AGLI Recortes de Prensa   Martes 25 Diciembre 2018

SEGUNDA ENTREGA: INDALOYMEDIA
El chollo de Canal SUR: 1500 trabajadores, 90 millones anuales de sueldos... y todo para que Juan y Medio se lo lleve crudo
A.Pérez Periodista Digital 25 Diciembre 2018

Hablamos de todo un tinglado mediático que desde 2016 se ha adjudicado casi 50 millones de euros para hacer un televisión que difunde una imagen de los andaluces basada en los tópicos más groseros. Una televisión de chirigotas, cofradías y romerías que cuesta 383.000 euros al día. --Así 'trincan' las productoras amigas del PSOE en Canal SUR: cofradías y romerías a 383.000 euros al día--

Como sentenció con razón el Diario de Sevilla, "los andaluces no pueden seguir viendo cómo se entierran millones de euros públicos en ofrecer una radio-televisión que no sólo no sirve para nada, sino que además proyecta la imagen de una Andalucía anclada en el folclorismo más rancio". Y un horario estelar externalizado pese a ser una empresa de 1.462 trabajadores y con una plantilla que cuesta 87,1 millones anuales.

"Externalizan servicios y parte de la programación con contenidos llenos de tópicos como la copla, los niños graciosos o los toros, dirigidos a un público mayor, donde no se hace nada por atraer a la gente joven", denuncian los trabajadores. "Hay manipulación, hay intervención y dirección política de las informaciones que se dan, así sea de manera sutil".--El bipartidismo tiñe de negro Canal Sur--

A las arcas públicas andaluzas les ha supuesto 4.000 millones de euros de inversión desde el inicio de las emisiones de Canal Sur Televisión. Dicho de otro modo, 383.000 euros al día para que los andaluces se traguen a Juan y Medio o María del Monte. ¿Hay esperanzas de que vayan a desmontar este agujero negro del presupuesto? Pocas.

LA TELE RANCIA, MACHISTA Y CARA: JUAN Y MEDIO
El popular presentador Juan y Medio [Juan José Bautista Martín, 56 años, Almería] es el encargado de conducir el magacín "La Tarde, aquí y ahora", un programa "que combina entretenimiento, actualidad y música con el protagonismo del testimonio de personas que buscan acabar con su soledad", según la web de Canal Sur.

El apodo, según ha contado Vanitatis, con el que se le conoce se lo debe a la madre de un amigo, que le dijo: "¡Qué barbaridad!, ¡qué grande eres!, quítate de en medio que en vez de Juan pareces Juan y medio". --Los secretos de Juan y Medio: solterón, zapatos con alzas, su lío con Lolita y más--

Juan y Medio dio el salto a la televisión como gancho del programa 'Inocente, inocente' (Telemadrid). Después presentó varios programas de Telecinco, como 'Vaya nochecita', 'Aquí no hay quien duerma', 'Fiebre del domingo noche', 'Más madera' o 'Vídeos, vídeos'. Asimismo, condujo 'Tu gran día' (TVE), 'Un siglo de canciones' (Canal 9) y 'El Bus' (Antena 3).

En el periodo comprendido entre 2003 a 2007, Juan se hace con un hueco en la televisión. Durante estos años, presentó en Canal Sur: 'Punto y Medio' y 'Menuda noche', programa que actualmente presenta desde 2003 en la misma cadena. En Canal Sur también codujo otro espacio, en 2009, llamado 'La Tarde, aquí y ahora', que sigue emitiéndose..

SIETE MILLONES POR 'LA TARDE...'
En total, y según datos oficiales de la televisión autonómica, la productora del presentador ingresó cerca de 3 millones de euros, durante los primeros ocho meses de 2016. También hace caja con Yo soy del Sur y Menuda Noche.--Juan y Medio gana en Canal Sur más de cuatro millones de euros al año--

Como ya contó El Mundo, Juan y Medio es uno de los principales contratistas de la RTVA a través de su productora, Indaloymedia, responsable, precisamente, de La tarde aquí y ahora, en el que Juan y Medio le gastó su particular broma a una de sus colaboradoras, Eva Ruiz, por la que la emisora tuvo que pedir disculpas públicas. --Pánico en Canal Sur por la entrada de PP y VOX: "Mejor no tener Canal Sur y sí endoscopios en los hospitales".--

Según datos de la propia RTVA a los que ha tenido acceso Periodista Digital, el ente público andaluz pagó a la productora de Juan y Medio solo por hacer 'La Tarde...' entre agosto de 2017 y finales de 2018 más de 7 siete millones de euros. 'La Tarde aquí y ahora' supone casi el 20 por ciento de la audiencia de Canal Sur Televisión, 400.000 espectadores de media..

