AGLI Recortes de Prensa   Lunes 23  Septiembre 2019

El maleficio de Pablo Iglesias
Juan Manuel de Prada ABC  23 Septiembre 2019

Ha causado general mofa una declaración compungida del doctor Sánchez en las que confesaba que no dormiría por la noche si hubiese concedido ministerios a personas próximas a Pablo Iglesias. ¡Oh, pueblo desleal y desagradecido, que haces escarnio de las tribulaciones de quien se desvela por asegurar tu bien!

¿Es que nadie en España tiene sensibilidad para reparar en el dolor trágico que esa declaración encierra? El doctor Sánchez, cuya primera decisión como presidente del Gobierno fue cambiar el colchón de la cama, durmió a pierna suelta después de nombrar ministros a una panda de defraudadores fiscales, coleccionistas de sociedades instrumentales y especuladores bursátiles que venden acciones de las compañías que administran; y a toda esta patulea las masas cretinizadas la llamaron «gobierno bonito». Pero, ¡ay!, poner ministerios en manos de podemitas habría provocado al doctor Sánchez graves problemas de insomnio, haciendo inútil el cambio de colchón. ¡Cuánto desvelado amor por España asoma en esa confesión! Y, por evitarnos el mal trago de sufrir como ministros a unos perroflautas piojosos, el doctor Sánchez convoca unas nuevas elecciones que le permitan nombrar de nuevo a defraudadores y especuladores, para que todos los españoles podamos dormir tranquilos, sabiendo que el dinero público está en óptimas manos, expertas en pelotazos y remanguillés fiscales.

Y así, inquieto de purísimo y abnegado amor a España, el doctor Sánchez espera de paso fulminar las posibilidades electorales de Pablo Iglesias, que como todo el mundo sabe es un archivillano tremendo, responsable por telequinesia de todas las calamidades que afligen a España. El doctor Sánchez piensa que fulminando a Pablo Iglesias por fin volverá a conciliar el tan añorado sueño, como pensaba Macbeth que volvería a conciliarlo después de dar matarile a Duncan. Pero no sabe todavía el doctor Sánchez que el nombre de Pablo Iglesias seguirá envenenando sus sueños; y que por las noches se aparecerá en su alcoba, como un íncubo perverso, convirtiendo su lecho en un potro de tortura. Cada vez que el doctor Sánchez repose sobre el colchón de su cama matrimonial pensará que reposa sobre la mullida barriguita de Iglesias; cada vez que el somier chirríe pensará que Iglesias ríe con una carcajada sardónica; cada vez que atuse los cabellos de Begoñísima pensará que está atusando la coleta de Iglesias; cada vez que llore contra la almohada pensará que llora contra la chepa de Iglesias; cada vez que se dé un golpe contra el cabecero de la cama pensará que Iglesias le ha propinado un mojicón o un pollazo; y así toda la noche, sin poder pegar ojo, en un delirio sin descanso.

Y este tormento se irá infiltrando lentamente en su vigilia. El doctor Sánchez empezará a ver, deambulando por su gabinete, o trepando por las paredes del Palacio de la Moncloa, o pegándose un remojón en la sopera, pequeños homúnculos de coleta lustrosa y sonrisita aviesa que le repetirán aquella maldición shakespeariana: «Que el insomnio habite la alcoba donde reposas». Y, torturado por las alucinaciones, el doctor Sánchez desatenderá los requerimientos de Begoñísima, dejará de confiar en sus consejeros áulicos, incluso perderá el gusto por viajar en Falcon a bodas y conciertos, y empezará a deambular por los pasillos farfullando palabras ininteligibles, con una vela en la mano y los ojos siempre abiertos e inyectados en sangre. Y de todas estas calamidades serán responsables quienes hoy se burlan, haciendo chirigota de las palabras del doctor Sánchez, que nos avisaban del maleficio que el archivillano Pablo Iglesias ha arrojado sobre él.

ELECCIONES… ¿Para más de lo mismo o peor?
Antonio García Fuentes Periodista Digital  23 Septiembre 2019

Los españoles, “hemos sido condenados una vez más, a este ferial o carnaval de las elecciones; y donde todos los figurantes y como en tal festejo, van disfrazados”. Y lo peor de todo es que visto lo ocurrido en los ya más de cuarenta años en que “gozamos de esta nueva feria”; los resultados son tan deplorables, que quién no los vea, es que debe vigilar “su vista y su caletre”; puesto que los únicos que han progresado, son los que viven de la política y los grandes capitales, monopolistas o multinacionales, que como únicos explotadores del sistema; han hecho sus pingues negocios y a la vista está, cuando se publican las listas o encuestas de la abundancia de ricos y pobres, donde las cifras netas, aumentan… “pero en ambos extremos”.
Por lo tanto si votamos o no votamos, lo que nos espera es… Más de lo mismo, corrupción generalizada, decadencia, no se ve futuro por ningún lado y como en la novela de Lampedusa, todo va a seguir igual, o peor; aunque esto segundo no lo escribiera aquel autor, pero “visto lo visto”; no se puede augurar nada bueno para el futuro, puesto que nos han robado ya hasta la ilusión, que es el mejor capital con que cuenta el ser humano.

Si te sales de España y “espulgas” en los noticieros, o noticias políticas del resto del mundo; igualmente es abundante, el mal gobierno, los gobernantes corruptos, temerarios, o locos; y los pueblos totalmente abandonados y que viven o malviven, de los desastres continuos que producen los malos y pésimos gobernantes que padecemos; los que para justificarse, “se auto adulan, felicitan, festejan, se dan grandes banquetes o grandes agasajos internacionales incluso; y a vivir, sin responsabilidades ningunas, puesto que nadie responde; es más hasta los corrompidos vuelven a la política y los dejan seguir mangoneando como si tal cosa”.

LAS IDEOLOGÍAS Y LOS PARTIDOS HAN MUERTO: Visto la marcha de los últimos tiempos, visto la real y cruda verdad materialista de unas plagas de políticos «de panza y bolsillo»; hay que rendirse a la evidencia; y esta es cruda y dura… y lo sintetizo en ese titular. Todo lo que de verdadero cambio y progreso efectivo para el hombre, que alguna vez tuvieran «los gérmenes» de todas las ideologías políticas, ha muerto; y han muerto matados por sus propios propagadores, que mintiendo más que hablando; y haciendo lo que en cada momento ha convenido a las camarillas dominantes; han terminado por enterrar todo tipo de ideología que sostuvieran, unos sistemas que después de corromperse, han sido muertos y no enterrados. Es por lo que aún soportamos unos hedores que contaminan todo el ambiente y que pudren todo cuanto rozan o tocan.

Todo el arco político está fracasado, y por ello; todo se ha convertido en una especie de bodrio en que todo es o sabe lo mismo, si bien nos lo quieren presentar como diferente; pero la ideología que impera es la vieja técnica o táctica del… «quítate tú que me ponga yo»; lo que importa es el bolsillo y la panza del aspirante; y el que éste se sitúe bien o magníficamente bien, para lo que le reste de vida.

