AGLI

Recortes de Prensa   Domingo 12 Diciembre  2010

 

Ley contra los privilegios
Enrique de Diego www.gaceta.es 12 Diciembre 2010

Montilla, que ha llevado a Cataluña a la ruina, va a cobrar un sueldo de 120.000 euros.

Mientras se recortan las pensiones, mientras se bajan los salarios de los funcionarios, incluidos los de los policías y militares, mientras –contra todo criterio humanitario– se retiran los 426 euros del mínimo de subsistencia, los políticos de la casta parasitaria no renuncian a ninguno de sus privilegios.

Montilla, un inútil total que ha llevado a Cataluña a la ruina, cobrará un sueldo, por no hacer nada, de 120.000 euros. Benach, un incapaz que sólo ha dado muestras de nuevo rico con dinero del contribuyente, cobrará un finiquito de 416.000 euros y una pensión vitalicia de 76.000. Una perfecta inútil como María Teresa Fernández de la Vega cobrará 6.000 euros al mes, más el sobresueldo en calidad de ex ministra. Todo esto, y otras muchas cosas como las jubilaciones privilegiadas de diputados o senadores, son privilegios propios de aristocracias de pelucas empolvadas, o de auténticos mafiosos, de crueles tiranías.

Todo esto no sólo es un terrible agravio comparativo, además es la causa más evidente de la crisis, porque todo ese dinero, que puede entenderse como corrupción en el sentido moral del término, recae sobre los contribuyentes, resta competitividad a empresas y autónomos, pesa como una losa sobre nuestra sociedad y nuestra economía.

Por ello, propugno una Ley contra los Privilegios Abusivos que revise todas estas situaciones. Cuando los políticos se van a casa, no pueden tener finiquitos ni pensiones vitalicias. Ser político no es ser un funcionario privilegiado, sino un servidor de la sociedad. Y esas situaciones habrá que revisarlas con efectos retroactivos. No puede ser, además, que quien ha hecho daño objetivo a la sociedad reciba un premio y se siga lucrando de ella.

Otrosí: el 5 de febrero se presentará, en Madrid, el partido Regeneración, que establece en sus Estatutos que nunca aceptará recibir dinero del contribuyente. Para más información en la web regeneracionya.com.

Lo permanente es la alarma
Editorial www.gaceta.es 12 Diciembre 2010

Incluso dejando de lado la etimología de la voz “alarma”, hay suficientes motivos para la preocupación, como la evidencia de que la democracia se erosiona cada día que pasa sin regresar a la normalidad legal y que, al mismo tiempo, el Estado se debilita, como sucede con cualquier institución obligada a recurrir a medidas excepcionales durante un espacio dilatado.

Los grandes escándalos del socialismo no se descubren hasta que ha pasado un tiempo, cuando el mal ya está hecho, porque su mecanismo de propaganda ahoga una reflexión profunda en el momento preciso. Véase la calculada ambigüedad de Rubalcaba mareando la perdiz sobre si se prorrogará el estado de alarma. A cualquiera que ahora se atreve a cuestionar la legalidad de las actuaciones en el caso de los controladores, se le señala como defensor de una casta privilegiada, igual que se acusaba de antipatriotas a los que advertían de la crisis económica.

Ya hay más que dudas sobre la legalidad de la militarización del espacio aéreo y no hace falta ser un experto para entender que prolongar el estado de alarma va en contra de su espíritu, porque la calamidad pública que sirvió como excusa para promulgarlo ya ha desaparecido y la Constitución no contempla este recurso con carácter preventivo, tal y como lo está utilizando Zapatero. Además de que todo decreto ley es una disposición legislativa provisional y una excepción al principio de división de poderes. Es dudosa la movilización militar de los controladores, entre otras cosas porque la mayoría socialista –en su afán antimilitar– ya había derogado la ley que podría sustentar la medida (la Ley Básica de Movilización Nacional de 1966); es polémico el procedimiento, enviando a los soldados a las torres aún antes de que entraran en vigor los decretos; es escandalosa la interpretación laxa que se hace del mandato constitucional, que obliga al Ejecutivo que declara un estado de alarma a dar cuenta inmediatamente al Parlamento, algo que, en este caso, se demoró hasta seis días; y, por último, es peligrosísimo que España se acostumbre a que sus gobernantes adquieran poderes extraordinarios cada vez que su propia incapacidad desata un conflicto. Esto es lo más grave, porque el panorama político contempla la posibilidad de que la desastrosa gestión de Zapatero y sus ministros traiga más situaciones de tensión social y de emergencia económica.

Tampoco se puede entender que el ministro de Fomento presidiera ayer el encuentro de Ferraz en el que arrancaba el dispositivo del PSOE para las elecciones municipales y autonómicas. ¿Es aceptable que el máximo responsable de la crisis se dedique a actos de partido mientras los militares gestionan su incompetencia? ¿O es que Blanco ya ha renunciado a cualquier solución que no pase por prorrogar la alarma y por eso encuentra tiempo para otras ocupaciones que nada tienen que ver con su responsabilidad ministerial?

Al innegable chantaje de los controladores le ha sucedido uno mucho mayor, el del Gobierno, que pretende maniatar a la oposición con la amenaza de demonizarla ante la opinión pública si se opone a la prórroga del estado de alarma. Mientras, algunos piensan que los socialistas utilizan la situación para blindarse en el poder, conscientes de que la situación excepcional prohíbe la disolución de las cámaras y la convocatoria de elecciones. Si el PP no es capaz de hacer frente a este órdago, tan fronterizo con la legalidad, podemos ir acostumbrándonos a que lo normal en el régimen zapaterista sea vivir alarmados.

