AGLI

Recortes de Prensa   Martes 12  Octubre  2010

 

El día de España, el día de los españoles
Francisco J. Fernández Tarrío http://www.poderlimitado.org 12 Octubre 2010

Vicepresidente de Poder Limitado

Toca volver a remangarse y recordarle a nuestros políticos que ellos “trabajan para nosotros” y no “nosotros para ellos”. Hace falta no sólo decírselo, sino exigírselo. Porque el mejor homenaje a España en el día de la Hispanidad, es recuperar el poder ciudadano.

12 de octubre de 2010, día de la Hispanidad, día de España y de su cultura milenaria, su influencia y su historia. Día de celebración por nuestra innegable importancia en el desarrollo de Occidente, de nuestro sello eterno como puente entre Europa y América. Somos una antigua y gran nación, y debemos celebrarlo con naturalidad y sin complejos.

Pero precisamente hoy debemos recordar que la historia de los pueblos no es sino la historia de sus gentes, de sus ciudadanos. Y por ello, las naciones dependen de la fortaleza de su sociedad civil, de sus valores y de su empeño en la defensa de los derechos individuales.

Hoy, en el día de España y de la Hispanidad, debemos recordar los valores que fundan las grandes naciones. Valores como la libertad, la responsabilidad, el trabajo y el esfuerzo, la solidaridad, la grandeza de los afectos comunes frente a los localismos y aldeanismos.

Y todos estos valores se encuentran en cada uno de nosotros como personas, como individuos. Debemos tomar de nuevo conciencia de que una sociedad es un conjunto de individuos organizados, pero libres en su empeño por alcanzar sus metas individuales. Y que la mejor manera de conseguir esos medios es la cooperación, el intercambio libre, y el respeto por la Vida, la Libertad, y la Propiedad.

Y es necesario que España inicie la senda de la regeneración, de la limitación del poder, de la exigencia de límites al poder de los gobiernos. Reivindicar un poder limitado que se justifique en la garantía de nuestros derechos, y no en su administración. Somos propietarios de nuestra Libertad, no inquilinos.

Y esta regeneración no es un simple cambio de gobierno, sino un cambio de sistema, de su raíz, de su fundamento. España necesita cuestionarse temas que hoy se dan por irrebatibles. Necesitamos cuestionarnos si el modelo institucional que nos hemos dado es, no sólo lógico, o eficiente, sino moral. Necesitamos cuestionarnos si debemos mirar siempre al Estado, en cualquiera de sus formas (Central, Autonómico o Local) para que nos solucione los problemas, o si, por el contrario, debemos limitar su poder, eliminar administraciones y exigir que se liberen las fuerzas sociales, para que sea el mercado, o sea, los ciudadanos, quienes puedan buscar sus propias soluciones. Necesitamos cuestionarnos si nuestro dinero, la consecuencia de nuestros esfuerzos, debe estar en manos de los políticos, o en manos de los inidividuos y de las familias que lo han ganado.

Porque el principal problema de España lo constituye hoy su sistema político, su casta política, su hipertrofiado estatismo, su metástasis intervencionista que afecta ya a las unidades organizativas más simples.

Antaño luchamos por nuestra dignidad y nuestra independencia como nación. Luchamos contra el invasor. Y la lucha no la ganaron las administraciones, no la burocracia, rendida al francés, sino las Juntas, la sociedad civil organizada en defensa de su independencia. Hoy, doscientos años después, España necesita de nuevo luchar por su independencia, por su ciudadanía, por su libertad. Y, como antaño, es utópico encargar en exclusiva esa lucha a nuestros burócratas, a nuestras hipertrofiadas y corruptas administraciones que viven, precisamente de que nada cambie.

Hoy, como hace doscientos años, el futuro de España está en los propios españoles, en sus ciudadanos. Porque España no es un Estado, no una Comunidad Autónoma, no un Ayuntamiento. España es, en esencia, el conjunto de millones de españoles que la forman. Y toca volver a remangarse y recordarle a nuestros políticos que ellos “trabajan para nosotros” y no “nosotros para ellos”. Hace falta no sólo decírselo, sino exigírselo.

Ayer fueron Juntas contra el francés, ¿por qué no hoy juntas ciudadanas contra el intervencionismo estatal, contra el relativismo moral, y contra la negación de España, de su historia, de sus raíces, contra la resignación de ver cómo se niega el futuro a las próximas generaciones con políticas de endeudamiento, gasto público, subsidios y estrangulamiento de la iniciativa privada y del ahorro de los españoles con subidas de impuestos para pagar la factura del despilfarro?

Hoy, en el día de la Hispanidad, España necesita despertarse, unirse, desperezarse y empezar a luchar por su supervivencia como nación próspera, liberal, occidental y democrática. Y eso pasa por potenciar la trama de afectos entre sus ciudadanos de todas las regiones, pasa por alentar y promover el movimiento ciudadano, de organizaciones y asociaciones que exijan a nuestros representantes el cumplimiento de sus mandatos, que les exijan decir la verdad, que les exijan no interferir en la vida privada de los ciudadanos, que les exijan no expropiar su esfuerzo y su ahorro vía impuestos para apuntalar castas parasitarias.

Porque el mejor homenaje a España en el día de la Hispanidad, es recuperar el poder ciudadano. Es recuperar, en esencia, el sentido común, la unión entre sus gentes, el fortalecimiento de los elementos que nos unen, de nuestro patrimonio cultural, de nuestra lengua común, dentro del respeto más absoluto a la libertad individual. Recuperar la confianza en el individuo y en la familia como verdaderos motores del progreso de una nación.

Porque la meta más honorable para un español debería ser luchar porque, una vez más, España y Libertad vuelvan a ser sinónimos. Somos españoles. Podemos.
¡Viva España!

Abucheos
Zapatero y España
Agapito Maestre Libertad Digital 12 Octubre 2010

Muchos mantienen que Zapatero odia a España, e incluso hay personas inteligentes que buscan los motivos, otros dirían razones, de este resentimiento hacia la nación española. Sin embargo, yo no creo que Zapatero odie a la nación; pues que eso supondría que alguna vez, poco o mucho, fue amada. Odio y amor, igual que el olvido y la memoria, casi siempre tienen un punto en común. El odio siempre implica algún tipo de amor. Zapatero está más que lejos del odio. Zapatero habita en las antípodas del odio. El presidente del Gobierno de España, simplemente, desconoce por completo cualquier rasgo de esa realidad histórica que llamamos la nación española. Él es, en efecto, un revolucionario. Él es un producto del Partido. Él es un simple y llano ejecutor de los designios del Partido.

Zapatero no es nada sin Partido. Zapatero es un producto sólo y exclusivo del Partido. Zapatero no ha conocido otra realidad que el Partido. Pare este hombre, que desde su más tierna infancia ha militado y desarrollado toda su tarea en el interior del Partido, la vida no existe sin el PSOE. Fuera del Partido no tiene horizonte ideológico. Nadie, pues, puede pedirle que escuche al Estado o a la Nación. Zapatero es sólo y exclusivamente Partido. Nunca se ha relacionado con otro tipo de personas que no sea socialista. Nunca ha escuchado a nadie que opine de modo diferente a sus cortos esquemitas; de hecho, y esto es trágico, ni siquiera tiene esquemas fuera del Partido. Nunca ha llevado a cabo ninguna acción política genuina, es decir, nunca ha reconocido que su ideología ha sido refutada cientos y cientos de veces por la historia.

He ahí el secreto de Zapatero en particular, y de la izquierda en general, jamás aceptarán que el socialismo ha sido refutado por lo real. Para esta gente la ideología es todo. Hay que ocultar lo real. Es menester, dice Zapatero, que la realidad histórica, esa que ha demostrado que el socialismo es una gran farsa ideología –una falsa conciencia– para someter a millones de seres humanos, no toque a nuestros seguidores. En nombre del socialismo se han cometidos los mayores horrores de la humanidad, pero el hombre del Partido socialista o comunista jamás lo reconocerá. Así las cosas, ¿entonces cómo quieren que Zapatero escuche el grito del 12 de octubre de 2010? ¿Quién en su sano juicio puede esperar una respuesta sensata, o sea política, al grito de la nación: "Zapatero, dimisión"? Nadie, pues, con criterio democrático puede esperar de un hombre de partido una respuesta política. Nacional.