Dicho en otras palabras, cada emisión de 'La Tarde...' les cuesta a los andaluces 23.380,06 euros, y de esa cifra calculan que solo 10.000 euros es lo que se lleva el presentador por programa. Hacer compañía a los andaluces abandonados a su soledad jamás salió tan caro a los contribuyentes.

******************* Sección "bilingüe" ***********************

Por una manifestación en Madrid por unas elecciones democráticas ya
Pedro de Tena Libertad Digital 25 Diciembre 2018

Ya sé que hay otras realidades gravísimas, como la de la pobre profesora zamorana asesinada por un peligrosísimo individuo al que se le ha permitido volver a matar. Me da igual si legalmente o no. Díganle que era legal a la familia de Laura. Acabamos de tener noticia de otro tsunami, un desastre natural inesperado, con centenares de muertos sin cambio climático ni actividad humana de por medio. Sí, hay otras cosas, como el Gordo de Navidad y la misma Navidad, que reúne a familias y produce himalayas de verdades y alegrías. Pero en esta columnata estamos para hablar de la situación española y, en ese marco, he de reconocer que siento vergüenza por tener que escribir de lo ocurrido en Cataluña. Las imágenes que he visto y los testimonios que he escuchado me han hecho comprender definitivamente que la mayoría de los españoles –los que queremos que haya elecciones ya y los que queremos que se rompa el PSOE antes de que se rompa España, que somos muchos más millones de la mitad nacional– hemos llegado al colmo de la paciencia.

Está muy cerca del totalitarismo la imposición de un Gobierno que sólo cuenta con 84 escaños propios, uno de cada cuatro, que no puede sino aplicar políticas ajenas. Está en las entrañas del totalitarismo gobernar por decreto durante meses para evitar derrotas y reveses en el Congreso de los Diputados y eludir la acción mayoritaria del Senado. Pero es algo más que totalitario –traición se la ha llamado–, llega mucho más que lejos que los aranceles que, desde el siglo XIX, enriquecieron muy preferentemente a Cataluña a costa del resto de España –Agapito Maestre me informó del libro de Jesús Pabón sobre Cambó que explica el arancel de 1922 con toda crudeza–. Como querían los separatistas catalanes, al final hubo cumbre simulada de estadillos; hubo cesiones miserables como lo de no mencionar la Constitución en los textos a cambio de migajas partidarias y hubo acoso callejero, con violencia física y violencia urbana extremas al Gobierno de la Nación y a más de la mitad de los catalanes, que no quieren la ruptura de España.

Y para colmo de la vergüenza se desculpabiliza a Companys, de nuevo, porque ya en 2017 PSOE y PSC, no Esquerra Republicana de Catalunya, con el apoyo de Podemos y PdeCat, con la abstención de Ciudadanos, oigan, y el voto en contra de PP, ya se logró en el Congreso. No apoyamos la pena de muerte en el ordenamiento jurídico español, pero mucho menos apoyamos las penas de muerte dictadas por ETA, por el terrorismo del tipo que sea, y tampoco las dictadas por el golpista de 1934 Lluís Companys, miles, cuyos muertos emergen como fantasmas justicieros de los testimonios de su proceso. Léanlos, que no tienen desperdicio.

Por todo ello, y muchas otras cosas que rebosarían de indignación en esta columna, una gran mayoría de españoles y de catalanes –la señora pidiendo en el Aeropuerto Tarradellas el 155 ya, que RTVE no pudo cortar porque fue en directo– hemos agotado la paciencia. Yo, como español y andaluz, siento vergüenza por cómo se ningunea y se pisotea a las demás regiones de España, cultural, social y económicamente, y a la nación en su conjunto, mientras el señor Sánchez y su grupo de pirómanos políticos ceba y se postra ante un separatismo minoritario.

