lenguas se trata, el catalán necesita más atención que el castellano, que se aprende en la calle, en el patio, en el trabajo o en los medios. El conocimiento equilibrado de las dos lenguas, dado el desequilibrio social del que parten, exige practicar la discriminación positiva a favor del catalán. Y volvemos a estar donde antes.

Réplica al cuadrado
Nota del Editor

No se quieren enterar de que las lenguas regionales, por muy cooficiales que puedan ser, no son iguales a la lengua española, de la que existe
deber de conocer, y por tanto por muchas vueltas que quieran darle a la píldora de la inyección obligatoria de las lenguas regionales, es claramente
anticonstitucional. Si están preocupados por la conservación de las lenguas regionales, o las guardan en una cajita o aumentan su índice
de natalidad personal y se la inyectan a sus vástagos, es su irresponsabilidad.

El PSOE ante la Transición: la debilidad hace la fuerza
Pío Moa Libertad Digital 21 Enero 2010

****Como hemos visto en el caso de Galicia Bilingüe, de Hazte oír y otros casos, veremos en el de Peones Negros etc., y podría ser en casi todos, un grupo muy pequeño de gente sin apenas medios puede iniciar una asociación con gran influencia sobre la opinión pública. Basta que exista un objetivo concreto y no una intención dispersa, decisión, imaginación y ánimo. Incluso una sola persona puede hacer mucho en su ámbito inmediato, con poco esfuerzo y más en la época de Internet. Y habiendo muchas personas que se pusieran a ello, el efecto sería muy grande. Aunque siempre habrá quienes prefieran gimotear cómodamente sin mover un dedo y usar la imaginación para buscar excusas y no hacer nada. El problema es que estos últimos son muchos más que los otros, y por eso las cosas van como van. El mayor problema no es lo que hacen los progres, sociatas, separatistas, el PPOE y el gobierno, sino lo que NO HACEN los que quieren una España unida y democrática. De hecho, nada facilita más la labor de aquellos que la pasividad gimoteante de estos.
No estaría mal una asociación para divulgar masiva y sostenidamente las fechorías cometidas por el Frente Popular con el patrimonio histórico-artístico español, empezando por las del Museo del Prado. Por ejemplo.

---------------------------------------------------
En La democracia ahogada:
EL PSOE ANTE LA TRANSICIÓN

Desde el accidentado congreso de 1970 en Toulouse, los socialistas venían reorganizándose en el interior de España con permiso evidente del régimen, pese a permanecer oficialmente en la ilegalidad. Aun así, progresaban muy despacio, y en 1975, año de la muerte de Franco, seguían formando grupos insignificantes, siendo los principales el de Tierno Galván, el de Llopis, y el de González y Guerra, que se había hecho con el reconocimiento internacional y los fondos correspondientes.

¿Qué llevó entonces a este partido sin historial de lucha antifranquista, con escasas centenas de afiliados muy poco militantes, plagado de rivalidades y confidentes, a protagonizar en buena medida la transición y la democracia -- no siempre, ni mucho menos a favor de la democracia--? Precisamente eso. Se lo planteaban José Luis Gutiérrez y Amando de Miguel en su clásico ensayo La ambición del César: “¿Qué situaciones históricas y personales han tenido que concatenarse para que un puñado de sevillanos avispados, desconectados de los profundos movimientos de la oposición democrática al franquismo, se llevaran el santo y la limosna de la transición democrática española tras ver reducido a cenizas al que fuera poderosísimo partido, el Comunista?”. Los autores aluden a “maquiavélicas astucias, ausencia de escrúpulos ideológicos o de cualquier otro tipo, maniobras audaces, mezclas armónicas de prudencia y osadía a veces suicida, mucha suerte e incesante búsqueda de un bien obsesivo y supremo: el poder”. Esas fueron condiciones necesarias, pero no suficientes. Personas de ese carácter no escasean en ningún partido, y en la mayoría de los casos se quedan en la cuneta.

A mi juicio, y como indicaba en el artículo anterior, el PSOE se convirtió en el eje de la izquierda gracias, precisamente, a su debilidad. Esa debilidad preocupaba a fuerzas decisivas, dentro y fuera de España, temerosas del PCE e interesadas en un partido de izquierda manejable. Su temor se había acrecentado con la experiencia del golpe militar portugués de abril de 1974, conocido por “revolución de los claveles. El golpe había creado una situación caótica y radicalizada, en la que el Partido Comunista de Alvaro Cunhal hacía su agosto y dominaba parte de las fuerzas armadas; situación que costaría grandes esfuerzos reencauzar. Deriva semejante en España sería harto más peligrosa para Europa, y casi nadie quería correr el albur. Carrillo exhibía actitudes más moderadas que Cunhal, pero pocos confiaban en su eurocomunismo, dada la tradición comunista y su vieja táctica de balar para ocultar los colmillos. Pero este era el partido que sí había luchado contra la dictadura de Franco, había dirigido manifestaciones, huelgas y protestas, disponía de miles de militantes disciplinados y de una probada organización clandestina capaz de multiplicar su efectividad si se la legalizaba. Por lo tanto, se imponía instrumentar contra él un gran partido de izquierda de tipo socialista, y en ese objetivo coincidían los sectores evolucionistas del régimen -- que facilitaban la reorganización del PSOE--, los partidos, sindicatos y gobiernos socialdemócratas europeos, e importantes sectores políticos en Usa e Hispanoamérica.

La preocupación se extendió hasta la extrema derecha alemana, según expone Carrillo en sus Memorias. Cuando el caso Flick --proceso por ayudas ilegales a partidos, entre ellos el PSOE, que quedaría investigado sólo a medias-- se formó una comisión parlamentaria y Carrillo hizo la siguiente pregunta a Von Brauchitsch, representante de Flick: “Tengo entendido que el señor Flick fue condenado por el Tribunal de Nuremberg como criminal de guerra nazi. Y creo que usted es hijo del general que fue jefe del Estado Mayor de Hitler. Me supongo que ideológicamente no existe afinidad alguna entre ustedes y el PSOE. Entonces, ¿cómo se explica que ustedes financiasen al PSOE?”. El señor Von Brauchitsch no vaciló en la respuesta: “Tratábamos de cerrar el paso al comunismo. Y el partido mejor situado para hacerlo era el PSOE”.

La respuesta retrata perfectamente la realidad, tal como las recientes declaraciones del ex presidente Leopoldo Calvo Sotelo: “Creíamos que el PCE podía arrasar en votos (…) Tal era nuestra impresión que ayudamos con dinero para sus campañas al PSOE de Felipe. Nos dijimos: “vamos a dar dinero a éstos que están muy débiles, para que no se los coma el PCE”. Lo mismo pensaban muchos jefes de gobierno u oposición europeos o los servicios secretos de varios países. Frenar al PCE exigía poner en pie una competencia también izquierdista, también “obrera” e incluso más radical de palabra. El PSOE recibió entonces consejos, expertos, campañas de promoción pública y abundante dinero. Esos medios permitieron al grupo de González ganar voluntades, extender el partido, inventarse una imagen (“cien años de honradez”) y expulsar sin inhibición alguna a los elementos molestos.

Aunque nadie tenía interés en sacar a la luz aquellos flujos económicos, ilegales o ilegítimos, todo el mundo los sospechaba, y por lo demás casi todos los partidos en gestación buscaban dinero sin reparar demasiado en su origen. La financiación del PSOE durante aquel período (y no solo durante él) sigue siendo un capítulo oscuro. De vez en cuando se aclara algo, por lo común gracias a disputas internas, como la del final de la guerra civil entre Negrín y Prieto por el tesoro del Vita; o a través de socialistas decepcionados, como Antón Saavedra, ex secretario general de la federación Estatal de Mineros de la UGT, en su libro Secuestro del socialismo. Saavedra, fantasioso en sus análisis generales, mejora cuando refiere detalles de la vida del partido, que él conoció íntimamente en aquella época.