Zapatero ha sido abucheado, una vez más, durante el acto central de la celebración del día de la Fiesta Nacional. La respuesta de Zapatero no podía ser otra que la ideológica. En efecto, los portavoces del jefe del Gobierno han culpado de la bronca a unos grupos minoritarios de extrema derecha. A nadie que se dedique al análisis político podría extrañarle esa respuesta. Era tan previsible como falsa. Esa reacción constituye la sustancia, el precipitado último, del entramado ideológico socialista elaborado por Zapatero y su equipo. Ese tipo de engaño, en verdad, esa fórmula ideológica ha sido tan interiorizada por la prensa afín al Gobierno que muchos de sus periodistas la repiten como si fuera doctrina propia; así, por ejemplo, ayer, en El País, decía Aguilar: "La Fiesta Nacional irá acompañado de los abucheos de rigor al presidente del Gobierno, orquestados con premeditación y alevosía y ejecutados por una claque reclutada entre el facherío rencoroso, que actúa de forma tan anónima como identificables y tan enfervorizada como impune". Pobre. Ideólogo menor de la más triste ideología del siglo XX.

El referente
MARTÍN PRIETO La Razón 12 Octubre 2010

Algunos varones y acólitos socialistas, en plena rec-ta electoral, hacen dulcísimas objeciones al presidente ZP, a veces sin siquiera citarlo, renegando de sí mismos en cuanto ha tocado cerrar filas. La vicepresidenta De la Vega ha puesto un parche afirmando que Zapatero es el referente del PSOE. Creemos que los referentes de un partido político debieran ser otros, como la democracia interna que les exige la Constitución y listas abiertas y desbloqueadas; las limitaciones de los mandatos –porque quien no cumple en ocho años, no lo hace en ochenta–, y la transparencia de las cuentas públicas, que, por vía de leyes de acompañamiento, hacen del Presupuesto el sueño de la lechera.

También son referentes los políticos honrados y austeros con nuevas ideas sobre cómo administrar solitariamente el capitalismo, y la intención ya no es exclusiva de la socialdemocracia, saber equilibrar el corazón a la izquierda y la cartera de todos a la derecha. Gentes que aún en un desmayo intelectual hayan expuesto sus propuestas en algún libro o demostrado que han leído a otros. Políticos que estudien los temas y decidan perjudicando sus intereses personales, porque gobernar es arriesgarse, y existe un refrán subnormal que dice aquello de que rectificar es de sabios, cuando es de indolentes y oportunistas. Un referente no miente a la Nación ni tampoco maquilla los datos; debe ser el primer servidor y no un faraón electo. Estas cosas valen para todas las formaciones políticas. ¡Ay de los socialistas si su referente es un señor que tiene que ir al baño como los demás!

Al paso de la decencia
Alfonso USSÍA La Razón 12 Octubre 2010

Hoy, día del Pilar, ante los Reyes, los gobernantes, los políticos, los representantes de las altas instituciones y el pueblo llano, arruinado y libre, desfilan nuestros soldados. Lo harán como siempre, al paso de la decencia. Los de Tierra, los del Mar, los del Aire y los guardias civiles. No albergo la menor duda de que las Fuerzas Armadas son la institución más cumplida y sobrada de patriotismo, dignidad, sentido del servicio y honestidad de nuestra agrietada España. Nadie se hace rico entregando la comodidad y la vida por el bien de todos.

Hoy, día del Pilar, los Reyes serán aclamados y Zapatero recibirá la más sonora pitada de cuantas le ha dedicado el pueblo llano. En los primeros años sólo lo abucheaban en el desfile, pero pasado el tiempo, bueno es recomendarle la adquisición de unas orejeras, porque ya le organizan meneos hasta los de su propio partido. Hoy, día del Pilar, lo que desfila ante los Reyes, es la emoción de una España limpia y honrada, representada por todos y cada uno de los militares integrados en sus formaciones. De ellos y para ellos serán los aplausos y las muestras de gratitud. Una vez al año, no hace daño reconocerles su integridad.

Hoy, día del Pilar, los retroprogres se reirán del desfile y los «soldaditos». Están en su derecho porque la risa es libre. Pero lo harán por mantener el tópico del antimilitarismo trasnochado y sectario. No lo hacen cuando desfilan ante los tiranos los ejércitos de las dictaduras comunistas. Y en el fondo de sus conciencias, mientras cuentan los billetes que han recibido de los pesebres públicos, admirarán –aunque nunca lo admitirán–, a esos hombres y mujeres, que hoy, día del Pilar, Patrona de España, pasarán por el aire y por tierra al ritmo de su decencia y de su voluntaria entrega a todos sus conciudadanos.

Hoy, día del Pilar, Patrona de España, centenares de miles de vascos y catalanes se emocionarán en sus casas viendo por televisión el desfile de sus soldados, el vuelo de sus aviones, el paso de sus carros de combate, la abnegación de sus guardias civiles y la presencia chula y gloriosa de sus legionarios y regulares, con Melilla y Ceuta en la superficie del corazón de cuantos aman a España. Hoy, día del Pilar, la Guardia Civil celebra a su Patrona. Los marinos de la Armada la tienen en la Virgen del Carmen, la Estrella de los Mares.

Los aviadores, en la Virgen de Loreto. Los infantes, en la Inmaculada. Los caballeros en Santiago. Los artilleros en Santa Bárbara. Los legionarios, en el Cristo de la Buena Muerte. Por fortuna se adivina un cambio de Gobierno, que de seguir el que hoy padecemos, arrestarán a todos. A las Vírgenes, a los Cristos y a los Santos. No gustan al «progresismo». Pero no podrán con las creencias y tradiciones de nuestros Ejércitos.

Hoy día del Pilar, como parte del pueblo llano, bueno es tomar la Castellana para ver desfilar a miles de hombres generosos al paso de su decencia. Morirían por defender las vidas de los que los insultan, desprecian y humillan. Mueren los nuestros en la guerra de Afganistán, y están presentes en muchos puntos conflictivos del mundo. Saben del riesgo y lo aceptan contentos, cumplidores siempre del deber.

Lo de hoy no es una farsa. Nunca lo ha sido. Es la confirmación vistosa, colorida, seria y lucida de la decencia. Siempre con ustedes, señores de la Milicia.

Desfile a paso ligero
El Editorial La Razón 12 Octubre 2010

Como es muy razonable, la austeridad también alcanza al desfile militar que hoy, con motivo del Día de la Fiesta Nacional, se realizará en el madrileño Paseo de la Castellana. Participarán menos soldados, menos vehículos y menos aeronaves. El Gobierno espera ahorrar así un 20% de gasto, decisión que es acertada. Otra novedad relevante será la presencia en la parada militar de las banderas de nueve países hispanoamericanos que este año celebran el bicentenario de su independencia. Al igual que sucede en Francia y Reino Unido, donde no es excepcional que las tropas de sus antiguas colonias desfilen junto a las de la metrópoli, es un hecho positivo que España acoja en su día grande las enseñas de las repúblicas hermanas que hace dos siglos se desgajaron del tronco común.

Aunque haga ya más de veintitrés años que la festividad del 12 de octubre ya no alude a la Hispanidad, lo cierto es que en este día siguen latentes los lazos que unen a la comunidad hispanohablante a ambos lados del Atlático, de ahí que la jornada de hoy posea una carga simbólica nada desdeñable, realzada por el aún fresco Nobel de Literatura a uno de los más grandes orfebres del idioma compartido.

Dicho lo cual, parece que con los gobiernos socialistas el desfile de este día está condenado a enredarse en alguna absurda polémica o a malbaratarse en decisiones inexplicadas e inexplicables. La pendencia de este año está relacionada con la arbitraria lista de invitados, de la que se han excluido a todos los diputados y senadores, salvo los elegidos por Madrid y a los integrantes de la Comisión de Defensa. Es de todo punto indefendible la decisión de la ministra Chacón, más ocupada últimamente en ejercer de escudera del secretario general del PSOE y en meterle el dedo en el ojo a Rajoy que en organizar el acto central de la primera fiesta de España. Aunque sólo fuera porque el anfitrión de la parada es el presidente del Gobierno, la ministra debió haber evitado la gresca estéril, pero ha preferido aligerar el paso y echarle la culpa al alcalde de Madrid para justificar su error. Salvo que no se trate de un error y Chacón haya pretendido blindar a Zapatero de los pitos y abucheos del público, que van camino de convertirse en un clásico.

