AGLI Recortes de Prensa   Viernes 24 Agosto 2012

Los errores de Rajoy
Roberto Augusto www.vozbcn.com  24 Agosto 2012

No hay ningún presidente en la historia de la democracia española que haya traicionado su programa electoral de una manera tan brutal y en tan poco tiempo como Mariano Rajoy. Las hemerotecas son uno de los peores enemigos del presidente español. Ha incumplido casi todo lo que prometió en su campaña electoral en pocos meses. Su credibilidad está por los suelos. Un ejemplo es la subida del IVA. Prometió que no lo subiría y ha acabado haciéndolo. La lista de sus promesas incumplidas consumiría varios artículos.

Uno de sus errores más notables es su reforma laboral. Lo único que ha conseguido es empeorar la situación de los trabajadores abaratando el despido y haciéndolo más fácil. El objetivo que perseguía esa medida era crear empleo y de mayor duración. El aumento del número de parados demuestra el fracaso de esa reforma. Lo único que ha conseguido Rajoy es fomentar el despido haciéndolo más atractivo. La crisis ha servido como la excusa perfecta para hacernos retroceder en derechos laborales y favorecer a los grandes empresarios, la mayoría de ellos simpatizantes del PP.

Igualmente equivocado me parece el recorte de derechos y de sueldo de los funcionarios. Solo ha servido para favorecer el desplome del consumo. Esto ha significado, además, un notable empeoramiento de los servicios públicos. Por ejemplo, con el aumento del número de alumnos por clase, algo que contribuirá a degradar la escuela pública.

Mariano Rajoy es muy duro con los que menos tiene y condescendiente con los poderosos. No ha tocado ni uno solo de los privilegios de la Iglesia católica (algo que tampoco hizo el PSOE de Zapatero). No ha elevado la presión fiscal a los que más tienen (a diferencia de lo que ha hecho Hollande en Francia). Ni ha demostrado una verdadera voluntad de luchar contra el fraude en el pago de impuestos. De hecho, ha sido el impulsor de una fracasada e inmoral amnistía fiscal que legaliza a los que han robado a Hacienda.

El Gobierno del PP nos quiere convencer de que sus medidas son “inevitables”, cuando en realidad están impulsadas por una ideología que contribuye a la desigualdad social, al empobrecimiento de las clases medias y a la exclusión de los más desfavorecidos. Esto lo hemos visto en los recortes a la Ley de Dependencia. Por desgracia las Diputaciones tienen la vida asegurada con este presidente. Prefiere recortar en dependencia y dejar intactos los privilegios de la casta política a la que él pertenece.

Rajoy se ha convertido en el alumno más aventajado de una suicida política de austeridad que nos arrastra al abismo. Sigue ciegamente los dictámenes de una canciller que piensa primero en Alemania antes que en los intereses generales de Europa. ¿Para qué quiere Rajoy 600 asesores en Moncloa cuando al final acaba acatando las órdenes que le llegan de Berlín? Porque en el fondo ya le va bien tener la excusa de la crisis para recortar unos derechos sociales en los que nunca creyó. La privatización total de la sanidad y de la educación es un sueño inconfesable del PP. Y la crisis económica les permite avanzar en ese modelo que perjudica a los más desfavorecidos.

El problema económico de España no está en el sector público que el PP machaca día tras día, sino en la caída de la recaudación de impuestos procedentes del ámbito privado. Es una locura reducir el déficit público en tan poco tiempo. La austeridad es necesaria pero nunca suficiente. Se necesita reactivar la economía con medidas de estímulo que este Gobierno no está realizando. Ese es uno de los principales errores de Mariano Rajoy.

Roberto Augusto es doctor en Filosofía

El desprestigio de España
Rafael Torres Estrella Digital  24 Agosto 2012

Asegura el ministro del Interior, señor Fernández Díaz, que las acciones simbólicas del señor Sánchez Gordillo y del Sindicato Andaluz de Trabajadores desprestigian a España. También aseguran lo mismo (como si semejante aseveración fuera la idea-fuerza salvífica que los incondicionales del PP hubieran esperado para argumentar lo indefendible, o sea, la política del actual Gobierno) sus afectos, desde el último contertulio hasta el ministro o la ministra más renuente a pensar con su propia cabeza ni con ninguna. Sin embargo, a nadie se le escapa que el creciente desprestigio de España, así en el exterior como en el interior, se alimenta de otras causas y motivos, generados casi todos ellos, por cierto, por la infausta acción social, económica y política del Ejecutivo del que es miembro el señor Fernández precisamente.

Lo que desprestigia a España, pues la empobrece y la regresa a sus peores tiempos en todos los sentidos, es que por la ineptitud del Gobierno se sumen cada día miles de parados a la desesperante lista que ya va por los seis millones; que con dinero público, con el poco que queda, se subvencionen centros educativos privados que separan, como si pertenecieran a especies distintas, a los niños de las niñas en las aulas; que con dinero público, el que financia las televisiones estatales, se vuelvan a televisar sangrientos festejos que repugnan a la sensibilidad mayoritaria; que dos gobiernos regionales se peleen, ofreciendo un cochambroso espectáculo, por laminar las leyes que rigen el país a fin de ofrecer a los bajos fondos el subidón de "Eurovegas"; que el Gobierno acuerde con sus prestamistas extranjeros el despojo de los ahorros de centenares de miles de estafados por la Banca mientras tiende su manto de impunidad, protector, sobre los estafadores; o que se pretenda, merced a una estólida y despiadada concepción de la política, negar la asistencia sanitaria a los extranjeros más pobres.

El desprestigio de España, y en eso se puede coincidir con el señor Fernández Díaz, es evidente. Pero Gordillo y sus jornaleros andariegos, criminalizados hasta el delirio por refrescarse en la piscina de un señorito en los pasados calores, no son, obviamente, la causa.

Eficacia del terror
JUAN CARLOS GIRAUTA ABC Cataluña 24 Agosto 2012

Érase que se era un pequeño país montañoso, mimado por la naturaleza, celoso de sus tradiciones y agraciado por ventajas fiscales que encontraban su origen, curiosamente, en guerras perdidas muchos años atrás. Dado a la gastronomía, guardián de ancestrales juegos como el levantamiento de piedras enormes, el pequeño país, encuadrado en un Reino mayor, elegía a su propio gobierno. Siempre ganaba el mismo grupo, últimamente apartado del poder por ciertas alianzas en su contra.

Durante medio siglo sufrió el Reino los atroces golpes de una banda de asesinos creada y mantenida en nombre del pequeño país y de viejas ideas revolucionarias. A juzgar por su propaganda, extrañamente influyente, los asesinos mataban, amputaban, herían, robaban, amenazaban y extorsionaban por la libertad. En sus demandas de secesión contaban con numerosos apoyos. Muchos habitantes del pequeño país reprobaban los crímenes adoptando formas comprensivas como “esos chicos”, o equiparando su violencia con la legítima del Estado.

Sus bombas y sus balas segaron la vida de casi un millar de hombres, mujeres y niños. Los explosivos estallaron en coches estratégicamente situados, en unos grandes almacenes llenos de clientes, en cuarteles donde los agentes de la ley vivían con sus familias. Las balas buscaron ocasionalmente a miembros del comprensivo partido que ganaba las elecciones desde que las hubo (etapa llamada “democrática”, aunque la presencia del terror impidiera de hecho el libre ejercicio del voto, y que abarcaba más de treinta de los cincuenta años de su triste historia).

Pero los asesinos se encarnizaban con otros grupos, dentro y fuera del pequeño país. Tras larga y feroz matanza de los señalados, –incluyendo familiares, amigos, colegas y gente que pasaba por allí–, la ley por fin los acorraló. En ese punto anunciaron la renuncia al terror. Inmediatamente, uno de los partidos más azotados saludó el acceso a las instituciones de los nuevos “demócratas”. El efímero gobernante López, considerando todo esto un triunfo personal, celebró convocar “las primeras elecciones sin violencia”. Así que con un simple “ya no os mataremos” el Reino había sido derrotado. Hasta tal punto fue eficaz el terror.