¡Puro macho cántabro!
Carlos Dávila www.gaceta.es 12 Diciembre 2010

“Desde el 23-F cuando abandonaba las Cortes sin saber si había triunfado el golpe de Estado de los espadones no había sentido tanta preocupación. O miedo. Como ustedes quieran”.

O vallisoletano (Zapatero) o incluso gallego (Pepe Blanco). Rubalcaba que sí es madridista (esto parece que es verdad en él) recordará las innumerables piruetas que un ídolo de hace pocos años, Hugo Sánchez, realizaba cada vez –y eran muchas– que metía un gol en la portería rival. Hugo se marcaba una vuelta de campana y gritaba con todas sus fuerzas: “¡Puro macho mejicano!”. Pues eso: ¡puro macho cántabro! Desde los tiempos en los que Rubalcaba, aún en el Ministerio de Educación del más nefasto ministro del ramo que haya tenido nunca España: José María Maravall, reprimía, de acuerdo con Barrionuevo, titular de Interior, las galopadas sediciosas del “Cojo manteca” y sus secuaces, el vicepresidente no se ha visto en otra. “Quien me echa un pulso, lo pierde!”. ¡Puro macho cántabro! A militarizar por decreto.

Rubalcaba que se ha hecho cargo de la situación en un momento en el que su jefe, aún, está más ido que vuelto, ha desplegado toda su artillería mediática para justificar la que empieza a ser la mayor fechoría inconstitucional que se ha perpetrado en España desde el expolio en 1982 de Rumasa. Rubalcaba no ha reparado en medios y sea porque de su magín y de su factoría han salido las ideas-fuerza que han reforzado las tesis del Gobierno o porque sus hooligan le interpretan con sólo mirarle, han menudeado los ejemplos occidentales para explicar la demasía.
Reagan como ejemplo

Y: ¡los donuts!, ¡oh, qué bien, los socialistas han encontrado una referencia en quien mirarse para su arbitrariedad controladora! Y esa referencia es: ¡Ronald Reagan! Nada menos que el odiado vaquero yanqui de los ochenta que tuvo la osadía de poner a su país otra vez al frente indiscutible de las democracias occidentales. Reagan vino una vez a España, González, presidente socialista, recuerden, lo recibió vergonzantemente y su vicepresidente Alfonso Guerra, se marchó para no cruzarse con el imperialista, a un viaje absolutamente imprescindible a Hungría. Pero todo eso se ha olvidado. Ahora resulta que Reagan es útil porque en agosto de 1981 los controladores norteamericanos se le pusieron dos días de huelga salvaje y Reagan les dio pelo.

Los controladores habían sido unos de los principales promotores de la candidatura presidencial de Reagan y se creyeron, apenas éste se sentó en el despacho oval, con derecho a exigirle mucho más dinero, menos jornada y más fondos para sus pensiones. Reagan –al que todos los socialistas tenían por un perfecto idiota– redujo a los huelguistas después de que, fíjense, un juez federal procesara por desacato al presidente de los sindicalistas y de que les metiera a los rebeldes una multa de un millón de euros de los de entonces. NUNCA les militarizó; dividió a los parados, muchos se reincorporaron a toda prisa, movilizó a sus profesionales militares que, éstos sí, gozaban de aval y encima sabían inglés, ¡cómo no!, y en veinticuatro horas él sí solucionó el conflicto. Más aún: a las pocas horas de comenzar la huelga ilegal, el 70% del tráfico aéreo del norteamericano estaba resuelto.
Inseguridad jurídica

Para qué insistir en las diferencias. He escrito este relato para que todos apreciemos sólo un par de ellas: que Reagan no envió a su vicepresidente Bush senior a que se comiera el marrón y que Reagan no vistió de caqui (allí verde) ni a un solo controlador civil. Ni a uno solo. Pero todo esto aquí es igual. La comparecencia del viernes de Zapatero, ¡una semana después de estallar el conflicto!, fue otra patraña más de las que nos tiene acostumbrados. Buenismo y vacuidad a partes iguales. Pero aquí se ha perdido mucho dinero y se ha creado un nuevo problema institucional que, ya lo verán, tendrá consecuencias funestas. Por lo pronto, la seguridad jurídica del país ha volado mientras los aviones estaban en tierra y se ha aplazado el debate sobre el enorme problema económico y financiero que sufre España a sólo quince días del fin de este malhadado 2010.

Hay dos datos sobre los que les invito a reflexionar: el primero, que, como contaba nuestro colega ABC (aquí siempre citamos las fuentes), el Gobierno del maléfico dúo Zapatero-Rubalcaba ya envió militares a las torres de control antes de que entrara en vigor el decreto de alarma; el segundo, que, como nosotros insertamos el viernes, la ministra Chacón ordenó al jefe de la Aviación que pusiera a sus tropas en situación de alerta. Ambos hechos son tan incontestables como significativos pues suponen que, como ya todos hemos contado, el Gobierno, tenía tomadas las medidas y preparado el decreto de alarma mucho antes de que los controladores de toda España anunciaran su huelga.
Nuestros poderes

Así que todo estaba calculado. Y ya nadie se pregunta por qué. Está claro. En su chusco y torticero marketing, el Gobierno había analizado la extrema situación de debilidad política en la que se encuentra y sólo halló un método para tratar de abortarla: un golpe de efecto o un golpe de autoridad. Los socialistas –ya me entienden– son expertos en estas martingalas probadas con enorme éxito en los días del tremebundo atentado de 2004. Así que ¡puro macho cántabro!, o gaditano, que ahora Rubalcaba es diputado por aquella circunscripción. Éstos son nuestros poderes; somos un Gobierno fuerte y legítimamente sometemos al que nos pone de por medio. ¡Faltaría más!
El cálculo estaba hecho y pensada también cuál sería la posición del Partido Popular. Éste se encontró sumido en una trampa: ¿cómo colocarse a favor de los feroces e ilegales huelguistas?, ¿cómo no apoyar a un Gobierno democrático en un colapso general de este jaez? Lo de menos en los primeros momentos eran las pegas legales que ahora ya son indisimulables, lo de más era poner orden; ¿con militares? Pues con militares que para eso están. ¡Puro macho cántabro! A militarizar por decreto.