No está el horno para bollos y aunque la abnegación de los militares españoles no necesita demostración, el tijeretazo a sus sueldos no es precisamente un relajante emocional. Habría sido preferible que la ministra de Defensa se hubiera centrado en destacar las novedades del enorme esfuerzo, en medios materiales y en sangre derramada, que las Fuerzas Armadas están llevando a cabo en diversas misiones internacionales, especialmente en Afganistán. Los últimos doce meses han registrado cambios sustanciales en el teatro de operaciones donde nuestras tropas se juegan la vida casi a diario, pese a que el Gobierno insiste en ocultar la naturaleza de guerra abierta a la que se enfrentan. Los complejos ideológicos que motivaron la vergonzante salida de Irak siguen todavía atenazando a los gobernantes socialistas, de ahí que sean incapaces de organizar con la unanimidad exigible el día de la Fiesta Nacional en torno a nuestros Ejércitos.

Bolívar en la Castellana
J. A. GUNDÍN La Razón 12 Octubre 2010

Por una vez, el Día de la Fiesta Nacional hará hoy honor a su nombre anterior, Día de la Hispanidad. Alguien ha tenido la feliz idea de invitar al desfile a militares de los países iberoamericanos que celebran este año el bicentenario de su independencia. Que las jóvenes repúblicas ondeen sus banderas en el corazón de la antigua metrópoli viene a confirmar que la historia de los pueblos se procura siempre la venganza más sutil y discurre ajena a la voluntad de sus dirigentes. Si hace dos siglos Bolívar y San Martín volvieron grupas a un país invadido, roto y a la deriva, siguiendo los pasos de la independencia americana, hoy cientos de miles de iberoamericanos desandan el camino y buscan en España el futuro que se les niega en sus países convulsos y sin rumbo cierto.

Un vistazo desapasionado a estos doscientos años basta para concluir que el sueño bolivariano ha producido monstruos, que la vida de millones de hispanos no es mejor ni más libre ni de mayor esperanza que la de sus antepasados súbditos de la Corona española. Pero no es probable que las repúblicas bicentenarias aprovechen la efeméride para hacer un balance honrado y sin trampas. Trae más a cuenta envolverse en la bandera, disparar cuatro salvas patrioteras y seguir donde están, o donde estaban en 1810, luciendo de Tirano Banderas, llevándoselo crudo y exprimiendo al cholito, al moreno y al indio. Aún se cuenta por México aquella historia de unas tribus indias de Oaxaca que en la década de los 50 escribieron varias cartas a Su Majestad el Rey de España pidiendo amparo frente a los gobernantes criollos que los expoliaban y maltrataban. Al igual que aquellos indios, amplísimos sectores de los pueblos hispanos, que creyeron liberarse con la proclamación de nuevas naciones, sólo cambiaron de capataces, con la diferencia de que los recién llegados eran más insaciables e impíos que los expulsados. Y así llevan dos largos siglos los padres de la patria, incapaces de conducir a sus países por la senda de las libertades, el progreso y la justicia.

Y encima tienen la desfachatez de culpar a la colonización española de los males y de la corrupción que laceran hoy a sus conciudadanos, empezando por el analfabetismo que aún padecen 40 millones de personas. La cantinela del colonizador malvado es una coartada en la que son consumados oficiantes los populistas de nueva generación, vástagos de la estirpe de los espadones que hacen de la bandera una mortaja. Bolívar vuelve hoy a su primera patria, y acaso abomine de sus herederos.

Montilla
El bachiller sí fue al desfile
Juan Morote Libertad Digital 12 Octubre 2010

Tras dos años de ausencia acudió José Montilla, presidente de la Generalitat Catalana, al desfile del 12 de octubre. Estoy seguro de que si no hubiese elecciones catalanas a la vuelta de la esquina y con unas encuestas desfavorables, no habría ido ni conducido por la Guardia Civil. Lo bien cierto es que anduvo por allí repartiendo besos y abrazos. Pudimos verlo junto a un circunspecto Corbacho, a quien si ser ministro de Trabajo le supuso un "marrón", no sé cómo calificará su papelón en los inminentes comicios catalanes.

A sus socios en el gobierno autonómico tampoco les ha pasado desapercibida la asistencia de Montilla a los actos conmemorativos del día de la Hispanidad. Claro que estos también andan en intentar salvar los muebles en las elecciones; los sondeos también son cicateros con ellos. En su afán de desmarcarse de la participación de Montilla, el portavoz de Esquerra Republicana, Ignasi Llorente, espetó que "el Día de la Hispanidad es una cosa que ha quedado absolutamente anticuada y, además, celebrar el recuerdo de un genocidio no es algo de lo que tenga que sentirse orgulloso ningún país".

Me llama la atención la exhibición de ignorancia: este tío no se ha enterado de que genocidio significa eliminación sistemática de un grupo social por motivo de raza, de etnia, de religión, de política o de nacionalidad. Aunque, ciertamente, tratar de explicarles a estos acomplejados que la conquista de América no incluyó el exterminio de ningún grupo social es perder el tiempo. Por otro lado, tilda la celebración del 12 de octubre de una cosa absolutamente anticuada. Esto sí que no me extraña, dado que para la progresía catalana, los pijos de izquierdas que se visten en Antonio Miró y similares, el porvenir está en la desaparición de España tal y como la hemos conocido. Así, Montilla debería haber ido con una pancarta contra el Tribunal Constitucional y a favor del Estatut.

Si bien, todo es farsa, puro vodevil; Montilla únicamente ha ido para hacer un guiño a una parte de su electorado. Lo lamentable es que este tipo de acciones y polémicas solo sirven para terminar radicalizando aún más los mensajes; cuando se acercan posturas siempre sucede que el punto de encuentro está cada vez más cerca del extremo de la segregación, y más alejado del modelo parcialmente multicultural que representa España. Lo más duro de esta situación es que salvo eclosión de Ciudadanos, no va a quedar un solo partido en el Parlament de Cataluña que comparta una visión de los catalanes formando parte del proyecto común que plasmó la Constitución del 78.

Socialismo y dolor
Carlos RODRÍGUEZ BRAUN La Razón 12 Octubre 2010

José María Barreda le dijo a Carlos Alsina en «La Brújula» de Onda Cero que Smiley es una rémora. Después rectificó porque, según aclaró, compañeros del PSOE le habían hecho ver que no había estado bien, sobre todo por el uso que sus adversarios políticos (en el PP, claro) habían hecho de sus palabras. ¿Cuándo dijo la verdad el presidente castellano-manchego? Posiblemente las dos veces. La política es lo que tiene. Pero semejantes enjuagues son éticamente dolorosos. Y hablando de dolor, Smiley está dolorido. Se lo explicó María Teresa Fernández de la Vega a Isabel Gemio, también en Onda Cero.

Subrayó que Smiley ha debido adoptar medidas «duras y difíciles», porque es un abnegado estadista dispuesto a sacrificar sus intereses por nuestro bien; lo ha hecho «con dolor», pero también «con la tranquilidad de saber que es lo que necesita este país para salir adelante». Nada dijo de la responsabilidad del Gobierno en el paro, ni una palabra sobre el empobrecimiento a que estamos abocados los españoles por la subida de impuestos, la actual y la futura (la deuda pública también son impuestos): todo en Smiley y sus secuaces es bondad, cohesión social, políticas sociales, etc. Estas tomaduras de pelo duelen. E irritan, porque la arrogancia de la izquierda puede ser no sólo fabuladora sino también mezquina. Por ejemplo, la vicepresidenta cuestionó el nivel intelectual de Barbie, como si el socialismo estuviera poblado de lumbreras, y llegó a acusarlo de escéptico ecológico, agitando una vez más el fantasma de su primo.

