AGLI Recortes de Prensa   Miércoles 11  Enero 2017

El Partido Paralelo
FEDERICO JIMÉNEZ LOSANTOS El Mundo 11 Enero 2017

Viendo la rabieta de la Acorazada Mariano -los medios que pastorea Soraya con mano pródiga para hacer aún más millonarios a los enemigos del PP-, cualquiera podría pensar que lo de Aznar va en serio. Y si para el Gobierno -el partido no existe- va en serio y mediáticamente se empeña en injuriar al hombre al que le deben todo, lo de Aznar acabará siendo serio.

¿Pero qué es lo de Aznar? Una encuesta de El Español le daba el lunes 4 millones de votos y 50 escaños, con lo que el fantasma tomaba cuerpo. Y la aparición ante un grupo de empresarios valencianos recordando la doctrina económica del PP cuando era el PP -menos impuestos, menos déficit, no recurrir a la deuda como fórmula de derrochar dinero público a cargo de generaciones futuras- se ha visto como una desautorización a la política de derroche incontrolado de Montoro y Rajoy. Del problema nacional, que es el peor, no dijo nada. Pero me sorprende que a la mayoría mediática, espejo de la política, le sorprenda que un político de centroderecha diga lo mismo que cualquier político de ese signo en Europa.

En realidad, lo extraño, por no decir siniestro, de la situación política española es que si miramos a los cuatro partidos con mayor representación parlamentaria, hay tres socialdemócratas y uno comunista, todos dispuestos a saquear al contribuyente para hacer postureo social. Pese a la notable creación de empleo, Rajoy vuelve a subir este año los impuestos, para no recortar ni un euro del inmenso pesebre de las cuatro administraciones en que pasta la casta: local, provincial, regional y estatal. Que los medios, que salivan con Aznar como el perro de Pavlov, critiquen que un señor de derechas vea mal que un partido que él fundó haga política de izquierdas mientras su base social se hunde, prueba que el maricomplejinismo mediático creado por Aznar ha alcanzado con Soraya sus últimos objetivos ideológicos: el liberalismo es siempre malo; el socialismo, bueno. Y punto.

Yo creo que en torno a Aznar se creará un PP paralelo, una tendencia que estará dentro y fuera del PP. Y la razón es que el proyecto político de Rajoy es puramente personal, como el de Soraya, y el PP no podrá vivir siempre del miedo a Podemos y la ruina del PSOE. Si los maltratados por Rajoy están fletando un Arca es porque el diluvio, fatalmente, llegará.

Los partidos por un lado, los españoles por otro
El (endiablado) debate territorial: un análisis sociológico
Rafael Núñez Huesca gaceta.es 11 Enero 2017

Hay un colectivo muy importante, mayoritario en el PP y Ciudadanos, que permanece por completo ignorado: los ciudadanos partidarios de que el Estado recupere todas o algunas competencias. Y entre los socialistas hay más partidarios de recentralizar que del federalismo. En Cataluña los datos son muy otros. Y con este panorama se abrirá, dicen, el melón territorial.

De un tiempo a esta parte el Partido Popular parece dispuesto a embarcarse en una reforma constitucional cuyo aspecto más delicado y en el que existe menos consenso es el apartado territorial. El debate está orientado, en realidad, sólo sobre cuánto más hay que descentralizar: ¿Estado federal?, ¿confederal?, ¿autodeterminación para las regiones? Todo al objeto de dar satisfacción a los separatistas, un grupo político que por otra parte no se dará por satisfecho con nada excepto la secesión.

Políticos por la descentralización, ciudadanos por la centralización
Y a pesar de que el debate sobre el marco territorial está orientado únicamente hacia la descentralización, importantes bolsas de votantes de todos los partidos reclaman el proceso inverso: la recuperación de competencias por parte del Estado. Un colectivo de votantes que, sin embargo, permanece por completo ignorado.

Se da, además, una circunstancia particular: El animo recentralizador repunta desde el desafío separatista catalán en el año 2012. Así las cosas, si bien el grado de apoyo al actual sistema autonómico superaba el 40% antes de que Artur Mas marcara la secesión como objetivo, los partidarios de la organización autonómica han descendido desde entonces. De hecho, durante la primera Diada abiertamente separatista, los partidarios del Estado autonómica eran ya el 29,4%, sólo cinco puntos menos que los partidarios de un Estado unitario.

En el CIS de octubre de 2016 el apoyo al Estado autonómico era del 37%, mientras que la supresión del autogobierno regional se mantiene como segunda opción con un 18% (los partidarios de recortar algunas competencias son el 9% de los españoles).

Cataluña, partidaria de la secesión desde el 2012
En Cataluña, a principios de 2010 la fórmula de la comunidad autónoma era la preferida por los catalanes, con un apoyo del 38,2% de los encuestados, seguido de ser un estado en una España federal, con el 29,5% y, como tercera opción, la independencia con un 19,5% de apoyo según el CIS catalán (CEO). El proceso alteró todos los parámetros sociológicos: sólo dos años después la secesión ya era la opción preferida por un 34% de los catalanes, los federalistas se mantenían en el 28% y los partidarios de mantener el status quo se desplomaban hasta el 25%. Y desde ese mes de junio de 2012 la secesión no ha abandonado el primer puesto.

Es en octubre (unos días después de la primera Diada abiertamente independentista) de ese año inaugural del procés cuando el ánimo separatista da el salto más espectacular: diez puntos, del 34 al 44%. El momento álgido de la preferencia por la ruptura llegaba en noviembre de 2013, cuando éste alcanzaba su techo con el 48% de apoyos. Desde entonces se ha venido moviendo en torno al 40%. La última encuesta del CEO (noviembre de 2016) habla de un 36% de independentistas, un 29% de federalistas y un 26% de autonomistas. Sólo un 4% de los catalanes estarían dispuestos a ser “una región dentro de España”, una cifra casi cinco veces más baja que en el resto del país, donde un 18% se postula por un Estado unitario.

Los votantes del PP y Ciudadanos, por un Estado unitario (y muchos socialistas)
Es en estas diferencias Cataluña-resto de España donde se encuentra el principal desafío para la pretendida reforma constitucional, más teniendo en cuenta que el electorado de las dos fuerzas que sustentan el gobierno son partidarias de la recentralización: el 43,4% de los que apoyaron al PP y el 48,9% de los que optaron por Ciudadanos quieren reducir las competencias autonómicas o directamente suprimirlas (un 42,5% y un 34,6% respectivamente defienden el statu quo actual) según el barómetro del CIS del pasado mes de diciembre.