La receta liberal
http://refugioliberal.blogspot.com.es/2009/11/la-receta-liberal.html Tarrío  24 Agosto 2012

Escrito el 20 Noviembre 2009, plenamente vigente

A menos de 24 horas de la celebración de las III Jornadas Liberales Galaicas Poder Limitado, ese encuentro anual del libertariado gallego indomable, de las personas incansables en defensa de la Libertad, se imponen ciertas reflexiones:

Vivimos en un momento realmente delicado de la política española. Las viejas recetas intervencionistas, aderezadas con nuestro eterno problema estructural, un sistema perfectamente diseñado para crear y fortalecer las castas políticas parasitarias, están poniendo en jaque a toda la ciudadanía. Cada vez nos resulta más difícil a los ciudadanos esquivar la acción del Estado. Poco a poco, y sin las otrora ruidosas y burdas técnicas del socialismo primitivo, el Estado va creciendo y apropiándose de parcelas exclusivas del ámbito privado e individual. En España resulta una odisea:

- Participar en la política desde la sociedad civil.
- Educar a nuestros hijos para que gocen de una preparación profesional mínima que les permita competir en el mercado laboral.
- Crear una empresa.
- Ahorrar (por la voracidad impositiva del Estado, las CCAA y los Ayuntamientos)
- Esquivar la jungla de leyes, reglamentos y normativas que pretende imponernos cómo hablar, pensar, comer, mantener relaciones sexuales, en qué creer, qué valor darle a la vida, a la muerte...

Padecemos, además, un sistema político corrupto hasta la náusea. Y no me refiero a casos de corrupción, esto es, políticos que se aprovechan de sus cargos públicos para llenarse los bolsillos personalmente o a través de familiares, amigos o las propias formaciones políticas. Me refiero a la corrupción moral y política de nuestra casta de representantes.

En la política española nadie habla claro, presos unos de lo políticamente correcto, otros de las ansias de poder, y otros, sencillamente, porque están absolutamente vacíos de ideas, valores y proyectos.

Partidos convertidos en gigantes burocráticos que aplastan al discrepante. Partidos centrados en llegar al poder al precio que sea. Partidos sin conexión con la sociedad civil más allá de agitarlos en los momentos previos a las elecciones. Partidos en los que no existe la meritocracia, al menos en el sentido clásico de seleccionar a los mejores. Aquí se trata de "hacer méritos" para llegar al cargo, no de llegar al cargo por tener capacidades reconocidas.

Tenemos un Parlamento en el que los debates se celebran en los pasillos, despachos o bares de las cercanías de la Carrera de San Jerónimo. Mejor dicho, no tenemos Parlamento, tenemos un gran mercado de votos, dinero y prebendas políticas. En España poco importa si lo que se debate es o no adecuado para el progreso de la nación, de los ciudadanos. Lo que importa es la aritmética, el cambalache, el pasteleo, el ¿qué hay de lo mío? El Parlamento es humo, un lugar donde los democristianos pueden apoyar una ley abortista y los supuestos liberales un plan de rescate de la banca con dinero público o un despilfarro en subvenciones/limosnas de 400 euros. Un parlamento donde los socialistas votan la privatización de las funciones propias del ejército y apoyan a la banca, y los comunistas piden ¡transparencia y memoria histórica!. Todo vale.

Sufrimos, además, una justicia lenta, ineficiente y politizada. Carente de medios materiales y personales y sobrante de política y designación de cargos con obligaciones debidas. Una justicia que, una y otra vez, ha dejado sin amparo a los ciudadanos, que ven cómo se puede salir impune de estafas millonarias, de estafas empresariales con cierres de medios de comunicación, cómo se puede ver indultados a miembros de gobiernos condenados por secuestros y malversación de fondos públicos. Una justicia que mide con diferente rasero a quien nada tiene y a quien todo calla. Una justicia que se pone de perfil mientras el Estado obliga a los ciudadanos a "reeducarse" según los cánones que la casta política decida.

Y, por último, España se convierte a marchas forzadas (esto es, dirigidas) en una nación de incultos, de jóvenes que pueden recitar las alineaciones del Barça o el Madrid, o los concursantes del reality de turno, pero que son incapaces de distinguir entre el comunismo y el capitalismo, que conocen "Gran Hermano" pero no saben quién era Orwell. Una sociedad de futuros subsidiados que necesitarán del Estado para poder sobrevivir porque están demasiado acostumbrados a que piensen por ellos, trabajen por ellos, cobren por ellos...y esta generación será la encargada de gestionar España en 20 años: hospitales, juzgados, policías, políticos...reflexionen sobre ello.

Pues bien, con todo este panorama se hace necesario reinvindicar, alto y claro, nuestra receta, la receta liberal. Tenemos la obligación moral de recordar en cualquier foro, lugar, ante cualquier persona, personaje o institución que la única vía para que la nación salga adelante es la de la defensa de la Libertad en todos sus campos. Defender la premisa de que cada uno ha de ser responsable de sus elecciones libremente adoptadas, que cada persona es dueña de su destino y de su vida, de su propiedad, de su libertad. Que la política no es sólo el ejercicio profesional de un cargo público. La política es sociedad civil, es ciudadanía. Que el Estado ha de limitarse a mantener el orden y a garantizar que los derechos individuales se respeten, a garantizar la posibilidad de esa libre elección, creando espacios de libertad, no apropiándosela.

Es necesario repetir hasta la saciedad que la democracia no es partitocracia. Que los partidos no pueden suplantar a la sociedad, sino representarla y abrirle la vía para que se pueda expresar a través de ellos. Que no habrá democracia real mientras no exista democracia real en la elección de nuestros representantes. Sin listas cerradas, sin avales previos, sin votaciones a mano alzada, sin jerarquías ni lealtades inquebrantables. La política debe fluir de abajo (la ciudadanía) hacia arriba (las instituciones).

Defendamos la independencia judicial, la elección de los magistrados del Supremo por los propios magistrados, sin injerencias políticas. O se cree en el Poder Judicial o no se cree. Defendamos que en democracia EL CONSENSO HA DE SER LA EXCEPCIÓN, que éste ha de imperar en ciertas materias de Estado como Educación o Defensa (en las que ahora no existe) y ha de evitarse en la contienda política diaria. Porque la democracia es discusión, es dialéctica, es convencer a los demás de que tu opción es la mejor, ganando las elecciones y poniendo en práctica el programa que han elegido los ciudadanos en ese momento. Pero admitiendo siempre que la alternancia es un ejercicio de higiene democrática, precisamente la esencia de la democracia: cambiar de gobernantes sin violencia o derramamiento de sangre.

La aceptación de la alternancia política es la otra cara de la aceptación de la división de poderes: nadie puede apropiarse del Estado y legislar para perpetuarse en el poder. Y ahí precisamente entra en juego la división de poderes, el control judicial, la limitación del poder. La confusión de poderes, la extensión de las mayorías parlamentarias a los órganos de control independientes, la búsqueda del consenso como norma general, todo ello conduce, más temprano que tarde, a una partitocracia que degenerará, indefectiblemente, en la dictadura de lo políticamente correcto primero, y en la simple y dura dictadura después, por mucha democracia formal que aparentemente exista.

Nunca la Libertad está garantizada. Es consustancial al ser humano recortar las libertades de los demás en beneficio propio. Es algo inherente al poder, y por extensión a la mayor representación de éste, el Estado. Por eso es tan necesario establecer mecanismos de control, contrapesos que limiten el poder. Por eso es necesario reivindicar, una vez más, que no hay libertad sin separación de poderes, sin un legislativo que fiscalice y controle al ejecutivo, sin un poder judicial independiente que no tenga reparos en procesar y juzgar a quienes abusen de poder.

Pero esta división de poderes, insisto, debe alcanzar también, y por idénticos motivos, a los partidos políticos, que deben diseñarse para que exista un claro equilibrio entre una jerarquía que garantice su funcionamiento como organización, y un mecanismo que permita el control y la fiscalización de la actuación de los órganos ejecutivos de las formaciones políticas por parte de sus afiliados. Y no se me ocurre otro método mejor que abrir a la militancia de los partidos la elección de sus líderes mediante unas elecciones primarias en igualdad de condiciones para todos aquellos que quieran dirigir las organizaciones. Unas elecciones internas que permitan a los militantes conocer de primera mano qué valores y qué proyectos y prioridades tienen sus candidatos antes de darles la confianza y no esperar a ver "cómo sale" el candidato una vez que ya esté elegido por el aparato.