Elecciones ya, y si es preciso hay que exigirlas en la calle. Convóquese en Madrid. Hermann, Cayetana, don Mario, Arcadi, Federico, Ortega Lara, Agapito, Nicolás, Rosa, María San Gil, Carlos Herrera, Fidalgo y tantos y tantos: convoquénnos para que podamos manifestar nuestra necesidad urgente de elecciones democráticas ya. ¿A qué esperan? Iremos. Seremos millones. Antes de que el fuego totalitario se extienda, hagamos que la democracia constitucional lo apague. Por favor.

El PP usará por primera vez el veto del Senado para devolver al Gobierno la senda de déficit
OKDIARIO 25 Diciembre 2018

El Pleno del Senado rechazará este jueves, con la mayoría absoluta del PP, la senda de estabilidad que ha presentado el Gobierno y que aprobó el Congreso la semana pasada, utilizando así por primera vez la única capacidad de veto a una norma que tiene la Cámara Alta.

El Pleno del Senado rechazará este jueves, con la mayoría absoluta del PP, la senda de estabilidad que ha presentado el Gobierno y que aprobó el Congreso la semana pasada, utilizando así por primera vez la única capacidad de veto a una norma que tiene la Cámara Alta y que el Ejecutivo quiere precisamente eliminar para evitar que los ‘populares’ impongan su decisión a través del Senado.

El Congreso tramita de hecho una reforma de la Ley de Estabilidad para suprimir esta prerrogativa, pero la iniciativa se ha estancado; se va a dar así la circunstancia de que se aplique precisamente este jueves por primera vez desde que el PP la aprobó en 2012.

El objetivo del Gobierno es que el Senado pueda rechazar la senda de déficit, pero no devolverla al Gobierno sino otra vez al Congreso, que puede levantar ese voto en contra como ocurre con el resto de las leyes. El Congreso tiene siempre la última palabra legislativa salvo en esta cuestión.

El Ejecutivo de Pedro Sánchez ha conseguido sacar adelante en el Congreso al segundo intento la senda presupuestaria para el periodo 2019-2021 con los votos a favor de PSOE, Unidos Podemos, ERC, PDeCAT, PNV y Compromís, frente a los votos en contra de PP, Ciudadanos, Eh-Bildu, Foro Asturias y Coalición Canaria.

6.000 millones de margen
Esta misma senda, rechazada por la Cámara Alta en julio, eleva al 1,8 por ciento el déficit del próximo año, por lo que ofrece un margen presupuestario de 6.000 millones de euros, tras conseguido el Gobierno recuperar el bloque de los socios de la moción de censura.

La aprobación de los objetivos es la antesala de la aprobación del proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado para 2019, que el Gobierno prevé aprobar en Consejo de Ministros y remitir al Congreso el próximo mes de enero.

ETA, la memoria de las víctimas
IMPRESIÓN El Mundo 25 Diciembre 2018

La marcha en Pamplona para exigir la excarcelación de los presos de ETA, unido al hecho de que se siguen sucediendo los homenajes a sanguinarios etarras liberados, certifica que el envenenado legado del terrorismo sigue lejos de cerrarse en el País Vasco y Navarra. Las víctimas de la banda tienen razón cuando reclaman no retroceder ante el relato que pretenden imponer los herederos de ETA. Una vez retirado el recurso de inconstitucionalidad a la vergonzosa ley vasca de abusos policiales, sería indigno y humillante que el Gobierno cediera ante el nacionalismo acabando con el fin de la dispersión de presos o traspasando la competencia de Instituciones Penitenciarias. La memoria de las más de 800 víctimas de ETA exige firmeza y determinación.

El lado oscuro
Javier Tejedor gaceta.es 25 Diciembre 2018

Como dice el Maestro Yoda en una de las películas de Star Wars “El miedo es el camino hacia el lado oscuro. El miedo lleva a la ira, la ira lleva al odio, el odio lleva al sufrimiento y el sufrimiento al lado oscuro”.

Los comunistas podemitas, los socialistas, los terroristas de bildu y los independentistas catanazis se han puesto muy nerviosos y asustados después de las elecciones andaluzas y de la última encuesta de Metroscopia, que da a VOX 29 escaños en unas elecciones generales.