La situación que estamos viviendo lo demuestra, puesto que han sido tan inútiles que partiendo de un mundo próspero y sin grandes complicaciones (1970/1980) y contando con la mayor tecnología de toda la historia, del «pobre hombre (dicen que sapiens)»; han propiciado la mayor catástrofe social y económica que registra la historia… «la tan cacareada globalización ha resultado una globalidad miserable y que llena de miseria a la mayor parte del globo terráqueo y donde sólo prosperan los ricos y monopolistas». Y en vez de establecer unos tribunales especiales para hallar culpables y que estos sean juzgados como merecen; todos estos inútiles van de reunión en reunión, itinerantes por el mundo, produciendo enormes gastos, y dándose una vida de lujos y apariencias que nada resuelve, puesto que se ve claro que el asunto es de tal envergadura, que ni saben cómo afrontarlo y como siempre; y en las grandes catástrofes o cataclismos… «la naturaleza y sus bichos, obrará por sí misma y con su ley natural resolverá todo, en el tiempo y el espacio, pero con la crudeza en que obran siempre las fuerzas naturales». ¿Habrá de nuevo “Sodomas y Gomorras”…? Amén de los “amenses”.

Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
www.jaen-ciudad.es (Aquí mucho más)

El fracaso del entendimiento
Editorial El Mundo  23 Septiembre 2019

Hoy se consuma en las Cortes un flagrante fracaso. Es, nada más y nada menos, que el fracaso de un pilar fundamental en el armazón de toda sociedad plural: el fracaso del entendimiento. Un fracaso nato en la incapacidad de un Congreso que, incumpliendo su mandato de representación popular, no ha cristalizado la voluntad de la ciudadanía en la formación de un Gobierno. Y un fracaso que tiene por protagonistas a una generación política que llegó a las instituciones para librarlas de los vicios -eso mantenían- de los viejos líderes, pero que se perdieron por el camino entre sus cuitas personalistas sumiendo a España en el periodo de mayor ingobernabilidad de su historia reciente. Hoy, por cuarta vez en cuatro años, el Parlamento se disuelve. Y nuestra clase política, carente de cualquier atisbo de autocrítica, vuelve a emplazar a los electores a las urnas para transferirles su irresponsabilidad y que intenten solucionar un bloqueo parlamentario que debiera ser inexistente si se respetaran las reglas elementales del juego político.

La factura de mantener la parálisis nacional durante tanto tiempo es abultada. Ahí está, por ejemplo, el coste puramente económico, traducido en una pérdida de riqueza de dos décimas del PIB y 200.000 empleos que se han dejado de crear desde que en 2015 se fragmentó el mapa político. Pero va mucho más allá. La inexistencia de consenso obstaculiza la aprobación de unos presupuestos acordes a la coyuntura actual, entorpeciendo la implementación las medidas que exigen los retos domésticos y globales que debe afrontar España: desde prepararse para las consecuencias del Brexit y la guerra comercial al reforzamiento de un sistema productivo cuyo sostén (el turismo, la industria, el automóvil...) necesita una reconversión que no llegará sin un plan de acción público. Se han perdido cuatro valiosos años de trabajo porque la temporalidad de los gobiernos, su anormal funcionamiento, tiene como peligrosa derivada que los líderes políticos no piensen en el futuro del país, sino en el suyo propio, viviendo en una eterna burbuja de campaña. Así naufraga una y otra vez el pacto de Toledo mientras el sistema de pensiones se aproxima al abismo o los servicios básicos de los ciudadanos se ven afectados ante la utilización torticera de la financiación autonómica por parte del Gobierno en funciones.

Se podrá decir que a esta situación ha contribuido la versión más calculadora de Pablo Iglesias, que Albert Rivera ha podido pecar de contemporizador o que Pablo Casado se ha mantenido en su papel de líder de la oposición. Pero el máximo causante del fracaso no es otro que Pedro Sánchez. Él, como le dijo en su día a Mariano Rajoy, tenía el encargo de conseguir los apoyos para su investidura. Pero, cegado por su leitmotiv del todo gratis, la realidad es que no ha querido pactar ni con la izquierda ni con el centro derecha. Este bloqueo es fruto de su irresponsabilidad.

La quimera del voto
Luis Herrero Libertad Digital 23 Septiembre 2019

La primera encuesta tras el anuncio de que hay que repetir las elecciones confirma que los ciudadanos están hasta las cejas de la clase política. El malestar que traslucían los desahogos en las tertulias de café derivó enseguida en iniciativas reveladoras: más de cien mil personas le pidieron al INE la semana pasada que no les enviara propaganda electoral y 500.000 suscribieron en menos de 24 horas una iniciativa en las redes sociales para dejar sin indemnización a los diputados disueltos. En el ambiente flotaba la sensación de que el hastío, por decirlo suavemente, había calado hasta los tuétanos en una sociedad cansada de políticos incapaces de resolver los problemas de acuerdo al manual de instrucciones que promulgaron las urnas. Ahora, esa sensación cristaliza en datos cuantificables. Nueve de cada diez españoles, según la encuesta de El País, se siente decepcionado, enfadado o preocupado por el modo en que los partidos han gestionado los resultados electorales del 28 de abril.

No hace falta ser sociólogo para entender que ese estado de ánimo tendrá consecuencias el 10 de noviembre. La decepción o el enfado no salen gratis. Tal vez se lleven una sorpresa desagradable los aprendices de brujo que consultaron la bola de cristal en la rebotica de La Moncloa antes de forzar el regreso a las urnas. Para empezar, la solución elegida por Sánchez le parece mala o muy mala casi al 70 por ciento de los electores. Ese guarismo no augura ningún premio. Pero los datos peores vienen a continuación. Hay más enfados e indignaciones en la izquierda que en la derecha. Veinte puntos más. Y eso, en buena lógica, significa que costará más movilizar a los partidarios de Sánchez que a sus detractores. Sobre todo si añadimos al dato anterior el siguiente: siete de cada diez españoles señalan como principal responsable de que haya que repetir las elecciones al presidente del Gobierno en funciones. Otro guarismo que no augura ningún premio. Vamos camino de la participación más baja de la historia. Hasta ahora, el récord —66,4%— se estableció en junio de 2016, otras elecciones repetidas. Ahora podríamos bajar, según El País, al 62,8.

En esencia, el planteamiento que habían hecho los cabezas de huevo del sanchismo —que parecen tener más de lo segundo que de lo primero— era que el progresivo hundimiento de Podemos acarrearía a las alforjas del PSOE votos suficientes para encarar una plácida investidura después del 10 de noviembre. La brocha gorda de Tezanos, que parece haber enloquecido entre las probetas del laboratorio del CIS, abonaba la tesis de que el ansia de estabilidad de los ciudadanos se traduciría en el apoyo masivo a un Gobierno que cada vez estaba más fuerte en las encuestas. Los sociólogos le llaman a eso el "efecto bandwagon" —subirse al carro—, cuyo enunciado establece que a menudo las personas hacen y creen ciertas cosas fundándose en el hecho de que muchas otras personas hacen y creen esas mismas cosas. Pero la encuesta de El País impugna la premisa mayor del razonamiento sanchista. Podemos no se hunde. El esperado trasvase de votos puede convertirse en una quimera.