Vale la pena repetir, por lo significativa, unas frases suyas ya citadas aquí: “La justificación de los dineros que fluían a raudales desde Alemania se basaba, según el portavoz del SPD alemán, Bruno Fruedelrich, en declaraciones a los medios de comunicación, en febrero de 1976, en que "Son muchos los socialistas españoles que han sido apresados o encarcelados, y hay que pagar a los abogados o mantener a familias que se han visto privadas de su cabeza. Cuando el PSOE sea legal en España, se podrá convertir en un partido económicamente independiente". Comenzaba una masiva falsificación histórica: “Ni que decir tiene que en los últimos años del franquismo no fue procesado un solo dirigente socialista en España. No existía represión generalizada contra los socialistas españoles, y si la hubo fue muy puntual y episódica, nunca de la manera sistemática y continuada como la que recibieron algunos comunistas. Por consiguiente no había familias a las que ayudar. Pero el dinero existía y no sólo de dinero alemán vive el PSOE. Dinero mexicano, venezolano, judío, sueco, austríaco y (no podía faltar) de la CIA norteamericana a través de sus brazos sindicales de la AFL-CIO... Pero la consigna era sólo para las familias de los detenidos”.

Así, el PSOE contó con apoyos económicos y mediáticos desusados, que ningún partido de su tamaño habría podido allegar por si solo. Nunca fue un partido tan mimado desde la derecha y la izquierda: ¡hasta sus propios rivales le daban dinero!

El temor al PCE hacía pensar a muchos en otra solución: legalizar al PSOE manteniendo a los comunistas fuera de la ley, al menos por un buen período. Había el precedente de Alemania occidental, y esa era la idea de Fraga, entre otros. El propio González dio a entender que la idea no le parecía del todo mal, que no ligaba su destino al del PCE, los cual encajaba en una tradición socialista, pues durante la dictadura de Primo de Rivera la UGT había colaborado con el dictador, beneficiándose de las ventajas legales, a fin de de desbancar a sus perseguidos rivales de la CNT.

Otra ventaja de partida del PSOE era la densa ignorancia de la mayoría del público, periodistas y políticos, sobre la historia del PSOE, así como de la república, los separatismos y la guerra. Una argucia con que se justifica la llamada “memoria histórica” es el supuesto adoctrinamiento franquista, pero al menos en los últimos quince años de aquel régimen, se hablaba muy poco de la guerra y la república, y no se estudiaban prácticamente en los institutos ni en la universidad (ese vacío fue ocupándolo, ya durante el franquismo, la versión marxista del pasado, a partir de Tuñón de Lara). Y el régimen había orientado su artillería ideológica contra el comunismo, dejando aparte a un PSOE que, también es cierto, no le daba problema alguno.

Sin embargo no había sido el PCE, sino precisamente el PSOE el que, durante la república, había perseguido con mayor violencia su dictadura “proletaria” y la guerra civil, a las que solo Besteiro se había opuesto. Entre 1933 y 1937 los socialistas llevaron la voz cantante en el proceso revolucionario, organizando la insurrección de 1934, creando el Frente Popular y destruyendo la legalidad republicana después de febrero de 1936, incluido el mismo asesinato de Calvo Sotelo. Solo desde mayo de 1937, ya con la guerra avanzada, había ganado el PCE la hegemonía en las izquierdas. El PSOE solo había tenido dos épocas de moderación o pasividad a lo largo de su historia: las dictaduras de Primo y de Franco. En cambio había contribuido a demoler el régimen liberal de la Restauración y luego la república. Asombrosamente, la propia derecha había olvidado casi todos estos hechos y ayudaba a la creación de mitos favorables a los nuevos jefes socialistas. Fueron posibles, así, consignas tan asombrosas como la de los “Cien años de honradez”, que dio al PSOE autoridad moral indiscutida durante largos años. La ignorancia del pasado tuvo en la transición un peso mucho mayor del comúnmente reconocido, y de ahí una serie de equívocos y errores políticos. Con tales ventajas emprendió o reemprendió el PSOE su carrera a la muerte de Franco


****Dicen algunos muy sagaces que el PSOE fue un montaje de los servicios secretos. Pues ya saben la receta: para montar un gran partido de influencia nacional, hay que conseguir el patrocinio de los servicios secretos. Idem la ETA: ¿quieren ustedes montar una organización terrorista que esté golpeando durante 50 años e influya fuertemente en la política de la nación? Diríjanse a los servicios secretos. Otra cosa, claro, es que los servicios aquellos conociesen el asunto y tuvieran muchos confidentes en el PSOE, como creemos las personas de sagacidad limitada.

****Rajoy propone cambiar EpC, la asignatura que prometió suprimir Rajoy piensa que esa asignatura totalitaria le vendría muy bien si él está en el poder. Como la muerte de Montesquieu. La corrupción les viene muy bien a todos.
****Uno de los aspectos clave de la corrupción de la chusma política consiste en hacerse con el control de las Cajas de ahorro y ponerlas a su servicio.

El PP debe una explicación
Rajoy ha anunciado un cambio de criterio respecto a EpC, pero no lo ha justificado
Editorial La Razón 21 Enero 2010

Las propuestas del PP en materia educativa presentadas por Mariano Rajoy el pasado lunes en Toledo tienen la virtud de descender a lo concreto y deben tomarse como el punto de partida para la negociación con el Gobierno. La mayoría de las iniciativas son razonables y algunas coinciden con las formuladas por el ministro Gabilondo, por lo que cabe la fundada esperanza de que ambas partes alcancen ese pacto por la enseñanza que demanda unánimemente la opinión pública. Los ríspidos comentarios de José Antonio Alonso y Leire Pajín contra la oferta del PP no tienen mayor trascendencia que marcar territorio; ofrece más interés, en cambio, la comedida reacción del ministro, «una persona más seria que Zapatero», en opinión de Rajoy.

La novedad más notable del programa popular no ha disgustado tanto al PSOE como a los propios militantes y simpatizantes del PP, además de a los miles de padres que desde hace años vienen combatiendo la asignatura de Educación para la Ciudadanía. El presidente del PP anunció un cambio radical de criterio, pues acepta que en Secundaria se curse la polémica disciplina. Hasta ahora, los dirigentes populares habían prometido por activa y por pasiva que la suprimirían en cuanto llegaran al Gobierno por considerar que era una imposición de los socialistas para colar en las aulas sus postulados ideológicos y morales. Pues bien, Rajoy ha dado carpetazo a ese discurso, ampliamente respaldado por miles de padres que no dudaron en objetar en conciencia, sin mayores esfuerzos. Es verdad que el líder popular propone una serie de cautelas que teóricamente desactivan la carga ideológica de EpC al centrarla obligada y exclusivamentemente en la Constitución; además, exige sustituirla en Bachillerato por Filosofía y diluirla en Educación Infantil entre las demás materias.

Sin embargo, por más controles que exija, lo cierto es que Rajoy ha dado un giro de 180 grados y tiene el deber de explicarlo con todo detalle y rigor a la opinión pública. No basta con soltarlo en un acto cualquiera como si fuera una cuestión de trámite. La comunidad educativa, los padres de alumnos y sus propios votantes se merecen que los dirigentes del PP razonen por qué han cambiado de postura en un asunto de de tanta importancia. Sin duda encontrarán argumentos de sobra, como que en toda negociación las dos partes deben ceder o que el Tribunal Supremo ha validado la asignatura ajustándola al temario constitucional, lo cual priva al PSOE de su manipulación. La única justificación que no es de recibo es la aducida ayer de que «así convenceremos electoralmente a más gente». Es impropio de un partido que presume de seriedad y de coherencia con sus principios éticos que despache de modo tan liviano una de las cuestiones que más perturbación ha causado entre la ciudadanía.

Por lo demás, la oposición coincide con el Gobierno en acortar la ESO para ampliar en un año el Bachillerato, pero introduce una novedad que será objeto de viva polémica: en segundo de Bachillerato, a los alumnos se les ofrecerá la encrucijada de la Universidad o la Formación Profesional, en función del rendimiento escolar. En la parte netamente positiva de la propuesta popular merece subrayado especial su exigencia de que se garantice la enseñanza del castellano y en castellano en toda España, con normas claras y blindadas frente a las trampas nacionalistas. En este punto, no estaría de más que el PP sopesara la conveniencia de adoptar como modelo el bilingüista que Núnez Feijóo está implantando en Galicia. Con todas sus imperfecciones, es lo bastante realista y pragmático para satisfacer a la mayoría de los padres y alumnos.

PP y EpC
Promesas electorales
Victoria Llopis Libertad Digital 21 Enero 2010

Gran revuelo ha causado la nueva postura del PP en la cuestión de Educación para la Ciudadanía, que en el contexto de las conversaciones para un eventual Pacto de Educación aboga ahora por modificar sus contenidos y no por eliminarla.