América: la fuerza de los mitos
«España reinvirtió en América muy buena parte del tesoro americano. Se dotó a América de una infraestructura moderna, con obra civil importantísima en la historia y se cambió totalmente el significado universal, global, del continente completo. Eso es lo que hay que festejar el 12 de octubre»
FRANCISCO A. MARCOS-MARÍN ABC 12 Octubre 2010

 (PROFESOR DE LENGUA ESPAÑOLA EN LA UNIVERSIDAD DE TEXAS)

EN el bicentenario del inicio de las independencias americanas el interés por el 12 de octubre tiene que tener necesariamente otra dimensión. Ha transcurrido el suficiente tiempo como para que no se pueda achacar todo lo malo del presente de los países americanos a los tiempos virreinales. Se puede también hacer un análisis ecuánime de qué es realidad y qué es invención en la historia recibida. Un joven y distinguido historiador español, Manuel Lucena Giraldo, desveló en mayo de 2010 en el diario ABC de Madrid la falsedad de afirmaciones que se han venido dando por buenas, como el dominio de la Inquisición y la falta de educación e imprentas o el carácter malvado y avaricioso de los españoles, entre otras. Economistas como Earl J. Hamilton ya habían analizado, en 1929, la delicada cuestión de los metales preciosos americanos y Europa, aunque, sin duda impelido por el espíritu de su época, le costara compaginar su idea de la reinversión en América con la tradicional del expolio de los indios. Los datos de John Munro en 2003 y de los economistas que siguen sus enseñanzas deshacen todavía más la errónea idea del valor incalculable de la riqueza americana supuestamente expoliada.

Su descubrimiento por los occidentales y la conquista y posterior reestructuración religiosa, política y económica del continente americano bajo la forma virreinal implicó un cambio decisivo no sólo para América, sino para Europa y, en última instancia, el mundo en general. Piénsese en que, por primera vez, quedaban demostradas ideas, como el carácter esférico de la Tierra, que podían haber sido consideradas totalmente erróneas pocos años antes. Se transformó el mundo y se transformó también la manera de conocerlo y ordenarlo.

Los conquistadores y su entorno difundieron mitos como la existencia de hombres con cabeza de perro o de mujeres guerreras como las amazonas clásicas. Tomaron elementos de la novela de caballerías para buscar en la Florida la fuente de la eterna juventud o situar un reino mítico en California o los territorios del Noroeste. Todo ello era falso; pero no lo eran plantas extrañas y maravillosas que cambiaron la vida occidental, como el tabaco, la papa, el tomate y tantas otras. La historia no puede rescribirse, si se quiere ser veraz, y no puede desvivirse, si se quiere ser auténtico. No se cambia con leyes, hay que estudiarla, sencillamente.

Hoy está demostrado que la política lingüística americana de la Casa de Austria fue la de tolerancia lingüística y uso para la evangelización de las lenguas amerindias.

Cuando llegó la independencia, el porcentaje de hablantes de español en las Indias no llegaba al 30 por ciento. Con el ideal de la Ilustración, una lengua y una educación, los revolucionarios liberales impusieron una lengua común, la española, y realizaron en pocos años un proceso a veces completo de eliminación de lenguas indígenas. Otras, como siempre ocurre, habían desaparecido en el proceso histórico de las sucesivas conquistas e imperios, indios y españoles. Si se quiere hablar de «genocidio cultural» hay que dar su parte, grande, al período independiente. Ya se dijo al principio que doscientos años dan para mucho. No en vano la mayoría de los indígenas habían permanecido fieles a la Corona, que protegía por las Leyes de Indias sus tierras comunales. Los araucanos de Chile, nos dice Lucena Giraldo, propusieron en 1813 «formar para la defensa del Rey una muralla de guerreros en cuyos fuertes pechos se embotarían las armas de los revolucionarios». A partir de 1820, las tropas de Bolívar encontraron la mayor resistencia entre los nativos del sur de Colombia y Ecuador. Son hechos.

Hablar de los excesos de una conquista y un cambio total de sistema y rasgarse las vestiduras es tan inútil como si los españoles de hoy se presentasen ante el Parlamento italiano para pedirle cuentas de las crueldades romanas y la destrucción de las culturas celta, ibérica o tartesia. Sería ridículo. Así, resulta sorprendente para los españoles el interés obsesivo de muchos americanos por degradar a los que, en último término, son los antepasados de los americanos actuales, los suyos, y no de los europeos. La conquista fue realizada por gentes con vocación de permanencia, que rehicieron sus vidas en los nuevos territorios. Los de ida y vuelta no pasaron de algunos funcionarios y eclesiásticos, que incluso volvían a España para regresar a las Indias a la primera oportunidad. Los marinos, por supuesto, no pertenecían a la crema de la sociedad; pero, a diferencia de Australia, América no se pobló con presidiarios y carne de horca. Los aspirantes pertenecían a clases muy diversas y muchos triunfaron en otras latitudes. El caso más llamativo es el de Miguel de Cervantes, el autor del Quijote, que pretendió repetidas veces venir a América, sin que le fuera concedido nunca el permiso. Si se lo hubieran dado, el ingenioso hidalgomanchego hubiera visto la luz en México, Colombia o el Perú, con lo que ello implica, o, quizás, no se hubiera escrito.

Repasar todos los mitos y falsas ideas respecto a la conquista y el período virreinal exigiría un libro. Para terminar, como poderoso caballero es don Dinero, permítasenos analizar la cuestión del oro y la plata. La idea errónea es que el oro y la plata americanos fueron a parar a España y de ahí a los banqueros de Italia, Holanda y Alemania, para pagar las deudas de las guerras de religión europeas. Lo que falla es, sencillamente la primera premisa: los metales llevados a España, con los métodos de minería de la época, constituyen, comparativamente, una pequeña cantidad. Naturalmente, de un argumento económico se esperan cifras. El tesoro enviado a España por los virreinatos y capitanías generales entre 1530 y 1650 equivale a la extracción actual de plata durante 26 meses y de oro durante seis meses.

Todo el oro y plata enviados a España desde la conquista hasta 1810 se extrae actualmente en cuatro años de minería de plata y uno de oro.
Además, suponer que esas cantidades, pequeñas hoy, pero significativas en la economía de entonces, sirvieron exclusivamente a intereses europeos es otra idea sin fundamento. España reinvirtió en América muy buena parte del tesoro americano: se crearon ciudades, muchas completamente nuevas, se mantuvo a arquitectos, técnicos, científicos y artistas, se fundaron imprentas y universidades y se importaron bibliotecas, además de ropas, instrumentos y otros objetos necesarios. Se dotó a América de una infraestructura moderna, con obra civil importantísima en la historia y se cambió totalmente el significado universal, global, del continente completo. Eso es lo que hay que festejar el 12 de octubre.

Fiesta Nacional
Naturalmente, arriba España
Pablo Molina Libertad Digital 12 Octubre 2010

El hecho de que en la II República, según Bono la mayor etapa de libertad de la nación antes de la Gloriosa Transición Española, la izquierda exhibiera pancartas con el lema "Abajo España, Viva Rusia", no debería constituir para los españoles actuales el marco ético de lo que se puede desear o no en público a nuestro país. Tampoco es que tengamos demasiados motivos para sentirnos orgullosos de nuestra nación en términos actuales, vista cómo está la cosa, pero la Historia de España no comienza con la llegada de Zapatero al poder, aunque él y sus votantes opinen sinceramente lo contrario.

La izquierda se avergüenza de nuestro pasado común y los nacionalistas lo desprecian profundamente, pero ambas visiones no pasan de ser dos actitudes legítimas que, en todo caso, más que en el terreno de la doctrina política merecen ser tratadas en el de la psiquiatría.

Cualquier español tiene el derecho de desear lo mejor a su patria resumiendo su anhelo con la exclamación que estime pertinente. En todo caso el "arriba España" que tanto parece ofender a los progres es lo que vocearon miles de veces los papás de la mayoría de los dirigentes socialistas actuales cuando servían a Franco, por cierto, con gran lealtad como demuestra la carrera meteórica de casi todos ellos. Sus hijos ahora se avergüenzan y prefieren referirse a "este país", los marxistas más desnortados al "Estado centralista" y los separatistas a la "puta España". Todos ellos están en su derecho de hacerlo, exactamente igual que los demás también estamos facultados para defender el legado de nuestros antecesores y manifestar nuestro cariño y respeto por la patria de la forma que estimemos conveniente.

Lo que sorprende de la izquierda española y sus aliados no es que decidan obviar el hecho de pertenecer a una nación milenaria, sino lo mucho que les molesta que haya quien no se abochorne, como ellos, de ser españoles.