Estado de preocupación
Y, ahora, ¿qué? Pues nada, que se ha abierto una grieta legal, constitucional más bien, de insondables efectos. El precedente produce escalofríos porque, de seguir en el poder, el Gobierno del PSOE puede reutilizar el decreto para castigar a todo el que le hace frente. “Éstos –afirmaba esta semana un prestigioso catedrático de Derecho Constitucional– se ponen el mundo por montera y son capaces de cualquier cosa que a nosotros ni siquiera se nos pueda ocurrir”. “En alarma –como dice Pérez-Reverte al que tanto odian (bienvenido al club)– estamos desde hace tiempo” pero es que a partir de ahora estamos alarmados, que no es lo mismo. Tanto no lo es que en adelante cualquier gobernante vesánico puede utilizar la alarma, el sitio o la excepción, como usa la batidora de su casa para hacerse un zumito. Dado como está la Justicia en España, ¿cuánto tiempo va a tardar a quien jurídicamente se le someta un caso de provocación, en declarar bueno o malo el correspondiente decreto del Gobierno?

Mientras tanto viviremos en ¡ay! porque este Gobierno, acosado y acechado como está por todos los frentes, no digo yo que muera matando, sino que nos va a matar a sustos a todos los demás antes de marcharse conjuntamente a sus casas. Ha nacido el estado de libertad vigilada: ¿se imaginan lo que puede ocurrir si uno de estos machotes se siente agredido por un medio y acuerda no tolerar nunca más el envite? La inefable Pajín ya ha anunciado censura en su ministerio. Sinceramente: desde que el 23 de febrero de 1981 y cuando junto con Pilar Urbano, abandonaba el Palacio de las Cortes sin saber si había triunfado el golpe de Estado de los espadones, no había sentido tanta preocupación. O miedo. Como ustedes quieran.

El decretazo
Un decreto ley provoca desconfianza, rechazo y desagrado en la ciudadanía.
Óscar Eimil www.gaceta.es 12 Diciembre 2010

Recordarán ustedes que en los buenos tiempos de José María Aznar, allá por el mes de mayo de 2002, la izquierda parlamentaria y la social gustaban de llenar sus espacios públicos con la efectista palabra que encabeza esta tribuna, para referirse con ella a un decreto ley que, en plena bonanza económica, producida precisamente como consecuencia de la gestión de su Gobierno, intentó racionalizar el régimen jurídico del subsidio agrario y de las prestaciones por desempleo; una palabra que sirvió para galvanizar la reacción de protesta que se produjo contra esa norma en una parte importante de la sociedad española, y que culminó con la huelga general del 20 de junio de 2002, que, al fin y a la postre, produjo –ahora se aprecia con claridad– su equivocada derogación.

Trece decretos ley trece: son los que ha promulgado el Gobierno Zapatero-Rubalcaba en lo que va de año; trece decretos ley trece, al menos hasta el día de hoy, puesto que, vista la dinámica en que estamos instalados, a nadie sorprendería que tengamos, antes de comernos las uvas, la oportunidad de incrementar la lista; y ello sin contar los muchos que han elaborado los Gobiernos autonómicos durante estas fechas, a imagen y semejanza –no van a ser ellos menos– de lo realizado por el Gobierno de la Nación. Una lista que además se multiplicará sin remisión –ya lo verán– si, como predicen los más agoreros, la agonía que vivimos se prolonga durante 15 meses más. Todo un récord, en cualquier caso, para un Gobierno que prometía, en la época del vino y de las rosas, devolver al Parlamento el centro de la vida política nacional, y que parece haberle cogido el gusto al ejercicio de una potestad –la legislativa– que a los ciudadanos nos gustaría que se ejerciera, como en todos los países democráticos, por el órgano al que realmente corresponde: aquel en el que reside la soberanía nacional.

Comenzó el año el Gobierno dando leña a los controladores con el Decreto 1/2010 de 5 de febrero, y lo termina con los mismos protagonistas y las mismas intenciones, con el Decreto 13/2010, que intenta, entre otras cosas de enjundia, tapar los agujeros que, en el régimen jurídico aplicable a dicha profesión, dejó abiertos el decreto anterior. Entre medias, casi nadie se ha librado de la maldición de los decretos: guardias civiles, farmacéuticos, jornaleros, bancos, cajas, empresas energéticas, griegos, funcionarios, jueces, profesores, médicos, personas dependientes, pensionistas, notarios, registradores, recién nacidos, irlandeses, trabajadores, empleados de banca, parados de larga duración, sociedades mercantiles, pequeñas y medianas empresas, loteros, fumadores, clases pasivas del Estado, personal aeroportuario y algún otro más que seguramente –espero que no se ofenda– me dejo en el tintero.

Pero ¿qué es en realidad el decreto ley? Es una disposición legislativa provisional que puede dictar el Gobierno sólo en los supuestos de necesidad urgente y extraordinaria que no puedan ser atendidos por la vía del procedimiento legislativo de urgencia, y constituye –esto es lo más importante– una excepción al principio de división de poderes –clave para el adecuado desenvolvimiento de una democracia– y al de asignación exclusiva de la potestad legislativa a las Cortes Generales. Precisamente, por tratarse de una limitación a dos de los postulados básicos de nuestro sistema de libertades, debe ser utilizado sólo como excepción y con mucha prudencia y mesura; exactamente lo que –salta a la vista– le ha faltado durante todo este año al Gobierno, que ha creído equivocadamente –como en casi todo lo demás– que podría resolver de esta manera los muchos problemas que nos acucian, cuando esta vía, en realidad, no hace más que contribuir a su magnificación; porque la elaboración precipitada de una norma impide que su autor escuche, y sin escuchar a los demás, sobre todo a los directamente afectados, difícilmente se puede acertar.