La cuestión resulta un dardo envenenado por varios motivos. En sí, eliminar los contenidos adoctrinadores en línea con las sentencias del Tribunal Supremo, resulta teóricamente impecable. Además, coloca la pelota en el tejado del PSOE, puesto que si se niega a eliminar esos contenidos partidistas de que está lleno el currículo de EpC, como ha quedado sobradamente demostrado en estos años, quedará claro lo que pretende cada uno con esta asignatura. Y finalmente, tapa la boca al llamado "movimiento objetor", que siempre afirmó a modo de lema: "EpC sí, pero no así".

No es fácil pues, enjuiciar este digo-Diego sin caer en visceralidades alejadas de la lógica.

Y el punto en que hay que justificar el repudio que objetivamente provoca esta postura es exclusivamente de índole política. "Me propongo suprimir como asignatura EpC" es una afirmación rotunda. En el fragor de la campaña electoral del 2008, esta afirmación de Mariano Rajoy es categórica, inequívoca, no interpretable. Suprimir es suprimir. Sin duda, le reportó varios diputados gracias a los votos de los objetores y su entorno. Es decir: retirar completamente EpC como tal asignatura fue un compromiso solemne con sus votantes. El problema, por tanto, se suscita en el ámbito de la higiene democrática. Los políticos y los partidos deben cumplir sus promesas electorales. El pueblo español está harto de ser lisonjeado cada cuatro años para obtener sus votos, y luego si te he visto no me acuerdo. Será que Rajoy se ha hecho de la opinión de aquel destacado socialista que afirmó sin ruborizarse que las promesas electorales estaban para no ser cumplidas.

Si seguimos en la hemeroteca, podemos recordar también que el PP llamó al currículum de EpC "Catecismo del buen socialista". Y con buen olfato Esperanza Aguirre dijo hace poco que el problema de EpC es que amenaza el pluralismo político. Ésa es exactamente la cuestión.

Ahora bien, en base a las razones esgrimidas en el documento del PP, ¿podemos admitir este cambio de postura? Básicamente, el PP propugna ahora tres puntos: suprimir como tal asignatura la que ahora se da en quinto de primaria –reduciéndola a una siempre amenazante emisión "transversal" de formación cívica, eso sí, centrada exclusivamente en valores constitucionales–, suprimir la parte de Ciudadanía que se había comido la Metafísica y la Epistemología en el antiguo programa de Filosofía de Bachillerato, y dejar sólo en secundaria una asignatura formal de EpC, despojándola de todo lo que no sean estrictamente conocimientos de la Constitución. Así lo explicaba en una entrevista el portavoz de Educación del PP en el Congreso, Juan Antonio Gómez Trinidad: "En secundaria se darían contenidos ceñidos exclusivamente a la Constitución, donde están los valores comunes a todos(...). Uno de los déficits educativos y cívicos de este país (sic) es el desconocimiento de las Constitución. (En el PP) son partidarios entusiastas de que la Constitución se enseñe en todas las Comunidades Autónomas del Estado Español (sic)". Curioso también este dato colateral; parece que el PP se apunta al lenguaje propio hasta ahora de otro tipo de partidos políticos.

El foco está pues en secundaria. Lógico, puesto que son los que se incorporarán al pool de votantes al cabo de un par de años. ¿Cómo enjuiciamos aquí el acierto o no del asunto? Fácilmente, echando una mirada sobre Europa.

En el ensayo Spain is different vimos cómo era no sólo el currículo concreto de EpC en los distintos países europeos en cuanto a contenidos, sino también en qué niveles se impartía, con cuánta carga lectiva, y si era obligatoria o no. Y aquí me temo que es donde la propuesta del PP no resiste la prueba. Más les habría valido apelar, como tantas veces, a Europa para quedar elegantemente fuera de la polémica, señalando que su postura del 2008 de suprimir como tal la asignatura se basaba en lo que es la práctica mayoritaria de los países europeos en esta cuestión, y recordar de paso al PSOE que la impartición de EpC procede de una mera Recomendación del Consejo de Europa, que como su nombre indica, no es lo mismo que una Directiva comunitaria de obligado cumplimiento.

Mayoritariamente, EpC en Europa no es una asignatura independiente y obligatoria sino contenidos integrados en otras materias, como Ciencias Sociales. En la República Checa, Irlanda, Letonia, Lituania, Portugal, Eslovaquia y Rumanía, sólo es materia independiente en secundaria inferior. En Francia, Austria, Noruega, Luxemburgo, Italia y Bulgaria es materia independiente sólo en la secundaria superior. En Estonia, Grecia, Chipre, Luxemburgo, Polonia, Eslovenia, Suecia e Inglaterra, se imparte tanto en secundaria inferior como en superior. En el resto de países, el enfoque "integrado" es el más común en secundaria, incluyéndose los contenidos preferentemente en Historia, Ciencias Sociales y Geografía, Ética, Filosofía, Lenguas extranjeras y Lengua Nacional. Es el caso de países de tanto peso como Alemania o Suecia, Finlandia (campeones del PISA año tras año), Gran Bretaña (excepto Inglaterra), Holanda, Dinamarca o Hungría.

Y es lógico que así sea porque enseñar la Constitución no precisa de una asignatura independiente durante 2 cursos de secundaria, con una carga lectiva de 1 ó 2 horas semanales cada uno. Es un conocimiento muy concreto, unos contenidos muy recortados, que no dan para más que unos cuantos temas dentro de asignaturas afines. ¿Por qué admitir entonces reformar el contenido pero dejar un continente con tantas horas lectivas, rellenable al final por vaya usted a saber cuándo terminen con los artículos de la Constitución? Lagarto, lagarto...

El Gobierno del delito
FEDERICO JIMENEZ LOSANTOS El Mundo 21 Enero 2010

QUE la antiguamente llamada España es hoy un páramo legal con el cadáver de la ciudadanía a merced de quebrantahuesos, buitres y otros pájaros carroñeros de la política es evidente. Y nada lo muestra mejor que el caso del chivatazo a la ETA en el Bar Faisán. Tras lo publicado en EL MUNDO por Fernando Lázaro, hay dos cosas que, a mi juicio, quedan claras. La primera es que el Gobierno ha colaborado descaradamente con la banda terrorista ETA para mantener el llamado proceso de paz. No es lo único que hizo ZP en tan vil claudicación: Otegi, De Juana, la persecución a la AVT y a los medios que criticábamos tan miserable «traición a los vivos y a los muertos» como dijo Rajoy en las Cortes antes del peyote, son episodios en el mismo sentido.

A cuenta de la paz, el rebaño dispuso de un hilo musical con infinitos caramillos para instalarse en la siesta de la Ley y la modorra de la vergüenza. Los más poderosos, los del imperio prisaico donde ahora vive -o cría malvas- el PP. ZP confesó que tras el atentado de Barajas siguió varias semanas negociando con la ETA, pese a haber anunciado el fin del proceso de paz. Antes, había hecho esto.

La segunda es que el desarrollo del caso supone el envilecimiento absoluto del Gobierno, la Fiscalía del Estado y la Audiencia Nacional. No tengo la menor duda moral de que García Hidalgo -hombre del PSOE- consultó a su flamante ministro Rubalcaba sobre esa orden impartida a través de la cadena de mando policial para salvar a los etarras? de la policía. Tampoco dudo de que Rubalcaba se lo contó a ZP. El Presidente aún podría escudarse en que se lo contó mal, pero Rubalcaba no puede escudarse en nada. La orden sólo pudo ser suya; y el primero que debe dimitir es él, aparte de los cargos que deba afrontar con todos los que perpetraron la fechoría.

No sé qué delitos cometen ahora Zapatero, Rubalcaba y Caamaño mintiendo a los ciudadanos sobre el caso pero son seguramente los más graves que pueda cometer cualquiera con sus cargos, chivatazo aparte. Y tampoco tengo la menor duda moral de que la Fiscalía General del Estado pidiendo el archivo de la causa por falta de datos -cuando los tenía de sobra- y Garzón dilatando el caso a gusto del Gobierno han batido todas las marcas de la prevarigalupación. Mientras no se sustancien estas responsabilidades, tendremos al delito instalado en el Gobierno. O al Gobierno del delito instalado en el vertedero español.