El complemento a todo lo anterior es adoptar para el sistema español el mecanismo de listas abiertas en las elecciones, en las que los ciudadanos puedan votar a los políticos en función del trabajo que realicen, de su honradez personal y profesional y de si se sienten o no representados por ellos. Si a todo esto le añadiéramos un sistema que garantice la gobernabilidad al partido más votado, estaríamos avanzando hacia una democracia de verdad, y dejando a un lado la senda actual de España: la democracia dictatorial. Existe otro camino al de la servidumbre, el camino de la Libertad

Menos CC.AA.

Manuel Molares do Val Periodista Digital 24 Agosto 2012

Mariano Rajoy se verá obligado por Bruselas a reducirle competencias y gastos corrientes a las autonomías, acción facilitada por el creciente rechazo popular a esas instituciones, como señala la última encuesta del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS).

Todo se debe a que la crisis económica es incontrolable, y la cirugía de hierro aplicada hasta ahora parece insuficiente para revertirla.

España debe pedir el rescate, pero Rajoy ya lo inició al llegar al poder: aumento del IRPF, reducción de salarios públicos, flexibilización laboral, menos inversiones en enseñanza, aumento de tasas sanitarias, aumento del IVA, copago farmacéutico, promesa de imponer rápidamente la jubilación a los 67 años.

Es posible que pronto le reduzcan entre un diez y un veinte por ciento los ingresos a los pensionistas, como hicieron en Grecia, Portugal e Irlanda, a los que España destina un 9,5% de su PIB, según el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Los ciudadanos señalan a los políticos y su sobreabundancia el principal problema nacional, tras el desempleo, y por delante del terrorismo, reseña otra encuesta del CIS, previa a la que parece desear desmantelar en gran medida el Estado autonómico y parte del llamado del bienestar.

Desde 1985, nunca se había dado el caso, como ahora, de que el 22 por ciento de los españoles desee la recentralización del Estado, cinco puntos más que hace un año, mientras que un 17 por ciento más desea que se recorten las atribuciones autonómicas.

Los que apoyan el modelo actual han caído doce puntos en los últimos dos años, y 23 desde el año del máximo respaldo, 2006: la inflexión se produce tras el nuevo Estatuto de Cataluña.

Por exigir demasiado algunas, y gastar demasiado unas y otras, todas las CC.AA. deberán apretarse el cinturón: de seguridad.

Bilingües
MIQUEL PORTA PERALES ABC Cataluña 24 Agosto 2012

Nada mejor que la realidad para desvelar las falacias de la inmersión lingüística que impulsa el nacionalismo catalán. Y para ello, les aconsejo la lectura del libro que Mercè Vilarrubias acaba de publicar con el título de Sumar y no restar. Razones para introducir una educación bilingüe en Cataluña.

¿Qué nos dice nuestra profesora de inglés en la Escuela Oficial de Idiomas de Barcelona? Que el modelo de inmersión lingüística impuesto en Cataluña constituye la excepción -el hecho diferencial, supongo- en una Europa en que predomina una doble red escolar que utiliza la lengua vehicular elegida por los padres. Ahí está Gales con el inglés y el galés, Eslovaquia con el eslovaco y el húngaro, Finlandia con el finés y el sueco o Andorra con el catalán, el castellano y el francés.

El nacionalismo catalán, que alguna vez se ha inspirado en Gales, Eslovaquia, Finlandia o Andorra, ¿por qué no mira a esos países para diseñar la política lingüística? Prosigo. La doble red escolar -como asegura el nacionalismo lingüístico catalán-, ¿ha quebrado la cohesión de esos países? No. Siendo ello así, ¿por qué dicha cohesión se quebraría en Cataluña? Lo cierto -como afirma la autora- es que la educación bilingüe -la autora es partidaria del bilingüismo en la escuela- satisface las necesidades de comunicación de los alumnos. ¿O es que en Cataluña el catalán y el castellano no son necesarios en la vida personal y profesional del ciudadano? "Sumar y no restar", reza el título del libro.

Llegados aquí, ¿por qué el nacionalismo catalán -de derecha e izquierda- insiste en la deriva monolingüe? Mercè Vilarrubias responde: la inmersión lingüística en lengua catalana no busca la competencia lingüística del alumno, sino que está al servicio de un proyecto político nacionalista. Lo curioso del caso -añado- es que la inmersión perjudica al alumno y al nacionalismo. Al alumno, porque limita sus habilidades. Al nacionalismo, porque lo asocia a una concepción autoritaria del hacer político. Mal vamos.

El origen más remoto del español se encuentra en Turquía, hace 9.000 años
Esta hipótesis sobre el origen del indoeuropeo es señalada en una investigación de la revista «Science»
JOSÉ GRAU / MADRID ABC 24 Agosto 2012

Hay dos hipótesis que compiten para explicar dónde, cuándo y cómo se expandió la primera lengua indoeuropea, si es que se puede hablar con propiedad de la «primera lengua indoeuropea». La explicación convencional, y probablemente más admitida hasta ahora, sitúa la raíz madre del indoeuropeo hace unos 6.000 años en la zona esteparia entre la Europa suroriental y el Asia central. Una versión alternativa es que el «protoindogermánico» o «protoindoeuropeo» nació no muy lejos de allí, en Anatolia, en la actual Turquía, junto al mar Negro, y que se expandió con el desarrollo de la agricultura (aunque no solo por este motivo) entre el 8000 y el 9000 antes de Jesucristo. Es decir, en la misma época en que las mejores cronologías bíblicas nos dicen que vivieron Caín y Abel, y mucho antes de la llegada de nuestro padre Abraham a la Tierra Prometida (en torno al 1850 antes de Cristo).

La segunda hipótesis del origen del indoeuropeo (en Anatolia y hace entre 8.000 y 9.000 años) es la que ahora apuntala una investigación que publica la revista especializada «Science» en su último número.

El español, como el inglés, el francés, el alemán, el ruso, el polaco, el persa, el hindi..., y también lenguas antiguas como el latín clásico, el griego clásico, el sánscrito..., todas ellas, son lenguas indoeuropeas, una de las familias más prolíficas del mundo, que en sus versiones modificadas actuales se habla en puntos tan distantes como Islandia de Ceilán.

La «protolengua»
Lo que llamamos indoeuropeo es una «protolengua», una lengua no documentada, una hipótesis con la que se explica el origen de otros idiomas.

Cuando los británicos se asentaron en la India, durante el siglo XVIII, observaron certeramente el parentesco entre el habla de allí y las lenguas occidentales. Por ejemplo, especialmente similares encontraron los nombres de los números, que eran palabras de uso muy frecuente en el comercio. Las designaciones indias «asta» y «nava», parecían calcos del latín «octo», «novem», o al revés. Concluyeron estos británicos, también acertadamente, que esos parecidos no podían ser un mero producto del azar.

En el siglo XIX ya se establecieron comparaciones más fiables en Europa, a la que llegaban manuscritos de distintas lenguas. Empezaron a hacerse estudios serios comparativos del hindi, el latín, el griego, las lenguas eslavas, el armenio, etc. Nació la gramática comparada, y más en concreto la indoeuropeística, que en España, actualmente, cultiva el profesor Francisco Rodríguez Adrados.

El modelo de Bayes
Volviendo a la revista «Science». Los autores del artículo en cuestión han empleado métodos estadísticos de inferencia del matemático Thomas Bayes, técnicas de la «filogeografía» (el estudio de los procesos responsables de la distribución geográfica de los individuos) y de la «filogenética» (distribución geográfica según modelos asociados con la procedencia genética). Al cóctel anterior han añadido el vocabulario básico de 103 lenguas antiguas y modernas indogermánicas.

Con ello, y la adecuada elaboración, evidencian el modelo de expansión de las familias de las lenguas indoeuropeas y hallan indicios decisivos que sitúan al indoeuropeo en Anatolia en un momento que casa con la expansión de la agricultura (entre el 8000 y el 9000 antes de Jesucristo). Según los autores del trabajo, sus resultados ponen de manifiesto el papel crucial que la inferencia «filogeográfica» puede jugar para resolver debates sobre la prehistoria.