Es, además, el decreto ley un mecanismo sobre el que pesa la lacra histórica de haber sido durante 40 años el instrumento principal de creación de normas con rango de ley en nuestro país, precisamente en unos tiempos en los que la división de poderes brillaba por su ausencia, y en la que el ejercicio de la potestad legislativa residía casi exclusivamente en manos del jefe del Estado.

Por ello y por muchas cosas más, la masiva utilización de este instrumento por el Gobierno Zapatero-Rubalcaba provoca desconfianza, rechazo y desagrado en la ciudadanía, porque hurta al Parlamento el debate necesario y sosegado que exige cualquier norma jurídica, porque impone entre los sectores directamente afectados la política de los hechos consumados, porque impide la participación de la sociedad civil en el proceso legislativo a través de sus legítimos representantes y de los medios de comunicación social, y porque –y esto es lo peor– aproxima el ejercicio del poder en democracia a los modos y maneras habituales de una tiranía.

*Óscar Eimil es registrador de la propiedad y miembro del consejo asesor del Partido Popular de Andalucía.

De nazis y comunistas
Es interesante ver el listado de países que se alió con China en su boicot a la entrega del premio a Liu Xiaobo
RAMÓN PÉREZ-MAURA ABC 12 Diciembre 2010

Ya ha quedado dicho que desde que los nazis impidieron a Carl von Ossietzky recoger el premio Nobel de la Paz en 1936 nunca había permanecido vacía la silla del receptor, como ocurrió el viernes en Oslo. Otros ganadores que no pudieron recoger su galardón enviaron a alguien. Esta vez, no. Y con ello se refuerza el paralelismo que vincula a nazis y comunistas.

El viernes fue especialmente interesante ver el listado de países que se alió con China en su boicot a la entrega del premio a Liu Xiaobo. Entre ellos estaban Afganistán, Cuba, Egipto, Irak, Pakistán, Filipinas, Sudán, Túnez... todos ellos países encantados de estar aliados con Occidente a la hora de embolsarse ayudas de todo tipo. Pero igualmente prestos a no molestar al nuevo gran señor de Pekín so pena de poder perder una oportunidad de agenciarse cualquier respaldo contante y sonante. Pero además de los que temen incurrir en la furia de la nueva China, hubo un segundo grupo igualmente significativo: el de los que temían hacer el ridículo al honrar a un disidente mientras ellos mismos tienen opositores reprimidos en sus propias cárceles.

Sin que el recuento sea exhaustivo, en esta categoría podríamos incluir a Rusia, Kazajstán, Arabia Saudí, Irán, Venezuela... Por cierto, cuando hace un año el presidente de los Estados Unidos recibió el mismo galardón, sobraban dedos en una mano para contar las ausencias. ¿Será Liu Xiaobo un factor de más peso en la política internacional que Obama? Sin duda no. Pero si cambiamos la pregunta ligeramente y lo que nos cuestionamos es si será China más temida hoy en día que EE.UU., me temo que la respuesta es, sin duda, que sí. Es lo que tienen las tiranías. Otrosí: Colombia se unía al boicot —se anunció— pero el presidente Santos corrigió a tiempo una mácula que hubiera sido imborrable. Menos mal.

Los derechos de todos
Luis del Pino Libertad Digital 12 Diciembre 2010

Editorial del programa Sin Complejos del sábado 11/12/2010

Hace siete días que el Gobierno español decretó un estado de alarma ilegal, que restringe las garantías constitucionales, como respuesta a un conflicto con los controladores que cada vez tiene más visos de haber sido buscado y provocado por el propio Gobierno.

Hace siete días que ciudadanos españoles están sometidos de forma inconstitucional a la jurisdicción militar, en clara violación del artículo 117.5 de nuestra Carta Magna y de la Ley Orgánica que regula los estados de alarma, de excepción y de sitio.

Hace siete días que en España, debido a la declaración del estado de alarma, resulta imposible disolver las cámaras y convocar elecciones anticipadas, incluso aunque mañana nuestro país se declarara en suspensión de pagos.

El pasado jueves, el pleno del Congreso se reunía para que el Gobierno comunicara a la cámara la declaración del estado de alarma. Y la intervención del presidente Zapatero no pudo ser más alarmante.

Porque, lejos de recular en su intento de limitar los derechos constitucionales de los españoles, se reafirmó, por ejemplo, en que el Gobierno utilizará este tipo de resortes legales "para evitar o corregir" situaciones como la que hemos vivido. O sea, que el Gobierno no sólo está dispuesto a implantar estados de alarma ilegales como respuesta a una crisis, sino incluso para evitar crisis futuras. Estado de alarma preventivo, se llama eso.

Trató asimismo Zapatero de explicar cómo es posible que se aplique el Código de Justicia Militar a civiles, cuando la Constitución sólo autoriza a hacer eso en caso de declaración del estado de sitio. Y su explicación no puede ser más siniestra: no es que se haya aplicado el Código de Justicia Militar a civiles, vino a decir Zapatero, sino que primero hemos militarizado a los controladores y luego les hemos aplicado el Código de Justicia Militar.

¿Se dan ustedes cuenta de lo que eso implica? Con ese fraude de ley, el Gobierno podría, a partir de ahora, aplicar por decreto el Código de Justicia Militar a cualquier español sin necesidad de declarar el estado de sitio. Lo único que tendría que hacer, para ello, es militarizar ilegalmente a ese español por decreto.

