AGLI Recortes de Prensa   Lunes 19  Agosto 2013

La industria, de mal en peor
editorial El Correo  19 Agosto 2013

Tras 28 meses en retroceso ha perdido un 30% y no muestra síntomas de cambio

Es bien conocido que la economía española está saliendo de la recesión gracias al sector exterior, que mantiene un comportamiento admirable a pesar de la sobrevaloración del euro y de que se ha hecho escaso esfuerzo para incrementar el tamaño de las empresas de los sectores más exportadores. Sin embargo, la evolución del proceso económico ofrece algunas sombras, como la pertinaz contracción del consumo de los hogares y, sobre todo, la caída constante de la industria que, tras 28 meses de retroceso, ha perdido un 30% y no muestra el menor síntoma de cambio. El efecto de la crisis sobre la industria ha sido realmente destructivo en algunos segmentos: el descenso es del 60% en bienes de consumo duradero (coches, viviendas, electrodomésticos...) entre principios de 2007 y finales de 2012, y del 40% en los bienes de equipo.

Lo más preocupante de esta situación es que los principales países europeos, con Alemania y Francia a la cabeza, han conseguido ya detener el declive industrial. Y las razones de que en España no sea de este modo hay que buscarlas en la caída de la demanda y de la inversión en bienes de equipo, así como, siquiera en parte, en el propio estallido de la burbuja inmobiliaria, que ha actuado a la baja sobre la demanda de productos industriales. Sea como sea, en 2012 han empeorado dos indicadores industriales clave -la cifra de negocios y el índice de entrada de pedidos-, después de haber arrojado resultados esperanzadores en 2010 y 2011.

Y, frente a ello, los empresarios reclaman con razón una política industrial que ataque los principales problemas estructurales del sector. En primer lugar, el escaso tamaño de las empresas industriales -el 99,9% son Pymes-, que sugiere la necesidad de incentivos para promover concentraciones que faciliten la competitividad. En segundo lugar, la capacidad productiva con relación a la instalada es particularmente baja en España (el 71%, diez puntos menos que la media europea), lo que requiere una reestructuración. Por último, solo el 4% de las empresas industriales produce bienes de alta tecnología, lo que explica que la productividad haya crecido en España la tercera parte que en la zona euro. Obviamente, la caída de la inversión pública y privada en I+D+i no contribuye a remediar esta carencia.

El stock de deuda nos acerca al abismo
Alejandro Inurrieta www.vozpopuli.com  19 Agosto 2013

Las supuestas señales de recuperación de la economía, más ficticias que reales, tienen una espada de Damocles que nadie, ni siquiera la propaganda periodística y de parte de la profesión, podrá silenciar. Esta espada es la ingente acumulación de deuda que sigue atesorando la economía española, con el beneplácito, por ahora, de los inversores que se sustenta en una caída de la prima de riesgo.

Esta reducción del precio relativo del riesgo entre España y Alemania se ha producido en un contexto en el que la economía europea, por impulsos que pueden ser espurios, ha repuntado en el segundo trimestre, especialmente Alemania y Francia. Estas cifras, junto a las sorpresas transitorias de Portugal y otras economías periféricas, no se asientan en bases sólidas, aunque responden a impulsos de la demanda interna, algo que hasta hace muy poco se resistían a impulsar los gobernantes de la UE. En el caso de Alemania, en pleno año electoral, el crecimiento del 0,7% trimestral se explica por un gran impulso del gasto público, el particular Plan A similar al impulsado por Zapatero en España. Así mismo, la notable subida salarial de los empleados alemanes también ha impulsado el consumo interno, algo similar al caso de Francia.

Las recientes cifras económicas y financieras pueden ser un espejismo que esconden la verdadera situación de la UE

La aparición de estos datos ha relajado aún más la presión sobre la deuda española y periférica, al ahuyentarse, de momento, la posible ruptura del euro y la inacción del BCE que ha permitido desviar la apetencia del riesgo hacia las economías periféricas, curiosamente en las que más ha crecido el stock de deuda. En el caso español, la ratio de deuda pública sobre PIB alcanzó el 90% por primera vez en la historia reciente, añadiendo en junio más de 6.000 mill€ a dicho stock, alcanzo casi los objetivos del stock de deuda para todo el año, lo que dificultará el margen de maniobra del ejecutivo, cuando empeore la situación macroeconómica y bancaria en la segunda parte del año.

La gran paradoja de los últimos datos muestran que la prima de riesgo española se reduce, mientras que la ratio de deuda sobre PIB se dispara

Por ello, sorprende la euforia con la que han encarado estos movimientos en los mercados de deuda, y particularmente es muy preocupante la irresponsabilidad del ejecutivo al no darle la importancia que merece a esta escalada en la deuda pública. No hay que olvidar que sumando la deuda privada y pública, estamos ante un volumen total de 4.4 bill€, lo que supone un 440% del PIB. Este montante hace muy complicado la salida de la recesión, por mucho que puedan crecer las exportaciones y por más que el flujo de la balanza de pagos nos permita ser excedentarios de ahorro de forma marginal.

El grave problema surge con la sostenibilidad de la senda de crecimiento de la deuda, y sus correspondientes intereses, ante unas perspectivas de crecimiento nominal muy bajo. La sostenibilidad de la deuda pública significa que los servicios de la deuda pública acumulada deben poder ser atendidos en cualquier momento. Ello exige, por lo tanto, que los Gobiernos sean solventes y que dispongan de liquidez. Para que esto se pueda conseguir, la ecuación básica de sostenibilidad de la deuda implica lo siguiente. El crecimiento de la ratio de deuda sobre PIB se explica sobre las bases de tres grandes variables. Por un lado, el diferencial del tipo de interés y el crecimiento, el saldo primario entre ingresos y gastos públicos, excluidos los intereses, y el ajuste entre deuda y déficit público, que implica la parte del incremento de la ratio de deuda sobre PIB que no se refleja en el déficit. Por tanto, para reducir drásticamente el stock de deuda deben producirse dos factores clave. Por un lado, un superávit primario muy abultado, muy superior a los países con menores ratios de deuda sobre PIB, y por otro un elevado crecimiento, superior al tipo de interés nominal de la deuda.

Un análisis serio de la sostenibilidad de la deuda es muy preocupante, por la rémora del crecimiento y la elevada carga financiera de la deuda

Si no se diesen estos factores, el stock de deuda sobre PIB puede llegar a ser insostenible, lo cual si ocurriese en algunos de los países del euro, podría contagiar al resto de la UE, con el consiguiente riesgo. En suma, si los tipos de interés nominales de la deuda crecen por encima del crecimiento nominal de la economía, y esto se está produciendo en la actualidad, junto con un déficit primario significativo, el stock de la deuda sobre PIB crecerá en los próximos trimestres, hasta superar el 100% durante 2014.

Una limitación evidente del análisis de sostenibilidad de la deuda es que, normalmente, se centra solo en los pasivos explícitos del Gobierno y, por lo tanto, pasa por alto el hecho de que el tamaño de la deuda pública puede verse afectado tanto por los pasivos contingentes como por los implícitos, así como por otros pasivos extrapresupuestarios. Para ampliar el análisis convencional de sostenibilidad de la deuda hay que incluir los pasivos contingentes, los pasivos implícitos y otros pasivos extrapresupuestarios.