El dato concreto de la encuesta de El País señala que hay más votantes del PSOE dispuestos a votar a Podemos (7%) que a la inversa (5%). El partido de Iglesias es, tras el de Abascal, el que refleja mayor fidelidad entre sus votantes. La tesis del derrumbe podemita, por lo tanto, se derrumba. La conclusión final es que las variaciones que pueden producirse el 10-N no serán demasiado apreciables y, en todo caso, perjudicarán al PSOE. A pesar de que pueda ganar algún (no llega a la decena) seguirá necesitando a Podemos y a alguien más para alcanzar la mayoría absoluta —pésima noticia para el descanso nocturno de Sánchez— y encima perderá la posibilidad de alcanzar el vellocino de oro de los 176 escaños con la ayuda exclusiva de Ciudadanos. Rivera se pega, según parece, un tortazo monumental. Así que o Sánchez se traga sus palabras y acepta a Iglesias como copiloto del Gobierno, o convence a la derecha para que se abstenga. ¡Menudo papelón! A cambio de casi nada, los socialistas vuelven a llevarnos al corazón de las tinieblas. Bravo, Sánchez. El cálculo puede salirte Redondo.

Independencia del Poder Judicial
IGNACIO GOMÁ LANZÓN El Mundo 23 Septiembre 2019

El autor muestra cómo los gobernantes siguen politizando la Justicia sin decoro, deteriorando las instituciones y la calidad de un principio que debiera ser indisoluble en toda democracia: la separación de poderes

Me consta que los lectores de este periódico distan mucho de ser dummies pero, como decía Ortega, es inteligente quien está a cinco minutos de verse como tonto, por lo que siempre conviene recordar lo básico de las cuestiones importantes.

El Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) es el órgano constitucionalmente destinado a regir el Poder Judicial, en el aspecto administrativo-gubernativo. Designa a quienes ejercerán los más altos cargos de la magistratura y sanciona a los que incumplan la normativa. Conforme a la Constitución, se compone de 20 miembros, de los cuales 12 deben ser jueces o magistrados, cuatro a propuesta del Congreso y cuatro del Senado. La Ley Orgánica Poder Judicial (LOPJ) de 1980 interpretó ese mandato en el sentido de que esos 12 miembros se debían elegir también "por" los jueces y magistrados. Pero en 1985, un PSOE recién llegado al poder decide cambiar la LOPJ para establecer que todos los miembros del CGPJ debían ser nombrados por las Cortes, en principio para evitar que las reformas que iba a impulsar la izquierda fueran aguadas por una magistratura todavía trufada de elementos franquistas, aunque en realidad pretendía que la "voluntad del pueblo" manifestada en las urnas (y administrada por el partido) alcanzara a todos los estamentos del Estado y no fuera coartada por limitadas visiones corporativas o molestas trabas legales. Es cuando supuestamente Alfonso Guerra proclamó que Montesquieu "había muerto", memorable momento que da inicio a la invasión política de otras muchas instituciones que están en la mente de todos. El PP recurrió la reforma ante el Tribunal Constitucional, pero éste (también politizado por el nombramiento de sus miembros) la avaló, aunque advirtiendo del riesgo de convertir el CGPJ en un reflejo de la lucha parlamentaria. Ahora bien, llegado el PP al poder no tuvo empacho en mantenerla vigente y, todavía peor, no se sonrojó al politizar aún más el CGPJ en la reforma de la LOPJ de 2013.

Pudiera pensar el amable lector que esta cuestión no es más que un irrelevante problema competencial o corporativo; incluso que planteándolo se está poniendo en duda la independencia de la Judicatura. En absoluto, la cosa es más complicada, aunque no menos trascendente. Intentaré explicarme. El juez que resuelva los miles de asuntos ordinarios es absolutamente independiente legal y realmente, porque no depende de nadie en sus resoluciones; y, además, es notablemente imparcial en la práctica en España, muy profesional en los estamentos intermedios. Sin embargo, un CGPJ nombrado por las Cortes Generales reproduciendo, tras arduas negociaciones políticas, el reparto del poder político del hemiciclo sí va a ser una decisiva arma política, cuyo calibre es equivalente a su capacidad de determinar qué personas son las que ejercerán las más altas magistraturas, en las salas clave del Supremo, particularmente la segunda, de lo penal, y en otros tribunales importantes. Este hecho, unido a la institución de los aforamientos, que permite que determinados cargos públicos -demasiados en España- sean juzgados directamente por las instancias superiores de la magistratura, prefigura una situación potencialmente mucho más favorable a los intereses de los partidos que, encima, aparecerán limpios formalmente.

Pues el poder no se ejerce hoy por groseras órdenes o descarnadas intromisiones que desluzcan la imagen formalmente impoluta del poderoso. Hoy el control remoto de las instituciones se ejerce -como si fuera una rudimentaria Cambridge Analytica- a través de la inoculación indetectable de sesgos cognitivos mediante el condicionamiento de la carrera profesional del juez a decisiones que, finalmente, son políticas porque el órgano que ha de tomarlas -el CGPJ- está nombrado por políticos y compuesto por personas que previsiblemente van a cumplir, aunque podrían no hacerlo, las indicaciones que les den los partidos. Y lo van a hacer porque, por un lado, están en sintonía ideológica con quien los ha nombrado y, por otro, porque saben que su futuro profesional o político dependerá de la opinión que de su actuación tenga el que les ha nombrado; como paladinamente quedó patente en los tristes mensajes de Cosidó del año pasado, en los que se traslucía quién iba a ser el presidente del Consejo antes de que este se hubiera reunido y lo hubiera acordado, como era su prerrogativa. En realidad las decisiones no las toma el Consejo, sino quien nombraba a sus miembros, que ufanándose groseramente de su poder provocó, les recuerdo, la renuncia del juez Marchena.

Y, claro, con los nombramientos que haga el CGPJ puede ocurrir lo mismo. Para muestra, un botón: el asunto Gürtel iba a ser juzgado por un tribunal que presidiría una juez que formó parte del CGPJ a instancias del PP, fue condecorada con la Gran Cruz de San Raimundo de Peñafort por la Sra. Cospedal, que la elogió ampliamente, y fue nombrada presidenta de la sala de lo penal de la Audiencia Nacional por el CGPJ controlado por el PP. Debido al escándalo se logró evitar. Pero, ¿alguien cree que una persona en estas condiciones no iba a tener algún incentivo perverso en el asunto?

No sería justo decir que un juez así nombrado no pueda ser independiente e imparcial; pero sería estúpido negar que pueda estar condicionado, incluso sin darse cuenta: no hace falta darle instrucciones o sugerencias porque, en realidad, ya se ha minado su capacidad de juicio con prebendas y nombramientos que todo el mundo sabe a quién se deben y con el hecho inevitable de que su futuro profesional depende de su actitud.