Yo particularmente creo que se queda muy por debajo de la realidad. En las recientes elecciones andaluzas la encuesta más optimista daba a VOX cinco escaños y obtuvo doce. Con esa misma proporción si ahora le dan 29 obtendría 70. Quizás algunos piensen que eso es imposible, pues yo humildemente creo que no. Es tal la revolución que ha causado VOX con su irrupción en la sociedad española, cansada de los partidos y los políticos actuales que solo defienden los intereses propios en lugar de defender el de España y el de los españoles, y puede que aún, me quede corto.

VOX dice lo que piensa la mayoría del pueblo español, pero ningún partido lo defendía. Además hará que los partidos tradicionales se replanteen sus propuestas y alianzas de futuro. Solamente por eso debemos estar agradecidos a Santiago Abascal.

El incremento de afiliaciones a VOX a partir de agosto de este año era continuo semana tras semana, pero después de las elecciones andaluzas se ha disparado. Pero no solo están creciendo de una manera abrumadora los afiliados de VOX hasta el punto de colapsar la web del partido al no estar preparada para recibir tantas afiliaciones, sino que también los seguidores no paran de crecer en las redes sociales.

Por ejemplo, en Instagram que es la red social más utilizada por los jóvenes –son el futuro-, VOX es el partido con más seguidores tiene 132.000, le sigue PODEMOS con 89.000, detrás Ciudadanos con 63.000, en penúltima posición el PP con 45.800 y en último lugar el PSOE con 31.100. Esto nos indica claramente que el partido que más interés suscita entre los jóvenes es VOX.

Por ello Pablo Iglesias, Arnaldo Otegui y Quim Torra se han asustado mucho e intentan proyectar sus miedos hacia los demás, para llevarles al lado oscuro, pero no lo conseguirán. Han salido públicamente a alentar a sus fieles lacayos para que salgan a la calle a asustar y perseguir a los líderes y simpatizantes de VOX, arremetiendo contra ellos, agrediéndoles -como la agresión al periodista de Intereconomía Cake Minuesa por informar sobre las manifestaciones de los CDR por el consejo de ministros celebrado en Barcelona- o manifestándose en su contra, pensando que se asustarán y no saldrán a la calle portando la bandera de España para seguir difundiendo sus medidas de igualdad -para todos los españoles y los inmigrantes legales- llenas de sentido común, que desmontan sus falsas soflamas feministas y LGTB, sus mentiras históricas y sus fracasadas políticas.

Piensan que podrán asustar a Abascal y llevarle al lado oscuro, pues se equivocan profundamente. Abascal está acostumbrado desde muy joven a las amenazas y a convivir con el miedo y a pesar de ello, siempre se mantuvo firme en sus convicciones.

Abascal ha demostrado sobradamente lo que es luchar por las libertades en Vascongadas, allí donde los verdaderos fascistas etarras asesinaban y le amenazaron de muerte a él y a su padre por dicha lucha. Con este pasado, los enemigos de España se atreven a calificarle de fascista. Acaso sabrán ellos lo que es realmente el fascismo. Abascal está haciendo que los españoles nos sintamos orgullosos de pertenecer a este gran país llamado España, y que con un líder como él, le apoyemos aún con mas fuerza ante las adversidades presentes y futuras para defender la Libertad.

El PP hace ya mucho tiempo que por sus miedos y complejos se pasó al lado oscuro, traicionando a sus votantes tradicionales que no se movieron de su sitio, fue el PP el que lo hizo. Ahora con un nuevo líder como Casado, intentan parecer que quieren salir de él. Pretenden con un lavado de cara, volver a engañar a sus votantes, pero no se dan cuenta que portan un lastre muy grande a sus espaldas. La corrupción y todos los cargos de su partido que viven del estado de las Autonomías, empobreciendo el bolsillo de los españoles con fuertes impuestos y enriqueciendo el suyo propio. Sus propios líderes autonómicos no dejarán a Casado que realice lo que promete, como lo acaba de hacer Juan Vicente Herrera, Presidente de Castilla León con la propuesta de Casado de recuperar para el Gobierno central la competencia de Educación. Y lo acaba de demostrar en Andalucía Juanma Moreno, con el acuerdo que veintiún puntos en el que por ningún sitio habla de devolver competencias al Gobierno de España.