El islam se organiza políticamente en España
JUAN JULIO ALFAYA Periodista Digital 21 Enero 2010

Ni catalán, ni gallego, ni vascuence, ni español. Dentro de unos años el problema será otro. De seguir así las cosas, probablemente el siglo XXII nos ofrezca un mapa político y lingüístico insospechado. Los absurdos conflictos creados por los nacionalistas cederán su paso a un conflicto de mucha más envergadura: el progresivo dominio del islam en todas las esferas de la vida nacional: política, cultural, religiosa, educativa y lingüística. Sigamos discutiendo, mientras tanto, sobre si son galgos o podencos.

[Al-Andalus] Musulmanes inmigrantes y españoles conversos impulsan desde Granada Renacimiento y Unión, el primer partido político islámico de España, que pretenden ganar alcaldías en un período de treinta años, además de conseguir ministerios e, incluso, en un alarde de optimismo gradual, la presidencia del Gobierno

Esta semana en Granada, España, al calor de las numerosas viviendas de ricos saudíes que se construyen alrededor de la Alhambra (al igual que alrededor de la Catedral de Córdoba) se ha creado lo que será el embrión de Renacimiento y Unión, el que será el primer partido abiertamente islámico de España. En un siglo XXI que ha visto el nacimiento de nuevos partidos políticos con representantes en varios organismos políticos nacionales (Ciudadanos y UPyD), el islam converso e inmigrante, buscando imponer la sharía (ley musulmana) en España, y aprovechando que el islam se presenta como la alternativa al capitalismo (y al socialismo ateo marxista, todo hay que decirlo), se organiza en la ciudad del sur de España para ser una fuerza importante a nivel nacional que consiga aglutinar el voto del millón doscientos mil musulmanes que viven en la nación española.

Lograr que cuaje una nueva oferta electoral siempre es una carrera de fondo. Pero últimamente ha ocurrido. Ahí están los casos de Ciudadanos o Unión Progreso y Democracia, que, partiendo de la nada pero con un mensaje diferente al de los grandes partidos, han conseguido representación institucional en el Parlamento de Cataluña y en el Congreso de los Diputados, respectivamente. Lograr hacer cuajar Renacimiento y Unión no será fácil para sus impulsores, y lo saben. Sin embargo, el éxito relativo de Ciudadanos y UPyD como partidos nuevos, y el logro electoral de partidos de ideología similar en Melilla (Coalición por Melilla, segundo en votos después del Partido Popular, gobernante en esa región de España), les da optimismo para acometer su empresa.

Ver artículo completo en:
http://www.elrevolucionario.org/rev.php?articulo1253

LEGUINA HABLA DE "IDEOLOGÍAS ASESINAS"
"Los nacionalismos han matado a más gente que las bombas atómicas"
El socialista ha visitado El Círculo de Telemadrid, donde ha asegurado que "los nacionalismos han matado a más gente que las bombas atómicas" por lo que "no iría con ellos ni a tomar café porque van contra el Estado ¿Cómo te vas a aliar con gente que va contra el Estado? Pues así estamos”.
LIBERTAD DIGITAL 21 Enero 2010

Joaquín Leguina continúa con su línea crítica con el socialismo, esta vez ha cargado contra quienes pactan con los nacionalistas: "no iría con ellos ni a tomar café porque van contra el Estado ¿Cómo te vas a aliar con gente que va contra el Estado? Pues así estamos” ha dicho.

Según ha afirmado, habría que revisar el estado de las autonomías y “modificar el artículo octavo de la Constitución”, pero el problema “son los nacionalismos, con los que hay que ‘conllevarse’, pero nosotros con ellos y ellos con nosotros”. Y admitió que ha dicho que los odia “¿Cómo no voy a odiar ideologías asesinas?”.
Al hilo de la publicación de su última novela, “La luz crepuscular” Leguina comentó que no sabe si los políticos de hoy son más revanchistas que los de antes, pero sí dijo que “algunos políticos quieren ahora ganarle la guerra a Franco”, unos políticos que según una encuesta del CIS han ganado en descrédito y a los que los españoles consideran un problema.

“Espero que hayan tomado nota y, si no lo han hecho, deberían hacerlo. Hay que mejorara la percepción que tiene la gente de la actividad política, porque eso es malísimo en sí mismo”. La encuesta también señala quealgo más del 50% de las personas que dicen haber votado en 2008 a Zapatero preferirían que el PSOE eligiera a otro candidato. “Si fuera Zapatero estaría más preocupado por esto que porque la intención de voto esté por debajo del PP” comentó Leguina.

"PARA QUE SE SEPA LA VERDAD Y NO SE CIERRE EN FALSO"
Alcaraz se persona en la causa ante el "clamoroso silencio" de la AVT
El ex presidente de la Asociación de Víctimas del Terrorismo no está dispuesto a dejar que se eche tierra encima del "Chivatazo" y se ha personado como acusación popular en la causa. Ante el silencio de la AVT, Alcaraz ha retomado la lucha de las víctimas desde su asociación "Verde Esperanza".
LIBERTAD DIGITAL 21 Enero 2010

El silencio de la nueva juntad directiva de la AVT, encabezada por García Casquero ha convencido a personar a Alacaraz en la causa del Chivatazo a ETA, según informa El Mundo.

El ex presidente de la Asociación de Víctimas, quien personó a la asociación en la causa, recuerda que la actual junta rescindió el cotnrato con los letrados que empujaron la personación en el chuvatazo, que lograron convertirse en el auténtico azote de ETA en la Audiencia Nacional.

Pero Alcaraz no está satisfecho de que las víctimas estén condenadas a un "clamoroso silencio" especialmente en un escándalo tan grave, y ha retomado las exigencias que antaño encabezase su asociación.

Según ha explicado a El Mundo, Alcaraz ha decidido que sean de nuevo los letrados Rodríguez Segura y Rubio quienes gestionen su personación en la causa. "No me gusta la actitud de la actual junta ni su silencio cómplice con políticas de este Gobierno que deberían haber sido denunciadas públicamente desde la asociación. Por eso creo que debemos estar presentes en la Audiencia Nacional, para que no se silencie el caso, para que no se eche tierra encima y para que se sepa la verdad, exigimos al Ministerio del Interior, al Gobierno, al juez y al fiscal que cumplan con su obligación y esclarezcan quiénes fueron los que dieron el chivatazo del Faisán y, sobre todo, por orden de quién" asegura Alcaraz.

EN LA NUEVA LEY DEL ABORTO
143 entidades denuncian que el Gobierno pretende "colar" EpC II
Un total de 143 entidades de diversos ámbitos han firmado este miércoles un maniesto común donde denuncian que el Gobierno, a través de la nueva ley del aborto, pretende entremeterse en el derecho de los padres a darle a sus hijos una educación sexual acorde con sus convicciones.
LIBERTAD DIGITAL 21 Enero 2010

El Manifiesto por la Libertad de Educación se ha presentado este miércoles en 10 ciudades españolas para “plantar cara” ante lo que parece ser la Educación para la Ciudadanía II. El documento, suscrito hasta el momento por 143 entidades significadas del ámbito educativo, familiar, bioético, así como por numerosos especialistas y profesionales de la educación y la formación afectivo-sexual, denuncia que el capítulo “Incorporación de la formación en salud sexual y reproductiva al sistema educativo” de la Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo vulnera el derecho de los padres respecto a la eduación de sus hijos.

Según ha anunciado la Ministra de Sanidad, Trinidad Jiménez, esta educación sexual diseñada por el Gobierno, se implantará en todos los centros escolares con carácter obligatorio desde los 11 años y la impartirán profesionales sanitarios.

El Manifiesto afirma que el capítulo educativo de la nueva legislación sobre el aborto es un paso más en el proyecto ideológico y cultural de transformación de la sociedad y que, como ya sucede con Educación para la Ciudadanía, vulnera de lleno el derecho de los padres, reconocido por la Constitución, a educar libremente a sus hijos según sus convicciones.

EpC II
El documento, dirigido a las administraciones educativas, a los padres, a los centros educativos públicos y privados, a los profesionales del ámbito sanitario, insta a los destinatarios a rechazar de plano esta intromisión estatal en el ámbito de las libertades individuales mediante acciones legales, sin excluir la objeción de conciencia.

En la presentación del manifiesto en Madrid ha hablado Marisa Pérez Toribio, presidenta de España Educa en Libertad. Toribio ha afirmado que con este proyecto el Gobierno abre una nueva vía de manipulación ideológica de los niños y jóvenes, en un aspecto esencial para sus vidas que pertenece al ámbito íntimo de la persona, un ámbito en el que el Estado no puede entrometerse en ningún caso.