Si se suman los pasivos contingentes, los pasivos implícitos y los extrapresupuestarios, la situación de la deuda española es claramente explosiva

Los pasivos contingentes se refieren a futuras obligaciones del Gobierno que solo aparecen si se materializa un acontecimiento en particular. En la zona del euro, las garantías públicas otorgadas a las instituciones financieras destacan especialmente entre dichas obligaciones. En España, el montante total de avales al sistema financiero alcanzó en 2012 un 8,61% de PIB. Los pasivos implícitos están relacionados, en su mayoría, con derechos cuyos pagos vencen en el futuro, como las pensiones y otras partidas de gasto público relacionadas con el envejecimiento de la población. No obstante, las presiones de costes relacionadas con estas partidas podrían alterar significativamente las evaluaciones de la sostenibilidad en el medio plazo: aunque el grueso del incremento de los costes relacionados con el envejecimiento no se materializará en muchos países de la zona del euro hasta después de 2020, si se tuvieran en cuenta los incrementos más limitados en el período que media hasta entonces, trayectorias sostenibles de la deuda podrían tornarse insostenibles. Así pues, la consideración sistemática de estos costes en cualquier análisis de sostenibilidad de la deuda a medio plazo supondría una valiosa ampliación de las evaluaciones. Las otras obligaciones extrapresupuestarias corresponden a las obligaciones del Gobierno que no se incluyen en la definición estadística de Administraciones Públicas, pero que pueden llegar a ser objeto de gasto público, como, por ejemplo, las relacionadas con las empresas de titularidad pública.

Si no crecemos por encima de la carga financiera y logramos un superávit primario sustancial, estamos abocados a una situación abismal

En suma, si la senda del crecimiento nominal de la economía sigue por debajo del crecimiento del tipo de interés de la deuda, y el déficit primario se mantiene en el tiempo, podremos entrar en una senda de insostenibilidad de la deuda, incluso a pesar de que la prima de riesgo se haya relajado. Por tanto, no desdeñemos la senda de la deuda pública y privada a la hora de prever la situación de sostenibilidad de las finanzas públicas.

Las cloacas del 11-M
JOAQUÍN ALBAICÍN www.gaceta.es  19 Agosto 2013

Los gobiernos democráticos también recurren a tácticas criminales.

Al 11-M se le dio carpetazo con un chivo expiatorio cargando con el marrón de una condena varias veces milenaria, un escarmiento de menor calado a unos delincuentes de escasa monta y ocho yihadistas suicidándose (o siendo “suicidados”) en un piso de Leganés, en un episodio con tantas probabilidades de haber ocurrido tal que se nos cuenta como el de la muerte de Bin Laden en Abbottabad. Tras los libros de Fernando Múgica, García Abadillo, Luis del Pino o José María de Pablo sobre el infame atentado de Atocha, importantes todos, rompe plaza ahora el de Ignacio López Brú: Las cloacas del 11-M. Extraños traslados de competencias, declaraciones con olor a chamusquina, destrucción de evidencias, concesión de medallas y ascensos a los policías sustentadores de la versión oficial o la retórica leguleya con que fueron desestimados muchos testimonios contrarios a la misma son sólo algunos de los llamativos “flecos” que invitan al autor a contemplar la masacre como una operación encubierta orquestada por un servicio secreto (Luis del Pino, en el prólogo, apunta hacia “nuestros propios servicios de información”). Lo cierto es que ya sólo el tratamiento dispensado a la furgoneta Kangoo sugiere que por ahí puede cantar la gallina. Si se suma a ello la condición de confidente policial o topo del CNI de los condenados, los “suicidados” y gran parte de los interrogados y sospechosos, no puede reprocharse a López Brú la focalización de sus pensamientos en esa dirección

¿No está siendo juzgada en Alemania la única superviviente de un comando neonazi que cometió durante once años actos terroristas en su país bajo el amparo del BfV (el servicio secreto interior)? Curiosamente, sus camaradas también se suicidaron. Con el testimonio de Andreas Kramer, ¿no ha salido recientemente a la luz que fueron operativos del BND alemán, en colaboración con agentes de la Red Gladio de la OTAN, los artífices de la explosión causante de un elevado número de muertes en 1980, en Munich? ¿No ha revelado el policía germano Henning Hensch, observador de la OSCE en Kosovo, que fueron colegas suyos quienes, por orden de Berlín, y a fin de convencer a la Unión Europea de la “necesidad” de intervenir militarmente en Yugoslavia, pusieron ropas de paisano a varios narcoguerrilleros kosovares caídos en combate, fotografiaron los cadáveres y remitieron las imágenes a la prensa de todo el mundo, presentándolas como prueba de una matanza de civiles? ¿No se recuerdan ya los vínculos que unían a los supuestos pilotos del 11-S con servicios secretos? ¿O el primer atentado contra el World Trade Center, inspirado e instigado por un confidente del FBI? ¿Se ha olvidado la bomba de Bolonia, colocada por unos extremistas que, como los tribunales probaron, resultaron no ser sino policías, espías y políticos en el poder? ¿Se han borrado de nuestra memoria los GAL, esos ultras con sueldo oficial y carné del PSOE? Y, sin ánimo de amargar la vida a un hombre que ya ha cumplido su pena, ¿no ha sido destapado hace poco cómo la Policía española recicló, contratándole como docente, al perpetrador de uno de los más siniestros crímenes de la Transición?

Al no haberme dedicado a investigar a fondo el 11-M, nada puedo aseverar. Desde luego, no comparto planteamientos de fondo en la línea del que señalaría a Aznar como una suerte de mesías al que tales o cuales poderes ocultos ansiaban defenestrar a toda costa. Tampoco me parece que supuestos funcionarios policiales y políticos de “izquierdas” pudieran tramar e implicarse en una acción terrorista como el 11-M sin el conocimiento y aquiescencia de sus compañeros de derechas, ocupantes de puestos clave. Me parece, pues, muy digno de subrayar el dedo puesto por López Brú sobre la llaga de que el PP ha hecho tanto o más que el PSOE por entorpecer la investigación. También es de sentido común –pero, en los tiempos que corren, muy valiente– su percepción de la web yihadista noruega, desde la que habría sido activada la célula durmiente, como una fabricación policial.

Mucho me temo que, como en tantos otros casos, nunca se permita a la opinión pública el acceso a las trastiendas del 11-M. Y ello, por tan sencilla razón como que tal apertura forzaría a periodistas, jueces y demás servidores de la ley a la admisión –y no con la boca pequeña– de que, cuando así lo creen conveniente, los gobiernos, policías y espías de las naciones democráticas recurren a idénticas herramientas criminales y de terror y hacen gala de la misma ausencia de escrúpulos que se pretende etiquetar como exclusivas de los regímenes totalitarios. Y eso, ni se quiere ni se va a reconocer.

Entretanto, libros como este de Ignacio López Brú permiten, al menos, hacerse su propia composición de lugar al ciudadano que no se siente cómodo al cien por cien llevando todo el día las orejeras puestas. Que no es poco.

La mano invisible
Yo a Texas y tú a Impuestofornia
DIEGO SÁNCHEZ DE LA CRUZ www.gaceta.es  19 Agosto 2013

La deuda californiana es mayor que la de Texas en un 350%. En cuanto al déficit presupuestario, el diferencial es de un 200%.

Hace algunas semanas tuve la ocasión de hablar en Madrid con la empresaria texana Brenda Pejovich. Uno de los asuntos que tocamos fue la divergencia económica entre Texas y California, dos de los estados más grandes del país del Tío Sam. Estudiando esta cuestión en profundidad, podemos extraer lecciones muy valiosas.