Como cabía esperar, CIU y PNV respaldaron esta nueva ilegalidad del Gobierno. Supongo que venderán a un precio conveniente el apoyo a la prórroga del estado de alarma.

Rajoy, por parte del PP, estuvo brillante en su intervención y especialmente en su réplica, poniendo el acento en las responsabilidades que tiene el Gobierno en el conflicto desatado en la tarde del viernes 3 de diciembre. Rajoy recordó que todos apoyamos en febrero al Gobierno cuando esté zanjó, mediante decreto, el contencioso con los controladores. Pero recordó también que, desde entonces, el Gobierno debía haber contratado nuevos controladores y no lo hizo, y recordó que debía haber convalidado las licencias de los controladores militares y tampoco quiso hacerlo. Si el Gobierno hubiera hecho alguna de esas dos cosas, no hubiera habido necesidad de sacar ningún nuevo decreto de regulación de las condiciones laborales de los controladores el viernes pasado.

En lo que Rajoy no quiso entrar, y me parece injustificable que no lo hiciera, fue en la ilegalidad del decreto de alarma aprobado por el Gobierno. Quienes sí señalaron esa ilegalidad fueron Izquierda Unida, el Bloque Nacionalista Gallego y Rosa Díez, que pidió la derogación inmediata del estado de alarma, puesto que ya han desaparecido las circunstancias que motivaron su promulgación.

Gaspar Llamazares preguntó, con muy buen criterio, qué vendrá después de este decreto. ¿Se extenderá indefinidamente el estado de alarma, prohibiendo de forma fraudulenta las huelgas en los aeropuertos españoles? ¿Se extenderá la medida a otros colectivos de trabajadores en caso necesario, como por ejemplo los transportistas?

En realidad, Llamazares, por una vez en la vida y sin que sirva necesariamente de precedente, puso el dedo en la principal de las llagas. Porque todos nos tememos, con razón, que el Gobierno va a imponer durísimos recortes sociales en los próximos meses, gracias a la ruina en la que el PSOE ha sumido al país.

Y si se consiente que el Gobierno restrinja ilegalmente los derechos constitucionales de un colectivo de trabajadores, por muy privilegiado que éste sea, se sentirá automáticamente legitimado para aplicar medidas ilegales de represión a cualquier otro colectivo que ose plantear, por ejemplo, que antes de recortar las pensiones, o los sueldos de los funcionarios, o las ayudas de desempleo, primero debería acabarse, de manera radical, con los privilegios de la clase política y de sus mamandurrieros asociados.

Es mucho lo que todos nos jugamos en el conflicto de los controladores. Para empezar, nos jugamos algo tan importante como dar o no carta blanca al Gobierno para restringir a voluntad los derechos constitucionales en caso de crisis. Lo cual sería tanto como dar carta blanca al Gobierno para provocar las crisis que desee con el fin de justificar cada nuevo recorte que se le emperejile.

Ahora, el Gobierno está estudiando proponer con urgencia al Congreso la prolongación del estado de alarma ilegal, más allá del límite de quince días inicial. Ya no está cerrado el espacio aéreo, ni hay gente tirada en los aeropuertos, pero el Gobierno pretende prolongar el recorte de derechos constitucionales.

¿Hasta dónde pretende prolongarlo? ¿Hasta que se termine de privatizar esa empresa, AENA, a la que el propio Gobierno - y no los controladores - ha llevado a la quiebra con su política de inversiones? ¿Hasta las elecciones municipales y autonómicas? ¿Hasta que se clarifique la guerra civil abierta en el seno del PSOE a raíz de la debacle en las elecciones catalanas? ¿Hasta que se aprueben nuevos recortes sociales? ¿Hasta que pasemos la siguiente crisis de suspensión de pagos en enero?

¿Qué pretende exactamente este Gobierno manteniendo, sin justificación ninguna, un estado de alarma ilegal?

No lo sabemos.

Pero lo que sí está claro es que, independientemente de la distribución de culpas que cada uno efectúe en el asunto de los controladores, nos corresponde a todos exigir que el Gobierno cancele, de manera inmediata e incondicional, un estado de alarma que supone una amenaza para los derechos de todos.

Desde aquí lo exijo. Y les animo a ustedes a que lo exijan también.

23 aniversario del atentado de zaragoza
Alcaraz: "El Gobierno ya negociaba cuando recogía los cadáveres de mi familia"
En declaraciones a esRadio, Alcaraz ha recordado a su hermano y sus sobrinas asesinadas hace, este sábado, 23 años en el atentado de la casa cuartel de Zaragoza y ha lamentado que hoy, como entonces, el Gobierno está negociando con ETA.
LIBERTAD DIGITAL 12 Diciembre 2010

El presidente de la asociación de víctimas Voces contra el Terrorismo, Francisco José Alcaraz ha atendido los micrófonos de esRadio este 11 de diciembre, cuando se cumplen 23 años del atentado de ETA a la casa cuartel de Zaragoza, donde murieron 11 personas, entre ellos el hermano de Alcaraz y sus dos sobrinas.

Recordando, precisamente, el atentado, Alcaraz ha contado cómo "un día cómo hoy de hace 23 años estábamos camino de Zaragoza para recoger los cuerpos de nuestra familia, de mi hermano y de mis dos sobrinas y el Gobierno negaba que hubiese una negociación con ETA". En este sentido, ha recordado que "años después nos enteramos que precisamente aquel día mientras nosotros recogíamos los cadáveres de nuestros familiares el Gobierno viajaba hacia Argel para negociar con los terroristas y creo que la historia se vuelve a repetir 23 años después", ha sentenciado Alcaraz.

Además, ha dicho que le resulta "muy doloroso" tener que ver cómo gozan de impunidad terroristas como Josu Ternera, que fue el que dio la orden de atentar contra la casa cuartel de Zaragoza hace 23 años. No sólo eso, sino que "Eguiguren" presuma de llevarse bien con él "e incluso de quedar a comer".