En el PSOE, el otro gran partido constitucionalista, un 43% de sus votantes quieren que las comunidades mantengan el grado de autonomía actual, aunque un importante 36% son partidarios de suprimir total (15’5%) o parcialmente (10’8%) las competencias autonómicas. Y sólo un 16% de los votantes socialistas están por el la postura oficial del partido: el federalismo. ?El caso de Podemos (el barómetro no incluye las confluencias catalana, valenciana y gallega) es el único partidario de abundar aún más en la descentralización comenzada en 1978: un 44,5% son partidarios (incluyendo el 16% que apoyan el derecho a la secesión de las regiones), aunque un 29% mantendría el estado autonómico actual e incluso un 21,4% recortaría competencias o directamente suprimiría las autonomías (13,4%).

Así las cosas, el panorama para la reforma territorial se presenta extraordinariamente complejo. Por las diferentes sensibilidades entre catalanes y el resto de españoles y, sobre todo, por los antitéticos criterios territoriales entre las cúpulas de los partidos, partidarios todos de abundar en el proceso descentralizador, y sus bases, partidarios de recuperar competencias.

Lo mismo, lo distinto
No hay empates en una guerra. Y los buenos sentimientos son la máscara del que apostó a rendirse
Gabriel Albiac ABC 11 Enero 2017

Un camión arremete en Jerusalén contra los viandantes: cuatro de ellos mueren. Nada demasiado distinto de lo que está sucediendo en cualquier punto de Europa. Pero, en Jerusalén, la defensa armada contra el agresor es inmediata. Y el asesino es abatido antes de que llegue a dar pleno curso a su matanza. Eso sí es muy distinto. Combates o mueres. Haces frente al enemigo o el enemigo te mata. Es la palmaria diferencia entre Israel y Europa: entre un joven país democrático que no siente vergüenza de serlo y una vieja tierra que inventó la democracia hace más de dos siglos y que ya ningún deseo parece tener de defenderla; o ninguna fuerza. Cada ciudadano israelí sabe que sigue vivo porque su vida es un combate con las armas en la mano. Cada ciudadano europeo se sabe incapaz de hacer otro uso de las armas que no sea servirles de blanco.

Setenta y dos años después de ser salvada del nazismo por los soldados norteamericanos, Europa sigue sin tener ejército. Y sin beneficiarse de ninguna de las redes de protección que un ejército moderno despliega. Los asesinatos masivos de París, de Niza, de Berlín pusieron en primer plano la inexistencia de servicios de inteligencia europeos mínimamente operativos. Los yihadistas que asesinaban en la Redacción de «Charlie Hebdo» o en un concierto de rock and roll en la sala Bataclan, circulaban sin el menor problema entre Bélgica y Francia, cargando con explosivos, munición y armas de guerra, sin ningún riesgo de ser incomodados por «racistas» controles policiales. El asesino de Berlín circuló por media Europa, antes de ser, por venturoso azar, abatido en un enfrentamiento en el norte de Italia. No hay islamista que no sepa hasta qué punto asesinar masivamente en Europa es hoy tarea al alcance de un niño.

Europa está perdiendo esta guerra. Sería de una inconsciencia boba no constatarlo. Las fantasías de una sociedad perdida en su ensoñación de haber acabado con los primitivismos bélicos sólo podían conducir a esto. No, la guerra no es una anécdota que pueda ser borrada del comportamiento humano. El mamífero hablante que somos es una variedad particularmente cruel de animal predador. Que sólo ante el riesgo de ser matado se abstiene de matar. Bien contra su gusto. Si en Europa late aún un átomo de deseo de supervivencia, sólo alzando la constancia de un ejército fuerte podrá imponerlo. Los refugees welcome de nuestros neobucólicos son apenas la versión cursi del viejo lamento de la Sybila en Cumas: apothánein thélo, «morir es lo que deseo».

En Israel, un asesino al volante de un camión sabe que no llegará lejos antes de que una bala ciudadana le vuele cabeza. En Europa, sabe que jugará a los bolos hasta que se canse, se estrelle o se le agote la gasolina. Tal es la diferencia entre una sociedad que quiere vivir libre y una sociedad que ya no quiere nada. No, no hay empates en esa guerra.

Se está fraguando la revolución política en Europa
Geert Wilders latribunadelpaisvasco.com 11 Enero 2017

Cuando el año pasado la canciller Angela Merkel abrió las fronteras de Alemania a casi un millón de refugiados y solicitantes de asilo, invitó al caballo de Troya del islam a su país. Entre los denominados refugiados había muchos jóvenes de cultura islámica, llenos de odio hacia Occidente y su civilización. Uno de ellos era Anis A.

A las autoridades alemanas les llevó casi un año denegar su petición de asilo, pero entretanto el hombre había desaparecido. La policía lo está buscando ahora como principal sospechoso del atentado del día 19 en Berlín.

Las autoridades alemanas están infravalorando peligrosamente la amenaza del islam. Hay señales ahí para quienes las quieran ver. En octubre, un solicitante de asilo afgano violó y asesinó a una alemana de 19 años en Friburgo. Y un chaval iraquí de 12 años fue capturado antes de que lograra hacer explotar una bomba con clavos en un mercado navideño de Ludwigshafen.

El pasado verano, un afgano atacó con un hacha a los pasajeros de un tren en Heidingsfeld, un sirio asesinó con un machete a una mujer embarazada en Reutlingen, otro sirio detonó una bomba suicida en un festival de música en Ansbach, y un palestino intentó decapitar a un cirujano en Troisdorf. ¿Y quién ha olvidado la pasada Nochevieja, cuando turbas de migrantes agredieron sexualmente a las mujeres de Colonia?

Este año, 1.500 agentes de policía patrullarán las calles de Colonia en Nochevieja. Diez veces más que el año pasado. ¿Pero cuántos policías se necesitarán el año que viene? ¿Y al año siguiente? ¿Y qué pasará cuando sean inferiores en número? Lo que se necesita no son sólo más agentes de policía; lo que se necesita es una revolución política democrática.