La deuda pública estatal californiana es mayor que la de Texas en un 350%. Si hablamos del déficit presupuestario, el diferencial es de un 200%. El gasto público también es un 40% mayor en California que en Texas.

Desde 1970 hasta 2012, la creación de empleo en Texas supera en un 50% la evolución de California. En 2013, el Estado de la Estrella Solitaria tiene un paro del 6% frente al 10% registrado en el Estado Dorado. Además, si nos fijamos en los datos de empleo a lo largo de la Gran Recesión, vemos que Texas ganó 400.000 nuevos trabajos en el último lustro mientras California perdió 640.000. ¿Por qué se da una diferencia tan pronunciada? ¿Qué está haciendo que Texas vaya un paso por delante de California? Los impuestos tienen mucho que ver con esta cuestión: en California, los contribuyentes pagan un recargo de hasta el 13,3% en el Impuesto sobre la Renta, un recargo del 8,84% en el Impuesto de Sociedades, un IVA estatal del 7,25% y un gravamen patrimonial que recauda 1.645 dólares per cápita. Por supuesto, todos estos tributos se unen a los de carácter federal y local.

Ante semejante cuadro fiscal, hay quienes han empezado a hablar de California como Impuestofornia. Eso sí: por mucho que los californianos soporten uno de los marcos fiscales más altos de todo el país, la recaudación no ha parado de caer. Entre 2011 y 2012, el estado recaudó un 23% menos. Pero mientras el Estado Dorado fríe a impuestos a sus contribuyentes, Texas apuesta por hacer las cosas de otro modo. En el Estado de la Estrella Solitaria, gobernado por el republicano Rick Perry, no existe ni un Impuesto Estatal sobre la Renta ni un Impuesto Estatal a las Empresas. Si hay un IVA Estatal, pero se queda en el 6,25%, un 15% menos que California. En cuanto a los impuestos al patrimonio, la recaudación per cápita es de 1.475 dólares. La diferencia entre ambos estados viene de lejos. Ya en 1983, California era el decimotercer territorio de la Unión que más impuestos cobraba a sus contribuyentes, mientras que Texas se situaba en el puesto 44º. No obstante, el paso del tiempo ha exacerbado la deriva intervencionista de California (hoy en el cuarto puesto de la tabla) mientras Texas se ha mantenido firme (45º lugar). Este ránking de la Tax Foundation, destaca además que California es el tercer estado que peor tratamiento fiscal brinda a las empresas. Según esa misma clasificación, Texas está entre los 10 territorios que mejor abordan esta cuestión. Quizá por eso, el Estado de la Estrella Solitaria ya acoge a más grandes empresas que California, como podemos comprobar en el Índice 500 de la revista Fortune.

Pero Texas no solamente avanza de la mano de grandes corporaciones como Exxon Mobil o AT&T, sino que también se beneficia de un tejido empresarial diverso en el que las pymes van a más. Como esto genera empleo, la tasa de paro se mantiene en niveles bajos y la Gran Recesión no ha tenido un impacto tan grave como en otros estados.

Hay otros factores que también juegan a favor de Texas y en contra de California: la vivienda es más asequible, la electricidad es más barata, el número de personas con pocos recursos es un 30% más bajo, el porcentaje de gente que cobra subsidios estatales es dos veces menor, etc. En medio de este clima favorable a los negocios se ha producido un espectacular salto adelante en materia energética, ya que la producción petrolera se ha duplicado en los tres últimos años, llegando ya a niveles de 1985. Al hilo de este boom económico, la población no para de crecer: sólo entre 2010 y 2012, Texas ganó 900.000 habitantes, de los que un 17% son extranjeros y el resto provienen de otros estados del país. Según el Manhattan Institute, los californianos que se han mudado al Estado de la Estrella Solitaria han inyectado 4.000 millones en la economía texana. California no tiene todo perdido: es y seguirá siendo un centro de desarrollo muy importante para el sector tecnológico, y sus industrias turísticas y culturales muestran una enorme resistencia a la crisis. No obstante, la comparativa con Texas nos enseña que, a largo plazo, convertir a California en Impuestofornia se ha traducido en un menor desarrollo socioeconómico. ¿Imaginan lo que podría conseguir California si cambiase de rumbo y emulase las mejores políticas observadas en Texas?

Mientras los responsables descansan España sigue igual o peor
Antonio García Fuentes Periodista Digital  19 Agosto 2013

Es la realidad que de nuevo nos presenta D. Roberto Centeno en su “Disparate Económico” del pasado cinco de agosto y donde, sigue afirmando el que España sigue “cavando su propia sepultura”; y que todo lo que nos dicen los que dicen gobernarnos y los que les ayudan a difundir sus mentiras, sigue siendo demagogia pura y el seguir abusando de un pueblo que adormecido, impotente, falto de organizaciones que de verdad lo encaucen hacia una verdadera democracia, cada vez se va consumiendo más; mientras los mejor preparados, los más decididos, en definitiva… los más fuertes, se marchan de aquí asqueados y como siempre se marcharon los mejores españoles, de esta siempre mal gobernada “españa”, la que asolan periódicamente nuevas plagas de políticos y todos los satélites que asociados a los mismos, llegan para saquearla.

“Mentirosos y corruptos: ni recuperación económica, ni moral: No es sobre el festival de mentiras y ocultaciones desplegado por Rajoy el jueves (uno de agosto), con una chulería y una prepotencia propia de un presidente de república bananera, a lo que voy a referirme, pero no puedo ignorarlo porque nuestra ruina económica es esencialmente política. Desgraciadamente, la indiferencia de los españoles a su comparecencia ha sido pasmosa, ya que según una encuesta del diario El Mundo sólo uno de cada diez sabía lo que había dicho el presidente, les importaba un pimiento. “Todos son iguales, son una panda de chorizos”, es la opinión generalizada. Y esto es algo que favorece no poco a Rajoy, el mayor inútil, después de Zapatero, que ha gobernado este desgraciado país desde Fernando VII. Un tramposo, un indolente y un cobarde, que no podría gobernar en ningún país democrático. Pero unos hechos que hubieran supuesto la dimisión de cualquier gobierno democrático, aquí dejan indiferente a la mayoría. Sin duda tenemos lo que nos merecemos”.

http://blogs.elconfidencial.com/economia/el-disparate-economico/2013-08-05/mentirosos-y-corruptos-ni-recuperacion-economica-ni-moral_15349

Lo que antecede es “simplemente el preámbulo” del artículo que arriba he citado; les dejo la dirección para que entren en el texto, que es mucho más largo y completo; y aunque ya no se asombra uno de nada, pero prepárense… “las tragaderas” puesto que hay que tragar mucho y malo hasta terminar de leerlo… luego hay que difundirlo y aunque sin muchas esperanzas, pero… “gota a gota se hicieron los mares”, si bien “este mar de desastres no parece tener fin en España”.

Pero dicho cuanto antecede y sin salir del entorno; esta misma mañana y hablando con una conocida que junto con su marido, mantienen desde hace muchos años una tienda de electrodomésticos; y al preguntarle yo cómo va la misma… me dice que llevan años simplemente aguantando y que los dos últimos han sido de ruina; pero han tenido que aguantar (gastando de los ahorros duramente conseguidos) puesto que este año les llega la edad de jubilación y por tanto en breve echarán el cerrojo y se irán a vivir de las pensiones que cobren, que como autónomos no serán gran cosa, pero sumadas las dos, esperan vivir modestamente y tras más de cuarenta años de bregar… “tras un modesto mostrador”.