Por eso esta cuestión es tan importante y algunos partidos políticos y asociaciones (especial mención merece la Plataforma Cívica por la Independencia Judicial) han puesto el acento en ella. El control de las instituciones clave por los partidos, directa o indirectamente, deteriora las estructuras básicas de una democracia avanzada que se precie, en la que son indisolubles el principio representativo consagrado en las elecciones periódicas, el reconocimiento de los derechos y libertades fundamentales, la legalidad de la Administración pero también la división de poderes, porque la única forma de evitar el abuso del poder es establecer otro poder que lo controle y equilibre.

Pero ese entramado institucional, formalmente perfecto, que nos dimos en 1978 ha ido sufriendo en la práctica un sucesivo deterioro que tiene en la independencia del Poder Judicial su manifestación más señera y que soterradamente ha impulsado una transformación del sistema democrático en partitocracia, en el que el elemento definidor del poder no es ya la voluntad del pueblo expresada en la ley y articulada por el Estado de Derecho, sino la decisión de la cúpula de los partidos. Y, lamentablemente, esa deteriorada estructura institucional, enfrentada a la prueba de fuego de la crisis, ha permitido el desarrollo de populismos cuya idea-fuerza es, precisamente, que la voluntad popular está por encima de la ley, como sin rubor proclamaba Torra en una reciente entrevista radiofónica. Lo que es peor, el deterioro aparece ya asumido como irremediable por los partidos clásicos que, sin rubor, a través de sucesivos ministros de justicia, reivindican el derecho de controlar el CGPJ a través del Parlamento. Por eso el bloqueo político de hoy es también el bloqueo de la renovación del CGPJ.

La gravedad de esta situación no es una manía de cuatro activistas: lo ha señalado el Consejo de Europa (Recomendación 2010/12), el Tribunal Europeo de Derechos Humanos y el GRECO (Grupo de Estados Contra la Corrupción), específicamente para nuestro país. Y, por supuesto, su corrección no consiste en que los jueces nombren a todos los miembros del CGPJ: eso también podría suponer un poder sin control. Bastaría una solución equilibrada como la que previó la primera LOPJ interpretando adecuadamente la Constitución. La solución no es muy complicada, pero el problema es crucial para nuestra democracia y conviene recordarlo, como si fuéramos dummies.

Ignacio Gomá Lanzón es notario y presidente de la Fundación Hay Derecho

La prórroga
La derecha no debe aceptar el discurso nihilista o antisistema cuando tiene la ocasión de disputar un tiempo extra
Ignacio Camacho ABC  23 Septiembre 2019

Si la derecha quiere ganar estas elecciones en vez de asistir al paseo triunfal de Sánchez, lo primero que tiene que hacer es verlas como una oportunidad, como un inesperado obsequio de última hora que el adversario le hace. El discurso nihilista, el del hartazgo de ir a votar, el del fracaso de las instituciones que requiere una abstención masiva como respuesta, es propio del populismo antisistema o de la decepción de una izquierda que teniendo el partido ganado se ha metido un gol en propia meta. El bloque liberal-conservador había sufrido en abril, por sus propios deméritos, una derrota severa y ahora se encuentra con un empate regalado que le ofrece en bandeja la posibilidad de disputar una prórroga, un tiempo extra. Ocasiones así entran pocas en docena.

Lo que resultaba inexplicable era el clamor de ciertos sectores sociales, como el empresariado, por la estabilidad y la pronta formación de un Gobierno cuyos objetivos y programa iban contra sus intereses directos. Para el país en general, y desde luego para ellos, sería desastrosa una legislatura en la que Podemos y el nacionalismo impusieran su influencia con o sin ministerios. Y esa alianza constituía la única salida viable del bloqueo porque el pacto del PSOE con Cs nunca pasó de ser una entelequia o un deseo sin la más mínima opción de éxito. Los partidarios de la moderación no pueden comprar el argumento antipolítico que culpa a todos por igual del atasco. En primer lugar porque la responsabilidad esencial incumbe a quien tenía la mayoría, por precaria que fuese, y la obligación de ejercer el liderazgo. En segundo término, porque un eventual acuerdo con los extremistas más sectarios comprometía la verdadera estabilidad del Estado. Y por último, porque existe una solución perfectamente constitucional para estos casos. Se llama repetición electoral y es un mal menor cuando no hay segunda vuelta y los mecanismos de representación fallan como en este caso. Un recurso del que conviene no abusar por riesgo de cansancio pero que sería exagerado calificar de trastorno democrático.

Claro que para que Sánchez no consume su estrategia expansionista es menester que la derecha se replantee a sí misma. En primavera cosechó los mismos votos que la izquierda pero sacó veinte escaños menos porque acudió a las urnas más dividida. Dado que la contumacia en ese error parece inevitable por empeño de su inmadura dirigencia, sus votantes deberán decidir si se guían por la cabeza o por las vísceras; ambas preferencias son legítimas pero una tiene cierta utilidad y la otra conduce a la melancolía. La equivocación será aún mayor si además afrontan el 10-N con mentalidad conformista o se abandonan al impulso de rechazo genérico contra la clase política. La primera vez que alguien se confunde puede deberse a torpeza o despiste; la segunda entra de lleno en el territorio de la cabezonería.

El PP la tabla de salvación del Dr cum Fraude
Nota del Editor  23 Septiembre 2019

Tiene que haber muchos desmemoriados para que las ponzoñosas cuñas que largan contra Vox puedan tener efecto.
Cualquiera que haya sufrido a los partidos partidos durante los últimos cuarenta años, sabe que la única opción es apoyar a Vox.

Hispanoamérica: origen del conflicto interno español
JOSÉ FRANCISCO RODRÍGUEZ QUEIRUGA  latribunadelpaisvasco.com  23 Septiembre 2019

(Economista y Président de la Chambre de Commerce Latino-Américaine)

1.- España hoy, reflejo del pasado
La España actual está viviendo una profunda crisis de identidad que la desgarra desde el interior y pone en duda su historia y su destino como nación, donde los viejos fantasmas vividos en el período 34/36 se despiertan y nos reenvían a la mal cicatrizada herida de la ruptura del imperio.

Esta herida se abrió por primera vez a principios del siglo XIX con la atomización de los territorios americanos. Esta disgregación fue, en parte, causada por el agotamiento que supuso para España la lucha por liberarse del yugo de Napoleón y por la trama urdida por Inglaterra, con la inestimable ayuda de la francmasonería y de una porción de los criollos.

La trama tenía como objetivo resarcirse de las innumerables derrotas infringidas a Inglaterra por España en los tres siglos precedentes y escindir desde el interior los territorios americanos, para crear un nuevo monopolio comercial a beneficio de la industria inglesa que, además, pretendía suplantar la moneda hispana, es decir, el "real de a ocho", como moneda internacional de intercambio y de reserva, por la libra.

Este fue un proceso largo y doloroso que condujo España a vivir varias guerras civiles y concluyó con la pérdida definitiva de Cuba, Puerto Rico y Filipinas en 1898.

2.- La leyenda “de color”
El subconsciente colectivo español quedó profundamente marcado por la pérdida de los territorios de ultramar, generando una profunda sensación de fracaso, de confusión y de impotencia.

Este conjunto de circunstancias históricas ha hecho dudar a la nación española no solo de su destino sino también de su pasado, olvidando sus gestas gloriosas, sus descubrimientos, el impacto de sus universidades y lo que estas habían aportado al mundo.