Los argentinos tienen una sentencia muy recia para los que se avergüenzan de la patria, que especula con el oficio de la madre del sujeto en cuestión. Aquí, en cambio, los términos se invierten, y el insulto se dirige a los que se muestran felices de ser españoles y lo expresan con una frase que la izquierda ha condenado en su metódica "damnatio memoriae", asumida acríticamente por la derecha política como no podía ser de otra manera.

Hoy es el día de la Patria, como ha podido comprobar un airoso Zapatero a poco que haya prestado atención al sonido ambiente, así que, como dirían los padres de Bono, Griñán o de la Vega, arriba España y al que le moleste que se vaya aplicando el dicho argentino.

Pablo Molina es miembro del Instituto Juan de Mariana.

España / REGENERACIÓN
Atajar la crisis de valores y las tendencias centrífugas
La corrupción, la crisis educativa y económica, el desprestigio de políticos y el modelo de Estado acentúan la sensación de miedo y decadencia. Nueva entrega de qué harían nuestros pensadores para mejorar España
alfonso armada ABC 12 Octubre 2010

Juan Velarde Fuertes (economista)
1. ¿Cuáles son los principales males que aquejan hoy a España?
Fundamentalmente tres. El primero, haber surgido, como pronosticaron en 1930 Keynes y Ortega y Gasset, y curiosamente ambos en Madrid, una sociedad masificada y a la par, como la bautizó Galbraith, opulenta, para la que el pecado fundamental es «no ser diferente», y que alteró todos los valores tradicionales. El segundo, una crisis económica como probablemente nunca padeció la economía española. Y el tercero, una progresiva pérdida de peso en el aspecto internacional. La prueba está en el abandono de posibilidades en el G-8, el fracaso de la presidencia española de Europa, las extrañas alianzas que buscamos en el ámbito iberoamericano, y no digamos el fracaso inherente a la política de «alianza de civilizaciones».

2. ¿Tiene sentido retomar el discurso regeneracionista?
Los regeneracionistas tuvieron algo simpático, pero adolecían de dos ignorancias. Cuando tuvieron poder, por eso, hicieron estropicios. Un caso típico de ellos, porque era un heredorregeneracionista, fue Azaña. No sabían nada de economía –caso concreto de Costa, e incluso de Lucas Mallada- y lo ignoraban todo del mundo internacional. Como vayamos así con un neorregeneracionismo fracasaremos. Añadamos que el regeneracionismo tuvo una postura laicista básica que alteró de tal manera multitud de valores que lo empeoró todo.

3. ¿Qué hacer?
Pues sencillamente reaccionar ante los tres problemas que dije al principio, que comienzan, por cierto, como plantea un catedrático de Teoría Económica, Rafael Rubio de Urquía, por la cuestión de los valores. Sin eso, se puede venir todo abajo.

Xavier Pericay (escritor y profesor)
1. ¿Cuáles son los principales males que aquejan hoy a España?
Los que resultan de nuestro actual modelo de Estado, o sea, del Estado de las Autonomías. Y no porque el modelo sea pernicioso, sino porque se asienta en un pacto espurio: el que las fuerzas nacionalistas establecieron durante la Transición con los partidos nacionales y cuyas bases han sido sistemáticamente incumplidas por esas mismas fuerzas nacionalistas. La deriva del Estado con los gobiernos de Rodríguez Zapatero, su resquebrajamiento y pérdida de identidad de puertas adentro, su inconsistencia en sus relaciones con el resto del mundo, no son sino la última expresión del deterioro del sistema que la gran mayoría de los españoles nos dimos en 1978. Un deterioro al que han contribuido asimismo los grandes partidos nacionales —y, en particular, el partido socialista— en su afán por conservar el poder a cualquier precio.

2. ¿Tiene sentido retomar el discurso regeneracionista?
Un discurso así sólo tendría sentido si fuera capaz de movilizar a un número significativo de ciudadanos. Significativo en cuanto a la cantidad y a su diversidad ideológica. Ese discurso debería aspirar a recuperar el concepto de interés común. Un concepto muy parecido al que caracterizó nuestra Transición.

3. ¿Qué hacer?
Habría que lograr ante todo que los dos grandes partidos nacionales —y cuantas fuerzas partidistas estuvieran por la labor— llegaran a un amplio acuerdo en los asuntos cruciales para la gobernación del país. Y que ese acuerdo actuara como horizonte programático y como imperativo moral, y lo mismo para nuestros representantes políticos que para el conjunto de la sociedad española.

Fernando García de Cortázar (historiador)
1. ¿Cuáles son los principales males que aquejan hoy a España?
Entre los principales males habría que subrayar la hipertrofia burocrática, la quiebra de la confianza de los gobernados en sus gobernantes, la falta de competitividad económica, el envejecimiento de la población, la erosión del patrimonio ecológico, la deficiente formación cultural de los españoles, las tendencias centrífugas maximalistas de tipo nacionalista, la ausencia de una ciudadanía fuerte defensora de los derechos propios y ajenos.

2. ¿Tiene sentido retomar el discurso regeneracionista?
En la actualidad puede servir el discurso regeneracionista solo en el sentido de animar a los intelectuales a desarrollar su función crítica respecto del poder, pero sabiendo que la sociedad actual nada tiene que ver con aquella adolescente de la época de los arbitristas, ilustrados o noventayochistas. Ahora es la sociedad española la que tiene que tomar las riendas de su propia regeneración, pero no vendría mal que los intelectuales tomaran conciencia de sus responsabilidades. Del compromiso del intelectual hemos pasado al intelectual del canapé. El intelectual puede dejar de ser un militante de partido, pero no puede renunciar a ser un educador, un dirigente cívico.

3. ¿Qué hacer?
Hay que denunciar los males que paralizan España y colaborar con los agentes sociales en la educación permanente de los españoles, canalizando las propuestas que salgan de la sociedad para preparar un mejor presente. Hay que gritar que la política tiene que ir acompañada de principios y debe devolver su prestancia a las ideologías. Hay que señalar el peligro de que la ciudadanía deje de serlo y abandone su participación política, desmoralizada por el desprestigio de la clase dirigente y la impresión de que los asuntos más importantes se deciden por fuerzas ajenas. Y hay que cerrar el paso a cualquier «cirujano de hierro».

La patronal valenciana contra Zapatero: "Gasta irresponsablemente"
David LozanoEl Semanal Digital 12 Octubre 2010

Los empresarios piden al Ejecutivo que "priorice sus gastos" y hace un llamamiento para que se acometan las obras más urgentes y necesarias del Corredor Mediterráneo.

Los empresarios valencianos, siempre muy críticos con el Ejecutivo central, han vuelto a la carga contra algunas de las decisiones del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero y centran de nuevo sus críticas contra el gasto que el Gobierno central está destinando a las infraestructuras. En esta ocasión, la junta directiva de la Confederación de Organizaciones Empresariales de la Comunidad Valenciana (Cierval) ha puesto su mirada en la calidad y estado de la red ferroviaria y reclama una apuesta decidida en los Presupuestos Generales del Estado de 2011 para que se mejore el llamado Corredor Mediterráneo.

La directiva de la patronal autonómica valenciana ha decidido enviar una comunicación al Gobierno en la que se insistirá en la "preocupación por el retraso en la ejecución del Corredor Ferroviario de Mercancías por el Mediterráneo". Del mismo modo, los empresarios exigen "al Ejecutivo estatal que programe sus recortes presupuestarios con responsabilidad y criterios económicos, y no exclusivamente políticos", toda una declaración de intenciones que critica abiertamente no sólo a Rodríguez Zapatero, también lamenta el "reparto" que de las obras en infraestructuras está realizando el ministro de Fomento, José Blanco.

La resolución de la junta directiva de Cierval asegura que los empresarios de la Comunidad Valenciana "son solidarios y responsables ante la crisis y reconocen que la situación económica que vive el país no es buena y que, por ello, son precisos determinados recortes". Pero ante la situación de crisis económica que afecta a todos por igual, la patronal valenciana demanda que el Corredor Mediterráneo "no se convierta en otra Nacional III" (recordando el retraso histórico en su puesta en marcha), por lo que han solicitado "un ejercicio de responsabilidad al Gobierno para que priorice sus gastos y empiece a programar la ejecución de los tramos más urgentes del Corredor".

