AGLI Recortes de Prensa   Sábado 31 Agosto 2013

Bañéz dice que “el viento ha cambiado”. ¡Mentira!
Susana Criado www.vozpopuli.com 31 Agosto 2013

Miedo me da la vuelta de las vacaciones. Miedo por lo previsibles que son muchas de las noticias que nos vamos a encontrar. Que si la vuelta al cole, que si el fin de la campaña turística, que si el estrés post-vacacional, los retos para la nueva temporada por el dejar de fumar o aprender inglés o cómo bajar los kilos que hemos cogido con tanta siesta y tanta cervecita. No sé si me dan más miedo ese tipo de noticias o lo que escucho por boca de algunos miembros del Gobierno.

Desde el Ministerio de Empleo, este mismo jueves la ministra Báñez se quedó más que a gusto al anunciar una reducción en el número de contratos. No sé si llorar o reír cuando escucho a la ministra decir que la reforma laboral ha permitido salvar 225.000 puestos de trabajo. ¡Que el viento ha cambiado! Aunque sea verdad, es dramático que el país soporte una tasa de paro por encima del 27% y es vergonzoso que nos vendan humo a estas alturas de curso. ¿Reducción del número de contratos “para facilitar la contratación”? ¡Mentira! Para facilitar la contratación sería imprescindible bajar los impuestos al trabajo que suponen el 30% del salario. Ni se facilita la contratación, ni se reducen los costes, ni se acaba con la dualidad del mercado laboral. Por una vez, y que no sirva de precedente, estoy de acuerdo con los sindicatos, que calificaron el anuncio de Báñez de auténtica burla.

Desde el Ministerio de Economía, también este jueves se congratulaban por los datos de PIB del segundo trimestre del año. ¡Baja sólo una décima! ¡A punto de dar carpetazo a la recesión y comenzar a crecer, decía Jiménez Latorre, el secretario de Estado de Economía! ¿Crecer? ¿Un 0,2% este trimestre es crecer? Suben las exportaciones en el segundo trimestre del año y parece que así se acaba la crisis. Si que es una muy buena noticia que las exportaciones se hayan convertido en el motor de nuestra economía, o mejor dicho, que hayan conseguido frenar el desplome de nuestro PIB. Pero más cierto es que, para que la economía dé carpetazo a la recesión y comience a crecer con cierto brío, es necesario además que despierte el consumo y que la inversión empresarial comience a fluir, sobre todo en lo que se refiere al capítulo de bienes de equipo. Así que ojo con confiar la recuperación sólo en el sector exterior.

Baja la prima de riesgo. Sí que es cierto que hace poco más de un año las alarmas se encendieron al dispararse la prima por encima de los 600 puntos básicos. Son más llevaderos los 260 puntos básicos actuales, pero ojo, que desde el Gobierno no lancen la idea de que es por las reformas de Rajoy, porque ese descenso tiene que ver más con Draghi, el presidente del BCE, y sus mensajes en el sentido de que hará todo lo posible para no dejar caer el euro y de que los tipos de interés se mantendrán bajos durante un largo tiempo.

Una pena que este Gobierno, en lugar de comenzar el curso con fuerza y con coraje, se instale en la autocomplacencia. ¿Lo peor? Me temo que en los dos próximos años, entre elecciones europeas y autonómicas, no se acometan las reformas que aún son imprescindibles. Nos espera un curso de mucho ruido y pocas nueces.

Borrón y cuenta nueva.
Vicente A. C. M. Periodista Digital 31 Agosto 2013

Así de simple ha sido la actuación del PP en los ordenadores que usaba su ex Gerente y ex Tesorero Luis Bárcenas en su despacho oficial de la calle Génova 13 en Madrid. Un borrado a conciencia en aras de la "protección de datos", sobre todo de los de la supuesta "contabildad B". Un borrado minucioso que ha llegado al parecer al esperpento de haber quitado físicamente el disco duro y a afirmar que nunca se pudo hacer una copia en un pen drive USB, ya que los ordenadores no disponían de ese tipo de conexión. Otro cuento informático que sumar a la falta de colaboración efectiva con el juez Ruz. Algo que me recuerda mucho a la actitud de la Junta de Andalucía con la jueza Alaya.

Está visto que los dos principales partidos políticos usan las mismas artimañas para obstaculizar, cuando no directamente bloquear la acción de la Justicia, sobre todo con aquellos jueces que no pueden controlar. Está visto que la impunidad se consigue bajo la premisa de que "no hay pruebas ni las habrá". Nadie puede seguir creyendo en que la Justicia es igual para todos y menos en estos casos en que la corrupción es tan manifiest, que las pruebas siguen siendo abrumadoras aunque se "borren" o eliminen. Y no digo que Luis Bárcenas o su mujer tengan algún tipo de credibilidad, pero sí que el PP y el Gobierno están haciendo todo lo posible por corroborar la nula credibilidad que nos merecen a los españoles.

Lo que no llego a entender es la actitud de algunos representantes del Gobierno como Soraya Sáenz de Santamaría, que con su postura de permanecer "de perfil", solo la hace corresponsable de un asunto en el que nunca se vio implicada. Que los directamente afectados intenten eliminar todas las pruebas es ago comprensible, pero no lo es el que calla y transige con esa actuación por una mal entendida lealtad al lider o al partido. Lo de poner la mano en el fuego en política por alguien no es un acto de fidelidad o de fe, sino directamente de ingenuidad, un error garrafal que arrastra al crédulo a compartir los actos nada ejemplares de otros.

El PP vuelve a demostrar un pánico escénico ante la remota posibilidad de que el juez Ruz hubiera podido corroborar de una forma tan simple los datos transmitidos por el recluso Luis Bárcenas, respecto a los sobresueldos de altos dirigentes del partido. No sé hasta dónde el juez Ruz aceptará las explicaciones del PP respecto al borrado consciente y minucioso de los discos. Puede que legalmente todo quede en una burla más de las que ya nos tiene acostumbrados esta casta política de corruptos y corruptores.