Al mismo tiempo, empezaron a extenderse falacias sobre su comportamiento y la criminalidad de sus instituciones, así por ejemplo, la Inquisición española empezó a asociarse al oscurantismo, a la intolerancia y a la represión, frente a hechos como la Revolución Francesa, cuya imagen simbólica asociada es “libertad, igualdad y fraternidad”, revolución que no obstante produjo en tan solo 10 meses casi 40.000 ejecuciones, frente a las 2.500 de la oscurantista Inquisición española en “tan solo 350 años”. Y este ejemplo no es el único, los españoles han ido asumiendo que no solo eran ladrones, violadores, genocidas, difusores de enfermedades y explotadores; hasta han intentado hacerles creer que su expansión industrial en América es la que está causando el cambio climático.

Las dudas sobre sí mismos han generado un proceso de introspección social que dejó entrar en su estructura, en su ADN colectivo, en sus universidades, en su clase política y en el pueblo llano, la "leyenda negra", sin preocuparse por poner freno a su expansión en Hispanoamérica.

3.-La manipulación histórica
Por estas razones, el español y el hispano de hoy tienen un referencial histórico parcial y muy manipulado, exclusivamente cargado de derrotas y de incompetencia científica y económica, todo esto aderezado por la atribución, al Ser español, de un espíritu maligno, cavernario, estúpido, asesino y miserable del que nada bueno podía salir y que deslegitima toda acción de futuro.

Para enfrentarse a esta situación, un buen número de intelectuales, científicos, historiadores, economistas y sociólogos intentan desde hace varias décadas, recuperar las hazañas e hitos militares, científicos o político-económicos y culturales, más notorios y de mayor impacto tanto en la historia de América como en la de la España de hoy, con el fin de evitar su desmembramiento y disolución en la comunidad de gregarios del nuevo fundamentalismo internacionalista, para el que los Estados nación son una rémora del pasado y por lo tanto estarían abocados a desaparecer.

El trabajo que están realizando es muy intenso, se han publicado miles y miles de páginas de las hazañas hispánicas tanto científicas como culturales o sociopolíticas, sin embargo, algo no está funcionando, las continuas explicaciones y demostraciones contra la leyenda negra no son retenidas ni creídas por la población y además, nuestra clase política tira piedras contra su propio tejado, animada por los intelectuales que malgastan su tiempo en estériles discusiones bizantinas, debatiendo la existencia o inexistencia de España, ahogando de esta manera los gritos de la verdad e imposibilitando una opción de futuro.

¿Por qué esta persistencia de la leyenda negra?
España ha construido una nueva civilización en América, ha generado las bases del Derecho Internacional de Gentes con las Leyes de Indias, ha revolucionado la navegación marítima y la cartografía, ha creado las bases intelectuales del renacimiento con la Escuela de Salamanca, los tratados más importantes de farmacopea, medicina e ingeniería civil y militar son españoles entre 1500 y 1800. En los nuevos territorios americanos creó nuevas estructuras de desarrollo socio-económico que permitieron que las poblaciones del nuevo mundo alcanzasen un nivel de vida nunca antes alcanzado en Europa. En tan solo 100 años, entre 1525 y 1625, crearon 30 nuevas universidades, mejoraron la agricultura y el nivel alimenticio y de salud de sus poblaciones, salvaguardaron sus propiedades, sus idiomas y sus referencias culturales en sendas gramáticas y diccionarios, y permitieron el acceso de todas sus poblaciones, sin diferencia de color o de sexo, a la formación profesional y universitaria, lo que hasta el S.XIX ningún otro país había hecho, y sin embargo ….

4.-Endeudamiento de las nuevas repúblicas americanas e inducción de la culpa
Ante estos hechos históricos incuestionables, ¿cómo es posible que uno de los elementos de la leyenda negra más repetidos por los hispanoamericanos, y también por los españoles, diga lo siguiente?:

"Si los españoles lo hicieron tan bien y los territorios en América estaban tan desarrollados, ¿por qué ahora las repúblicas hispanoamericanas, ex colonias españolas, tienen tan bajo nivel de desarrollo respecto a las ex colonias británicas o francesas?” y algunos llegan a decir “hubiera sido preferible que nos colonizaran los ingleses, así hoy seriamos ricos”

Esta pregunta lleva implícito el fracaso de la colonización española, sin embargo, este enunciado parte de una premisa completamente falsa, cuya realidad, tanto españoles como hispanoamericanos deben desconocer, pues el desarrollo humano de la mayor parte de las ex colonias inglesas o francesas es infinitamente inferior al de las “ex colonias españolas”, cuando no se ha dado el caso de eliminación casi completa de sus poblaciones originarias, como es el caso de Australia y, con matices, de EEUU. El caso francés de Taití también clama al cielo.

Sabemos por escritos de viajeros y de analistas de la época, como Humboldt, que antes de que se produjesen las “independencias”, el nivel de vida de las poblaciones hispanas era superior al de cualquier otra población del resto del mundo.

No obstante, 50 años después de sus independencias, ya se encontraban completamente endeudadas, ¿era la culpa de España? Evidentemente que no, su desarrollo posterior como repúblicas independientes, ya no dependía de España, eran “libres”

¿Qué pasó entonces?
Pasaron de estar bajo la protección de España a estar bajo el sistema de explotación depredador de Gran Bretaña y nada mejor que el ejemplo para comprender:

Provincias Unidas del Río de la Plata
"El 2 de febrero de 1825 la protección que Su Majestad Británica dio a los movimientos independentistas comienza a dar sus frutos. Ese día, tan sólo cuatro días después de haber sido designado, el representante de las Provincias Unidas del Río de la Plata firma con el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda el llamado “Tratado de Amistad, Comercio y Navegación”.

Dicho tratado, en su artículo 2º, contemplaba que los súbditos británicos podrían arribar con sus buques y cargas para ejercer el comercio a cualquier puerto, paraje o río argentino, con exclusión de cualquier otra bandera. Al mismo tiempo, en su art. 7º se establecía que, para verse amparados en este tratado, los buques argentinos debían ser propiedad y haber sido construidos en las Provincias Unidas. Ahora bien, dado que, la Argentina no contaba con astilleros ni industria naval alguna, en la práctica significaba que no podían alquilarse ni comprarse buques franceses o estadounidenses.

Expoliación de Perú, Colombia y México
En marzo de 1825, el mismo tratado es firmado por los representantes del Perú y en abril hace lo propio Colombia. México caerá en noviembre de ese mismo año y pocos años más tarde, cederá casi la mitad de su territorio a EEUU.

En el caso peruano, el tratado confirmaba la autorización de "el Libertador" José Francisco de San Martín a los comerciantes británicos para vender sus mercancías importadas en territorio peruano, copia exacta (según Julio C. González) del Edicto de 1806 del invasor inglés Beresford en Buenos Aires. Asimismo, el Empréstito usurario contraído por San Martín con Gran Bretaña, durante su protectorado, por la suma de dos millones de libras esterlinas, se convertirá en el modelo de los otros empréstitos escandalosos que han sumido a Hispanoamérica en la esclavitud de la Deuda Externa, sobre todo si se tiene en cuenta que dichos créditos fueron concedidos con la garantía de los fondos robados por los ingleses en las Arcas de los Virreinatos, otrora ricos.