El PSOE también está en el lado oscuro, pues ha traicionado continuamente a lo largo de la historia la “E” de España y la “O” de obrero, que lleva en sus siglas. Pero el colmo de la traición es el respiro que ha dado y pretende seguir dando a los golpistas catalanes a cambio de permanecer unos meses más en la presidencia del Gobierno de España y conseguir el voto favorable de estos, para la aprobación de los presupuestos generales, que de conseguirlo, provocarían una nueva subida de impuestos para entregar más dinero a Cataluña en detrimento de otras regiones. No le ha importado colapsar Cataluña al consentir que los Mossos permitieran el corte de autopistas para que la gente no pudiera acudir a su trabajo o simplemente viajar. Pretende reescribir la historia al anular el juicio al asesino independentista Lluis Company -asesinó a mas de 8.000 católicos por el mero hecho de serlo- para nuevamente humillar al Gobierno de España ante los golpistas catalanes. Puestos a anular, que anulen el Tratado de Utrech y recuperamos la soberanía de Gibraltar, podemos anular también el matrimonio de los Reyes Católicos y nos cargamos la unidad de España, no aceptamos la rendición de Granada y se la entregamos al Islam o, no reconocemos a los Reyes Godos y devolvemos Hispania al Imperio Romano. Cuanta demagogia para poder permanecer unos meses mas en Moncloa y poder seguir viajando en el Falcon y en helicóptero.

De PODEMOS qué voy a decir, si defienden el comunismo con eso está dicho todo. Es la ideología que mas muertes ha provocado y ha demostrado que allí donde gobierna, desaparece la libertad y la riqueza y solo genera pobreza, atraso, miseria y persecuciones. Es el lado oscuro en si mismo.

Ciudadanos surgió como una lucha contra ese lado oscuro, pero sus continuas indefiniciones y actuaciones, su pretendido cordón sanitario a VOX con el que no quieren sentarse ni siquiera a hablar a pesar de necesitar su apoyo para gobernar en Andalucía le arrastran hacia el.

En el lado correcto, los impuestos deben de ser utilizados en educación, sanidad, justicia o pensiones, entre otras cosas y no para mantener un estado autonómico elefantiásico. Por ello los del lado oscuro no paran de subirlos y endeudarnos, en lugar de bajar el gasto público que cuenta más de tres millones de funcionarios y cargos públicos.

Sin verlo venir, VOX les ha cuestionado con enorme éxito su “statu quo” autonómico, sus políticas feministas y LGTB, su sistema electoral para que valga lo mismo el voto de todos los españoles, su Ley de Memoria Histórica, sus políticas de inmigración y fronteras, reivindicando nuestras cultura greco-romana y nuestras raíces judeocristianas. Nadie lo había cuestionado hasta ahora y pensaban que nadie lo haría.

En su Plan de choque, VOX propone la suspensión de la autonomía catalana hasta la derrota sin paliativos del golpismo, la ilegalización de los partidos independentistas y sus asociaciones, dotar de la máxima protección jurídica a los símbolos de la nación, especialmente la Bandera, el Himno y la Corona, bajada de impuestos generalizada, un gobierno y un solo parlamento para toda España, la fusión de ayuntamientos, una drástica reducción del gasto político con una significativa eliminación de cargos políticos y públicos, el fin de las subvenciones públicas a partidos políticos y sus fundaciones, sindicatos, patronales y organizaciones de proselitismo ideológico, una única tarjeta sanitaria para toda España, devolución inmediata de las competencias de educación, sanidad, seguridad y justicia, derogación inmediata de la Ley de Memoria Histórica, devolución de los inmigrantes ilegales a sus países de origen, el levantamiento de un muro infranqueable en Ceuta y Melilla, establecer el español como lengua vehicular en la enseñanza, un plan hidrológico nacional, cadena perpetua revisable para terrorismo y delitos muy graves, derogar la ley de violencia de género para sustituirla por una de violencia intrafamiliar, la reforma del Poder judicial para una independencia real del poder político, la supresión de las policías autonómicas, el cierre de mezquitas fundamentalistas, la prohibición de erigir mezquitas promovidas por el wahabismo, el salafismo, o cualquier interpretación fundamentalista del Islam, la inmigración se afrontará atendiendo a las necesidades de la economía española y a la capacidad de integración del inmigrante, además de muchas otras medidas hasta llegar a 100, todas ellas disponibles en su web.