Quizás pueda el recluso y presunto evasor de capital disponer de otras pruebas fuera del alcance de las manos de sus antiguos camaradas. Era iluso suponer que el PP iba a dejar intactas unas pruebas tan irrefutables como los archivos de un ordenador que estuviera bajo su control. Si Bárcenas hubiera sido inteligente, en los meses en que dispuso de total libertad en su despacho, pudo haber transferido la información a otro ordenador personal y no limitarse a fiarlo todo a una unidad USB de memoria. Si no lo ha hecho, me temo que se le ha acabado la munición de grueso calibre y que debería empezar a pensar seriamente en colaborar con la Justicia de una forma mucho más intensa.

En cualquier caso, aquí no se va a cumplir aquello de "quien roba a un ladrón, mil años ha de perdón". Lo que va a obtene, caso de no explicar el origen de su inmensa fortuna descubierta, va a ser una condena ejemplar por delito continuado de apropiación indebida, evasión de capital y obstrucción a la Justicia, y la seguridad de poder ver a su mujer seguir sus pasos.El fin de un camino de vino y rosas.

No puede ser un curso más
EDITORIAL Libertad Digital 31 Agosto 2013

El escándalo Bárcenas parece haber desatado los enfrentamientos internos de un PP que, al menos a ciertos niveles, se diría en el principio de un sálvese quién pueda al que el presidente del Gobierno, y del partido, se mantiene ajeno en su torre de marfil monclovita.

No deja de ser un tanto triste que, después de que Rajoy haya gobernado durante año y medio en abierta contradicción con el programa electoral popular y con lo que se supone que era su ideario, sea un escandaloso caso de presunta corrupción el que destape las batallas internas: es difícil no ver en este silencio ahora roto que los líderes del PP se preocupan más por el partido que por sus votantes y la nación.

Las informaciones disponibles sobre estos movimientos internos apuntan a que no habrá una gran revolución en Génova, lo que no dejaría de ser sorprendente dado el carácter de Rajoy, pero sí puede haber dirigentes qué resulten los grandes perdedores de esta situación, especialmente uno de ellos: Javier Arenas.

De nuevo, no resulta muy positivo para la imagen del Partido Popular que tras su enésimo fracaso electoral sea su más o menos cercana pero todavía por demostrar implicación en un escándalo lo que pueda acabar con la carrera de Arenas: otra vez el criterio de los votantes pesando menos que las intrigas palaciegas de Génova 13.

Tampoco se adivinan grandes cambios en el Gobierno, al menos en un horizonte cercano. No parece que vaya a modificarse ni la composición del Consejo de Ministros ni la estrategia del ejecutivo para afrontar ese caso Bárcenas que ya es, más allá de las consecuencias judiciales que pueda tener, el peor escándalo de la historia reciente del PP.

En cualquier caso, mucho se equivoca Rajoy si cree que con cambios cosméticos en el gobierno o con cabezas de turco en el partido hará que la tormenta amaine. Y más todavía si piensa que, en lo que sus hagiógrafos denominan "magistral control de los tiempos", todo se difuminará en la nada simplemente con el paso de los días.

El caso Bárcenas, los sobresueldos –incluso aunque todos hayan sido legales para todos- la fortuna del extesorero y las sombras sobre la financiación de los populares demandan no uno sino varios pasos al frente. Si el PP y Rajoy quieren recuperar al menos parte de la credibilidad perdida de cara al ciclo electoral que se inicia con las Europeas del año que viene, este no puede ser un curso político más.

No es previsible que el presidente lo entienda así, pero el castigo electoral puede ser terrible y la no menos pronunciada debacle socialista será un pobrísimo consuelo.

Federalismo e igualdad
Ramón de Veciana www.vozbcn.com 31 Agosto 2013

Transcurridos 30 años desde la promulgación de la Constitución, puede hacerse un balance con perspectiva y en profundidad de los logros y de los fracasos de este proyecto político constitucional.

Es evidente que España durante estos años ha prosperado mucho, y parte importante de ese éxito se debe al diseño constitucional pensado para ese delicado momento político de salida de una dictadura y de consolidación de una democracia europea moderna.

Pero ese diseño político da muestras graves de agotamiento que, de no remediarse con celeridad, puede dar lugar al colapso de todo el sistema constitucional, con consecuencias imprevisibles. Basta abrir los periódicos para comprobar, a diario, este fracaso institucional. El prestigio de la Corona (Título II), el funcionamiento de las Cortes Generales y la representación política de los ciudadanos (Título III) y el Poder Judicial y el Tribunal Constitucional (Títulos VI y IX) ha entrado en una caída en barrena, impensable hace sólo unos años.

Es urgente, pues, que se hagan las necesarias reformas constitucionales y legales que garanticen la total independencia del Consejo General del Poder Judicial, de los Tribunales Supremo y Constitucional, así como una reforma de la Ley Electoral que responda a una mayor y mejor representatividad de los ciudadanos; una reforma de la Corona que le otorgue la prestancia y dignidad perdida durante los últimos tiempos; y una auténtica Ley de Transparencia que garantice la exigencia de responsabilidad de todos ellos.

Pero el fracaso más evidente es del Título VIII, de la organización territorial, que se redactó por los constituyentes con el benévolo propósito de implicar a los nacionalismos vasco y catalán en la construcción política de España y de que, a su vez, la descentralización política cohesionase económica y socialmente todas las regiones españolas.