Por último, los empresarios valencianos defienden y sacan a la luz que "estudios rigurosos han demostrado que el Corredor Mediterráneo será el más rentable de toda España" y además su puesta en ejecución y marcha "supondrá un importante impulso económico no sólo para las autonomías por el que discurrirá, como Cataluña, Comunidad Valenciana y Murcia, sino para todo el país en su conjunto". También destacan desde Cierval el favoritismo del Gobierno a Cataluña porque esta Comunidad dispondrá de un tercer carril para conectarse con Europa y quedará así "en una posición privilegiada frente al resto de los territorios españoles", por lo que los empresarios valencianos reclaman la continuidad de ese carril por el Mediterráneo.

El español es la tercera lengua más usada en internet
Redacción. Minuto Digital 12 Octubre 2010

El español es la tercera lengua más usada en la red con 136 millones de usuarios, lo que representa el 8% del total de internautas en el mundo, por detrás del inglés con un 38% y del chino con 22%, según un informe publicado hoy por la Fundación Telefónica en Nueva York.

El documento, titulado “El español en la red”, es resultado de una investigación dirigida por José Luis García Delgado, director del programa de Fundación Telefónica “El valor económico del español” y profesor de Economía Aplicada de la Universidad Complutense de Madrid, junto a Guillermo Rojo y Mercedes Sánchez.

García Delgado subrayó hoy que “el español ocupa la segunda posición como lengua de comunicación internacional por número de hablantes”, ya que son casi 500 millones las personas que hablan el idioma en 21 países.

“El español es la segunda lengua multinacional, después del inglés”, dijo el profesor García Delgado, que destacó el creciente interés en diferentes países, como los nórdicos o los de Europa del Este de aprender el español como segunda lengua, después del inglés.

Agregó también que el español empieza a ser “un producto cultural muy apreciado en las segundas y terceras generaciones de hispanos bien formados y que tienen a gala conservar el idioma”.

Según ese informe, los internautas latinos en Estados Unidos son una de las poblaciones “online” más activas, y según esos datos, el 47% de sus usuarios consume más de una hora de navegación al día, frente al 44% que dedica una hora o más a ver la televisión.

“Esa situación está relacionada posiblemente con que buena parte de los hispanos de EEUU tiene ya un nivel de educacion mas aceptable, además de la tendencia a conservar el idioma”, destacó el experto.

El informe fue elaborado en octubre de 2009 por la Fundación Telefónica, y en el se afirma que “el español ocupa en internet la tercera posición mundial tanto en número de usuarios (136 millones) como de páginas (675 millones)”.

Además de cuantificar su presencia, “El español en la red” aborda también las consecuencias que internet tiene sobre la vida de las lenguas, las características y estadísticas más importantes de la red en los países de lengua hispana y la situación de la prensa electrónica en español.

“El acceso a la red en la comunidad hispana se sitúa en el 30,5%, un poco por encima de la media mundial, con un crecimiento próximo al 900% entre los años 2000 y 2009?, explicó el profesor García Delgado.

El inglés es la lengua con más presencia en la red, con cerca de 1.000 millones de páginas, seguido por el chino, con más de 800 millones de páginas.

Argentina, Chile y España son los países de habla hispana que presentan porcentajes de conexión superiores al 50% de la población,y Mexico con el 27,4% de la población conectada, tiene un peso cuantitativo bastante alto, con más de 27 millones de usuarios.

Colombia, Costa Rica, la población hispana de Estados Unidos, República Dominicana y Uruguay mantienen tasas de conexión superiores al 30%.

En la actualidad existen 339 millones de servidores en los dominios nacionales en los países que se habla español, así como 78 millones de direcciones IP (el 2,58% del volumen mundial) y 6,2 millones de dominios, según se desprende del documento.

Asimismo señala que la presencia de la prensa digital en español se ha duplicado en diez años hasta registrar 850 diarios en 2009, siendo México, España y Argentina los países donde se ha producido un mayor incremento de cabeceras digitales.

La supresión de publicidad en TVE les deja 101 millones de beneficio en el segundo trimestre de este año
Las televisiones privadas embolsan 158 millones más gracias a los favores de ZP
El informe constata un desplome de las contrataciones de partidos de fútbol
Luis Balcarce | Agencias, Periodista Digital 12 Octubre 2010

Los favores de Zapatero a las cadenas privadas comienzan a notarse en el engorde de las cuentas de las televisiones. La supresión de la publicidad de TVE y la eliminación de las restricciones a las fusiones han disparado la facturación publicitaria de las televisiones privadas alcanzando los 565,4 millones de euros en el segundo trimestre de este año.

Esto supone un 38,8% más que en el mismo periodo de 2009 (407,37 millones), según el último informe trimestral hecho público por la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT). --Los sindicatos denuncian que el Gobierno ZP ha sucumbido a las presiones de UTECA--

Esos 565 millones suponen 101 más que los que ingresaron el primer trimestre del año (464 millones), el primero sin publicidad en TVE. --Uteca: "TVE aumentará su audiencia sin publicidad"--

* La cifra sube diez millones respecto a enero-marzo de 2010 (63,2 millones).
* Y en cuanto a las radios, ganaron por spots 118,2 millones, un 13,5% más que en el segundo trimestre de 2009 (104 millones).
* Respecto a los minutos comerciales emitidos, se alcanzaron 331.916 de publicidad (casi 70.000 menos que los 398.000 de 2009), 28.031 de patrocinio (6.000 menos) y 106.000 de televenta (7.000 más).

Los ingresos globales de televisiones y radios en España aumentaron un 8,9% entre abril y junio, hasta llegar a 1.668,9 millones de euros. --Uteca pide a Unión Europea que se dedique a cosas más importantes que el sector audiovisual español--

Se repartieron en 757 millones por ingresos publicitarios (frente a los 696 del mismo periodo de 2009), 344,6 millones por cuotas de televisión de pago (13 más), 20,2 millones por pago por visión (casi la mitad de los 44,9 del año pasado) y 4,8 por producciones propias (en lugar de los 13,8 de 2009).

MENOS ABONADOS POR SATÉLITE
El informe de la CMT refleja una caída en los ingresos de la televisión por satélite (252,1 millones frente a los 337 del año anterior) y de la televisión de movilidad (3,51 frente a 4,9), así como una subida de las ganancias del cable (77,6, cinco millones más) y la televisión por internet (54 frente a 45 millones).

El número de abonados a la televisión de pago creció hasta los 4,53 millones, un 8,9% más que durante el mismo trimestre del año anterior. En cambio, los clientes de satélite bajan hasta los 1.784.843, casi 200.000 menos que en 2009: 1.930.793.

* La CMT constata, asimismo, un desplome de las contrataciones de partidos de fútbol (312.403 en lugar de los 521.430 del primer trimestre de 2010 y los 1.682.373 del segundo trimestre de 2009). También se hunden las compras de películas (1.994.629 frente a las 2.522.102 del primer trimestre y las 2.648.961 de 2009).

Por operadores, Sogecable vio como sus ingresos aminoraban hasta los 252,17 millones, en contraste con los 263 del primer trimestre de 2010 y los 337 del abril-junio de 2009. ONO también cae ligeramente, hasta los 57 millones, mientras Telefónica sube 15 millones respecto al mismo periodo de 2009, hasta los 52,2 millones. En cuanto al número de abonados, caen Sogecable (1,7 millones, 100.000 menos que en el segundo trimetre de 2009, 1.930.793) y Ono (972.000, 19.000 menos), en dirección opuesta a Telefónica, que sube a 746.000, unos 140.000 más. Gol TV alcanza los 190.378, prácticamente igual que en el tramo de enero-marzo de este año: 190.499

******************* Sección "bilingüe" ***********************

Lo único nuevo
FLORENCIO DOMÍNGUEZ El Correo 12 Octubre 2010

Lo nuevo de la situación de la izquierda abertzale no son las cabriolas lingüísticas que son capaces de hacer los dirigentes de Batasuna para definir su postura frente al terrorismo. Menos la palabra condena, están dispuestos a emplear el resto del diccionario, especialmente si con esos conceptos pueden hacer toda clase de circunloquios. Pero esto no es nuevo. Desde que firmaron el pacto de legislatura para apoyar al primer Gobierno de Ibarretxe han recurrido a toda clase de juegos florales con el idioma sin que nunca haya habido una condena del terrorismo.