Homenaje de la AVT
Por otro lado la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT) ha organizado un homenaje en recuerdo de las once personas que murieron en este atentado, seis de ellas menores, y las treinta que sufrieron heridas.

La AVT, como todos los años, quiere realizar un especial homenaje a las víctimas de aquel atentado y por extensión a todas las víctimas del terrorismo. A las 19.00 horas se hará una ofrenda floral en el lugar donde estaba ubicada la casa cuartel, el actual Parque Esperanza. Posteriormente, a las 19.30 horas, se celebrará una misa en la parroquia de San Pío X.

El galés ya es lengua cooficial en el País de Gales, junto con el inglés
La medida más importante es la creación de un Comisionado de la Lengua Galesa que garantizará que los ciudadanos que quieran puedan relacionarse en galés con la administración pública.
Redacción www.vozbcn.com  12 Diciembre 2010

Las indicaciones públicas en el País de Gales están, en su mayoría, en los dos idiomas cooficiales de la región (imagen: BBC).

Por primera en la historia, el galés será considerado idioma cooficial junto con el inglés en el País de Gales (Reino Unido). Para Alun Jones Ffred, miembro del partido nacionalista galés, el pasado martes fue “un día histórico para el idioma galés”.

La Asamblea de Galés -lo equivalente al parlamento autonómico de las CCAA en España- determinó finalmente el pasado 7 de diciembre que el galés se considerara lengua cooficial de la región, tras un proceso legislativo en la Cámara galesa iniciado el pasado 4 de marzo.

La nueva medida fortalecerá la posición del galés, idioma que es minoritario en el País de Gales, y lo equipara con el inglés por lo que garantiza el uso de la lengua galesa sin imposiciones a quien quiera utilizar el inglés. La mayoría de los carteles e indicaciones en el País de Gales están en los dos idiomas, aun cuando el galés no era oficial.

Una de las medidas más importantes es la creación de un Comisionado de la Lengua Galesa que garantizará que los ciudadanos que quieran puedan relacionarse en galés con la administración pública.

******************* Sección "bilingüe" ***********************
Mapas de Cataluña
MIGUEL ESCUDERO El Correo 12 Diciembre 2010

Las recientes elecciones catalanas han vuelto a poner las cosas en su sitio. Tras haber estado siete años desplazada por el tripartito, la fuerza política de Pujol -la única que en 35 años aún no ha sufrido escisiones- va a regresar al Palau de la Generalitat. Estaba cantado, únicamente CiU quedaba con posibilidades de gobernar y transmitir alguna confianza de seriedad. Tras flirtear descaradamente con el discurso soberanista, el PSC ha hecho aguas con su peor resultado, un desastre. Es curioso, promovió sin sensatez alguna un Estatuto confederal que se le fue de las manos, y le han abandonado sus votantes más catalanistas. Los ex consellers Antoni Castells y Ernest Maragall (verdaderamente nefasto éste en Educación, y en sus modos) insisten ahora en establecer una nación Estado y no se contentan con que Cataluña sea una nación en lo cultural; están en su derecho, pero quizá les convenga más a los socialistas que se vayan ya de sus filas estos separatistas de facto. No le veo otra catarsis al socialismo catalán en su profunda crisis ya hace tiempo anunciada, pero hasta el propio Montilla se declara catalanista y no españolista. Palabras, palabras, palabras.

Iniciativa per Catalunya ha retrocedido sólo un poco, pero es inverosímil que pueda crecer con el despliegue de tópicos 'progres' que gasta de forma sistemática; ni siquiera es ya un partido comunista, sin embargo todavía tienen algunos principios: no me los imagino pactando nunca con CiU, como sí lo hicieron sus colegas vascos con EAJ-PNV. La 'joya' del tripartito catalán, Esquerra Republicana, se ha dado un buen tozolón; quién se acuerda de que su jefe blandió una llave como gesto de arrogancia ante sus socios. Ahora, quien dirigió ERC en el Ayuntamiento de Barcelona propone ir a las municipales con el grupo de Laporta, que ha irrumpido con cuatro escaños: se vislumbra el caos. El ex presidente del Barça -un espécimen triunfante, hedonista, narcisista y colérico, a la vez- se ha apropiado de la imagen del club blaugrana para enardecer la quimera de la formación de un Estado catalán independiente, y proclamarlo unilateralmente; cabe decir no sólo que está pendiente de los tribunales por su gestión, sino que sólo 'los demás' le pueden dar la notoriedad que ansía de modo enfermizo.

El inefable PP catalán coqueteó con la xenofobia y no dudará en pactar, una vez más, con sus socios preferentes de CiU. Han avanzado, pero el estilo de esta gente deja mucho que desear, y está a años luz del de sus compañeros vascos, liderados por el equipo de Basagoiti. Ciutadans salvó los muebles de su desastroso estreno parlamentario, a partir de la brillante actuación de Albert Rivera esta primavera, en la comisión parlamentaria del 'caso Palau de la Música'. Si se decidieran a ser beligerantes en aspectos que no sólo fueran el lingüístico, podrían penetrar con cierta potencia en el cuerpo del electorado como fuerza liberal progresista.

ANTICH PROPONE SU PLAN DE NORMALIZACIÓN
Baleares pretende imponer el catalán en misas, deporte y sanidad
El Gobierno de Antich ha promovido hasta 2.000 propuestas dentro del Plan de Normalización Lingüística balear, un texto elaborado gracias a las reuniones exclusivas con partidos nacionalistas de cara a posicionarse en las próximas autonómicas. Pretenden exigir el uso del catalán en misas, cine, sanidad...
libertad digital 12 Diciembre 2010

Entre éstas, dice El Mundo, están otorgar bonificaciones y ventajas fiscales a las empresas que exijan el catalán a sus empleados, un número obligatorio de misas en ese idioma, fomentar su uso entre deportistas, asociaciones y clubes deportivos para "evitar la bilingüización" del sector, garantizar que es la lengua habitual de trabajo de la sanidad pública...