Lo cierto es que los resultados obtenidos, al cabo de tres decenios, son los contrarios a los previstos. En este momento, y a la vista está, el nacionalismo catalán y vasco están socavando la estabilidad de España con una deriva independentista creciente, amparada por el acomplejamiento de PP y PSOE; y, por otra parte, PSOE y PP, como partidos de ámbito nacional, han descubierto que el nacionalismo de cualquier índole (andaluz, gallego, valenciano, extremeño, etc…) es fuente de poder omnímodo, bastando con recurrir a la exaltación del sentimiento localista.

Pero, además, la inexistencia del diseño de un modelo territorial cerrado ha tenido como consecuencia la indeseable coexistencia de varios modelos territoriales contradictorios -de corte confederal, federal y unitario- cuya dinámica ha sido perversa: el constante chantaje político de los nacionalismos catalán y vasco para obtener constantes privilegios, la elefantización del Estado con la duplicidad de gastos y un despilfarro de recursos públicos sin exigencia de responsabilidad alguna, la desigualdad de derechos de los españoles en función del lugar donde viven y la creación de unos auténticos biotopos autonómicos de carácter clientelar.

Por eso, ahora es el momento de hacer propuestas que permitan superar urgentemente esta crisis institucional y política; y, en este sentido, no cabe duda que deben ser propuestas valientes y rotundas, sin complejos y formuladas desde la perspectiva del fomento del bien común de la nación.

Debe reformarse la Constitución para cerrar la distribución de competencias entre el Estado y CCAA e ir hacia la construcción de un modelo federal cooperativo, donde el Estado asuma una serie de competencias exclusivas e intransferibles en materias claves para el interés general y la cohesión social de todos los españoles y de su derecho a la igualdad y a la libertad, como son la justicia, la educación, la sanidad, el medio ambiente y el urbanismo, entre otros.

Por lo tanto, y como primera prevención, debe suprimirse la disposición adicional primera que consagra los derechos históricos de los territorios forales, por ser contrarios al valor superior de la igualdad que rige la Constitución y por pretender la existencia de derechos históricos que justifiquen privilegios de una parte de España.

Correlativamente, debe reformarse el Senado para que sea una verdadera cámara de representación territorial, de composición mixta de elección directa y por los parlamentos autonómicos, dejando que en el Congreso se debatan los intereses generales de ámbito nacional.

El modelo federal europeo es el modelo territorial que ha dotado a los países más prósperos de nuestro entorno más inmediato, como es el caso de Alemania y Austria, de estabilidad política, además de alcanzar de forma ordenada la igualdad de todos los ciudadanos.

No es casual la campaña de desprestigio que los nacionalistas, en plena deriva independentista del catalanismo político, están realizando de forma inmisericorde hacia las propuestas federales de España.

Con un estado federal, se acabaría de una vez por todas el obstruccionismo y mala fe nacionalistas al quedar los gobiernos regionales sometidos a un estricto juego de normas constitucionales que les impediría chantajear al Estado para la obtención constante de nuevos privilegios, poniendo fin al pernicioso principio dispositivo de competencias. Y, también, se desacreditarían los falsos agravios esgrimidos por los independentistas, pues, nadie (cuerdo) en la Unión Europea tacharía a un sistema federal de organización del estado, como al alemán o austríaco, de ser contrario a los principios de libertad, democracia e igualdad que la inspiran.

En este sentido, existe una sola fuerza política de carácter nacional que desde su fundación ha hecho frente con valentía a todo tipo de nacionalismo, del violento al supremacista, y que ha exigido sin ningún tipo de acomplejamiento abrir el melón de la reforma constitucional que garantice mayor libertad e igualdad de todos los españoles, con independencia de donde vivan y cómo piensen. Y esta fuerza, UPyD, está liderada por una mujer menuda y valiente, Rosa Díez, que vendrá a Hospitalet (Barcelona) el próximo 5 de septiembre, unos días antes de la Diada, para hablar de federalismo e igualdad, y, haciendo caso omiso al nacionalismo rampante que quiere dividir en dos y enfrentar a la sociedad catalana, explicar a la sociedad catalana la necesidad de un partido valiente y de ámbito nacional con una propuesta inevitable, inaplazable, de regeneración política.

Ramón de Veciana es miembro del Consejo de Dirección de UPyD

Federalismo unipersonal
Nota del Editor 31 Agosto 2013

Ya estoy deseando llegar al federalilsmo, naturalmente, el único federalismo válido es el unipersonal, no quiero que nadie me pastoree, porque eso del federalismo e igualdad no son sino camelos para
conseguir que haya mas pastores y menos ovejos y  no quiero ser ovejo de pastor alguno.

A ver si nos enteramos UPyD: estas gilipolleces del federalismo que defendéis no tienen sentido. Para que los recursos que el estado esquilma a los ciudadanos sean invertidos de forma óptima, el único federalismo posible es el individual, porque nadie mejor que yo para saber la forma óptima de invertir mi dinero, el dinero que debería estar en mi bolsillo. No quiero que un pastor silbe y vea mis bolsillos vacíos.

Mi apoyo al Sindicato Andaluz de Trabajadores
Pedro de Hoyos Periodista Digital 31 Agosto 2013

Leo, asombrado por su valentía, la nueva hazaña del SAT. Que un pacífico grupo de doscientas personas se haya enfrentado a un violento segurata, armado de porra y grilletes, y haya expropiado veinte o treinta libros, doscientos lapiceros y varias decenas de gomas de borrar y tras haberlo guardado convenientemente de los esbirros del capitalismo vestidos con tricornio, se disponga a entregarlos a familias necesitadas es un hecho de agradecer que me reconforta con la sociedad injusta en que vivimos, dominada por el estúpido imperio de la Ley, hecha no en el Parlamento por nuestros representantes legítimos, sino en los despachos de Carrefour, El Corte Inglés y McDonalds.
A pesar de la natural discreción con que Cañamero y sus asociados deben moverse para planificar sus acciones con las que redistribuyen la riqueza previamente robada por los sucios capitalistas, he podido averiguar gracias a una confidencia que la próxima acción que estos grandes defensores de los pobres, valedores de asalariados y parias de la Tierra llevarán a cabo no será contra ningún supermercado: en un momento lógicamente todavía no precisado se concentrarán ante la sede de UGT de Andalucía, la asaltarán y se llevarán veinte o treinta carritos cargados de langostas, jamones de Jabugo y botellas de champán francés. Descartan llevarse la moqueta de los despachos por ser poco práctico: a ver qué casa obrera iban a encontrar con suficientes metros cuadrados para volver a colocar tanta moqueta. Lo de las langostas y el jabugo tiene más fácil solución.