Los políticos son culpables
No permitan que nadie les diga que los perpetradores de estos crímenes son los únicos culpables. Los políticos que dieron la bienvenida al islam a su país son también culpables. Y no sólo es la señora Merkel en Alemania, sino toda la élite política en la Europa occidental.

Por corrección política, han hecho deliberadamente la vista gorda ante el islam. Se han negado a documentarse sobre su verdadera naturaleza. Se niegan a reconocer que todo está en el Corán: el permiso para matar a los judíos y los cristianos (sura 9:29), aterrorizar a los no musulmanes (8:12), violar a mujeres jóvenes (65:4), convertir a personas en esclavas sexuales (4:3), mentir sobre tus verdaderos objetivos (3:54), y la orden de librar la guerra contra los infieles (9:123) y de someter al mundo entero a Alá (9:33).

En lugar de documentarse, han abierto las fronteras de su país a la inmigración masiva y han invitado a pasar a los solicitantes de asilo, pese a que el ISIS hubiese anunciado que iba a enviar terroristas a Occidente como solicitantes de asilo.

Permitieron incluso que los combatientes de Siria volvieran a Europa, en vez de desnaturalizarlos e impedir que volvieran a entrar. Ni siquiera los han encarcelado. En resumen: son culpables de grave negligencia. Han traicionado a sus propios ciudadanos.

El tsunami del asilo de 2015 sólo exacerbó un problema ya terrible de por sí. Hace casi una década, en 2008, un estudio de la (muy izquierdista) Universidad de Ámsterdam reveló que el 11 % de todos los musulmanes en los Países Bajos estaban de acuerdo en que hay situaciones en las que verían aceptable utilizar la violencia para defender su religión.

Esto significa que, sólo en mi país, los Países Bajos, hay 100.000 musulmanes que están personalmente dispuestos a utilizar la violencia. El ejército holandés, sin embargo, tiene una fuerza de menos de 50.000 soldados. De ahí que, aunque desplegáramos todo el ejército para proteger los mercados navideños, teatros, bares de copas, festivales, centros comerciales, iglesias y sinagogas, no podamos garantizar la seguridad de todos nuestros ciudadanos.

Por eso hay pocas dudas de que 2017 traerá a Alemania y a todo Occidente más violencia, más ataques contra nuestras mujeres e hijas, más baños de sangre, más lágrimas y más sufrimiento. La terrible verdad es que, con toda probabilidad, no hayamos visto nada todavía.

Pero eso no significa que no haya esperanza.
Al igual que la situación actual ha sido creada por los políticos que se niegan a ver la horrible realidad del islam y a cumplir su deber, la solución al gigantesco problema autoinfligido que está padeciendo ahora Occidente debe ser por fuerza una solución política.

Arreglar una Europa rota
Tendremos que desislamizar nuestras sociedades. De hecho, cualquier paso individual que demos para alcanzar este objetivo, desde poner fin a toda la inmigración de los países islámicos, el arresto preventivo de los musulmanes radicales, la promoción de la reemigración voluntaria y la desnaturalización y expulsión de los delincuentes con doble nacionalidad, será un paso hacia una sociedad más segura para nosotros y nuestros hijos. Pero todo empieza con unos políticos con el valor de plantar cara y decir la verdad.

Cada vez hay más ciudadanos conscientes de ello. Por eso se está fraguando una revolución política en Europa. Los partidos patrióticos están creciendo rápidamente en todas partes. Son la única esperanza de Europa para un futuro mejor.

Tenemos que echar del poder a políticos como Angela Merkel, mi propio y débil primer ministro Mark Rutte, y otros homólogos de mentalidad parecida en otros países. Debemos liberar nuestros países.

Y créanme, amigos, eso es exactamente lo que vamos a hacer. Los terroristas, que esperan quebrar nuestra voluntad con sanguinarias atrocidades, no saldrán victoriosos. ¡Elegiremos nuevos y valientes líderes, vamos a desislamizar, vamos a ganar!

¿Tiene razón Aznar? Rajoy es el campeón de los impuestos, el déficit y la deuda
Rajoy queda muy mal parado si, tal y como afirma Aznar,  "impuestos altos, déficit y deuda son lo contrario del círculo virtuoso".
Libertad Digital  11 Enero 2017

El expresidente del Gobierno y expresidente de honor del PP, José María Aznar, lanzó el pasado lunes varios dardos contra la política económica de Mariano Rajoy, al advertir de que la combinación de "impuestos altos, déficit y deuda son lo contrario del círculo virtuoso".

En materia fiscal, advirtió de que "no se trata de subir o bajar este o aquel impuesto, sino de orientar el sistema tributario al crecimiento económico y a su potencial recaudatorio"; en cuanto al déficit, recordó que subir impuestos no es la "única forma" de lograr su reducción, mientras que "el gasto público ya fue en 2015 muy superior al registrado en 2007; y sobre la deuda, Aznar insistió en que no puede ser vista como un "recurso indoloro para pagar el Estado de bienestar".

Por ello, concluyó que "la estabilidad presupuestaria y las reformas estructurales no son una opción sino un imperativo, si se quiere dejar atrás la crisis y participar con éxito en la economía global", añadiendo, además, que su mensaje iba dirigido a "todas las fuerzas políticas", incluido el PP.

Ahora bien, ¿tienen fundamento tales críticas? Y, sobre todo, ¿debe Rajoy darse por aludido? España bordeó de la quiebra soberana entre 2010 y 2012, en plena crisis de deuda europea, tras acumular un abultado déficit y deuda pública, cuyo incremento trató de ser compensado mediante constantes subidas de impuestos, tanto por parte del PSOE como del PP, sin que surtiera el efecto esperado. De hecho, la fuerte tensión financiera a la que estuvo sometida España y el resto de países débiles de la zona euro durante ese período tan solo fue apaciguada tras la promesa de rescate que lanzó el Banco Central Europeo (BCE) en el verano de 2012.

az-raj01.jpg

La cuestión es que si el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero recibió duras críticas por esa irresponsable deriva presupuestaria, Mariano Rajoy no debería quedarse atrás, puesto que ostenta varios récord en materia de impuestos, déficit y deuda, superando incluso a su predecesor en el cargo.

La mayor subida fiscal de la historia

Así, si Zapatero aplicó una de los mayores incrementos fiscales de la democracia tras subir IRPF, Sociedades, IVA e Impuestos Especiales, entre otras partidas, durante su última legislatura en el poder, Rajoy, lejos de cambiar de estrategia, siguió su estela y volvió a elevar las principales figuras tributarias.