Este céntrico establecimiento (que lo es y situado en la parada principal de todos los autobuses urbanos, e igualmente cercano a la estación de autobuses foráneos) pronto aparecerá cerrado, como tantos otros cientos lo están en mi ciudad y seguro que en otras muchas de las de España; puesto que no hablas con nadie que te diga que el negocio le va bien… ya y por comentar “un extremo”… hasta las putas hacen rebajas de saldo y trabajan a menos de la mitad de precio de hace pocos años; y ello es de dominio público puesto que hay revistas de reparto gratuito, que te lo dicen… “dando pelos y señales” y nunca mejor dicho, puesto que “con la libertad que hay te dicen hasta el color del pelo de… “las axilas”).

Sin llegar a esos extremos, veo por la calle… letreros de… “chocolate y churros a 1,50 euros, café a un euro, café y media tostada de pan de chapata, con aceite de aceituna y pasta de tomate natural, 1,50 y cada diez una gratuita”. “Doble de cerveza con una buena tapa, 1,70”. Y así va funcionando la enorme cantidad de cafeterías y bares de por aquí… muchos de los cuales cerraron y no han vuelto a abrir. Mayormente los que van sobreviviendo, son los que atiende el dueño y algún familiar muy allegado (esposa, hijo o hermano) que trabajando muchas horas y a precios “tirados”, van saliendo… “Los que tienen que pagar empleados ya lo tienen mucho más difícil”.

Hasta los vendedores en mercadillos, la mayoría de por aquí, gitanos… se quejan de que nunca han conocidos épocas más duras que las actuales y desde que fueron autorizados, estos mercadillos ambulantes.

Así es que ahora, que venga Rajoy (“y su querida esposa que también está enchufada en la teta nacional”) a decirnos que España ha terminado de caer y que ya se está levantando. Hay que tener cara dura y ser irresponsables para decir cosas así… mientras todos ellos, están de vacaciones y tienen a mano… “la buena gamba, langostino, bogavante o lo que se presente y a costa de quienes están pasándolo mucho peor, o que y como decía mi abuela… pasan más hambre que un lagarto en un yesar”. Estampa gráfica y campesina, puesto que en un yesar, no hay ni yerbas siquiera. Esperemos que España no nos la conviertan en otro yesar; camino de ello vamos.

Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
www.jaen-ciudad.es (aquí mucho más

Gibraltar
El infierno de Picardo
Emilio Campmany Libertad Digital  19 Agosto 2013

¡Quién les ha visto y quién les ve! Los ingleses nunca han confiado en la diplomacia basada exclusivamente en el diálogo. Siempre han pensado, probablemente con razón, que para prevalecer diplomáticamente es además necesario tener detrás el poder suficiente para imponerse por la fuerza si el diálogo no desemboca en el resultado previsto. Y ahora venimos los españoles, divididos, como siempre, inconsecuentes e incoherentes, sin saber muy bien qué queremos y adónde vamos, dando palos de ciego y a trompicones, extremamos el celo en los controles de la verja, incomodamos a los llanitos,y no tienen con qué responder.

Cameron dice que cogió el teléfono y puso a Rajoy en su sitio y que éste agachó la cabeza prometiendo poner fin a los controles. Lo más probable es que le contestara una gallegada que el inglés no entendió a pesar de tener bien cerca a irlandeses y escoceses, que son primos-hermanos de los de Compostela, porque resulta que los controles siguen. ¿Y qué ocurre ante tal inaceptable insubordinación al Gobierno de Su Majestad?, pues que va el primer ministro y manda unos herrumbrosos barcos, vergüenza de lo que una vez fue la Navy, a unos ejercicios ya programados sin ninguna amenaza concreta, porque lo que no van a hacer es cañonear Algeciras y reducirla a escombros.

Luego, viene una eurodiputada y clama para que los ingleses no vengan a veranear a España. Tanto gusto. ¿Y dónde van a hacerlo, en Egipto? El recurso del boicot es propio de pueblos atrasados que carecen de poder real y que no tiene forma de imponer su voluntad. En este caso no es más que una confesión de impotencia. Whitehall va más tarde y acude a la odiada Bruselas, con la que se supone quieren partir peras y de la que dicen no querer saber nada, para pedirle ayuda, aprovechando quizá que Margaret Ashton es británica. Y lo que se le ocurre es solicitarle que mande observadores. Bueno, pues que vengan y observen que, a pesar de que el tratado de Utrecht nos autoriza a cerrar la frontera terrestre, por graciosa liberalidad del Gobierno de España la verja sigue abierta y la Policí­a española combate el contrabando lo mejor que sabe y puede. En eso tiene razón Londres, en lo de la frontera con Gibraltar lo que puede hacer Bruselas es observar, pero mandar puede mandar muy poco.

A pesar de ser español, no puedo evitar cierta pena de ver al viejo león desdentado y afónico arrastrarse en un crisis que incumbe a su querido Gibraltar, inmóvil, incapaz de dar un medio zarpazo en defensa de este Picardo que lo ha puesto en evidencia y al que no hay quien defienda con argumentos ahora que ya no se tiene la fuerza. La visión no es agradable. Es verdad que nosotros estamos peor y que somos más pasado de lo que lo son ellos mismos. Pero, que en esto les estemos mojando la oreja ha de resultarles especialmente humillante. Es el infierno que les ha procurado Picardo.

Los males del Peñón
Los otros monos de Gibraltar
Pedro de Tena Libertad Digital  19 Agosto 2013

Bien sabido es que en Gibraltar hay unos monos que no son de Gibraltar sino macacos de Berbería, un curioso atractivo turístico de la anómala colonia británica en suelo español desde el Tratado de Utrecht. La presencia británica en Gibraltar no es legítima, pero ya se sabe que el derecho se rinde ante la fuerza cuando es conveniente para los fuertes. Tales monos, que causan sustos de muerte a las desprevenidas damiselas a las que parecen olerle el miedo, toman el sol en esa columna de Hércules y tienen larga vida por lo visto, siendo los únicos primates catarrinos que no están peligro de extinción. Pero la dominación británica ha traído como consecuencia la existencia de otros grupos que trabajan como monos en dañar la economía española e introducir la delincuencia dentro de la frontera legal. Me refiero a los contrabandistas de tabaco y drogas y a los contrabandistas de dinero negro.

Recuerdo haber escrito un reportaje sobre el contrabando en las páginas de un diario nacional con impresionantes fotos de las hileras de personas cargando cajas de tabaco en una de las playas de La Línea. Era de noche. No se veía nada, pero de pronto una lucecita verde cruzaba por delante de la playa a gran velocidad procedente de Gibraltar. Era una "lanzadera", una lancha superrápida que había dejado el puerto de la colonia cargada de tabaco y/o hachís y se detenía en la orilla en un abrir y cerrar de ojos. De las catacumbas de la noche linense, surgían súbitamente decenas de personas que cargaban los fardos desde la playa a los pisos donde se almacenaban. Ni un Policía, ni un Guardia Civil, que, aunque se enteraban algunas veces de los horarios de entrega, no podían competir con la astucia de los miles de linenses implicados. Otras veces el desembargo se hacía a plena luz de la tarde y nadie decía nada ni veía nada ni decía nada. Hasta los fotógrafos tenían miedo de ser identificados.