¿Dónde se encontraba la responsabilidad de España en ese proceso de endeudamiento? ¿Cuál fue el papel de San Martín?
San Martín asumió el 3 de agosto de 1821 el mando y el poder del Perú con el título de ‘Protector’, sin embargo, renunció al protectorado del Perú el 20 de septiembre de 1822. Su gobierno duró, por lo tanto, un año, un mes y diecisiete días. ¿Qué hizo durante ese período?

1. Lord Cochrane (inglés), el jefe de la flota de apoyo a San Martín, se apoderó de todos los fondos del gobierno peruano (Tesoro de la Real Hacienda), y de fondos particulares de Lima, que San Martín había resguardado en los buques peruanos Jerezana, La Perla y La Luisa, con el fin de evitar que dichos fondos cayeran en poder de las fuerzas realistas leales a España en caso de que éstas tomasen la ciudad de Lima. Lo que pasó es que los caudales colocados en esos tres buques fueron presa fácil de Lord Cochrane, el cual, partió inmediatamente hacia Londres con el botín.

2. Ocurrió lo mismo que en Buenos Aires en 1806, donde Beresford embarca el Tesoro de la Real Hacienda (40 toneladas de oro) en el navío Narcissus con rumbo a Londres.

3. Es lo mismo que sucedió en Potosí, donde Pueyrredón asalta y destruye la Casa de Moneda (agosto de 1811), enviando a Buenos Aires un millón de piezas de plata que el gobierno entrega por títulos de crédito a comerciantes británicos, que lo envían a Londres.

4. En 1822 los británicos se apoderan de doce toneladas de oro amonedadas en Sant Fé de Bogotá (ahora Colombia). Coetáneamente acontece lo mismo en Guatemala (América Central Unida) y México. Textos extraídos de Dr. Julio C. González, “La involución hispanoamericana”

Colombia no pagó su deuda a Inglaterra hasta principios del siglo XX. Recordemos que en 1822 Francisco Antonio Zea – el entonces el primer vicepresidente del país– negoció con la británica Herrings, Graham y Powles, un crédito de dos millones de libras esterlinas para ayudar al establecimiento de la joven república, cuyas arcas habían sido vaciadas por los propios ingleses.

Muchos políticos –y no sólo políticos– que lo sucedieron han sugerido irónicamente que dichos empréstitos no fueron un gran negocio para Colombia, escribe en su sitio web Matthew Brown, profesor de historia latinoamericana de la Universidad de Bristol, en Reino Unido. De hecho, agrega este profesor, consideran que dejó sobrecargada de deudas a Colombia desde su origen.

(Según lo investigado por Brown, Zea fue enterrado en la abadía de la ciudad inglesa de Bath, donde murió en el mismo año en que consiguió el empréstito que lleva su nombre).

Está claro, según se deduce de los textos históricos de ese período, que las nuevas repúblicas separadas de España tenían un gran capital que fue expoliado por los ingleses, que estos últimos concedieron los empréstitos de la reconstrucción de post guerra gracias al oro y reservas robadas a condición de obtener exclusividad portuaria y de comercio con estos nuevos países. Que estas circunstancias impidieron controlar los precios de sus productos y quedaron a merced de Inglaterra, endeudándose con ésta durante un siglo, y generándose así una gran inestabilidad política y social.

5.-Silencio de sus logros y deslegitimación de España
El fracaso socio-económico de estas revoluciones fue acallado, vertiendo todo tipo de mentiras sobre la gestión española y España acabó por asumir esa culpa, culpa que se extendió a los principios del descubrimiento del nuevo mundo con el fin de deslegitimar, a posteriori, toda la acción española y, por lo tanto, sus derechos a reivindicar los logros obtenidos.

Hoy España lucha por no desmembrarse (el nuevo proceso electoral que se abre el 10 de noviembre es un claro ejemplo de su lucha interna) pero su porvenir será incierto mientras no consiga cerrar la herida hispanoamericana, manifestada por los silencios de sus logros, por la amplificación de sus defectos y por la difusión de innumerables mentiras sobre su pasado, lo que le impide aceptar la legitimidad de su construcción actual, de su ser como nación histórica de valor, obscureciendo toda posible acción positiva sobre su destino.

Ahí está el origen del problema de la España de hoy, ahí está su solución.

******************* Sección "bilingüe" ***********************

La ETA sigue ahí
FEDERICO JIMÉNEZ LOSANTOS El Mundo  23 Septiembre 2019

El alarde despótico de la banda hunde el argumento izquierdista y nacionalista de que los etarras están integrados en el sistema democrático

La izquierda, cada vez más sectaria y ajena a la nación política de la que debería formar parte, ni dice ni hace nada ante el intento de la última fachada política de la nunca arrepentida banda terrorista ETA: que el Parlamento Vasco prohíba la presencia política de PP, Cs y Vox en la inmediata campaña electoral. El PNV ha hecho lo de siempre: recoger las nueces de sus aliados de raza y sangre, términos que se invierten cuando hablan los asesinos de sí mismos. Pero lo realmente grave es que el PSOE y los comunistas de Podemos, que se han hartado de decir que la ETA ya no existe y que sus víctimas quieren seguir viviendo de sus muertos -hay casi 400 asesinatos por juzgar, pero ellos sólo piden justicia para los cientos de miles que, desde ZP, pueblan las cunetas de la Guerra Civil- callan ante el intento bildutarra de prohibir parlamentariamente la actividad de tres partidos españoles con 11 millones de votos. El alarde despótico de la banda hunde el argumento de la propaganda izquierdista y nacionalista según la cual los etarras están ya integrados en el sistema democrático. Ni lo están ni lo estarán. Pero esta izquierda vil ni los combate ni los combatirá.

Mientras Sánchez Pérez-Errejón pretende convencernos por dos meses de que defiende la nación, la Constitución, la propiedad y la libertad de todos, el PSOE asume la táctica del PNV: mirar a otro lado cuando "los chicos de la gasolina", como llamaba festivo Arzallus a los gudaris del tiro en la nuca, atacan a sus rivales en las urnas. Hasta ahora, sólo los nacionalistas -todos- se beneficiaban del terrorismo mayor o menor de los etarras. Ahora lo hace la izquierda en pleno, que en Navarra abandera María Chivite. De resistir con Redondo Terreros, Víctor Manuel Arbeloa o Enrique y Fernando Múgica, ha pasado a unirse a esta empresa de destrucción nacional e intoxicación liberticida. Qué asco.

Y a rebufo de la izquierda, los titiriteros. Acerca de su película sobre la Guerra Civil, dice Amenábar que "a su generación se le ha ocultado la guerra". El fatuo no ha leído nada de lo mucho que muchos escribimos. Karra Elejalde lo aclara y otegiza: "Ésto no se ha movido un milímetro en 83 años". Zoquete aritmético: 200.000 vascos fuera de su tierra, casi mil muertos, miles de víctimas...