El método que han adoptado Remco Bouckaert, de la Universidad de Auckland, en Nueva Zelanda, junto a Philippe Lemey, Michael Dunn y otros colegas (que son los que firman el artículo de «Science»), ya se emplea en la biología evolutiva para establecer familias genéticas basadas en similitudes de ADN, o para rastrear el origen en la expansión de un virus.

La novedad de este artículo de «Science» es que en lugar de comparar especies, los autores han comparado lenguas indoeuropeas, y en lugar de ADN, han buscado palabras afines, con una raíz etimológica común, como «mother» en inglés, «Mutter» en alemán y «madre» en español.

Información espacial
Bouckaert y compañeros concluyen su artículo en estos prometedores términos: «La ‘filogenética’ de la lengua proporciona conocimiento en profundidad de la historia cultural de sus hablantes. Nuestro análisis de las lenguas indoeuropeas antiguas y contemporáneas muestra que esos conocimientos se pueden hacer incluso más poderosos incorporando de forma explícita información espacial».

Últimamente se habla mucho de la importancia de trabajar en equipo, especialistas de distintas disciplinas, para llegar a buenos resultados. Esta investigación sobre el origen del indoeuropeo va en esa línea, la de la multidisciplinariedad.

«La lingüística ‘filogeográfica’ nos capacita para situar la historia cultural en el espacio y en el tiempo. De esta manera, nos proporciona un marco analítico riguroso para la síntesis de los datos culturales, genéticos y culturales», se subraya.


******************* Sección "bilingüe" ***********************
Es el modelo, estúpidos.

Francisco Muro de Iscar Periodista Digital 24 Agosto 2012

MADRID, 23 (OTR/PRESS)

Se puede inventar el futuro, pero bastaría con que eligieran uno, nos lo contaran y lo aplicaran. A lo mejor lo tienen, pero los ciudadanos no nos hemos enterado todavía. El del programa electoral no es, desde luego, pero el aplicado hasta ahora parece más fruto de la improvisación permanente, incluso del desconcierto diario, que de un objetivo nos lleve alguna parte. Y sin modelo, sin "plan de negocio", sin "hoja de ruta" no hay nada que hacer. No hablo sólo del Gobierno porque la oposición -desaparecida también antes de las vacaciones, todavía veraneando y con pinta de suspender en septiembre- tampoco tiene ni la más remota idea de qué hacer con este país. Excepción hecha, eso sí, de los nacionalistas e independentistas vascos -que lo tienen muy claro- y de los catalanes -que lo tienen menos, pero que van a tensar la cuerda-.

¿Qué país queremos tener dentro de tres años o de cinco o de diez? ¿El que hagamos entre todos -al estilo de lo que fueron los Pactos de La Moncloa- o el que nos impongan los mercados? Para cambiar la presión de los mercados hay que poner el país a trabajar con un modelo claro y, a ser posible, pactado con los agentes políticos y sociales. Un modelo productivo porque este no es, no puede ser sólo, un país de servicios y no hay un modelo industrial ni mucho menos un modelo energético, con el espectáculo de dos ministros peleados y sin que nadie ponga orden.

Y un modelo de Estado, que incluya la racionalización de la máquina estatal y autonómica -ojo, racionalizar no significa eliminar sino hacer eficiente lo que no funciona, lo que está duplicado, lo que es superfluo o lo que es nocivo- y que afronte el problema con el que nos vamos a enfrentar en octubre: las elecciones en el País Vasco y la cuestión catalana. ¿Qué piensa hacer el Gobierno si Bildu y el PNV, con su previsible mayoría absoluta y el hundimiento del PSOE, plantean la secesión del Estado? ¿Qué hará con las víctimas si sucede esto y su seguridad corre grave peligro? ¿Y qué hará el Gobierno de España si, subidos a esa corriente, Cataluña hace lo propio? ¿Para cuándo el pacto al menos con el PSOE.

Además, está el modelo financiero, con una reforma que no acaba de completarse, el modelo sociolaboral que recorta derechos, no crea empleo ni resuelve los problemas sociales sino todo lo contrario. Y, sobre todo, el modelo educativo sin cuya reforma a fondo este país no tendrá nunca futuro. Y algo más, tan importante por lo menos que lo anterior: una reforma moral, un modelo ético, con normas y castigos para los corruptos, que devuelva la confianza de los ciudadanos en la clase política, que impida la larga mano de tantos y que permita exigir a todos un comportamiento honesto y honrado. Claro que el problema "es la economía, estúpidos", pero también el modelo de país, el que no tenemos, el que no tienen.

Otoño caliente para los vascos y triste para toda España

Pascual Tamburri El Semanal Digital 24 Agosto 2012

El presidente regional vasco, Patxi López, ha adelantado las elecciones autonómicas en provecho del PSOE. Ocho años de sumisión a la ETA han llevado a la banda a un gran momento electoral.

Es difícil decir más cosas falsas (antes llamadas mentiras) en un solo párrafo. Patxi López ha asegurado que "ha llegado el momento" de convocar elecciones en el País Vasco, afirmando "pensar solo en los intereses de la ciudadanía vasca". Además, ha manifestado que el gobierno regional, nacido del PSOE con apoyo del PP de Antonio Basagoiti, ha concluido los compromisos que había asumido y es hora de "renovar un nuevo contrato con la ciudadanía".

El PSOE vasco –el PSOE de Pablo Iglesias, vaya, que ni era nacionalista ni hablaba vasco, naturalmente- quiere llegar a las urnas el 21 de octubre con la medalla puesta de haber conseguido "acabar con la violencia", y sin cargar con las culpas del mal funcionamiento de la Administración (ya que siempre se podrá decir que sólo la han controlado 3 de los 33 años de autonomía, siendo el resto nacionalistas), ni de la crisis económica (ya que, aunque la montó Zapatero, más de seis meses de Mariano Rajoy hacen pensar ya a muchos, y sobre todo a ciertos medios sectarios de comunicación, que la crisis es del PP) .

La verdad es que el "lendakari de la paz" se había quedado sin más salidas que las elecciones. Tras haber roto con el PP –la cuestión es cómo llegó a pactar algo, y qué- el PSE-PSOE no tenía ni de lejos la mayoría necesaria. Bien, elecciones; pero con este sistema y en estas circunstancias ni siquiera López puede ignorar que unas elecciones implican su salida del poder y la entrega de éste al PNV en un "buen" caso y a los batasunos según las variantes. Las encuestas son así.

López convoca sabiendo que el PSOE vasco se hunde, y prefiere que se vote antes de que el hundimiento termine. No lo hace pues por necesidad de los vascos sino por conveniencia de su partido, que si ahora es poco mañana puede no ser nada. Convoca sabiendo que el PNV sube, pero que no lo hace lo bastante para gobernar en solitario. Urkullu se mete en un berenjenal en el que tanto López como sobre todo Basagoiti esperan salir como socios de una coalición; pero nadie ha pensado que los votos que más les duele perder a los nacionalistas son los de sus hermanos y sobrinos abertzales, los que van a ir a Bildu, o sea a ETA se llame como se llame. La alternativa más valiente, pero nada improbable, es que el PNV pacte con sus rivales de la izquierda abertzale (donde ahora mismo, de todos modos, están los náufragos de EA y de Aralar, así que hay gente que se puede invitar a casa y con la que se encuentran en Misa y así). ¿Y entonces qué? ¿Frente Nacionalista con mayoría absoluta y programa soberanista? ¿Gracias a López?

Bueno, en todo caso no sólo gracias a López. El momento es triste porque ETA va a estar en las elecciones. No sólo con "su" sigla, sigo además como argumento falaz en muchas bocas. ETA y su "tregua" deberían ser algo de lo que ni se hablase en la prensa nacional. La única manera aceptable para España de que termine la banda de asesinos y es con todos ellos en cárcel cumpliendo condena y una entrega final de las armas y medios. Sólo entonces, y muy limitadamente, podría llegar la clemencia para los arrepentidos. Todo lo anterior es hacer concesiones que no tendrán fruto. Esto no es, obviamente para quien sepa algo de historia, Escocia, ni Irlanda. Pero tampoco es Kosovo, salvo en la medida en que es una región parte de una nación única e indivisible. ¿Gracias a López? Bueno, sí, y a su egoísmo, y a su miopía, y a las de algunos más.