Los otros que trabajan como monos, no como los macacos de la roca que no dan un palo al agua, son los contrabandistas de dinero negro y sociedades falsas que inundan la colonia con sus artimañas causando un daño serio a la Hacienda Pública española. 80.000 sociedades se dice que existen en este pueblo andaluz de poco más de 27.000 habitantes, esto es, que caben a tres sociedades por persona. Muchos golfos de Europa se dan cita en la colonia para conspirar contras las haciendas públicas comunitarias pero poco o nada se hace contra este estado de cosas. El Reino Unido no quería seguir pagando a los miles de parásitos de la Roca y consintió estos nuevos modos de financiación. Naturalmente, cuando una España cabreada por el último insulto de unos bloques de cemento arrojados sobre la pesca andaluza, trata de erguirse dignamente atacando tales fuentes de ingresos, todos estos monos, los genéticos y los piratas, se rasgan las vestiduras y llaman a la flota británica.

Con todo, lo peor es la monada de izquierda española, que después de haber dado el bochornoso espectáculo de erigir a un pueblo andaluz como Gibraltar en actor de la política internacional antiespañola parece disfrutar de este nuevo desprecio a España. Una vez más se demuestra que España carece de una izquierda nacional, que el PSOE debe quitarse la E de España cuanto antes del nombre del partido y que mientras la lealtad de una nueva izquierda a la España común no aparezca en el paisaje político español, este país no levantará cabeza.

Una izquierda avengonzada de España
Antonio Pérez Henares Periodista Digital  19 Agosto 2013

La actual izquierda española presenta dos distintivos muy acusados: su exhibición de apósitos identificativos que formalmente proclamen su condición izquierdista y su vergüenza de ser española recurriendo a cualquier eufemismo antes que pronunciar la palabra “maldita”. El más recurrente es el de “Estepaís” que a nada pedirán figure en nuestros DNI.

Ese rechazo, que le lleva de inmediato y como acto reflejo, a ponerse del lado de cualquiera que pueda tener un conflicto con nosotros como Nación, determina considerar que, desde los Cartagineses Barca y los Romanos, que cometieron el pecado de nombrarla así, pasando por todas las etapas de nuestra historia , hasta hoy y para siempre, somos los inexcusables culpables de cualquier exceso, conflicto y guerra y que lo mejor que puede acaecer es que seamos derrotados y humillados convenientemente. El razonamiento, por llamarle algo a tal proceso mental, lo que resume es el axioma de que el propio vocablo, la propia esencia, España en sí misma, ha sido desde siempre y para siempre “FACHA”. Lo ha sido “per se” y Franco gobernó no solo durante cuarenta años sino durante 40 siglos y seguirá siempre y en el fondo gobernando. Porque todos, el Cid, Isabel y Fernando, todos los Carlos y Felipes, los Cortes y los Pizarro han sido en el fondo unas trasmutaciones ectoplásmicas de Franco.

Me dirán y sé y admiro que hubo otra izquierda y no lejana que llevó sin complejo y con orgullo esa palabra en sus siglas(mantenidas todavía bochornosamente) pero diríase que tras ser secuestrada por la Dictadura, cuando la democracia la rescató y liberó la izquierda la entendió ya como algo manchado y violado, que repudiaba y que le repugnaba. Que quedaba apestada de por vida, vamos. Y en esa sigue y es por ello por lo que en ese pensamiento tan débil, esa especie de hipysmo-leninismo, insustancial de contenido pero poderoso en formas y publicidades como implacable en aplicación practica y excluyente con cualquiera que lo discuta, conlleva esa propensión a ponerse a favor de cualquiera con tal de estar en nuestra propia contra, como nos está sucediendo estos días con el contencioso de Gibraltar donde ni siquiera el hecho de que el Gobierno defienda a unos pescadores que están siendo acorralados en su forma de vida hace que reflexionen. Ahí están Juan Fernando López Aguilar, Oscar López, Elena Valenciano y el propio Rubalcaba colocándose de perfil cuando no del otro lado como aquel Moratinos que parecía considerar que ser ministros de Exteriores significaba ir con los contrarios.

Pero quizás y en el caso del PSOE, esa impostación izquierdista y esa vergüenza de España, que en unos lugares se soslaya y en otros, por contra, como Cataluña, se alardea, tienen cierto origen común. La exhibición de simbología, la apelación a identidades gloriosas o el trazado visceral, sentimental y en el pasado de la linea divisoria con los “otros”, los “malos” oculta la falla atroz de un cuerpo de doctrina medianamente sólido, al que se ha dado el cambiazo por una mezcolanza compuesta por una serie de lugares comunes del pensamiento buenista, lo políticamente correcto, la apelación al “pueblo” y a los “pobres” como excusa global y a un pasado que hay que remontar mucho hacia atrás para hacerlo glorioso pues el reciente a olvidar es de nula presencia en lucha por la libertad y casi absoluta desaparición en el combate contra la dictadura. Y a ese hipysmo-leninismo está claro que no le gusta España

Oriente Medio
Árabes 'buenos' y 'malos'
Carlos Alberto Montaner Libertad Digital  19 Agosto 2013

Más de 600 muertos y 4.000 heridos es una carnicería excesiva. Obama ha pedido a la junta militar egipcia el ejercicio de dos virtudes ajenas a la cultura y la tradición del país: tolerancia y moderación. Pese a que el presidente estadounidense también dijo que su país no podía ni quería decir a los egipcios cómo debían conducir sus asuntos internos, eso, precisamente, fue lo que hizo. Solicitó elecciones libres y un poder limitado por la ley.

Francamente, me parece muy difícil que lo complazcan.
Estados Unidos, no cabe duda, ha sido la nación más exitosa del planeta a lo largo del siglo XX y en lo que va de nuestra centuria. El experimento republicano de las trece colonias, que a fines del siglo XVIII parecía condenado a fracasar, dio lugar a un país asombrosamente rico y fuerte que hoy es la única superpotencia de la tierra. Sin embargo, ese fenómeno, aunque es voluntariamente imitable, no se puede inducir desde el exterior.

Al contrario de lo que sucedía en el país de Washington y Jefferson, el núcleo de tensión que prevalece entre los árabes islamistas no consiste en limitar la autoridad del Gobierno, proteger los derechos individuales y crear unas relaciones de poder basadas en la meritocracia y la igualdad ante la ley (para lo cual son fundamentales la tolerancia y la moderación), como estableció Estados Unidos cuando se separó de Inglaterra. El conflicto en el mundillo árabe es de otra naturaleza: dirimir por la fuerza el mortal enfrentamiento entre dictaduras militares seculares, generalmente antioccidentales, que se consideran progresistas, aunque progresen poco, y los partidarios de un modelo teocrático opresivo que defienden la creación de un Estado islámico regido por la sharia o ley fundada en el Corán, cuyo principal objetivo, desgraciadamente, es destruir al Estado de Israel y luchar contra los infieles, ya sean cristianos coptos o libaneses maronitas.

Es, en fin, una bronca a cuchillo entre militares laicos, broncos, feroces y autoritarios, provistos de ideas políticas nacionalistas teñidas por supersticiones socialistas, y religiosos imbuidos de creencias fantásticas comprometidos con Alá para someter al género humano a la autoridad del Corán.

Para el resto del mundo, por lo tanto, generalmente no se trata de escoger entre demócratas liberales y fundamentalistas religiosos (eso sería demasiado fácil), sino entre militares despóticos, usualmente corruptos y asesinos, y fundamentalistas religiosos, casi siempre agresivos y peligrosos, lo que suele conducirlos a mataderos en los que ellos son víctimas o victimarios en nombre de la verdad definitiva revelada a Mahoma en el desierto.