Una nueva vía de manipulación
“El Estado” -ha asegurado- “no puede decidir cómo debe ser la educación sexual de nuestros hijos condicionando su vida futura; y hacerlo, además, a espaldas de los padres, que somos ciudadanos y los primeros responsables de su educación moral”.

Por su parte, Fabián Fernández de Alarcón, secretario general de Profesionales por la Ética, ha manifestado el compromiso de su asociación a favor de la libertad ideológica y de conciencia y del derecho de los padres a educar a sus hijos según sus convicciones. “El capítulo educativo nos afecta a todos porque es una intromisión estatal en nuestras casas; y además, se pretende hacer mediante profesionales sanitarios, como si se tratara de una política de salud pública incuestionable”.

Por último, se ha presentado la campaña de los padres en defensa de sus derecho cuyo símbolo será una cometa con el lema “Haz volar la libertad de educación”.

******************* Sección "bilingüe" ***********************

Los misiles de ETA y otras incógnitas del 11-M
Jaime Ignacio del Burgo El Confidencial 21 Enero 2010

Regina Otaola es una de las grandes heroínas de la libertad en el País Vasco. No le tembló el pulso a la hora de denunciar a su convecino Peio Olano por haberle amenazado de muerte en el 2007 y consiguió que la Justicia le condenara hace un par de meses a dos años de cárcel. Daba la impresión de que el tal Olano era uno de esos energúmenos que militan en la llamada “izquierda abertzale” y que allí donde se encuentran tratan de extender el temor a ETA. Lo que no podía imaginar la valerosa alcaldesa es que el autor de la amenaza era un miembro activo de la banda terrorista, que al ser detenido confesó que en el año 2001 había participado en un intento fallido de acabar la vida de José María Aznar.

El ministro del Interior llamó de inmediato a José María Aznar para informarle de la buena nueva de esta detención, que se produjo en la noche del pasado 8 de enero. Supo así el ex presidente que en tres ocasiones, durante la primavera de 2001, ETA había planeado disparar contra el avión presidencial un misil tierra-aire, tipo SAM, de fabricación soviética, aprovechando alguno de sus frecuentes viajes al País Vasco. Olano había sido el encargado de introducir el artefacto en España y para más inri lo había ocultado largo tiempo en un local medio abandonado propiedad del propio ayuntamiento de Lizarza. Por fortuna el dispositivo falló.

Al conocer esta noticia no pude menos que recordar que el gobierno negó en la Comisión del 11-M, a finales de septiembre de 2004, que ETA tuviera en su poder misiles tierra-aire. Pero la fiabilidad de los informes del Gobierno quedó en entredicho, pues no habían pasado aún cuarenta y ocho horas, cuando cayó en Francia Mikel Antza, número uno del aparato militar de la banda, y en cuyos arsenales aparecieron dos misiles tipo SAM. El ministerio del Interior se apresuró a aclarar que habían sido adquiridos entre septiembre de 1998 y diciembre de 1999, posiblemente a intermediarios irlandeses asentados en Alemania.

¿Por qué tanta y tan rápida precisión? Probablemente, porque el ministerio pretendía evitar que se relacionara este descubrimiento con una información publicada el 4 de marzo de 2002, en la revista Tiempo, según la cual tres miembros de ETA se habían entrenado en el mes de enero de 2001 en un campo de Al Qaeda en Afganistán, que todavía disfrutaba del régimen talibán. Citando como fuente el informe de un espía árabe en Pakistán, en poder del ministerio del Interior afgano post-talibán, el periodista Ahmad Rafat desvelaba la presencia en enero de 2001 (tres meses antes de los intentos fallidos de atentar contra Aznar) de tres etarras en un campo de Al Qaeda situado en la localidad afgana de Jalada. Los etarras habrían recibido instrucción en el manejo de misiles tierra aire tipo SAM, de fabricación soviética, o tipo Stinger, de fabricación norteamericana, todos ellos procedentes de la guerra de los talibanes contra la ocupación militar rusa. Rafat daba toda clase de detalles sobre este viaje y añadía que informaciones posteriores apuntaban la posibilidad de que durante la estancia de los etarras en Jalada se habría concertado la compra de varios misiles tierra-aire a los talibanes, aunque habían surgido dificultades sobre el precio a pagar.

Para corroborar las revelaciones de Rafat, la revista Tiempo publicaba unas declaraciones del diputado socialista Rafael Estrella, presidente de la asamblea parlamentaria de la OTAN, a Julia Navarro. La brillante periodista y escritora había formulado entre otras la siguiente pregunta: “¿ETA está conectada con el terrorismo islámico?” La respuesta del diputado Estrella fue rotunda: “Parece evidente que sí y que los servicios de información tienen noticia de ello”.

Sin ningún rastro de misiles en la organización terrorista
Es de suponer que manejar un misil de estas características requiere un mínimo de preparación militar. No es razonable pensar que los etarras hubieran pretendido lanzar los misiles contra Aznar sin tener ni idea de su manejo. ¿Se entrenaron en Afganistán en enero de 2001?, preguntamos en la Comisión 11-M. La respuesta de la comisaría general de Información de la Policía no pudo ser más contundente: no había constancia “de ningún dato o información que pueda orientar en la dirección de un entrenamiento de tres miembros de ETA en territorio afgano”. Y ya, de su propia cosecha –pues no lo habíamos preguntado–, el gobierno había añadido que “en las múltiples incautaciones de armamento a la organización terrorista no había aparecido en ningún caso misiles tipo Stinger”.

A pesar de que el gobierno socialista no daba credibilidad a la información publicada por la revista Tiempo, los encargados de la lucha contra el terrorismo islamista tenían motivos para tomársela en serio. El 23 de septiembre de 2001, al producirse otra importante detención, la de Asier Oyarzábal, Baltza, jefe del aparato logístico de ETA, se le requisó una carta en inglés con instrucciones sobre el manejo de un misil. La Guardia Civil alertó entonces de que ETA habría podido hacerse con esta clase de armamento lo que supondría una “elevada amenaza”, aunque “atemperada por “a escasa instrucción que posen los activistas a la hora de la utilización hipotética de este material”. El propio CNI elaboró una nota informativa en el mismo sentido. Y la Interpol había advertido sobre un posible acuerdo para la compra de este tipo de armamento entre ETA y el IRA o los colombianos de las FARC. El IRA habría podido hacerse con misiles soviéticos en Libia o en el Líbano. A la vista de estos antecedentes no se comprende por qué el gobierno se empeñó en negar que la banda pudiera tener misiles tierra-aire.

El 12 de marzo de 2004, al día siguiente de la masacre de Madrid, el periodista británico Gordon Thomas, publicó en el diario El Mundo un artículo bajo el título “¿Una colaboración entre Al Qaeda y ETA”. En él afirmaba que Stephen Smyrek –un miembro de origen británico de la banda de Bin Laden y que acababa de ser puesto en libertad por Israel a consecuencia de un canje de prisioneros–, había declarado a los servicios secretos alemanes haber coincidido con varios terroristas de ETA en un campamento de instrucción en las montañas de Tora Bora.

¿Tiene ETA en su poder más misiles? En abril de 2009 se informó que entre los planes de la banda estaba atentar contra el avión del rey Don Juan Carlos. La policía francesa había descubierto que los etarras acababan de experimentar con fuego real en Las Landas, próximas a la frontera española, un proyectil ruso. Expertos franceses habían accedido a los planes de atentado guardados por los terroristas en documentos informáticos intervenidos a ETA donde figuraban cartografías, planes de vuelo y puntos de aterrizaje en Barajas, Palma de Mallorca y Castejón (Navarra). Se recordaba además que dos modelos del SAM-18 habían sido encontrados en "zulos" de Urrugne y Briscous los días 1 y 2 de octubre de 2004.

Por todo lo anterior no estábamos desencaminados cuando en la Comisión de investigación intentamos, sin éxito, que se investigara la posible existencia de relaciones entre ETA y el terrorismo islamista. Ni dábamos credibilidad a lo publicado por Tiempo, ni tampoco teníamos motivos para sostener lo contrario. No pudimos evitar que la potencia mediática progubernamental nos colgara el sambenito de haber defendido la participación de ETA en el 11-M. Nunca sostuvimos tal cosa. Sólo pretendíamos que se llevara a cabo una investigación rigurosa de las presuntas conexiones entre el terrorismo etarra y el islamista sin prejuzgar absolutamente nada.