Como resultado, y a pesar de que en 2015 revirtió parte de esas subidas -coincidiendo con las elecciones generales-, los españoles pagaron en el primer mandato de Rajoy unos 15.400 millones de euros más en impuestos que con Zapatero en 2011 debido a los cambios tributarios, tal y como recoge el último informe anual de la Agencia Tributaria.

No en vano, familias y empresas tuvieron que hacer frente en 2015 a uno de los tipos efectivos más altos de la democracia, con una media del 15,2% de sus ingresos (IRPF y Sociedades) y gastos (IVA y Especiales), lo que supone un aumento del 23% con respecto a 2009.

Y la mayor prueba de ello es que la recaudación fiscal del Estado superó los 182.000 millones de euros en 2015, unos 21.000 extra respecto a 2011, un 13% más. En concreto, el Estado recaudó unos 2.500 millones de euros más en IRPF que en 2011, unos 4.000 millones extra por el Impuesto de Sociedades y otros 11.000 millones más por IVA, entre otras partidas. Y ello, a pesar de la destrucción de empleo y las pérdidas que registraron numerosas empresas durante la crisis.

Asimismo, si se suman todos los recursos no financieros del sector público, los ingresos públicos crecieron en más de 28.000 millones durante la primera legislatura de Rajoy, hasta superar los 415.000 millones en total, la segunda mayor recaudación de la historia tras el récord registrado en 2007, en el pico de la burbuja crediticia. Y, de hecho, todo apunta a que en 2016 se superó esa cifra, mientras que rondará los 440.000 millones en 2017, recuperando así el récord recaudatorio de 2007.

El déficit más alto de la zona euro

Por otro lado, aunque el récord de déficit público obra en poder de Zapatero, tras registrar un agujero fiscal equivalente al 11% del PIB en 2009, Rajoy rozó ese mismo umbral en 2012 (10,5%), después de aprobar el rescate público de las cajas de ahorro.

Sin embargo, en lo que sí gana el presidente popular es que, por primera vez, España encabezará el déficit público de la zona euro. Según las últimas previsiones de Bruselas, el déficit rondará el 4,6% del PIB en 2016, el desequilibrio más alto de los países miembros, superando incluso a Grecia (2,5%). Esto todavía es más más grave si se tiene en cuenta que países como Irlanda, Grecia, Lituania o Portugal partían de un déficit similar al español en 2011 y ya han logrado situarlo por debajo del límite del 3% que marca el Pacto de la UE

az-raj02.jpg

Déficit público

Además, el déficit estructural, el que registraría España una vez eliminado el impacto de la coyuntura económica, lejos de reducirse, aumenta desde 2014, al pasar del 1,9% del PIB al 3,8%. Es decir, la reducción del agujero fiscal en los últimos años se debe única y exclusivamente al efecto del crecimiento económico, no a los ajustes presupuestarios del Gobierno.

La deuda más elevada del último siglo

Por último, la deuda pública supera hoy el 100% del PIB, manteniéndose así en su nivel más alto desde principios del siglo XX. En este sentido, cabe recordar que la deuda rondaba el 35% del PIB en 2007, con lo que ha aumentado en 65 puntos porcentuales, una cifra equivalente a más de 700.000 millones de euros. En concreto, bajo el último Gobierno de Zapatero, el endeudamiento creció en 360.000 millones, mientras que con Rajoy el aumento ya supera los 364.000 millones, según los últimos datos del Banco de España.

az-raj03.jpg

Deuda pública

Los hitos presupuestarios de Rajoy

Así pues, partiendo de la base de que, según Aznar, "impuestos altos, déficit y deuda son lo contrario del círculo virtuoso", Rajoy ostenta varios hitos negativos en materia presupuestaria:

  • La mayor subida de impuestos de la democracia.
  • La mayor recaudación fiscal desde el pico de la burbuja, pese a contar con cerca de 2 millones de ocupados menos y las pérdidas acumuladas por las empresas durante la crisis.
  • El segundo mayor déficit de la historia tras el registrado en 2009 por Zapatero.
  • El déficit más alto de la zona euro.
  • El menor saneamiento fiscal de entre los países con déficits más altos.
  • La deuda pública más elevada desde inicios del siglo XX.
  • El mayor incremento de deuda de la historia reciente.

******************* Sección "bilingüe" ***********************
‘Ha ido a peor bajo su mandato’
Así está Cataluña tras un año con Puigdemont
Rosalina Moreno gaceta.es 11 Enero 2017

Un empresario, un diputado catalán, un experto en política exterior y un abanderado de la causa antiindependentista hacen balance de la gestión de Puigdemont en su primer aniversario al frente de la Generalitat.

Artur Mas dejó de herencia a Carles Puigdemont una Cataluña endeudada hasta 2055, con pellas de 92.443 millones de euros en la Generalitat, además de una sociedad dividida. No escatimó en gastos en su delirio secesionista, por ejemplo, para sus terminales mediáticas, entre las que se encuentra TV3. Sin embargo, cerraba hospitales, los niños catalanes estudian en barracones, y su Govern recomendaba a los farmacéuticos poner una vela si querían cobrar.

¿Y cómo está dejando a Cataluña Puigdemont, que lleva ya un año de mandato? Un empresario, un diputado catalán, un experto en política exterior y un abanderado de la causa antiindependentista analizan en La Gaceta su gestión.

“Cuando fue investido presidente de la Generalitat ya dijimos que en Cataluña iríamos a peor. Nos hubiera gustado equivocarnos, pero no ha sido así”, manifiesta este diario el presidente de la plataforma Empresaris de Catalunya, Josep Bou. Indica que Artur Mas “al fin y al cabo es una persona que había transitado del nacionalismo al separatismo, pero Puigdemont es de cuna, un hombre de ideología totalmente secesionista y, por lo tanto, ha actuado como tal” y su Gobierno ha sido “nefasto a nivel de convivencia y de economía”.

“A nivel de convivencia, porque realmente se está peor en Cataluña. Hay división. No se ha llegado a un enfrentamiento, pero sí a la fractura, que se ha ahondado con sus políticas. Respecto a la economía, los datos que tenemos son de los tres primeros trimestres de 2016, que coinciden precisamente con los tres primeros meses de Puigdemont como presidente, y son francamente malos”, manifiesta.