En Washington no se entiende esta fatal disyuntiva. Muchos políticos y funcionarios padecen de etnocentrismo. Piensan que todos los países pueden y deben crear un modelo de Estado presidido por la libertad individual, servido por un Gobierno controlado por la Constitución y limitado por los equilibrios y contrapesos.

En realidad, esa fórmula es extraordinaria, pero, para que funcione, previamente tiene que existir una sociedad (o al menos una élite dirigente) dispuesta a practicar la tolerancia, definida como la decisión de convivir pacíficamente con todo aquello que no nos gusta, a colocarse bajo la autoridad de la ley, a admitir que nuestras verdades y convicciones no son únicas e infalibles, y a ejercitar la cordialidad cívica con un adversario al que no hay que amar, pero que merece nuestro respeto.

En las sociedades árabes esos factores son excepcionales. Hay individuos que poseen ese perfil, y hasta se agrupan en pequeñas instituciones que proclaman estas reglas de juego. He conocido liberales marroquíes, sirios, libaneses y tunecinos, lo que me hace pensar que también debe de haberlos en Egipto y en el resto de la geografía árabe, pero carecen de peso específico para hacer girar a sus países en la dirección que el 4 de julio de 1776 los norteamericanos adoptaron en Filadelfia.

Mientras no ocurra ese cambio de valores, es una ingenuidad tratar de escoger entre gobernantes árabes buenos y malos. La alternativa es mucho más agónica.
© elmed.io

1.060 empresas se mudan de Cataluña a Madrid buscando mayor flexibilidad
Casi 5.000 empresas, un total de 4.954, han cambiado su domicilio social desde el año 2010 para establecerse en la región. Cataluña, tanto por volumen de empresas como por tamaño de las mismas, es la región desde donde más empresas han trasladado su domicilio social a Madrid en los últimos tres años.
Empresas www.vozpopuli.com  19 Agosto 2013

El consejero de Economía y Hacienda de la Comunidad de Madrid, Enrique Ossorio, ha anunciado este lunes en rueda de prensa que casi 5.000 empresas, un total de 4.954, han cambiado su domicilio social desde el año 2010 para establecerse en la región, un hecho que ha atribuido, sobre todo, a la eliminación de trabas a los empresarios.

El consejero ha destacado que Cataluña, tanto por volumen de empresas como por tamaño de las mismas, es la región desde donde más empresas han trasladado su domicilio social a Madrid en los últimos tres años.

Así, un total de 1.060 empresas procedían de Cataluña, el 21,4%, 784 de la Comunidad Valenciana (15,8%), 763 de Andalucía (15,4%) y 639 de Castilla-La Mancha (12,9%). Le siguen, ya a más distancia, Castilla y León (359 empresas), País Vasco (255), Islas Baleares (211) e Islas Canarias (203).

Así, para el consejero, estos datos, que proceden de un informe elaborado por Axesor, basado en información obtenida del Boletín Oficial del Registro Mercantil (BORME), "demuestran que las políticas liberales que el Gobierno de la Comunidad de Madrid lleva a cabo en el margen de sus competencias basadas en la austeridad y la estabilidad presupuestaria, combinada con políticas de rebajas selectivas de impuestos y la reducción de trabas burocráticas para la puesta en marcha de nuevos negocios, genera un entorno más favorable para las empresas".

En concreto, se ha referido a la eliminación de trabas en el sector comercial en lo que respecta a horarios comerciales y licencias urbanísticas. En materia de impuestos, ha aclarado que aunque Madrid es la comunidad con la fiscalidad más baja de toda España, lo que incide a la hora de trasladarse a la región, esto no afecta directamente a las empresas puesto que lo prohíbe la ley del sistema de financiación para evitar competencia entre las comunidades autónomas.

El 60% de las empresas que durante estos años han cambiado su domicilio social tienen una facturación inferior a los 5 millones de euros anuales, mientras que el 9,5% presenta una facturación superior y del 30% se desconoce el volumen de negocio. El 25% de las empresas que han trasladado su domicilio social a la Comunidad de Madrid con facturación superior a cinco millones de euros anuales procede de Cataluña, seguido de Andalucía.

Según ha precisado el consejero, desde el comienzo de 2013 hasta mayo han establecido su domicilio social en Madrid un total de 553 empresas, mientras que a lo largo de 2012 lo hicieron 1.731 empresas; en 2011, 1.181, y en 2010, 1.489.

Por otro lado, Ossorio ha señalado que durante el primer semestre del año la Comunidad de Madrid ha creado 10.898 sociedades mercantiles, lo que representa el 21,3% del total nacional (51.229).

Economía
El 21% de las empresas que se han mudado a Madrid proceden de Cataluña
Ep. La Razón  19 Agosto 2013

El consejero de Economía y Hacienda de la Comunidad de Madrid, Enrique Ossorio, ha anunciado este lunes en rueda de prensa que casi 5.000 empresas, un total de 4.954, han cambiado su domicilio social desde el año 2010 para establecerse en la región, un hecho que ha atribuido, sobre todo, a la eliminación de trabas a los empresarios.

Así, para el consejero, estos datos, que proceden de un informe elaborado por Axesor, basado en información obtenida del Boletín Oficial del Registro Mercantil (BORME), "demuestran que las políticas liberales que el Gobierno de la Comunidad de Madrid lleva a cabo en el margen de sus competencias basadas en la austeridad y la estabilidad presupuestaria, combinada con políticas de rebajas selectivas de impuestos y la reducción de trabas burocráticas para la puesta en marcha de nuevos negocios, genera un entorno más favorable para las empresas".

En concreto, se ha referido a la eliminación de trabas en el sector comercial en lo que respecta a horarios comerciales y licencias urbanísticas. En materia de impuestos, ha aclarado que aunque Madrid es la comunidad con la fiscalidad más baja de toda España, lo que incide a la hora de trasladarse a la región, esto no afecta directamente a las empresas puesto que lo prohíbe la ley del sistema de financiación para evitar competencia entre las comunidades autónomas.

El consejero ha destacado que Cataluña, tanto por volumen de empresas como por tamaño de las mismas, es la región desde donde más empresas han trasladado su domicilio social a Madrid en los últimos tres años.

Así, un total de 1.060 empresas procedían de Cataluña, el 21,4 por ciento, 784 de la Comunidad Valenciana (15,8%), 763 de Andalucía (15,4%) y 639 de Castilla-La Mancha (12,9%). Le siguen, ya a más distancia, Castilla y León (359 empresas), País Vasco (255), Islas Baleares (211) e Islas Canarias (203).

El 60 por ciento de las empresas que durante estos años han cambiado su domicilio social tienen una facturación inferior a los 5 millones de euros anuales, mientras que el 9,5 por ciento presenta una facturación superior y del 30 por ciento se desconoce el volumen de negocio. El 25 por ciento de las empresas que han trasladado su domicilio social a la Comunidad de Madrid con facturación superior a cinco millones de euros anuales procede de Cataluña, seguido de Andalucía.

Según ha precisado el consejero, desde el comienzo de 2013 hasta mayo han establecido su domicilio social en Madrid un total de 553 empresas, mientras que a lo largo de 2012 lo hicieron 1.731 empresas; en 2011, 1.181, y en 2010, 1.489.