Nota. En mi libro “11-M. Demasiadas preguntas sin respuesta” atribuí, por error, el artículo publicado por Ahmad Rafat en Tiempo al periodista Magdi Allam, subdirector de Il Corriere de la Sera, autor de otro artículo, también publicado en la misma revista, en el que se informaba de que se había detectado en Bagdad como “escudos humanos”, en vísperas de la segunda guerra de Iraq, a los dos terroristas de ETA detenidos poco después en Cañaveras, una semana antes del 11-M. Pido disculpas por ello.

La crisis educativa
Joaquín MARCO La Razón 21 Enero 2010

El ministro de Educación, Ángel Gabilondo, es un hombre optimista, como debe ser, y cree factible llegar a un acuerdo de Estado con el PP sobre un tema tan espinoso como el de la Educación. Pero, mientras ya se negocia alrededor de una mesa, irrumpe en los medios Mariano Rajoy acompañado de anteriores ministros del ramo del PP –él también ocupó el cargo con anterioridad– y expone en un documento no sé si la posición que se negocia o una alternativa que se augura inflexible. Hasta hace unos días parecía que ambas fuerzas políticas sintonizaban. Ya no está tan claro. Y, sin embargo, todos sabemos que el futuro de este país pasa por una transformación en materia educativa. Se reclama más exigencia en el alumnado, mayor dedicación a ciertas materias, reformas en profundidad en todos los sectores, incluido el profesorado. Por todo ello sorprende que la Universidad de Sevilla –muy dueña de hacerlo– advierta sobre el derecho de sus alumnos a copiar en los exámenes. Un tema como el de la enseñanza se entrelaza con principios que definen el Estado y hasta la forma de gobierno. ¿Cómo defender las lenguas oficiales no comunes en todo el territorio, el catalán, el gallego o el euskera si no se concibe aquél como plurilingüe? Ya la tenemos armada en Galicia, donde la Academia Gallega ha corrido a defender lo que estima propio. Traspasadas a las autonomías las competencias en la materia, resulta fácil advertir que lo que se entiende como estado de las autonomías es un ámbito en el que deben convivir pasado, presente y futuro.

Pero cualquier método de enseñanza debe fundamentarse en la ética y hasta en el sacrificio de cuantos a ella se dedican. Y no pueden cumplir la tarea en el vacío o con un sustrato social carente de valores. No es normal que nuestra ciencia –cuando aseguramos que España es la octava potencia– carezca de mayor nivel, que una sola universidad española figure entre las cien primeras, que una parte (el 30%) de los alumnos abandone sus estudios. Y no sólo en la enseñanza pública. Aquí debemos situar también la privada, sea o no concertada. No tenemos ni un solo premio Nobel. Claro está que se requiere una reforma en profundidad, pactada entre todos (no sólo entre las dos grandes fuerzas políticas). Y a ella deben sumarse los docentes de todos los niveles.

Habría que reinventar la ilusión de otra Institución Libre de Enseñanza. Pero conviene también poner los pies en el suelo y advertir que la formación de minorías no se produce de hoy para mañana, que los procesos educativos –si se pretenden serios y duraderos– no son fruto de pactos políticos que busquen fáciles réditos electorales. Una reforma radical pisaría callos dolorosos. Tal vez cabe pensar en una evolución más lenta, aunque asumiendo objetivos claros y consensuados. Hemos de saber a dónde pretendemos llegar, aunque sea paso a paso. No me extraña que Ángel Gabilondo muestre su entusiasmo por una labor que, de poder hacerse, cambiaría el signo de este país. Dispone ya de dos escuelas negocios de enorme prestigio, una de la mano de los jesuitas y otra de la del Opus Dei, y de buenas facultades de Economía. Los institutos de investigación biomédica son relevantes. Médicos, matemáticos, arquitectos, químicos e ingenieros han tenido sólidas bases formativas. Nuestras Humanidades están en decadencia, pero no ha de ser difícil recuperarlas. Tampoco partimos de cero. Pactar es, tal vez, posible; avanzar resultará más difícil.

PRESENTA DIEZ ENMIENDAS AL DECRETO
Galicia Bilingüe entrega a la Xunta un informe que evidencia la traición de Feijóo
Representantes de Galicia Bilingüe entregaron este miércoles a la Consejería de Educación de la Xunta un detallado informe que evidencia el incumplimiento de Feijóo en su decreto lingüístico. En él presentan diez enmiendas para que se adapte a las promesas electorales del presidente gallego.
libertad digital 21 Enero 2010

La presidenta de Galicia Bilingüe, Gloria Lago, acompañada por otro miembro de la organización, Julio Tojo, entregaron hoy a responsables de la Consejería de Educación un amplio informe con diez enmiendas al borrador del decreto sobre el uso del gallego en la enseñanza.

Según informa esta asociación el documento "evidencia tanto el incumplimiento por parte de Núñez Feijóo de sus promesas electorales como el hecho de que la Xunta de Galicia sigue considerando la conservación de la lengua muy por delante de la educación de los escolares gallegos".

En la relación de enmiendas destacan las referidas a la obligación legal de que se preserve el derecho a recibir en el idioma materno los dos primeros cursos de Primaria –el borrador limita este derecho a la Educación Infantil, no obligatoria, y con ciertas dosis de ambigüedad– el establecimiento de la libertad de elección de lengua vehicular en las materias troncales, y el uso de los libros de texto en el idioma preferido por el alumno.

Galicia Bilingüe explica que la principal justificación de estas demandas radica tanto en los propios compromisos electorales adquiridos antes de las autonómicas por el entonces candidato Feijoo, como en la necesidad de situar la educación de los alumnos por encima de la promoción de una lengua. En este sentido, Gloria Lago acudió a la reunión de esta tarde con copia de las grabaciones de los testimonios de Alberto Núñez que en su día recorrieron los medios de comunicación gallegos y nacionales en los que el hoy presidente se comprometía a:

* Los padres, en el sobre de matrícula y para el curso 2009/2010, rellenarían una casilla en la que elegirían en qué lengua oficial recibirían sus hijos las materias troncales. La decisión de los padres sería vinculante para el Gobierno.
* Los alumnos podrán emplear libremente la lengua oficial de su elección en clase, en el material didáctico, libros incluidos, en los trabajos y en las pruebas de evaluación, salvo en las materias de las propias lenguas.

La relación de enmiendas al borrador presentada por Galicia Bilingüe incluye las siguientes:

* Fomento del bilingüismo en la Administración. La propuesta plantea la promoción del gallego pero sin restringir los derechos de los que prefieren relacionarse con la Consellería o los centros educativos en español.
* Garantías plenas de que los escolares podrán aprender a leer y escribir en su lengua materna en Educación Infantil, independientemente de la opción mayoritaria presente en el aula.
* Enseñanza en el idioma materno, en cumplimiento de la Ley de Normalización Lingüística, hasta completar el primer ciclo de Primaria. En el resto de Educación Primaria, ESO y primero de Bachillerato, las familias escogerán la lengua vehicular de las materias troncales, impartiéndose el resto en la otra lengua. El tercio dedicado a la enseñanza en inglés lo delimitará el consejo escolar pero al margen de las materias troncales. En Segundo de Bachillerato se garantizará el reparto equilibrado entre los dos idiomas oficiales.
* En Formación Profesional específica, enseñanzas artísticas y deportivas, la distribución tenderá al mayor equilibrio posible, dejando preferiblemente el castellano para las materias con profesores foráneos. En todos los módulos se garantizará el conocimiento del vocabulario específico en las dos lenguas.
* En educación para adultos se establecerán, en general, criterios similares a los de la enmienda número 3.
* Uso de los libros de texto o de cualquier otro material didáctico en la lengua de preferencia del alumno.
* Elaboración del material didáctico en los dos idiomas.
* Distribución de alumnos por aulas en función de la opción elegida

Hasta la introducción del inglés
Feijóo asume ahora un 50% de las clases en gallego
Juristas de la comunidad alertan de que el decreto de la lengua entra en conflicto con la Constitución, la LOE o normas europeas. La Xunta ve "partidista" la huelga de hoy en la enseñanza
REDACCIÓN / AGENCIAS | A CORUÑA / SANTIAGO La Opinión 21 Enero 2010

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo se mostró ayer dispuesto a aceptar "un bilingüismo equilibrado" en las aulas que certifique un reparto "al 50% entre gallego y castellano" mientras se inicia el camino de introducir una tercera lengua, como el inglés, en la enseñanza. El anuncio de Feijóo se produce un día antes de la huelga en el ámbito educativo convocada para por la plataforma Queremos Galego, que desde el Ejecutivo autonómico califican de "acto partidista" y de "juicio previo" al alegar que el borrador del decreto sólo sienta unas bases que todavía deben ser consultadas con los agentes implicados.