Bou explica que la fuga de empresas ha aumentado un 44% en estos nueve meses y que la caída de la inversión ha sido de un 53% y va a suponer a finales de año de 1.000 a 1.200 millones de pérdidas de facturación en las empresas. “Puigdemont ha creado un perjuicio a Cataluña. Sus políticas son erráticas y está perjudicando”, sentencia.

Dice que con la deuda se ha seguido en la misma línea. “Ahora estamos en 76.500 millones de euros, sigue subiendo y el 70% de ella se tiene con el Estado español”, detalla este empresario, que lidera una cruzada para abrir ojos a sus paisanos sobre los efectos del procés, ya que “la información que da la Generalitat o sus medios de comunicación es muy sesgada o sencillamente se omiten datos”.

También cuenta que Cataluña tiene un déficit de 4.500 millones en pensiones y que en caso de una hipotética independencia, al mes siguiente de la ruptura los pensionistas perderían algo más del 20% de poder adquisitivo, lo que en una pensión media equivaldría a unos 210 euros menos al mes.

Por su parte, el diputado del Partido Popular catalán, Juan Milián, destaca que en este año con Puigdemont “parlamentariamente no se ha impulsado prácticamente nada relevante para mejorar la calidad de vida de los catalanes”. “Se han aprobado cinco leyes, pero nada importante en plan estadístico, sino algún artículo para las pensiones y poco más”, apunta.

Hace hincapié en que Puigdemont ha sido prisionero de la misma dinámica que Artur Mas, la de llegar al mismo lugar, y que “cuando te atas de pies y manos a la CUP, que es el partido más radical que hay ahora mismo en Europa, acabas desapareciendo como le pasó a Mas, que pensaba que iba a llevar a Cataluña a la independencia y ha terminado políticamente muerto, de manera anónima”. Advierte al presidente catalán de que como siga en el mismo camino, tendrá ese final.

Milián también revela que ve a Puigdemont “un presidente de una inteligencia estratégica muy pobre”. Critica su "falta de diálogo", y que Cataluña no tenga aún presupuestos porque éste no ha querido negociar con nadie que no fueran los radicales de la CUP.

A su juicio, que Puigdemont no vaya a presentarse como candidato para revalidar en el cargo obedece a que “las expectativas electorales de su partido son bajísimas”. “Está a punto de llevar a Convergencia a perder más de dos tercios de sus diputados”, indica.

Por otro lado, apunta que al haberse aliado con partidos radicales como la CUP, el ‘procés’ más que separatista es populista: “Promete el paraíso si acabas con el enemigo que es España”. Como portavoz de Acción Exterior asegura que fuera de Cataluña todo el mundo entiende que es un proyecto populista que pone en peligro la unidad y la democracia de Europa.

Recuerda que últimamente han salido artículos hablando ya claramente del secesionismo como populismo, como un movimiento demagógico. También menciona las recientes sentencias del Tribunal Constitucional alemán sobre Baviera y del italiano sobre el Véneto, que demuestran que un referéndum de independencia no es democrático porque no deciden todas las personas afectadas.

Se mofa de los separatistas porque "con sentencias como éstas se les ha desmontado su discurso de que Europa no es democrática porque no deja votar la independencia", y se muestra satisfecho con que en Europa empiecen a ver al presidente catalán como “un populista y un demagogo”.

Por último, afirma que“lo único que ha internacionalizado Puigdemont, al igual que Mas, es su ridículo”. Además, subraya que nadie ha querido hacerse una fotografía con el president, y que quienes se la han hecho con el conseller de Asuntos Exteriores, Raül Romeva, son políticos muy radicales que precisamente echarían a los catalanes de sus países.

Por su parte, el analista de política internacional y doctor en Historia Contemporánea, Florentino Portero, que de Artur Mas decía que daba la imagen de "un loquito fanatizado", ve a Puigdemont “un monigote colocado por el anterior presidente, que sencillamente sigue un guion que otros han establecido”. Así responde al ser preguntado sobre si cree que Puigdemont sabe con lo juega.

"Es un guion coherente. Otra cosa es que eso tenga sentido o que sea un acto responsable, que evidentemente no lo es, pero ahí están, llevan tiempo en ese juego y no se van a bajar del proceso así como así”, expresa.

Este experto en política internacional ve que “los separatistas son consecuentes con una política que lleva ya tiempo funcionando, el determinado proceso hacia la independencia, porque no tienen alternativa”. Dice que “la alternativa sería reconocer que lo que están haciendo es dañar fundamentalmente a Cataluña” y que “como eso no lo van a hacer, continúan adelante”.

También hace hincapié en que hay un segundo juego: “Presionar de la manera más efectiva posible al Gobierno de la nación para que este haga concesiones fundamentalmente en el terreno de la reforma de la Constitución”.

Subraya que para la derecha catalana una salida digna es lograr una reforma de la Carta Magna que apunte hacia una España confederal bajo una Monarquía supuestamente integradora. “Esta es la fórmula que ellos tendrían para salvar su imagen y para presentarse ante la sociedad catalana como una fuerza política responsable, que paso a paso va logrando lo que buscan, una independencia real”, argumenta.

Sobre si España es un socio fiable en el exterior, que para el eurodiputado Enrique Calvet no lo es, Portero responde que depende de lo que estemos hablando. Si es en temas económicos, diplomáticos… Si es sobre el separatismo dice que “desde fuera se ve con preocupación la evolución de España, como se ve con preocupación la de Bélgica o de Italia”. “El proceso de desintegración de algunos estados europeos es un tema que se ve con mucha preocupación en general en el mundo, y en particular desde Bruselas”, expresa.

Además, recuerda a Puigdemont que ni Naciones Unidas ni la Unión Europea van a dar alas a este tipo de movimientos, sean italianos, españoles, o belgas, porque lo que se quiere es contener el proceso, no animarlo.

Al igual que el popular Juan Milián, advierte también al president de que lo único que ha internacionalizado es su ridículo.

Celebra que los separatistas “no estén ganando imagen" en el exterior, pese a sus esfuerzos y el dineral que se están gastando en intentar internacionalizar el procés.

Además, destaca que Puigdemont está “dañando mucho la imagen de España en el mundo” y que, desde luego, este tipo de cosas “no atrae la inversión internacional, que Cataluña tanto necesita”.