Definitivamente me voy a hacer de izquierdas
Antonio Cabrera Periodista Digital 31 Agosto 2013

Definitivamente me voy a hacer de izquierdas. Así, de un plumazo, me convertiré en un tipo honrado, justo y solidario durante cien años. [Banderas republicanas en Madrid] Y en un feminista que te rilas. Simularé luchar con ardor contra la injusticia y la pobreza, y me indignaré muchísimo, pero no haré nada para remediarlas. Defenderé con mi vida la sanidad, la empresa y la enseñanza públicas -siempre que no las pague yo, claro-. Lucharé hasta el último aliento contra el capital -me refiero al ajeno-, contra todas las dictaduras de derechas -las otras son democracias populares-, y contra todas guerras -salvo las que apoye mi partido porque esas sí que son justas y necesarias-. Apoyaré, caiga quien caiga, los nacionalismos, la II república española, el himno de Riego, las subvenciones públicas, la memoria histórica selectiva, las energías alternativas -por ruinosas que sean-, los sapos parteros, el derecho inalienable de la mujer al aborto y a la eutanasia -nosotras parimos, nosotras decidimos-, el matrimonio homosexual, los sindicatos verticales y, sobre todo, la igualdad, la libertad y la fraternidad entre todos los hombres y mujeres... de izquierdas, naturalmente. Además siempre tendré razón y, si me apuran, hasta iré al cielo. Un chollo, oye

Diario de Verano: La invención occidental del islamismo moderado
Federico Jiménez Losantos Libertad Digital 31 Agosto 2013

Un grupo de unos sesenta intelectuales de signo liberal-conservador, es decir, Bernard Henry-Levy y un montón de catedráticos norteamericanos han dirigido una carta a Obama apremiándole a castigar las fechorías del tirano sirio y proponiéndole, como no podía ser menos, un plan de futuro para después de la intervención armada que pasa por los acuerdos de los laicos y liberales de Siria con lo que suele llamarse "islamismo moderado", aliado harto necesario para evitar la luctuosa senda de Libia, Egipto y otras zonas árabes primaverales, ahora yermas y agostadas por la guerra civil.

El problema del islamismo moderado es que no existe. Hay islamistas, como los saudíes que son aliados de los USA, pero cuya civilización liberal combaten en su país a sangre y velo. Hay islamistas que se proclamaron moderados y compatibles con las fuerzas políticas democráticas y laicas, pero que en cuanto llegaron al poder de su mano, se soltaron y sacaron el fanatismo que llevan dentro, acarreando en Egipto la vuelta de los militares apoyados por esos mismos laicos que creyeron posible el pacto con eso que llaman islamismo moderado, y que no se sabe muy bien lo que es.

Imagino que se refieren a esos países islámicos bajo influencia occidental en los que la corrupción de los regímenes políticos, civiles como en Marruecos o militares como en Egipto, permiten a ciertos sectores de la sociedad escapar de la sofocante teocracia. Pero eso no es Islam ni moderación, es una tolerancia absolutamente arbitraria y gestionada mediante la corrupción. Mejor que los mulás, desde luego, pero muy lejos de ese islamismo moderado, que,a efectos político-militares, sólo existe, ay, fuera del Islam. Y que ahora va a servir de coartada intelectual para ayudar a los islamistas salvajemente inmoderados que luchan contra el salvajismo, no precisamente anti-islámico ni librepensador, de Assad y sus aliados de Teherán, Moscú y La Habana. Sigo sin entender por qué hay que elegir entre la peste y el cólera.

El Islam hoy: el resurgir chíita
José A. Zorrilla El Confidencial 31 Agosto 2013

Los chíitas, esos siniestros ciudadanos devotos de ciudades sagradas, y muy especialmente sus líderes de opinión religiosa, los mujtajids, que pueden atar y desatar con una palabra, cuya autoridad deriva de su familiaridad íntima con un conocimiento acumulado de todo punto irrelevante para los asuntos del mundo y sin valor en ninguna rama del conocimiento humano.

Así se expresaba Gertrude Bell, la mejor conocedora de lo que terminó por ser el Irak de su tiempo (poco antes de la I Guerra Mundial), hasta entonces las provincias otomanas de Mosul, Bagdad y Basora. Bell fue la creadora del Museo de Bagdad, una orientalista y arqueóloga cuyos planos y descripciones siguen siendo necesarios para el estudio de la zona. Fue también una magnífica poetisa; su traducción del poeta persa Hafez se sigue considerando hoy como un texto de referencia.

Apodada “La reina no coronada de Irak”, llegó a conocer el país tan íntimamente que diseñó su escudo y su bandera y hasta llegó a presentar al recién entronizado Rey Feisal a los jeques de las tribus de quienes iban a ser sus vasallos, pues su hospitalidad le había permitido cruzar el país al menos seis veces. Bien: ni siquiera tan formidable potencia intelectual acertó a ver a los chiítas como lo que de verdad eran en Irak: no una oscura secta musulmana, sino la mayoría de la población.