Entre otras cuestiones, como sustituir el dominio .es por el .cat, exigir un nivel de catalán a entrenadores y árbitros deportivos; la inclusión del catalán en el DNI, pasaporte y caneé de conducir, así como moneda y participaciones de Lotería; y regular la oferta de cine en catalán o exigir nivel C a los trabajadores de la sanidad.

Según El Mundo, a medida que se acercan las autonómicas y municipales de mayo de 2011, el PSOE balear está reforzando el catalanismo de sus oscios de la izquierda nacionalista. El partido de Francesc Antich no había, hasta ahora, utilizado esos elementos y, de hecho, el plan de normalización ha tardado un año y medio en ser asumido por el Gobierno desde su aprobación por el Consejo Social de la Lengua Catalana.

Antich acordó asumir el seguimiento de este plan en todos los ámbitos. El Consejo mallorquín de la socialista Francina Armengol lanzó una propuesta para regular el uso del catalán que pretendía vetar los contratos públicos de institución a las empresas que no utilicen dicha lengua.

Según El Mundo, su aplicación quedó aplazada debido a un informe interno que señalaba el peligro de que ésta propuesta fuera inconstitucional, de acuerdo con la sentencia del TC sobre el Estatuto catalán. Ahora, la proximidad de las elecciones ha precipitado que PP y PSOE adopten posiciones opuestas en esta cuestión.

El PSOE ha emprendido, de esa manera, el plan de normalización más ambicioso de la historia de Baleares, gracias a las reuniones de Antich con, exclusivamente, los líderes de grupos nacionalistas como Obra Cultural Balear, el sindicato independentista STEI-i y el partido nacionalista PSM

El Gobierno balear aprueba que el catalán domine en las iglesias y los cines
El Plan de Normalización Lingüística también afectará a la sanidad, la educación, los medios de comunicación...
Ep www.lavozlibre.es  12 Diciembre 2010

Palma de Mallorca.- El Govern balear se ha comprometido a fomentar el uso del catalán en todos los sectores de la sociedad, incluidos la educación, la sanidad, la iglesia, los medios de comunicación, los sindicatos, las empresas, los comercios, el arte y la cultura y el deporte, en cumplimiento del Plan de Normalización Lingüística, aprobado por el Consejo Social de la Lengua Catalana el pasado 18 de junio de 2009, con el único rechazo del PP.

La directora general de Política Lingüística, Margalida Tous, ha detallado que el Plan contempla 900 acciones de fomento "y no de imposición" del catalán en nueve ámbitos de actuación, tanto por parte de las diferentes instituciones, como por parte de la sociedad civil.

De este modo, ha explicado que el objetivo de este Plan es lograr la normalización de la lengua catalana, si bien no se marca ningún plazo concreto para ello, teniendo en cuenta que muchas de las acciones contempladas ya se están aplicando, entre las que ha citado el uso del catalán en los medios de comunicación públicos del archipiélago, así como en la mayoría de misas, sobre todo, en la Part Forana.

Asimismo, ha añadido que desde hace años, se está llevando a cabo un fomento del catalán en materia educativa y en la administración pública, por lo que ha incidido en que la mayoría de las medidas ya están "totalmente implantadas en el seno de la sociedad".

No obstante, ha recalcado que el Plan es una "hoja de ruta" para lograr la normalización lingüística, al tiempo que ha recordado que entre las medidas contempladas, se encuentra la rotulación de los comercios en catalán, "algo que no es nuevo, sino que está establecido en la Ley del Comercio, aprobada durante el primer pacto de progreso".

Por otro lado, el Plan también establece que se debe fomentar el uso del catalán en Internet, a través del '.cat', algo que, según ha subrayado Tous, no se trata de un dominio "político, sino cultural y lingüístico".

La directora general de Política Lingüística ha insistido en que el objetivo del Ejecutivo autonómico es "fomentar y no imponer" la utilización de la lengua propia de las islas en las diferentes comunicaciones, por lo que ha criticado a quienes "juegan a embrollar a los ciudadanos sobre la normalización lingüística".

"Hay que concienciar a la sociedad sobre el uso del catalán", ha sostenido Tous, quien ha admitido que la llegada de inmigrantes a las islas "ralentiza" el objetivo de alcanzar la normalización lingüística, si bien ha considerado que todos aquellos ciudadanos que hayan llegado a Baleares de otros países o de la península "no estarán integrados totalmente si no aprenden la lengua y la cultura de las islas".

Alcaraz recuerda que el PSOE ya negó el diálogo con ETA en 1987
Se cumplen 23 años del brutal atentado contra la Casa Cuartel de Zaragoza. El PSC destaca el carácter dialogante de Lluch en el décimo aniversario de su asesinato.
A. Lardiés. Madrid www.gaceta.es 12 Diciembre 2010

Eran las seis de la mañana. Con su cobardía y maldad habituales, tres etarras aparcaron un coche junto a la puerta principal de la casa cuartel de la Guardia Civil en Zaragoza. Mientras huían en otro vehículo accionaron la bomba. Doscientos cincuenta kilos de amonal reventaron el edificio. Dentro perecieron once personas, entre ellos seis niños.

Han pasado 23 años y una de las víctimas de aquel terrible atentado, el presidente de Voces contra el Terrorismo, Francisco José Alcaraz, denuncia que hoy como entonces un Gobierno del PSOE negocia con ETA y lo niega públicamente.