Recuerda que ésta se ha desplomado un 53% y que incluso los catalanes están situando parte de sus inversiones fuera de Cataluña precisamente “para no sufrir llegado el caso, los efectos de un proceso político de independencia”.

Para Juan Arza, abanderado de lucha contra la ruptura de España, el balance de este año con Puigdemont al frente de la Generalitat “no puede ser más negativo”. Dice que lo único que se ha notado mejor es que el actual president "aparentemente tiene un poco de mejores formas que su predecesor en el cargo, un tono un poco más contenido, más educado". Recuerda que el de Artur Mas en sus últimos meses ya era "completamente enrabietado, desagradable y agresivo”.

“Puigdemont es un radical incluso peor que Mas, pero al menos en las formas las cosas están un poco más calmadas, aunque por detrás hay ausencia total de gestión, cuando no mala gestión, ningún tipo de mejora en la administración y radicalismo absoluto en la cuestión independentista”, destaca.

Hace hincapié en que hay problemas gravísimos, como la reciente epidemia de gripe que ha colapsado la Sanidad catalana o el escándalo de los centros de menores tutelados por la Generalitat, destapado por El Periódico, de los que Arza apunta que “en los últimos años parece que no existen, no forman parte del debate público, no ocupan portadas y se han quedado en un segundo plano".

Por otra parte, resalta que la deuda pública se sigue incrementando a niveles espectaculares y que mientras tanto, se sigue avanzando hacia ese objetivo de la secesión con las supuestas leyes de desconexión, que “en el colmo ya de lo antidemocrático se están elaborando de espaldas a la ciudadanía y de manera oculta”. “Un auténtico desastre es el balance que puedo hacer de este año, de este personaje”, sentencia.

Respecto al anuncio de Puigdemont de que "no volverá a presentarse", recuerda al presidente catalán que nunca se ha presentado y que todavía nos tienen que explicar cómo lo eligieron, quién, cómo y en base a qué criterios: “¿Fue Mas? ¿Fue Mas con la CUP? ¿Quién nos lo ha impuesto?”.

Además, Arza cuenta que Convergencia anda desesperada por no tener candidato. Dice que el nivel de las personas que ahora ocupanla dirección de ese partido es bajísimo: "Esa generación de Convergentes, que es muy radical en el plano independentista, es gente sin ninguna experiencia en la gestión y Esquerra se los va a comer".

Considera que la marcha de Puigdemont “es un acto no de honestidad, sino de lavarse las manos ante lo que le pueda ocurrir al partido en el futuro y de salvaguardar su imagen”. “Al fin y al cabo va a quedar con un sueldo de expresident, con su oficina, secretaria, chóferes… Va a estar año y medio en el que formalmente ha cumplido con los compromisos del procés”, manifiesta Arza.

Destaca que en la realidad los separatistas no habrán avanzado nada, sino que habrán hecho movimientos en círculo, pero que Puigdemont quedará muy bien, y después, el golpe se lo llevará su partido en las elecciones.

Un juez exige a la Generalitat un texto en castellano “porque el catalán no es oficial” en Alicante
El magistrado José María Magán, del juzgado número 3 de lo contencioso en Alicante.
OKDIARIO 11 Enero 2017

El juzgado de lo Contencioso Administrativo 3 de Alicante ha requerido a la Generalitat de Cataluña para que traduzca al castellano un escrito redactado en catalán con el argumento de que esa lengua no es cooficial ni goza de reconocimiento legal en la Comunitat Valenciana.

Así se establece en un auto fechado el pasado 5 de enero y facilitado este martes por el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV).

El magistrado José María Magán había pedido a la Generalitat de Cataluña que se pronunciase sobre su competencia territorial para tramitar un procedimiento en el que esta administración figura como parte demandada.

El Gobierno catalán remitió al juzgado el pasado 23 de diciembre un escrito en el que exponía su postura, pero el magistrado lo ha rechazado porque está redactado en catalán y ha emplazado a la administración a traducirlo al castellano.

El auto expone que no puede dar por válido el documento “al no existir reconocimiento legal ni ser admitida la lengua catalana como lengua cooficial por parte de la legislación vigente en la Comunidad Valenciana”.

Para el magistrado, esto supone un “problema jurídico insalvable” pues la Generalitat catalana “parte de una extraterritorialidad de la lengua autonómica catalana que nunca ha sido reconocida por la Comunidad Valenciana en ninguno de los Estatutos de Autonomía hasta ahora promulgados”.

El titular del juzgado alicantino señala en su resolución que las partes litigantes pueden utilizar, además del castellano, la lengua que sea cooficial en el territorio donde tengan lugar las actuaciones judiciales.

En este sentido, mantiene que el valenciano y el catalán no son “lenguas coincidentes”, pues en la Comunitat Valenciana sólo el primero tiene el rango de cooficial y esa cuestión “ya fue libremente decidida y resuelta” por las instituciones de esta región.

“La cuestión sobre si la variante catalana es asimilable o no a la lengua valenciana puede ser objeto de discusión lingüística, pero jurídicamente la cuestión está resuelta desde hace décadas: no estamos ante una misma lengua, lo que impide que pueda acudirse a la posibilidad contemplada en el artículo 231.4 LOPJ 6/1985?, agrega el juez.

El auto, que deja en suspenso la decisión sobre la competencia territorial para tramitar la demanda y que puede ser recurrido, insta a la Generalitat a “respetar el principio de legalidad, que impide que en la Comunidad Valenciana sean admisibles escritos presentados en lengua catalana”.

El juez Magán cita en su resolución la sentencia de un juzgado de Lleida fechada en 2012, que reconoció a un ciudadano valenciano su derecho a ser atendido en castellano en relación a un expediente de tráfico tramitado por la Generalitat de Cataluña.

ENTREVISTA
Teresa Freixes: “No queremos una Cataluña dominada por una ideología”
Nuria Val okdiario 11 Enero 2017

El 19 de enero se presentará en un foro del área metropolitana de Barcelona un nuevo movimiento cívico llamado ‘Concordia Cívica’ liderado por la colaboradora de OKDIARIO y catedrática de Derecho Constitucional, Teresa Freixes. Ella misma nos da la exclusiva asegurando que el objetivo principal es que también se escuche la voz de una gran mayoría de ciudadanos que no contemplan una Cataluña fuera de España, como bien vende la Generalitat y los partidos independentistas con su anuncio de referéndum unilateral en septiembre.