Es fácil imaginar, con esos antecedentes, el conocimiento que del islamismo chií se tenía en Occidente a pie de calle y la sorpresa que produjo, en 1979, el ver llegar al poder en Irán (el refinadísimo país que inventó el jardín y la rosa, cuna de Firdusi, Rumi y Ommar Kayyam, por citar solo unos pocos) a una teocracia de mullahs cuya primera preocupación fue denunciar por corrupta, occidentalista y traidora a la casa real de Saud, suní, como el 80% del mundo islámico.

El fin del panarabismo
La conversión de Irán en teocracia chíi y su hostilidad ante la casa suní de Saud era sólo un anticipo del siguiente capítulo en la historia del Islam: el fin del ciclo de los líderes panarabistas anticoloniales y la vuelta del Islam al centro del mundo musulmán. Se vio muy pronto en Siria. Hafez al Assad arrasó a los Hermanos Musulmanes en 1982 e Irán no movió un dedo. Al fin y al cabo, el autor era chíi y las víctimas suníes.

La conversión de Irán en teocracia chíi y su hostilidad ante la casa suní de Saud era sólo un anticipo del siguiente capítulo en la historia del Islam: el fin del ciclo de los líderes panarabistas anticoloniales y la vuelta del Islam al centro del mundo musulmánA Irán le preocupaba Afganistán al Este (taliban-pakistaní-saudí) e Irak al Oeste (igualmente suní a pesar de su retórica baasista). El talibán cayó gracias a EEUU, que los había creado con dinero y doctrina saudí y apoyo de los servicios secretos paquistaníes. En cuanto al Irak de Sadam Husein, fracasó en su empeño de arrasar por la guerra la Revolución Islámica de los ayatolas a pesar de toda la ayuda que le prestamos los occidentales. Se conformó con masacrar a sus chíies en 1991, lo que también hizo con los otros no suníes, los kurdos.

Se produce entonces uno de los hechos más extraños de la vida política americana en los últimos años. La alianza entre los neocons (Condolezza Rice, Charles Krauthammer, Dick Cheney, Richard Perle, Donald Rumsfeld y, sobre todo, Paul Wolfowitz) y los exilados chíitas iraquíes, que no sólo eran ricos, sino excepcionalmente dotados en el orden intelectual. Ahmed Chalabi, por ejemplo, es Doctor en Matemáticas por la Universidad de Chicago tras haber hecho sus primeras armas en el MIT. Fueron ellos uno de los grandes motores detrás de la segunda guerra de Irak.

Ellos y la alucinada visión del mundo de los neocons, y que en su máxima expresión la enunció Perle en su famoso papel A Clean Break que hizo para Netayanhu (donde defendía la restauración de la dinastía hachemita en Irak como forma de ganarse a los chíitas, aislar a los palestinos, modernizar el Islam y hacer de EEUU un hegemón incontestable tanto en el Oriente Medio como en el mundo), ideas que terminaron por aplicarse, al menos en parte, no por Israel, sino por los EEUU. Chalabi y sus amigos, por el contrario, veían en la invasión el modo de librarse de un sunismo minoritario y despótico. Efectivamente: llegó el derrocamiento de Sadam Husein y lo que tomó el poder fue un Consejo Supremo de la Revolución Islámica en Irak, con el ayatola Sistani y Al Sadr como principales inspiradores.

Afortunadamente las ideas de Sistani sobre el ejercicio del poder tienen poco que ver con las del iraní Jomeini pero, con eso y con todo, Irak se convertía en un campo de batalla sectario suní/chíi y también en el aliado natural de Irán, aunque desde una óptica muy especial. Irak se define como una “república federal”, no árabe ni islámica. Sin embargo, los ayatolas iraníes perdían su gran enemigo suní al oeste y con las milicias de Hezbolá en Líbano y las Sipah-i-Muhammad en Pakistán, se alzaban como un poder ineludible. Revueltas chíitas en Arabia Saudí (donde ocupan precisamente las provincias del petróleo), presencia chíi en el Consejo Nacional de Afganistán y algaradas constantes en Bahrein, donde son el 70% de la población, han sido solo el preludio de un inmenso cambio de paradigma.

Es la conversión en geoestratégica de la divergencia originalmente teológica suní/chíi, y cuya consecuencia más visible es la guerra civil siria, frente en el que se manifiesta la voluntad de Arabia Saudí (suní) e Irán (chíi) por el dominio de Oriente Medio, con Turquía y Rusia ayudando a cada uno de los dos contendientes, lo que no es sino la continuación de un eje que ya se manifestó en Afganistán en los noventa y estuvo a punto de incendiar toda Asia Central cuando los talibanes invadieron el Consulado iraní en Mazar y mataron a todos sus diplomáticos.

Es la conversión en geoestratégica de la divergencia originalmente teológica suní/chíi, y cuya consecuencia más visible es la guerra civil siria, frente en el que se manifiesta la voluntad de Arabia Saudí (suní) e Irán (chíi) por el dominio de Oriente Medio, con Turquía y Rusia ayudando a cada uno de los dos contendientesSería vano intentar hacer un análisis completo de las consecuencias de la llegada de los chíitas al corazón del mundo islámico, (Egipto, Siria, Irak, Irán) donde ya tienen dos de sus estados principales, Irak e Irán y con ellos cerca del 20% del petróleo mundial. Entre otras mencionaremos: la insurgencia suní en Siria, imán que ha atraído a todo tipo de milicias islamistas, chechenos incluidos; más insurgencia en el propio Irak para aniquilar al nuevo Estado o al menos demostrar la imposibilidad de su supervivencia pacífica (mil víctimas el pasado mes de junio frente a mil trescientas en todo el año en Afganistán); el reforzamiento de Hizbolá (chíi) como el enemigo más declarado de Israel; el cambio en la opinión pública occidental que empieza a cuestionarse que Irán sea el peor enemigo de Occidente (aunque sí lo sea de Israel) y no Al Qaeda o los wahabitas suníes. Recordemos que la única ciudad musulmana donde se salió con velas a la calle la noche del 11-S fue Teherán.