Por todas estas propuestas los comunistas podemitas, los socialistas, los terroristas de bildu y los independentistas catanazis, los veletas naranjas o la derechita cobarde están muy asustados, llenos de miedo, ira, odio y sufrimiento, por pensar que se les desmonta su modus vivendi y sus discursos políticos. Y como ya dijo el Maestro Yoda “El miedo es el camino hacia el lado oscuro. El miedo lleva a la ira, la ira lleva al odio, el odio lleva al sufrimiento y el sufrimiento al lado oscuro”.

El idiota
Alejandro Tercero cronicaglobal 25 Diciembre 2018

Que lo más trascendente de las protestas indepes del 21D sea el baño de realidad que le dio un mosso antidisturbio a un CDR agente rural --"¿Qué república ni qué cojones? ¡La república no existe, idiota!"-- indica mucho sobre el nivel del procés y el de sus seguidores.

Esas dos frases son el resumen perfecto de lo que ha sido este disparate, describe de forma fidedigna la situación actual y da algunas pistas sobre cuál es la estrategia que el constitucionalismo debería seguir frente al independentismo. Quizás por eso y para evitar que cunda el ejemplo el conseller de Interior, Miquel Buch, ha anunciado que abrirá una investigación contra el mosso filósofo. Delirante.

Lo cierto es que todo el procés ha sido un fake. Con unos efectos terribles para los catalanes --y probablemente de forma especial para sus impulsores-- que durarán generaciones, sí, pero un fake. Fueron un fake los dos referéndums secesionistas (el 9N y el 1-O). Fueron un fake las elecciones plebiscitarias del 27S de 2015. Fue un fake la promesa de Rufián de abandonar el Congreso 18 meses después (“ni un día más”). Fueron un fake las dos duis (10-O y 27-O; la primera, de ocho segundos de duración, y la segunda, seguida de una vergonzosa estampida de sus líderes más destacados, al más puro estilo Dencàs). Es un fake el Consell per la República de Puigdemont​ (inicialmente, “de” la República, pero convenientemente modificado para suavizar el ridículo). E incluso ha sido un fake la grotesca huelga de hambre de los cuatro magníficos de Lledoners (ni tres semanas ha durado la dieta).

A pesar de ello, hay dos millones de ingenuos que se lo creyeron todo. Y muchos de ellos son gente leída. Recuerdo que poco después de la DUI del 27-O coincidí con una destacada periodista independentista en una tertulia de la emisora de radio con mayor audiencia de Cataluña. Para mi sorpresa, ella aseguraba que ya vivíamos en la República catalana aunque faltaba “implementarla”. Pese a mis obstinados esfuerzos, no hubo forma de hacerla descender al planeta Tierra. El moderador --que en ningún momento abandonó la equidistancia entre la realidad y Matrix-- me instó a dejarla en paz tras varios minutos de diálogo de besugos.

Es triste pero esto es lo que hay. Y es que, al final, el único problema político de calado que hay en Cataluña es que una buena parte de los independentistas vive al margen de la realidad. Y para reconducir esa anomalía no hay promesas de Estatutos inviables ni de aumentos indeseables del autogobierno que valgan. Lo mejor es la terapia de shock. Sin rodeos. Explicarles una y otra vez que la república no existe (ni tiene pinta de que vaya a existir en las próximas generaciones). Especialmente si se está convencido --como es mi caso-- de que la inmensa mayoría de esos dos millones de personas superan el nivel mínimo de raciocinio que se le presupone a un adulto. Eso, y animarles a que aprendan a gestionar mejor sus frustraciones. Además de aplicar la ley (con baile de bastones incluido para los violentos, si perseveran en su actitud), solo nos queda suministrar altas dosis de pedagogía. Cualquier otra estrategia es inútil.