P.- ¿Cómo se le ocurrió crear este proyecto?
R.- Se trata de un movimiento de personas prestigiosas y vinculadas a distintas organizaciones cívicas. No somos un partido político, sino un movimiento cívico que surge de iniciativas de la sociedad civil y lo que pretende es cambiar el paradigma de la opinión pública dominado hasta el momento por el relato secesionista.

P.- ¿Cuál es vuestro objetivo principal?
R.- Dar a conocer nuestra voz. Pretendemos tener una Cataluña normal, en Europa y España. Una Cataluña libre, plural, como lo ha sido durante mucho tiempo y que pueda hacer frente a los retos del futuro con éxito.
“No queremos una Cataluña dominada por una ideología”

P.- ¿Cuánto tiempo llevan trabajando en el proyecto?
R.- Más de un año porque es un proyecto donde confluyen distintas asociaciones, organizaciones y la colaboración de personas que trabajan en muchos ámbitos como el académico, económico, político, etc. Se trata de construir un mensaje en positivo para una Cataluña mejor. No queremos una Cataluña dominada por una ideología secesionista, que parece que sea la única que existe y no es así. Cataluña es mucho más rica, mucho más plural. En los últimos meses hemos ido cristalizando la idea y tomamos la decisión de que saldríamos a la luz pública el día 19 de enero y en ello estamos.

P.- ¿Contáis con el apoyo de algún partido?
R.- Sí de los partidos constitucionalistas a nivel nacional. Hemos hecho contactos con todas las fuerzas. Aunque, quiero dejar claro que no somos un partido político. Queremos ayudar a las organizaciones, asociaciones y a todos los grupos que quieren construir una Cataluña mejor y que eso sea posible.

P.- ¿Ha habido algún partido que se haya negado a apoyaros?
R.- No, además nosotros no vamos a depender de los partidos. Les hemos explicado nuestro relato. Queremos ser la voz de esa sociedad que hasta ahora ha estado muy callada, que no se ha manifestado y quiere estar presente en el debate.

“No nos asusta nadie”
P.- ¿No tenéis miedo de las repercusiones, de los grupos violentos o radicales?
R.- No, somos gente ya mayorcita y no nos asustan este tipo de cosas. Somos gente de diálogo con experiencia en el ámbito social, académico y no nos asusta nadie. Si quieren confrontar ideas, aquí estamos. Estamos interviniendo en debates en televisión, en diferentes medios, pero hasta ahora estábamos dispersos y silenciados y ahora queremos dar un impulso a todo esto.

P.- ¿Habéis hablado con la Generalitat?
R.- No, siempre que hemos intentado algún tipo de diálogo nos han excluido. Sus bases son Ómnium Cultural y ANC (organizaciones pro independencia). Sí que hemos hablado con el Gobierno, en concreto con el delegado en Cataluña, Enric Millo; también con el resto de partidos y las organizaciones que se muestran interesadas. El 19 empieza esta aventura.

P.- ¿Y con Podemos, también habéis hablado?
R.- Tenemos personas vinculadas al proyecto, no el partido. Forman parte personas de la órbita de la izquierda en diferentes grados. Como también tenemos personas cercanas al nacionalismo pero que entienden que las cosas hay que hacerlas en el marco de la Ley, del respeto y los derechos.

P.- ¿Podría desvelar el nombre de algún político?
R.- El día 19 los veréis (risas) Si no, no vendréis.

PP, PSOE y C’S apoyan un nuevo proyecto que luchará contra el “adoctrinamiento independentista”
Nuria Val okdiario 11 Enero 2017

El próximo 19 de enero se presentará en sociedad el nuevo proyecto ‘Concordia Cívica’ que pretende desactivar la ola independentista en Cataluña con la información y unión de esa mayoría de la sociedad catalana que no quiere romper con España.

Este nuevo movimiento tiene el respaldo inicial de todo los partidos constitucionalistas como son PP, PSOE, Ciudadanos y PSC que ya han apoyado el proyecto y su cara visible es la colaboradora de OKDIARIO y catedrática de Derecho Constitucional, Teresa Freixes. El acto de presentación contará con una larga lista de políticos en activo que defienden a ultranza la unidad de España y transmitirán los valores positivos de “aunar esfuerzos” para que prevalezcan los principios y valores “frente al identitarismo excluyente”, explican desde el movimiento.

“Se trata de un movimiento de personas prestigiosas y vinculadas a distintas organizaciones cívicas. No somos un partido político, sino un movimiento cívico que surge de iniciativas de la sociedad civil y lo que pretende es cambiar el paradigma de la opinión pública dominado hasta el momento por el relato secesionista“, explica Freixes en una entrevista en exclusiva con OKDIARIO.

El objetivo principal por el que nace este proyecto es la unión de las diferentes plataformas como Empresarios por Cataluña, Sociedad Civil Catalana, Asociación de Periodistas Pi y Margall, Clac; pero también del ámbito educativo, de los funcionarios y los sindicatos para “desactivar el secesionismo ante el referéndum unilateral convocado por el Gobierno catalán de Carles Puigdemont en septiembre”, explican.

“Normalizar la democracia en Cataluña”
El manifiesto inicial, que consta de 12 puntos, será presentado el 19 de enero en un foro del área metropolitana de Barcelona y se centrará en “convencer con argumentos que Cataluña tiene un mejor futuro en el conjunto de España y de Europa. Cataluña nunca ha sido más próspera ni más respetada que en el marco de una España democrática y constitucional, una España que es diversa, tolerante y plural, una España que hemos logrado construir entre todos tras cuatro largas décadas de dictadura y que todavía debe desarrollar todo su potencial”, señalan.

Entre las prioridades que destacan en su hoja de ruta se encuentran: “Normalizar la democracia en Cataluña y cambiar la dinámica política y social para desactivar el desafío separatista; establecer puentes y espacios comunes de diálogo entre todas las fuerzas políticas del arco constitucional; construir un relato ganador en positivo, sin caer en las trampas identitarias que utilizan de forma torticera lenguas y símbolos que deberían ser de todos; divulgar los valores del Estado de Derecho para asegurar que las nuevas generaciones recojan el testigo en defensa de las libertades, la igualdad ante la Ley y la justicia social; repudiar sin paliativos la regresión social que aboga por restaurar modelos caducos y anacrónicos en detrimento de los logros sociales conseguidos desde 1978; vertebrar un sistema educativo que acabe con el adoctrinamiento nacionalista y exigir que la administración catalana gobierne por y para todos”, figuran entre otros.