Aquí lo único que no se mueve es la ETA. Y la gentuza.
 

Las claves de las elecciones generales del 10-N
Narciso Michavila ABC  23 Septiembre 2019

Yo sí creo en las encuestas

123 escaños
Son los escaños que obtuvo Pedro Sánchez en abril, los mismos que Mariano Rajoy en 2015 y que llevaron a la repetición de elecciones en 2016.

4 elecciones en 4 años
Serán las cuartas elecciones en cuatro años. Ningún país del mundo ha tenido tantas elecciones en 4 años, con la excepción de Grecia entre 2012 y 2015. Nada nos garantiza que no tengamos que volver a elecciones en el año 2020 y tengamos un 5x5.

511 días
Serán los días que habrá estado en funciones el gobierno de España desde las elecciones de 2015, sumando el período del gobierno en funciones de Rajoy y el de Sánchez. Supone que España habrá estado en funciones un 40% desde las elecciones de 2015.

Portugal
Mientras, en el país vecino, sólo habrán tenido una cita electoral en estos 4 años. Será el 6 de octubre y todo apunta a una amplia victoria del Partido Socialista en el poder. Allí también rige la ley D`Hont que no castiga tanto la fragmentación electoral, pues el tamaño medio de circunscripción es de 11 escaños frente a los 6 de España. La otra diferencia es que en Portugal no hay partidos regionalistas o nacionalistas.

Teruel Existe
12.000 son los votos que necesita la plataforma Teruel Existe que ha optado por presentarse a las elecciones para obtener un acta en el Congreso de los Diputados. Durante el bipartidismo el partido que lograba el tercer diputado de Teruel gobernaba en España. No es descartable que obtenga acta por la provincia aragonesa.

Barrera del 3%
Mientras en Teruel serán necesarios 12.000 votos para tener un diputado, en Madrid o en Barcelona se precisarán unos 100.000 y 85.000, respectivamente. Son las únicas circunscripciones donde la barrera del 3% es eficaz, en el resto de provincias superar el umbral de entrada no garantiza escaño.

Efecto Errejón
Un millón doscientos mil votos son los que precisará la formación liderada por Íñigo Errejón para formar grupo parlamentario propio. Efectivamente para lograr grupo las formaciones deben, o bien superar el 15 por ciento en la circunscripción donde se presente o bien el 5 por ciento en el conjunto del Estado. Superar el 5 por ciento es más fácil y no le obligará a hacerlo en todas las provincias. De hecho, seguramente no lo haga para no fragmentar el voto de la izquierda cómo sí está haciendo la derecha.

Efecto Mateo
Es el efecto de la ley electoral española debido a la ley D’Hont que prima a los más votados, pero sobre todo, al tamaño de circunscripción. «Al que tiene se le dará en abundancia, pero al que no tiene incluso lo que tiene se le quitará» (Evangelio de San Mateo 13, 12). Para los frikis de las matemáticas el efecto Mateo se puede modelizar en función del histórico electoral. Cada escaño es función del logaritmo neperiano del porcentaje de votos multiplicado por 1,2 más una constante de 5,3. La regla no falla.

Escaños por punto
El partido que mayor provecho le sacó a sus votos en abril fue el de Miguel Ángel Revilla, el Partido Regionalista Cántabro, al lograr un acta con sólo el 0,2% de los votos. En el otro extremo está el de Compromís que sólo logró un diputado por cada punto de voto válido. El segundo partido más castigado por la ley electoral es VOX.

VOX
Es, sin duda, una de las tablas de salvación de Pedro Sánchez. Sin la fragmentación de la derecha no se habría atrevido a acudir de nuevo a las urnas. De hecho, por primera vez desde 1989 el centro derecha ha optimizado peor su voto que la izquierda. La fragmentación del voto de centro derecha en tres opciones también trajo como consecuencia que las formaciones nacionalistas y regionalistas fueran las que mejor optimizaran su voto.

362 votos
Fueron los que separaron en Álava al Partido Popular de Bildu y que le dieron a la formación abertzale el último de los cuatro escaños alaveses. Esos 362 votos de menos son los que le permiten a Pedro Sánchez reprocharle a Pablo Casado en la sesión de investidura: «Miren su bancada: cero diputados elegidos por la sociedad vasca». Ciertamente los 24.385 votos del PP, los 7.082 de Ciudadanos o los 5.608 de Vox, se tradujeron en cero escaños: es el efecto Mateo en versión alavesa.

1+1+1 = mayoría absoluta del PSOE en el Senado
El electorado aprende la ley electoral a fuerza de ver sus consecuencias. En las pasadas elecciones de abril se cumplió con milimétrica precisión los análisis que anticipaban que la división de voto de centro derecha en el Senado sólo beneficiaba a la izquierda.

Cero
Fueron las mujeres candidatas a presidente del gobierno de los partidos de ámbito nacional con representación parlamentaria en las pasadas generales.

Dos
Son las veces que se habrán prorrogado los presupuestos de Rajoy, los más duraderos de la Democracia.

Cinco
Son los ministros de Sanidad que ha tenido el gobierno en los últimos 4 años, lo que muestra la extrema inestabilidad y volatilidad del actual panorama político.

Un millón seiscientos mil nuevos abstencionistas
En estos momentos algo más de un millón seiscientos mil votantes de abril manifiestan su voluntad de no acudir de nuevo a las urnas. Son, principalmente votantes moderados que votaron Ciudadanos o PSOE y tradicionales abstencionistas que se activaron en abril por miedo a Vox.

Las cien mil entrevistas del CIS
Cuando termine el año el CIS habrá hecho más de cien mil entrevistas de voto para elecciones generales, cuarenta mil más que cualquier gobierno anterior en toda una legislatura de cuatro años.

Preelectoral del CIS
El próximo barómetro del CIS realizado en septiembre será el último con el método Tezanos de manipulación de voto antes de las elecciones. En la preelectoral de octubre se habrá terminado la veda para manipular y realizará una estimación más científica como ya hizo en las pasadas elecciones generales.

Polonia
El único país de Europa, junto con España, con un instituto que estima voto dependiendo del gobierno.

Ganar para perder
La fragmentación de voto puede provocar que formaciones que mejoren resultados pierdan poder político y viceversa. Los auténticos ganadores de las elecciones no los conoceremos la noche electoral.

Rodillo contra el español en la universidad catalana
Ocho de cada diez grados se imparten en catalán, mientras que en los estudios de posgrado retrocede y el castellano y el inglés le comen terreno
Esther Armora. BARCELONA ABC  23 Septiembre 2019

Sobre el papel, la norma que rige los usos lingüísticos en las universidades catalanas es clara. «El catalán es la lengua propia y oficial» de la universidad, aunque, a diferencia de lo que ocurre en la escuela, donde se impone un modelo monolingüe en la lengua autonómica, en el ámbito académico el profesor tiene libertad para utilizar en clase cualquiera de los idiomas oficiales en la comunidad (catalán y castellano). También el inglés, en función de la planificación del centro.Del mismo modo, los alumnos tienen la misma libertad para expresarse en ambas lenguas en sus actividades académicas.