Y, sobre todo, el gran vacío de poder que se abre en el Oriente Medio. Con Europa en ignorado paradero y los EEUU camino del Pacífico no hay modo de predecir lo que pueda suceder allí. Una pista puede darla el que China compre ya más de la mitad de del petróleo iraquí y que se haya convertido en uno de los principales inversores en la zona. Otra, la presencia de la Armada rusa en puertos sirios. Tampoco creo sea una exageración decir que si Irán quisiese una bomba atómica (hablo en subjuntivo porque una fatwa de Jomeini la prohibió) sería tanto o más por Pakistán que por Israel. Querría una bomba chíi frente a la bomba suní para equilibrar posiciones dentro del Islam. Recordemos lo que dijo Zulfarq Ali Bhutto en 1978, ya detenido en su celda: “Las civilizaciones cristiana, judía e hindú tienen todas su bomba atómica. La islámica no, pero eso está a punto de cambiar”.

Y cambió. Curiosamente la bomba fue suní, aunque Bhutto era chíi.

Nada es seguro en un entorno tan volátil como el del Oriente Medio y el Islam en general. Pero lo cierto es que lo chíitas han salido a la luz y esto ha de entenderse como acontecimiento estratégico relevante. Esperemos a ver cómo afecta a todo esto el nuevo presidente de Irán desde el 3 de Agosto, Hassan Rouani. Por de pronto, los EEUU han reconocido hace unos días su participación el golpe de Estado que derrocó a Mossadegh en Teherán en 1953. Es un comienzo.

La Junta de Andalucía se gasta 1,5 millones en viajes y hoteles para su red de ‘embajadas'
El Gobierno que hereda Susana Díaz mantiene 14 oficinas comerciales en el exterior. El Ejecutivo regional se resiste a integrar todas las sedes de su ‘diplomacia paralela’ en dependencias del ICEX. El importe está cofinanciado al 80% con fondos de la UE. El contrato incluye la organización de ferias, seminarios y catering.
Nacional www.vozpopuli.com 31 Agosto 2013

La consejera andaluza de Presidencia e Igualdad y próxima jefa del Ejecutivo autonómico, Susana Díaz, ha recalcado estos días, a la espera de ser investida el próximo 7 de septiembre, que su primera gran tarea será elaborar el Presupuesto regional para el próximo año, algo cuya dificultad ha calificado de “evidente" por cuanto el Gobierno de Mariano Rajoy, a su juicio, “nos ha sometido a un reparto injusto del objetivo de déficit en 2014”. Sin embargo, a la vez que pronunciaba estas palabras y se reunía con el vicepresidente de la Junta y consejero de Administración Local y Relaciones Institucionales, Diego Valderas (IU), y la consejera de Hacienda y Administración Pública, Carmen Martínez Aguayo, para trazar las líneas maestras de unas cuentas andaluzas que deberían ser austeras, su mismo Ejecutivo las engordaba, evidentemente, por el lado del gasto, con otro polémico desembolso.

En concreto, la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo acaba de iniciar la contratación de un servicio de viajes y alojamiento para personal de la Agencia Andaluza de Promoción Exterior (Extenda), entidad pública que coordina las embajadas o delegaciones comerciales de la Junta en el extranjero. Según reza en la letra pequeña del contrato, éste consistirá en la “gestión de reserva, emisión, modificación, anulación en su caso y entrega de billetes de transporte aéreo, terrestre y marítimo, alojamiento y alquiler de vehículos, que resulten necesarios con motivo de los desplazamientos y estancias que Extenda considere conveniente”.

El Gobierno andaluz también suele contratar a empresas de publicidad para que presten cobertura a determinados actos organizados en el extranjero por su Agencia de Promoción Exterior (Extenda)

El importe del contrato, cuya duración es de dos años, asciende a 1,5 millones de euros (IVA excluido), una cantidad cofinanciada en un 80% por Bruselas a través del FEDER (Fondeo Europeo de Desarrollo Regional) y el FSE (Fondo Social Europeo) para Andalucía en el periodo 2007-2013. Asimismo, la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo, que enmarca esta operación en la idea de “favorecer el proceso de internacionalización de las empresas andaluzas, asistiéndolas de forma integral hasta consolidar su presencia en los mercados internacionales”, no sólo requiere la contratación de viajes y alojamiento, sino también la preparación de eventos.

Bajo el epígrafe “Servicio Complementarios”, también advierte a la futura empresa adjudicataria de que puede ser instada a proporcionar a Extenda la “organización de congresos, conferencias, seminarios, reservas de salas, contratación de catering, contactar con los ponentes para la reserva de alojamientos y billetes en función de sus necesidades, recibirlos en sus puntos de llegada y acompañarlos”. La firma candidata que resulta ganadora del concurso tendrán que esmerarse en esta última obligación, ya que la celebración de ferias y actos promocionales es una de las prácticas habituales de las embajadas andaluzas en el extranjero. Además, la Junta también suele contratar a empresas de publicidad (no agencias de viajes) para que presten cobertura a determinados actos en sedes de su diplomacia paralela.

En asientos VIP, excepcionalmente
Dejando la puerta abierta a vuelos privados y a la reserva de billetes en clase VIP, business o preferente, el Gobierno andaluz establece que “el viaje se realizará, de ser posible, y con carácter general, en vuelos, líneas o recorridos que tengan la condición de regular; para los desplazamientos en avión se utilizará, en todo caso, la clase turista o asimilada, salvo que excepcionalmente se autorice una clase superior”.