El disputado voto de la derecha vasca y española
Particularmente angustiosa va a ser la convocatoria para la derecha sociológica (y la derecha social también). El PNV de Iñigo Urkullu se acercará pidiéndoles el voto (útil) agitando el espectro de una victoria batasuna y de un gobierno rojo; horizonte desde luego probable, pero que nada se ha hecho por impedir en tres décadas de gobierno jeltzale. El PSOE de Patxi López pedirá el voto (útil) en su calidad, hasta ahora, de primera fuerza no nacionalista, y de primer gobierno no abertzale; pero es que ya se ha demostrado en el experimento que lo mismo da un López que un Arzallus, y si me apuran con Arzallus se hacía algo con sentido y lo hacía gente con estudios. La UPyD de Rosa Díez pedirá esos votos en nombre de la unidad nacional, olvidando tanto que ella misma ya fue consejera de ese gobierno como que esas personas no pueden votar alegremente a favor del aborto, la eutanasia y así. Y naturalmente el PP de Antonio Basagoiti pedirá el mismo voto útil, sin ninguna concesión, dando por sentado que esos votos van a ir al PP sí o sí, una vez más, y que la campaña puede orientarse a rascar votos de PSOE y PNV, por distintas vías. Y se equivocan un poco todos: porque la derecha española en el Norte no sólo existe, sino que está cansada de que la usen el día de las votaciones y se olviden de lo prometido, programado o sugerido los siguientes cuatro años. Es verdad que nadie está en condiciones de representarla, porque los intentos que se ven oscilan de lo patético a lo conocido y de lo lamentable a lo despreciable. Pero hasta que alguien sea de verdad leal a esos hombres y mujeres, puede encontrarse que su decepción alimenta la abstención. Total, hasta ahora ya se ha visto que da igual o hasta es peor. Cambien ustedes eso. 

Ofensivo, sí, pero para las víctimas
EDITORIAL Libertad Digital 24 Agosto 2012

En la tarde de este jueves, poco después de que las principales asociaciones de víctimas del terrorismo diesen un paso adelante y convocasen diferentes movilizaciones contra la excarcelación del etarra Bolinaga, demostrando así que su enfado con el Gobierno es mayúsculo, el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, dio respuesta a las críticas en una comparecencia de prensa francamente desafortunada.

En un tono desabrido y por momentos incluso agresivo, Fernández profirió duras palabras y, en línea con la estrategia que otros miembros del Gobierno y destacados líderes del PP vienen manteniendo, señaló que al Ejecutivo no le quedaba otro remedio que conceder el tercer grado al asesino de tres guardias civiles y torturador de Ortega Lara.

El argumento es cuando menos falaz. Como ya se ha comentado hasta la saciedad, la ley permite pero no impone la excarcelación: "Los penados enfermos muy graves con padecimientos incurables (...) podrán ser clasificados en tercer grado por razones humanitarias y de dignidad personal", dice el punto 4 del artículo 104 del Reglamento Penitenciario.

No habría, por tanto, prevaricación alguna si se decidiera mantener a Bolinaga en prisión. Fernández Díaz tiene derecho a sentirse ofendido con los que dudan de su política antiterrorista, pero no verdaderas razones que sustenten esa indignación. En cambio, quienes sí tienen derecho a sentirse engañadas, indignadas, traicionadas y, en suma, ofendidas son unas víctimas que ven cómo, sin moverse un milímetro de sus posiciones, el PP está cada vez más lejos de ellas.

Tan común es este sentimiento, que la AVT y Voces contra el Terrorismo han anunciado movilizaciones, y varias víctimas se han mostrado dispuestas a declararse en huelga de hambre si el criminal Bolinaga sale de la cárcel.

No serán éstas movilizaciones unitarias, como a todos nos gustaría, pero sí reflejarán una inquietud que es la de la inmensa mayoría de las víctimas... y la de una parte importante de la sociedad: el convencimiento de que, por un pacto explícito o por inextricables e inexplicadas razones sobrevenidas, el PP está siguiendo con relación a ETA la misma política que Zapatero y Rubalcaba.

El ministro puede enfadarse, sentirse ofendido o incluso hacer afirmaciones tan lamentables y peligrosas como ésta: "Quienes dudan del Gobierno están beneficiando la estrategia de ETA"; pero, viendo a los asesinos celebrar sus éxitos y salir de las cárceles, y a los partidos que los representan presentarse sin problemas a las elecciones, lo normal es pensar que son esas decisiones lo que favorece la estrategia de los terroristas y sus terminales políticos.

Efectivamente, hay razones para la indignación, pero no las tiene el ministro Fernández, sino aquellos que han visto cómo entregaban parte de sus vidas o perdían a un ser querido en una guerra que ahora el Gobierno parece dar por perdida, así como todos los que creemos que el Estado debe aplicar la ley, sí, pero no para favorecer a asesinos y secuestradores, sino para cercarlos e impedir que alcancen sus objetivos

¿Imperio de la Ley? No, solo cobardía
Vicente A. C. M. Periodista Digital 24 Agosto 2012

Nadie puede negar que el Gobierno de Rajoy, desde que accedió al poder, ha seguido en el tema anti terrorista la hoja de ruta marcada por Zapatero y Rubalcaba. Una hoja de ruta que coincide perfectamente con las exigencias de ETA en su comunicado del 21 de octubre del año pasado, tras el vergonzoso informe de aquellos payasos de los intermediarios internacionales que se reunieron en Ayete. Una hoja de ruta que recoge la rendición del Estado de derecho ante ETA en las actas de las reuniones que el PSE de Patxi López mantuvo con los etarras.

Así que el teatral "enfado" del Ministro de Interior Fernández Díaz, resulta indignante y de un cinismo extremo. Hay que tener la conciencia muy laxa o nula para decir que su actuación en la concesión del tercer grado al asesino etarra, secuestrador y torturador de Ortega Lara, ha sido motivada por "el imperio de la Ley" y de no haberlo hecho, podría haberse incurrido en "prevaricación". Falso de toda falsedad y mezquino acudir como excusa a una Ley que si tiene algo es que especifica la no obligatoriedad de conceder el tercer grado, dejándolo como una simple posibilidad. ¿Dónde está ese Imperio de la Ley?

Entre las voces que han criticado esta incomprensible actuación favorable a los intereses de ETA y sus objetivos políticos, está la de la Presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, cuyas declaraciones son contundentes y abundan en la alternativa legal de haber dejado en prisión hasta el final a este asesino. Una corroboración de que la acción del juez de la Audiencia Nacional, Pedraz, cuyo historial y actuaciones son de sobra conocidas por su marcado sectarismo "progresista", ha propiciado una excusa oportuna a un Gobierno acobardado ante una ETA que ni se ha rendido, ni ha entregado las armas, ni mucho menos se ha arrepentido de sus asesinatos terroristas y cobardes.

Muchos nos preguntamos, sobre todo las víctimas de ETA, si el incomprensible comportamiento del PP y del Gobierno de Rajoy responde a que esté sometido a un chantaje tal que le haya forzado a renunciar a la esencia de sus convicciones respecto al terrorismo. O quizás sea solo una actitud pragmática no exenta de cobardía ante lo que ya parecen hechos consumados. Unos hechos que comenzaron el día en que ETA volvió a las Instituciones democráticas de la mano de un Tribunal Constitucional politizado y dominado por "progresistas" fieles servidores del PSOE.

El enfado del Ministro es irrelevante y lo que debe explicar, que no la ha hecho, es por qué han decidido tomar la alternativa más favorable a ETA y no la otra que le permite la misma Ley a la que alude. Su reacción airada solo demuestra que las críticas han dado en la diana y le han dejado desnudo ante la opinión pública. Y claro, la desnudez muestra todas las vergüenzas de quien se esconde bajo ricos ropajes de falsa dignidad.