“Un día como hoy de hace 23 años estábamos camino de Zaragoza para recoger los cuerpos de nuestra familia, de mi hermano y de mis dos sobrinas y el Gobierno negaba que hubiese una negociación con ETA”, afirmó Alcaraz en una entrevista concedida a Esradio. Según expuso, “años después nos enteramos de que precisamente aquel día mientras nosotros recogíamos los cadáveres de nuestros familiares el Gobierno viajaba hacia Argel para negociar con los terroristas y creo que la historia se vuelve a repetir 23 años después”.

Además, sostuvo que le resulta “muy doloroso” tener que ver cómo gozan de impunidad terroristas como José Antonio Urruticoechea Bengoechea, Josu Ternera, que dio la orden de atentar contra la casa cuartel de Zaragoza hace 23 años. Desde hace años, Alcaraz intenta por todos los medios que se detenga a Ternera, que precisamente se fugó en 2001 cuando iba a ser juzgado por este atentado. Por la tarde, la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT) celebró un acto de recuerdo a los fallecidos.

Ayer también se celebró otro acto triste que es consecuencia de la macabra historia de ETA. Hace 10 años, el 21 de noviembre de 2000, el terrorista José Ignacio Krutxaga se escondió en el garaje del ex ministro socialista Ernest Lluch y le asesinó por la espalda.

La fundación que lleva el nombre de la víctima, la Generalitat y el PSC alumbraron un emotivo homenaje celebrado en Barcelona. El presidente de la Generalitat en funciones, José Montilla, destacó el carácter dialogante con que Ernest Lluch afrontaba la política y pidió que se tome su ejemplo para “superar las adversidades”, recogió Europa Press.

El valor de Lluch al atreverse a pensar diferente, su conocimiento enciclopédico y su curiosidad “infatigable” fueron algunos de los atributos que Montilla resaltó del que fuera ministro socialista. Ya durante la reciente campaña electoral de Cataluña, el recuerdo de Lluch estuvo muy presente en los mítines y actos del PSC.
Su sobrino

Enric Lluch, sobrino de la víctima y vicepresidente de la fundación, explicó que la fundación cambiará sus líneas de actuación para centrarse en expandir la forma de actuar de su tío que, según él, “se echa de menos”.

El escritor Pere Gimferrer, amigo de Lluch, quiso destacar la vitalidad, el humor y el sentido del deber de Lluch, y aseguró que, para él, “sigue perfectamente vivo”. El acto, celebrado en el Palau de la Generalitat, fue el evento central de un conjunto de jornadas en recuerdo del político y economista, que se celebraron en Cataluña, Aragón y Valencia.

SALUD | Lo cree 'fundamental'
El Colegio de Médicos pide un curso de cultura catalana obligatorio para foráneos
* El curso incluiría cases de catalán pero, propone, 'iría más allá'
* El 15,6% de los galenos registrados en 2009 habían nacido en el extranjero
* Reclama al futuro Govern el copago en aborto, odontología y podología
Europa Press | Barcelona El Mundo  12 Diciembre 2010

El presidente del Colegio Oficial de Médicos de Barcelona (COMB), Miquel Vilardell, ha solicitado la instauración de un curso "obligatorio" para los nuevos profesionales que llegan a Cataluña para lograr así un mejor conocimiento de la cultura y de la forma de ser del lugar donde trabajan, algo que ha considerado "fundamental".

Vilardell ha expresado que este "curso de adaptación" lo podría llevar a cabo el mismo Colegio, en la línea de un curso similar que ya organizan con carácter voluntario y que "funciona muy bien".

Vilardell, que ha alabado el trabajo que desarrollan los médicos inmigrantes presentes en Cataluña, ha señalado que dicho curso iría más allá de dar clases de catalán, aunque ha aconsejado que si alguien aspira a trabajar en la comunidad es mejor que aprendan los idiomas oficiales del lugar.

"El profesional debe saber la forma de ser y de estar de la gente que se encontrará" en la consulta, ha opinado, al mismo tiempo que ha especificado que los médicos inmigrantes "son grandes trabajadores" y "tienen una facilidad tremenda" para aprender catalán.

En Barcelona, donde colegiarse es obligatorio para los médicos, el 15,6% de los galenos registrados en 2009 habían nacido en países del extranjero, lo que supone que se han triplicado en diez años, desde los 1.505 de 2000 a los actuales 4.616.
Copago para el aborto

Vilardell, además, ha pedido al futuro Govern que los ciudadanos se corresponsabilicen, en función de la renta, con el pago de nuevas prestaciones de la cartera de servicios sanitarios, como el recién incorporado aborto, la odontología y la podología.

El autor del reconocido informe sobre sostenibilidad ha defendido este tipo de copago a la hora de plantear nuevas prestaciones sin un posible aumento de los presupuestos, como sucede actualmente por la crisis económica.

"Para que todos los ciudadanos puedan acceder a las nuevas prestaciones, sin romper la equidad, los ciudadanos que tienen recursos deberían hacerse corresponsables", para que los que no tienen puedan disfrutarlos.

"Si estamos en un país con malas piezas dentales, quizá es porque no podemos acceder" a la odontología, ha observado Vilardell, tras evidenciar el déficit presupuestario para sanidad, teniendo en cuenta el aumento de la población y la contención de recursos.

En sus peticiones al futuro conseller de Salud en el Govern de Artur Mas, que a su juicio debería tener un perfil de gestor económico, ha señalado la necesidad de "revisar la cartera de servicios" para mantener lo que es eficaz, y quitar lo obsoleto.

Para optimizar los recursos actuales, ha descartado que el próximo Govern ponga encima de la mesa el debate del copago, entendido como método disuasorio para reclamar una consulta, ante la actual sobrefrecuentación, puesto que "los propios profesionales ven el riesgo de romper la equidad del sistema". "La palabra en sí, ya está obsoleta".

Recortes de Prensa   Página Inicial