Reforma de la Constitución
El PSOE plantea que Estatutos como el catalán o vasco no tengan que ser aprobados por el Congreso
Luz Sela okdiario 25 Diciembre 2018

El PSOE ha planteado en el Congreso la posibilidad de que los Estatutos de Autonomía no sean refrendados por la Cámara, como actualmente se exige. Los socialistas han abordado dicho debate en la Comisión para la evaluación del Estado Autonómico, que continúa sus trabajos sin la participación de Ciudadanos ni Podemos ni los partidos independentistas.

En la fase de comparecencias, y en lo relativo a los Estatutos autonómicos, el PSOE se planteó en la última sesión la opción de que los textos no pasen por el Congreso y sean únicamente validados en sus respectivos Parlamentos.

La reflexión, del diputado socialista Gregorio Cámara, se produjo en respuesta a la intervención del catedrático de Derecho Constitucional de la Universidad de Granada, Francisco Balaguer y en el debate sobre la asunción de competencias por parte de las Comunidades autónomas.

En opinión de Balaguer, el precepto 149.3 de la Constitución -que plantea que las materias no atribuidas expresamente al Estado por la Carta Magna “podrán corresponder a las Comunidades Autónomas, en virtud de sus respectivos Estatutos”- resulta “problemático” en tanto permite las diferencias entre regiones. “El Estado tiene que tener sus competencias, las que constitucionalmente se entiendan que le corresponden, y a partir de esas competencias estatales, lógicamente, las comunidades autónomas tienen que tener, inevitablemente, el resto de las competencias que no pertenecen al Estado”, observó este experto.

Delimitar las competencias en la Constitución
En conclusión, Balaguer proponía delimitar claramente en la Constitución las competencias que corresponden al Estado y las que corresponden a las Comunidades Autónomas, sin que los Estatutos de Autonomía pudiesen incorporar competencias de forma arbitraria.

En su intervención, el diputado socialista Cámara Villar aseguró compartir plenamente el diagnóstico y se mostró de acuerdo con “eliminar el principio dispositivo y definir las competencias que son del Estado”.

Superada esa fase, Cámara tomó como referencia el estudio coordinado por el profesor Santiago Muñoz Machado y Eliseo Aja sobre distribución competencial para plantear si, entonces, “tendría sentido mantener el sistema de elaboración y aprobación de los estatutos, de tal manera que tuvieran que seguir interviniendo las Cortes Generales en su elaboración y aprobación”.

Tomando el marco de estos autores, Cámara sostenía la tesis de que, definidas las competencias, los Estatutos de autonomía serían únicamente “estatutos institucionales” y en este sentido, abría la reflexión: “¿No sería ya una norma que debería ser elaborada por la comunidad autónoma y que funcionaría como su propia constitución, dentro, por supuesto, del marco de la Constitución general, de la Constitución federal, y que ya de esa manera no tendría sentido que intervinieran las Cortes Generales, salvo el hecho de que hubiera un control, evidentemente, por parte del Tribunal Constitucional de adecuación al marco constitucional?”.

Un planteamiento que adquiere especial significado en los últimos días, y después de la reunión mantenida el pasado jueves entre el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el catalán, Quim Torra.

Los polémicos Estatutos catalán y vasco
En el plan trazado por ambos dirigentes, como reveló OKDIARIO, estaría un doble referéndum: por una parte, toda España votaría una reforma constitucional a la carta de las cesiones máximas admisibles dentro de las exigidas por los golpistas. Y, más tarde, los catalanes votarían una reforma del Estatut de Autonomía.

Cabe recordar, en este sentido, que uno de los primeros guiños de Sánchez al secesionismo, tras llegar a La Moncloa, fue abrir la puerta a revisar y reintegrar al Estatut los artículos considerados inconstitucionales por el Tribunal Constitucional en 2010.

El Gobierno de Sánchez planea reformas legislativas para recuperar partes del Estatut
Entonces, el tribunal interpretó 27 artículos y anuló 14 del texto estatutario, entre ellos, la referencia al catalán como “lengua preferente” en Cataluña o lo relativo a la Justicia propia, a través de un Consejo de Justicia de Cataluña, un órgano que estaría descentralizado del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ).

El Gobierno de Sánchez planea reformas legislativas para recuperar partes de ese Estatut para devolverlo a su estado original, es decir, antes de la sentencia del Constitucional.