Ese «equilibrio perfecto» se pervierte, según denuncian alumnos y profesores, en la práctica, ya que la inmensa mayoría de los grados se acaban impartiendo en catalán en lo que es, de facto, una extensión al espacio de educación superior de la inmersión que impera en la escuela. Según datos facilitados a este diario por la Secretaría General de Universidades, en el 77 por ciento de los estudios de grado que se imparten en Cataluña la lengua de docencia es el catalán, mientras que el uso del castellano oscila entre un 12 y un 25 por ciento, y el del inglés se mueve en cifras similares, pese a que su presencia en las aulas ha aumentado progresivamente en los últimos cursos.

En el caso de los másteres, el impacto del catalán es menor debido a la vocación internacional de estos estudios, que atraen a un gran número de estudiantes extranjeros, especialmente de países latinoamericanos. Según los datos que maneja la Generalitat, se ofrece en esa lengua el 55,3 por ciento de las clases de máster en el total de universidades, aunque en algunos centros como la Universidad Pompeu Fabra (UPF) de Barcelona el número de sesiones en castellano (23 por ciento) supera al de las de catalán (4 por ciento), siendo el inglés la lengua hegemónica (en el 73 por ciento).

Posgrados al margen, el catalán se ha mantenido durante años como la lengua hegemónica en los campus. En algunas universidades como la de Gerona (UdG), muy significada con la causa nacionalista –fue de las pocas que pidió abiertamente por carta a sus docentes que el pasado 1-0 no impartiera clases para celebrar un año de la efeméride independentista–, acaba siendo prácticamente la única lengua docente en los grados. Según los datos que maneja la Generalitat (correspondientes al curso 2016-2017), el 85,2 por ciento de los estudios de la universidad gerundense se imparten en catalán –en algunas facultades supone la lengua de uso en el 99,8 por ciento de las clases–, una cifra similar a lo que sucede en los colegios con el proceso de inmersión.

Anular la matrícula
Esa realidad lingüística impide año tras año que alumnos de otras comunidades y países que se sienten atraídos por el nivel de excelencia de los centros catalanes (reconocido en los más prestigiosos ránquings internacionales) desistan de estudiar en esta comunidad. Entre los agaviados se encuentra Jorge G. L., estudiante de Toledo de 18 años, que este septiembre se matriculó en la UdG para cursar el grado de Diseño yDesarrollo de Videojuegos (era el único centro en el que podía cursarlos) y tuvo que renunciar a él ante la imposibilidad de no tener ni una sola asignatura en castellano. Se vio obligado a anular la matrícula y regresar a Toledo.

Desde el ámbito académico, también algunos profesores levantan su voz ante esta situación. María Inés Roldán, profesora de Ciencias de esta universidad desde hace 29 años, da fe de esta realidad. «La inmensa mayoría de los grados se imparten en catalán. Yo soy de las pocas profesoras que imparte la clases en castellano», indica en declaraciones a este medio. Reconoce que «pese a ser una universidad claramente nacionalista, nadie me ha obligado a usar el catalán en mis horas de docencia». Sin embargo, sí se ha sentido, según dice, «señalada tanto por alumnos como profesores por no expresarme en catalán en las aulas». Roldán admite que la inmersión sí ha llegado a los grados pero que los másteres han quedado libres del rodillo lingüístico.

«Potenciaron sin problema el castellano y el inglés para atraer alumnado extranjero, especialmente latinoamericano», apunta la docente. Respecto al caso del alumno de Toledo que topó con la intransigencia lingüística de la universidad en la que trabaja, Roldan considera «injusta y totalmente incorrecta la situación», sobre todo «tratándose de una institución pública que financiamos todos».

Alumnado extranjero
Fuentes de la Secretaría de Universidades consultadas por ABC, precisan que Cataluña, después de Madrid, es la comunidad que recibe más alumnos de otras comunidades y que esta cifra ha aumentado ligeramente en los últimos años –el curso pasado había registrados 13.719 estudiantes de otras comunidades, lo que supone un 8,22 por ciento del total; frente a los 12.263 que había en el curso 2014-2015 (7,44 por ciento)–. El número de estudiantes extranjeros también ha ido al alza. El curso 2014-2015 se matricularon en las universidades catalanas 9.095 estudiantes exranjeros, un 5,4 por ciento del total; cifra que el pasado curso aumentó hasta los 12.239 alumnos, un 7,1 por ciento con respecto al total. La llegada de alumnado extranjero a los másteres ha sido también un factor común en las universidades públicas catalanas. Según la Secretaría de Universidades, el curso 2017-2018 , un total de 10.147 alumnos de máster (37 por ciento) procedían de otros países y 3.429 (17,6%) del resto de comunidades españolas.

El grueso de los alumnos extranjeros que cursan posgrados procede de Latinoamérica, seguido de Europa y Ásia.

Independencia de Cataluña
Detenidos nueve independentistas por planear atentados terroristas
Los independentistas detenidos pasarán a disposición judicial el jueves
OKDIARIO  23 Septiembre 2019

La Guardia Civil ha lanzado este lunes un operativo por orden del Juzgado Central número 6 de la Audiencia Nacional dirigido por el juez Manuel García-Castellón contra independentistas radicales catalanes que se ha saldado con nueve detenidos acusados de delitos de terrorismo.

Se trata de personas vinculadas a los Comités de Defensa de la República (CDR).

Según informan fuentes policiales y confirma el Ministerio de Interior estas personas planeaban acciones violentas y fruto del operativo en el que se han realizado varios registros se han incautado documentación y material informático y además se han localizado materiales para hacer explosivos de forma abundante "susceptibles de ser empleados en la fabricación de artefactos, a la espera de confirmación por los especialistas".

El operativo, que ha comenzado a las 5 horas de esta mañana, se está llevando a cabo en los municipios de Sardañola del Vallés , Mollet del Vallés, Sabadell y San Vicente de Torelló, donde los agentes sitúan "la base de operaciones" de los detenidos. Los independentistas detenidos pasarán a disposición judicial el jueves.

Se esperan una decena de detenciones más a lo largo de la mañana.

Sentencia del ‘procés’
El ministro del Interior en funciones, Fernando Grande Marlaska, ha admitido que la próxima sentencia del Tribunal Supremo en el juicio del procés a los líderes independentistas será un momento "especial" en Cataluña, por lo que el dispositivo de seguridad en la comunidad obedecerá a la evaluación policial que se haga, en coordinación con los Mossos.

"Creo que la sentencia a nadie se le puede escapar que va a ser un momento especial, en cuanto a las contestaciones desde el ámbito más radical", ha indicado el ministro del Interior. "Esperemos que la prudencia de todo el mundo minimice las posibles consecuencias", ha añadido.

Sobre si se aumentará el dispositivo policial en la comunidad, Marlaska se ha limitado a señalar que se estudiará por los órganos competentes en coordinación la policial catalana. "Ante circunstancias concretas se actúa con medios personales precisos y necesarios", ha subrayado, apuntado que se actuará teniendo en cuenta "la necesidad" y "la proporcionalidad".
 


Recortes de Prensa   Página Inicial