La Junta que Susana Díaz hereda de José Antonio Griñán, presidente saliente acorralado por la trama de los falsos expedientes de regulación de empleo, cuenta actualmente con embajadas en 14 destinos diferentes (México, Miami, Nueva York, Panamá, Santiago de Chile, Sao Paulo, Dubai, Shangai, Tokio, Casablanca, Bruselas, Londres, Moscú y Varsovia) y dos antenas de consultoría en Nueva Delhi y Argel. Andalucía es una de las comunidades autónomas que, a diferencia de otras, aún se resiste a integrar todas sus oficinas comerciales en el Instituto de Comercio Exterior (ICEX) para ahorrar costes. La propuesta del ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación, José Manuel García-Margallo, sólo ha sido aceptada a medias por la Junta, que ha accedido a la reubicación de tres sedes (México, Tokio y Londres) en dependencias de las correspondientes embajadas españolas.

Las CCAA reducen administrativos
¿Recortes? Sanidad y Educación cuentan con 54.000 empleados más que en 2007
El pesonal de las CCAA crece en plena crisis, sobre todo en Sanidad y Educación, desmontando así las críticas sobre los supuestos recortes.
Libertad Digital 31 Agosto 2013

La evolución que han registrado las cuentas públicas desde que estalló la crisis económica, a mediados de 2007, muestra una imagen muy alejada de la austeridad que, en teoría, preside la gestión presupuestaria en España. Así, las comunidades autónomas (CCAA), en donde se concentra el grueso de los servicios públicos básicos, han aumentado su gasto público en cerca de 30.000 millones de euros durante este período, un 20% más con respecto al pico de la burbuja crediticia e inmobiliaria, cuando las arcas públicas se llenaban sin necesidad alguna de subir impuestos. De hecho, el denominado gasto social ha crecido en 7.800 millones durante la crisis (7%), básicamente en Sanidad y Educación (6.500 millones extra).

Asimismo, el personal al servicio de los gobiernos regionales, lejos de reducirse, se ha incrementado en más de 32.000 personas desde mediados de 2007, hasta un total de 1,57 millones, según la última Encuesta de Población Activa (EPA), al tiempo que la denominada administración paralela (empresas y entes públicos) se ha mantenido prácticamente intacta desde que comenzaron las dificultades económicas y fiscales. Como consecuencia, si bien el gasto autonómico ha experimentado algunos recortes en 2012, los datos revelan que su tamaño sigue siendo superior al del inicio de la crisis, desmontando así la supuesta austeridad.

En este sentido, destaca especialmente la oleada de protestas que ha protagonizado en los últimos meses el personal público adscrito al ámbito de la Sanidad y la Educación, servicios básicos cuyas competencias son ejercidas por las autonomías. Movimientos como el de la Marea Blanca o las Camisetas Verdes han liderado este tipo de manifestaciones, sobre todo en la Comunidad de Madrid, para denunciar la política de recortes que, supuestamente, sufren sus respectivos sectores. Sin embargo, una vez más, las cifras no avalan tal discurso, más bien al contrario. Y es que, las autonomías no sólo destinan más dinero a Sanidad y Educación que al comienzo de la crisis sino que, además, han aumentado el número de empleados públicos dedicados a dichos servicios.

El último Boletín de Personal Público, correspondiente a enero de 2013, refleja esta evolución. Cabe señalar que dichas cifras, elaboradas por el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, no coinciden del todo con el empleo público que recoge la EPA, ya que no se incluye el personal de las empresas públicas, universidades y otros entes paralelos, pero sí detalla el personal adscrito a cada Administración y servicio público básico.

Así, las CCAA ocupaban el pasado enero a un total de 1.307.343 personas destinadas a consejerías y organismos, educación no universitaria, sanidad, justicia y seguridad.

Esto significa 47.000 empleados autonómicos más que en enero de 2007, poco antes de que estallara la crisis, lo que equivale a un aumento del 3,7%. Sin embargo, su evolución ha variado en función de cada servicio:

  • Consejerías y organismos autónomos ocupan a 17.228 trabajadores menos desde enero de 2007, lo que implica un recorte del 7,2%.
  • El personal destinado a Educación no universitaria ha aumentado en 13.911 personas, un 2,7% más.
  • En Sanidad, el aumento es de 39.797 efectivos (8,8%).
  • Seguridad ocupa a 4.543 personas más (20,8%).
  • Y Justicia a 5.745 extra (18%).

El siguiente cuadro recoge el volumen de efectivos de cada autonomía a enero de 2013 en función de los distintos servicios públicos:

En total, Sanidad y Educación ocupaban a 1.020.248 empleados públicos el pasado enero, el 78% del personal autonómico total, según los datos de Hacienda. De este modo, las CCAA cuentan hoy con 53.708 efectivos más destinados a estos servicios que en enero de 2007, ejercicio en el que España alcanzó su cénit económico. Es decir, los gobiernos regionales han aumentado un 5,6% su personal en Educación y Sanidad a pesar de los graves problemas económicos y financieros. Así pues, este dato desmonta el principal argumento de las protestas en contra de los recortes, ya que dicha austeridad no se ha producido durante la crisis.

Por otro lado, la evolución por autonomías muestra que las únicas que han reducido, mínimamente, su personal en Sanidad y Educación durante este período han sido Andalucía y La Rioja, en apenas 8.000 (-4%) y 200 (-2,7%) empleados, respectivamente. El resto de regiones, por el contrario, ha incrementado sus plantillas desde 2007, destacando especialmente las siguientes:

  • Balares: 5.786 empleados extra (31,2% más desde enero de 2007).
  • Navarra: 2.456 (17%).
  • Castilla-La mancha: 6.588 (13,9%).
  • País Vasco: 6.116 (13,9%).
  • Cataluña: 11.133 (11,3%).
  • Murcia: 3.131 8,5%.
  • Valencia: 8.529 (8,3%).