Las víctimas tienen todo el derecho a manifestar su rechazo y su indignación ante estas actuaciones tan mezquinas y de una vileza sin límite. Su demanda de Justicia es un clamor que los españoles debemos apoyar sin vacilación. Siempre estaremos al lado de las víctimas y contra aquellos que quieren silenciarlas y rendirse a sus asesinos. La suelta de este y otros presos etarras es una traición y no una exigencia de la Ley. Al contrario, la Ley ha sido hasta hace poco demasiado comprensiva y blanda con los asesinos, concediendo beneficios penitenciarios por causas tan diversas como cursar y aprobar carreras en Universidades de ideología simpatizante con el movimiento terrorista.

Por muchas razones este Gobierno ha traicionado la confianza de millones de ciudadanos, tanto en el camino emprendido para solucionar la crisis económica, como en la "solución" del "final de ETA". Yo simplemente califico esas actitudes como cobardía. Cobardía a afrontar los problemas reales del sistema partitocrático que tenemos en desgracia de padecer con la super inflación administrativa. Cobardía en la actitud de resignación y de rendición ante la ETA y su brazo político. Una cobardía que van a pagar en pocos días en las elecciones autonómicas de El País Vasco y de Galicia. pero a mí. lo que le pase al PP me importa un bledo, pero sí que me importa lo que le pase a España. Como español, no debemos permitir que esa cobardía sea la que nos arrastre al abismo.

Si quieres que las cosas cambien, no puedes permanecer pasivo.

Evitar la hecatombe
Iñaki Zaragüeta La Razón 24 Agosto 2012

Lo peor es que algunos lo piensan como candidato idóneo del PSOE para presidente del Gobierno de España. Me refiero a Patxi López, que se ha visto obligado a promulgar un adelanto electoral para evitar que el batacazo electoral socialista se convirtiera en hecatombe. Quienes así le proyectan, deberían explicarnos qué aportación desprende su gestión vasca para España. Su gran conquista, según propias palabras, se centra en que ETA haya dejado de matar. ¡Eso quisiera él! Que la banda haya abandonado definitivamente la extorsión y el terror y que su nueva ruta se la hubiera marcado él. ETA no se ha disuelto ni ha entregado las armas y su «pacifista» decisión se debe al acoso de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, como factor principal, y al triunfo coyuntural del sector etarra de cierta edad sobre los jóvenes de que se avanzaría más en las conquistas desde las moquetas institucionales.

Por tanto, de lo que presume el actual lendakari, está por ver. Lo comprobado es que, gracias a su política de confraternización con el el entorno radical tras ser evangelizado por su mentor Eguiguren, el entorno de ETA gobierna ya una provincia de Euskadi y sus perspectivas electorales son extraordinarias. Tanto, que para su partido las querrían los socialistas. De ahí que el discurso de P. L., más que un balance, desprende arrogancia –sus afirmaciones no puede sostenerlas– y, ya se sabe, la arrogancia conlleva mucha dosis de debilidad. La única ilusión que le queda, por tener algo con lo que soñar, sería un Gobierno de coalición con el PNV, pero ni el PNV es aquel de 1986 ni López es Txiki Benegas. Al contrario, está a años luz. Así es la vida.

Euskadi, alarma preventiva.
Charo Zarzalejos Periodista Digital 24 Agosto 2012

MADRID, 23 (OTR/PRESS)

Las próximas elecciones vascas son un acontecimiento político realmente importante. La campaña y las propias elecciones se celebraran en momentos claves para el futuro económico más inmediato de España, en medio de lo que se prevé como "otoño caliente" y con unas encuestas que, de manera sistemática, nos dicen que va a ganar el PNV pero con Bildu rozándole los talones. El PSE va a bajar considerablemente -según las encuestas- y el PP se mantendrá en sus actuales posiciones.

Si esto se cumple, que se cumplirá, es obvio que el Parlamento vasco tendrá una contundente mayoría nacionalista formada por Bildu y PNV, sin que se pueda afirmar con rigor que ambos son la misma cosa. En todo caso esta circunstancia, la de la mayoría nacionalista ha levantado, en algunos sectores, toda clase de alarmas según las cuales, el País Vasco camina inexorablemente a la secesión. Creo que se trata de una alarma preventiva.

No es la primera vez que esto ocurre. En 1999 la izquierda abertzale, que concurrió con la marca Euskal Herritarrok obtuvo nada menos que 14 escaños gracias a los 224.000 votos depositados en las urnas. Ese año, ETA estaba en tregua y el silencio de la banda terrorista, sin duda benefició a la izquierda abertzale. La izquierda abertzale, la que ha callado, cuando no apoyado las atrocidades de ETA ha estado siempre en las elecciones, salvo cuando entró en vigor la Ley de Partidos. No es nuevo que la izquierda abertzale esté en el Parlamento y además obtenga buenos resultados. Y ha estado al mismo tiempo que ETA mataba.

Partiendo de este hecho que conviene no olvidar para no caer en el error de que en estas elecciones se va a producir un hecho "ex novo" si hay que constatar que la izquierda abertzale ha ido subiendo peldaños como se demostró en las elecciones generales en donde lograron 285.000 votos. Soy de las que cree que Bildu va a obtener unos resultados apabullantes pero el PNV le va a ganar la partida si -y esto es importante- logra unos buenos resultados en Alava, territorio muy favorable al PP y en menor medida al PSE.

Si el PNV "pinchara" en Alava no se puede descartar un triunfo, en mi opinión indeseable, de Bildu. Esto puede ocurrir pero no es probable. Lo probable, lo que ya se da por descartado en el País Vasco es que Urkullu será el próximo lehendakari y como nacionalista que es hablará de nuevo marco político, hará algún arrumaco a Bildu pero poco más. El PNV es un partido soberanista pero no suicida y Urkullu sabe que aliarse con Bildu sería el suicidio político de su partido. No lo va a hacer.

Se va a dedicar, sobre todo, a aquello que la gente en el País Vasco valora: buena gestión aunque suponga subir impuestos, buena calidad de vida y a garantizar el "confort" tan interiorizado por la ciudadanía vasca con independencia de su ideología e incluso de su posición social. Es seguro también que si Urkullu gana se hablará de autogobierno, de nuevo esquema de relaciones con Madrid pero Urkullu no va a presentar un Plan Ibarretxe ni se va a prestar a declaraciones unilaterales de independencia. Jugará con conceptos soberanistas, dará más de un titular pero poco más y esto en el País Vasco ya lo hemos visto.

Y es que en el País Vasco ya lo tenemos todo visto. Hemos visto toda clase de pactos y alianzas. Hemos visto a Arzalluz en la calle Génova. Hemos visto muertos en la calle mientras Batasuna seguía tomando txiquitos y además estaba en el Parlamento. Hemos visto los cariños del PSOE hacia Josu Jon Imaz. Hemos visto a ETA matando y dejando de matar. Hemos visto excarcelaciones y acercamientos de presos casi masivos. Hemos visto todo y por su orden. Lo único que no habíamos visto nunca era a una ETA tres años sin dar un tiro y un eventual, aunque no probable, triunfo de Bildu. Solo si Laura Mintegui, candidata de Bildu, llega a Ajuria Enea cabria hablar de situación inédita y realmente preocupante. Lo demás, ya lo hemos visto.

Derroches autonómicos: País Vasco
País Vasco: 25 millones para el euskera pese a la crisis
El PSE destina 11; el PNV, 9,4; Bildu, 4 y el PP no llega a uno
F. Cancio La Razón 24 Agosto 2012

MADRID- En plena crisis, con más de 150.000 parados en la comunidad vasca y con críticas a los recortes, tanto el Ejecutivo de Patxi López como los de Guipúzcoa, San Sebastián, Vizcaya y Álava no tienen problemas en derrochar millones de euros en fomentar el euskera.

El caso más llamativo –y el más cuantioso– es el del Gobierno de López, que en lo que va de año ha invertido en una lengua que él mismo tiene que aprender unos 11 millones, cifra que, con seguridad, aumentará. Ha destinado fondos para actividades de todo tipo para fomentar su uso: en los medios de comunicación (4,8 millones), entre la sociedad y en los centros de trabajo privados (3,4), en las entidades locales (1,6), para material escolar (742.500) o para actividades extraescolares (62.180 euros), entre otros. Más los 125.066 que llevan invertidos en tres años para que López lo aprenda.