Por otro lado, Ossorio ha señalado que durante el primer semestre del año la Comunidad de Madrid ha creado 10.898 sociedades mercantiles, lo que representa el 21,3 por ciento del total nacional (51.229).

Madrid / economía
Casi 5.000 empresas han cambiado de domicilio social a la Comunidad desde 2010
cristina sánchez@csanchezcano / madrid ABC  19 Agosto 2013

El consejero de Economía y Hacienda, Enrique Ossorio, ha presentado esta mañana el Balance de Sociedades Mercantiles

Un total de 4.954 empresas han cambiado de domicilio social a la Comunidad de Madrid desde el año 2010, de las cuales, el 21,40% procede de Cataluña, el 15,83% de Andalucía y el 15,40% de la Comunidad Valenciana.

Así lo ha transmitido esta mañana el consejero de Economía y Hacienda, Enrique Ossorio, durante la presentación de un informe elaborado por Axexor, basado en información obtenida del Boletín Oficial del Registro Mercantil (BORME).

Entre otros datos, Ossorio ha destacado que casi el 10% de las empresas que se han trasladado a la Comunidad facturan más de 5 millones de euros anuales. Por su parte, en 2012 se crearon un total de 18.291 sociedades mercantiles, y solo en lo que va de 2013, 10.898, lo que refleja «un ritmo muy superior al del año pasado», ha explicado.

Las razones de este balance «tan favorable» residen, según el consejero, en la austeridad implantada por el Gobierno regional desde 2008 («lo que hace que Madrid resista mejor la crisis», ha dicho); en el hecho de que la región tenga la fiscalidad más baja de toda España, así como en las políticas liberales desarrolladas.

Respecto a esto último, Ossorio ha señalado como factores claves haber «eliminado las trabas burocráticas» a los empresarios desde el año 2004: por un lado, permitir la apertura de los negocios los domingos y festivos, y por otro, agilizar las licencias.

«La establidad presupuestaria, combinada con políticas de rebajas selectivas y ordenadas de impuestos crean además un clima de confianza que atrae a las empresas», ha añadido el consejero.

Iniciativas como el Plan Renove (de sustitución subvencionada de mobiliario y electrodomésticos) son también, según la Consejería de Economía, importantes motores no solo en el ámbito de la sostenibilidad medioambiental, sino también en la actividad comercial.

LA CASTA: Lo que nos cuesta la corrupción política

 REDACCIÓN BILBAO Minuto Digital  19 Agosto 2013

El coste anual de los defraudado en España supone que cada cotizante deba pagar una media anual de 1.920 euros más en impuestos

LA CASTA: Durao Barroso, presidente de la CE, cobra 26.769 euros al mes
REDACCIÓN BILBAO Minuto Digital  19 Agosto 2013

El presidente de la CE, cobra 26.769 euros al mes, los 8 vicepresidentes, incluido Rehn, perciben 23.874 y los 19 comisarios llegan a 21.274 euros mensuales?

separatismo
Más de mil agentes de la Policía Nacional destinados en Cataluña han pedido el traslado
REDACCIÓN BILBAO Minuto Digital  19 Agosto 2013

En los último tres años, más de mil agentes de la Policía Nacional destinados en Cataluña han pedido el traslado a otras zonas de España

Y crean nuevos tributos
Las CCAA suben más de 120 impuestos desde 2011
Los gobiernos regionales han subido casi 70 impuestos y han creado cerca de 60 nuevas tasas y tributos en los últimos tres ejercicios fiscales.
Libre mercado Libertad Digital  19 Agosto 2013

Desde que estalló la actual crisis de deuda pública, hace ahora tres años, el Gobierno, antes en manos del PSOE y ahora del PP, ha llevado a cabo un proceso de consolidación presupuestaria combinando subidas de impuestos y recortes de gasto público con el objetivo de reducir el déficit. Sin embargo, la mayor parte de estas medidas han consistido en subidas fiscales, tanto a nivel nacional como autonómico y local.

En este sentido, destacan especialmente las alzas tributarias protagonizadas por las comunidades autónomas. En 2011, los gobiernos regionales llegaron a establecer hasta 50 nuevas tasas e impuestos a sus contribuyentes, la mayoría escudándose en la protección medioambiental, al tiempo que subían cerca de una docena de tributos, según los datos recopilados por el Registro de Economistas Asesores Fiscales (Reaf).

Cataluña y Murcia, con seis nuevas tasas, fueron entonces las que más tributos establecieron para ese ejercicio: la Generalidad aprobó cánones sobre el agua y sobre la incineración y deposición controlada de residuos municipales y de la construcción, así como un nuevo gravamen de protección civil y un impuesto sobre los grandes establecimientos comerciales; Murcia, por su parte, creó nuevos tributos verdes y un recargo sobre el impuesto de actividades económicas.

Además, la mayoría de autonomías aprovecharon su capacidad normativa para elevar los impuestos cedidos total o parcialmente. Cataluña, Extremadura, Andalucía, Cantabria y Asturias aprobaron en 2011 subir los tipos impositivos a las rentas altas en el IRPF. Estos mismos territorios, con la excepción de Cantabria, también subieron el impuesto de transmisiones patrimoniales, del 7% al 8%, mientras que Extremadura estableció por primera vez tramos en el impuesto de transmisiones patrimoniales para gravar con un 10% la compraventa de viviendas usadas que superen los 600.000 euros. Asimismo, Andalucía, Murcia y Extremadura se unieron ese año a Cataluña, Madrid, Asturias, Comunidad Valenciana, Castilla-La Mancha y Galicia para aplicar el llamado céntimo sanitario, un nuevo tramo autonómico al impuesto sobre las ventas minoristas de determinados hidrocarburos.

Así pues, las CCAA protagonizaron algo más de 60 aumentos fiscales en 2011, entre la aplicación de nuevas tasas y y subidas tributarias.

Otras 60 subidas fiscales entre 2012 y 2013
Pero esta senda, lejos de frenarse, continuó durante 2012 y 2013. Así, según la recopilación que incluye el último Programa de Estabilidad 2013-2016 que el Gobierno envió a Bruselas, las autonomías -excluyendo las forales-, subieron otros 56 impuestos y crearon hasta 11 nuevas figuras tributarias en los dos últimos ejercicios. Es decir, otras 67 alzas que, en total, suman cerca de 130 aumentos tributarios desde 2010 tan sólo en el ámbito autonómico.

Tiene especial relevancia el aumento de los tipos impositivos del Impuesto del Patrimonio o la reducción del mínimo exento; el aumento del tipo impositivo del Impuesto de Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados; la aplicación del tramo autonómico del Impuesto sobre las ventas minoristas de determinados hidrocarburos; el aumento del canon de saneamiento; o el aumento del Impuesto de Sucesiones y Donaciones en determinados casos.

Además, aprovechando su capacidad tributaria, las CCAA han creado nuevos tributos y modificado algunos de los que habían puesto en marcha en el pasado: impuestos sobre bolsas de plástico, sobre el impacto medioambiental o sobre actividades que inciden en el medio ambiente, impuesto sobre el juego y sobre alojamientos turísticos. "En los últimos años, en el marco de los planes de consolidación fiscal, el ejercicio de las competencias normativas autonómicas se ha desarrollado considerablemente al alza, mediante el incremento de tipos de gravamen y la reducción de beneficios fiscales", según constata el informe:

En relación con el IRPF, a partir de 2010 las CCAA han iniciado un proceso de elevación de la tarifa de gravamen y reducción de las deducciones autonómicas que habían aprobado en años previos. En concreto, "para 2013 todas las CCAA, salvo dos, aplican una tarifa igual o superior a la tarifa supletoria de la legislación estatal".