Lo único nuevo es la pérdida del control sobre su entorno político que ha sufrido ETA, aunque la banda no ha perdido la esperanza de volver a recuperar el bastón de mando.

La superioridad de ETA, el derecho a tener la última palabra, estaba reconocido por su entorno al atribuirle a la banda la «dirección política del proceso» o al reconocerla como la «vanguardia». Batasuna, LAB, Jarrai y demás grupos eran, como mucho, «vanguardias delegadas» que ejercían una dirección política sectorial, supeditadas siempre a ETA.

La pérdida de la capacidad de tomar la última decisión por parte de ETA no es el resultado de una rebelión de los políticos de su entorno. La única rebelión que se recuerda es la protagonizada en 1988 por la mayoría de los dirigentes de HASI y fueron depurados por ello. Para ser perdonados tuvieron que hacer voto de silencio político durante una década.

Ha sido la acción policial, el acoso sistemático a la cabeza de ETA, la que ha dejado a esta organización sin líderes reconocidos por su entorno. La situación actual hubiera sido impensable cuando el «aparato político» etarra lo dirigían 'Josu Ternera', 'Txelis' o 'Mikel Antza'. La captura sucesiva de los jefes de la banda ha hecho que la cúpula etarra esté copada por dirigentes con el estigma de la provisionalidad, que serán detenidos antes de que hayan tenido tiempo de sumar trienios en el empleo y consolidar un mínimo ascendiente sobre los responsables de Batasuna. Estos, en cambio, son mucho más veteranos que aquellos y han tenido que lidiar -y obedecer- a demasiados jefes de ETA.

Varias operaciones policiales desarrolladas en el último año han debilitado todavía más la capacidad de control de ETA sobre su entorno. Hace un año fue detenido el presunto jefe del 'aparato político' de la banda, Aitor Elizarán, y desde entonces el grupo terrorista no ha sido capaz de darle la vuelta a la situación. El arresto de abogados o de miembros de EKIN ha añadido dificultades adicionales a los esfuerzos de ETA por tener instrumentos con los que controlar a Batasuna.

La actuación policial es la que ofrece a los dirigentes de Batasuna la oportunidad de poner fin a la tutela de la banda terrorista o de imponerle a ésta su propio final. Otra cosa es que quieran hacerlo y, hoy por hoy, eso está por demostrar.

Genocidas como nosotros
LORENZO SILVA El Correo 12 Octubre 2010

Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) ha reprochado al todavía 'president' de la Generalitat, José Montilla, que acuda a la celebración oficial del 12 de octubre porque en su opinión se trata de la conmemoración de un genocidio. En su afán por desmarcarse de cualquier cosa que huela a español, el ultranacionalismo catalán hace tiempo que rebasó las fronteras del ridículo. Un ridículo, en ocasiones, oneroso para los catalanes, como los 4.000 millones de las antiguas pesetas que costará mantener una red de 'embajadas' en lugares donde no hacen falta ni resuelven problema alguno (no había ninguna en Malí ni en Mauritania, para prestar su ayuda a los catalanes secuestrados por Al-Qaida del Magreb Islámico) pero donde en cambio es posible darle un destino apetecible a algún afortunado conmilitón.

Que la colonización de América causó mortandad entre los indígenas es tan cierto como secundario a los efectos de ponderar la relevancia de la empresa colombina. Todos los encuentros de civilizaciones, por aquella época, se ventilaban entre mandobles y matanzas. Que les pregunten a los bizantinos, y alrededores, cómo se las gastaban los embajadores de la catalanidad que allá por el siglo XIV, y soldada mediante, se personaron en su territorio y asolaron buena parte de sus pueblos y ciudades. Pero a nadie sensato se le ocurriría decir que cualquier recuerdo que desde Cataluña se tenga para ellos es de una masacre o una exaltación de la milicia mercenaria. Y mucho menos sugerir, como subyace en el exabrupto de ERC, que tales actividades caracterizan a los catalanes.

Mal que les pese (y vaya si les pesa), después de aquel descubrimiento, además de causar algunas muertes, se levantaron ciudades como Lima o México, mucho más imponentes que las de la propia metrópoli (Castilla y Aragón, y por tanto Cataluña, incluidas), se fundaron universidades que aún perduran y se logró que cientos de millones de personas adoptaran el castellano como lengua. Ello nos proporcionó uno de los mayores activos que tenemos los españoles como pueblo, y del que es legítimo que nos sintamos orgullosos, porque mucho después de que dejaran de estar sometidos al poder colonial todos esos pueblos siguen expresándose en este idioma, por voluntad propia y cifrando en él buena parte de su identidad y autoestima.

Algunos creemos que los catalanes, que sostuvieron con su esfuerzo y talento a la España que alcanzó ese logro, bien pueden compartirlo y reclamarlo como suyo. Pero si los de ERC sienten de otro modo, que no hagan estos alardes grotescos para devaluarlo. Piensen mejor en qué están contribuyendo, ellos, ahora que además están en el Gobierno, a engrandecer esos países catalanes a los que dicen representar. Porque hay alguna duda que disipar al respecto.

Los «bonos patrióticos»
La opinión de Cefas La Razón 12 Octubre 2010

El Gobierno catalán ha recuperado los «bonos patrióticos» dirigidos a ahorradores particulares para recaudar entre 1.000 y 2.000 millones de euros, porque no ha podido realizar a un precio razonable más emisiones de deuda para los inversores institucionales. Desde hace meses, la Generalitat sufre problemas de tesorería, es decir, no tiene dinero para pagar a los proveedores que sufren retrasos cada vez mayores. He de reconocer que si lo hacen con el escudo de Cataluña, como se hacía durante la Guerra Civil, me gustaría tener un «bono» de recuerdo. Hace años se apelaba más a las suscripciones populares de carácter patriótico para financiar proyectos u obras culturales. Eran documentos que algún amigo todavía guarda por cuestiones sentimentales o artísticas. Lo mismo sucedía con las acciones de las empresas en el siglo XIX y en las primeras décadas de los XX. No creo que en este caso se trate de este tipo de documentos, aunque no deja de ser una fórmula tan imaginativa como controvertida.

12 de octubre
Carlos Ruiz Miguel Periodista Digital 12 Octubre 2010

El día 12 de octubre es la fiesta nacional de España. Es un día que conmemora dos efemérides importantes en la historia de España y alguna otra menos afortunada. La primera se va olvidando, la segunda está casi olvidada y la tercera quizás no se haya olvidado porque casi nadie la llegó a conocer. Y no parece que los de la “memoria histórica” se dediquen mucho a recuperarlas. Y sin embargo, ambas efemérides dicen mucho sobre España, por lo que resulta un gran acierto la elección de esta fecha como nuestra fiesta nacional.

El 12 de octubre de 1492 Cristóbal Colón descubrió América para nuestro mundo. Aquel gran descubrimiento no sólo cambió la forma de ver el mundo sino que supuso un enorme enriquecimiento mutuo. Y eso fue posible, precisamente porque la idea nacional de España, lejos de estar encerrada en sí misma es una idea abierta hacia el exterior. Por un lado, los españoles estuvieron dispuestos a dar lo que tenían a los pueblos conquistados en la América descubierta; pero por otro lado, también estuvieron dispuestos a incorporar muchas de las cosas más positivas que encontraron en aquellos a quienes conquistaron en América. Algunos han querido polemizar sobre los aspectos más violentos de la conquista pero el tiempo va dejando las cosas en su sitio y las exageraciones interesadas ceden ante la constatación de los hechos. Al final, lo que mejor dimos fue la lengua española y la fe católica. El premio Nobel otorgado a Vargas Llosa es una perfecta ilustración. Vargas, peruano de nacimiento y de corazón, cuando fue repudiado por las autoridades de su país donde buscó refugio fue en España.

Pero el 12 de octubre también se celebra la festividad de la Virgen del Pilar. Y aquí sorprende la escasa atención que se ha dado al asunto en Galicia. Aunque la Iglesia honra a la Virgen del Pilar es el 12 de octubre, la Iglesia también celebra, el día 2 de enero su aparición en carne mortal al Apóstol Santiago. Y es esta conexión la que nos recuerda que sea cual sea la realidad presente, la realidad histórica de la nacionalidad española está ligada a la fe católica que Santiago trajo a Hispania. Por eso mismo, resulta decepcionante, por no decir escandaloso, contemplar exposiciones como la organizada por el “Xacobeo 2010” en la Iglesia de la Universidad de Santiago con el nombre de “Santiago, a viaxe continúa” donde aparece un apóstol Santiago que resulta que vino a evangelizar “Galicia” sin que España aparezca por ningún lado. Olvidado queda su desembarco en Cartagena, su evangelización por la Bética o por la Tarraconense donde precisamente tuvo lugar el encuentro con la Virgen que la Iglesia conmemora con la advocación del Pilar.