En el caso de Guipúzcoa, Bildu también tiene claro que hay que apoyar la lengua cooficial. De los cerca de 2,5 millones que, al menos, ha invertido en lo que va de año Martin Garitano, la gran mayoría se incluye en una tanda de ayudas, anunciada el 13 de febrero, para promocionar su uso en la Prensa, los medios audiovisuales, la sociedad, para traducciones.... Son, en total, 2,3 millones. El resto van dirigidas, por ejemplo, a los euskaltegis (centros de enseñanza del euskera), que reciben 46.950 euros, o a los medios de comunicación local, 9.000. Y muchas ayudas para municipios gobernados también por los abertzales, como Villabona, que gastará al menos 5.500 euros. O Zarauz, con 63.000 para impartir cursos, rotular en vasco o traducir los logotipos de empresas y webs. Legazpi, por su parte, gastará 15.700 euros. Astigarraga también entra en esta lista con 14.447 euros, al igual que Aretxabaleta con 4.000.

Mientras, en San Sebastián, donde su alcalde Juan Carlos Izagirre prefiere no construir el Metro o realizar inversiones, la cuantía para normalizar el uso del euskera asciende, hasta ahora, a casi 1,5 millones. La cosa no cambia en la Diputación de Vizcaya, donde gobierna el PNV. Es más, la cuantía de las ayudas se dispara hasta los 9,4 millones para su normalización y para traducciones.

Y es la Diputación de Álava, en manos del PP, la otra cara. Aquí, el importe las ayudas no llegan al millón de euros, aunque destacan municipios en poder de Bildu en los que las partidas destinadas al vasco son, en proporción, muy elevadas. Como en Ayala, donde se gastarán 30.000 euros, o Llodio, que invertirá 43.300 para, entre otros, un curso de euskera para abuelas y abuelos.

López también financia la «arqueología romana vasca por medio de un lenguaje científico-poético»
Parece que, con tal de fomentar el uso del euskera y la cultura vasca, no importa a qué se dedica el dinero que sale de las arcas públicas. Una de las últimas tandas de ayudas destinadas a este fin se dio a conocer el pasado 17 de agosto. Se trata de las subvenciones para «programas o actividades que contribuyan a difundir la cultura vasca fuera del ámbito geográfico del euskera», dotadas con 50.000 euros. Y, entre los agraciados, destacan varios trabajos cuanto menos curiosos. Es el caso del proyecto «Dar a conocer la arqueología romana vasca en Roma por medio de un lenguaje científico-poético» que recibe 1.347 euros, o el denominado «Música vasca sacra en Valencia», que se hace con 612 euros. La «Gira de danza en las Casas Vascas de Rosario (Argentina) y Montevideo (Uruguay)» logra 1.180 euros. El proyecto que más dinero obtiene de todos es la «Plataforma para dar a conocer y promocionar los grupos vascos de música» que este año ha recibido del Ejecutivo de López 11.201 euros. Mientras, un «espectáculo sobre la literatura vasca infantil» en Londres se hace con 8.482 euros y la «presentación de la literatura vasca infantil y juvenil»... en Lérida, con 733 euros.

Fernández Díaz trata de ocultar el grave error con una falsedad

Es falso que el Gobierno hubiera prevaricado denegando el tercer grado a Bolinaga como dice el ministro
Periodista Digital 24 Agosto 2012

Siete víctimas de ETA han anunciado que iniciarán una huelga de hambre frente al Ministerio del Interior si finalmente Uribetxeberria Bolinaga es excarcelado, decisión pendiente de la Audiencia Nacional

Lo explica muy bien el diario El Mundo este viernes 24 agosto 2012 en un editorial titulado 'Interior oculta un grave error tras una falsedad' después de que el día anterior el ministro del Interior Fernández Díaz dijera que "ha sido muy doloroso conceder el tercer grado a Uribetxebarria" y que de no haberlo hecho habría sido "prevaricar":

Lo lamentable es que el Gobierno haya dejado que las cosas lleguen hasta este punto por un error que podía haber evitado con estricto respeto a la legalidad. Así no se vería obligado a justificar y ocultar ese grave error con una falsedad.

Es lo que hizo el ministro del Interior, visiblemente molesto por cierto, al asegurar que al Gobierno le «duele» la decisión, pero que de no haber concedido al recluso el tercer grado habría incurrido en «prevaricación». El delito de prevaricación está perfectamente tipificado y se aplica a las autoridades que toman una decisión injusta a sabiendas.

Ningún juez aceptaría una querella por prevaricación contra un Gobierno por haber realizado una interpretación distinta del artículo 104.4 del Reglamento Penitenciario, que establece que «los penados enfermos muy graves podrán ser clasificados en tercer grado».

Dice «podrán» y no «deberán», lo que significa que no hay un mandato preceptivo, sino facultativo. Bolinaga no ha pedido perdón a las víctimas ni se ha arrepentido, no está en fase terminal, por lo que podría continuar en un hospital penitenciario y existen muchas dudas en torno al informe de los médicos, e incluso al tratamiento recibido.

El padre de Diego Salvà, guardia civil asesinado en el último atentado de ETA, ha dirigido una carta al responsable de Instituciones Penitenciarias en la que cuestiona su argumento para justificar el traslado de la cárcel de León a San Sebastián para su tratamiento oncológico porque había sido operado allí. Antronio Salvà, urólogo de profesión, asegura que en León hay profesionales de la medicina tan preparados como en San Sebastián. «Usted podrá engañar a parte de la población, pero a mí no. El traslado es una cuestión política», concluye.

Como tal decisión política, la excarcelación de Bolinaga está originando una fuerte marejada en el seno del PP. Esperanza Aguirre aseguró ayer que ella no lo hubiera hecho -«una cosa es que se pueda y otra que se deba»- sumándose así a las críticas de Mayor Oreja. Precisamente Jorge Fernández dedicó al ex ministro de Aznar una carga de profundidad al asegurar que en su etapa en Interior hubo 16 excarcelaciones de etarras similares a la de Bolinaga.

Da una explicación jurídica más detallada el reputado catedrático de Derecho Penal Enrique Gimbernat, quien rechaza de plano que la concesión del tercer grado para enfermos graves se convierta en obligatoria por la aplicación que han ido haciendo los tribunales, que es el argumento que utilizó el ministro del Interior para justificar su decisión y su hipérbole de que, de no haberlo hecho, habría incurrido en una prevaricación.

Lo que dice el Reglamento Penitenciario es que «los penados enfermos muy graves con padecimientos incurables, según informe médico, [...] podrán ser clasificados en tercer grado por razones humanitarias y de dignidad personal, atendiendo a la dificultad para delinquir y a su escasa peligrosidad».

Es decir: una vez más, 'podrán' y no 'deberán'.

La sentencia del Tribunal Constitucional a la que se refirió el ministro concluye lo siguiente:
«Quede claro que tan sólo una enfermedad grave e incurable, en cuya evolución incida desfavorablemente la estancia en la cárcel con empeoramiento de la salud del paciente, acortando así la duración de su vida aun cuando no exista riesgo inminente de su pérdida, permite la excarcelación del recluso si se dan las demás circunstancias cuya concurrencia exige el Código Penal».
Es decir: por un lado, dice 'permite', y no 'obliga'. Y, por otro, lo que deja bien claro es que tienen que cumplirse los demás requisitos que contempla la ley.

Para el tercer grado, bastan «la dificultad para delinquir» y la «escasa peligrosidad». Pero, para la libertad condicional, el Código Penal exige a los presos terroristas, también a los que están enfermos incurables, que se desvinculen de la banda y pidan perdón a las víctimas. Eso sí, con una notable excepción: que el peligro para la vida del recluso «sea patente». Es decir, que se encuentre en riesgo inminente de muerte.

Sobre este punto es sobre el que tiene que decidir el juez central de Vigilancia Penitenciaria, José Luis de Castro, previos informes del médico forense y de la Fiscalía. Unos y otros habrán escuchado nítidamente el mensaje del ministro: «Prevaricación».

LA REACCIÓN DE LAS VÍCTIMAS
Siete víctimas de ETA han anunciado que iniciarán una huelga de hambre frente al Ministerio del Interior si finalmente Uribetxeberria Bolinaga es excarcelado, decisión pendiente de la Audiencia Nacional, una vez que el Gobierno le ha concedido el tercer grado.