"La cordialidad lingüística es un patrimonio al que nunca vamos a renunciar", señaló el presidente autonómico, quien aboga porque los escolares reciban la mitad de las asignaturas en castellano y la mitad en gallego mientras que no sea posible -debido a la falta de profesores especializados- introducir el tercio que la normativa reserva para el inglés. Algo que, en palabras de la propia Consellería de Educación a través de una carta remitida a los docentes, no ocurrirá a corto plazo. "Somos realistas, sabemos que no se puede implantar de golpe sin tener en cuenta la indudable importancia del profesorado", señala la misiva, en la que se indica que los docentes se podrán incorporar de forma "gradual y voluntaria" a las clases plurilingües. Una carta que critican desde el BNG, ya que consideran que es un resumen de las bases del decreto "interesado" y con el único objetivo de reducir el apoyo a la huelga de hoy.

Con sus declaraciones, Feijóo abre la puerta a algunas de las propuestas realizadas por sectores críticos con el borrador hacia el porcentaje destinado a cada lengua, pero se muestra tajante con otras cuestiones. "No podemos compartir la inmersión lingüística ni en gallego ni en castellano, ni tampoco que los alumnos no tengan ningún derecho a la hora de expresarse en clase o que a los padres ni siquiera se les dé la oportunidad de ser consultados", señala el líder del PPdG.

El presidente autonómico se mostró crítico con la huelga y la manifestación en Santiago convocada para hoy -que los organizadores prevén será "multitudinaria"- al asegurar que a la hora de analizar el decreto hay dos opciones: "hacer protestas o propuestas". En este sentido, desde Educación señalan que representantes de Queremos Galego rechazaron reunirse esta semana con la Administración para expresar sus sugerencias sobre el decreto del gallego.

El departamento que dirige Jesús Vázquez recordó ayer a todos los padres que "tienen derecho" a llevar a sus hijos a los colegios pese al paro previsto ya que tanto el transporte escolar como los comedores funcionarán con "normalidad" y todos los centros "tendrán unos servicios mínimos".

Las 'ilegalidades' del decreto
Un grupo de 60 jueces, abogados, catedráticos de Derecho o fiscales de Galicia alertaron ayer de que el borrador del decreto de la lengua presenta "indicios claros de ilegalidad" -al entrar en conflicto con normas de mayor rango en al menos cinco puntos-, por lo que podría ser considerado "nulo". Pese a que este colectivo señaló que no prevé iniciar acciones legales contra la futura norma, asegura que es posible presentar un recurso en su contra tanto en el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia como en el Constitucional.

El análisis jurídico del borrador, presentado ayer en Santiago por el juez Luís Villares, el abogado Héctor López y la profesora de la Universidade de Santiago, Alba Nogueira revela que el texto de la Xunta podría entrar en conflicto con la Constitución, la Ley Orgánica de Educación (LOE) o la Carta Europea de Lenguas Minoritarias, entre otras normas.

. Ley Orgánica de Educación. La LOE establece que el tratamiento de las lenguas oficiales y las extranjeras "no puede ser equiparado de forma generalizada y obligatoria en el ámbito educativo". Algo que chocaría con el reparto de un tercio para cada idioma del decreto de la Xunta. "Habría objeciones legales en dar Química en inglés", indica Nogueira, ya que "añadiría a la necesidad de evaluar los contenidos de una materia, el dominio de una lengua".

. Constitución. Los juristas aseguran que la elección por parte de los padres de la lengua en la que reciben las clases sus hijos vulnera la configuración del derecho de educación de la Carta Magna, puesto que sólo atiende a "cuestiones morales o religiosas". En el resto de los casos, corresponde a los poderes públicos configurar los currículos escolares. Por otra parte, el borrador incumple la jurisprudencia del Tribunal Constitucional, en la que se establece una discriminación positiva hacia las lenguas minoritarias, lo que obligaría a más horas lectivas en gallego que en castellano.

. Carta Europea. El texto europeo sobre lenguas minoritarias exige la presencia de estos idiomas en todas las etapas educativas. Con la propuesta de la Xunta, podría darse el caso de que en clases de Educación Infantil no se impartiese ninguna materia en gallego ya que se usará la lengua materna de los pequeños.

. Ordenamiento jurídico gallego. Los juristas de Galicia aseguran que el futuro decreto del gallego entraría en contradicción incluso con el ordenamiento jurídico de la comunidad. La ley autonómica establece que la lengua de la Administración es por defecto el gallego, por lo que un funcionario público -como un profesor de Secundaria- no tendría libertad para escoger el idioma en el que trabaja, sino que debería acatar la ley.

La extorsión lingüística de la Generalitat se 'cobra' otra víctima
Feliciana Piris Duque, dueña de una tienda de telas en Barcelona, ha sido sancionada con 1.200 euros
www.lavozlibre.com 21 Enero 2010

Barcelona.- La Generalitat de Cataluña ha vuelto a multar a otro comerciante por no rotular su negocio en catalán. Tras el caso de Xurde Rocamundi, dueño de una inmobiliaria en Arenys de Mar, sale a la luz el caso de Feliciana Piris Duque, propietaria de una pequeña tienda de tejidos de ropa al corte en Barcelona. “Se nos puso la sanción el pasado 20 de noviembre, y entiendo que lo que me está ocurriendo no es justo”, explicó la denunciada en 'El Mundo'.

La mujer, nacida en Cardona y catalanohablante, se enfrenta ahora a una sanción de 1.200 euros por su negativa a sustituir el cartel con el que ofrece los productos de su negocio ‘Blau Marí’ ('azul marino' en catalán). Pese a que la tienda posee un nombre en catalán, el texto motivo de la polémica es el que acompaña al nombre, donde se puede leer “Textil, hogar y tapicería. Sedas, lanas, sastrería y fantasía”.

La trabajadora fue denunciada por una inspectora de la agencia que tomó fotografías de la tienda y redactó un informe. A raíz de éste la Generalitat asegura que le notificó un requerimiento en verano de 2008 en el que se le instaba a escribir “al menos en catalán” la oferta de su comercio en un plazo de dos meses con objeto de dar cumplimiento a los “requisitos legales”. En dicho requerimiento se conminaba a la dueña del establecimiento a adecuar el cartel al artículo 32.3 de la “normativa vigente” en política lingüística, el cual establece que “la señalización y los carteles de información general de carácter fijo de los establecimientos abiertos al público tienen que estar redactados, al menos, en catalán”. El Gobierno autónomo justifica que Feliciana no emitió respuesta alguna; sin embargo ella niega haberlo recibido. Posteriormente, se inició un procedimiento sancionador, tras el cual Feliciana optó por ocultar los rótulos en castellano, si bien no los sustituyó por otros en catalán.

“Vino una inspectora y me pidió que redactara los letreros en catalán y castellano, o bien sólo en catalán, tratando de meterme miedo con amenazas de multas”, denuncia Feliciana. “Sin embargo, el 80% de mis clientes son personas que no hablan casi nunca en catalán. ¿Por qué tengo que cambiar el cartel de mi negocio o pagar a la Generalitat 1.200 euros?”, manifiesta la dueña del comercio barcelonés. “No voy a pasar por el aro. Es un castigo desproporcionado y puede que incluso anticonstitucional”, añade Feliciana, quien ya ha recurrido la multa.

“Llegaré hasta el Tribunal Constitucional si es necesario. Ya no es por el dinero, sino por no ser callada por los nuevos dictadores catalanes”, denuncia.

El funcionario que instruyó el expediente de Feliciana resolvió sancionarla con 1.200 euros, de acuerdo con la graduación prevista en el artículo 14 de la Ley 1/1990 sobre “disciplina del mercado y defensa de los consumidores y usuarios”.