Desde el movimiento explican que ya va siendo hora de que el bloque constitucionalista alce la voz contra el proceso independentista auspiciado por la Generalitat con la ayuda de Omnium Cultura y la ANC.

“Llevamos más de un año trabajando en este proyecto donde confluyen distintas asociaciones, organizaciones y la colaboración de personas que trabajan en muchos ámbitos como el académico, económico, político, etc. Se trata de construir un mensaje en positivo para una Cataluña mejor. No queremos una Cataluña dominada por una ideología secesionista, que parece que sea la única que existe y no es así. Cataluña es mucho más rica, mucho más plural. En los últimos meses hemos ido cristalizando la idea y tomamos la decisión de que saldríamos a la luz pública el día 19 de enero y en ello estamos”, explica Freixes.

El calvario de un padre gallego que pidió retirar unos carteles con el lema “Habla gallego, no seas lelo”
Galicia Bilingüe pide la destitución del Inspector Jefe por avalar reiteradamente el adoctrinamiento nacionalista
ANTÓN PÉREZ. Periodista Digital 11 Enero 2017

En novimebre de 2016 el padre de una alumna del CPI Panxón (Pontevedra) que pidió mantener su anonimato presentó una queja ante el Inspector Jefe de la provincia de Pontevedra, pidiendo la retirada de unos carteles con el lema: "Fala galego non sexas lelo", que están colocados en varias zonas del colegio.

Finalmente ha recibido una respuesta, pero no ha sido Jefatura de Inspección quien ha contestado, sino la Valedora del Pueblo de Galicia, a quien el padre acudió asesorado por Galicia Bilingüe, ante la falta de respuesta de las instancias educativas.

Tras dos requerimientos por parte de la Valedora, esta ha recibido un informe con la misma argumentación que un escrito firmado por el Inspector Jefe, Manuel Torres Vizcaya que llegó al domicilio de este padre en las mismas fechas. Se trata de un informe pintoresco en el que se avala la presencia de los carteles en el colegio argumentando lo siguiente:

Que se buscó una palabra que rimase con galego, que en el entorno del colegio se habla sobre todo castellano, que la alumna que lo elaboró es castellanohablante, que el cartel ganó un concurso del colegio para fomentar el uso del gallego que había recibido fondos de la Consellería de Educación, que sería coartar la libertad de expresión de alumnos y profesores cuestionarlo, y que la única queja que se presentó fue la de este padre.

La Valedora del Pueblo de Galicia ha respondido que el lema del cartel "invita al uso del gallego utilizando un adjetivo despectivo" y que "no promueve el respeto a las opciones lingüísticas de los demás".

En respuesta a la disculpa de que en la zona del colegio se habla mucho castellano, la Valedora considera que "es irrelevante cuánto se habla cada lengua, lo que importa es el respeto a los hablantes".

La Valedora añade que "no está en tela de juicio la libertad de expresión de la alumna, sino el criterio de la comisión que consideró positivo y premió un cartel para el fomento del gallego que califica como lelo al que no lo habla".

La Valedora señala que lelo significa: tonto, simple, o necio.
El Inspector Jefe cita diversa normativa que en lugar de avalar sus postulados los dejan en evidencia, porque alude a normas como la Ley de Convivencia, que lo que promueven es la tolerancia y el respeto en los centros de enseñanza.

Como bien señala la Valedora: "El centro debe promover el respeto a la libertad de sus alumnos a expresarse en la lengua oficial de su preferencia. El hecho de invitar al uso del gallego usando un adjetivo despectivo para quien no lo hace puede resultar ofensivo a algunas personas y desde luego no promueve el respeto a las opciones lingüísticas de los demás, dentro del marco normativo".

Galicia Bilingüe ha enviado una carta al Conselleiro de Educación y al Presidente de la Xunta para pedirles que releven de sus funciones a Manuel Torres Vizcaya, por considerar que no está capacitado para ejercerlas, no sólo por su actitud desconsiderada, sino también por su extravagante interpretación de la normativa vigente.

'Fala Galego non sexas lelo': la lucha de un padre contra un cartel discriminatorio
Un padre elevó una queja por un cartel que despreciaba a los castellanohablantes gallegos. El inspector de Educación lo ignoró.
Libertad Digital 11 Enero 2017

Hace tres meses, el padre de una alumna del colegio público Panxon decidió elevar una queja ante el inspector jefe de Pontevedra por un cartel discriminatorio contra los castellanohablantes. El cartel, colgado en espacios públicos del centro como el pasillo o la biblioteca, instaba a usar el gallego de esta forma: Fala galego non sexas lelo (Habla gallego, no seas lelo). Su petición, sin embargo, cayó en saco roto: el inspector, Manuel Torres Vizcaya, hizo caso omiso del requerimiento. Ante la negativa, el padre acudió a la Valedora del Pueblo junto a Galicia Bilingüe y, esta vez sí, recibió amparo.

En su informe, la Valedora del Pueblo apuntó que el cartel "invita al uso del gallego utilizando un adjetivo despectivo" y "no promueve el respeto de las opciones lingüísticas de los demás". La argumentación del inspector jefe había sido justo la contraria: entre otras cosas, destacó que la alumna autora del tema es castellanohablante, que había utilizado la palabra "lelo" por la rima, que prohibirlo sería coartar la libertad de los alumnos y que la única queja presentada fue la de este padre.

La Valedora del Pueblo da la razón al padre y a la asociación al destacar que "invitar al uso del gallego usando un adjetivo despectivo para quien no lo hace puede resultar ofensivo a algunas personas y desde luego no promueve el respeto a las opciones lingüísticas de los demás".

Tras este espaldarazo, Galicia Bilingüe ha pedido que Torres Vizcaya sea relevado de sus funciones y así se lo han solicitado por carta al consejero de Educación y al presidente de la Xunta. En su petición, también reclaman que la promoción del gallego "se realice dentro de los cauces de respeto y tolerancia".


Recortes de Prensa   Página Inicial