También la AVT, que agrupa a la mayoría de las víctimas de ETA, protestará por la decisión del Gobierno con movilizaciones en las que visitarán las cárceles españolas con reclusos etarras, un viaje que finalizará en Soto del Real. Ambas iniciativas dan buena cuenta del malestar y la indignación de las víctimas del terrorismo con el Ejecutivo del PP, al que acusan de haber abandonado la firmeza en el combate contra ETA. El enojo de los que han sufrido el zarpazo del terrorismo es completamente lógico -y está abriendo una brecha entre el PP y muchos de sus votantes-, pero la presión ejercida a través de una huelga de hambre no nos parece lo más conveniente. Por mucho que les duela, las víctimas que lo han anunciado deberían recapacitar.

"SABE QUE HA HECHO LO QUE NO DEBÍA"
Pedraza responde al Gobierno: "Somos víctimas, pero no tontos"
La presidenta de la AVT demanda que se cumpla la ley y señala que esto "también es que se pida la ilegalización de Bildu y Amaiur.
LIBERTAD DIGITAL  24 Agosto 2012

La presidenta de la AVT, Ángeles Pedraza, ha declarado en el programa Primera hora de Telemadrid que es "increíble" que tras anunciar el tercer grado de Bolinaga, desde el Gobierno "digan que van a traer a los etarras que están en el extranjero para que se reinserten aquí". "Somos víctimas, pero no tontos", ha añadido.

En opinión de Pedraza, "no puede haber un plan de reinserción para etarras que estén fuera porque los que tienen una pena pendiente tienen que cumplir su condena". La presidenta de la AVT demanda en nombre de las víctimas que se cumpla la ley, y señala que esto "también es que se pida la ilegalización de Bildu y Amaiur, que hay indicios para hacerlo y no se está haciendo".

Ángeles Pedraza ha dicho que el Gobierno está haciendo "las cosas fatal y con pasos muy desorganizados". En este sentido, aseguró que "ahora no se puede dejar toda la responsabilidad sobre el juez" y recordó que "la fiscalía tenía tres días para recurrir ese tercer grado y no lo hizo".

Además, la presidenta de la AVT ha vuelto a decir que fue el director de Instituciones Penitenciarias, Ángel Yuste, quien les informó del tercer grado de Bolinaga. En opinión de Pedraza, el nerviosismo de Fernández Díaz en su comparecencia del jueves se debió a que "sabe que ha hecho lo que no debía, por eso estaba tan preocupado y tan nervioso".

EXIGE REVOCAR EL TERCER GRADO
La AVT pide al ministro que explique ahora "quién ha prevaricado" tras el informe forense
Efe. Madrid El Confidencial 24 Agosto 2012

La presidenta de la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT), Ángeles Pedraza, ha pedido al ministro del Interior Jorge Fernández Díaz que explique ahora quién es el que ha prevaricado después de conocer el informe de la forense de la Audiencia Nacional que sostiene que el secuestrador de Ortega Lara, Josu Uribetxebarria Bolinaga, puede ser tratado de su enfermedad en prisión.

"¿Ahora quién ha prevaricado? ¿los médicos del País Vasco?", ha preguntado Pedraza al ministro en declaraciones a EP. El titular de Interior defendió este jueves el tercer grado otorgado a este preso por su Departamento alegando que no hacerlo habría sido incurrir en "prevaricación". Pedraza considera que el informe de la forense "demuestra una vez más lo que venía denunciando la AVT, que Bolinaga no está terminal y que podía tratarse en prisión".

"Pedimos desde la AVT la revocación inmediata del tercer grado otorgado por Instituciones Penitenciarias, puesto que se ha demostrado que las circunstancias no son las que dijeron", concluye.

"Todos los políticos quieren hacerse la foto del final de ETA"

En una entrevista concedida ayer a Telemadrid, Pedraza aseguró que el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, "sabe que ha hecho lo que no debía" al conceder el tercer grado al preso etarra Iosu Uribetxebarria Bolinaga. Pedraza señaló que el titular de Interior dio una "imagen patética" en su comparecencia de ayer en la que se refirió a la decisión de otorgar el tercer grado a Uribetxebarria. "Sabe que ha hecho lo que no debía. Por eso estaba tan preocupado y tan nervioso", subrayó la presidenta de la AVT.

La presidenta de la AVT ha subrayado que en todo el proceso seguido por el Ministerio del Interior en el asunto de Uribetxebarria se han cometido "meteduras de pata que pensaban que iban a pasar desapercibidas por ser agosto", al tiempo que ha criticado que el Gobierno "está haciendo las cosas fatal y con pasos muy desorganizados".

"Mi opinión es que estamos en una carrera en la que todos los políticos quieren hacerse la foto del final del ETA y tiene que ser un final a toda costa", ha concluido.

Antonio Salvà, padre de un guardia civil asesinado por ETA, pide a Ángel Yuste que "vaya a tomar el pelo a otros"
EN UNA CARTA AL SECRETARIO GENERAL DE INSTITUCIONES PENITENCIARIAS
 www.lavozlibre.com 24 Agosto 2012

Palama de Malloraca.- Antonio Salvà, padre de Diego Salvà, uno de los dos guardias civiles asesinados durante el atentado de ETA perpetrado en Palmanova hace tres años, ha escrito una misiva dirigida al secretario general de Instituciones Penitenciarias, Ángel Yuste, en la que le exige que "vaya a tomar el pelo o a engañar a otros". Después de que Yuste haya negado que desde la Administración se haya prestado ningún trato de favor al secuestrador de Ortega Lara, Josu Uribetxeberria Bolinaga al trasladarle desde la cárcel de León a un hospital del País Vasco, Salvà le ha pedido que "diga claramente, alto y claro, lo que se propone, puesto que todo son argumentos para ampararse en una auténtica presunta cobardía por su parte". Salvà, quien ha manifestado que "el carcelero de Ortega Lara" se encuentra en el Hospital de San Sebastián "por cuestiones políticas o de rendición por parte del Estado frente a ETA", ha considerado que Yuste "ha insultado a los urólogos y oncólogos de León" al haber declarado que salió de la prisión de León porque no puede ser tratado en la cárcel, porque padece un tumor y se le quitó en San Sebastián "y ve razonable que sea trasladado a dicha ciudad porque allí se le operó y trató".

ACUSA A YUSTE DE INSULTAR A LOS MEDICOS DE LEON Y DE CADIZ
En este sentido, Salvà, urólogo de profesión, ha reprochado a Yuste que haya "llamado inútiles" a estos médicos "ya que los de San Sebastián están capacitados, sin embargo, los de León no". Esto es, según el padre del guardia givil asesinado, "increíble" puesto que, "si así fuera, los pacientes tendrían que ser tratados donde se les opera, nada más lejos que la realidad médica".

"Usted podrá engañar a parte de la población, pero a mí no. El traslado ha sido por presunta cuestión política, con manifestaciones en la entrada del hospital, de forma impune. He de decirle que bajo esta tesis se ampara una más de presunta cobardía total", ha espetado Antonio Salvà. Además, ha lamentado que el secretario general de Instituciones Penitenciarias haya "insultado" también a los urólogos de Cádiz "por el traslado de un etarra debido a problemas de esterilidad del Puerto de Santa María al País Vasco" puesto que este hecho "es como decirles que no tienen ni idea de esterilidad".

"VAYA AL OFTALMOLOGO, QUE FALTA LE HACE"
En relación al presunto trato de favor, Salvà, después de que Yuste lo negase, le ha recomendado que "vaya a un oftalmólogo, al País Vasco, donde al parecer, según usted, son buenísimos, para que le gradúen la vista" puesto que "le hace falta", ha añadido.

"Usted ve razonable que si un determinado equipo médico interviene a una persona con éxito, lo razonable es que sea el mismo equipo que le trate de nuevo. Sobre este punto ya me he expresado, pero repito, no es necesario, ya que con los informes, es más que suficiente". Cabe recordar que Yuste también ha argumentado que a "cualquiera que hayan operado de un tumor un equipo y esa intervención haya sido exitosa y se enfrenta a una situación tan complicada, lo razonable es que sea ése equipo el que le trate".

Recortes de Prensa   Página Inicial