Gloria Lago: "Vaciar las aulas no es el camino para resolver el conflicto"
Galicia Bilingüe rechaza la celebración de la huelga convocada por la plataforma Queremos Galego
www.lavozlibre.com 21 Enero 2010

Vigo.- La asociación Galicia Bilingüe ha emitido un comunicado en el que declara rechazar la huelga convocada por la plataforma Queremos Galego prevista para el mañana jueves 21 de enero. La entidad, presidida por Gloria Lago, afirma que “vaciar las aulas no es el camino para resolver un conflicto en el que los estudiantes, y no la lengua, deberían ser el eje del debate”.

Recientemente la asociación expresó su oposición al borrador del decreto gallego de la enseñanza presentado por la Xunta. “Entendemos que supone un completo incumplimiento de las promesas electorales realizadas antes de los comicios autonómicos por Alberto Núñez Feijóo”, manifestó Gloria Lago. “Asimismo, mantiene a la educación gallega alejada de los sistemas de libertad de elección de lengua existentes en todas las democracias con dos o más idiomas oficiales”, añadió la presidenta de Galicia Bilingüe.

“Nuestra postura está muy lejos de la defendida por los convocantes de la huelga, que pretenden que se mantenga el actual modelo de inmersión e imposición lingüística”, denunció Lago, quien añadió que la asociación entiende que “la pérdida de horas lectivas no es precisamente la vía idónea en un debate como el actual”.

Por otra parte, tanto la presidenta de la asociación como uno de los socios de la entidad, Julio Tojo, acudirán esta tarde a las 19.30 horas a las dependencias de la Consejería de Educación en Santiago para entregar un documento en el que constan las enmiendas del colectivo a la propuesta de decreto presentada por la Xunta.

El abogado de la dueña del comercio ‘Blau Mari’, José María Fernández, considera que la imputación de su clienta “es manifiestamente injusta, además de ilegal, desproporcionada y dictada con desviación de poder”. Para el letrado, el funcionario “hizo su propia interpretación de la normativa, cayendo, además, en una violación directa del Estatuto de Cataluña y, en concreto, de su capítulo tres, en el que hace referencia a los derechos y deberes lingüísticos”.

Presentan la Coordinadora 'Por una Cataluña en libertad. No a las multas lingüísticas'
Asociaciones y partidos políticos responden a las sanciones por no rotular en catalán
www.lavozlibre.com 21 Enero 2010

Barcelona.- Diferentes asociaciones y partidos políticos han convocado una rueda de prensa hoy a mediodía en el Centro Internacional de Prensa de Barcelona con objeto de presentar la Comisión Organizadora de la Coordinadora ‘Por una Cataluña en libertad. No a las multas lingüísticas’. Esta iniciativa supone una respuesta a la campaña de multas iniciada por la Generalitat de Cataluña contra las empresas que desarrollan su actividad en dicha comunidad autónoma y que incumplen la Ley de política lingüística, la cual establece que los letreros y rótulos de los establecimientos deben figurar al menos en catalán.

La Coordinadora ‘Por una Cataluña en libertad. No a las multas lingüísticas’ está formada por Ágora Socialista, Asociación por la Tolerancia, Ciutadans-Partido de la Ciudadanía, Impulso Ciudadano, el Partido Popular de Cataluña y Unión, Progreso y Democracia (UPyD).

En la presentación se ha anunciado la convocatoria de una concentración para el próximo 30 de enero en Arenys de Mar con el lema de la nueva comisión. También han querido presentar la nueva página web, www.nomultaslinguisticas.com, que dará cobertura a la campaña.

El PE defiende el uso del español frente a las lenguas cooficiales
El presidente del PE subraya que siguen el "principio de utilizar el idioma oficial en el que se pueden manejar los ciudadanos" de cada Estado miembro
El presidente del Parlamento Europeo (PE), Jerzy Buzek, se ha mostrado abierto a aumentar el número de idiomas que se utilizan en la institución, pero defendió el uso del español frente a las lenguas cooficiales del Estado español, por ser la "lengua que conocen todos los ciudadanos españoles".
Efe Estrella digital 21 Enero 2010

Madrid

Buzek respondió así en una rueda de prensa junto al presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, a una pregunta sobre la propuesta del Ejecutivo para facilitar el uso del catalán, el gallego y el vasco en la Eurocámara.

Aunque consideró que el abanico de lenguas con interpretación en el hemiciclo aumentará en el futuro, Buzek se refirió específicamente a la próxima entrada de Croacia, que llevará a añadir un nuevo idioma al conjunto de lenguas del PE.

En este sentido, subrayó que el Parlamento sigue el "principio de utilizar el idioma oficial en el que se pueden manejar los ciudadanos" de cada Estado miembro.

"La lengua que conocen todos los ciudadanos españoles"
"Este es el caso del español, porque es la lengua que conocen todos los ciudadanos españoles", señaló. Además, recordó que en el caso de las lenguas cooficiales de España, éstas tampoco se hablan a diario en el Parlamento nacional.

Zapatero también fue preguntado sobre este asunto por los eurodiputados durante su intervención en el pleno para presentar los planes de la Presidencia española de la UE.

"Ha sido mi gobierno el que ha promovido el uso de lenguas cooficiales de mi país en las instituciones europeas", respondió el jefe del Ejecutivo.

En los últimos meses, el Gobierno ha vuelto a solicitar a la Eurocámara que los diputados puedan intervenir en catalán, gallego y euskera, una iniciativa que ya fue rechazada una vez durante la anterior legislatura.

La coordinadora en contra de las multas lingüísticas fue presentada ayer en Barcelona
Cataluña quiere aumentar a 10.000 euros las multas por no rotular en catalán
La Generalitat aprueba una norma que endurece la política lingüística
Joan Planes La Razón 21 Enero 2010

Barcelona- La Generalitat catalana sigue adelante con su política punitiva y coaccionadora en el ámbito lingüístico, y ha aprobado un proyecto de ley, llamado Código de Consumo de Cataluña, que endurece aún más las sanciones a los comercios que no rotulen en catalán. Esta futura norma fue aprobada el 9 de diciembre.

Hasta ahora, la sanción por no rotular en catalán iba de cero hasta 3.000 euros, pero con esta iniciativa esta cantidad puede ascender hasta 10.000 euros. Concretamente, el artículo 331.5 del citado proyecto dictamina que se pueden sancionar «las vulneraciones de los derechos lingüísticos de las personas consumidoras o el incumplimiento de las obligaciones en materia lingüística establecidos en la normativa vigente».
Este artículo se refiere a la Ley de Política Lingüística, aprobada en 1998 por CiU y continuada sin complejos por el tripartito. No se aplicó hasta 2003, pero permite sancionar a cualquier establecimiento que, como mínimo, no rotule sus indicaciones o contratos en catalán. De las dos sanciones de 2003 se pasó a las 194 de 2006, con una recaudación superior a los 55.000 euros. Desde ese año, la Generalitat se niega a facilitar las cifras de sanciones, según denuncia el Grupo Mixto del Parlamento.

Más dureza
El artículo 333.1 del anteproyecto contempla que una infracción leve, entiéndase no rotular en catalán los contratos o las indicaciones, puede ser multado con hasta 10.000 euros. En casos de reincidencia o simplemente no pagar la sanción, la cantidad puede ascender hasta 1.000.000 de euros, aunque se trataría de casos muy extremos.

En definitiva, el tripartito sigue adelante con su política sancionadora, pero tanto el PP como el Grupo Mixto ya han presentado una enmienda a la totalidad de este Código de Consumo de Cataluña.

Coordinadora proespañol
Por primera vez, diversos partidos y entidades catalanes han formado una plataforma conjunta en defensa de la libertad lingüística. Se llama «Coordinadora por la libertad en Cataluña. No a las multas lingüísticas». Está formada por el PP, Ciutadans per Catalunya, Asociación por la Tolerancia, Unión Progreso y Democracia e Impulso Ciudadano. Aseguran que apoyarán a cualquier comerciante multado por no rotular en catalán y han convocado una manifestación el próximo 30 de enero en Arenys de Mar (Barcelona). Es la localidad de Xurde Rocamundi, propietario de una inmobiliaria que fue multado con 1.200 euros por no tener sus carteles en catalán. Rocamundi insistió ayer en que ha recurrido una sanción que «no piensa pagar».
 

Recortes de Prensa   Página Inicial