Y un 12 de octubre de 1968 se celebra la independencia de Guinea Ecuatorial. En un día como aquel en el que España descubrió América para llevar dejar allí la lengua y la fe, se concedió la independencia a un país hispanófono y católico del Africa negra. Pero no creo que aquella independencia mal gestionada, nos haya liberado del todo de nuestra responsabilidad. Es triste comprobar la indiferencia, cuando no la complicidad con la tiranía que expolia aquel joven y rico pueblo, el último hijo de la Hispanidad antes del infanticidio cometido con el pueblo saharaui.

NOTAS:
1º. Este artículo fue publicado en la edición de Galicia del diario ABC, el día 9 de octubre de 2010.

2º. En la redacción original se me deslizó un gazapo: aludía a Guinea Ecuatorial como país "hispanófono" y escribí "hispanófobo". Los gobiernos tiránicos que ha sufrido ese país son, ciertamente, hispanófobos, pero el pueblo es hispanófilo. Y en cualquier cosa, hispanófilos e hispanófobos son hispanófonos.

3º. Respecto a la alusión que hago a Vargas Llosa, y que puede parecer equívoca, quiero citar un artículo, polémico pero muy bien documentado y argumentado de Juanjo Romero: "Pues yo no me alegro del Nobel a Vargas Llosa" (7-X-2010). Romero, como católico, manifiesta su disgusto por la concesión del Nobel a Vargas, que no es católico.

Cuando en mi artículo consideraba que Vargas era "una perfecta ilustración" de que "lo que mejor dimos fue la lengua española y la fe católica" pudiera argumentarse que, puesto que Vargas no es católico la afirmación no es del todo acertada. Admitamos que puede estar acertada, cuando menos, en cuanto a la referencia a la lengua. Pero admitamos, también, que Vargas pertenece a esa clase de ateos que sólo son posibles en un mundo cristiano.

El ayuntamiento peneuvista de Lazcano acuerda conceder 160 euros al mes a la madre de una colaboradora de la banda para visitar a su hija presa / PSE e IU se ausentaron en la votación
El doble lenguaje del PNV: condena a ETA y da ayudas a los familiares
Seis de octubre: el presidente del PNV, Iñigo Urkullu, retaba a los integrantes de la plataforma Adierazi –constituida por la izquierda abertzale– a que pongan el Madrid - C. S. Macías La Razón 12 Octubre 2010

Tan sólo 24 horas antes, en la comisión de servicios sociales del ayuntamiento peneuvista de Lazcano, se aprobaba una partida de 160 euros mensuales a la madre de la etarra Anitz Eskisabel para ir a visitar a su hija, que se encuentra cumpliendo condena en la prisión de Salamanca.

El consistorio guipuzcoano, gobernado por el PNV con ocho concejales y uno de IU, sacó adelante la medida gracias a los votos a favor de los peneuvistas. Sólo contó con el voto en contra del concejal del PP, que cuenta con un representante, ya que los concejales de IU (uno) y el PSE (tres concejales), se ausentaron ese día. Ahora simplemente falta que la partida sea ratificada por la Junta de Gobierno.

Tras la aprobación de esta medida, el concejal del PP, Javier M. González, se reunió con el alcalde del municipio, Patxi Albisur, al que le traslado su total desacuerdo. Ante esto, Albisur le aclaró al edil popular que «la madre no tiene la culpa de lo que haya podido hacer su hija» y le remitió a la ordenanza municipal del año 2006 para justificar la decisión. Una ordenanza que plantea conceder ayudas económicas a los familiares de los presos del pueblo; una ordenanza que, a pesar de haber sido solicitada por el concejal del PP, el alcalde no le ha facilitado aún.

González considera una «vergüenza que el PNV subvencione los viajes de los presos» y le instó a retirar inmediatamente dicha ordenanza municipal. «Es un insulto a las víctimas del terrorismo. Parece que a los etarras se les premia para que los familiares vayan a verles, cuando hay miles de víctimas a las que no se les concede ni un euro para visitar a sus seres queridos que están en el cementerio».

Pero ésta no es la primera vez que el municipio de Lazcano recibe una solicitud de este tipo para su vecina Anitz Eskisabel. La izquierda abertzale no dudó en pedir el 15 de enero del año 2009, entre otras cosas, que el Ayuntamiento asumiera «los gastos que el juicio» ocasionara a su vecina Anitz y a su familia, petición que en ese momento fue rechaza por el consistorio.
Anitz Ezkizabel, perteneciente al aparato de «captación de etarras», integrada en puestos de responsabilidad dentro de la estructura de reclutamiento de nuevos activistas, era «los oídos y la boca de ETA, la gente que hace que ETA pueda seguir matando y que se nutra de gente no fichada por la Policía», según indicó la Fiscal.

Antiz fue detenida en febrero del pasado año 2005 y juzgada y condenada el 10 de julio de 2009. Esta sentencia fue confirmada posteriormente por el Supremo el 16 de julio de 2010, condenándola a seis años de cárcel al considerar probado facilitaban información sobre posibles objetivos o daba ayuda a miembros de la banda huidos, rechazando así lo recursos de casación impuestos por su defensa.

«Los oídos y la boca» de los terroristas
- Anitz Eskisabel fue detenida en febrero del pasado año 2005 en una importante operación policial en la que fueron arrestadas un total de 14 personas en el País Vasco, Valencia y Cádiz.
- Fue condenada a seis años de cárcel por ayudar a huidos de la banda o facilitar información sobre posibles víctimas y objetivos.
- Formaba parte del aparato de «captación» de futuros terroristas y de ella han dicho que era «los oídos y la boca de ETA». Gracias a ella, en las filas de la banda entraban nuevos miembros no fichados por los agentes.
- Ocupaba, dentro de dicho aparato, puestos de responsabilidad con acceso a todo tipo de información.

El Supremo sentó las bases para anular las subvenciones
- Fue el pasado mes de enero cuando el Tribunal Supremo ratificaba una sentencia de la Audiencia Nacional en la que se consideraban irregulares las ayudas que el anterior Gobierno vasco concedía a los familiares de presos etarras en otras regiones.
- El Alto Tribunal, que resolvía así el recurso del anterior Ejecutivo vasco, consideraba que el reparto de esos fondos suponía un «exceso» en el ejercicio de sus competencias.
- El Gobierno de Ibarretxe alegó que el Estatuto de Guernica les reservaba las competencias en materia penitenciaria, a lo que el Tribunal respondió dicha transferencia que aún está pendiente de aprobación.
- Además, el Supremo recalca que no puede aplicar ningún programa de ayuda a personas presas en otras comunidades.
- El Gobierno de Patxi López ya las eliminó de los Presupuestos de 2010, aunque no pudo evitar que se concedieran las de 2009.

Más de 100 poblaciones catalanas se declaran ‘fuera de la Constitució española’
Redacción. Minuto Digital 12 Octubre 2010

Un total de 105 poblaciones catalanas, siete de ellas, capitales de comarca, se han autodeclarado “moralmente fuera de la Constitución española”, como consecuencia de las decisiones del Tribunal Constitucional sobre el Estatuto de autonomía catalán.

Municipios como Bañolas, Ripoll, Solsona, Mollerusa, Montblanc, Vic y Vilafranca del Penedés se han acogido a la propuesta de los independentistas catalanes, que animaban, con apoyo de ERC y CiU a “iniciar los trámites oportunos para abrir el proceso que debe llevar a la independencia”.

Otros 98 municipios se han adscrito a la iniciativa, según informa el portal e-noticies.es. El movimiento pretende aprovechar la cercanía del Día de la Hispanidad para hacerse oír, especialmente después de conocer que el presidente de la Generalitat, José Montilla, acudirá a los actos de esta celebración nacional en Madrid.

Recortes de Prensa   Página Inicial