Nación y ‘derecho a decidir’ en el Estatuto vasco
En este contexto, cabe recordar también el debate actual sobre el Estatuto vasco, en cuyo preámbulo PNV y Bildu han incluido la referencia a “Euskal Herria” como pueblo asentado en siete territorios, que constituye una “nación” y el establecimiento de un modelo de relación “bilateral” con el Estado, de “naturaleza confederal”.

El texto, que contempla el derecho a decidir como la “capacidad de los vascos para decidir, expresar y ejercer su voluntad colectiva de cara a la consecución de fórmulas de convivencia acordadas voluntariamente y de establecer mecanismos que garanticen que los compromisos alcanzados sean respetados”, fue rechazado por Podemos, PSE ni PP.

El procedimiento actual de validación de los Estatutos de Autonomía exigen su paso por el Congreso de los Diputados, donde se tramita como Ley Orgánica.

Los etarras no son héroes, basta ya de mentiras
Raquel González Libertad Digital 25 Diciembre 2018

Una sociedad que se dice sana no puede tolerar que en sus calles se reciba como héroes a los terroristas, a los asesinos.

Ni uno más. En nuestras manos está no dejar pasar ni uno más. Una sociedad que se dice sana no puede tolerar que en sus calles se reciba como héroes a los terroristas, a los asesinos. ¿Qué pensaríamos si cualquier localidad recibiera años más tarde con cohetes y bailes al asesino de Laura Luelmo? Pongo este ejemplo porque es el último crimen que ha conmocionado a toda la sociedad española, como también nos conmocionaron todos y cada uno de los asesinatos de inocentes perpetrados por la banda terrorista ETA.

Cuando ETA mataba, las víctimas y los objetivos señalados por la banda eran poco menos que invisibles, cuando no vistos con indiferencia por una gran parte de la sociedad vasca. Una indiferencia alentada por el nacionalismo democrático, que prefirió aliarse políticamente con los cómplices de los asesinos antes que con los demócratas que ETA sacrificaba en las calles del País Vasco y en muchas otras partes de España.

Unos mataban, otros ponían los muertos, y la mayoría de la sociedad no arropaba a las víctimas porque el régimen nacionalista imperante arrojaban sobre ellas un inadmisible manto de sospecha inmoral. Un comportamiento miserable. El miedo y el silencio se adueñaron entonces de la calles vascas.

Como siempre decimos, hubo asesinos que decidieron serlo y hubo víctimas que no eligieron ser tales. Los malos son los que asesinaban y los buenos, aquellos a los que vilmente arrebataron la vida. Así de sencillo. Ese y no otro es el relato que debe quedar en el conjunto de la sociedad vasca. Pero me temo que no va a ser fácil.

Y no va a ser fácil porque de nuevo Urkullu y los suyos, con tono amable, eso sí, quieren mezclar todo; alimentan la teoría del conflicto, con un doble objetivo muy claro: blanquear a ETA para poder pactar con su brazo político y señalar como culpables a los que solo fueron víctimas.

Y la expresión de todo eso es lo que sucedió, una vez más, el pasado jueves en Bilbao. Se recibe a una terrorista, se la pretende realizar un homenaje y, una vez más, todo el mundo calla. ¿Alguien ha escuchado al Gobierno de Urkullu reprobar el recibimiento? ¿A alguien del PNV, a alguien del PSOE, a los socios de Sánchez y Urkullu?

Nadie. Creen que lo mejor es pasar página. Y así, mirando de nuevo hacia otro lado, se desaprovecha la oportunidad de colocar a cada uno en su justo lugar. A los terroristas, en el lado más despreciable de la reciente historia del País Vasco, y a las víctimas, en el lugar de honor que las corresponde. Si ellos no lo hacen, nosotros nos encargaremos.

La batalla del relato se gana en muchos frentes, y la calle es uno de ellos.

No somos héroes. Lo fueron aquellos que pagaron con su vida la defensa de un País Vasco libre de terroristas y dentro de la Constitución. Un País Vasco parte de España. La Justicia tiene su propio ritmo, pero está en nuestras manos impedir que alguien manche su memoria y, menos aún, mancille su dignidad. Para que prevalezca la verdad, hay que pelear todos los días.

Raquel González, presidenta del PP de Vizcaya.

 


Recortes de Prensa   Página Inicial