En relación con el Impuesto sobre el Patrimonio, "todas las CCAA salvo una están aplicando efectivamente el impuesto y se han ejercido competencias al alza mediante el incremento de las tarifas de gravamen en varias comunidades y la reducción del mínimo exento en otras".

Dentro también de la imposición directa, "se aprecia una supresión de beneficios fiscales aprobados en años anteriores en el Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones, de manera que las CCAA están en un proceso de incremento del potencial recaudatorio de este impuesto", añade el documento.

Por lo que se refiere a los impuestos indirectos, las CCAA han incidido, fundamentalmente, en el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales Onerosas, el Impuesto sobre Operaciones Societarias y el Impuesto de Actos Jurídicos Documentados, además de la imposición sobre hidrocarburos y otras figuras como el Impuesto sobre Determinados Medios de Transporte.

Por último, diversas CCAA han introducido tributos propios a lo largo de 2012 y 2013, muchos de ellos, de carácter medioambiental. Así, por ejemplo, se aprecia una generalización de gravámenes sobre grandes superficies comerciales, instalaciones eléctricas, residuos, etc. Esto es resultado de una flexibilización de los límites establecidos en la Ley de Financiación Autonómica para la creación de estos impuestos, así como de varios pronunciamientos del Tribunal Constitucional favorables a su constitucionalidad.

******************* Sección "bilingüe" ***********************

Chupinazos, bolinagas y picardos
EDITORIAL Libertad Digital  19 Agosto 2013

La sociedad española en general y las víctimas del terrorismo sufren día sí, día también la humillación que supone ver como campan a sus anchas por las instituciones los pistoleros de la ETA y sus secuaces. El protagonismo de la chupinera proetarra en el inicio de las fiestas de Bilbao no es una anécdota o un hecho aislado. Cuando los matones de la boina y la serpiente gobiernan en la Diputación de Guipúzcoa, buena parte de los ayuntamientos de esta provincia y muchos otros del País Vasco y Navarra y se pasean con chulería por el Parlamento vasco y el Congreso de los Diputados nadie puede sorprenderse de que también en esta ocasión se hayan salido con la suya.

Lo grave es que no estamos ante un accidente o un fenómeno natural inevitable sino que la fortaleza de los terroristas responde a la voluntad de la casta política. Han sido las instituciones, controladas todas por los dos grandes partidos, las que han hecho dejadez de funciones en la defensa de la legalidad y la Nación, para rendirse ante los terroristas. La legalización de las marcas electorales de ETA era por sí misma una razón suficiente para reformar, o mejor cerrar, el Tribunal Constitucional. Sin embargo, el Gobierno de Mariano Rajoy no sólo no ha hecho nada, sino que con el inefable ministro Gallardón a la cabeza ha profundizado, aun más si cabe, en la politización de la Justicia, que es el origen de buena parte de los males que padece nuestra Nación.

La prueba palpable de la continuidad del actual Gobierno con la ignominiosa política de rendición de la legalidad y las instituciones ante la ETA es la liberación del asesino y torturador Bolinaga. Este fin de semana se ha cumplido un año de su puesta en libertad cuando, según se nos dijo, solo le quedaban semanas de vida. Ya en ese momento, y así lo denunciamos en Libertad Digital, teníamos la convicción moral de que en la excarcelación del terrorista tenía muy poco de humanitario y mucho de obsequio a los asesinos. Un año después, Bolinaga sigue vivo y el Colegio de Médicos respaldó punto por punto el informe de la forense de la Audiencia Nacional, la única realmente competente en el caso, en el que negaba que el terrorista estuviese en situación terminal, como sostenía el Gobierno.

Con este panorama en el País Vasco y mientras Montoro financia con dinero de todos los españoles la secesión de Cataluña, no es de extrañar que un personajillo siniestro como el gibraltareño Picardo se pitorree del Gobierno español. Lo más sorprendente es que todavía haya tanto necio que piensa que la no defensa de los intereses nacionales no va a tener consecuencias nefastas para todos los españoles.

España
Más de medio millón de personas abandona Cataluña desde 2008
ÀLEX GUBERN / barcelona ABC  19 Agosto 2013

El «éxodo» refuerza a quienes denuncian las políticas soberanistas del gobierno de Mas

Lo confirmaba el Instituto Nacional de Estadística (INE) hace pocas semanas: España pierde población por primera vez desde 1971 (el primer año de la serie histórica), una consecuencia directa de la crisis económica que se traduce, principalmente, en el regreso a sus lugares de origen de miles de inmigrantes que llegaron a nuestro país en los años de bonanza.

En este sentido, la pérdida de población (ahora vivimos en España 46.704.314 personas, 113.902 menos que en 2012) se explica por el abandono del país de casi medio millón de habitantes, una caída que no ha podido compensar ni el crecimiento natural de la población ni los más de 300.000 extranjeros que, pese a todo, llegaron a España en 2012.

El efecto huida producido por el deterioro del mercado laboral es una realidad que se está dejando notar de manera especial en comunidades como Cataluña, de la que solo en 2012 salieron hacia el extranjero 133.140 personas (un 10,9% de los cuales son de nacionalidad española).

Cataluña acumula 554.455 salidas
La cifra es la más alta desde que en 2008 comenzó la crisis, un periodo en el que la comunidad gobernada por Artur Mas acumula 554.455 salidas, un volumen que habla por si solo del tremendo impacto demográfico que acarrea la crisis, y que da argumentos a quienes denuncian unas políticas que creen más centradas en el debate soberanista que en la búsqueda de soluciones económicas. Las cifras que confirman este «efecto huida» las recoge la propia Generalitat en su último informe de Coyuntura Económica de julio de 2013, donde no obstante se destaca que este éxodo se ve compensado por la capacidad que aún conserva Cataluña de ser «país de acogida».

Sumando las entradas a las salidas, Cataluña tuvo en 2012 un saldo migratorio negativo de 59.732 personas en 2012, seguido de la Comunidad de Madrid (-55.767), Comunidad Valenciana (-24-727) y País Vasco (-13.963). Por contra, las únicas comunidades que arrojaron un saldo positivo fueron Canarias (12.928), Andalucía (5.624), Baleares (2.712) y Extremadura (165). Estas cifras, junto al crecimiento vegetativo (diferencia entre nacimientos y defunciones), se ha traducido en la pérdida global de población en España antes citada (-2%), aunque con distinto comportamiento según autonomías: frente a la caída de habitantes de Castilla y León (-0,8%) y Cataluña (-0,7%), el incremento de Canarias (1%) y Baleares (0,9%). En 2012 Madrid retrocedió un 0,3% en cuanto a población.

Destino Madrid
El INE, además del saldo migratorio con respecto al extranjero, también aporta las cifras de la relación demográfica entre las regiones españolas, y donde sí se aprecia un comportamiento mucho más dispar. Sobresalen por su capacidad de atracción la Comunidad de Madrid, que atrajo a 14.116 personas hasta entonces residentes en otras comunidades, Baleares (4.105) o Canarias (3.971). En el otro extremo, Castilla y León (-7.840), Andalucía (-6.865), Castilla-La Mancha (-6.637) y Cataluña (-3.530) perdieron población en favor de otras zonas del país.

Recortes de Prensa   Página Inicial