Extremadura, líder en empleo público
Por último, si se toma como referencia el empleo público total que recoge la EPA en el segundo trimestre (incluyendo Gobierno central, autonomías, sector local, empresas públicas y universidades), España cuenta con un total de 2,84 millones de trabajadores dependientes de la Administración, apenas 32.000 menos que a mediados de 2007, una reducción mínima del 1% durante la crisis.

Sin embargo, puesto que la destrucción laboral ha sido muy intensa en el sector privado (han desaparecido más de 3,5 millones de empleos), el peso del empleo público en el mercado laboral ha crecido desde el 14,1% de los ocupados en 2007 al 16,9% en 2013.

La región que acumula un mayor número de trabajadores públicos es Andalucía (493.200), seguido de Madrid (436.900), Cataluña (374.400) y Valencia (246.300), ya que son las que tienen más población. La clave, por tanto, radica en comparar el peso del empleo público sobre la ocupación total. Así, las autonomías con mayor ratio de trabajadores dependientes de las arcas públicas son, por este orden, Extremadura (27,5% de los ocupados), Castilla-La Mancha (20,5%), Castilla y León (20,5%), Asturias (19,8%) y Andalucía (19,1%).


******************* Sección "bilingüe" ***********************

Soberanismo de proximidad
maría jesús cañizares / barcelona ABC Cataluña 31 Agosto 2013

La efervescencia soberanista se extiende en el ámbito municipal: también el rechazo a la misma

L debate sobre la independencia se extiende al ámbito municipal, donde la defensa del soberanismo se traduce en mociones en favor del derecho a decidir o de la separación de España o, en algunos casos, en actitudes muy mediáticas y de dudosa legalidad. Este curso político ha estado protagonizado por el desacato de numerosos ayuntamientos a la ley de banderas, que obliga a colocar la enseña española en un lugar visible de la fachada municipal. Vic (Barcelona) mantiene exhibe la bandera independentista («estelada»). Su alcalde, Josep Maria Vila d’Abadal, preside la Asociación de Municipios por la Independencia (AMC), a la que están suscritos 670 municipios. Algunas de estas localidades, como es el caso de Vic y Begues (Barcelona), pagan su cuota con fondos municipales, como ha denunciado la Delegación del Gobierno en Cataluña, muy activa el control de estas ilegalidades.

Otros alcaldes han recurrido a la provocación. Jordi Fornas, ex alcalde de Gallifa (Bacelona) colocó una minibandera española en la fachada, mientras que la alcaldesa de La Garriga (Barcelona), Meritxell Budó i Pla (CiU), coloca la enseña nacional solo 30 segundos para hacerle una foto y enviarla a la Delegación del Gobierno. Más ofensiva fue la reciente quema de una bandera española en las fiestas de Mataró (Barcelona) por parte de unos jóvenes, mientras el alcalde, Joan Mora, CiU, jaleaban «independencia». Otra forma de erradicar cualquier tipo de reminiscencia española es cambiar el nomenclator, como ha hecho el Ayuntamiento de Sitges (Barcelona), al sustituir el nombre de la plaza España, lo que ha provocado la ruptura de CiU y PP, que mantenían hasta ahora un pacto municipal. La Seu d’Urgell (Lérida) también hizo algo similar, mientras que en Calella (Barcelona) o El Perelló (Tarragona) es la plaza de la Constitución la que ha sido renombrada.

El último en sumarse a ese ocultamiento de la Carta Magna ha sido el alcalde de Barcelona, XavierTrias, que ha retirado una placa que llevaba 175 años en la fachada consistorial. En la Ciudad Condal se ha dedicado una plaza al creador de la «estelada». Asimismo, localidades como Tortosa (Tarragona), Gerona o Puigcerdà (Lérida)se han declarado territorio catalán libre y soberano».

Por contra, en otros municipios se han evitado mociones contra el derecho a decidir, como es el caso de Castelldefels y Badalona (Barcelona), gobernados por el PP, mientras que en L’Hospitalet de Llobregat (Barcelona), su alcaldesa, Núria Marín (PSC), ya hace campaña por el «no» a la independencia.

Pese a no contar con la autorización del Ejecutivo central
El Gobierno catalán destina una partida del presupuesto de 2014 a la consulta soberanista
C. REINO | BARCELONA. El Correo 31 Agosto 2013

Nadie o bien pocos saben cuándo o cómo se realizará la consulta sobre la autodeterminación en Cataluña. Ni siquiera si se llegará a celebrar porque el Gobierno catalán aún no tiene la autorización del Ejecutivo central para convocarla. Pero desde el Palau de la Generalitat ya dan por descontado que se celebrará el año que viene y a tal efecto reveló ayer que en los presupuestos del próximo año incluirán una partida, cuyo importe determinará la semana que viene, para poder hacer frente a los gastos derivados de la celebración del referéndum.

El informe que el Consejo Asesor sobre la Transición Nacional entregó en julio a Artur Mas, y que éste envió a Mariano Rajoy, apuntaba cinco vías legales para celebrar la consulta, y advertía además al Gobierno catalán de un escenario en el que la Administración central podría cerrarse en banda y no ceder ni las urnas. «Debemos dotarnos del material necesario que hasta ahora nos dejaba el Estado», afirmó la vicepresidenta, Joana Ortega.

Tomando como base las elecciones autonómicas de 2012, el sistema informático para la transmisión y recuento de datos, las dietas del personal administrativo y de las mesas, la seguridad y el envío de propaganda electoral, entre otros gastos, tuvieron un coste de unos 25 millones de euros.


Recortes de Prensa   Página Inicial